septiembre-octubre de 2004

cogop.org

septiembre-octubre de 2004

septiembre-octubre de 2004


C uando pensamos en los

grandes avivamientos

que atrajeron multitudes

y que ayudaron a esparcir el

evangelio de Cristo por todos los

confines de la tierra, pensamos en

algo del pasado. Pensamos en los

grandes evangelistas acerca de los

cuales leemos en los libros de historia

y nos preguntamos, ¿volverá a

ocurrir? ¿Seremos algún día testigos

de eso? Más sin embargo, en la actualidad

están ocurriendo grandes avivamientos

y el evangelio está siendo

esparcido hasta los confines de la

tierra. ¿Por qué entonces pensamos

que el Señor no se está glorificando

en esta época? ¿Será acaso que como

en muchas ocasiones vivimos cómodamente

y dependemos de nuestros

propios ingresos, nos olvidamos de

que el Señor es omnipotente y que

continúa obrando milagros?

Hace un tiempo escuché a un

predicador hablar acerca de la conversión

del evangelista Billy Graham.

Billy Graham escuchó el evangelio de

labios de un predicador que había sido

ganado para el Señor por un vendedor

de zapatos. Aquel vendedor de zapatos

no predicaba desde un púlpito, sino

que compartía las buenas nuevas de

salvación mientras despachaba zapatos

como un dependiente. ¿Pensaría

aquel humilde vendedor de zapatos

que a causa de su predicación se

convertiría un hombre, como Billy

Graham, que habría de predicar la

Palabra del Señor en todo el mundo?

¿Pensaría aquel humilde vendedor de

zapatos que algún día al encontrarse

frente a su Señor y Salvador , se le

presentarían multitudes que fueron

ganadas como resultado de su ministe-

Diana M. García

rio? No lo creo. Yo creo que

aquel humilde hombre hablaba

de lo que había en su corazón,

compartiendo lo que de gracia había

recibido.

Hoy nos toca a nosotros esparcir

estas buenas nuevas y no mantenerlas

escondidas de la humanidad. En esta

edición dedicada a las misiones,

hemos decidido tratar diferentes

aspectos de la predicación de la

Palabra. Hay diferentes maneras de

transmitir el mensaje de salvación; sin

embargo, lo primordial es estar

preparados y equipados para hacerlo.

En adición tenemos que transmitir el

mensaje de manera comprensible para

el oyente, no solamente idiomática

sino también culturalmente. Tenemos

también que saber cuán importante es

que la pareja misionera se mantenga

fuerte no sólo para poder comunicar

mejor el evangelio, sino también para

poder dar testimonio de un matrimonio

cristiano feliz. Y por último,

hemos deseado traerle en esta edición

un artículo muy especial acerca de

cómo presentarle el mensaje de salvación

a los judíos, el pueblo escogido

de Dios. El mismo fue escrito por un

hermano de ascendencia judía quien

recibió al Mesías como su Salvador

personal.

¿Somos capaces de presentar a

Jesús en el mundo en que vivimos?

¿Podemos defender la verdad en la

que hemos creído? En medio de tanto

ruido y de tantos dioses que tiene la

humanidad moderna, ¿podemos presentar

y defender el cristianismo?

Disfrute con nosotros y prepárese

para llevar las buenas nuevas de salvación

a un mundo perdido y sumido

en tinieblas.

2 —Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

PERSONAL EDITORIAL

Editor Ejecutivo:

Fred S. Fisher, padre

Editor y Publicador:

Perry E. Gillum

Editora para el Castellano:

Diana M. García

Revisión:

Mareleney Rodríguez

Distribución:

Josué F. Reyes y Virginia Marrero

Diseño Gráfico:

Sixto Ramírez y Yenny Hernández

Junta Editorial:

Miguel Á. García S., Martha Restrepo,

Yahaira I. Márquez, Salomón Estrada,

José E. Rosa, hijo, Alexis Taveras

y Angélica Vargas

© Todos los derechos reservados

INFORMACIÓN

El Mensajero Ala Blanca es publicado bimestralmente

por White Wing Publishing House con oficina internacional

de redacción en: 3750 N.W. Keith Street,

Cleveland, TN 37312 • México - Impreso por Editorial Ala

Blanca (Franqueo Pagado - CR-DF- 031-98), Apartado

Postal 134-018, México, D.F. C.P. 07421, MÉXICO. Tel:

(52-555) 715-6346. • República Dominicana - Impreso

por Casa de Publicaciones Ala Blanca, Carretera de

Mendoza 222, Villa Faro, D.N., P.O. Box 1792, Santo

Domingo, REPÚBLICA DOMINICANA. Tel: (809) 592-

0355. Correo electrónico: iglesiaprof@codetel.net.do. •

Suscripción por un año $10.00 (E.U.A.) o su equivalente

en moneda nacional. • Published bi-monthly by the White

Wing Publishing House, 3750 NW Keith Street,

Cleveland, TN 37312. **Printed in MÉXICO by Editorial

Ala Blanca, Apartado Postal 134-018, México, D.F. C.P.

07421, México. Postage paid (CR-DF-031-98). Printed in

the DOMINICAN REPUBLIC by Casa de Publicaciones

Ala Blanca, P.O. Box 1792, Santo Domingo, Dominican

Republic. • Subscription rate for one year: US $10.00 or

its equivalent in national currency.

DECLARACIÓN DE FE

La Iglesia de Dios de la Profecía tiene sus raíces en la

iglesia establecida por Cristo y bautizada en Pentecostés.

Creemos en la autoridad profética y apostólica

de la Biblia como la Palabra inspirada, infalible e

inequívoca del Dios Trino y en su autoridad única en

materia de fe, prédica y práctica. Afirmamos que

Jesucristo es Dios encarnado y consubstancial con el

Padre, que nació de una vir gen y vivió sin pecado.

Creemos en Su poder, Su muerte vicaria y expiatoria,

Su resurrección corpórea, Su ascensión al Padre y que

vendrá por Su iglesia. Creemos en Su reino milenario

y eterno. Creemos que Él, con la participación del

Espíritu Santo, es el único medio disponible al

pecador para reconciliarse con Dios. Afirmamos que

Jesucristo es la cabeza de la iglesia y que ésta, Su

cuerpo, es llamada a ser santa y sin mancha, a andar

como Él anduvo: en amor, humildad, tolerancia, obediencia

y misericordia. Creemos en la unidad de los

creyentes, en la realidad del cielo y del infierno, en la

resurrección de los salvos para vida eterna con Cristo

y de los perdidos para condenación eterna.


Contenido

C o n t e n i d o

Segmento informativo

Columnas

2/ Pensamientos

Diana M. García, Editora

4/ Perspectivas

Fred S. Fisher, padre

Supervisor General

5/ Correo del lector

6/ De interés para ti, mujer

Olfa M. Reyes

7/ Misión: Juventud

Gabriel Elías Vidal

8/ Hombres de Dios

Salomón Estrada

9/ Rincón Infantil

Yenny Hernández

10/ Temas de Actualidad

Omar Velázquez Rivera

12/ Conozcamos de Religiones:

Misiones (quinta parte)

Martha Lucía Restrepo

15/ ¡Qué Interesante!

Sara Débora Correa

16/ Consejos Pastorales

José Meléndez Nieves

19/ Nuestra Historia

Miguel Á. García Sarceño

20/ Perspectivas Ministeriales

Miguel Á. García Sarceño

Artículos

¿Qué hay de nuevo?

Mensajero Ala Blanca

Volumen 54, Número 5

22/ Entrenados para alcanzar

José García

Director del Departamento

Mundial de Lenguajes

24/ Llevando la Palabra en un

lenguaje que se entienda:

Traduciendo la Palabra

de Dios

Yahaira Morales

Traductores Bíblicos Wycliffe

26/ Los judíos y el Mesías:

¿Cómo presentarlo?

Norberto Esusy

28/ El matrimonio y las misiones:

Fortaleciendo el Matrimonio

en el Campo Misionero

Ada Pagán

30/ Noticias

31/ Conociendo a nuestros

deres

Angélica Vargas

“Nos sentimos agradecidos a un amigo por algunas cuerdas

de terreno o por alguna cantidad de dinero, sin embargo,

por la libertad y el disfrute del universo entero y por los

grandes beneficios de nuestro ser, de nuestra vida, de

nuestra razón, de nuestra salud, nos creemos que no

tenemos obligación alguna”, Séneca

35/ En nuestra próxima edición

Diana M. García

9

mensajeroalablanca@wwph.com—3

7

19

26

28


Juan 4:35-38 es una proclamación

que Cristo hizo en Samaria. Esta

ciudad estaba ubicada a unos

cuantos kilómetros de Jerusalén

y tenía una población mixta.

A la gente que le gusta cosechar

también le gusta el olor a tierra. Esto

les lleva a invertir su dinero en el cultivo,

a levantarse temprano en la

mañana y a trabajar durante todo el

día. A ellos les gusta aprender a

conocer los contornos del terreno:

cuándo es el mejor tiempo para sembrar

cierta clase de semilla, y cuándo

darle descanso a la tierra. Un factor

importante de la cosecha consiste en

conocer los tiempos. Estar demasiado

temprano o tarde equivale a un

desastre.

A una corta distancia de la oficina

estatal en Virginia, E.U.A., donde

serví como supervisor de estado,

hay una granja lechera escondida

detrás de unas hermosas montañas.

Mientras me encontraba allí, comencé

a observar un sembrado de maíz

desde que sus primeras espiguillas

comenzaron a salir; vi cuando sus

mazorcas crecieron hasta llegar a su

crecimiento máximo. A su tiempo se

trajo la segadora trilladora para cortar

los tallos, las hojas y las mazorcas.

Esta cosecha fue entonces colocada

en una camioneta para ser transportada

hasta un granero donde sería

almacenada, ya que de no almacenarse

allí se podía dañar.

Jesús compartió dos leyes

inescapables sobre la cosecha.

PRIMERO, tenemos que VER la

cosecha. En este pasaje, el hombre

ciego fue sanado por Jesús. Cuando

fue tocado la primera vez vio a los

hombres como árboles. Al segundo

Perspectivas

4 —Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Por: Fred S. Fisher, padre, Supervisor General

“Cosecha a la vista”

toque, vio a los hombres claramente.

A nuestras iglesias están llegando

personas de diferentes partes del

mundo. Un pastor en Nueva York ha

dedicado un día especial llamado

“EL DÍA DE LAS NACIONES”.

Ahí se representan 20 naciones, culturas

y tradiciones diferentes. El

Señor nos pide que VEAMOS esta

cosecha.

SEGUNDO, tenemos que ser

CONSUMIDOS por la cosecha. En

una ocasión, el periódico Kansas

City Star presentó un artículo que

tenía una foto de unas segadoras trilladoras

que estaban a la orilla de

un campo lleno de trigo. Estas

máquinas cortaban todo lo que encontraban

a su paso desde México,

pasando hacia el norte por Texas,

Oklahoma, Iowa, Minesota, hasta

llegar a Canadá, cosechando el

grano dorado.

Hay una cosecha de almas que

está llegando de todas las naciones y

a todas las naciones—personas que

vienen de Sur América, Centro

América, México y el Caribe. Personas

que llegan de Europa, África y

Asia. Muchos ya están aquí, listos para

ser cosechados. A nosotros nos toca

amarlos y compartirles el evangelio de

Jesucristo. Mi oración es que Jesús

nos toque por SEGUNDA VEZ...para

que verdaderamente veamos a LOS

HOMBRES claramente.

Provea un lugar de refugio en su

iglesia donde estas personas puedan

aprender cosas sobre su hogar .

Dedíquese a educarlas para que se

conviertan en personas especiales

dentro del jardín de Dios, y que de esa

forman puedan también convertirse

en segadores del grano dorado.


Hermano Jorge Enríquez: No

quiero que ignoren la influencia de su

ministerio. Les recuerdo que “vuestro

trabajo en el Señor no es en vano”.

Esta nota es muestra de mi agradecimiento.

De una forma u otra, he

conocido de ustedes y he recibido

inspiración y fuerzas a través de su

ministerio. ¡El Señor les añada mil

veces más! No se detengan que “¡Lo

mejor está por venir!” Les dejo una

frase que impactó mi vida: “Por el

pasado ya nada puedes hacer , sólo

aprender de las experiencias vividas;

pero tu futuro será, tan brillante,

como tú elijas que sea”.

Luis Yoel Balbuena Pérez

Camagüey, Cuba

Miguel Ángel Gar cía Sarceño:

Es una bendición para mí poder saludarlo

deseándole las más ricas bendiciones.

Quiero que sepa que las

columnas que usted escribe en el

Mensajero Ala Blanca son una bendición

para mí. Puedo aprender

muchas cosas con respecto al ministerio.

El Señor lo continúe usando

como un canal de bendición para

todos nosotros.

David Ramón Ceballos

Argentina

Saludos. Espero que todos estén

bien. Me encanta leer sus revistas;

son de bendición y fortaleza a mi

vida espiritual. Oro por todos ustedes

para que Dios los llene de sabiduría y

Palabra, y de esa manera puedan

seguir este ministerio tan especial

que Dios ha puesto en sus manos.

Dios los bendiga mucho.

Tania Cardona García

Río Grande, Puerto Rico

Les escribo desde la República

Dominicana para felicitarles por su

revista. Me gusta mucho la sección de

música. Yo no soy músico pero la disfruto

mucho. Tenemos buenos músicos

en la iglesia y también un grupo de

pantomimas. Les digo que hemos sido

bendecidos con los jóvenes que participan

en la música y el grupo de pantomimas,

ya que siempre se esfuerzan

por dar lo mejor . Gracias al pastor

Cristino Cabrera por su apoyo. Oren

por nosotros y si visitan nuestro país

visiten la iglesia central en Higüey.

República Dominicana

Estimada Martha: Aunque no

me conoces deseo decirte que soy

lectora del Mensajero Ala Blanca.

Una joven de 17 años a quien le gusta

el periodismo y ¡me encanta la

revista! Soy miembro de la Iglesia de

Dios de la Profecía en Miches,

República Dominicana.

Karla Mary Sever

República Dominicana

El tema para la temporada de

retiros 2004-2005 es:

Oración... Poder... Búsqueda

Haga planes para venir y acompañarnos

en los Retiros Regionales de

Damas para adorar , compartir y

explorar la Palabra de Dios. Espero

verla en el próximo retiro.

RETIROS INTERNACIONALES

América Central

24-26 de septiembre de 2004

• Costa Rica

Caribe Hispano

5-6 de noviembre de 2004

• República Dominicana

Caribe de habla inglesa

febrero de 2005

• Islas Vírgenes

Europa

8-10 de abril de 2005

• Inglaterra

Pacífico Noroeste

15-17 de abril de 2005

• Washington

Anhelando compartir

Oración, Poder y Búsqueda.

Cathy Payne,

Directora Internacional

Para más información acerca de los

Retiros Internacionales, comuníquese

con el Ministerio de Damas al (423)

559-5337 ó por correo electrónico:

womens@cogop.org.

mensajeroalablanca@wwph.com—5


P

regunta: ¿Qué hacer con mi

hijo adolescente que con su

música rock a todo volumen

altera el bienestar de la

familia? Es importante reconocer

que el volumen alto puede ser la

manera que él utiliza para llamar la

atención. Por lo tanto, sé diligente y

escucha. Utiliza esa acción para

indagar acerca de su situación.

También el tipo de música que él

está escuchando es indicio de alerta.

La música provoca impresiones y

sentimientos en el interior del individuo;

inclusive puede alterar nuestro

estado de ánimo. Por ejemplo, la

música suave nos relaja, la música

fuerte nos altera, es decir , la música

puede provocar nostalgia o puede

exasperar nuestro espíritu.

La música de alabanza a Dios es

capaz de ganar batallas, como en el

caso del rey Josafat a quien Dios le dio

una victoria sobre sus enemigos por el

poder de la alabanza: “...Y se levantaron...los

hijos de Coré, para alabar a

Jehová el Dios de Israel con fuerte y

alta voz”, (v. 19b de 2 Crónicas 20:17-

24). Ese poder de la música, además

de la letra, también puede involucrar

el volumen y el ritmo.

