Sosteniendo la vida en la tierra

biodiv.org
  • No tags were found...

Sosteniendo la vida en la tierra

Secretaría del Conveniosobre la Diversidad BiológicaSosteniendo la vida en la tierraEl Convenio sobre laDiversidad Biológica promueve elbienestar humano y el de la naturaleza


Secretaria del Conveniosobre la Diversidad BiológicaSosteniendo la vida en la tierraEl Convenio sobre laDiversidad Biológica promueve elbienestar humano y el de la naturalezaAbril 2000


IndicePrŠlogo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .iPrefacio . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .iiBiodiversidad Ð la red de la vida . . . . . . . . . . . . .2Estamos cambiando la vida sobre la tierra . . . . .3El valor de la diversidad biolŠgicaLa diversidad biolŠgica amenazadaUn acuerdo para la acciŠn . . . . . . . . . . . . . . . . . .7Una nueva filosofaAcciŠn nacional . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .9EstudiosConservaciŠn y utilizaciŠn sosteniblePresentaciŠn de informes© Secretara del Convenio sobre Diversidad BiolŠgica , Abril 2000ISBN 92-807-1904-1Ilustraciones de Jacques Goldstyn.Concepcion y diseŒo: CRI CommunicationsPublicado por la Secretara del Convenio sobre Diversidad BiolŠgicaCon el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA)y la contribuciŠn financiera del Reino Unido.Centro de Comercio Mundial, 393 San-Jacques , Oficina 300Montreal, QuebecCanada H2Y 1N9Tel: +1(514) 288-2220Fax: +1(514) 288-6588E-mail: secretariat@biodiv.orgInternet: http://www.biodiv.orgAcciŠn Internacional . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .13Programas tem⁄ticos y asuntos transectorialesReparto equitativo derivado de la utilizaciŠnde los recursos gen”ticosConocimiento tradicionalApoyo financiero y t”cnicoEl Protocolo de Cartagena relativoa la seguridad en la biotecnologaCuales son los siguientes pasos? . . . . . . . . . . . .17Medidas a largo plazoInformaciŠn, educaciŠn y capacitaciŠnY yo, que puedo hacer?ConclusiŠn . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .20La reproducciŠn de esta publicaciŠn para fines educativos y sin fin de lucro, est⁄ autorizada sin previo consentimientoescrito del editor siempre y cuando se incluya un reconocimiento expreso.© Fotografas PNUMA Y CGIAR.


i[PrólogoEl medio ambiente natural ofrece las condiciones b⁄sicas sin las cuales la humanidad no podrasobrevivir.La vida en nuestro planeta est⁄ contenida en la biosfera, un envoltorio delgado e irregular que rodeala superficie de la Tierra, de sŠlo unos pocos kilŠmetros de espesor. En esta capa, los ecosistemaspurifican el aire y el agua que constituyen la base de la vida; estabilizan y moderan el clima de laTierra; se renueva la fertilidad del suelo, se recyclan los nutrientes y las plantas siguen el proceso depolinizaciŠn.Si bien en la actualidad los cientficos pueden apreciar la complejidad de la red de interaccionesde los procesos naturales, todava nos falta mucho para entender los detalles de esta interacciŠn. SŠlosabemos que si una parte de la telaraŒa se rompe, el futuro de la vida en el planeta estar⁄amenazado.La diversidad biolŠgica, es decir, la variabilidad de la vida en la Tierra, es el elemento fundamentalpara la capacidad de la biosfera de seguir proporcion⁄ndonos los bienes y servicios ecolŠgicos y es, porese motivo, la pŠliza de seguro de supervivencia de nuestra especie.Sin embargo, a medida que las especies se degradan y, en algunos casos se destruyen, disminuyetambi”n la capacidad de la diversidad biolŠgica para continuar prestando esos servicios. Durante elsiglo XX el crecimiento de la poblaciŠn se cuadriplicŠ y el producto econŠmico mundial se multiplicŠpor ocho. Junto con ello aparecieron modelos no sostenibles de consumo y la utilizaciŠn detecnologas muy poco racionales desde el punto de vista ambiental. En la actualidad somos m⁄s de6 mil millones de seres humanos, que ejercen una presiŠn sin precedentes en la capacidad del planetapara hacer frente a los factores externos. Lo que es peor, los frutos de este crecimiento est⁄n divididosde forma muy poco equitativa. Mientras algunos gozan de condiciones de vida excelentes y sinprecedentes en la historia, casi la mitad de la poblaciŠn del mundo es injustificadamente pobre, yrecibe menos de dos dŠlares por da. Es m⁄s, los pobres sufren de forma desproporcionada au causadel deterioro del medio ambiente.En el siglo XXI se decidir⁄ si somos capaces o no de erradicar colectivamente la pobreza, garantizar elrespeto de los derechos humanos y velar por un futuro sostenible desde el punto de vista ambiental.No tener hambre ni miedo, y asegurar nuestro futuro, es parte de la misma ecuaciŠn.La comunidad mundial lo ha reconocido. En los œltimos diez aŒos las Naciones Unidas hanconvocado una serie de reuniones cumbre y han entablado negociaciones para aprobarinstrumentos jurdicos y programas de acciŠn sobre cuestiones fundamentales como la educaciŠn, losderechos de la niŒez, el medio ambiente y el desarrollo, los derechos humanos, la poblaciŠn y eldesarrollo, el desarrollo social, el adelanto de la mujer, los asentamientos humanos y la seguridadalimentaria. Los instrumentos jurdicos y de poltica en gran medida ya est⁄n establecidos; ahoraes necesario velar por su aplicaciŠn.El Convenio sobre la Diversidad BiolŠgica es uno de estos instrumentos. El Convenio se abriŠ a lafirma en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Medio Ambiente y Desarrollo, celebrada enRo de Janeiro en junio de 1992. EntrŠ en vigor a fines de 1993 y en la actualidad ha sido ratificadopor la gran mayora de pases, que han asumido un compromiso jurdicamente vinculante paraconservar la diversidad biolŠgica, utilizar de forma sostenible sus componentes y distribuir de formaequitativa los beneficios derivados de la utilizaciŠn de los recursos gen”ticos.Esta Gua constituye una presentaciŠn del Convenio, las cuestiones que aborda y las medidas que esnecesario adoptar. La acciŠn gubernamental de por s sola no ha de ser suficiente. SŠlo podremosinvertir las tendencias de degradaciŠn ambiental y garantizar las condiciones de sostenibilidad delmedio ambiente para nosotros y para las generaciones futuras, cuando hayamos garantizado quenuestros actos y comportamiento, individuales o colectivos, sean sostenibles.Confo en que cuando lean esta Gua tengan presente lo que he mencionado y les insto a que,junto con sus familiares y su comunidad, participen activamente en la consecuciŠn de los objetivosdel Convenio sobre la Diversidad BiolŠgica.PrefacioEn un mundo que atraviesa por un creciente proceso de mundializaciŠn y degradaciŠn delmedio ambiente, la gestiŠn de su recurso vivo m⁄s valioso, a saber, la diversidad biolŠgica, esuna de las cuestiones fundamentales y crticas a que hace frente actualmente la humanidad.La diversidad biolŠgica es el recurso del que dependen familias, comunidades y naciones,as como las generaciones futuras. Es el nexo entre los organismos, que los integra en unacomunidad interdependiente o ecosistema, en el cual todas las criaturas vivas ocupan unlugar y tienen su funciŠn. La diversidad biolŠgica es la verdadera telaraŒa de la vida.Pese a su importancia, nuestros actos, por desidia, est⁄n desgastando este recurso a un ritmoalarmante. El mundo se queda empobrecido e incluso amenazado por esta p”rdida. Cadagen, especie y ecosistema que se pierde afecta la capacidad del planeta para hacer frente alcambio. Para los sectores m⁄s pobres del mundo, la flexibilidad que ofrece la diversidadbiolŠgica es una cuestiŠn de vida o muerte. Para la humanidad en su conjunto, esta p”rdidamenoscaba su calidad de vida.Una de las principales causas de este desgaste es que los individuos, las comunidades y lospases dan por sentada la perdurabilidad de este recurso. Miles de aŒos de desarrollo hancreado la suposiciŠn de que los recursos vivos y la diversidad biolŠgica son ilimitados.Pese a algunos casos aislados de comunidades, e incluso civilizaciones, que habiendo hechocaso omiso de esta responsabilidad, debieron sufrir las consecuencias de forma tr⁄gica, parala mayora de nosotros, la idea de que podamos estar llegando al lmite de la resistenciadel medio ambiente escapa a nuestra experiencia y comprensiŠn. Una importante medidapara abordar la utilizaciŠn excesiva de la biosfera consiste en educar a la poblaciŠn. Uncomponente fundamental de cualquier buena estrategia con miras al desarrollo sosteniblees instaurar una educaciŠn que potencie y capacite a las personas para buscar formascolectivas de superar las actuales tendencias destructivas.El Convenio representa una parte importante de este esfuerzo por abordar la cuestiŠn.Sin embargo, pocos entienden lo que significa realmente la expresiŠn "diversidad biolŠgica", ymenos aœn las metas y procesos del Convenio. Ello se debe en parte al hecho de que nohemos utilizado un vocabulario que sea pertinente o inteligible para el pœblico; dicho deotra manera, no nos hemos explicado con suficiente claridad y, habida cuentade la importante contribuciŠn que puede prestar el pœblico para la consecuciŠn de las metasdel Convenio, ello constituye un obst⁄culo significativo a su aplicaciŠn. Confo en que estagua ayude en gran medida a suprimir este obst⁄culo, mediante una explicaciŠn clara y]sencilla de las pr⁄cticas y la terminologa un poco misteriosa de este empeŒo.Personalmente, como la poblaciŠn y el pœblico han sido el elemento central de mis esfuerzospor construir un futuro mejor, me siento especialmente complacido de poder apoyar estainiciativa.iiHamdallah ZedanSecretario EjecutivoCDBKlaus TıpferDirector EjecutivoPNUMA


