Views
2 years ago

1. Bautismo del Señor y domingos 2-6º del T.O., Ciclo C

1. Bautismo del Señor y domingos 2-6º del T.O., Ciclo C

entrega, de acogida y

entrega, de acogida y sometimiento a la voluntaddivina.El poder del elegido no es otro que el delEspíritu de Dios. Y su encomienda (traer elderecho a todas las naciones), lejos de ir acompañadade destrucción y muerte (exterminio delos que se resistan), es de sumisión y resistencia.* Para librarse del poder opresor de Babiloniacabría esperar un elegido que contase conarmas más poderosas que las de su adversario. Yasí es, pero en un nivel muy distinto. Pues el profeta,que no mira con los ojos humanos sino conlos divinos, nos descubre que la actuación delsiervo será discreta y humilde: no gritará, noclamará, no voceará por las calles, no quebrarála caña cascada, el pábilo humeante no lo apagará...Su debilidad aparente, no impedirá que,finalmente, haga triunfar el derecho. Y será asíporque el Señor lo toma de la mano. Es él quienlo guía y sostiene. De ese modo, se abrirán losojos de los ciegos, verán la luz los que viven entinieblas y se abrirán las puertas de las cárceles.No deslumbrará con su luz los ojos de quieneslo contemplen, sino que abrirá los de los ciegos.No atronará con su poderosa voz los oídosde los que lo escuchen, sino que abrirá los de lossordos... Así es el Elegido de Dios, y como éltodos los que le siguen.SEGUNDA LECTURA: Hch 10,34-38La narración de la conversión de Corneliotipifica el universalismo del evangelio mediantela aceptación de un pagano en la Iglesia. Cornelioes el prototipo de los “temerosos de Dios” yde los que obran la justicia; símbolo de quienes,en todos los pueblos, son aceptos a Dios y que,por lo mismo, deben ser aceptados por la Iglesia.La actitud inicial de Pedro era expresión dela mentalidad judía: sabía que era ilegal para unjudío acercarse y entrar en la casa de un pagano.Una visión le muestra que ningún hombre puedeser considerado impuro por la simple razón depertenecer a un pueblo determinado. Nadiequeda excluido de la salvación. “Lo que Dios hapurificado no lo llames tú profano” (Hech10,15). Pedro se convierte a la universalidad;puede ya proclamar íntegramente el Evangeliode Jesús. Jesús ha venido para establecer la paz,es el Señor de todos y a todo aquel que cree enÉl le son perdonados sus pecados (Hech10,36.43). El evangelio de Lucas es el evangeliode la universalidad.El discurso de Pedro, uno más entre losmuchos que hay en Hechos, sigue el esquemahabitual: introducción adaptada a las circunstancias,mensaje de Jesucristo centrado en elmisterio pascual de la muerte-resurrección,prueba de la Escritura y testigos de los hechos,responsabilidad de los judíos frente a Jesús yfrente a la acción salvadora de Dios realizada enÉl, y llamada a la conversión.La liturgia de hoy recoge la primera partede este discurso:* Introducción histórica: El evangelio (la“Palabra” v. 36) puede datarse espacialmente(Palestina, Judea) y temporalmente (“despuésque Juan predicó”).* Núcleo del mensaje: “Dios le ungió conel Espíritu Santo y con poder” (v.38), propio dela cristología de Lucas; el Espíritu le invade yno sólo le llega temporalmente como a los profetas.* Caracterización de la vida de Jesús comoel bienhechor por excelencia. “Pasó haciendo elbien y curando a los oprimidos por el diablo”.Aquí se para el texto de la liturgia, centrándoseen el aliento universal y ecuménico de la fe cristiana,en el Espíritu que se derrama sin distingosde pueblos y en el obrar el bien como Jesús deNazaret para hacer bueno el bautismo. “¿Sepodrá negar el agua del bautismo a éstos quehan recibido el Espíritu Santo igual que nosotros?”(v.47).6