Hablemos ahora de la música que

escuchan los muchachos hoy, sea rock,

salsa u otra. Mucha de esta música

secular a la que están expuestos los

jóvenes, los sociólogos expertos indican

que tiende a promover emociones

de violencia y destrucción. Se ha dado

el caso de actos de violencia realizados

después de un “concierto” de cierto

tipo de música. Esto es debido a que

cierta música promueve estados de

ánimo agresivos hacia uno mismo o

hacia otras personas. En realidad es

más que música, es una forma de

pensar o una mentalidad no deseable,

y me atrevo a señalar que en ocasiones

C O L U M N A

DE INTERÉS PARA TI, MUJER

un espíritu maligno está apoyando

el mensaje que esta música desea

transmitir a nuestros hijos.

Como madres, ¿qué podemos

hacer al respecto? En primer lugar ,

pide ayuda a Dios en oración para

que te dé autocontrol y sabiduría para

manejar la situación. En segundo

lugar, documéntate muy bien sobre el

tema y en tercer lugar , habla serenamente

y a solas con tu esposo para

que sea él quien dé dirección en el

método a utilizar para manejar la

situación. Si eres una madre soltera,

la dirección la recibes de Dios y la

pones en práctica bajo Su dirección.

Cuando ambos estén de acuerdo,

hablen con su hijo o hija y explíquenle

ampliamente su inquietud; el cómo

y el porqué de su preocupación.

Observen con detenimiento las actitudes

del joven, su rendimiento escolar,

su participación en actividades de

la familia y otros aspectos que en su

particular circunstancia considera

debe tener presente para utilizarlo

como trampolín de la conversación.

Es importantísimo no emitir juicio de

condenación. Conduzca la conversación,

y por ende al joven, hacia una

convicción personal, sin imposición.

Recuerden que el asunto no es lo alto

que escucha la música, sino el género

musical y el contenido de la letra.

Además de la posibilidad de que

necesite atención en algún aspecto de

su vida y esté diciendo: “Escúchenme”.

Este mismo proceso se aplicaría

si eres una madre soltera.

Como madre y esposa, es esencial

que seas leal al acuerdo que tuviste

con tu esposo, de lo contrario, no se

logrará el propósito. Por ejemplo, si le

quitan la música hasta que mejore las

calificaciones en la escuela, por favor,

no le concedas un “permisito” para no

ser tan estricta. De hacerlo, sabes que

6 —Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Por: Olfa M. Reyes

el muchacho ganó y habrá usurpado la

autoridad paternal.

Así que cuando hayas hecho tu

parte, sólo resta seguir orando a

Dios, siendo leal a tu esposo, confiar

en su dirección y esperar las promesas

del Señor: “Porque a su tiempo

segaremos, si no desmayamos”,

(Gálatas 6:9). Si tú no cuidas a tus

hijos y a tiempo atiendes sus inquietudes,

luego cuando desees hacerlo

quizás sea muy tarde. Manténte cerca

del Señor, sé sensitiva a Su Espíritu y

Él te ayudará a ser sensitiva a las

necesidades de tu familia.

Si tienes alguna inquietud sobre

situaciones en tu familia, déjamelo

saber y juntas pediremos dirección a

Dios sobre la misma y la compartiremos

por este medio. Si te has encontrado

ante una situación difícil y Dios

te ha dado el método para enfrentarla

exitosamente, compártela conmigo.

Me gustaría compartirla en esta

columna, ya que puede ser de ayuda

a alguna otra amiga o hermana.

¡¡Bendiciones!!

De interés para ti, mujer

Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: Olfa Reyes

olfa@cogop.org


En la vida nos vamos a encontrar

con muchas personas las cuales

influenciarán nuestras vidas en

diferentes maneras. De unos recibiremos

buenos consejos, pero de otros

recibiremos críticas destructivas. Entre

ellos, habrá personas que tratarán de

empequeñecer nuestras aspiraciones y

deseos. Esos son los que nos consideran

incapaces de lograr nuestros sueños

y aspiraciones, especialmente cuando

el ser cristiano está incluido en nuestros

planes para el futuro.

Recuerdo cuando tenía quince

años y tomé la decisión de irme a

estudiar a la capital de mi país de origen.

Estaba aterrado pero a la misma

vez emocionado ante las posibilidades

de estar en un centro de estudio

superior al de mi pueblo natal. Le

conté esto con emoción a uno de

mis familiares cercanos, quien me

respondió en una manera tan negativa

que me propuse lograr mis objetivos

haciendo esfuerzos sobrenaturales, de

ser eso necesario.

Ese familiar me dijo que me daba

tres meses para que regresara derrotado,

como otras personas lo habían

hecho antes. No existe duda alguna de

que esta persona subestimó el calibre

de mis aspiraciones y retó mi intelecto.

Durante los siguientes tres años me di

a la tarea de no fracasar. Hubo momentos

difíciles, pues era la primera vez

C O L U M N A

MISIÓN JUVENTUD

que me alejaba de mi familia cercana.

Recuerdo cómo en una ocasión Dios

usó a una profesora para hacerme recapacitar

ya que a los pocos meses de

haber salido de mi pueblo estuve a

punto de olvidarme de todo y regresar .

Ella, sin embargo, me detuvo insistiendo

que eran cosas de niños y que no me

atreviera a regresar . Por la gracia de

Dios, la cual siempre estuvo conmigo,

pude no sólo permanecer en la fe del

Señor sino terminar con honores mis

estudios, aprobando todas las materias

y graduándome de perito contador en

una de las escuelas más estrictas del

país. El conocimiento que adquirí en

esa escuela me ha permitido ejercer

varias de las posiciones que he tenido

en diferentes empresas y me ha ayudado

a ejercer con éxito varias posiciones

importantes en la iglesia.

El enemigo pone a muchas personas

en nuestro camino para desalentarnos

en la vida y también en las

cosas de Dios. La misma Biblia está

llena de ejemplos de tales personas,

entre las cuales podemos mencionar a

Sambalat, Tobías y el árabe, quienes

fueron un dolor de cabeza para

Nehemías. Saúl quien fue un dolor de

cabeza para David y Acab con Elías,

entre otros. El desaliento no es de Dios

y los desalentadores muchas veces se

dejan usar por el enemigo para impedir

que Dios cumpla Su plan divino en

Por: Gabriel Elías Vidal

nosotros. El Espíritu del Señor nos

guiará a toda verdad, si en Él ponemos

nuestra confianza. Si Dios es con

nosotros, ¿quién podrá contra nosotros?

Muchas veces recitamos estos versos;

sin embar go, cuando viene alguien y

nos desalienta, nos olvidamos del

poder que radica en la fe de la Palabra.

Cuando te propongas algo que sabes

traerá bendición a tu vida y reconozcas

que es de Dios, no permitas que nada

ni nadie te enlace con su opinión,

sino marcha hacia adelante como lo

hicieron Nehemías, David y Elías. La

persona que me condenó a regresar a

los tres meses derrotado, todavía me

está esperando, más de veintitrés años

después. Filipenses 4:13.

Misión: Juventud

Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910 Cleveland, TN

37320-2910 EUA

Atención: Gabriel Elías Vidal

misionjuventud@cogop.org

mensajeroalablanca@wwph.com—7



Mas recibiréis la virtud

del Espíritu Santo que

vendrá sobre vosotros;

y me seréis testigos en

Jerusalem, y en toda Judea, y

Samaria, y hasta lo último

de la tierra”, (Hechos 1:8).

En este verso encontramos

las últimas palabras que

Jesús le dijo a Sus discípulos antes de

ser alzado en una nube para desaparecer

ante sus ojos. Cuando Él les

dijo: “y me seréis testigos”, no sólo

se lo dijo a ellos sino que también

se lo dijo a todos los que creyeran en

Él por palabra de ellos. Yo he creído

y me incluyo en este grupo de personas

que han de ser testigos de las

grandes maravillas que Él hizo y

continúa haciendo.

Para tener una perspectiva

misionera aceptable y dejar que ésta

nos impulse a la acción, necesitamos

comprender bien la gran tarea que

Jesús nos dejó. Las tres localidades

mencionadas en Hechos 1:8 se

encuentran en Israel. Nos es difícil ir

a Israel para compartir a Jesús; sin

embargo, no es difícil reunir fondos

a ser utilizados para evangelizar a

los ciudadanos de Jerusalén, Judea y

Samaria. Como hombres de Dios,

nuestra perspectiva misionera debe

tener por lo menos tres elementos

que nos ayudarán a cumplir el

mandato del Señor . Primero, necesitamos

estar convencidos de que

necesitamos evangelizar a otros.

Segundo, debemos recibir el entrenamiento

adecuado para ser efectivos.

Por último, conocer cuáles son

los retos que enfrentaremos.

C O L U M N A

La iglesia local puede estancarse

por mucho tiempo sin dar señales de

vida. Si realmente nos diéramos

cuenta de lo que está de por medio,

la vida o la muerte, creo que

tomaríamos más en serio nuestra

responsabilidad. Miles de hombres

mueren diariamente y el fin que les

espera es la muerte eterna. Al evangelizar,

nosotros compartimos todo

lo que Cristo hizo por nosotros. Él

nos asegura vida eterna, y aquí en la

tierra nos da amor , gozo y paz. El

evangelio se propagaría a pasos agigantados

si cada cristiano le hablara

a una persona semanalmente, y discipulará

a uno cada año. Esto nos

lleva al siguiente elemento: el entrenamiento.

Muchas veces no nos atrevemos

a evangelizar por temor al rechazo.

Este temor se eliminaría si tuviéramos

la confianza de saber lo que

estamos haciendo. Un principio que

debemos aprender es que a quien rechazan

no es a usted, ni su mensaje.

No todos reciben las buenas nuevas

con los brazos abiertos. El entrenamiento

nos motivará a seguir adelante

hasta llegar a la casa o corazón

que nos abra la puerta. Después que

la persona recibe a Cristo, necesitamos

saber cómo ayudarle a integrarse

8 —Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

H O M B R E S D E D I O S Por: Salomón Estrada

PERSPECTIVAS

MISIONERAS

PARA LOS HOMBRES DE DIOS

al cuerpo de [Cristo] para

que también llegue a ser un

miembro productivo. El

propósito de esta columna

no es proveer entrenamiento

sino crear un despertar a

la necesidad existente de

que cada uno de nosotros

necesitamos saber cómo

ganar almas para el Señor.

El último elemento que nos ayudará

a tener una perspectiva misionera

correcta es que optar ganar

almas para Cristo va a ser un reto. Lo

más difícil de enfrentar es que nuestro

enemigo, el diablo, tiene a las

almas muy cómodas sirviéndole a él

en el pecado. Al hablarles de Cristo

se van a incomodar y aun van a pensar

que es muy difícil seguir al Señor

Jesús. Pero no se dé por vencido.

Siga adelante y piense en el gran

gozo que hay en el cielo cuando un

pecador se arrepiente. Recuerde que

en aquel día cuando esa persona se

encuentre ante la presencia de Dios y

Dios mismo le dé la bienvenida al

cielo, se sentirá muy agradecido de

que usted le ayudara a librarse de la

muerte eterna. Recuerde, para tener

una perspectiva misionera correcta

necesita entrenarse en la evangelización

y estar dispuesto a vencer

cualquier reto que se le presente.

Puede dirigir toda correspondencia a:

Hombres de Dios/Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: Salomón Estrada

hombresdedios@aol.com


VALOR QUE RESALTA LA VIDA DE DANIEL

Durante su vida, Daniel demostró LEALTAD. La lealtad tiene que

ver con el sentido de apego, fidelidad y respeto que nos inspiran

las personas a las que queremos o las ideas con las que nos

identificamos. Los que son leales poseen un alto sentido del

compromiso y ello les permite ser constantes en sus afectos y

cumplidores de su palabra. Daniel nos da una muestra muy clara

de este valor ya que a pesar de ser escogido por el rey, nunca

permitió ser contaminado con su comida y actividades. Cuando

se le pidió que dejara de alabar a su Dios, no lo hizo a pesar de

ser condenado a muerte. Él guardó su corazón para Dios.

C O L U M N A

RINCÓN INFANTIL Por: Yenny Hernández

BIOGRAFÍA

Cuando Daniel fue escogido por el rey, ¿qué se propuso en su corazón?

____________________________________Daniel 1:8-17

¿Qué le interpretó Daniel al rey? __________________Daniel 2

¿Cómo se llamaba el rey? _______________________Daniel 2

¿Para qué fue llevado Daniel ante el rey? ___________________

_______________________________________Daniel 5

¿Por qué razón fue llevado Daniel al foso de los leones? _________

_______________________________________Daniel 6

¿Qué visiones tuvo Daniel desde el capítulo 7 hasta el 12? ________

_____________________________________________

____________________________________________

Si quieres conocer más sobre la vida de Daniel, puedes encontrar más información en el libro de Daniel.

Nos gustaría conocer tus datos y mantener contacto contigo. No olvides escribirme a esta dirección:

mensajeroalablanca@wwph.com

E

M

I

E

P

I

L

L

E

S

F

A

A

D

I

E

N

R E

Para salir de esta espiral, ve anotando en los cuadritos,

las letras que vas encontrando. Comienza en el centro.

S

A

R

D

O

I


E

l enemigo de nuestras almas

trata a diario de cautivar ,

influenciar y tomar nuestra

mente, pues sabe que una vez

tomado el control de nuestros pensamientos

ha ganado la batalla. Pero

en este tiempo, más que nunca,

debemos recordar las palabras del

apóstol Pablo: “Para que Satanás no

gane ventaja alguna sobre nosotros;

pues no ignoramos sus maquinaciones”,

(2 Corintios 2:1 1). En esta

época de comunicaciones, publicidad

y consumismo es necesario

guardar una estrecha comunión con

nuestro Dios, pues recuerde que de

la abundancia del corazón habla la

boca, y ¿de qué está alimentando su

vida cotidianamente?

Se estima que las personas que

habitan en las grandes urbes ven un

promedio de 1,500 anuncios todos

los días del año. Pocos conocen que

esos anuncios pueden llevar mensajes

escondidos como fotos o

sonidos que no son captados por el

consciente. Estos elementos escondidos

son conocidos como mensajes

subliminales.

La palabra “subliminal” viene

del latín sub “por debajo de”, y limen

“umbral”. La misma hace referencia

a aquellos estímulos que no alcanzan

la intensidad necesaria (intensidad

liminal o umbral) para ser percibidos

o diferenciados de forma consciente,

pero que pueden producir respuestas

semejantes a las de un estímulo

similar, y cuya intensidad sea superior

al umbral. Dicho de otra manera,

son mensajes que no pueden ser percibidos

por los sentidos tradicionales

C O L U M N A

TEMAS DE ACTUALIDAD

(olfato, vista, oído). Se dice que son

escondidos, precisamente porque no

tenemos conocimiento, en condiciones

normales de lo que se almacena

en nuestro subconsciente.

Se ha llegado a la conclusión de

que nuestros procesos mentales están

divididos en dos grandes áreas: el

consciente y el subconsciente.

El consciente:

Es nuestra mente racional, la

mente que cuestiona y analiza. Los

estímulos sensoriales que el consciente

capta se encuentran en un

plano finito. Solamente ciertos rasgos

visuales, auditivos, del tacto y

del olfato son procesados con el consciente.

Fuera de ellos, la totalidad de

los estímulos restantes son procesados

por nuestro subconsciente.

El subconsciente:

Es la otra parte de nuestra mente

la cual nos domina sin saberlo.

Muchas cosas que hemos percibido

por años (aunque no las recordemos)

se encuentran en nuestro subconsciente.

Vivencias, momentos agradables

y desagradables, sonidos, sabores,

visiones, etc. Percepciones de rangos

finitos e infinitos son procesados por

el subconsciente.

Historia:

Se sabe que desde el año 1894 ya

se estudiaba sobre la comunicación

subliminal. En dichos estudios ya se

demostraba la existencia de la comunicación

oculta.

Los primeros experimentos de

mensajes publicitarios subliminales,

Por: Omar Velázquez Rivera

Mensajes subliminales: Violación del subconsciente

10—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

se dice que se iniciaron en 1957,

cuando se creó una “propaganda

invisible” para palomitas de maíz,

que se proyectaba en un cine. Esta

“propaganda invisible” consistía de

mensajes breves escondidos dentro

de otro que anunciaba una bebida

gaseosa.

El mensaje, que no era percibido

normalmente, decía: “Coma las

palomitas de maíz”, cada cinco

segundos, con una duración de

1/3000 de segundo. El efecto conseguido

en las personas expuestas

fue que tuvieron un impulso inexplicable

por consumir palomitas de

maíz y bebida. El resultado conseguido

a través de este experimento fue

que las ventas de palomitas de maíz

aumentaran en un 57.5% y las ventas

de las bebidas gaseosas aumentaran

en un 18.1%.

