Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar a los estudios ...

investigaciones.usbcali.edu.co

Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar a los estudios ...

Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132habla de mujeres negras pero la basede la reflexión no se refiere a cuál es ladinámica cultural de las comunidadesnegras, sino que pensamos que deberíade ser idealmente para ciudadanos tipomedio” (Movimiento Negro, 1996)También se cuestiona los efectosque tienen estas intervenciones en lascomunidades que las reciben, ya que seintroducen nuevas escalas de valores, seimportan de fuera esquemas de organizacióny se imponen sin tener presenteel efecto que esto causa, pues deja a lacomunidad sin aquello que tenía consolidadopara hacer frente a su realidad,y a la vez le introduce nuevas formasde relación que no sabe cómo manejar,pues su saber ancestral no le ha legadolas herramientas para hacerlo. En estecaso concreto se nos invita a reflexionarsobre la necesidad de pensar el sistemasocial de una manera compleja, puescualquier elemento del conjunto quesufra modificaciones va a tener efectossobre el resto del sistema (Rojas, 1996).Dentro de esta incomprensión de lacomplejidad de la realidad se planteala necesidad de comprender el mundode relaciones de la mujer con los otrosmiembros de su comunidad para asípoder entender el proceso de la mujer,es decir, no se la puede entender a ella sila miramos aisladamente de estos otrosreferentes (Urrea, 1996, pp. 245-282).Desde la perspectiva de género tambiénalgunas profesionales se cuestionanacerca del riesgo que constituyen lasrepresentaciones etnocéntricas arrojadaspor los múltiples estudios de profesionalesexternos, como los realizadospor europeos y americanos acerca delas mujeres afro en Colombia, ya quepueden ofrecer y vender ideas inexactasacerca de estas mujeres, y del papelque desempeñan en su cultura y en lahistoria; y más profundamente se denunciael riesgo que existe de que estasrepresentaciones contribuyan a reforzarlas relaciones de poder existentes (Asher,2002, pp. 106-118). Al leer a estasmujeres desde unos referentes foráneosconstruidos en otro mundo económico,social y político se puede correr el riesgode no comprender, y peor aun, rotularlascomo carentes si se las mira en funcióndel modelo de mujer dominante en otrospaíses. También se denuncia el riesgoque existe al querer homogenizar a lasmujeres, es decir, incluir a las mujeresdel Tercer Mundo dentro de un mismogrupo, ya que esto desconocería las diferenciasque existen entre estas mujeres,aunque tengan en común el perteneceral Tercer Mundo “Las necesidades de lasmujeres del Tercer Mundo ameritan serproblematizadas en su supuesta universalidad”(Álvarez, 2000, pp. 265-287).Frente a estas representaciones etnocéntricas,Álvarez (2000, pp. 265-287)nos hace un llamado contundente alos investigadores y se pregunta quéestamos haciendo para enfrentar y contrarrestarestas representaciones y quizáscambiarlas por otras. “Dónde y cuálesson las narrativas contra-hegemónicasque estamos tratando de construir mediantela fuerza de la representación”.En uno de los trabajos adelantadoscon perspectiva de género se identificaun faltante en las relaciones de géneroentre mujeres, ya que generalmente selas ha estudiado pero en relación conla familia, con los diferentes vínculosque se entablan en el interior de ella,con los hombres, con la familia extensa,etc. (Rojas, 1996, pp. 205-219). Porotro lado, activistas de un grupo afroen una entrevista concedida a Escobar(1996) plantean que el asunto de géneroquizás ha sido un tema dejado de ladopor ellos como grupo, porque en estemomento histórico es más trascendentalel problema político y todos sus esfuerzosestán concentrados allí (Urrea, 1996,pp. 245-282).Revista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 119


María Elena Díaz RicoOtro aspecto relevante tiene que vercon el lugar de reflexión concedido a loscontextos de pobreza como escenariosdonde se gestan o se priorizan algunosroles asignados a los hombres y a lasmujeres. En este sentido, por ejemplo,el recurso de la violencia se convierte enuna característica definitoria de la identidadmasculina en contextos de nivelsocioeconómico bajo donde predominaun ambiente de inseguridad y violenciaen el barrio. De esta forma, los hombresque crecen y se forman en estos ambientesdeben recurrir al uso de la violenciacomo una manera de sobrevivir en estemedio violento (Urrea, et al., 2000, pp.2-35). Tenorio (2002) hace un llamadoa la necesidad de comprender la lógicacon la que funcionan las mujeres decontextos socioeconómicos, lo cualimplica necesariamente entender cómolas características que definen a estasmujeres tienen una relación con lascondiciones de vida que les ha tocadoenfrentar, o son una respuesta a ellas.Este señalamiento se hace con el fin deevitar los juicios de valor que emitenalgunos investigadores y funcionariosdel área de las ciencias sociales al hablarde las problemáticas presentes en estoscontextos.Varios artículos reseñados que se ocupande la relación entre la identidad y lacultura hacen énfasis en la importanciade comprender las características culturalesen las que se gesta la identidad deun hombre y de una mujer para poderplantear formas de intervención quetengan en cuenta dichas particularidades–y no generalicen un tipo de intervención–para obtener un resultado exitosoen dicho propósito. En este sentidoencontramos dos trabajos investigativosdedicados a analizar el porqué las intervencionespropuestas para hacer frente ala planificación familiar no han dado losresultados esperados: Las mujeres no nacen,se hacen (Tenorio, 2002) y Embarazoen adolescentes solteras afrocolombianas(Abadía, Franco, Torres, 1998). En estasinvestigaciones se indaga acerca de lascreencias que tienen chicas y chicos de14 a 18 años acerca de la forma comofuncionan los métodos de planificaciónfamiliar y el conocimiento y utilidad queles otorgan a los métodos tradicionalesque se usan en sus comunidades (Distritode Aguablanca, Meléndez, Cali). Enambos textos se encuentra que es prioritarioidentificar primero las creenciaspopulares que tienen estas poblacionesacerca, de los diferentes métodos deplanificación, sean científicos o no, yluego si entrar a diseñar campañas deintervención que pongan en crisis dichascreencias, con el fin de lograr resultadospositivos en el aumento del uso de losmétodos anticonceptivos.En cuanto al peligro de hacer generalizaciones,se presenta el caso de lasrupturas en los modelos de masculinidady feminidad vigentes, es decir, a pesar deque se encuentran unas característicascomunes que se repiten en un númerosignificativo de hombres y mujeres,también se encuentran fisuras, es decir,hombres y mujeres que se salen del modelogeneralizado. Este hallazgo obliga,necesariamente, a hacerse dos planteamientos:el primero de ellos tiene quever con la pregunta por aquello que hizoposible que se diera esa ruptura, ya quedicho individuo hace parte de un mismocontexto y comparte aparentemente lasmismas condiciones de vida; sin embargo,se ha encontrado (Urrea, et al.,2000, pp. 2-35; Tenorio, 2002) que estoshombres y mujeres diferentes al modeloque predomina en su contexto han vividootro tipo de experiencias, en algunoscasos promovidas por el encuentro conotros mundos, es decir, cuando salendel contexto en que tradicionalmentese desenvuelven y se encuentran conotras formas de ser hombre y ser mujer,entablan relaciones con estas personasy empiezan a replantearse sus proyectosde vida a la luz de estos nuevos intercambios.En ambos estudios se concluyeque las experiencias de vida propiciadas120 × Universidad de San Buenaventura, Cali - Colombia