La familia de Cornelio acepta este mensajey recibe el Espíritu Santo, participando de estaforma en el Pentecostés otorgado al principio alos judíos de Jerusalén.EVANGELIO: Lc 3,15-16.21-22La liturgia nos presenta este domingo unalectura construida a partir de dos piezas que enel relato evangélico no son consecutivas. Lucasnarra, entre medias, el arresto de Juan. El evangelistapretende separar drásticamente ambasfiguras porque pertenecen a épocas distintas dela historia de la salvación (16,16); con la segundaparte de la lectura da comienzo la época deJesús, un tiempo único y especial. La narracióndel arresto de Juan ofrece el contexto dramáticode la suerte de los profetas (13,33) como tonalidadde fondo que tiñe desde el principio, la apariciónpública de Jesús.* La primera parte de la lectura se correspondecon el tercer segmento de la predicacióndel Bautista, la que desarrollaba su expectativadel Mesías (ver 3er domingo de adviento).Podemos señalar algunos elementos que resultansignificativos.- Lo primero que llama la atención es elejercicio de desplazamiento que hace Juan, presentándosecomo alguien relativo a otro másgrande, descentrándose para orientar hacia elimportante. A partir de ese desplazamiento, lapresentación del que ha de venir se realizamediante dos rasgos muy significativos. Jesúses el más fuerte. Este apelativo, en la Biblia,viene casi siempre referido a Dios en su funciónliberadora; Jesús retomará la expresión, vinculándolaa sí mismo, ligado a su labor exorcista(11,20-22).- El segundo rasgo apunta al bautismo deEspíritu Santo y fuego. Para entender el fuertealcance que tiene esta expresión hemos desituarla en la concepción lucana de la historia dela salvación, entendida en tres etapas: la anteriora Jesús (que llega hasta Juan), la de Jesús y la dela Iglesia. Aquí, a la vez que se anticipa de algúnmodo el propio bautismo de Jesús, lanza unguiño directo a la comunidad cristiana que escuchaeste evangelio.* La segunda parte de la lectura narra elbautismo de Jesús. La escena tiene una dobleorientación. Por un lado supone la validaciónpor parte del mismo Dios de la identidad deJesús; lo que hemos contemplado en los relatosde la infancia (1,35; 2,49) es ahora ratificado ydirigido hacia el propio Jesús. Pero no se tratasólo de un reconocimiento sino que cobra ladimensión de unción mesiánica. Así lo reflejaráel propio Lucas más adelante (Hch 10,37-38).La recepción del Espíritu Santo empodera aJesús para que pase haciendo el bien y curandoa los oprimidos por el diablo.A lo largo del evangelio, en los relatos de lainfancia, hemos podido contemplar a algunospersonajes llenos de Espíritu Santo; a partir deahora Jesús será el único portador de la plenituddel Espíritu Santo. Luego, una vez que Jesúsascienda a los cielos, después de Pentecostés,otros personajes llenos de Espíritu Santo dentrode la comunidad cristiana habrán de continuar lalabor de Jesús. Así el relato del bautismo ofreceuna doble perspectiva: la que se refiere a Jesús yla que mira a los cristianos que escuchan el relato,que también han recibido el bautismo.* Este pasaje está vinculado íntimamentecon los dos siguientes a los que irá conducidopor el Espíritu Santo: la estancia en el desierto,donde Jesús supera la tentación y el discursoprogramático ante sus paisanos en la sinagogade Nazaret. En ambas escenas no hace sinodesarrollar el sentido que han de tener la unciónmesiánica y la filiación recién proclamada, loque no ha de ser (tentaciones), lo que sí va a ser(Is 61,1-2).Raúl Becerril Avendaño7

Lectio Divina Domingo 17mo. Del Tiempo Ordinario Ciclo B
revista 1 - Asociación Cultural Salvadme Reina de Fátima
Domingo 6º de Pascua, Ciclo C - Editorial Sal Terrae
2. Celebraciones con niños Domingos 22º a 34º del T.O., Ciclo B ...
La Fiesta del Bautismo del Señor
Bautismo del Señor C (130113).pdf - ICMICA MIIC
DOMINGO 1º DE ADVIENTO – CICLO C - Jesuitas de Loyola
IV Domingo de Adviento, Ciclo C. San Lucas 1, 39 ... - Homiletica.org
El ciclo de la manifestación del Señor - Centro Nacional de ...
El Bautismo del Señor LECTURAS DE HOY - Tn.org
8 abril 2012 domingo de pascua de la resurrección del señor. 1 ...
DOMINGO 3º DE PASCUA - CICLO C - Jesuitas de Loyola
HOMILÍA 2° DOMINGO CUARESMA CICLO C ... - Homiletica.org
070715 Domingo 15 de Tiempo Ordinario ciclo C - Santo Espíritu ...
Domingo 4 de enero SOLEMNIDAD DE LA EPIFANÍA DEL SEÑOR ...
XXI Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclos A, B y C - Autores Catolicos
XXIV Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclo C ... - Homiletica.org
Domingo 10º del TO, Ciclo C - Editorial Sal Terrae
FIESTA del BAUTISMO DEL SEÑOR - coro san clemente i
Fiesta. Bautismo del Señor, Ciclo , A, B y C - Autores Catolicos
Domingo de Ramos de la Pasión del Señor - Tn.org
V Domingo de Pascua, Ciclo C Padre Dr. Juan ... - Homiletica.org
XXIII Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclo A - Autores Catolicos
domingo xxviii del tiempo ordinario del ( ciclo c) - Homiletica.org
XIII Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclos A, B y C - Autores Catolicos
XXIX Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclo C. San ... - Homiletica.org
V Domingo de Pascua, Ciclo C. San Juan 13,31-33ª ... - Homiletica.org
XX Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclos A, B y C - Autores Catolicos