Algunos ejemplos de mensajes

de este tipo, dirigidos al subconsciente

son:

• Una imagen pequeña escondida

dentro de un gráfico de mayor

tamaño.

• Un texto de alta frecuencia, escondido

en una canción.

• Fotos que aparecen a alta velocidad

en un comercial de televisión.

Los anunciantes siguen utilizando

mensajes subliminales. La forma

más común se relaciona con temas

sexuales: palabras lujuriosas o siluetas

eróticas, tanto genitales como de

símbolos sexuales y de poder , que

resultan ser aberrantes al descubrirlos.

Numerosos estudios independientes

han mostrado que importantes

empresas utilizan mensajes sublimi-


“Jehová Señor, potente

salvador mío, tú pusiste

a cubierto mi cabeza en

el día de batalla”,

(Salmo 140:7).

nales en sus anuncios, en las películas,

en las tiras humorísticas, en la

música y en los comerciales de televisión.

La televisión es el medio que

más se vale de mensajes subliminales.

Estos mensajes son iguales que

el primer experimento en los cines.

Un mensaje escondido se expone al

público por una fracción de segundo,

en varias ocasiones durante el comercial.

En la actualidad algunas tiendas

comerciales han introducido estos

mensajes en su música ambiental,

con el fin de que las personas que

están presentes en ese momento

compren un determinado producto.

Es terrible que en este tiempo nuestras

mentes puedan ser invadidas y

violadas por tantos mensajes aberrantes

durante repetidas veces en el

transcurso de un día.

El dios de este mundo se ha valido

de estos medios para poder bombardear

de una manera inmisericorde

las mentes de todas las personas y de

esta manera influenciarlos de manera

inconsciente a actuar de tal o cual

forma. Cabe destacar que no solamente

los mensajes tienen sugerencias

de carácter sexual, sino también

de muerte, destrucción y satanismo,

entre otros.

Ante esta situación no es válido

decir, “a mí no me afecta, porque yo

no quiero”, pues en el método subliminal,

la voluntad queda anulada y

también la selección de “esto sí, esto

no”. Lo explicamos con un ejemplo:

Si alguien propone “Satán es dios”, lo

más probable es que esta información

sea detenida y rechazada antes de

ingresar a la memoria. Pero si esta

información llega al revés o por anagrama

(desordenando sus letras o

sonidos): “soid se natas”, el mecanismo

de defensa queda desarmado y la

información se inscribirá en el subconsciente,

al derecho y ordenadamente.

Así ocurre con el mensaje subliminal

al estar invertido. El cerebro

lo acepta sin desconfiar y luego de

enviarlo al subconsciente como dijimos,

lo almacena en la memoria en

lugar de rechazarlo. Ante todos estos

medios altamente especializados, el

ser humano se ve violentado al nivel

de su libertad, de libre albedrío y de

sus medios ordinarios de defensa,

siendo víctima de una verdadera violación

de la consciencia.

Todo lo anterior no es una

exageración o un tipo de pensamiento

paranoico, pues recuerde que está

de por medio el lugar a donde va a

pasar la eternidad. No permitamos en

ninguna manera que nuestra cabeza

quede a los pies del enemigo, así

como quedó finalmente la cabeza de

Saúl ante el dios Dagón (1 Crónicas

10:9-11). Oremos al Señor para que

Él guarde nuestra mente en el día

de la batalla, pues piense en lo si-

guiente: ¿Le asombraría saber que ya

muchas veces usando los mensajes

subliminales le han inducido a actuar

de cierta forma?

________________

Bibliografía

1. Santa Biblia Reina-Valera revisión de 1960.

2. Diccionario enciclopédico Larousse conciso,

Ed. Larousse 2001.

3. Enciclopedia Encarta 2003 Microsoft

Corporation.

4. www.mercadeo.com/42_subliminales.htm

5. http://amen-amen.net

6. www.santuario.com

Temas de Actualidad/Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: Omar Velázquez Rivera

omar_velazquez_rivera@yahoo.com.mx

mensajeroalablanca@wwph.com—11


CONOZCAMOS DE RELIGIONES: MISIONES

Quinta parte

urante mucho tiempo personas de diferentes

corrientes doctrinales han enseñado sobre el

peligro de dejar entrar en las casas de los cristianos

a personas de diferentes sectas. Muchos

de ellos basados en el pasaje de 2 Juan 10, 1 1

que dice: “Si alguno viene a vosotros, y no trae esta

doctrina, no lo recibáis en casa, ni le digáis:

¡Bienvenido! Porque el que le dice: ¡Bienvenido!

participa en sus malas obras”.

Juan, en el versículo 7 habla de esa doctrina:

“Porque muchos engañadores han salido por el

mundo, que no confiesan que Jesucristo ha venido en

carne. Quien esto hace es el engañador y el anticristo”.

Teniendo en cuenta esta porción de la Escritura, y

sabiendo que los Testigos de Jehová no reconocen

que Jesucristo ha venido en carne1, D

es bueno no aceptar

la visita de un Testigo en la casa. Pero, es importante

notar el contexto en que escribió el apóstol Juan.

Durante el primer siglo, las vías que abrieron los

romanos, hicieron que los lar gos viajes pudieran ser

más seguros y fáciles de realizar , pero en esas lar gas

carreteras no se encontraban hoteles u hospedajes

donde la gente pudiera descansar. De esa forma, cuando

los maestros de la fe cristiana viajaban por esas carreteras

recorriendo el imperio romano, eran los cristianos

de cada localidad quienes les proveían el alojamiento

y la comida durante sus largos recorridos. No

pasó mucho tiempo para que maestros falsos como los

gnósticos se lanzaran a esos lar gos viajes, siendo a su

vez seguidos por muchos no religiosos que quisieron

aprovecharse de la generosidad de los cristianos con

alojamiento y comida gratis. De esta manera, cuando

Juan escribió tanto 2 como 3 de Juan, lo que realmente

estaba tratando de hacer , era prevenir a los cristianos

de los problemas que se presentaban con los llamados

“maestros”, ya que para ese momento las falsas

enseñanzas y herejías se habían mezclado en la iglesia,

de tal manera que él en su carta insta a averiguar

con discreción la verdadera motivación del visitante,

y la importancia de no alber gar visitantes que no

enseñen la verdad acerca de Cristo.

¿Cómo compartirle a un Testigo de Jehová?

Wilbur Lingle 2, supo de una conferencia para

otrora Testigos de Jehová que se dictaría en un lugar

cercano a su residencia, y queriendo encontrar una

respuesta que lo enfocara en el modo de compartirle

a los Testigos de Jehová acerca de Cristo, no dudó en

asistir a la misma. Una vez que se encontró en el

C O L U M N A

12—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Por: Martha Lucía Restrepo

lugar de la conferencia, preguntó sobre los motivos

que llevaron a éstos a dejar su religión, y descubrió

que el primer paso que dieron para su conversión a

Cristo, fue cuestionar todo lo que es y lo que representa

la or ganización de los Testigos de Jehová . El

cuestionar la or ganización los llevó a darse cuenta

que se trataba de una organización no confiable 3.

De esta manera, W. Lingle, entendió que lo realmente

importante al compartirle a un Testigo de

Jehová no es saber responder a los ar gumentos que

ellos manejan y con los que están dispuestos a

defenderse, ya que están bien entrenados para debatir

los aspectos doctrinales que difieren substancialmente

de la doctrina bíblica. W. Lingle entendió que

lo más importante al compartirle a los Testigos de

Jehová es restarle credibilidad a la organización en la

que han creído y hacerles perder la confianza que

han depositado en ella, llevándolos al campo

desconocido para el cual no han sido preparados, el

campo de las preguntas particulares que por acato o

respeto a las autoridades de la or ganización no se

atreven a hacer.

Querer exponer de forma amplia todos los aspectos

involucrados en esta difícil tarea no será fácil,

pero el lector debe conocer algunos puntos importantes

a tener en cuenta, sobre lo que debe y sobre lo

que no debe hacer , al momento de compartirle a un

Testigo de Jehová.

Lo que no se debe hacer

Cuando los Testigos de Jehová lleguen a las

puertas de su casa, aunque le resulte incómoda su

visita, no debe esconderse o fingir que no está, ya

que si no abre la puerta en esa oportunidad, esto hará

que ellos vuelvan una y otra vez hasta ser atendidos

por usted.

Algunos cristianos por su parte, abren las puertas

para pedirles que se marchen porque ellos son una

secta del diablo. Luego les cierran la puerta en la

cara, lo cual no los afecta porque lo que están viviendo

lo están sufriendo por amor a Jehová. De esa

forma, lejos de desanimarlos, los anima a seguir

siendo fieles a su doctrina.

Otros cristianos simplemente abren la puerta

para decirles que no tienen interés en conocer otra

religión. Generalmente, esta respuesta les hace creer

que los cristianos no tienen ar gumentos lo suficientemente

sólidos como para enfrentar su doctrina, y

por la misma razón no se exponen a que los convier-


tan, situación que les genera mayor

confianza en lo que creen. Otros cristianos

lo que hacen es alejarse asustados

cuando se encuentran frente a

frente con un Testigo de Jehová en la

calle, y los que no huyen tratan de

testificarles, pero después de varios

minutos de fuerte discusión desisten

y consideran que alcanzar a un

Testigo de Jehová para Cristo es una

tarea imposible.

Algunos cristianos aceptan hablar

con los Testigos de Jehová , sugiriéndoles

que les compartan por media

hora con la condición de que ellos los

escuchen después por el mismo espacio

de tiempo. Pero los Testigos, que

ya conocen este tipo de acuerdos,

antes de que el cristiano comience a

hablar, “recordarán” que tienen otra

cita importante que no puede esperar

y se irán, dejando al cristiano sin la

posibilidad de compartir lo que hay en

su corazón.

Entonces, ¿cómo podemos acercarnos

a los Testigos de Jehová y

romper las barreras religiosas y emocionales

que frente a los cristianos

tienen? ¿Cómo podemos hacerles

entender que la or ganización que

representan no es lo que ellos creen

que es? ¿Cómo podemos tratar con

ellos suficiente tiempo hasta dejar en

sus manos el mensaje de salvación?

W. Lingle en su libro “Acercándonos

a los T estigos de Jehová con

Amor”, dijo: “El Espíritu Santo no

bendice la ignorancia”, refiriéndose

al hecho que para compartirle el

mensaje de salvación a un Testigo,

debemos prepararnos muy bien,

teniendo en cuenta que los miembros

de dicha or ganización son super

adoctrinados para debatir y están listos

a responder a los versículos que

la mayoría de los cristianos utilizan.

Por otra parte, es importante conocer

muy bien su doctrina, no para debatir

mejor o dejarlos deslumbrados con

nuestro conocimiento, sino para

lograr entender lo que ellos realmente

creen.

mensajeroalablanca@wwph.com—13


Lo que se debe hacer

Debemos presentarles el plan de

salvación dándoles nuestro testimonio

personal en la primera sesión de

citas que se logre establecer con

ellos, cuando los Testigos de Jehová

aún estén en condición de oírnos.

Para esto es necesario preparar el testimonio

de tal manera que en pocas

palabras, pero muy claras, se puedan

tocar los puntos relevantes de nuestra

conversión. Además es necesario

preparar el testimonio a manera de

conversación, de tal forma que los

Testigos no sientan que se les está

predicando, sino compartiéndoles el

estado espiritual en que vivimos

antes de conocer a Cristo y lo que

ocurrió en nuestra vida cuando creímos

en Él y Le recibimos como

único Señor y Salvador.

Es importante tener encuentros

significativos durante varias semanas

con esos mismos Testigos de Jehová.

Estos encuentros no deben ser de

confrontación. Lo que se debe buscar

con estos encuentros es ganar su

corazón fomentando primeramente

una amistad sincera y que ellos

puedan así percibirla. Para lograr

esto se debe invertir mucho tiempo

con ellos, quienes adicionalmente

deben ver que realmente estamos

interesados en ellos como personas

y que nos estamos tomando tiempo

para aprender más acerca de su

religión.

De esa forma, podemos compartir

con ellos haciéndoles preguntas

cuyas respuestas ya sabemos (sin

darles las respuestas) para que sean

ellos mismos quienes saquen sus

propias conclusiones, sin sentirse

atacados.

Cuando los Testigos entiendan

que han sido engañados por la or ganización,

se sentirán heridos. Es en

esta etapa en la que el cristiano debe

intensificar la oración por los

Testigos con quienes ha estado compartiendo,

ya que aunque se encuentren

profundamente desilusionados

con la or ganización no la dejarán

fácilmente para involucrarse en otra

inmediatamente. El cristiano que le

comparte debe seguir manifestándole

su interés por él como persona y hacerle

saber que entiende por lo que él

está pasando. Todo esto nos ayudará

a guiarlos a una relación personal

con el Señor Jesucristo.

El objetivo final de un cristiano

al conversar con un Testigo de

Jehová debe ser guiarlo a la fe personal

en nuestro maravilloso Señor y

Salvador Jesucristo, mostrándole qué

es el pecado, la necesidad que el

hombre tiene de arrepentirse, la prueba

de que ni las obras ni ninguna

organización salvan, sino que la salvación

se adquiere al ser lavado con

la maravillosa sangre de Cristo.

No es bueno utilizar la Biblia en

las primeras cesiones, hasta que el

Testigo de Jehová realmente esté

escuchando y haya comenzado a

reflexionar por sí mismo. Algunos

Testigos de Jehová insistirán en que

se estudie la Biblia con ellos. Usted

podrá mostrarles que sus inquietudes

no están en la Biblia, sino en la organización

que ellos representan. Tenga

mucho cuidado y discierna bien el

momento para entrar a estudiar la

Biblia con ellos, ya que si mantienen

su negativa, ellos podrán negarse a

responder cualquier pregunta tocante

a la or ganización. Si decide estudiar

la Biblia con ellos, no estudien los

pasajes que ellos han memorizado y

sobre los cuales se encuentran bien

preparados. A los Testigos de Jehová

se les debe llevar al terreno de la

Biblia que sea desconocido por ellos.

El paso final después de llevarlos

a una fe personal en el Señor

Jesucristo como su Salvador , es

lograr que asistan a una iglesia de

sana doctrina. No obstante, es importante

entender que han sido adoctrinados

con falsas enseñanzas que

necesitarán olvidar antes de que

puedan comenzar a entender la verdad.

Por ejemplo, una de las

enseñanzas que han recibido, es que

cuando entran al edificio de una igle-

14—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

sia, Satanás está sentado en el quicio

de la puerta y saltará abruptamente

sobre ellos poseyéndolos. Esto hará

que sea muy difícil para los Testigos

entrar a una iglesia cristiana, aunque

ya hayan negado su fe.

Tomará mucho tiempo, amor ,

paciencia, estudio y oración para

ganar a un Testigo de Jehová . A

menos que se sea verdaderamente

persistente, todo el esfuerzo inicial

no servirá de nada.

Continuaremos con el tema en la

próxima edición.

_______________

1 Revista Mensajero Ala Blanca. Edición marzo/abril

de 2004, página 17.

2 Autor del libro: Acercándonos a los Testigos de

Jehová con amor.

3 Lingle, Wilbur. Acercándonos a los Testigos de

Jehová con amor . Ed. CLC, 1998 Bogotá,

Colombia, página 11.

____________________

Bibliografía

1. Cabral, J. Religiones, sectas y herejías. Editorial Vida:

Miami, Florida, 1982.

2. Carlson, Ron y Decaer, Ed. Hechos breves acerca

de falsas enseñanzas. Editorial Libros Compartir:

Bogotá, Colombia, 1999.

3. Caudet Yarza, Francisco. El cristianismo. Editorial

Astri, S.A.: Barcelona, España.

4. de Walter, Luisa J. ¿Cuál camino? Editorial Vida:

Miami, Florida, 1968.

5. Gómez, Enrique. El cristiano frente a las sectas (II

Edición). Centro Misionero Bethesda: Bogotá,

Colombia.

6. Lingle, Wilbur. Acercándonos a los Testigos de Jehová

con amor. Editorial Centro de Literatura Cristiana:

Bogotá, Colombia, 1998.

7. Silva Silva, Darío Sectas y sectarios. Actualidades

Casa Roca: Bogotá, Colombia, 1993.

8. Van Baalen, J. K. El caos de las sectas. Editorial

T.E.L.L: Grand Rapids, Michigan (EUA).