2[La diversidad biológica - La red de la vidaLa diversidad biolŠgica, o biodiversidad, es el t”rmino por elque se hace referencia a la amplia variedad de seres vivossobre la Tierra y los patrones naturales que conforma. Ladiversidad biolŠgica que observamos hoy es el fruto de milesde millones de aŒos de evoluciŠn, moldeada por procesosnaturales y, cada vez m⁄s, por la influencia del ser humano.Esta diversidad forma la red vital de la cual somos parteintegrante y de la cual tanto dependemos.Con frecuencia, se entiende por diversidad la ampliavariedad de plantas, animales y microorganismos existentes.Hasta la fecha, se han identificado unos 1,75 millones deespecies, en su mayor parte criaturas pequeŒas, porejemplo, insectos. Los cientficos reconocen que enrealidad hay cerca de 13 millones de especies, si bien lasestimaciones varan entre 3 y 100 millones.La diversidad biolŠgica incluye tambi”n las diferenciasgen”ticas dentro de cada especie, por ejemplo, entre lasvariedades de cultivos y las razas de ganado. Loscromosomas, los genes y el ADN, es decir, los componentesvitales, determinan la singularidad de cada individuo y decada especie.Otro aspecto adicional de la diversidad biolŠgica es lavariedad de ecosistemas, por ejemplo, los que se dan en losdesiertos, los bosques, los humedales, lasmontaŒas, los lagos, los ros ypaisajes agrcolas. En cadaecosistema, los seres vivos,entre ellos, los sereshumanos, forman unacomunidad,interactœan entre s,asi como con el aire,el agua y el suelo queles rodea.Es esta combinaciŠnde formas de vida ysus interacciones mutuas ycon el resto del entorno queha hecho de la Tierra unlugar habitable y œnico paralos seres humanos. Ladiversidad biolŠgica ofrece ungran nœmero de bienes yservicios que sustentannuestra vida.En la Cumbre para la Tierracelebrada en 1992 en Rode Janeiro, los lderesmundiales se pusieron deacuerdo en una estrategiaexhaustiva de "desarrollosostenible" que atienda anuestras necesidades y almismo tiempo permita legara las generaciones futuras unmundo sano y viable. Unode los acuerdosfundamentales aprobados enRo fue el Convenio sobrela Diversidad BiolŠgica. Estepacto entre la granmayora de los gobiernosmundiales establece loscompromisos de mantenerlos sustentos ecolŠgicosmundiales a medida queavanzamos en el desarrolloeconŠmico. El Convenioestablece tres metasprincipales: la conservaciŠnde la diversidad biolŠgica, lautilizaciŠn sostenible de suscomponentes y ladistribuciŠn justa y equitativade los beneficios derivadosde la utilizaciŠn de losrecursos gen”ticos.Este folleto examina laimportancia de la diversidadbiolŠgica para la salud de los]seres humanos y el planeta.Explica la funciŠn delConvenio, de proteger estadiversidad biolŠgica y velar1 - Estamos cambiando la vida en la tierraEl rico mosaico de vidasobre nuestro planeta es elresultado de m⁄s de 3.500millones de aŒos dehistoria de la evoluciŠn. Hasido configurado por fuerzastales como el cambio de lacorteza terrestre, las edadesglaciales, el fuego y lainteracciŠn entre las especies.En la actualidad ese mosaicoest⁄ siendo alterado por losseres humanos. Desde elcomienzo de la agricultura,hace unos 10.000 aŒos, yhasta la revoluciŠn industrialde los œltimos tres siglos,hemos modificado nuestrospaisajes en una escala cadavez m⁄s grande e irreversible.De talar ⁄rboles conherramientas de piedrahemos llegado literalmentea mover montaŒas paraextraer los recursos de laTierra. Los antiguos m”todosde recolecciŠn est⁄n siendosustituidos por tecnologasm⁄s intensivas, a menudo sinningœn tipo de control queevite la sobre recolecciŠn.Por ejemplo, los recursospesqueros que durante sigloshan alimentado a lascomunidades han quedadoagotados en unos pocosaŒos por obra de barcosenormes orientados consonares, que utilizan redescapaces de "engullir" unadocena de avionessupersŠnicos en un momento.Al consumir una proporciŠncada vez mayor de losrecursos naturales, hemosconseguido una alimentaciŠnm⁄s abundante y mejorescondiciones de vivienda,saneamiento y atenciŠn desalud, pero estos logrosmuchas veces est⁄nacompaŒados por unacreciente degradaciŠn del medio ambiente, que puedetraducirse luego en la degradaciŠn de las economas localesy las sociedades a las que sustenta.En 1999, la poblaciŠn del mundo llegŠ a los 6.000 millones dehabitantes. Los expertos de las Naciones Unidas predicenque el mundo deber⁄ encontrar recursos para una poblaciŠnde 9.000 millones dentro de 50 aŒos. Nuestra demandasobre los recursos naturales del planeta crece con unarapidez incluso mayor que las cifras indicadas; desde 1950, lapoblaciŠn se ha duplicado, pero la economa global se haquintuplicado. Adem⁄s, los beneficios no se distribuyenequitativamente; en gran parte el crecimiento econŠmico seha limitado a unos relativamente pocos pasesindustrializados.Al mismo tiempo, nuestrospatrones de asentamientoest⁄n cambiando nuestrasrelaciones con el medioambiente. Casi la mitad dela poblaciŠn mundial vive enpueblos y ciudades. Muchaspersonas perciben lanaturaleza como algodistante de su vidacotidiana. Cada vez m⁄s laspersonas asocian losalimentos con las tiendas, yno con su lugar de origennatural.El valor de ladiversidad biolŠgicaLa protecciŠn de la diversidadbiolŠgica es un tema denuestro interes. Los recursosbiolŠgicos son los pilares quesustentan las civilizaciones.Los productos de lanaturaleza sirven de base aindustrias tan diversas comola agricultura, la cosm”tica,la farmaceœtica, la industriade pulpa ypapel, la horticultura,3


