Views
3 years ago

0077 - Viento Sur

0077 - Viento Sur

Bibliografía

Bibliografía mencionada: • Iglesias, P. (2004a): “The Global movement’s strategies. New forms of collective action in the control of urban space in protests against international organizations. The anti-summit model”. Comunicación presentada en ESRC/RSGS Advanced Research Training in Human Geogrphy, Kindrogan Field Centre, del 4 al 7 de septiembre de 2004. • Iglesias, P (2004b): “Los Movimientos Globales de Seattle a Praga. El modelo contracumbre como nueva forma de acción colectiva”. Ponencia presentada en el VIII Congreso de la Federación española de Sociología. Alicante, septiembre 2004. (Puede descargarse en http://www.sindominio.net/~pablo/trabajos/2004-Ponencia-Modelo%20contracumbre) • Negri, A (2003): “Gli anni conquistati”. Posse, número de Noviembre de 2003, pp. 230-235. • Oslender, U. (2002): “Espacio, lugar y movimientos sociales: Hacia una especialidad de la resistencia”. Scriptanova, vol.VI, número 115. En http://www.ub.es/geocrit/sn/sn-115.htm (Consulta 11/09/04). • Routledge, P. (2003): “Convergence space: process geographies of grassroots globalization networks”. Transactions of the Institute of British Geographers. New Series. Volume 28. Number 3. 333-349. • Tarrow, S. (2004): El poder en movimiento. Los movimientos sociales, la acción colectiva y la política. Alianza ensayo, Madrid. Declaración de la Asamblea de los Movimientos Sociales Londres. octubre 2004 Venimos de todas las campañas y de todos los movimientos sociales y ciudadanos, organizaciones de los “sin”, organizaciones sindicales, organizaciones de defensa de los derechos humanos, organizaciones de solidaridad internacional, movimientos feministas, movimientos pacifistas y contra la guerra. Venimos de todas las regiones de Europa para encontrarnos en Londres durante este III Foro europeo. Somos diversos y plurales, y de ahí emana nuestra fuerza. La guerra representa hoy la cara la más dura y real del neoliberalismo. La guerra y la ocupación de Irak, la ocupación de Palestina, las masacres en Chechenia y las guerras escondidas del continente africano arruinan el futuro de la humanidad. La guerra en Irak fue justificada con mentiras. Hoy Irak está destruido y humillado. Los iraquíes son prisioneros de la guerra y del terror. La ocupación no ha llevado ni la libertad ni mejores condiciones de vida. Al contrario, ha reforzado a los partidarios de la tesis del “choque de civilizaciones”. Nosotros luchamos por el cese inmediato de los bombardeos, por la retirada de las tropas de Irak, y por la restitución inmediata de la soberanía al pueblo iraquí. Apoyamos el derecho al pueblo iraquí a resistir a la ocupación. Apoyamos los movimientos israelíes y palestinos que luchan por una paz justa y duradera. Sobre la base de la decisión de la Corte Internacional de justicia y el voto unánime de los países europeos durante la Asamblea General de la ONU, nosotros demandamos el fin de la ocupación israelí y el desmantelamiento del muro del apartheid. Pedimos sanciones económicas y políticas contra el gobierno israelí mientras continúe violando el derecho internacional y los derechos del pueblo palestino. Por eso 26 VIENTO SUR Número 77/Noviembre 2004

participaremos en la semana de movilización internacional contra el muro del apartheid del 9 al 16 de noviembre y a las jornadas de acción europeas del 10 y 11 de diciembre, aniversario de la declaración universal de los derechos humanos. La desestabilización climática a escala mundial es una amenaza sin precedentes para el futuro de nuestros hijos e hijas y de la humanidad. Apoyamos el llamamiento de las organizaciones ecologistas para una acción internacional sobre el cambio climático en el 2005. Apoyamos las campañas contra los organismos genéticamente modificados y por una agricultura, una alimentación y un medio ambiente seguros. En febrero del 2005, nos uniremos a las acciones y manifestaciones contra la cumbre de la OTAN en Niza. Frente a la voluntad de las grandes potencias de continuar dirigiendo el mundo para fortalecer el modelo neoliberal, nos comprometemos a movilizarnos masivamente en ocasión de la cumbre del G8 en Escocia en julio del 2005. Queremos una Europa que rechace el sexismo y la violencia contra las mujeres y reconozca el derecho al aborto. Apoyamos la jornada internacional de movilización contra la violencia contra las mujeres el 25 de noviembre y las movilizaciones organizadas para el 8 de marzo, jornada internacional de la mujer. Apoyamos la iniciativa europea del 28 y 29 de marzo en Marsella propuesta por la Marcha Mundial de Mujeres. Estamos contra el racismo y la Europa fortaleza y defendemos los derechos de los inmigrantes y de los que demandan asilo, el derecho a la libertad de circulación, a la ciudadanía de residencia y al cierre de los centros de internamiento. Estamos en contra de la expulsión de los inmigrantes. Proponemos una jornada de acción el 2 de abril del 2005 contra el racismo, por la libertad de circulación, por el derecho de residencia, como una alternativa a la Europa fundada sobre la exclusión y la explotación. En el momento en el que el tratado constitucional europeo entra en su fase de ratificación, afirmamos que es necesario una consulta directa a los pueblos de Europa. Este proyecto no responde a nuestras aspiraciones. Este tratado constitucional consagra el neoliberalismo como doctrina oficial de la UE; hace de la competencia el fundamento del derecho comunitario y de todas las actividades humanas; ignora completamente los objetivos de una sociedad sostenible desde del punto de vista ecológico. Restringe la libre circulación de las personas y rechaza la igualdad de derechos a aquellos que residen en Europa sin poseer la nacionalidad de un Estado miembro. Da a la OTAN un papel sobre las política exterior y de defensa europeas e impulsa la militarización de la Unión Europea. Finalmente, margina la cuestión social subordinándola al mercado, y acelera el desmantelamiento, ya programado, de los servicios públicos. Luchamos por otra Europa. Nuestras movilizaciones traen la esperanza de una Europa sin paro ni precariedad. Luchamos por una agricultura viable, controlada por los propios campesinos, que asegure la soberanía alimentaria, preserve los empleos, y defienda, como bienes comunes, la calidad del medioambiente y de los productos agroalimentarios. Queremos una Europa abierta al mundo, que respete el derecho de asilo, permita a cada uno VIENTO SUR Número 77/Noviembre 2004 27

Algo se mueve en Alemania - Viento Sur
Algo se mueve en la izquierda - Viento Sur
"Abasso Italia". Reflexiones sobre una nación ... - Viento Sur
Hay que recuperar una vida más erótica, en el sentido ... - Viento Sur
Carta abierta de un insumiso - Viento Sur
quo vadis? Cuestiones en litigio para la teoría de las ... - Viento Sur
Entrevista a Abraham Serfaty - Viento Sur