9. Sectas y grupos religiosos no cristianos, Guía Pastoral,

Conferencia Episcopal de Colombia 1994.

Secretariado Permanente del Episcopado

Colombiano: Bogotá, Colombia.

10. http://www.sectas.org/Artículos/test3.htm

11. http://www.irr.org

12. Biblia Reina Valera 1960 de Estudio Pentecostal.

Para más información o preguntas, escriba a:

Conozcamos de Religiones: Misiones

Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: Martha L. Restrepo

mar2@hotmail.com


C

uando está nublado o lloviendo,

siempre me pregunto

¿POR QUÉ EXISTEN las

lombrices?, mientras trato de

no pisarlas. Las lombrices nunca me

han gustado. Es por eso que decidí

buscar información acerca de ellas

para ver cuál es la razón de su existencia.

Realmente, después de haber

encontrado información acerca de

ellas, las respeto un poco más, pero

todavía no las tocaré ni las pisaré.

¿Sabía usted que las lombrices

mantienen la tierra fértil? La acción

de la lombriz al remover y airear la

tierra la hace más fértil. Las lombrices

miden unos pocos centímetros

de lar go; sin embar go, hay

una especie tropical que pueden

medir hasta ¡tres metros de

largo! El excremento de éstas

también ayuda a la textura de la

tierra. Ciertamente, todo lo

que el Señor creó lo hizo por

alguna razón, aunque no lo

entendamos. No creo que a

mí me hicieran falta si las

lombrices se extinguieran; sin

C O L U M N A

¡QUÉ INTERESANTE! Por: Sara Débora Correa

Las lombrices de tierra

embargo, su extinción afectaría

mucho la tierra y al afectar la tierra

entonces también afectaría la cosecha,

los alimentos y por fin llegaría a

afectarme a mí también. Todo lo que

el Señor creó, lo hizo perfecto, desde

los insectos más pequeños hasta el

animal más grande.

Si desea saber más sobre este tema, visite

las siguientes páginas de Internet:

http://www.familia.cl/ContenedorT

mp/Galletas_de_lombrices/lombrices2.htm

http://www.chapingo.mx/suelos/lom

briz.htm

Génesis 1:20-25:

“Y dijo Dios: Produzcan las

aguas reptil de ánima viviente, y

aves que vuelen sobre la tierra, en

la abierta expansión de los cielos.

Y crió Dios las grandes ballenas,

y toda cosa viva que anda arrastrando,

que las aguas produjeron

según su género, y toda ave alada

según su especie: vió Dios que era

bueno. Y Dios los bendijo diciendo:

Fructificad y multiplicad, y henchid

las aguas en los mares, y las aves

se multipliquen en la tierra. Y fué

la tarde y la mañana el quinto día.

Y dijo Dios: Produzca la tierra

seres vivientes según su género,

bestias y serpientes y animales de

la tierra según su especie: fué así.

E hizo Dios animales de la tierra

según su género, y ganado según

su género, y todo animal que

anda arrastrando sobre la tierra

según su especie: vió Dios que

era bueno”.

mensajeroalablanca@wwph.com—15


C O L U M N A

CONSEJOS PASTORALES

Por: José Meléndez Nieves

Siendo un cristiano universal o mundial

Apesar de que la iglesia establece

su fundamento en el Nuevo

Testamento, no podemos negar

que esta fe tiene sus raíces en

el Antiguo Testamento. Los patriarcas

y profetas fueron personas que

contribuyeron con la revelación que

Dios le dio al pueblo de Israel, y

consecuentemente a la iglesia.

En Abraham, encontramos la

universalidad de la misión que vino

desde el corazón mismo de Dios.

Abraham es conocido como el padre

de la fe. Una fe que le llevó a transcender

su cultura, grupo y tiempo

inmediatos.

En Moisés, vemos un líder en

quien Dios confió para que fuera y

cumpliera con una parte de la promesa

que le fue dada a Abraham. Por

medio de este hombre, Dios incrementó

Su revelación al pueblo y

renovó Su pacto, tornando a Israel en

una nación de sacerdotes y gente

santa.

Jesús le enseñó el evangelio a los

discípulos. Más tarde, cuando ocurrió

Su resurrección, ellos pudieron

entender su alcance universal. El

apóstol Pablo interpretó a Cristo y Su

mensaje en un contexto universal.

Esto fue demostrado a través de sus

viajes misioneros y sus cartas. Él es

reconocido como el apóstol a los

gentiles.

Hoy en día, el pentecostalismo

ha demostrado ser un movimiento

16—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

cuya visión misionera es la más

grande de todas. El creyente, el

misionero, el pastor y el evangelista

han sobrepasado las barreras denominacionales,

culturales, políticas,

económicas y sociales para lograr

compartir el mensaje de la reconciliación

y esperanza.

Abraham: Un hombre de visión—Padre

de naciones

El Llamado que Transcendió su

Cultura (Génesis 12:1, 2)

1. Su fe le fue contada por justicia

(Romanos 4:3; Gálatas 3:6;

Génesis 15:6).

2. Su cultura no le hizo detenerse, en

cambio él fue obediente al llamado

que recibió (Hebreos 11:10).

3. Él prefirió ser considerado un

extranjero y esperaba una mejor

ciudad (Hebreos 11:10).

Padre de Naciones y de Multitudes

1. En él fueron benditas todas las

familias de la tierra (Génesis 12:3;

22:18).

2. Su descendencia es grande (Génesis

15:5; 22:17).

3. Fue padre de muchas personas

(Romanos 4:17a).

4. Es considerado como padre de

todos nosotros (Romanos 4:16c).

5. Dios honró su fe e hizo un pacto con

él (Génesis 17:2-10; Gálatas 3:15-18).

6. En este pacto, Cristo es la simiente

de Abraham (Gálatas 3:16).


7.Aquéllos que son parte de la fe, son

hijos de Abraham (Gálatas 3:7).

a. Son bendecidos por un creyente

(Gálatas 3:9).

Moisés: En él es renovado el pacto.

Israel sería una nación de reyes y

sacerdotes.

1. El propósito del pacto no era asumir

la promesa de Abraham (Gálatas

3:17c).

2. La Biblia indica que Moisés prefirió

renunciar a los tesoros de Egipto

porque sus ojos estaban puestos en

el galardón (Hebreos 1 1:26). Este

hombre salió de Egipto por fe y

permaneció fiel, “mirando al Invisible”,

(Hebreos 1 1:27). Israel fue

una nación poderosa y tuvo un

reino de sacerdotes y gente santa

(Éxodo 19:6; Levítico 20:26; Deuteronomio

7:6-8; 27:18, 19).

3. Juan escribió que cuando Cristo

lava nuestros pecados con Su sangre,

Él nos hace reyes y sacerdotes

(Apocalipsis 1:6), y que reinaremos

en la tierra (Apocalipsis 5:10;

10:6). Pedro dijo que somos “linaje

escogido, real sacerdocio, nación

santa y pueblo adquirido por

Dios”, (1 Pedro 2:9).

4. El pacto que Dios hizo con Moisés

y el pueblo de Israel consistía en

practicar la misericordia con el

extranjero o con el gentil (Éxodo

22:21; 23:9; Levítico 19:10; 23:22;

19:34). El extranjero tenía la oportunidad

de celebrar la Pascua con

los israelitas (Números 19:14). La

ley indicaba que había que amar al

extranjero (Deuteronomio 10:19) y

que sus derechos no podían ser

violados (Deuteronomio 24:17).

Israel también fue exhortado a

invitar a los extranjeros a sus fiestas

solemnes y a los sacrificios

(Deuteronomio 16:1 1-14), y que

también ellos tenían derecho de sacrificar

a Dios. Si pecaban involuntariamente,

ellos se beneficiaban

del perdón dado a un individuo o a

la comunidad. También eran beneficiados

porque las ciudades de

refugio les protegían contra cualquier

enemigo (Levítico 17:8;

Números 15:14, 26, 29; 35:15).

La visión universal del cristiano en las

enseñanzas de Jesús y los apóstoles

Mateo

1. Las profecías del Antiguo Testamento

se cumplieron en Cristo y

el cumplimiento se repitió frecuentemente.

2. Sobresale la misión de Cristo a los

judíos (Mateo 10:5, 6; 15:24).

3. La palabra “reino” aparece cincuenta

veces y el reino de los cielos,

treinta.

4. Mateo demostró un interés por la

vida organizada de la iglesia. Este

es el único evangelio que usa la

palabra “ekklesía”.

a. Con relación a la iglesia, Mateo

hace mención de su misión; la

presencia de Dios en ella:

“Porque donde están dos o tres

congregados...”, (Mateo 18:20);

y su disciplina (18:17).

5. Mateo presentó la enseñanza

sobre el amor universal (Mateo

5:43-47). Él nos anima a: amar a

nuestros enemigos; bendecir a los

que nos maldicen; hacer bien a los

que nos menosprecian y a los que

nos persiguen, enfatizando que

Dios permite que el sol brille

tanto sobre buenos como malos, y

que la lluvia cae tanto sobre justos

como injustos.

6. Hizo mención de la parábola de la

fiesta de bodas (Mateo 22:1-14).

En dos ocasiones un rey invitó al

pueblo a las bodas de sus hijos,

pero los invitados no asistieron.

Las personas que fueron invitadas

no eran dignas (v. 8). Por tanto, el

rey envió a sus siervos a ir por los

caminos (v. 9) y juntar a todas las

personas que encontraran, buenas

y malas (v . 10). Aquí Mateo presentó

el concepto de que Israel no

quiso aceptar al Mesías y por

tanto, Dios buscó a otros pueblos.

7. La Gran Comisión aparece en Mateo

28:19, 20.

a. “Por tanto, id, y haced discípulos

a todas las naciones”.

b. “Bautizándolos en el nombre del

Padre, y del Hijo, y del Espíritu

Santo”.

c. “Enseñándol es que guarden todas

las cosas que os he mandado”.

Marcos

1. Se cree que Marcos, en su evangelio,

estaba pensando en los cristianos

gentiles.

2. Es evidente que no era adaptable,

especialmente para los lectores

judíos, por el hecho de que hizo

pocas referencias a las profecías que

aparecen en el Antiguo Testamento.

3. La explicación de las palabras que

usaban los judíos y sus costumbres

es indicio de que el autor

estaba considerando a los gentiles

mientras escribía (3:17; 5:41; 7:1-

4, 11, 34).

4. Marcos habla sobre el caso de la

mujer que era griega, y sirofenicia

de nación (Marcos 7:24-30).

5. También hace mención de la Gran

Comisión (Marcos 16:15-18).

Lucas

1. El evangelio de Lucas es un evangelio

universal. Hizo que los cristianos

se unieran dentro del marco

de la historia universal. Se presentan

las genealogías, yendo hacia

atrás, hasta Adán.

2. La fe del centurión romano conmovió

a Jesús (Lucas 7:1-10), el

versículo 10 dice que: “Al regresar

a casa los que habían sido enviados,

hallaron sano al siervo que

había estado enfermo”.

3. La parábola del banquete que se

mensajeroalablanca@wwph.com—17


encuentra en Lucas 14:15-24 presenta

el caso de un hombre que

hizo una cena e invitó a muchas

personas (v. 16); sin embargo, cada

invitado tenía una excusa para no

asistir. Entonces, él envió a sus

siervos a ir a las calles de la ciudad

e invitar a los pobres, los cojos y

los ciegos. Luego, los envió por

los caminos y vallados... representando

así la universalidad del

evangelio. Jesús les recuerda a Sus

discípulos que necesitan predicar

el arrepentimiento y perdón de

pecados, en Su nombre, a todas las

naciones (Lucas 24:44-49).

Juan

A pesar de que los pensamientos

de Juan eran más teológicos, el

primer capítulo me llama la atención.

1. “A lo suyo vino, y los suyos no le

recibieron”, (1:11).

2. “Mas a todos los que le recibieron,

a los que creen en su nombre, les

dio potestad de ser hechos hijos de

Dios”, (v. 12). Ambos versículos

nos presentan la universalidad del

evangelio.

El libro de los Hechos

1. Fue escrito por Lucas.

2. Habla también sobre la comisión

de Jesús, de predicar el evangelio

hasta los fines de la tierra (1:8).

(Que hagamos discípulos.)

3. Menciona la visión de Pedro en

Hechos 10:10-18. “Lo que Dios

limpió, no lo llames tú común”,

(v. 15). En este versículo Dios

confrontó a Pedro para que llevara

el mensaje a los gentiles, representados

por Cornelio.

4. Hace referencia de la iglesia en

Antioquía (Hechos 1 1:19-30).

Cuando Bernabé llegó, “y vio la

gracia de Dios, se regocijó, y

exhortó a todos a que con propósito

de corazón permaneciesen

fieles al Señor”, (v. 23).

Pablo y su influencia sobre

la iglesia

La conversión de Pablo causó

gran asombro dentro de la iglesia. El

apóstol le dijo a los gentiles en Hechos

18:6: “Yo [estoy] limpio; desde ahora

me iré a los gentiles”. En sus cartas

dirigidas a los romanos, gálatas y efesios,

él tendía a presentar la unidad del

pueblo cristiano entre los judíos y los

gentiles. (Mencionando a ambos pueblos

en su famosa expresión: “al judío

primeramente, y también al griego”.)

La manera en que Pablo pensaba

era muy avanzada para su tiempo. Él

visualizaba un evangelio transcultural.

Como escribió en 1 Corintios

9:19-23: “Por lo cual, siendo libre de

todos, me he hecho siervo de todos

para ganar a mayor número. Me he

hecho a los judíos como judío, para

ganar a los judíos; a los que están

sujetos a la ley (aunque yo no esté

sujeto a la ley) como sujeto a la ley ,

para ganar a los que están sujetos a la

ley; a los que están sin ley , como si

yo estuviera sin ley (no estando yo

sin ley de Dios, sino bajo la ley de

Cristo), para ganar a los que están sin

ley. Me he hecho débil a los débiles,

para ganar a los débiles; a todos me

he hecho de todo, para que de todos

modos salve a algunos. Y esto hago

por causa del evangelio, para hacerme

copartícipe de él”.

El cristianismo universal ante

la reflexión paulina de un

evangelio transcultural

El mensaje del evangelio necesita

ser contextualizado. El significado

o mensaje cristiano no se puede dejar

18—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

perder en el proceso de la comunicación.

La contextualición responde

a la atmósfera cultural y también al

trasfondo social, lingüístico e histórico

en el cual un individuo, región o

grupo de personas reciben la revelación

de Dios.

Un cristiano se convierte en un

cristiano universal o mundial cuando

entiende el amplio proceso de Dios

en Cristo. Él puede ver un mundo

lleno de posibilidades a través de

Cristo y, a su vez, un mundo lleno de

personas sin Cristo. Como también

puede ver sólo una pequeña parte con

Cristo.

Un cristiano mantiene su visión

mundial o universal cuando se convierte

en un cristiano universal. De

esta manera, se une a otros cristianos

en el mundo y planifica obedecer la

visión. Un cristiano obedece la visión

mundial cuando la edifica regularmente,

la enseña con amor de una

manera directa y la comparte con

otros cristianos.

Que el Señor le bendiga y ayude

a ser obediente a la visión transcultural.

Consejos Pastorales/Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: José Meléndez

pastormelendez@yahoo.com


M

e es un privilegio cooperar

de manera eventual en el

proyecto que busca explicar

las diferentes corrientes que

convergieron para producir el origen

y la identidad de la Iglesia de Dios de

la Profecía. Este proyecto nos lleva a

una serie de artículos que abordan: la

influencia de los reformadores del

siglo XVI, la influencia anabaptista,

la influencia del metodismo, la influencia

del pentecostalismo, etc., en la

historia moderna de la Iglesia de Dios

de la Profecía.

Para ello hemos seleccionado a

un grupo de ministros que tienen

una amplia experiencia y trayectoria

ministerial, como también una sólida

formación académica. Uno de estos

ministros cooperadores es el hermano

Joel Meletz, guatemalteco, licenciado

en teología, quien nos presentará:

La influencia del pentecostalismo

en la Iglesia de Dios de la Profecía 1

El antecedente más lejano de los

movimientos entusiastas o pneumáticos

en la historia de la iglesia, se

remonta al siglo I, de nuestra era.

Posteriormente se allana el camino

para su resurgimiento, al aparecer, en

el siglo XVIII, el metodismo con

Juan Wesley, quien se convierte en el

padre de los movimientos de santidad

de Norteamérica del siglo XIX.