4la construcciŠn y el tratamiento de desechos. La p”rdida de esta diversidad biolŠgica amenazanuestros suministros alimentarios, nuestras posibilidades de recreaciŠn y turismo y nuestrasfuentes de madera, medicamentos y energa. Tambi”n interfiere con las funcionesecolŠgicas esenciales. Nuestra necesidad de componentes de la naturaleza de los cuales unavez hicimos caso omiso con frecuencia es importante e imprevisible. De vez en cuando noshemos precipitado de vuelta la despensa de la naturaleza para curar nuestras enfermedades,o a las infusiones de genes resistentes procedentes de plantas silvestres, para salvar nuestroscultivos de las incursiones de las plagas. Es m⁄s, la amplia gama de interacciones entre losdiversos componentes de la diversidad biolŠgica es lo que permite que el planeta pueda estarhabitado por todas las especies, incluidos los seres humanos. Nuestra salud individual, y lasalud de nuestra economa y de la sociedad humana, dependen del continuo suministo delos diversos servicios que nos brinda la naturaleza, y que seran sumamente costosos oimposibles de reemplazar. Estos servicios naturales son tan variados, y pr⁄cticamenteinfinitos. Por ejemplo, sera casi imposible sustituir, en gran medida, el control de plagasque cumplen diversas criaturas que integran la cadena alimentaria, o la polinizaciŠn quellevan a cabo los insectos y las aves en su actividad cotidiana.Entre los "bienes y servicios" prestados por los ecosistemas pueden mencionarse :¥ El suministro de madera, combustible y fibra¥ El suministro de vivienda y materiales de construcciŠn¥ La purificaciŠn del aire y el agua¥ La destoxificaciŠn y descomposiciŠn de los desechos¥ La estabilizaciŠn y moderaciŠn del clima de la Tierra¥ La moderaciŠn de las inundaciones, sequas, temperaturas extremas y fuerza del viento¥ La generaciŠn y renovaciŠn de la fertilidad del suelo, incluido el ciclo de los nutrientes¥ La polinizaciŠn de las plantas, incluidos muchos cultivos¥El control de las plagas y enfermedades¥ El mantenimiento de los recursos gen”ticos como contribuciŠn fundamental para lasvariedades de cultivos y razas de animales,los medicamentos y otros productos¥ Los beneficios culturales y est”ticos¥ La capacidad de adaptaciŠn al cambio[La diversidad biolŠgicaen pelligroCuando la mayora de laspersonas piensan en lospeligros que acechan almundo natural, en generalevocan la amenaza a otrascriaturas. La disminuciŠn enel nœmero de animales tancarism⁄ticos como lospandas, los tigres, loselefantes, las ballenas ydiversas especies de aves hanatrado la atenciŠn mundialhacia el problema de lasespecies en peligro deextinciŠn. Hay algunasespecies que han estadodesapareciendo a un ritmoentre 50 y 100 vecessuperior al ritmo natural, yse prev” que esto seintensifique de formadramatica. Sobre la base delas tendencias actuales, unacantidad estimada en 34,000plantas y 5,200 especiesanimales, incluyendo queuna de cada ocho especiesde aves del mundo,estaran en peligro deextinciŠn.Durante miles de aŒoshemos logrado una ampliagama de plantas y animalesdomesticados importantespara la alimentaciŠn. Peroesta reserva se est⁄contrayendo a medida que laagricultura comercialmoderna se centra enrelativamente pocasvariedades de cultivos.Adem⁄s, el 30% de lasvariedades de las principalesespecies de animales degranja se encuentranactualmente expuestas a altoriesgo de extinciŠn.Si bien la p”rdida deespecies llama nuestraatenciŠn, la amenaza m⁄sgrave a la diversidad biolŠgicaes la fragmentaciŠn,degradaciŠn y la p”rdidadirecta de los bosques,humedales, arrecifes de coraly otros ecosistemas. Losbosques albergan gran partede la diversidad biolŠgicaconocida en la Tierra, perocerca del 45% de los bosquesoriginales han desaparecido,como resultado de las talasemprendidas principalmentedurante el siglo pasado. Pesea que ha habido ciertarepoblaciŠn, los bosques detodo el mundo se siguenreduciendo r⁄pidamente,especialmente en los trŠpicos.AprŠximadmente el 10% delos arrecifes de coral - unode los ecosistemas m⁄s ricos -han sido destruidos, y unatercera parte de los quequedan podrandesaparecer en los prŠximos10 a 20 aŒos. Losmanglares costeros, unh⁄bitat fundamental de crade innumerables especies,est⁄n tambi”n en situaciŠn devulnerabilidad, y la mitad deellos ya han desaparecido.Los cambios atmosf”ricosmundiales, por ejemplo, elagotamiento de la capa deozono y el cambio clim⁄tico,sŠlo agregan nuevas fuentesde presiŠn.5


