Calderas de Biomasa Pellet, Leña y Astillas - KAPELBI

kapelbi.com

Calderas de Biomasa Pellet, Leña y Astillas - KAPELBI

Que hay que tener en cuenta al comprar una caldera?

Emisiones y eficiencia a potencias pequeñas

Una caldera debe tener bajas emisiones y una alta

eficiencia incluso a potencias bajas, ya que en

el 90% del tiempo la casa necesita una potencia

menor a la máxima de la caldera.

Cámara de combustión caliente

Para que el gas resultante de la combustión de la

madera se queme completamente es necesaria una

combustión a muy altas temperaturas, lo que exige

una cámara de combustión „caliente“, sin refrigeración.

Sólo así se consigue una alta eficiencia y bajas

emisiones, aptas incluso para futuras normativas.

Seguridad contra el retorno de llama

Una rotoválvula en la alimentación del combustible

y un ventilador de extracción de humos aseguran la

mayor seguridad contra el retorno de llama.

Limpieza y extracción de ceniza automáticas

El intercambiador de calor y la parrilla se deben

limpiar automáticamente, o ser muy fáciles de limpiar.

Las cenizas se deben extraer automáticamente

a un contenedor extraible.

Tecnología de regulación

Para ahorrar energía sin reducir el confort, hoy en

día hay controles por microprocesador con sonda

lambda, funcionamiento modulante y control de

calefacción dependiente de la temperatura exterior

con una tecnología avanzada.

Control de la temperatura de retorno (ver página 18)

Todas las calderas de madera necesitan un control

de la temperatura de retorno, para evitar problemas

de corrosión en el intercambiador de calor debidos

a condensaciones por baja temperatura.

Las calderas de pellet Kapelbi PE 7, 11, 15 y 25 tienen

un control de temperatura interno especial integrado.

De esta forma no es necesario una bomba de

control externa, reduciendo los costes de instalación

y funcionamiento.

Opciones de almacenamiento (ver página 29)

Hay que decidir donde guardar el combustible

anual (al menos suficiente para medio año). Normalmente

suele haber espacio en el sótano o en el

garaje.

Se puede adaptar una habitación existente o nueva

para almacenamiento de pellet colocando un tornillo

sin fin de extracción.

Cuando no se dispone de un lugar adecuado se

puede utilizar un silo de lona o un silo subterráneo.

Acumulador de agua caliente lo suficientemente

grande con suficiente intercambio (ver página 18)

Para que en verano se pueda absorber todo el calor

de un ciclo de encendido de la caldera, es necesario

un acumulador de agua caliente sanitaria

de dimensiones suficientes, con una superficie de

intercambio suficiente. Unos valores adecuados son:

para 7 y 11 kW 200 lt / 0,8 m²,

hasta 25 kW 300 lt / 1,5 m², hasta 50 kW 500 lt / 2,5

m² y hasta 90 kW 800 lt / 4,0 m².

Acumulador de inercia o buffer (ver página 22)

Para una caldera de pellet modulante moderna con

un acumulador de ACS suficientemente dimensionado

normalmente no es necesario un acumulador

de inercia o buffer.

Casos especiales en los que el buffer es necesario:

Demanda energética drásticamente menor a la

potencia nominal de la caldera. Caso de las casas de

poca energía con una mínima demanda energética

(por ejemplo 4 kW con –15°C de temperatura exterior).

En gran parte del tiempo la demanda energética

será menor a la potencia mínima de la caldera.

En los períodos de primavera y otoño cuando hace

falta poco calor, por ejemplo sólo para calentar el

cuarto de baño.

Para demandas de agua caliente mayores que

los normales o con puntas de demanda de agua

caliente fuertes, como en hoteles, bloques de

viviendas, duchas de instalaciones deportivas. Una

caldera de pellet puede necesitar hasta 20 minutos

desde que arranca hasta que llega a la máxima

potencia, lo que debe ser absorbido por un buffer.

Para calefacción por aire o si hay algún aerotermo

que comienza a funcionar sin que le de tiempo a la

caldera para reaccionar.

Para integrar una instalación solar en un sistema de

calefacción de baja temperatura.

Chimenea resistente a la humedad (ver página 20)

Igual que las modernas calderas de gasóleo o gas

aquí también es necesaria una chimenea resistente

a la humedad, para poder utilizar temperaturas de

humos bajas y obtener un rendimiento óptimo.

Los conductos de chimenea modernos de cerámica o

de acero inoxidable generalmente son resistentes a

la humedad. Las viejas chimeneas de ladrillo que ya

han llegado al final de su vida útil se pueden acondicionar

insertando un conducto de acero inoxidable

o material refractario sin tener que desmontar

las paredes.

4 Se reserva el derecho a realizar cambios debido a mejoras técnicas www.kapelbi.com

More magazines by this user
Similar magazines