son un factor clave a la hora de entenderestas rupturas en los modelos vigentes;por lo tanto, se propone como vía detrabajo en los programas de intervenciónla promoción de intercambios conotros hombres y mujeres pertenecientesa contextos diferentes, el salir del medioen que se desenvuelven cotidianamentey acceder a otras formas de relacióny oportunidades, bien sea educativos,culturales o económicos.“Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132El anterior hallazgo también nos haceun llamado a tener cautela a la hora dehacer generalizaciones, ya que no sólodentro de un país, de una ciudad, sinotambién dentro un mismo barrio podemosencontrar modelos de ser hombrey ser mujer diferentes.La lectura desde dentroHace alusión a lo que los afro reconocencomo propio y definitorio de suidentidad.Aspectos históricos que definenla identidad afrocolombianaLa relación territorio-identidad:Desde la mirada interna el territorio noes solamente un pedazo de tierra, puesen su convivencia con la naturaleza hancreado lazos, han recreado sus leyes ycreencias; se encuentra habitado porsus espíritus guardianes. Espiritualidadque es uno de los principales legadosque trajeron de África (Mosquera,2002; González, et al. 2003, pp. 89-100;García, 2001, pp. 79-87; Motta, 2006,pp. 91-106).“Además, la pérdida del territorio deorigen no sólo conlleva la desterritorializaciónsino también la pérdida dela identidad del sujeto desplazado, daorigen a la asunción del anonimato, a lapérdida del nombre, de los vínculos dereconocimiento y afirmación social, a laDe la famosa aventuradel barco encantado.pérdida de los lazos grupales” (Sánchez,2004, pp. 741-758).La tenencia de la tierra y su pérdida,su relación con la constitución de suidentidad: Se retoman aquí los artículosque se han centrado en hacer una caracterizaciónde la situación del norte delCauca y más específicamente de Villarrica.Uno de los ejes de reflexión sobrelos cuales se mueve esta reseña históricatiene que ver con el significado que hatenido la tierra en la constitución de laidentidad de este grupo humano, y portanto los efectos devastadores que les hatraído la pérdida de la misma (Hurtado,et al., 2004, pp. 359-396). En esta historiaes importante reconocer dos etapasclaves: una vivida entre 1950 y los añossetenta, que se caracterizó por la implementaciónde la industria azucarera, locual afectó a los afrocolombianos en lamedida que disminuyó la tenencia dela tierra en manos de los campesinosnegros; y la otra en los años ochentaque se caracteriza por la integraciónde la población nortecaucana al áreametropolitana de la ciudad de Cali y,hacia mediados de los años noventa,la instalación de industrias debido a laavalancha del río Páez y que da origena la Ley Páez (González, et al., 2003, pp.Revista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 121


Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132reconocimiento como empresarios enla ciudad de Cali, bien sea en el sectorde las comidas marítimas o prácticasculturales que involucran la música yla danza (Agudelo, 2004, pp. 283-326).Respecto a las migraciones es necesariotener en cuenta no solo el porqué migran los afro, y la percepción quetienen de la misma, sino lo que empiezana construir y generar en el lugar al quellegan, qué tipo de dinámicas empiezan aestablecer para integrarse a estos nuevosespacios; lo transforman todo o hacennegociaciones con ese nuevo espacioque los acoge y se quedan en un puntointermedio en el que retoman elementosde lo que el nuevo hábitat les ofrece,pero a la vez lo enriquecen con aspectosde su cultura que les ayudan a sobreviviren ese lugar, al reproducir espacios queeran definitorios de su identidad en ellugar de origen. A esta reflexión aportael trabajo Una tatabrada más: migrantesafrocolombianos de cuarta generación y suadaptación al contexto urbano (Arboleda,2005, pp. 153-179), realizado por elgrupo afrocolombiano de la Universidaddel Valle en dos sectores del distrito deAguablanca, los barrios El Retiro y ElVergel. Se centra en la identificaciónde las construcciones alternativas quese están gestando en todos los ámbitosde la vida cotidiana “y que precisamentela cultura como proceso de continuoscambios nos permite interpretar”. Alautor le interesan las construccionesque logra realizar el migrante con el finde adaptarse al nuevo espacio sin perdersus raíces culturales, pero haciendo elesfuerzo de adaptarse a las lógicas delnuevo espacio que lo recibe (Arboleda,2005, pp. 153-179).Es importante señalar que dentro delrecorrido histórico que se nos presentavarios autores entienden la culturacomo algo cambiante, resultado de lamezcla con otros grupos culturales, esdecir, la mezcla de lo propio con loaprendido de los colonizadores. En estesentido consideran que no se puedehablar actualmente de culturas puras,sin contaminar. Lo anterior resulta devital importancia para entender la configuraciónque encontramos actualmenteen la familia afro, pues no podemospensar que ésta era la forma que teníatradicionalmente en África; más bienes el resultado de lo que traían y de lascondiciones de vida encontradas en elNuevo Continente que los obligarona re-estructura la forma de su organizacióntradicional (Escobar, 1996, pp.13-26; Barbary, et al., 2004, pp. 21-65).El tener como referente que estoslugares son construidos socialmente, enla relación con unos otros abre todo uncampo de posibles reflexiones en propuestasde intervención que promuevanel entendimiento del orden establecidoque están viviendo hombres y mujeresen la actualidad con el fin de suscitar latransformación de los mismos.Más específicamente encontramos unestudio, Calle luna, calle sol: las mujeres ylas bandas en relatos de hombres (Britto,2004) que hace énfasis en el proceso deempoderamiento de las mujeres. Paraello propone que las mujeres debenacceder al poder, tener un control sobresus vidas; sin embargo, hace hincapié enla necesidad de partir de una reflexiónque no deje de lado las condiciones históricasque hicieron posible la condiciónde dependencia de la mujer y su falta deacceso al poder para tomar concienciade los diferentes factores que han incididoen que ellas y ellos se encuentrenen dichos lugares. Sólo una vez superadoeste primer paso se puede pensar enasumir un lugar diferente, el de transformación,pero para ello se necesitaprimero entender por qué están como seencuentran y que no es una condiciónque se hereda genéticamente, sino quetiene posibilidades de transformación.La música como recuperación deidentidades: La música como forma demantener procesos de identificación,de conservar sus raíces ancestrales yRevista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 123


María Elena Díaz Ricosoportar la adversidad, ya que a partirde ella se conectan con su fuerza ancestral.“La música representa uno de losfactores fundamentales en la creación,recuperación e invención de identidadesen el Pacífico sur” (González, etal., 2003, pp. 89-100). Sin embargo,este énfasis de algunos académicos eneste componente de su historia ha sidoobjeto de críticas, al interpretarse comouna visión reduccionista que centra suestudio en su música, danza y religióncomo si fueran los únicos elementosdistintivos de su riqueza cultural, esdecir, “se ensombrecía otros aspectosde gran significación en la vida de losafrodescendientes” (Verastegui, 2003.La identidad afectada por las legislaciones:Se encuentra aquí un aumentosignificativo del interés en la poblaciónafro, especialmente la asentada en laregión Pacífico. Se ubica aquí la Constitucióncolombiana de 1991 comoun hecho que va a tener un efecto enesta población “El At-55 inaugura unaserie de prácticas que derivaron en unapoderosa construcción discursiva de laidentidad étnica” (Escobar, 2005, pp.195-216). En este trabajo se muestracomo la forma de pensarse e identificarseun grupo puede sufrir modificacionesgracias a la introducción de esta nuevalegislación que pone tan de moda lo afro.Se plantea la necesidad de revisar lasimplicaciones que ha traído para ellosla ley 70, por ejemplo. Se introduce unamirada crítica de la misma que arrojacomo resultado el cuestionamiento dela utilidad de la misma cuando se basaen generalizaciones que no reconocenla realidad específica de la mayoría dela población; en este caso particular sedenuncia que aplica a la población delPacífico, pero deja por fuera al resto deafros que no están ubicados en esta zonadel país (Hoffman, 2002).En términos generales, respecto alproceso de construcción de la identidadalgunos autores introducen preguntasacerca de cómo se forma la identidad,y especialmente se hace una crítica alcolonialismo, ya que se cuestiona el procesoa través del cual los descendientesde esclavos se ven a sí mismos “cómoestas definiciones están siempre relacionadascon aquellas que los sectoresy clases dominantes han desarrolladopara nombrar y clasificar a las personasde grupos subalternos, en este caso losafrodescendientes?” (Mosquera, et al.,2002).La comprensión contextualizada del otroA continuación encontramos algunosaspectos que requieren una comprensióncontextuada del comportamientopara no caer en juicios de valor expresadospor otro externo que no se toma eltrabajo de entender el sentido que tienepara la población afro, en las condicionesparticulares en que vive:El otro externo (terrateniente) lo calificacomo perezoso y holgazán: Desdesu perspectiva externa lo son porqueno querían trabajar con sus amos y teníanmucho tiempo para descansar; sinembargo, dicha apreciación desconocelas duras condiciones que tuvieron quevivir en las haciendas de sus amos, razónpor la cual sólo quieren establecerasentamientos lo más lejos que puedande estos amos, por lo tanto se ubican enterrenos abiertos donde sacan su subsistenciadiaria de lo que la naturaleza lesda, y esto implica un ritmo de trabajodiferente, sólo unas horas, ya que aquíse guían por el ritmo de producciónde la naturaleza (Zuluaga, 2003, pp.101-111).Formas de resistenciaEl compadrazgo: La campaña de sacerdotesadelantada en la costa pacíficapara persuadir a los indígenas emberaspara que no escojan como padrinos desus hijos a representantes de la etnianegra. Desde su perspectiva externaconsideran que el estrechamiento deeste tipo de vínculos no les favorece,124 × Universidad de San Buenaventura, Cali - Colombia


Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132pues el otro trata de sacar ventaja deeste intercambio. Empero, la lecturainterna de este asunto del compadrazgolo que nos señala es la utilidad que representadicho intercambio para ambaspartes, pues de esta forma establecenuna alianza que les permite contar conese otro, ayudarse mutuamente, en lugarde atacarse; intercambian aquello en loque cada grupo es fuerte, por ejemplo,los indios tienen una sabiduría milenariaen tratamientos medicinales, y los negrosson muy buenos haciendo negocios,comerciando sus productos, esto lesqueda más fácil por el uso del idiomay la posibilidad que tienen de salir acomerciar sus productos. De esta formalo que encontramos es una alianza quebeneficia a ambos grupos y les satisfacela necesidad que tienen. Lo anteriortiene una estrecha relación con el conceptode identidad intersticial empleadopor Losonczy (1997, pp. 253-277), quienla define como la estrategia que usa ungrupo para apropiarse de elementos queforman parte de la identidad del otro,V.gr. los espíritus, los procedimientosusados en la curación. La autora explicaque al producirse este proceso se presentauna disminución en la alteridad de losdos grupos, lo cual se convierte entoncesen un elemento clave que contribuyea tener una mejor convivencia con elotro diferente a mí. Ello no significaque la no violencia intergrupos aludaa la ausencia de diferencias culturalesy de conflictos, sino a la manera comose abordan dichos desacuerdos. Otrosautores como Pardo (1996, pp. 299-315)enfatizan en la convivencia pacífica quehan logrado desarrollar a lo largo de lahistoria las etnias india y negra, la cualse ha caracterizado por un intercambiode saberes que le ha servido a cadagrupo para sobrevivir en sus territoriosen las condiciones actuales de nuestropaís. Aquí se enumeran las diferentesacciones realizadas para brindar apoyo,como por ejemplo los trabajos colectivoscomo las mingas donde son invitados aparticipar integrantes de ambas etnias,así como la prestación de serviciosmedicinales y rituales. Básicamente loque predomina aquí es la adopción desaberes culturales desarrollados por laotra etnia. Nutrirse de este legado queel otro comparte y a su vez compartiraquellos saberes en los que se tienefortalezas y el otro grupo no las posee,con el fin de lograr la subsistencia deambas etnias en el territorio del Pacíficocolombiano rural.El paisanaje: Un camino interesanteque empieza a esbozarse es el rastreo delas formas de organización que adoptanlas comunidades afro para resistir las durascondiciones de vida. En este sentidose hace alusión al paisanaje como unaforma que ayuda a construir una convivenciapacífica. “Estrategia basada enla tradición rural frente a la experienciaurbana, en aras de garantizar la gestióncolectiva; en otras palabras, solidaridadétnica, soportada de manera concretaen el tejido de parentesco” (Arboleda,2002).Nodrizas: Entre los grupos afrocolombianosdel Pacífico se destaca el papelque han jugado las mujeres que se unenpara formar organizaciones que establecenformas de resistencia a la violencia,Que trata de muchasy grandes cosas.Revista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 125


María Elena Díaz Ricoa las condiciones de vida precarias, a lasdiferentes problemáticas que enfrenta sugrupo cultural. Respecto a los mecanismosempleados para lograr este objetivoes necesario resaltar el papel definitivoy creativo que han jugado las diferentesexpresiones artísticas representativas desu identidad cultural. En este sentidovale la pena destacar dos formas identificadaspor dos estudios diferentes; elprimero de ellos narra la forma comolas mujeres esclavas se resistían al borramientode sus raíces ancestrales yaprovechaban su trabajo como nodrizaso cuidadoras de los hijos blancos de susamos para transmitirles a ellos todas lasenseñanzas de su riqueza cultural, contándoleshistorias, enseñándoles cantos,arrullos, etc. Esta forma camuflada deoponer resistencias se convirtió en unaforma de preservar su herencia cultural(CEPAC, 2003) (Orobio, 2002).Red de mujeres: De igual forma, seencuentra que las organizaciones demujeres se constituyen actualmenteen el sector más visible de los actoressociales presentes en Guapi (Agudelo,2004, pp. 283-326). “La red de organizacionesfemeninas del Pacífico caucanoMatamba y Guasá: fuerza y convocatoriade la mujer del Pacífico caucano, es unared de 74 grupos femeninos locales, ribereñosy regionales en el departamentodel cauca en la región pacífica”. (Asher,2002, pp. 106-118). En el segundoestudio, respecto a estos movimientosde mujeres afrocolombianas resulta llamativoel uso que hacen de expresionesculturales como las coplas, los textos ylos discursos como formas de expresarsus quejas, sus conflictos, sus denuncias,sus noticias, sin necesidad de recurrir aacciones violentas; en estas expresionesculturales han encontrado una fuente deexpresión que parte de sacarles partidoa las herramientas culturales distintivasde su etnia.La comprensión de la familia africana,o más bien de las familias, ya queencontramos diversas formas de construirfamilia en la cultura africana, enla cual las múltiples relaciones que seestablecen tienen una correspondenciacon redes de relaciones y solidaridad.“Se puede leer como una unidad esencialen la que su estructura de géneroacepta versiones como la poligamia enla que un africano tiene varias esposas,y esta estructura se ve y se vive a nivelterritorial y de oportunidades en todoslos aspectos de la cultura, es decir, lafamilia en extenso tiene que ver congrandes rutas y redes de relaciones y decirculaciones entre hombres y mujeresde todas las edades y especialidades; ahíse leen amplias leyes de solidaridad enesas rutas y redes que conectan tanto losmundos rurales africanos como las rutasentre lo rural y lo urbano” (Delgado,2002, pp. 73-81).Las raíces históricas de la movilidad ysu relación con los tipos de organizacionesfamiliares: En varios de los artículosrevisados encontramos una vertienteque ha sido objeto de varias investigaciones:la de las migraciones; especialmentepor el grupo de investigacióndel Cidse de la Universidad del Valle,que ha caracterizado a los diferentesgrupos afro tanto en la actualidad comoa la largo de su historia (Barbary, et al.,2004, pp. 21-65), (Barbary, et al., 2004,69-112); migraciones que se conviertenen una característica relevante de estegrupo étnico y que quizás se encuentrerelacionada con sus raíces ancestralesafricanas, ya que desde la época de la esclavitudvivida en África han tenido quemigrar de un lugar a otro. Inicialmentetraídos a la fuerza, posteriormente lasrazones de la migración obedecían a labúsqueda de mejores condiciones devida, lo cual incluye el dejar su territoriocon el fin de evitar la recaptura. “Nuncaestaban seguros de que los iban a dejaren paz y tenían que mantenerse conmucha libertad de movimiento”. Y másactualmente movidos por la exploraciónde mejores condiciones de vida, a partirde la búsqueda de un incremento de126 × Universidad de San Buenaventura, Cali - Colombia


Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132ingresos económicos y oportunidadeseducativas (Barbary, et al., 2004, pp.113-156).El retomar estas raíces históricas dela movilidad que ha caracterizado a estegrupo étnico resulta de vital importanciapara entender el tipo de organizacionesfamiliares que los ha caracterizado, yque obedecen a esta condición de movimientoconstante o son una respuestaa ello. De esta manera encontramos elpredominio de la familia extensa conestilo matriarcal, con una mujer jefe dehogar, quien toma toda la responsabilidaddel bienestar de los hijos. En estecontexto las relaciones entre hombres ymujeres han sido a lo largo de la historiamuy flexibles, por ejemplo, pueden tenerun hijo y esto no implica necesariamenteformar pareja con una convivenciapermanente. De igual forma, ante laspersecuciones de las que eran objetolos esclavos, esta forma de organizaciónfamiliar resultaba una oportunidad deresistencia o una forma de hacerle frentea la persecución, ya que el hombre huíay la mujer se quedaba a cargo de la proleengendrada (Motta, 1993, pp. 57-68).En el caso de los hombres y mujerespertenecientes a los afrocolombianos,encontramos muy enfatizada la definiciónde su identidad a partir del tenerhijos: hombres y mujeres son reconocidossocialmente como tales cuandotienen su primer hijo; y en el caso dela mujer, adicionalmente se le suma laimportancia de que tenga un hombrecomo compañero; si esto falta es comosi no fuera una mujer (Motta, 1993, pp.57-68).ConclusionesEn este recorrido realizado por diferentesescritos, desde distintas perspectivas,encontramos que en este momentohistórico existe un marcado interés enreflexionar acerca del acervo de saberesrecogido hasta el momento, liderado poruna perspectiva anti-colonialista en laque se cuestiona lo que se sabe hastael momento sobre la población afro ysi la forma de construir este saber hasido justa con su legado histórico. Eneste viaje nos llaman la atención tresasuntos que aparecen esbozados en larevisión, uno por su poca presencia, lade estudios dirigidos a la población infantil,nuestro futuro; y los otros dos porlas rutas que empiezan a esbozar y queconsideramos interesantes, la primerade ellas la comprensión compleja de larealidad de un sujeto, es decir, para entenderla problemática de la mujer afroes necesario comprenderla dentro deuna comunidad, en sus relaciones conlos hombres, mujeres, abuelos, familiaextensa, etc.; podríamos hablar de lacoexistencia humana. Y por último,la convivencia intersticial en la que sepuede bosquejar una enseñanza valiosapara construir una convivencia pacíficaen nuestro país, una convivenciaque implica la interacción de culturasdiversas en un mismo territorio.Bibliografía– ABADÍA OSPINA, Mario; FRAN-CO SALAZAR, Ezequiel; TORRES,Juan Carlos. (1998). Embarazo enadolescentes solteras afrocolombianas.Tesis pregrado psicología. Colombia:Universidad del Valle.– AGUDELO, Carlos Efrén. Guapi:sociedad local, influencias globales.(2004) En: BARBARY, Oliver;URREA, Fernando (Editores).Gente negra en Colombia. Dinámicassociopolíticas en Cali y el Pacífico. Colombia:Centro de Investigaciones yDocumentación Socioeconómica(CIDSE); Instituto colombianopara el Desarrollo de la Ciencia y laTecnología, Francisco José de Caldas,Colciencias. pp. 283-326.– áLVAREZ, Manuela. (2000). Capitalizandoa ‘las mujeres negras’: laRevista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 127