3 - Medidas nacionales8Una nueva filosofaEn 1992, se celebrŠ en Rode Janeiro, Brasil, la reuniŠnm⁄s importante de dirigentesmundiales, en laConferencia de las NacionesUnidas sobre MedioAmbiente y Desarrollo. Enla "Cumbre para la Tierra" sefirmŠ un conjunto histŠrico deacuerdos que incluan dosacuerdos jurdicamentevinculantes, la ConvenciŠnsobre el Cambio Clim⁄tico,que pone en la mira lasemisiones industriales y deotro tipo de gases de efectoinvernadero tales como eldiŠxido de carbono, y elConvenio sobre laDiversidad BiolŠgica, primeracuerdo mundial sobre laconservaciŠn y utilizaciŠnsostenible de la diversidadbiolŠgica. El tratado debiodiversidad ganŠr⁄pidamente una ampliaaceptaciŠn. M⁄s de 150gobiernos firmaron eldocumento en laConferencia de Ro deJaneiro, y desde entonces m⁄sde 175 lo han ratificado.El Convenio tiene tres metasprincipales:¥ La conservaciŠn de ladiversidad biolŠgica¥ La utilizaciŠn sosteniblede los componentes de ladiversidad biolŠgica,y¥ La participaciŠn justa yequitativa en losbeneficios derivados dela utilizaciŠn comercial yde otro tipo de los recursosgen”ticos.El Convenio contiene metasde gran alcance, y aborda lacuestiŠn fundamental delfuturo de la humanidad, porlo que constituye un hito enel derecho internacional. Reconoce, por primera vez, que laconservaciŠn de la diversidad biolŠgica es una preocupaciŠncomœn para la humanidad y forma parte del proceso dedesarrollo. El acuerdo abarca todos los ecosistemas, especiesy recursos gen”ticos. Establece nexos entre las medidastradicionales de conservaciŠn y la meta econŠmica de utilizarde forma sostenible los recursos biolŠgicos. Sienta principiospara la distribuciŠn justa y equitativa de los beneficiosresultantes de la utilizaciŠn de recursos gen”ticos, enparticular, cuando se destina a fines comerciales. Abarcaasimismo la r⁄pida expansiŠn en el ⁄mbito de labiotecnologa, aborda el desarrollo y transferencia detecnologas, la distribuciŠn de beneficios y la seguridad delas biotecnologas. Lo que es m⁄s importante, el Convenioes jurdicamente vinculante, pues los pases que seadhieren est⁄n obligados a poner en pr⁄ctica susdisposiciones.El instrumento recuerda a los encargados de la toma dedecisiones que los recursos naturales no son infinitos yestablece una nueva filosofa para el siglo XXI, a saber, lade la utilizaciŠn sostenible. Si bien las medidas deconservaciŠn en el pasado apuntaban a proteger especies yh⁄bitats particulares, el Convenio reconoce que losecosistemas, las especies y los genes deben utilizarse enbeneficio de la humanidad. Con todo, ello debe hacerse demanera y a un ritmo que no afecte a largo plazo ladiversidad biolŠgica.El Convenio tambi”n ofrece orientaciŠn a los tomadores dedecisiones sobre la base del principio precautorio de que,cuando hay una amenaza de reducciŠn importante op”rdida de diversidad biolŠgica, no debe invocarse la faltade una plena certidumbre cientfica como argumentopara aplazar medidas que eviten o atenœen al mnimoesa amenaza.Reconoce, adem⁄s, que para conservar la diversidad biolŠgicason necesarias inversiones importantes. Sin embargo, alegaque, a cambio, la conservaciŠn ha de aportarnos importantesbeneficios desde el punto de vista ambiental, econŠmico yEntre las principales temas que se abordan en elConvenio pueden mencionarse:¥ Medidas e incentivos para la conservaciŠn y utilizaciŠnsostenible de la diversidad biolŠgica.¥ Acceso reglamentado a los recursos gen”ticos.¥ Acceso a la tecnologa y transferencia de tecnologa,incluida la biotecnologa.¥ CooperaciŠn t”cnica y cientfica.¥ EvaluaciŠn de impacto ambiental.¥ EducaciŠn y conciencia pœblica.¥ Suministro de recursos financieros.¥ PresentaciŠn de informes nacionales sobre las medidaspara poner en pr⁄ctica los compromisos asumidos envirtud del tratado.El Convenio sobre laDiversidad BiolŠgica, comotratado internacional, defineun problema comœn,establece metas y polticascabales, obligacionesgenerales y organiza lacooperaciŠn t”cnica yfinanciera. Sin embargo, laresponsabilidad por laconsecuciŠn de sus metasincumbe en gran parte a lospropios pases.Las empresas privadas, losproprietarios de tierras, lospescadores y losagrcultores son losresponsables de las medidasque afectan la diversidadbiolŠgica. Los gobiernosdeben asumir una funciŠnesencial de direcciŠn,particularmenteestableciendo normas queorienten la utilizaciŠn de losrecursos naturales yprotegiendo la diversidadbiolŠgica cuando tienen elcontrol directo sobre latierra y el agua.En virtud del Convenio, losgobiernos se comprometen aconservar y utilizar de formasostenible la diversidadbiolŠgica. Deben elaborarestrategias y planes de acciŠnnacionales sobre diversidadbiolŠgica e integrarlos en losplanes nacionales m⁄s amplios en materia de medioambiente y desarrollo. Ello es particularmente importanteen algunos sectores como el forestal, el agrcola, elpesquero, el energ”tico, as como el transporte y laplanificaciŠn urbana.Entre otros compromisos del tratado se pueden mencionar:¥ IdentificaciŠn y seguimiento de los componentes de ladiversidad biolŠgica importantes para su conservaciŠn yutilizaciŠn sostenible.¥ Establecimiento de ⁄reas protegidas para conservar ladiversidad biolŠgica y al mismo tiempo promociŠn de undesarrollo ambientalmente adecuado en zonas adyacentesa esas ⁄reas.¥ RehabilitaciŠn y restauraciŠn de los ecosistemasdegradados y promociŠn de la recuperaciŠn de especiesamenazadas en colaboraciŠn con los residentes locales.¥ Respeto, preservaciŠn y mantenimiento de losconocimientos tradicionales de la utilizaciŠn sosteniblede la diversidad biolŠgica con participaciŠn de laspoblaciones indgenas y las comunidades locales.¥ PrevenciŠn de la introducciŠn de especies exŠticas quepuedan amenazar los ecosistemas, los h⁄bitat o lasespecies, y control y erradicaciŠn de esas especies.¥ Control de los riesgos que plantean los organismosmodificados por la biotecnologa.¥ PromociŠn de la participaciŠn del pœblico,particularmente cuando se trata de evaluar los impactosambientales de los proyectos de desarrollo que amenazanla diversidad biolŠgica.¥ EducaciŠn y sensibilizaciŠn de la poblaciŠn sobre laimportancia de la diversidad biolŠgica y la necesidad deconservarla.¥ PresentaciŠn de informes sobre la manera en que cadapas cumple sus metas en materia de diversidad biolŠgica.9