Éstos a su vez, dieron a luz el

movimiento del pentecostalismo del

siglo XX. Wesley estableció una dis-

C O L U M N A

NUESTRA HISTORIA

¿Qué corrientes teológicas

convergieron en el origen de la Iglesia

de Dios de la Profecía?

tinción entre los santificados y los

cristianos comunes.

Los avivamientos subsiguientes

del siglo XIX, bajo Charles Finney

y D.L. Moody , se introducen en

las iglesias de la época con la

metodología del avivamiento. Finney,

juntamente con el movimiento de

santidad, fueron el puente histórico

de mayor importancia entre el wesleyanismo

primitivo y el pentecostalismo

moderno. En su teología

incluía la experiencia del bautismo

con el Espíritu Santo. Él se esforzó

por guiar a la gente a una crisis espiritual

intensa, e hizo del avivamiento

una institución, luego del movimiento

de santidad, para llegar finalmente

al pentecostalismo.

El movimiento de santidad

influye en un amplio sector de la

iglesia protestante, para luego dar

paso al pentecostalismo, el cual nace

en un ambiente o escena favorable.

Ese ambiente había despertado en

muchos cristianos el interés por lo

profético. En este ambiente se propone

una segunda obra de gracia o

sea una experiencia extraordinaria

posterior a la conversión. Uno de los

impulsores de este movimiento lo fue

el Dr. Torrey, quien explicaba que el

bautismo del Espíritu Santo es una

obra separada y distinta de la obra de

regeneración. O sea que un creyente

podía ser regenerado, y no poseer el

bautismo con el Espíritu Santo, tampoco

estar capacitado para el servicio

cristiano, al menos que recibiera esta

Por: Miguel Ángel García Sarceño

experiencia del bautismo con el

Espíritu Santo.

El origen del pentecostalismo del

siglo XX salió a luz pública bajo el

ministerio de Charles Parham (1873-

1921). Su visión era restaurar “la fe

apostólica”. Él enseñaba que era

necesaria la santificación como una

segunda obra de gracia, subsiguiente

a la regeneración. Esta experiencia

preparaba al individuo para el

bautismo con el Espíritu Santo. La

escuela bíblica que fundó en Topeka,

Kansas, fue el lugar donde Agnes N.

Ozman, según algunos, fue una de

las primeras personas en recibir el

bautismo con el Espíritu Santo.

Desde ese momento, Parham enseñó

que el don de lenguas era la evidencia

bíblica de recibir el bautismo con

el Espíritu Santo.

Más tarde uno de sus alumnos, J.

Seymour, enfatizó los tres pasos del

camino de salvación: La regeneración,

la segunda bendición o sea

la crisis definitiva de santificación y

el bautismo con el Espíritu Santo

acompañado con el don de lenguas.

Es en esta escena donde aparece

el hermano A.J. Tomlinson. Cuando

joven, Tomlinson, un místico cuáquero,

aceptó la enseñanza sobre la

sanidad en la expiación, enseñada

por la evangelista Carrie Judd

Montgomery, de Santidad Pentecostal.

Antes de que despuntara el nuevo

siglo, él también había aceptado la

doctrina de la completa santificación,

Continúa en la página 35

mensajeroalablanca@wwph.com—19


C O L U M N A

PERSPECTIVAS MINISTERIALES

El crecimiento cuantitativo es fruto del

crecimiento cualitativo

Desde la perspectiva de los paradigmas de crecimiento

antropológicos, el crecimiento cuantitativo no

siempre guarda relación con el crecimiento cualitativo.

Es decir, divorcian por completo el crecimiento cuantitativo

del cualitativo. Esto no está de acuerdo con lo que

la Biblia enseña acerca del crecimiento integral de la

iglesia. En el Nuevo Testamento, el crecimiento cuantitativo

no sólo conver ge con el crecimiento cualitativo,

sino que este último se vuelve la causa del primero. Un

análisis cuidadoso del libro de los Hechos pone de manifiesto

esa verdad.

Las investigaciones realizadas como iniciativa de

Cristian Schwarz, con quien comparto enormemente la

visión del iglecrecimiento neotestamentario, ponen de

manifiesto que el crecimiento cuantitativo es el resultado

del crecimiento cualitativo de una iglesia. Teniendo como

campo de investigación unas 1,000 iglesias en los cinco

continentes del mundo, ya fueran éstas grandes o

pequeñas, en crecimiento o en decrecimiento, se descubrió

que el nivel del crecimiento cuantitativo de las iglesias

estaba determinado por su nivel de crecimiento cualitativo.

Esa investigación me ayudó a entender los principios

de crecimiento que operaron en las diferentes iglesias que

pastoreé por muchos años, unas eran rurales y otras

urbanas. Me ha ayudado a entender el porqué algunas

cosas no me funcionaban en unas iglesias, y en otras sí.

El crecimiento cualitativo que caracteriza a una iglesia

en crecimiento, está determinado por las siguientes

características:

• Liderazgo centrado en el katartismo.

• Incorporación de la membresía al ministerio, según

sus dones.

• Vivencia de la fe con entrega y entusiasmo.

• Estructura organizacional funcional.

• Cultos que profundizan la fe y la experiencia en

Dios.

• Multiplicación de grupos celulares de discipulado.

• Evangelismo contextualizado a la situación existencial

del inconverso.

• Relaciones interpersonales de calidad.

20—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Miguel Ángel García Sarceño,

Director e Instructor del CLB para México, Centr o América

y el Caribe Hispano

En este cuarto estudio que hacemos

sobre este tema, nos limitaremos

a desarrollar sólo las primeras dos.

XI. Liderazgo centrado en el

katartismo

“Y él mismo constituyó a unos, apóstoles;

a otros, profetas; a otros, evangelistas;

a otros, pastores y maestros,

a fin de perfeccionar a los santos

para la obra del ministerio, para la

edificación del cuerpo de Cristo”,

(Efesios 4:11, 12).

El término “ katartismo”, es el

vocablo griego que Pablo usa, y el

cual los traductores hispanos de

nuestras Biblias traducen como

“perfeccionar”. Dicho término se usa

en varios contextos en el Nuevo

Testamento. Puede significar “remendar”,

“restaurar”, “equipar”–en el

sentido de hacer apta a una persona

para el desempeño eficiente de una

obra. Es este último significado el

que Pablo tiene en mente, cuando

dice que la finalidad de los pastoresmaestros

por la que han sido puestos

en la iglesia, es la de equipar o hacer

apto a cada santo para que realice con

eficiencia el ministerio que se le ha

asignado en el cuerpo de Cristo, que

es la iglesia.

Las iglesias que están en crecimiento

son aquellas, según las

investigaciones hechas, que poseen

pastores equipadores, que ayudan a

cada cristiano a desarrollar sus

dones potenciales, dados por Dios,

y permiten que éstos los ejerzan

para la edificación y desarrollo de

la iglesia.

Esto demanda el que muchos de


nuestros pastores de Iberoamérica

reformen y cambien sus estilos de

liderazgo y la manera de llevar a

cabo su obra pastoral. Requiere que

rompamos con tanto activismo religioso,

roles tradicionales y visiones

tecnocráticas. Es un imperativo que

saquemos del centro de atención y

de actividad los programas, las

cosas eclesiásticas, los intereses

personales, la mediocridad, la comodidad,

etc., y pongamos en su

lugar a las personas con todo el

potencial que Dios les ha dado,

orientando hacia ellos toda nuestra

energía pedagógica, atención y

recursos, hasta verlos convertidos

en lo que Dios quiere que sean

según Su plan divino.

XII. Incorporación de la membresía

al ministerio, según sus dones

“Cada uno según el don que ha

recibido, minístr elo a los otr os,

como buenos administrador es de la

multiforme gracia de Dios”, (1

Pedro 4:10).

La teología de los dones pone al

descubierto nuestra necedad e ineficacia

presente. Luchamos, buscamos

métodos, nos entregamos con

toda nuestra alma y cuerpo en busca

del crecimiento, y al final terminamos

agotados, frustrados, con una

profunda sensación de fracaso. Y lo

peor, creemos que en todo lo que

hemos hecho, hemos estado caminando

bajo la guianza del Espíritu.

No estamos conscientes de que

hemos buscado el crecimiento en

nuestras propias fuerzas, métodos y

sabiduría propia. Pues mientras nos

Cuarta parte

desgastamos física, emocional y

sicológicamente, los recursos de

Dios, latentes en cada miembro que

se reúne en nuestros templos, permanecen

inactivos, ignorados y

pasivos. Pues según nuestra pobre

visión, ellos están sólo para ser ministrados

y no para ministrar , para

recibir lo que sumamos con nuestros

pobres esfuerzos, y no para multiplicar

cuantitativa y cualitativamente

la membresía de la iglesia,

están allí para recibir y no para dar ,

sus roles se limitan a ser espectadores

y no protagonistas del crecimiento

integral de la iglesia. ¡Qué

visión más ajena y extraña a las

Escrituras!

Por supuesto, todos estos errores

tienen un origen multicausal. No sólo

se debe a nuestra ignorancia de las

Escrituras, sino también a un condicionamiento

mental y laboral adquirido

a lo largo de nuestra historia.

También tiene una causa cultural. La

antropología cultural latinoamericana

nos enseña que nuestra conducta

está determinada más por factores

emotivos que racionales. Culturalmente,

sólo hay lugar para un

crecimiento efervescente y precoz.

Es más, nos gozamos sólo por lo

cuantitativo, pues lo cualitativo no

constituye un valor elevado en nuestra

jerarquía de valores.

Una mirada general pero cuidadosa

de 1 Corintios 12:1-12 nos

enseña varias verdades fundamentales

sobre el tema que nos ocupa:

a) todo lo que la iglesia necesita

para su crecimiento, es provisto por

el Dios Trino; b) Dios le ha dado,

no sólo al ministerio profesional,

sino también al ministerio laico,

capacidades especiales, áreas de

servicio y grados de poder para que

desarrollen el cuerpo de Cristo; c)

Dios no espera que cada miembro

sea fuerte o hábil en cada área de

servicio, por lo tanto, no es Su voluntad

que nosotros sirvamos en

determinadas áreas para lo cual no

estamos calificados por Él. Dios

nos ha creado con fortalezas y

debilidades para las diferentes áreas

del servicio, y Él espera que con mi

fortaleza compense tu debilidad, y

con tu fortaleza compenses mi

debilidad, para hacer crecer así el

cuerpo de Cristo. Si cada pastor

entendiera este principio de crecimiento

y comenzara a desmontar

una estructura parecida a la de un

vehículo cuyo motor sirve de asiento,

las llantas de volantes, y los

asientos de motor, etc., y comenzara

a descubrir los dones de cada miembro,

e implementar las acciones pertinentes

para desarrollarlos, y los

incorporara en sus respectivos ministerios

de acuerdo a sus dones,

entonces, y sólo entonces, la iglesia

estaría en el camino del crecimiento

bíblico.

Perspectivas Ministeriales/

Mensajero Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: Miguel Á. García Sarceño

magsarceno@navegante.com.sv

mensajeroalablanca@wwph.com—21


En esta instrucción que Pablo le

da a Timoteo él le está diciendo:

“quiero que le enseñes eso mismo a

cristianos en los que puedas confiar y

que sean capaces de enseñar a otros”.

El Señor ha colocado entre nosotros

a hombres y mujeres “entendidos en

los tiempos” y aptos para enseñar.

Al menospreciar la educación

corremos el riesgo de tener entre

nosotros a un grupo de creyentes

inmaduros, volátiles e incapaces de

continuar adelante en el cumplimiento

de la Gran Comisión. Uno de los

desafíos más grandes que hemos

tenido como iglesia no ha sido el de

ganar almas, sino el de discipular y

conservar a los que hemos ganado.

Es por eso que nos encontramos con

iglesias confrontando problemas

tales como: mala mayordomía, pobre

ética ministerial, desafío a la autoridad,

despotismo, brecha entre las

generaciones de creyentes (jóvenes

y los adultos), no rendir cuentas o

tener mecanismos para evitar abusos,

aislamiento, un falso or gullo, falta

de integridad, mentira, chismes, contiendas

triviales, adulterio, destrezas

de administración deficientes y

otros más.

En el Salmo 78:5-7 podemos

apreciar una amonestación muy

importante sobre la importancia de

A R T Í C U L O S

entrenar o educar a las nuevas generaciones

de creyentes: “Él estableció

testimonio en Jacob, y puso ley

en Israel, la cual mandó a nuestros

padres que la notificasen a sus hijos;

para que lo sepa la generación

venidera, y los hijos que nacerán; y

los que se levantarán lo cuenten a sus

hijos, a fin de que pongan en Dios

su confianza, y no se olviden de

las obras de Dios; que guarden sus

mandamientos”.

La Iglesia de Dios no puede

darse el lujo de descuidar el entrenamiento

de sus ministros y congregaciones.

En Proverbios 10:17, la

Escritura indica que camino a la vida

es guardar la instrucción.

“Y les dijo: Id por todo el mundo

y predicad el evangelio a toda criatura.

El que creyere y fuere bautizado,

será salvo; mas el que no creyere, será

condenado. Y estas señales seguirán a

los que creen: En mi nombre echarán

fuera demonios; hablarán nuevas

lenguas; tomarán en las manos serpientes,

y si bebieren cosa mortífera,

no les hará daño; sobre los enfermos

pondrán sus manos, y sanarán”,

(Marcos 16:15-18).

El pasaje anterior es uno de los

más conocidos por la iglesia. Éste

resalta la importancia de la obra

evangelística. Cuando el Señor envió

22—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

“Lo que has oído de mí ante muchos

testigos, esto encarga a hombres fieles

que sean idóneos para enseñar también

a otros”, (2 Timoteo 2:2).

Por: José García

Director del Departamento Mundial de Lenguajes

a los discípulos a predicar el evangelio

a “toda criatura”, no envió a un

grupo de neófitos sin experiencia.

Ellos habían pasado por un proceso

de entrenamiento personal e individualizado

por espacio de unos tres

años y medio bajo el tutelaje de

nuestro Señor Jesucristo. El mismo

Pablo, quien llegó a la iglesia con las

credenciales de que había sido educado

a los pies de Gamaliel, uno de

los maestros más reconocidos de su

época, fue sometido a un proceso de

instrucción por el Señor . Se estima

que al igual que los demás apóstoles,

este tiempo de instrucción duró más

o menos tres años (véase Gálatas

1:17, 18).

La proclamación del evangelio

de salvación es una labor seria, de

gran envergadura y de consecuencias

eternas. Aquéllos a quienes Dios ha

llamado a tal propósito deben procurar

estar preparados espiritual, emocional

y académicamente. La amonestación

del apóstol Pablo al joven

Timoteo nos presenta una clara indicación

de la importancia de estar

bien preparados: “Pero persiste tú en

lo que has aprendido y te persuadiste,

sabiendo de quién has aprendido”, (2

Timoteo 3:14). Cuando Pedro se paró

a predicar frente a la multitud el día

de Pentecostés, pudo presentar una


apología que produjo la convicción y

salvación de más de tres mil personas.

Pedro se levantó lleno del

Espíritu Santo; sin embargo, él había

aprendido del Maestro las profecías y

evidencias que usó en su discurso. Es

por eso que en 1 Pedro 3:15, el apóstol

nos amonesta a estar “siempre

preparados para presentar defensa

con mansedumbre y reverencia ante

todo el que os demande razón de la

esperanza que hay en vosotros”.

Al escudriñar las Escrituras

podemos ver que el Señor envió a los

apóstoles a esperar el bautismo del

Espíritu Santo después de que ellos

pasaron un proceso de entrenamiento

con Él y luego de consumarse el

sacrificio supremo del Cordero de

Dios. Es interesante notar que si lo

único que necesitáramos para predicar

fuera el poder del Espíritu Santo, el

Señor no hubiera invertido tres años

y medio de Su vida capacitando, educando

y entrenando a los discípulos.

Necesitamos las dos cosas, necesitamos

discípulos bien entrenados y

llenos del poder del Espíritu Santo.

El Señor no sólo enseñó a Sus

discípulos, sino que les demostró la

aplicación práctica de Sus enseñanzas

mediante Su ejemplo. Él les enseñó

ciertas destrezas básicas que ellos

iban a necesitar para llevar a cabo la

comisión que les sería encar gada.