María Elena Díaz Ricofeminización del desarrollo en el Pacíficocolombiano. En: RESTREPO,Eduardo, y URIBE, María Victoria.Antropologías transeúntes. Bogotá;Instituto Colombiano de Antropologíae Historia (pp.265-287) ISBN:958-96829-3-6.– ARBOLEDA, John. (2005). Unatatabrada más: migrantes afrocolombianosde cuarta generación y suadaptación al contexto urbano. RevistaHistoria y Espacio. Revista del Departamentode Historia de la Universidaddel Valle. (No. 24). pp. 153-179.ISSN: 01204661.– ARBOLEDA, Santiago (2002).Paisanajes, colonias y movilización socialafrocolombiana en el suroccidentecolombiano. En: MOSQUERA RO-SERO, Claudia; PARDO, Mauricio;HOFFMANN, Odile. Afrodescendientesen las Américas: trayectoriassociales e identitarias. 150 años de laabolición de la esclavitud en Colombia.Bogotá: Universidad Nacional deColombia. UNC, Instituto Colombianode Antropología e Historia– ICANH. ISBN: 9587011767.– _______ (2007). Conocimientosancestrales amenazados y destierroprorrogado: la encrucijada de losafrocolombianos. En: MOSQUERAROSERO, Claudia; BARCELOS,Luiz. Afrorreparaciones: memorias dela esclavitud y justicia reparativa paranegros, afrocolombianos y raizales. Bogota:Universidad Nacional de Colombia.UNC. ISBN: 9588063508.– AROCHA RODRÍGUEZ, Jaime.(1996). Afrogénesis, eurogénesis y convivenciainterétnica. En: ESCOBAR,Arturo; PEDROSA, Álvaro (Investigadores).Pacífico: ¿Desarrollo odiversidad? Estado, capital y movimientossociales en el Pacífico colombiano.Bogotá: Cerec. (pp. 316-328). ISBN:958-9061-87-7.– _______; GUEVARA, Natalia;LONDOÑO, Sandra; MORENO,Lina del Mar; RINCON, Liliana(2007). Elegguá y respeto por losafrocolombianos: una experiencia condocentes de Bogotá en torno a la cátedrade estudios afrocolombianos. Revista deEstudios Sociales Universidad de losAndes. (No. 27). pp. 94-105. ISSN:0123-885X.– ASHER, Kiran. (2002). Textos encontexto: activismo de las mujeresafrocolombianas en el litoral Pacíficocolombiano. Revista Nómadas, (No.17). pp. 106-118. ISSN: 0121-7550.– BARBARY, Oliver, y URREA,Fernando. (2004). Introducción.En: BARBARY, Oliver, y URREA,Fernando (Editores). Gente negra enColombia. Dinámicas sociopolíticas enCali y el Pacífico. Colombia: Centrode Investigaciones y DocumentaciónSocioeconómica (CIDSE); InstitutoColombiano para el Desarrollo de laCiencia y la Tecnología, FranciscoJosé de Caldas, Colciencias. pp. 21-65.– _______, et. al. (2004). Perfilescontemporáneos de la población afrocolombiana.En: BARBARY, Olivery URREA, Fernando (Editores).Gente negra en Colombia. Dinámicassociopolíticas en Cali y el Pacífico.Colombia: Centro de Investigacionesy Documentación Socioeconómica,CIDSE; Instituto Colombiano parael Desarrollo de la Ciencia y la Tecnología,Francisco José de Caldas,Colciencias. pp. 69-112.– _______ y HOFFMANN, Odile.(2004). La costa pacífica y Cali, sistemade lugares. En: BARBARY, Olivery URREA, Fernando (Editores)Gente negra en Colombia. Dinámicassociopolíticas en Cali y el Pacífico.Colombia: Centro de Investigacionesy Documentación Socioeconómica,CIDSE; Instituto Colombiano para128 × Universidad de San Buenaventura, Cali - Colombia


Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132el Desarrollo de la Ciencia y la Tecnología,Francisco José de Caldas,Colciencias. pp. 113-156.– _______; RAMÍREZ, Héctor Fabio yURREA, Fernando (Coord) (2004).Identidad y ciudadanía afrocolombianaen el Pacifico y Cali. En: BARBARY,Oliver y URREA, Fernando (Editores)Gente negra en Colombia.Dinámicas sociopolíticas en Cali yel Pacífico. Colombia: Centro deInvestigaciones y DocumentaciónSocioeconómica, CIDSE; InstitutoColombiano para el Desarrollo dela Ciencia y la Tecnología, FranciscoJosé de Caldas, Colciencias. pp. 245-282.– BRAVO MOLINA, Carlos Ramiro;ESCOBAR BELALCÁZAR, CarlosArnulfo y RIVERA GALINDO,Luis Gildardo. (2002). Etnología delas comunidades negras en Colombia:el despertar de los estudios afrocolombianos.En: Estudios afrocolombianosy educación intercultural. Nación yregión. Libro II. Pereira: EditorialPapiro. pp. 19-51. ISBN: 958-9249-72-8.– BRITTO RUIZ, Diana. (2004). Calleluna, calle sol: las mujeres y las bandasen relatos de hombres. En: CASTE-LLANOS, Gabriela (compiladora)Textos y prácticas de género. Santiagode Cali: La manzana de la discordia.– CEPAC, Centro de Pastoral Afrocolombiana.(2003). Historia delpueblo afrocolombiano. TecnigráficasPopayán. ISBN: 958-33-5418-X.– CAMACHO SEGURA, Juana.(2004). Silencios elocuentes, vocesemergentes: reseña bibliográfica de losestudios sobre la mujer afrocolombiana.En: PARDO, ROJAS, Mauricio;MOSQUERA ROSERO, Claudiay RAMÍREZ, María Clemencia.Panorámica afrocolombiana: estudiossociales en el Pacífico. Bogota: UniversidadNacional de Colombia.UNC; Instituto Colombiano deAntropologia e Historia – ICANH.ISBN: 9588181194– CONGOLINO SINISTERRA, MaryLilia (2006). Sexualidades y estereotiposraciales en un grupo de estudiantesde la Universidad del Valle. TesisMaestría en Sociología. Colombia:Universidad del Valle.– CHAVES MARTÍNEZ, DiegoAlejandro. Agenda Pacífico XXI:otra oportunidad para el Pacíficocolombiano desaprovechada. GestiónPública (No. 311). pp. 90-99. ISSN:0120-4998– DELGADO SALAZAR, Ramiro.(2002). África, Colombia, Áfricas,Colombias: construcciones de identidad.En: Ministerio de Cultura. Memoriasciclo de conferencias Encuentrosen la diversidad Tomo I. Bogotá; Ministeriode Cultura. pp. 73-81. ISBN:958-8159-60-X.– ESCOBAR, Arturo. (2005). Modernidad,identidad, y la política de lateoría. En: ESCOBAR, Arturo. Másallá del Tercer Mundo. Globalizacióny diferencia. Bogotá: ICANH. pp.195-216. ISBN: 958-8181-36-4.– _______ y PEDROSA, Álvaro(1996). Introducción. Modernidad ydesarrollo en el Pacífico colombiano.En: ESCOBAR, Arturo y PEDRO-SA, Álvaro (Investigadores). Pacífico¿Desarrollo o diversidad? Estado,capital y movimientos sociales en elPacífico colombiano. Bogotá: Cerec.(pp. 13-26). ISBN: 958-9061-87-7.– GARCÍA, Jesús. (2001). Reconstrucción,transformación y construcciónde nuevos escenarios de las prácticasde la afroamericanidad. En: MATO,Daniel (comp.) Estudios latinoamericanossobre cultura y transformacionessociales en tiempos de globalización 2.Revista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 129