10EstudiosUno de los primeros pasos para una buena estrategianacional de diversidad biolŠgica es la realizaciŠn de estudiospara determinar la diversidad biolŠgica que existe, su valor eimportancia y lo que est⁄ en peligro. Sobre la base de losresultados de estos estudios, los gobiernos pueden establecerobjetivos mensurables de conservaciŠn y utilizaciŠnsostenibles. Es necesario establecer estrategias y programasnacionales o adaptarlos para que atiendan a esos objetivos.ConservaciŠn y utilizaciŠn sostenibleLa conservaciŠn de la diversidad biolŠgica de cada paspuede lograrse de varias maneras. La conservaciŠn "in situ",medio primordial de conservaciŠn, se centra en laconservaciŠn de los genes, las especies y los ecosistemas en suentorno natural, por ejemplo, mediante el establecimientode ⁄reas protegidas, la rehabilitaciŠn de ecosistemasdegradados y la promulgaciŠn de legislaciŠn para proteger a lasespecies en peligro. La conservaciŠn "ex situ" se basa en losjardines zoolŠgicos y bot⁄nicos y los bancos de genes paraconservar a las especies.La promociŠn de la utilizaciŠn sostenible de la diversidadbiolŠgica ser⁄ de importancia creciente para mantener dichadiversidad en los prŠximos aŒos y decenios. En virtud delConvenio, se utiliza el enfoque de ecosistema para laconservaciŠn y diversidad biolŠgica, segœn el cual se tomen encuenta todos los bienes y servicios que ofrece la diversidadbiolŠgica en los ecosistemas.El Convenio promueveactividades para velar porque todos extraiganbeneficios de estos bienes yservicios de formaequitativa.Hay muchos ejemplos deiniciativas para integrar losobjetivos de la conservaciŠn yla utilizaciŠn sostenible:¥ En 1994, Uganda aprobŠun programa en virtud delcual las ⁄reas protegidas deespecies silvestrescompartan parte de susingresos procedentes delturismo con la poblaciŠnlocal. Este enfoque se utilizaactualmente en variospases africanos.¥ En reconocimiento de losservicios ambientales queprestan los bosques a lanaciŠn, la Ley Forestal deCosta Rica de 1996 incluyedisposiciones paraindemnizar a lospropietarios privados detierras y administradores debosques que mantengan oaumenten la zona debosques dentro de suspropiedades.¥ En diferentes partes delmundo los agrcultoresobtienen cultivos dentro deecosistemas mixtos. EnM”xico, cultivan el "caf” desombra" al situar los ⁄rbolescafeteros en un bosquetropical mixto en lugar delas plantaciones demonocultivo que reducen ladiversidad biolŠgica. Estoscampesinos luego se basantotalmente en lospredadores naturalescomunes en cualquierecosistema intacto, m⁄s queen los plaguicidasqumicos.¥ El turismo, atrado engran nœmero por la bellezaespectacular de la diversidadmarina y costera de la zonade la Soufri‘re de SantaLuca, ha tenido efectosadversos en la antigua yfloreciente industriapesquera. En 1992, variasinstituciones se unieron conlos pescadores y otros gruposinteresados en laconservaciŠn y la gestiŠnsostenible de los recursos y,en conjunto, establecieronla Zona de GestiŠn Marina dela Soufri‘re. En este marco,se abordan los problemas deuna forma participativa ycon la contribuciŠn de todoslos interesados.¥ A trav”s de las escuelassemanales para agricultoressobre el terreno, loscultivadores de arroz devarios pases asi⁄ticos hancomenzado a entendermejor el funcionamiento delecosistema del arroz tropical,incluida la interacciŠn entrelos insectos que son plagasdel arroz, sus enemigosnaturales, los pescadoscriados en los arrozales y elcultivo propiamente dicho,a fin de mejorar sus pr⁄cticasde gestiŠn agrcolas. De estamanera han aumentado laproducciŠn de sus cultivos yal mismo tiempo hanpr⁄cticamente eliminado lautilizaciŠn de insecticidas,con beneficios positivos ent”rminos de medio ambientey salud humana. Esteenfoque ha redundado enprovecho de cerca de 2millones de agricultores.¥ En Tanzana, tras unautilizaciŠn m⁄s intensa, en lasœltimas d”cadas, surgieronproblemas en torno a lautilizaciŠn sostenible delLago Manyara, un gran lagode agua dulce. La formaciŠnde la Reserva de Biosfera delLago Manyara, con miras acombinar la conservaciŠn dellago y de los apreciadosbosques que lo rodean, conuna utilizaciŠn sostenible delos humedales y laagricultura sencilla, hacongregado a los principalesusuarios a fin de establecer11


4 - Medidas internacionales12metas de gestiŠn. La Reservade Biosfera ha promovidoestudios para la gestiŠnsostenible de los humedales,lo que incluye la vigilanciade las aguas subterr⁄neas y laqumica de las fuentes deagua de escorrentas.¥ El Clayoquot Sound de lacosta occidental de la Isla deVancouver, en Canad⁄,abarca los bosques y lossistemas marinos y costeros.En la actualidad, con laparticipaciŠn de lascomunidades indgenas, seest⁄ trabajando en elestablecimiento de unagestiŠn adaptada para poneren pr⁄ctica el enfoque delecosistema en el plano local,con miras a asegurar lautilizaciŠn racional de losrecursos forestales y marinos.¥ La Reserva de Biosfera deSian Ka'an, en M”xico,tiene un gran valor cultural,pues alberga 23 sitiosarqueolŠgicos Mayas y de otrotipo registrados, al mismotiempo que es el lugar deresidencia de 800 personas,principalmente dedescendencia Maya. Lareserva forma parte delextenso sistema de arrecifescoralinos a lo largo de lacosta oriental de Am”ricaCentral e incluye dunascosteras, manglares,pantanos y bosquesinundados y de tierras altas.La inclusiŠn de la poblaciŠnlocal en la gestiŠn contribuyea mantener el equilibrioentre la conservaciŠn pura yla necesidad de unautilizaciŠn sostenible de losrecursos por parte de lacomunidad local.PresentaciŠn de informesCada gobierno que seadhiere al Convenio debeinformar sobre las medidasque ha adoptado para poneren pr⁄ctica el acuerdo y lamanera en que ”stasresponden eficazmente a losobjetivos del Convenio.Estos informes se presentana la Conferencia de lasPartes (CdP), el Šrganorector que congrega a todoslos pases que hanratificado el Convenio. Losinformes pueden serconsultados por losciudadanos de todas lasnaciones. La Secretara delConvenio colabora con losgobiernos nacionales parareforzar el proceso depresentaciŠn de informes yvelar por que los informes delos diversos pases sean m⁄scoherentes y comparables, afin de que la comunidadmundial pueda obtener unpanorama m⁄s claro de lasprincipales tendencias. Unaparte del trabajo consiste enla elaboraciŠn de indicadorespara medir las tendencias enla diversidad biolŠgica,especialmente los efectos delas acciones y decisiones delhombre en la conservaciŠn yutilizaciŠn sostenible de ladiversidad biolŠgica. Losinformes nacionales,particularmente cuando seconsideran en conjunto, sonuno de los principales]instrumentos para rastrearlos adelantos en laconsecuciŠn de los objetivosdel Convenio.El ”xito del Conveniodepende de las medidascombinadas de las nacionesdel mundo. Laresponsabilidad de laaplicaciŠn del Convenioincumbe a cada uno de lospases y, en gran medida,su cumplimiento depender⁄del propio inter”sfundamentado y de la presiŠnde otros pases y de laopiniŠn pœblica.El Convenio ha creado unforo mundial, en el que losgobiernos, las organizacionesno gubernamentales, loscrculos acad”micos, elsector privado y otros gruposo individuos interesadosintercambian ideas ycomparan estrategias.La autoridad suprema delConvenio es la Conferenciade las Partes (CdP),compuesta de todos losgobiernos (y organizacionesde integraciŠn econŠmicaregional) que han ratificadoel tratado. Este Šrgano rectorexamina los adelantos en elmarco del Convenio,identifica las nuevasprioridades y estableceplanes de trabajo para losmiembros. La CdP tambi”npuede introducir enmiendasen el Convenio, crearŠrganos de asesoramientoespecializado, examinar losinformes de adelantos de lospases miembros ycolaborar con otrasorganizaciones y acuerdosinternacionales.La Conferencia de las Partespuede basarse en losconocimientos especializadosy el apoyo de varios otrosŠrganos establecidos por elConvenio:¥ El îrgano Subsidiario deAsesoramiento Cientfico,T”cnico y TecnolŠgico(SBSTTA). El SBSTTA esun comit” compuesto deespecialistas de los gobiernosmiembros, con competenciaen los ⁄mbitos pertinentes.DesempeŒa una funciŠnesencial, al formularrecomendaciones a laConferencia de las Partessobre cuestiones cientficasy t”cnicas.¥ El mecanismo defacilitaciŠn. Esta red basadaen Internet promueve lacooperaciŠn t”cnica ycientfica y el intercambiode informaciŠn.¥ La Secretara. Con baseen Montreal, la Secretaramantiene un enlace con elPrograma de la NacionesUnidas para el MedioAmbiente. Sus principalesfunciones son organizar lasreuniones, redactardocumentos, asistir a losgobiernos miembros en laaplicaciŠn del programa detrabajo, ocuparse de lacoordinaciŠn con otrasorganizacionesinternacionales y recopilar ydifundir informaciŠn.Adem⁄s, la CdP establececomit”s o mecanismos ad hoccuando lo considera adecuado.As, por ejemplo, creŠ unGrupo de Trabajo sobreseguridad de la biotecnologa,que se reuniŠ de 1996 a 1999, yun Grupo de Trabajo sobreconocimientos de lascomunidades indgenas y13