Nuevamente, deseo repetir que estas

destrezas tendrían poco o ningún

efecto sin el poder del Espíritu Santo

operando a través de las mismas. De

igual manera, si no cultivamos estas

destrezas estaríamos limitando lo que

el Espíritu Santo puede hacer a través

de nosotros.

Una lectura de los evangelios nos

permite apreciar la forma en la que el

Señor le enseñó y demostró a Sus

discípulos a cómo:

• Amar a Jehová Dios por sobre todas

la cosas y a nuestro prójimo como

a nosotros mismos.

• Predicar el mensaje de arrepentimiento

para redención del pecado.

• Bautizarse y la necesidad del

bautismo como señal de nuestra

muerte al pecado y haber nacido a

una nueva vida en Cristo.

• Perdonar las ofensas que otros

cometan contra nosotros.

• Adorar a Dios, tener comunión

con Él y los unos con los otros.

• Orar e interceder en oración.

• Practicar una buena mayordomía

con nuestro dinero, nuestros talentos

y nuestro tiempo.

• Hacer discípulos.

• Escudriñar las Escrituras y usarlas

correctamente.

Equipados con estas destrezas

–las Escrituras, la oración y el poder

del Espíritu Santo– los discípulos

fueron capaces de continuar proclamando

el mensaje del evangelio y el

Señor añadía cada día a la iglesia los

que habían de ser salvos. Siguiendo

el ejemplo y modelo de adiestramiento

del Señor, la iglesia de este

tiempo debe continuar entrenando

para alcanzar.

mensajeroalablanca@wwph.com—23


A R T Í C U L O S

24—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Por: Yahaira Morales

Traductores Bíblicos Wycliffe

“Si tu Dios es tan inteligente,

¿por qué no habla mi lengua? ” Esta

pregunta cambió la vida de Cameron

Townsend para siempre. En 1917,

Townsend se encontraba en Guatemala

vendiendo Biblias en español cuando

es confrontado con dicha pregunta.

Es entonces cuando se da cuenta que

está en el lugar correcto, con la herramienta

y el mensaje correcto para

suplir la necesidad, pero llevando el

mismo en el lenguaje incorrecto. ¡La

lengua de aquel hombre no era español

sino cakchiquel!

Las personas en aquella región no

podían entender el mensaje de la

Biblia, era necesario traducirlo a su

idioma para que lo pudieran entender.

Todo grupo lingüístico, sin importar

cuan pequeño sea, tiene derecho a

que se le presente el evangelio de una

forma clara. ¡Dios ama a toda etnia!

La ama más allá de su tamaño o de la

importancia que le hayan otor gado

los seres humanos. Dios no tiene

gente favorita. Él desea comunicar

Su amor a cada persona y nos ha

dado los medios para que esto sea

posible. Cuando le llevamos a las

personas la Palabra de Dios en su

propia lengua, les estamos diciendo

que son importantes para Dios, que

no están mar ginados, que son

valiosos y que la salvación es también

para ellos.

La Palabra de Dios debe ser escuchada

en toda lengua

Hechos 2:1 1 nos dice: ...judíos,

cretenses y árabes: ¡todos por igual

los oímos proclamar en nuestras


lenguas las maravillas de Dios! ¿Ha

pensado alguna vez en el privilegio

que es el tener la Biblia en su

idioma? Actualmente se hablan sobre

6,809 idiomas alrededor del mundo,

y muchos de ellos tienen la Biblia

traducida o porciones de ella, inclusive

algunos lenguajes como lo es el

español cuentan con más de tres versiones

diferentes en la misma lengua.

Pero existen sobre 2,737 grupos

lingüísticos que todavía no tienen ni

tan solo un versículo bíblico en su

idioma. O sea, alrededor de 380 millones

de personas alrededor del

mundo están esperando que llevemos

la Palabra en un lenguaje que lo

puedan entender.

Usted y yo hemos sido llamados a

hacer esto posible. La Palabra de

Dios es vida. Ella nos liberta, transforma

y restaura. La Biblia es el

mensaje de Dios para todas las etnias

del mundo. Pero si estas palabras no

están en el idioma que hable al

corazón de las personas, entonces el

mensaje no será claro.

Tenemos que llevar la Palabra en un

lenguaje que pueda ser entendido

Cuando hablamos de traducción

hablamos de la Gran Comisión,

hablamos de alianzas, de la lengua

materna y de un impacto para la

eternidad. Estamos hablando de

gente transformada por la Palabra de

Dios. Es más que simplemente cambiar

el texto de un lenguaje a otro.

Hay que convivir con la gente, conocer

su idioma, su cultura y amarles

como Dios los ama.

La traducción debe ser con exactitud,

sin omisiones, distorsiones,

transformaciones ni adornos sobre el

significado original. La exactitud de

la traducción bíblica consiste en

comunicar con la mayor fidelidad y

precisión posible su significado,

sobre la base de la sana exégesis.

Debemos comunicar no sólo el

contenido informativo, sino también

el sentir y los conceptos del texto

original. El sabor y el impacto del

texto original deben ser expresados

nuevamente en las formas de uso

normal en el lenguaje receptor.

Es muy importante preservar la

variedad del original. Las formas literarias

empleadas en el texto original

(poesía, narrativa, profecías, exhortación,

etc.) deben ser aplicadas también

en el lenguaje receptor.

Debemos representar fielmente el

contexto histórico y cultural del texto.

La traducción debe hacerse de manera

tal que la audiencia receptora (a pesar

de las diferencias culturales y contextuales)

entienda el mensaje que el autor

intenta comunicar a su audiencia.

Hay que hacer todo el esfuerzo

posible para asegurarse de que ninguna

tendencia política, ideológica,

social, cultural o teológica contemporánea

permita torcer la traducción.

Reconocemos que, a veces, es

necesario reestructurar la forma de

un texto para conseguir una completa

exactitud y comprensión, puesto

que a menudo la gramática y la sintaxis

de las lenguas son diferentes.

Por lo tanto, una determinada traducción

empleará los pocos o muchos

términos que se requieran para

comunicar el significado original tan

exactamente como sea posible.

Sobretodo, debemos utilizar los

textos más confiables de la Escritura

en su lenguaje original como base

para la traducción, reconociendo que

ésta es siempre la autoridad primaria.

Traducir un Nuevo Testamento

podría tomar desde 10 a 20 años,

dependiendo de la complejidad del

lenguaje a traducir . Muchos de

estos lenguajes son orales y aunque

se utilizan otros medios para llevar

la Palabra de Dios a ellos, es necesario

desarrollar un alfabeto y

enseñarles a leer y escribir . En

algunos casos hay palabras comunes

para nosotros que en sus idiomas no

existen. En este caso se deben buscar

palabras o frases equivalentes,

que no alteren el significado bíblico

original y a su vez hagan sentido al

lenguaje receptor.

Ahora le pregunto, ¿puede entender

esto?: “Cupj nepenowá Cr eta

mpe ne'espan, nepenowá Arabia mpe

ne'espan 'ots'ipj. Pjü cupj qjuis tin,

'ücj javelepj yupj. Dios püné mpes

'ücj nin javalepj -pülücj tjiquil nin

tjowelepj”, (Hechos 2:11 – El Nuevo

Testamento en TOL).

Si no lo pudo entender , dele gracias

a Dios de haber escuchado ya

acerca de Sus maravillas en su propio

idioma, y recuerde que: “El mejor

misionero es la Biblia en la lengua

materna. Nunca necesita vacaciones y

nunca se le considera extranjera”

(Cameron Townsend)

¡Llevemos Su Palabra a toda etnia!

mensajeroalablanca@wwph.com—25


E

l título de este artículo es un

tema actual que nos presenta un

desafío a cada uno de aquéllos

que hemos recibido la revelación de

Dios y estamos comprometidos con

la llamada “Gran Comisión”.

Personalmente he estado involucrado

en congregaciones y movimientos

judío-mesiánicos que están conformados

por judíos y descendientes

de judíos cuyos abuelos o bisabuelos

eran judíos practicantes. Quisiera

enfatizar que esta experiencia y el

hecho de ser yo mismo un judío

creyente en Jeshua, no me habilita

para asegurar que existe un método

específico como tal para presentar las

buenas nuevas de salvación al pueblo

de Dios, pero hay ciertas consideraciones

a tomar en cuenta dependiendo

de la situación o las circunstancias,

algunas de las cuales mencionaremos

más adelante. Lo que sí considero

importante es que cada creyente tenga

en su corazón el deseo de llevar el

mensaje. Esta es nuestra responsabilidad;

el resto hay que dejárselo a Dios.

Recordemos que Su Palabra nunca

retorna vacía (Isaías 55:11).

¿Qué creen los judíos acerca del Mesías Jeshua?

1. El judío ortodoxo o religioso

rechaza rotúndamente el mesianismo

de Jeshua como Dios mismo, ya que

ellos consideran imposible que Dios

(Adonai) asuma forma humana, ya

que “Él” está por encima de las limitaciones

del ser humano.

2. No creen en el nacimiento virginal

de Jeshua. Para la mentalidad

judía no era necesario que Dios plan-

A R T Í C U L O S

¿Cómo presentarlo?

tase una semilla en una mujer.

3. Los judíos esperan que el

Mesías regrese a todos los judíos a su

tierra Israel, esto incluye a los judíos

de la Diáspora en el mundo entero.

4. El verdadero Mesías reconstruirá

el templo en Jerusalén. Cuando

Jesús ejerció Su ministerio el templo

estaba de pie.

5. El Mesías va a redimir a

Israel. Podemos decir que ocurrió lo

contrario, ya que después de la

muerte de Jeshua, el templo fue

destruido y comenzó un exilio para

los judíos por diecinueve siglos.

6. El Mesías verdadero reinará

como Rey de los judíos. Jesús,

después de tres años de ministerio,

fue crucificado ver gonzosamente.

Según los judíos, no ejerció ninguna

autoridad oficial.

7. Traer paz al mundo es uno de

los cometidos del Mesías; sin embargo,

las guerras no han cesado desde

Jeshua hasta el presente.

8. En Isaías 7:14 dice: y “la virgen

concebirá”, el termino hebreo

original es “alma” que significa una

“mujer joven”, por lo tanto, ellos

consideran que se han manipulado

algunas palabras.

9. Los judíos están convencidos

de que el “Mesías” judío será un ser

humano, hijo de un hombre y su

esposa, pero estará lleno de sabiduría

y entendimiento, traerá total retención

física y espiritual al pueblo

judío, además de paz eterna, amor ,

prosperidad y perfección moral en

todo el mundo.

10. Al no existir físicamente el

26—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Por: Norberto Esusy

templo cesaron los sacrificios por los

cuales eran perdonados los pecados

del pueblo, por lo tanto, ¿cómo es

salvo el judío? Los rabinos afirman

que el apego a la Torah y las buenas

obras son suficientes para obtener la

salvación, ya que serán juzgados por

sus hechos.

Quise esbozar algunos de los

argumentos que esgrimen los judíos

practicantes para rechazar el mesianismo

de Jeshua y de esta forma tener

un panorama más amplio acerca del

pensamiento judío. Existen muchísimas

otras consideraciones, pero estimo

que las citadas son las más

comunes para no aceptar a Jeshua

como el Mesías.

¿Se puede presentar a Jesús a los judíos

de la misma forma en la que se presenta

al resto de la gente? ¿Por qué sí? ¿Por

qué no?

Es necesario informarnos lo más

posible acerca de la realidad del

pueblo judío, sus costumbres, creencias

y manera de pensar. Si partimos

de la base de que el judío como

cualquier otro mortal es pecador y

necesita la salvación, haremos todo

lo que está a nuestro alcance para llegar

a él. Pero, ¿cuál es la mejor manera

de acercarnos? Depende de qué

tipo de judío estemos hablando. Por

ejemplo, y como dato, en Israel

viven aproximadamente tres millones

de judíos de todas partes del

mundo, pero en la Diáspora (judíos

que viven fuera de Israel) hay

aproximadamente catorce millones

de judíos. Muchos de estos judíos


exiliados tienen varias generaciones

viviendo de una forma adaptada a su

entorno y existen infinidad de casos

donde la identidad judía se ha perdido

o ha sido dejada de lado. Es posible

que si nos acercamos a un judío

no practicante, éste esté más accesible

a escuchar nuestro planteamiento;

pero en el caso de un judío religioso,

debemos tomar en cuenta que

la apertura será más difícil. Sin

embargo, en ambos casos tenemos

que ser absolutamente transparentes

y sinceros.

No Diga Diga

Antiguo Testamento Tanaj – Torah – La Biblia

Jesús el Mesías Jeshua Mashiaj

Cristiano Mesiánico – creyente

Cristo Mesías

Iglesia Congregación

Espíritu Santo Espíritu de Dios

Mensaje de salvación Buenas nuevas

Pentecostés Shavuot

Nuevo Testamento B’rit Hadashah

Bautismo Mikvá

Conversión Arrepentimiento

Es necesario recordar que cuando

nos acercamos a un judío para testificarle

acerca de Jeshua, el Mesías,

debemos utilizar palabras que sirvan

de puente en la comunicación, dejando

de lado las palabras que puedan

representar un muro de contención.

Es muy importante tener en

cuenta que: 1) El judío tiene a Dios;

2) Por lo general, ostenta un grado

cultural elevado; 3) Su posición

económica es holgada; 4) Tanto en lo

financiero como en lo científico, y en

el campo de la literatura, los judíos

han hecho grandes aportes a la

humanidad. Todo esto es motivo de

orgullo y satisfacción para cualquier

judío. El hecho de ser un pequeño y

joven país no es obstáculo para que

el judío piense en su invencibilidad,

a pesar de estar rodeado por treinta y

cinco millones de sus adversarios.

¿Por qué es necesario predicar al

pueblo judío?

Simplemente porque es un mandato

de Dios en Romanos 1:16.

Existe una gran deuda de gratitud,

pues de los judíos, recibimos la

salvación. Dios no ha terminado

con Israel, Dios no ha

desechado a Su pueblo

(Romanos 11:1). Dios

continúa amándolos

y ha delegado en

nosotros la misión de

llevarles las buenas

nuevas. Así como dijo

Andrés “hemos hallado

al Mesías”, así

nosotros con la misma

convicción en nuestro

corazón, debemos presentar

al verdadero

Mesías (Juan 1:41).

Estimo que no

existe un fundamento

sólido que impida poder

hablarle al pueblo

judío sobre el amor y el cuidado de

Dios, cada vez que se nos presente la

oportunidad, siempre y cuando lo

hagamos con misericordia y amor .

Lea Génesis 12:3.

¿Qué debemos hacer para salvar a los

judíos y no apartarlos?

La gran mayoría de los judíos

(¡sorpréndase!) no conoce la Torah;

asisten a la sinagoga, pero sólo leen

algunas porciones de las Escrituras,

desde el libro de Génesis hasta

Deuteronomio, y en ciertas ocasiones

algún pasaje de los profetas. Por lo

tanto, cualquier creyente que con

diligencia se acerque a la Torah, es

un experto.

No trate de convencer al judío,

sólo exponga y confíe; sea sincero, la

credibilidad que pueda demostrar con

su actitud es muy importante. Recuerde

que el pueblo judío ha sido

perseguido en el nombre de Jesús.

Demuéstrese amigo solidario, ore por

la persona en cuestión; sea íntegro. Si

no sabe o no puede contestar una pregunta,

diga que va a investigar sobre

eso, no se apresure con la respuesta.

Identifíquese con el pueblo judío y su

causa, pero no intente forzar decisiones;

sea paciente, recuerde que el

Señor lo fue con usted; confíe en la

obra del Espíritu de Dios. Shalom.

Si desea más información sobre este

tema, escriba a: esusy.kairos@prn.net.

______________________

Norberto Esusy nació en Buenos

Aires, Argentina en 1947, en el seno de

una familia judía sefardí, dentro de la

comunidad israelita. Participó en su

juventud en varias organizaciones como

la Atshomer Atzair, Kentashon y la congregación

Alianza. En 1968 decidió irse

a Venezuela donde desarrolló una labor

comunitaria dentro de la or ganización

B’nai Brith Internacional , en capítulos

y logias que pertenecen a esa entidad.

En Caracas contrajo matrimonio, del

cual le nacieron tres hijos, Judith,

Alberto y Moisés.

En 1990 viajó a Puerto Rico y allí

pudo ponerle punto final a su búsqueda

espiritual, reconociendo la persona de

Jeshua, el Mesías esperado. De regreso a

Venezuela colaboró en la formación de la

congregación judío-mesiánica “La nueva

Israel”, de la cual fue su vicepresidente.

