Defensa Ecuador

zapata.allisson

T2zxr

CAPÍTULO V - FASE 2: DENEGACIÓN DE JUSTICIA Y DAÑO AMBIENTAL

de cartas y supuestas videncias, no han acreditado

los elementos legales de sus respectivas acusaciones.

2.2.1. El Tribunal no tiene jurisdicción para

decidir sobre el reclamo de denegación de justicia

y sobre las otras pretensiones de Chevron –Texaco

bajo el Tratado

Si bien el Tribunal concluyó en su laudo parcial

que Chevron puede reivindicar derechos y

defensa como exonerada, conforme al Contrato de

Ejecución y liberación de 1995, esa determinación

limitada no aborda la impugnación de la República

a la jurisdicción del Tribunal sobre la reclamación

de Chevron por denegación de justicia y las

reclamaciones afines conforme al tratado. 180

En su análisis de la jurisdicción sobre las

reclamaciones de Chevron en la Fase Procesal

1, este Tribunal observó, expresamente, que las

reclamaciones de la petrolera relacionadas con el

tratado plantean graves cuestiones jurisdiccionales,

ya que Chevron no realizó ninguna inversión

conforme a ninguno de los acuerdos de concesión

de Texpet; nunca fue miembro del Consorcio; no

fue firmante o parte nombrada en el Contrato de

Ejecución y liberación de 1995, y aparece por

primera vez en la cronología de esta causa en 2001,

después de la “fusión” con Texaco.

Chevron, entonces, no puede alegar exitosamente que

realizó una inversión conforme al TBI, para generar la

jurisdicción de este Tribunal sobre sus reclamaciones

en el presente arbitraje. Si su caso se detuviera en este

momento, este Tribunal podría negar la jurisdicción

sobre las reclamaciones de Chevron en virtud del

Artículo VI (1) (c), sujeto solo al argumento residual

de que aún puede presentar sus reclamaciones como

propietaria indirecta de Texpet. 181

El Tribunal no ha hecho ninguna determinación

definitiva sobre las objeciones de la República,

optando, en cambio, por juntarlas con el fondo

conforme al Artículo 21(4) de las Reglas de Arbitraje

de la CNUDMI. 182

Dado que Chevron no hizo ninguna “inversión” en

Ecuador, ni celebró ningún “acuerdo de inversión”

180. Texpet no tiene fundamentos para alegar una reclamación por denegación de justicia por no ser parte en el Litigio de Lago Agrio. Incluso el propio perito anterior de

las Demandantes — que ahora se desempeña como co-abogado — implícitamente reconoce ese punto evidente por sí mismo. Ver el Informe Pericial de Paulsson

(12 de marzo de 2012), 8 (“Como los procedimientos en Ecuador... fueron contra Chevron Corporation solamente, principalmente me refiero solo a Chevron en

esta Opinión.”). Tanto en esta Sección como en la Sección III del presente, la República también se refiere solo a Chevron.

181. Tercer Laudo Provisional sobre Jurisdicción y Admisibilidad de 27 de Febrero de 2012, 4.22-4.23.

182. Íd.

209

Similar magazines