14[Programas tem⁄ticos y los asuntos transectorialesLos miembros del Convenio periŠdicamente se comunicanideas sobre pr⁄cticas y polticas ejemplares para laconservaciŠn y utilizaciŠn sostenible de la diversidad biolŠgica,con un enfoque de ecosistemas. Examinan de qu” maneraabordar las preocupaciones de la diversidad biolŠgica durante laplanificaciŠn del desarrollo, cŠmo promover la cooperaciŠntransfronteriza y de qu” forma hacer participar a laspoblaciones indgenas y las comunidades locales en la gestiŠndel ecosistema. La Conferencia de las Partes ha iniciado unaserie de programas tem⁄ticos que abarcan la diversidad biolŠgicade las aguas continentales, los bosques, las zonas marinas ycosteras, las tierras ⁄ridas y las tierras agrcolas. Tambi”n seabordan las cuestiones transectoriales en asuntos tales como elcontrol de las especies exŠticas invasoras, el fortalecimiento dela capacidad de los pases miembros en taxonoma y laelaboraciŠn de indicadores de p”rdida de diversidad biolŠgica.Aprovechamiento comœn de los recursos gen”ticosUna parte importante del debate sobre la diversidad biolŠgicase refiere al acceso y a la participaciŠn en los beneficiosderivados de la utilizaciŠn comercial y de otro tipo del materialgen”tico, por ejemplo, los productos farmac”uticos. En granparte la diversidad biolŠgica del mundo se encuentra enpases en desarrollo, que la consideran un recurso paraalimentar sus economas y su desarrollo social.Tradicionalmente, se recogan recursos fitogen”ticos para suutilizaciŠn comercial fuera de la regiŠn de origen o para crearvariedades de plantas. Algunos prospectores biolŠgicos extranjeroshan investigado sustancias naturales para desarrollar nuevosproductos comerciales, por ejemplo medicamentos. Muchas veceslos productos se vender⁄n y estar⁄n protegidos por patentes u otrosderechos de propiedad intelectual, sin ningœn beneficio equitativopara los pases de origen.El tratado reconoce la soberana nacional sobre todos losrecursos gen”ticos y estipula que el acceso a los recursosbiolŠgicos valiosos se deber⁄ llevar a cabo en condicionesmutuamente convenidas y sujeto al consentimiento previofundamentado del pas de origen. Cuando se utilizan unmicroorganismo, planta o animal para una aplicaciŠncomercial, el pas del que procede tiene derecho a extraerun beneficio. Estos beneficios pueden incluirdinero en efectivo, muestras de lo que se recoge,la participaciŠn o capacitaciŠn de investigadoresnacionales, la transferencia de equipo yconocimientos especializados enbiotecnologa y la distribuciŠn detodos los beneficios que resultan dela utilizaciŠn del recurso.Se ha comenzado a trabajar paraplasmar este concepto en larealidad y ya hay ejemplos deacuerdos de participaciŠn en losbeneficios. Por lo menos unadocena de pases hanestablecido controles para elacceso a sus recursosgen”ticos, y un nœmerosimilar de naciones est⁄nelaborando tales controles.Entre algunos ejemplospueden citarse:¥ En 1995, Filipinas pidiŠ alos prospectores biolŠgicosque obtuvieran "elconsentimiento previo"fundamentado del gobiernoy las poblaciones locales.¥ El Instituto Nacional deBiodiversidad de Costa RicafirmŠ un histŠrico acuerdo deprospecciŠn biolŠgica con unaimportante empresa demedicamentos para recibirfondos y compartir losbeneficios del materialbiolŠgico que se comercialice.¥ Los pases del PactoAndino (Colombia,Ecuador, Perœ, Bolivia yVenezuela) han aprobadoleyes y medidas parareglamentar el acceso a susrecursos gen”ticos. Losprospectores biolŠgicos debenreunir determinadascondiciones, por ejemplo,presentar muestras porduplicado de los recursosgen”ticos recogidos a unainstituciŠn designada; incluira una instituciŠn nacional enla recolecciŠn de recursosgen”ticos; difundir lainformaciŠn existente;comunicar los resultados delas investigaciones a laautoridad nacionalcompetente; asistir en elfortalecimiento de lascapacidades institucionales;compartir los beneficiosfinancieros especficos oconexos.A trav”s del Convenio, lospases se reœnen paraelaborar polticas comunes]sobre estos asuntos.ConocimientostradicionalesEl Convenio tambi”n reconocela estrecha y tradicionaldependencia de lascomunidades indgenas ylocales de los recursos biolŠgicosy la necesidad de velar por queestas comunidades reciban unaparte de los beneficiosderivados de la utilizaciŠn de susconocimientos y pr⁄cticastradicionales en relaciŠn con laconservaciŠn y la utilizaciŠnsostenible de la diversidadbiolŠgica. Los gobiernosmiembros se han comprometido"a respetar, preservar ymantener" esos conocimientosy pr⁄cticas, promover suaplicaciŠn m⁄s generalizada conla aprobaciŠn y la participaciŠn delas comunidades interesadas, yalentar una distribuciŠnequitativa de los beneficiosderivados de su utilizaciŠn.Apoyo financiero yt”cnicoCuando se adoptŠ elConvenio, los pases endesarrollo hicieron hincapi”en que su capacidad paraadoptar medidas nacionalesa fin de lograr los beneficiosde la diversidad biolŠgicamundial dependeran deasistencia financiera yt”cnica. As pues, esesencial prestar apoyobilateral y multilateral parael fomento de lascapacidades e invertir enproyectos y programas, a finde que los pases endesarrollo puedan cumplircon los objetivos delConvenio.Las actividades de lospases en desarrollorelacionadas con elConvenio pueden recibirapoyo del mecanismofinanciero del Convenio, asaber, el Fondo para elMedio Ambiente Mundial(FMAM). Los proyectos delFMAM, apoyados por elPrograma de las NacionesUnidas por el MedioAmbiente (PNUMA), elPrograma de las NacionesUnidas para el Desarrollo(PNUD) y el BancoMundial ayudan a forjar lacooperaciŠn internacional y afinanciar medidas paraabordar cuatro amenazascrticas al medio ambientemundial: la p”rdida de ladiversidad biolŠgica, elcambio clim⁄tico, elagotamiento de la capa deozono y la degradaciŠn de lasaguas internacionales. Parafines de 1999, el FMAMhaba contribuido con casimil millones de dŠlares paraproyectos de diversidadbiolŠgica en m⁄s de 120pases.15