En 1997 se radica en Puerto Rico, donde

obtuvo su título de BAen Administración

de Empresas. Ha sido misionero a través

de la “Alianza Cristiana y Misionera” en

Haití y República Dominicana, y en

forma personal en Almería, España,

Israel y Argentina. Actualmente predica

dando testimonio a judíos y no judíos.

mensajeroalablanca@wwph.com—27


Fortaleciendo el Matrimonio

en el Campo Misionero

28—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Por: Ada Pagán

Dios también llama matrimonios

para servir en el campo

misionero. El llamado va dirigido

a parejas de poca o mucha

experiencia matrimonial; con hijos o

sin hijos. Los llama de diferentes niveles:

sociales, económicos o académicos.

El único requisito es tener la profunda

convicción de que Jesucristo es

la única esperanza para el mundo.

El matrimonio que sale al campo

misionero deja su país de origen, su

cultura, costumbres, tradiciones; se

separa de familiares y amigos para

irse a vivir a un país diferente.

Arreglar los documentos oficiales

para entrar al país a donde va a ministrar,

los conduce a largas horas de

espera; en ocasiones, meses y años

para lograr la entrada legal, que

puede ser temporera o permanente.


Una vez dentro del país nos

exponemos al rechazo de la gente.

Surgen los peligros de la seguridad

personal por las guerras, el terrorismo

y/o el secuestro. A esto se añaden

los problemas de adaptación, salud,

necesidades económicas, presiones

mentales, luchas, fatigas emocionales

y ataques espirituales. Tenemos que

aprender que estar en un país diferente

es un gran reto. Podemos ser

enriquecidos con la cultura, lenguaje,

música, comidas nuevas y disfrutar

las bellezas naturales que Dios creó.

Ahora bien, si estamos tan lejos

de la familia, de los amigos, de los

hermanos de la iglesia, lejos de todo,

¿qué recursos poseemos para ayudar

a fortalecer el matrimonio en el

campo misionero? Según mi propia

experiencia y apreciación, hay dos

factores importantes:

En primer lugar, la convicción del

llamado de Dios.

1. Fuimos unidos por Dios en el

matrimonio para una misión espiritual:

servir en el sagrado ministerio.

2. Es muy importante mantener

una relación constante con Dios a

través de la lectura del Sagrado Libro,

la oración, la meditación, el ayuno y

la búsqueda de la dirección divina en

cada tarea o proyecto a realizar.

3. El matrimonio se sostiene

cuando tenemos la seguridad de que

Aquél que nos llamó, está a nuestro

lado todos los días para darnos

fuerza, vigor, fortaleza y valor para

soportar la adversidad y resistir las

tentaciones y los peligros que constantemente

nos acechan.

4. La tarea que comenzamos

juntos, juntos la vamos a terminar

para la gloria de Dios. Recordemos

el ejemplo de Priscila y Aquila,

quienes unidos ejercieron un gran

ministerio para Dios y la gente (vea

Romanos 16:3, 4). Y trabajaban juntos

secularmente para proveer su

sostén (Hechos 18:3). Al final,

podremos exclamar como el apóstol

Pablo, en su discurso de despedida

en Mileto: “...con tal que acabe mi

carrera con gozo, y el ministerio que

recibí del Señor”, (Hechos 20:24).

En segundo lugar, la necesidad del

fortalecimiento mutuo en el matrimonio.

1. Es importante entender que la

relación de Cristo y la iglesia es el

modelo a seguir para encauzar

nuestras relaciones matrimoniales

(Efesios 5:21-33).

2. Fuimos creados diferentes en

personalidad, funciones y voluntades,

no para conflictos, sino para

que uno supla la necesidad del otro.

El fuerte ayude al débil; y el débil

apóyese en el fuerte.

3. Cada cónyuge debe procurar

que el otro se sienta estimado,

amado, necesario e importante. En

sus momentos de soledad, es el mejor

amigo, la mejor compañía.

4. Se deben evitar las actitudes,

expresiones y/o acciones que puedan

herir o lastimar al otro. Y procurar dar

protección, cuidado, alegría, removiendo

toda aspereza con “detalles especiales”

y atenciones personales.

5. Deben expresarse mutuamente

preocupaciones, temores, tentaciones,

tristezas, y darse palabras de

aliento y ánimo.

6. Es bueno examinar juntos

semejanzas y diferencias hasta llegar

a un entendimiento razonable.

7. Si el esposo, por razones del

ministerio, tiene que ausentarse del

hogar, debe dejar a su esposa protegida

física, económica, emocional y

espiritualmente.

8. Cuando el esposo regresa al

hogar, la esposa debe preparar un

ambiente agradable, limpio, amoroso

y adecuado para que él se sienta

bienvenido.

9. Mantener el buen sentido del

humor ayudará a bajar las presiones

de la vida ministerial.

10. Existe un aspecto de disciplina

mutua en el matrimonio que

incluye: el orden, el respeto, la obediencia

y el perdón; y existe otro

aspecto de dolor que incluye: la

escasez, la crisis, las enfermedades y

los cambios físicos. Todos éstos

podemos utilizarlos para mantener la

unidad y fortaleza en el matrimonio.

La gente nos observa como modelo

a seguir . ¡Trazemos una buena

ruta para que ninguno se nos pierda

en el camino!

Ada Pagán nació en

la ciudad de Ponce,

Puerto Rico, el día 1 1

de febrero de 1945. A la

edad de 15 años se convirtió

al evangelio en la Iglesia de

Dios del sector Cotto Canas de la

misma ciudad. No pasó mucho tiempo

antes de que Ada comenzara a sentir

en su corazón el llamado al santo ministerio.

Su vocación fue confirmada

por sus pastores. En respuesta a dicho

llamado, se internó en el Colegio

Bíblico Pentecostal. De esta institución

se graduó en el año 1965 con un

Diploma Misionero Ministerial y en

1982 obtuvo una Licenciatura en

Teología, en ambas ocasiones graduándose

con altos honores.

Ministerialmente, Ada ha realizado

su vida haciendo equipo con su

esposo. Juntos han acumulado una

experiencia que incluye 20 años en el

pastorado, 16 años en la supervisión y

desde el año 2000 en la dirección de

la Iglesia de Dios para Sudamérica.

Ada es consejera, maestra y ha viajado

extensamente en los Estados Unidos,

Latinoamérica, Europa y Australia.

Ada y su esposo Víctor son padres

de tres hijos y abuelos de 6 nietos.

mensajeroalablanca@wwph.com—29


Curso Llamado a Enseñar en Miami

¿Qué hay de nuevo?

Retiro Ministerial de Matrimonios en Lima: “Aguas de Reposo”

El departamento del “Bienestar

Espiritual Ministerial” de la Iglesia de

Dios de la Profecía en Perú desarrolló

el retiro matrimonial “Aguas de

Reposo”, dirigido a la pareja ministerial.

El evento tuvo lugar en la ciudad de

Lima con la participación de 40 parejas,

las cuales fueron bendecidas de

manera muy especial. Las parejas renovaron

su amor , Dios sanó muchas

heridas, ministrándonos poderosamente

y de una manera diferente.

Nuestros invitados especiales

fueron José y Diana García, esposos

Centro para Liderazgo Bíblico en Bolivia

Estudiantes y profesores se reunieron

durante un seminario dictado para

pastores ministros y líderes en Bolivia.

Un total de 102 estudiantes asistieron

a las clases de soteriología y

pneumatología dictadas por el Dr .

Héctor Ortiz.

Este curso de entrenamiento fue

administrado por el Director del

Ministerio Nacional del Centro para

Desarrollo y Liderazgo Bíblico, Obispo

Celso Gutiérrez M., y el Supervisor

Glorificamos al Señor debido a que los siguientes

hermanos completaron el curso Llamado a Enseñar ,

obteniendo así sus certificados.

En la fila de atrás, de izquierda a derecha: Miguel

Obando, Juan L. Caballero, Lester Reyes, María Cecilia

Barrios, Margarita Reyes, Ingrid Ortiz y Efraín Álvarez.

En la fila del frente, de izquierda a derecha: José

Santana, María Gómez, Sandra D. Ávila, María J. Reyes,

Heiner Gómez y Wilbur Ortiz.

En la fila del frente aparecen sentados los pastores Gerardo y

Carmen Rosa Ramos, quienes enseñaron el curso.

que Dios usó poderosamente para

dejar fluir la bendición. Podemos decir

que Dios empieza a tratar con la pareja

ministerial en Perú para que bendigan

a multitudes.

30—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

Retiros de damas

Por: Lydia Santiago

San Salvador

El Salvador,

Tema: “El liderazgo y la

mujer”.

Primer retiro nacional

de damas.

Curazao

Tema: “Siendo una mujer

prudente”.

Grupo de hermanas que

participaron del retiro.

Guatemala

Tema: “Maravillosamente

creada”.

La gloria de Jehová se derramó

y fuimos todas bendecidas.

Agradecemos a Dios por Sus ricas

y profundas bendiciones.

María Delfi Sánchez

Directora Nacional

Nacional, Obispo Damián

Villanueva G., y sostenido

financieramente por la oficina

del Presbítero General

para Sudamérica, Miguel

Mojica, a través de fondos

provistos gracias al subsidio

para el Desarrollo de

Liderazgo Internacional.

Larry Duncan, Director

Centro para Liderazgo Bíblico


Entrevista ministerial a Larry y Susan Duncan

Directores del Ministerio de la Familia

Expliquen brevemente su experiencia de salvación,

bautismo en agua, santificación, bautismo con el

Espíritu Santo y pacto de membresía.

Susan: Crecí en el hogar de un ministro de la Iglesia

de Dios de la Profecía. Desde mi infancia comencé a

ir a la iglesia. El Señor me salvó y santificó durante

un servicio en una iglesia local. Tenía seis años de

edad. Poco después fui bautizada en las aguas y me

uní a la iglesia a la edad de nueve años. Recibí el

bautismo con el Espíritu Santo (en mi hogar mientras

oraba sola en mi habitación) a los quince años de

edad.

Larry: También crecí en el hogar de un ministro de la

Iglesia de Dios, así que toda mi vida he estado cerca

de la iglesia. Fui salvado, santificado y lleno con el

Espíritu Santo en la iglesia ubicada en la Avenida

Wildwood en Cleveland, Tenesí a los nueve años de

edad. Poco después me hice miembro de la iglesia.

¿Cómo fue su experiencia en cuanto al llamado de

Dios al ministerio?

Susan: Mi llamado ha sido seguir a Cristo. No estoy

segura si he recibido un llamado específico para

hacer una obra específica. Supongo que parte de mi

ministerio, en un sentido general, ha sido amar a la

gente incondicionalmente y escucharles hablar las

cosas que llevan dentro de sus corazones; y eso es lo

que trato de hacer.

Larry: Yo he tenido un sentido en mi vida del llamado

de Dios al ministerio desde muy jovencito,

pero en términos de un llamado específico, tal parece

que eso ha tomado diferentes rumbos a través de los

años. Por muchos años viví mi llamado en términos

del ministerio de la música y adoración. Hace como

diez años atrás el énfasis de mi llamado se inclinó

hacia el ministerio de la predicación. A través de

todos los años de mi ministerio ha habido un llamado

consistente hacia el área de la enseñanza. Creo

que Dios elige usarnos de diferentes maneras, según

Él lo ve necesario. Lo que sí creo es que nuestro llamado

principal, de acuerdo a Marcos 3:13-15 es

“estar con Él”, y que todo ministerio fluye de esa

profunda y duradera relación.

¿Cómo fueron sus

inicios en el ministerio

(familia,

desplazamiento de

país o ciudad, cultura

y cambios en

general)?

Susan: Cuando era

una joven adolescente,

recuerdo que

le decía a mi madre que nunca me casaría con un

predicador. Me quejaba de que “ellos siempre están

saliendo y no tienen tiempo para tratar con los problemas

de las demás personas”. Cuando Larry y yo

salíamos como novios y luego de recién casados, él

tenía la intención de ser un instructor de música.

Poco tiempo después de estar casados, Dios le dirigió

en otra dirección. Pienso que mi desafío más grande,

al estar junto a Larry en sus diferentes capacidades

del ministerio, ha sido las separaciones que hemos

enfrentado cuando él viaja alrededor del mundo.

Larry: Probablemente uno de los desafíos más

grandes que he enfrentado como ministro es la

necesidad de estar alejado de mi familia, constantemente,

debido a los viajes. Desde 1973, el mismo

año en que nos casamos, he estado viajando consistentemente

por causa del ministerio. Pasé mucho

tiempo fuera de la casa mientras mis hijos crecían.

Esto es algo de lo cual me arrepiento en gran manera.

En los últimos años, y como trabajamos juntos en el

Ministerio de la Familia, Susan y yo hemos tenido la

oportunidad de viajar y ministrar juntos en muchas

ocasiones y eso ha sido una gran bendición.

¿Cuántos años tienen de casados?

Ambos: Treinta y un años. Nos casamos el 28 de

julio de 1973.

¿Qué les motivó a envolverse en el ministerio de

parejas?

Ambos: Al igual que ocurre con la mayoría de otras

áreas en nuestras vidas, la circunstancia providencial

nos llevó hacia el área del Ministerio de Parejas. A

mensajeroalablanca@wwph.com—31


causa de nuestro rol en el Ministerio de la Familia,

nos pedían que enseñáramos en retiros de parejas, y

descubrimos que realmente es algo que disfrutamos

y somos bendecidos por esta clase de ministerio.

¿Cuál ha sido la constante de conflictos entr e las

parejas a las cuales han ministrado?

Ambos: Hemos descubierto que la mayoría de las

parejas anhelan genuinamente que sus matrimonios

sean saludables y alegres. Siendo que hay diferencias

en los estilos de personalidad y maneras de tratar los

asuntos, siempre habrá desacuerdos menores dentro

del matrimonio. La mayoría de las parejas sólo necesitan

que se les recuerde cómo comunicarse más

efectivamente el uno con el otro. También descubrimos

que la mayoría de los esposos y las esposas no

se han dado cuenta lo mucho que ayuda cuando se

auto-consideran ministros de la gracia para sus

cónyuges. Otra situación que hemos descubierto y

que es muy común entre las parejas, es el hecho de

que están tan ocupados con los afanes de la vida, el

trabajo y la familia que, en ocasiones se descuidan

mutuamente.

¿Cuál es la visión y misión de su ministerio?

Ambos: Nuestra misión para el Ministerio de la

Familia es estimular el desarrollo de familias que

sean Cristocéntricas y que sean saludables espiritual,

emocional y relacionalmente.

Nuestra visión consiste en que el ministerio de la

familia sea esencial para cada iglesia local de la

Iglesia de Dios de la Profecía. Que cada familia se

convierta en un testigo fuerte en la iglesia local y en

la comunidad. Que hayan esposos y esposas competentes

en sus respectivos roles en el momento de

atender las necesidades mutuas. Que hayan padres

envueltos en el liderazgo espiritual de sus hogares.

Que las madres le den el cuidado y la guianza apropiada

a sus hijos. Que los hijos crezcan en la misma

fe de sus padres para que así los valores cristianos

pasen de una generación a otra.

¿Cuál es la experiencia que más ha impactado sus

vidas?

Larry: Pienso que mis viajes y trabajo para desarrollar

naciones han sido una de las cosas que más

me han impactado. Cuando veo la fidelidad de nuestra

gente a pesar de las circunstancias difíciles en que

viven, reevalúo mi propio compromiso. He sido

especialmente bendecido por la fe firme que he visto

entre cristianos de primera generación en nuestras

iglesias en Europa Oriental. Ellos no están atados por

las tradiciones. Por lo tanto, simplemente creen y

32—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

hacen lo que dice la Biblia. También he sido

impactado por el celo y la fe que he encontrado entre

nuestros pueblos en África y el sureste de Asia,

lugares donde la iglesia está experimentando crecimientos

explosivos, a pesar de la adversidad.

¿Cómo par eja cuál ha sido, en caso de haberla

tenido, la dificultad más fuerte que hayan

enfrentado?

Susan: Probablemente, la situación más difícil fue

cuando me diagnosticaron cáncer del seno. Esto

sucedió durante la Navidad de 1991. Al momento del

diagnóstico y la operación, no estábamos seguros si

el cáncer se había propagado y cuánto tiempo me

quedaría de vida. Nuestros hijos tenían 11 y 13 años,

respectivamente. Yo estaba muy preocupada por la

manera en que esto impactaría sus vidas en unas

edades tan vulnerables.