María Elena Díaz RicoBuenos Aires: CLACSO. pp. 79-87.ISBN: 950-923164-9.– GONZÁLEZ CABO, Verena yVALENCIA OROZCO, Álvaro(2003). Ley Páez en el norte del Cauca,Colombia y su influencia sobre lacomunidad de Villarrica. Revista CientíficaGuillermo de Ockham. Vol. 6.Julio-diciembre de 2003. pp. 89-100.ISSN: 1794-192X.– GONZÁLEZ SOLANO, José Alonso(2004). La actividad empresarial desarrolladapor la comunidad de Villarrica,Cauca. Acontecimientos sociales, económicosy políticos sucedidos a partirde 1970. Revista científica Guillermode Ockham. Vol. 2. (No. 2) 2004. pp.15-43 ISSN 1794-192X.– GONZÁLEZ ZAMBRANO, Catalina(2003). Música, identidad y muerteentre los grupos negros del Pacíficosur colombiano. Colección de Babel,separata de la Revista Universidad deGuadalajara. (No. 27) 2003. ISSN:1405-8588.– GRUPO DE ESTUDIOS HIS-TÓRICOS SOBRE AFRODES-CENDIENTES, GRIOT (2003).La memoria de los griots: La cátedraafrocolombiana desde las fuentes primarias.Colombia: Archivo Históricode Cali.– HOFFMAN, Odile (2002). Conflictosterritoriales y territorialidad negra.El caso de las comunidades afrocolombianas.En: MOSQUERA ROSE-RO, Claudia; PARDO, Mauricio yHOFFMAN, Odiel. Las trayectoriassociales e identitarias de los afrodescendientes.En: Afrodescendientes enlas Américas: trayectorias sociales eidentitarias. 150 años de la aboliciónde la esclavitud en Colombia. Bogotá:Universidad Nacional de Colombia.UNC, Instituto Colombiano deAntropología e Historia – ICANH.ISBN: 9587011767.– HURTADO, Teodora y URREA,Fernando (2004). Políticas y movimientosocial negro agrario en el nortedel Cauca. En: BARBARY, Oliver yURREA, Fernando (Editores). Gentenegra en Colombia. Dinámicas sociopolíticasen Cali y el Pacífico. Centrode Investigaciones y DocumentaciónSocioeconómica (CIDSE); InstitutoColombiano para el Desarrollo de laCiencia y la Tecnología, FranciscoJosé de Caldas, Colciencias; 2004.p.p. 359-396.– LOSONCZY, Anne-Marie (1997).Hacia una antropología de lo inter-étnico:una perspectiva negro-americana eindígena. En: RESTREPO, Eduardo yURIBE, María Victoria. Antropologíaen la modernidad. Bogotá; InstitutoColombiano de antropología. pp.253-277. ISBN: 958-612-171-2.– LOZANO, Betty Ruth (1996). Mujery desarrollo. En: ESCOBAR, Arturo yPEDROSA, Álvaro (Investigadores)Pacífico ¿Desarrollo o diversidad? Estado,capital y movimientos sociales enel Pacífico colombiano. Bogotá: Cerec.pp. 176-204. ISBN: 958-9061-87-7.– MOSQUERA, Juan de Dios (2002).Integración de la afrocolombianidadal sistema educativo nacional. En:Ministerio de Cultura. Memoriasciclo de conferencias Encuentros en laDiversidad. Tomo I. Bogotá: Ministeriode Cultura. pp. 39-52. ISBN:958-8159-60-X.– MOSQUERA MOSQUERA, SergioAntonio (2002). El aporte de la sociedadafrochocoana a la colmbianidad.En: Ministerio de Cultura. Memoriasciclo de conferencias Encuentros en laDiversidad. Tomo I. Bogotá: Ministeriode Cultura; 2002. pp. 53-69.ISBN: 958-8159-60-X.– MOSQUERA ROSERO, Claudia;PARDO, Mauricio y HOFFMAN,Odiel (2002). Las trayectorias sociales130 × Universidad de San Buenaventura, Cali - Colombia