5 - Próximas medidas16[El Protocolo sobre seguridad de labiotecnologaDesde la domesticaciŠn de los primeros cultivos y animalesde granja, hemos alterado su composiciŠn gen”tica a trav”sde la cra selectiva y la fertilizaciŠn cruzada. Los resultadoshan sido una mayor productividad agrcola y una mejornutriciŠn humana.En los œltimos aŒos, los avances en las t”cnicas debiotecnologa nos han permitido cruzar la barrera de lasespecies mediante la transferencia de genes de una especie aotra. En la actualidad tenemos plantas transg”nicas, porejemplo tomates y fresas, que se han modificado utilizandoun gen procedente de un pescado de agua fra paraproteger las plantas de las heladas. Algunas variedades depapas y de maz han recibido genes de una bacteria que lespermite producir su propio insecticida, reduci”ndose de estamanera la necesidad de las fumigaciones con insecticidasqumicos. Se han modificado otras plantas para quetoleren los herbicidas fumigados para combatir la maleza.Los organismos vivos modificados, conocidos con frecuenciacomo organismos modificados gen”ticamente, se est⁄nincorporando a un nœmero creciente de productos, queincluyen los alimentos y aditivos alimentarios, las bebidas,los medicamentos, las soluciones adhesivas y loscombustibles. Los organismos vivos modificados agrcolasy farmac”uticos han generado r⁄pidamente una industriamundial multimillonaria.Se est⁄ promoviendo la biotecnologa como la mejormanera de producir cultivos y fabricar medicamentos, peroello ha suscitado preocupaciones acerca de los posiblesefectos secundarios en la salud humana y el medioambiente, lo que incluye los riesgos para la diversidadbiolŠgica. En algunos pases, se han vendido productosagrcolas alterados gen”ticamente sin un estudio previo,mientras que en otros ha habido protestas elocuentes contrasu utilizaciŠn, particularmente cuando se venden sin que selos identifique como productos modificados gen”ticamente.En respuesta a estas preocupaciones, los gobiernosnegociaron un acuerdo subsidiario al Convenio para abordarlos riesgos potenciales que plantea el comerciotransfronterizo y la dispersiŠn accidental de organismos vivosmodificados. El Protocolo de Cartagena sobre Seguridad dela Biotecnologa, aprobado en enero de 2000, permite quelos gobiernos seŒalen siest⁄n o no dispuestos aaceptar las importaciones deproductos agrcolas queincluyan organismos vivosmodificados, comunicandosu decisiŠn a la comunidadmundial a trav”s de uncentro de informaciŠn sobreseguridad de labiotecnologa, mecanismoestablecido para facilitar elintercambio de informaciŠn yde experiencias sobreorganismos vivosmodificados. Adem⁄s, losartculos que puedancontener estos organismosdeben estar claramenteetiquetados como talescuando se exportan.Se ha previsto aplicarprocedimientos m⁄s estrictosde acuerdo fundamentadoprevio a las semillas, pecesvivos y otros productosvivos modificados que seintroduzcanintencionalmente en elmedio ambiente. En estoscasos, el exportador debefacilitar informaciŠndetallada a cada pasimportador antes del primerenvo, y a continuaciŠn elimportador debe autorizarese envo. El propŠsito esasegurar que el pasreceptor tenga laoportunidad y la capacidadde evaluar los riesgos queplantean los productos de labiotecnologa moderna. ElProtocolo entrar⁄ en vigoruna vez que haya sidoratificado por 50 gobiernos.El desarrollo econŠmico esesencial para atender a lasnecesidades humanas yerradicar la pobreza queafecta a tantos pueblos entodo el mundo. La utilizaciŠnsostenible de la naturaleza esfundamental para el ”xito alargo plazo de las estrategiasde desarrollo. Uno de losprincipales problemas parael siglo XXI ser⁄ imponer laconservaciŠn y la utilizaciŠnsostenible de labiodiversidad como baseobligatoria de las polticasde desarrollo, las decisionescomerciales y los deseos delconsumidor.La promociŠn alargo plazoEl Convenio ya ha obtenidologros importantes en lava del desarrollosostenible, al transformar elenfoque de la diversidadbiolŠgica de la comunidadinternacional. Este progresoha sido posible gracias a laventaja inherente delinstrumento, de contar conuna composiciŠn casiuniversal, un mandato muyamplio y de base cientfica,un apoyo financierointernacional para proyectosnacionales, asesoramientocientfico y tecnolŠgico dealcance mundial y laparticipaciŠn poltica de losgobiernos. Ha congregado,por primera vez, a muchaspersonas con intereses muydistintos. Ofrece unaesperanza para el futuro, alforjar un nuevo acuerdoentre los gobiernos, losintereseseconŠmicos, laprotecciŠn delmedio ambiente,las poblacionesindgenas y lascomunidadeslocales, as como el ciudadano interesado.Sin embargo, muchas otras cuestiones complejas aœnsiguen pendientes. Tras el inter”s manifestado en vsperasde la Cumbre de Ro, muchos observadores est⁄ndecepcionados por la lentitud de los progresos hacia eldesarrollo sostenible durante el decenio de 1990. La atenciŠnhacia los problemas ambientales se ha visto desviada poruna serie de crisis econŠmicas, d”ficit presupuestarios, yconflictos locales y regionales. Pese a las promesas de Ro,el crecimiento econŠmico sin salvaguardias ambientalesadecuadas sigue siendo aœn la regla, m⁄s que la excepciŠn.Algunas de las principales cuestiones que se plantean en laaplicaciŠn del Convenio sobre la diversidad biolŠgica y lapromociŠn del desarrollo sostenible son:¥ Atender a la creciente demanda de recursos biolŠgicoscausada por el crecimiento demogr⁄fico y el mayorconsumo, y considerar al mismo tiempo lasconsecuencias de nuestras medidas a largo plazo.¥ Aumentar nuestra capacidad para documentar ycomprender la diversidad biolŠgica, su valor y lasamenazas que penden sobre ella.¥ Adquirir los conocimientos y la experiencia adecuadospara la planificaciŠn de la diversidad biolŠgica.¥ Mejorar las polticas, la legislaciŠn, las directrices y lasmedidas fiscales para reglamentar la utilizaciŠn de ladiversidad biolŠgica.¥ Adoptar incentivos para promover formas de utilizaciŠnm⁄s sostenibles de la diversidad biolŠgica.¥ Fomentar normas y pr⁄cticas comerciales quepromuevan la utilizaciŠn sostenible de la diversidadbiolŠgica.¥ Fortalecer la coordinaciŠn dentro de los gobiernos yentre los gobiernos y las partes interesadas.¥ Obtener suficientes recursos financieros para laconservaciŠn y la utilizaciŠn sostenible, tanto de fuentesnacionales como internacionales.¥ Utilizar mejor la tecnologa.¥ Obtener el apoyo poltico para los cambios necesariosque aseguren la conservaciŠn y utilizaciŠn sostenible dela diversidad biolŠgica.¥ Mejorar la educaciŠn y la conciencia pœblica acerca delvalor de la diversidad biolŠgica.17