Actualmente, ¿cuáles son sus planes y pr oyectos

tanto a nivel ministerial como personal?

Ambos: Queremos ser fieles a la Palabra de Dios a

la vez que buscamos ministrar a parejas y familias

heridas. Nos encantaría ver que cada iglesia haga de

las familias el centro de sus ministerios; así, en lugar

de tener iglesias apoyadas por las familias, tendríamos

familias apoyadas por las iglesias.

Quisiéramos ver a cada pastor equipar a las familias

para ministrarse a sí mismas. Y también ver nuestras

iglesias llenas de familias saludables, fuertes y

amorosas, lo cual haría que nuestras iglesias fuesen

saludables, fuertes y amorosas.

Tengo entendido que sus hijos ya son adultos y

realizados, per o cuando estaban pequeños y

dependientes, ¿cómo interactuaban con sus obligaciones

a nivel personal, familiar y ministerial

con sus hijos?

Susan: Lograr mantener el balance de nuestras responsabilidades

fue una tarea difícil para nosotros.

Cuando nuestros hijos eran pequeños, yo me quedaba

en el hogar y les dedicaba la mayor parte de mi

tiempo. Según ellos fueron creciendo y comenzaron

a asistir a la escuela, y yo comencé a trabajar fuera

del hogar, tratamos de tener tiempo para la familia

durante las tardes y los fines de semana. Esto representaba

un problema para Larry , porque muchos

eventos del ministerio a los cuales él era invitado

ocurrían durante los fines de semana. Muchas

noches nos conectábamos como familia a la hora de

cenar, lo cual hacíamos juntos. También jugábamos

juegos de mesa o veíamos algún video juntos. A la

hora de dormir , orábamos con nuestros hijos.


Cuando ellos estaban bien pequeños, los arrullábamos

y les cantábamos hasta dormirlos. Cuando

estuvieron más grandecitos, les poníamos cassettes

para niños o algo similar y ellos se dormían

escuchando las canciones.

Cuando entraron a los años de la adolescencia,

perdimos algo de esa conexión porque ellos salían

con sus amigos o hacían sus tareas. Pero, siempre

tratábamos de tener varias cenas juntos y una noche

ocasional para jugar y reirnos juntos.

Tratamos de mantenernos conectados a nuestra

iglesia lo más que podíamos y siempre íbamos como

familia; pero, en ocasiones Larry salía de la ciudad

por varios días y regresaba domingo. Ese día por la

noche faltábamos a la iglesia para estar juntos y

reconectarnos, nuevamente, antes de comenzar una

nueva semana. Teníamos el culto familiar y allí cantábamos,

leíamos la Biblia y orábamos juntos.

Tratamos de no “predicarle” mucho a nuestros

hijos. En ocasiones, sentimos que teníamos que sermonearlos,

pero parecía que no les ayudaba mucho.

Si hacían algo mal, les disciplinábamos. La mayoría

de las veces tratamos de ejemplificar , a través de

nuestras vidas y conversaciones, la vida cristiana. Y

cuando les fallamos, fuimos ásperos e impacientes

con ellos, nos disculpábamos –al igual que esperábamos

que ellos lo hicieran, si la situación hubiese

sido a la inversa.

Lo que no hice muy bien durante ese tiempo fue

mantener la casa extremadamente limpia. ¡Era una

de mis últimas prioridades! No podía hacerlo todo y

esperar que todo saliera bien a la vez.

Hermanos Duncan, ¿cómo define cada uno a su

pareja?

Susan: Larry es un esposo y padre maravilloso. Él es

un hombre santo y bondadoso; demuestra en nuestro

hogar ser un siervo-líder . Es muy or ganizado,

detallista y se apasiona con todo lo que se envuelve.

Larry: Susan es una fiel creyente, esposa amorosa,

madre cuidadosa y amiga fiel. Ella es generosa,

bondadosa, tiene gracia y compasión. Siempre

antepone las necesidades de las demás personas a las

suyas propias.

¿En algún momento de sus vidas alguno de ustedes,

como par eja, falló en la corr espondencia

que debe existir entre lo predicado y lo vivido? De

haber sido así, ¿cómo vencier on esa falla? De no

haberlo sido, ¿de qué forma se puede lograr este

objetivo?

Ambos: Si acaso fallamos en mantener la integridad

pudo haber sido en los “pecados” de omisión. Como

por ejemplo, enseñarle a otros sobre la importancia

de orar juntos como cónyuges regularmente, para

luego, no estarlo practicando nosotros mismos.

Siempre hemos tenido momentos para orar de manera

individual, pero en los últimos años, orar juntos

se ha convertido más en una práctica para nosotros

que antes. Como sucede con cualquier disciplina

espiritual, hemos determinado sacar el tiempo para

esto. Comenzamos a prepararnos más temprano para

acostarnos y de esa forma no estar tan extenuados

que nos durmamos con sólo poner nuestras cabezas

sobre la almohada.

En estos tiempos en que el mundo ha perdido la

definición de los r oles en el matrimonio y la

familia, me gustaría que definieran el papel

establecido para la par eja de acuerdo a la

Palabra de Dios, tomando como ejemplo la experiencia

de ambos.

Ambos: En primer lugar , creemos que aunque el

esposo y la esposa tienen diferentes roles dentro del

matrimonio, el hombre no fue hecho para dominar a

la mujer. El Nuevo Testamento es muy claro cuando

enseña sobre la sumisión, pero enseña que la sumisión

se basa, no en el género, sino en la reverencia a

Cristo. De hecho, somos enseñados a someternos los

unos a otros.

Cuando Pablo llama a las mujeres a someterse a

sus esposos, él les pide que hagan algo que la cultura

ya les exigía hacer . La instrucción de Pablo estaba

basada en un motivo diferente –el sometimiento no

se debía a la cultura, a que las mujeres estaban

requeridas a sujetarse a los hombres, sino porque los

cristianos deben someterse unos a otros porque

Cristo nos dio el ejemplo cuando se sometió a la

muerte en la cruz. Cuando Pablo, entonces, llama a

los hombres a amar a sus esposas, les estaba pidiendo

que hicieran algo que su cultura no les exigía, por

tanto, la carga más pesada recaía sobre los hombres.

Especialmente cuando entendemos que Pablo decía

que los esposos debían amar a sus esposas de la

misma manera en que Cristo amó a la iglesia. Y claro

está, lejos estaba de Él tratar a Su novia como un

objeto inferior o abusar de ella; Cristo dio Su vida

por Su novia.

Le decimos a nuestros hijos que obedezcan a sus

padres “en el Señor”, esto es en el mismo espíritu de

reverencia que causa en nosotros la obediencia a

Cristo, no que se haga por temor al castigo. Ese

mismo pasaje bíblico exige que los padres no se

comporten con sus hijos de tal manera que los provoquen

a ira. Nuevamente, encontramos un balance en

el cual se le exige a los hijos que obedezcan al igual

mensajeroalablanca@wwph.com—33


que Cristo obedeció. Y, a los padres se les exige

específicamente que traten a sus hijos propiamente,

de la misma manera que nuestro amoroso Padre

celestial nos trata.

Siempre hemos tratado de conducir nuestro matrimonio

y nuestra familia bajo estos principios.

¿Cuál ha sido la mayor satisfacción que han tenido

a nivel personal y familiar?

Susan: Mi mayor satisfacción como persona es

haber visto a mis hijos crecer y convertirse en adultos

maduros de tiernos corazones.

Larry: Mi mayor satisfacción con relación a la

familia es saber que todos mis familiares inmediatos

le sirven al Señor y que muchos de ellos están

envueltos en el ministerio. Como ministro, mi mayor

satisfacción es saber de personas cuyas vidas han

sido cambiadas como resultado de lo que hacemos.

Hermano Duncan entiendo que usted es miembro

del Comité Administrativo Internacional de

la iglesia, dir ector del C. L. B., miembr o del

Ministerio de la Cosecha y también del de la

familia, ¿con cuál de estos ministerios se siente

más identificado?

Larry: Eso es difícil de contestar porque tengo

fuertes sentimientos por cada uno de ellos. He trabajado

por más tiempo en el CLB que en el

Ministerio de la Familia, por tanto, tengo más experiencia

en desarrollar líderes que en ministrar a

familias. Sin embar go, me he dado cuenta que hay

muchas otras personas que hacen una labor excelente

en el desarrollo de liderazgo, mientras que

pareciera haber menos personas envueltas directamente

con las familias para ayudarlas. Por eso,

quizás siento una carga más pesada por las familias.

Estoy preocupado especialmente por las familias de

nuestros pastores, las cuales están bajo un ataque

directo del enemigo.

¿Cuántos años tiene como miembr o de la Iglesia

de Dios?

Larry: He sido miembro de la Iglesia de Dios de

la Profecía durante casi 44 años. Los cambios que

he visto durante los años son demasiados para

recontar aquí, pero sí puedo decir que el cambio

más importante ha sido pasar de una iglesia basada

en la ley y lo ritualista a una iglesia basada en el

amor y la gracia.

En el momento de leer su biografía, me doy cuenta

que tiene una inclinación muy mar cada hacia

la música, observando además la preparación que

34—Mensajero Ala Blanca septiembre-octubre de 2004

recibió en ese sentido. En la actualidad, ¿está

realizando alguna actividad ligada a este arte?

Larry: No. Cuando me nombraron para trabajar con

el personal del CLB en el año 1992, tuve que dejar el

ministerio de la música de mi iglesia local debido al

itinerario de viajes. Al principio fue difícil porque

llevaba 15 años como ministro de música, pero la

gracia de Dios fue suficiente para mí y pronto me

apasioné con mi nuevo ministerio. Por eso, nunca me

lamenté por el cambio.

Hermana Susan, ¿qué costo tuvo para ustedes,

especialmente para usted, r esponder al llamado

de Dios?

Susan: Como dije anteriormente, no estoy segura de

haber recibido un llamado específico, a parte del llamado

de seguir a Jesús. Todas las demás cosas fluyen

a causa de esto. En lo que sí he pasado trabajo para

ayudar a Larry a seguir su llamado al ministerio ha

sido probablemente y como lo mencionara anteriormente,

los períodos de tiempo en que me he quedado

sola en el hogar mientras él viajaba. Sabía que al

casarnos no tendríamos una vida de lujos, siendo que

su inclinación era hacia la educación, por lo tanto, no

planifiqué ser rica o famosa.

¿Quisiera usted dar algún consejo y algunas palabras

de aliento a aquellas esposas de ministr os,

pastores y a aquellas hermanas en general que han

dedicado su vida a Dios, su familia y la iglesia?

Susan: El consejo que le doy a mis compañeros en

el ministerio es que vivan para presentarse ante la

audiencia de Uno: Dios. Aquellos de nosotros que

estamos en el ministerio tenemos la tendencia de

vivir para agradar a otras personas, pero eso puede

ser agotador y de mucha car ga para nosotros. Puede

quitarnos el gozo y por ende, hacernos resentir el

ministerio. La Palabra de Dios dice: “y qué pide

Jehová de ti: solamente hacer justicia, y amar misericordia,

y humillarte ante tu Dios”, (Miqueas 6:8).

Cuando le preguntaron a Jesús por el mayor mandamiento

de todos, Él respondió: “Amarás a tu prójimo

como a ti mismo”, (Mateo 22:39).

Necesitamos preguntarnos: “¿Qué le agrada a

Dios? ¿De qué manera Dios quiere que tratemos a

Sus hijos (incluyendo a los miembros de nuestras

familias)? ¿Cómo demuestra nuestra conducta Su

amor, justicia, misericordia y gracia?” Tenemos

que pedirle a Dios que nos permita ver a los demás

a través de Sus ojos. Que les escuchemos con Sus

oídos, les amemos con Su corazón, les tratemos

con equidad, y luego dejemos en Sus manos los

resultados.


Viene de la página19

es decir, que el cristiano dedicado a

Dios puede ser libre de pecado.

En 1901, él visitó la obra de

Frank Sandford, en Maine, y fue bautizado

por Sandford. Él se unió a un

grupo que se llamaba a sí mismo: “La

Iglesia del Dios Viviente para la

Evangelización del Mundo, el

Recogimiento de Israel, el Nuevo

Orden de Cosas al Fin de la Era de

los Gentiles”. La extrema posición de

la lluvia tardía de este grupo era evidente

en su nombre. En 1903 se unió

a la congregación llamada “Iglesia de

la Santidad de los Campos del

Arroyo”, en Tenesí. En 1907 esa iglesia

oficialmente se denominó Iglesia

de Dios, ahora Iglesia de Dios de la

Profecía. Después de añadirse a esta

iglesia, pronto fue elegido como pastor

de la misma.

A.J. Tomlinson, como muchos

en la congregación de los Campos

del Arroyo, se inclinó hacia el pentecostalismo,

incluso antes de que

diera inicio el siglo XX. Sin embargo,

fue solamente después del derramamiento

del Espíritu Santo en la

escuela bíblica de Bethel de Charles

F. Parham en Topeka, Kansas en

1901, y del gran avivamiento interracial

en la calle Azusa en Los

Ángeles, California conducida por

W.J. Seymour , que comenzara en

1906, que la Iglesia de Dios abrazó

completamente el movimiento pentecostal.

El 12 de enero de 1908,

G.B. Cashwell, el “Apóstol de

Pentecostés en el sur”, quien había

estado en la calle Azusa, predicaba

un sermón en la iglesia local en

Cleveland, Tenesí, por invitación de

A.J. Tomlinson. Después del sermón

de Cashwell, Tomlinson cayó al

suelo y recibió el bautismo con el

Espíritu Santo. Él profesó haber

hablado por lo menos diez idiomas

diferentes, mientras se encontraba

en éxtasis, y tuvo una visión de una

cosecha mundial para la iglesia a

través de un alcance misionario.

Desde ese entonces, la iglesia ha

permanecido en la tradición clásica

pentecostal. 2

Se debe reconocer entonces, que

el movimiento del pentecostalismo

de alguna forma ha influenciado a la

Iglesia de Dios de la Profecía. La

iglesia es una institución que ha

hecho historia por espacio de 100

años. Tiene una rica herencia en toda

la historia de la iglesia cristiana, en la

Reforma Protestante, en el movimiento

de la santidad y en el movimiento

del pentecostalismo.

______________

1 Revisado, editado, corregido y adaptado por Miguel

Á. García Sarceño, con consentimiento del autor.

2 Tomada de www.Iglesia-Dios.org

Perspectivas Ministeriales/Mensajero

Ala Blanca

White Wing Publishing House

P.O. Box 2910

Cleveland, TN 37320-2910 EUA

Atención: Miguel Á. García Sarceño

magsarceno@navegante.com.sv

“Antes, en todas estas cosas

somos más que vencedores por medio

de aquel que nos amó”, (Romanos

8:37). Más que vencedores, no suena

como un típico tema central para una

edición que saldrá a la luz en la época

navideña. Sin embargo, podemos

decir que somos más que vencedores

debido al nacimiento de Jesús nuestro

Salvador, el cual celebramos en esta

época del año.

Hemos decidido glorificar al

Señor en esta época tan especial del

año analizando las razones por las

que podemos testificar que somos

más que vencedores. ¿Se ha preguntado

alguna vez cómo es que podemos

hacer esta declaración aunque nos

enfrentemos a las mayores dificultades

y los más grandes desasosiegos?

¿Se ha preguntado en alguna

ocasión qué significa verdaderamente

ser más que vencedores?

En términos humanos, si pensamos

en el hecho de que Dios Padre

decidió humanarse para salvar a la

humanidad sumida en el pecado

viniendo a la tierra en la forma de

Jesús, el Hijo Unigénito, podemos llegar

a pensar que al hacerlo en vez de

engrandecerse se anonadó. Y sin

embargo, lejos está eso de la realidad.

Únase a nosotros en la última

edición del año 2004 para descubrir

cuál es el verdadero significado de ser

“más que vencedores”.

Diana M. García

Editora

mensajeroalablanca@wwph.com—35


ALA BLANCA

Spanish White Wing Messenger

P.O. BOX 2910

CLEVELAND, TN 37320-2910

NON-PROFIT ORG.

U.S. POSTAGE

PAID

PERMIT No. 278

CLEVELAND, TN

More magazines by this user
Similar magazines