Desde fuera y desde dentro: aproximación preliminar ... pp. 111-132e identitarias de los afrodescendientes.En: Afrodescendientes en las Américas:trayectorias sociales e identitarias. 150años de la abolición de la esclavituden Colombia. Bogotá: UniversidadNacional de Colombia, UNC. InstitutoColombiano de Antropologíae Historia, ICANH, 2002. ISBN:9587011767.– MOSQUERA ROSERO, Claudia;BARCELOS, Luiz y ARÉVALO,Andrés Gabriel. (2007). Contribucionesa los debates sobre las memorias dela esclavitud y las afroreparaciones enColombia desde el campo de los estudiosafrocolombianos, afrolatinoamericanos,afrobrasileros, afroestadounidensesy afrocaribeños. En: MOSQUERAROSERO, Claudia y BARCELOS,Luiz Claudio. Afrorreparaciones:memorias de la esclavitud y justiciareparativa para negros, afrocolombianosy raizales. Bogota: UniversidadNacional de Colombia, UNC. ISBN:9588063508.– MOTTA GONZÁLEZ, Nancy(2001). Por la valoración de la raízafricana en América y Colombia.Revista Sociedad. Revista del Departamentode Ciencias Sociales. Facultadde Educación. Universidad Santiago deCali. Año 3, No. 4, pp. 134-141.– _______, (2006). Territorios e identidades.Revista Historia y Espacio.Revista del Departamento de Historiade la Facultad de Humanidades de laUniversidad del Valle. No. 26, pp. 91-106.– _______, (1993). Identidad étnica,género y familia en la cultura negra delPacífico. Trabajo Social No. 6. Cali:Universidad del Valle. Cali, pp. 57-68.– _______, (2005). Gramática ritual.Cali: Universidad del Valle. ISBN:9586703630.– OROBIO GRANJA, Ayda (2002).La mujer como agente cultural deeducación afrocolombiana. Ponencia,Encuentro Centro Pastoral Afrocolombiana.– PARDO, Mauricio (1996). Movimientossociales y relaciones interétnicas.En: ESCOBAR, Arturo y PE-DROSA, Álvaro (Investigadores).Pacífico ¿Desarrollo o diversidad? Estado,capital y movimientos sociales enel Pacífico colombiano. Bogotá: Cerec.pp. 299-315. ISBN: 958-9061-87-7.– PEREA, Bertha (1990). Estructurafamiliar afrocolombiana: Elementosque definen la estructura de africanosnacidos en Colombia Hegoa. Cuadernosde trabajo No. 5, Vol. 1. p. 28.– QUINTÍN QUÍLEZ, Pedro yURREA GIRALDO, Fernando.(2000). Modelos y fisuras de la masculinidadentre jóvenes negros de sectorespopulares en la ciudad de Cali. En:QUINTÍN, P; RAMÍREZ, H.F. yURREA, F. Relaciones interraciales,sociabilidades masculinas juveniles ysegregación laboral de la poblaciónafrocolombiana de Cali. Cali: CIDSE-IRD, Universidad del Valle, Cali. pp.36-53. ISSN: 0122-5944.– RESTREPO, Eduardo (1996-1997).Invenciones antropológicas del negro.Revista Colombiana de Antropología(Volumen XXXIII). pp. 235-269.ISSN: 0486-65-25.– _______, (1997). Afrocolombianos,antropología y proyecto de modernidaden Colombia. En: RESTREPO,Eduardo y URIBE, María Victoria.Antropología en la modernidad.Bogotá: Instituto Colombiano deAntropología. pp. 279-319. ISBN:958-612-171-2.– _______, (1998). Avatares del negroen la antropología colombiana. RevistaNómadas. Bogotá: UniversidadRevista Científica Guillermo de Ockham. Vol. 7, No. 2. Julio - Diciembre de 2009 - ISSN: 1794-192X ‣ 131


María Elena Díaz RicoCentral. No. 9. pp. 191-199 ISSN:0121-7550.– _______, (2004). Hacia los estudiosde las colombias negras. En: Axel AlejandroRojas (ed.), Estudios afrocolombianos:Aportes para un estado delarte. Popayán: Editorial Universidaddel Cauca. pp. 19-58.– ROJAS SILVA, Jeannette (1996).Las mujeres en movimiento: crónicade otras miradas. En: ESCOBAR,Arturo y PEDROSA, Álvaro (Investigadores).Pacífico ¿Desarrollo odiversidad? Estado, capital y movimientossociales en el Pacífico colombiano.Bogotá: Cerec. pp. 205-219. ISBN:958-9061-87-7.– SÁNCHEZ, John Anton (2004).La guerra y sus efectos socioculturales,étnicos y políticos en la región pacífica:territorio, proyecto de vida y resistenciade los afrodescendientes. En: Dimensionesterritoriales de la guerra y la paz.Bogotá: Universidad Nacional deColombia, UNC. pp. 741-758.– TENORIO, María Cristina (2002).Las mujeres no nacen, se hacen. Modelosculturales de mujer entre adolescentesen sectores populares. Guía paraprofesionales. Colombia: Universidaddel Valle.– URREA GIRALDO, Fernando(2000). Relaciones interraciales yclases en la construcción de ciudadanía:el caso de Cali. (Colombia). En:QUINTIN, Pedro, RAMÍREZ, Héctory URREA, Fernando. Relacionesinterraciales, sociabilidades masculinasjuveniles y segregación laboral de lapoblación afrocolombiana en Cali. Universidaddel Valle. pp. 2-35. ISSN:0122-5944.– ________, (1996). Movimiento negro,identidad y territorio. Entrevista con laorganización de comunidades negrasde Buenaventura y relato de MercedesBalanta. En: ESCOBAR, Arturo yPEDROSA, Álvaro (Investigadores).Pacífico, ¿Desarrollo o diversidad?Estado, capital y movimientos socialesen el Pacífico colombiano. Bogotá:Cerec. pp. 245-282. ISBN: 958-9061-87-7.– VERASTEGUI OLLÉ, Vanesa(2003). Racismo y sexualidad a treshoras de Lima, la capital del Perú.Revista Somos. El Comercio. Año XVINo. 862.– VIVEROS VIGOYA, Mara (2008).Más que una cuestión de piel. Determinantessociales y orientaciones subjetivasen los encuentros y desencuentrosheterosexuales entre mujeres y hombresnegros y no negros en Bogotá. En:WADE, Meter; URREA, Fernandoy VIVEROS VIGOYA, Mara (Coords.).Raza, etnicidad y sexualidades:ciudadanía y multiculturalismo enAmérica Latina. Universidad Nacionalde Colombia. ISBN: 978-9581-8063-60-7.– WALSH, Catherine, y GARCÍA,Juan (2002). El pensar del emergentemovimiento afro-ecuatoriano: Reflexionesdesde un proceso. En: MATO,Daniel (compilador). Estudios y otrasprácticas intelectuales latinoamericanasen cultura y poder (CLACSO, ConsejoLatinoamericano de CienciasSociales), Caracas, Venezuela.– ZULUAGA ALBARRACÍN, Hernán(2003). Agroindustria en el nortedel Cauca: una mirada histórica. Informepreliminar de investigación. Guillermode Ockham Revista científica. No.2, Julio-diciembre 2003. pp. 101-111ISSN: 1794-192 X.132 × Universidad de San Buenaventura, Cali - Colombia

More magazines by this user
Similar magazines