18Puede ser difcil comunicar a los polticos y al pœblicoen general los conceptos que inspiran el Convenio sobre laDiversidad BiolŠgica. Casi un decenio despu”s que elConvenio reconociera por primera vez la falta de informaciŠny de conocimientos sobre la diversidad biolŠgica, ”sta siguesiendo una nociŠn que pocas personas comprenden. En laesfera pœblica hay un escaso debate sobre cŠmo integrar lautilizaciŠn sostenible de la diversidad biolŠgica en el desarrolloeconŠmico.El mayor problema en el momento de adoptar decisionessobre desarrollo sostenible, es la oposiciŠn entre sus efectos acorto y a largo plazo. Lamentablemente, a veces convieneexplotar el medio ambiente hoy, recogiendo y capturandotantas especies como sea posible, y con la mayor rapidezposible, porque las normas econŠmicas no protegen losintereses a largo plazo.El verdadero desarrollo sostenible exige que los pasesredefinan sus polticas sobre utilizaciŠn de la tierra,alimentos, agua, energa, empleo, desarrollo, conservaciŠn,aspectos econŠmicos y comercio. La protecciŠn de ladiversidad biolŠgica y la utilizaciŠn sostenible requiere laparticipaciŠn de los ministros encargados de ⁄mbitos como laagricultura, la silvicultura, la pesca, la energa, el turismo,el comercio y las finanzas.La compleja cuestiŠn que se plantea a los gobiernos, lasempresas y los ciudadanos es elaborar estrategias de transiciŠnque conduzcan a un desarrollo sostenible a largo plazo. Ellosupone negociar concesiones, incluso en un momento enque la poblaciŠn reclama m⁄s tierra y las empresas ejercenpresiŠn para expandir sus recolecciones y capturas. Cuantom⁄s esperemos, menos posibilidades tendremos.InformaciŠn, educaciŠn y capacitaciŠnLa transiciŠn al desarrollo sostenible requiere un cambio delas actitudes del pœblico en cuanto a lo que significa unautilizaciŠn aceptable de la naturaleza. Para lograrlo, se debedar a la poblaciŠn la informaciŠn, las aptitudes y lasorganizaciones adecuadaspara comprender y abordarlas cuestiones de ladiversidad biolŠgica. Losgobiernos y la comunidadempresaria deben invertir enpersonal y en capacitaciŠn yapoyar a las organizaciones,incluidos los Šrganoscientficos, que puedenocuparse de las cuestiones dediversidad biolŠgica y asesoraral respecto.Necesitamos tambi”n unproceso de educaciŠn pœblicaa largo plazo que contribuyaa cambiar nuestrocomportamiento y nuestrosestilos de vida y preparar alas sociedades para latransformaciŠn necesaria a lasostenibilidad. Una mejoreducaciŠn en materia dediversidad biolŠgicaatendera a una de lasmetas estipuladas en elConvenio.ÀQu” podemos haceren pro de la diversidadbiolŠgica?Si bien la funciŠn de direcciŠnincumbe a los gobiernos,hay otros sectores de lasociedad que deben tambi”nparticipar activamente.Despu”s de todo, son lasdecisiones y las medidas queadopten miles de millonesde individuos lo quedeterminar⁄ si la diversidadbiolŠgica se conserva y utilizade forma sostenible o no.En una era en que el aspectoeconŠmico es la fuerzadominante en los asuntosmundiales, es m⁄simportante que nunca que lacomunidad empresaria est”dispuesta a participar en laprotecciŠn del medioambiente y la utilizaciŠnsostenible de la naturaleza.Algunas empresas tieneningresos mucho m⁄simportantes que lospresupuestos de pases, y suinfluencia es inmensa.Afortunadamente, unnœmero creciente deempresas han decididoaplicar los principios deldesarrollo sostenible a susoperaciones. Por ejemplo,una serie de empresasforestales, a menudo bajo laintensa presiŠn y el boicot delos ambientalistas, hansustituido las talasindiscriminadas por formasmenos destructoras derecolecciŠn de madera. Unnœmero cada vez mayor deempresas tambi”n hanlogrado conciliar la obtenciŠnbeneficios y al mismo tiempola atenuaciŠn de sus efectos enel medio ambiente.Consideran que el desarrollosostenible asegura beneficiosa largo plazo y suscita unamejor disposiciŠn de losasociados, empleados yclientes de sus empresas.Las comunidades localestienen una funciŠn esencialpor cuanto son los verdaderos"administradores" de losecosistemas en los que viveny, por ende, tienen unaimportante influencia enellos. En los œltimos aŒos sehan desarrolladosatisfactoriamente muchosproyectos con la participaciŠnde las comunidades localesen la administraciŠnsostenible de la diversidadbiolŠgica, a menudo con lavaliosa asistencia deorganizaciones nogubernamentales yorganizacionesintergubernamentales.Por œltimo, en œltimainstancia qui”n decide enmateria de diversidadbiolŠgica es el ciudadano. Silas pequeŒas decisiones queadopta cada individuo sesuman, se producenimportantes repercusiones,ya que el consumo personales el motor del desarrollo,que a su vez utiliza ycontamina la naturaleza. Elpœblico en general, si eligecuidadosamente losproductos que adquiere y laspolticas gubernamentalesque apoya, puede comenzara guiar al mundo hacia eldesarrollo sostenible. Losgobiernos, las empresas yotros tienen laresponsabilidad de orientar einformar al pœblico, pero enœltima instancia lo que m⁄scuenta son las decisionesindividuales que se adoptan]miles de millones de vecespor da.19


20Conclusión[Si bien aun en sus primeras etapas, el Convenio sobre laDiversidad BiolŠgica ya se est⁄ consolidando. La filosofa deldesarrollo sostenible, el enfoque del ecosistema y lainsistencia en el establecimiento de asociacionescontribuyen a configurar la acciŠn mundial en materia dediversidad biolŠgica. Los datos e informes que los gobiernosrecopilan y se comunican entre s sientan bases sŠlidas paracomprender los problemas y colaborar en las soluciones.Sin embargo, aœn queda mucho por hacer. La forma en quela cuestiŠn de la diversidad biolŠgica de la Tierra evolucioneen el prŠximo siglo ser⁄ la prueba m⁄s severa. Con elespectacular aumento demogr⁄fico que se prev”,especialmente en los pases en desarrollo, y la expansiŠnexponencial de la revoluciŠn de consumo, sin olvidar lasotras presiones que intervienen, como el cambio clim⁄tico,el agotamiento de la capa de ozono y los productosqumicos peligrosos, las especies y los ecosistemas deber⁄nhacer frente a amenazas aœn m⁄s graves. Si no se tomanmedidas actualmente, los niŒos que nazcan hoy vivir⁄n enun mundo empobrecido.El Convenio ofrece una estrategia cabal y global paraprevenir esa tragedia. Es posible un futuro m⁄s rico. Si losgobiernos y todos los sectores de la sociedad aplican losconceptos plasmados en el Convenio y asignan a laconservaciŠn y la utilizaciŠn sostenible de la diversidadbiolŠgica una verdadera prioridad, podemos garantizar unanueva relaciŠn sostenible entre la humanidad y el mundonatural para las generaciones venideras.]Paraobtener mayor informaciŠn sobre el Convenio, srvase dirigirse a:Secretara del Convenio sobre la Diversidad BiolŠgicaWorld Trade Centre393 St Jacques West, Suite 300Montreal, Quebec, Canada H2Y 1N9Tel”fono: +1 (514) 288 2220Fax: +1 (514) 288 6588Correo electrŠnico: secretariat@biodiv.orgDirecciŠn Web: www.biodiv.orgPrograma de las Naciones Unidas para el Medio AmbienteDivisiŠn de Convenios Ambientales/IUCInternational Environmental Conventions/IUC15, chemin des An”mones1219 Ch›telaine, SuizaTel”fono: +41-22-917-8242/8196Fax: +41-22-717-9283Correo electrŠnico: iuc@unep.chDirecciŠn Web: www.unep.ch/conventionsPara obtener informaciŠn sobre los informes nacionales presentados por losgobiernos miembros del Convenio, contacte al punto focal de su gobierno,que en general es el ministerio encargado del medio ambiente o de los recursos naturales.Los informes nacionales est⁄n tambi”n disponibles electrŠnicamenteen la p⁄gine web del Convenio en: www.biodiv.org

More magazines by this user
Similar magazines