Artículos 2003 en El Mundo de Eduardo del Campo

edelcampcortes

A8

EL MUNDO, JUEVES 2 DE ENERO DE 2003

ANDALUCIA

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

El Guadalquivir cuenta sus memorias

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— Bajo la superficie de

un río fluye otra corriente invisible

con la memoria de los hombres

que surcaron sus aguas,

prosperaron en su orilla, sobrevivieron

a sus inundaciones y desembocaron

en la muerte como el

quesevacíaenelmar.Enelcolegio

nos enseñan que el Guadalquivir

físico nace en la sierra de

Cazorla y se deshace 670 kilómetros

aguas abajo entre Bonanza,

Doñana y las olas del Atlántico:

pero el Guadalquivir histórico,

prehistórico y mítico no tiene origen

ni desembocadura, como un

río imposible hecho de tiempo.

Ahí están de nuevo los pioneros

que en el siglo IX antes de

Cristo fundan en sus orillas las

primeras poblaciones que llegarán

hasta hoy; los tartesos venidos

del Egeo remontan su curso y

el del Guadalimar hasta llegar a

las minas de Cástulo, al sur de la

actual Linares; los romanos fabrican

ánforas que veloces galeras

llevarán hasta Roma; los comerciantes

almohades, dice Maimónides,

exportan su aceite de oliva

hasta Alejandría; las flotas califales

zarpan al encuentro de los invasores

normandos; los gancheros

pasan montados en los troncos

de las piaras de pinos talados

en las profundidades de la sierra

de Segura, que en las atarazanas

de Sevilla o los astilleros de San

Fernando convertirán en los galeones

que conquistarán América

o los navíos de la Armada que,

como El Invencible, se hundirán

absolutamente vencidos frente a

las costas de Inglaterra.

No es posible bañarse dos veces

en el mismo río, pero la Confederación

Hidrográfica del Guadalquivir

intenta contradecir a

Herodoto, al menos mentalmente,

con el libro Patrimonio histórico

hidráulico de la cuenca del

Guadalquivir, que este organismo

regulador dependiente hoy

del Ministerio de Fomento ha editado

por el 75 aniversario de su

fundación.

El volumen, escrito por 23 historiadores

y arqueólogos, fija el

curso del Guadalquivir histórico

a través de los restos de las obras

y monumentos ligados a esta columna

vertebral de Andalucía «el

Más vida que el Nilo

Un grupo de investigadores compila el patrimonio

histórico ligado al Río Grande en el 75 aniversario

de la creación de su Confederación Hidrográfica

El Guadalquivir, en su curso alto. / CONFEDERACION HIDROGRAFICA DEL GUADALQUIVIR

gran corredor», dice el historiador

Antonio Collantes de Terán,

«que ha permitido la circulación

de los hombres, de las ideas y de

los productos» durante milenios.

La primera lección que dio el

río a sus moradores es no fiarse

de que algo dure para siempre: la

fuerza sostenida del agua durante

siglos sacó el cauce de su madre,

alteró las curvas, desplazó los

meandros, de forma que asentamientos

que una vez tuvieron

puerto, como Itálica, acabaron

alejados de la orilla y se despoblaron.

El faro Tunis Coepionis que

alumbraba a los pilotos en la desembocadura

sucumbió y, conforme

el estuario del Betis se colmaba

de sedimentos y se transformaba

en marismas inaccesibles a los

barcos de mayor calado, puertos

florecientes se condenaron a extinguirse,

como le ocurrió a Hasta

Regia a partir del siglo IV.

El libro cuenta cómo el hombre,

queriendo o sin querer, mode

al río casi con la misma fuerza

con que el ríolohizoalosribereños:

los numerosos barcos

E. DEL C.

SEVILLA.— El río es el cauce del

comercio y la guerra, pero también

el paisaje del placer terrenal

que las autoridades del siglo

XVI, imbuidos de humanismo

renacentista, empezaron a embellecer

con la construcción de

paseos urbanos. Antes, el cronista

andalusí al-Saqundi ya escribía

del Guadalquivir en el siglo

XII: «Supera a todos los demás

este río en que sus riberas están

bordeadas de quintas y de jardines,

de viñedos y de álamos, que

se suceden sin interrupción (...).

Me contó una persona culta que

había visitado El Cairo,yaquien

yo pregunté por el Nilo, que los

jardines y las quintas no se suceden

en sus márgenes con la continuidad

con que se suceden en

el río de Sevilla».

Sin embargo, esas villas reflejarían

siglos después el conflicto

de un río público usurpado por

intereses privados, como cuando

los aristócratas consideraban, en

sus litigios con los vecinos, que el

trozo de orilla que lindaba con

sus propiedades era sólo de ellos.

Ibn Abdun defiende en el siglo

XII que no se privatice el puerto

de Sevilla. «Esta zona es, en efecto,

el punto vital de la ciudad, el

lugar por donde salen las mercancías

(...), el refugio de los extranjeros

y el arsenal para reparar

los barcos, y, por tanto, no ha

de ser de propiedad particular, sino

sólo del estado». Pero también

exigirá puritano «suprimir los paseos

en barca por el río de mujeres

e individuos libertinos, tanto

más cuanto que las mujeres van

llenas de afeites». No fue el único

hundidos en la barra de Sanlúcar

cuando se dirigían a Sevilla, la

capital del comercio con las Indias,

contribuyeron con su peso

muerto a cegar el tráfico fluvial,

aunque muchos ingenieros antiguos

soñaron con hacer posible

la navegación de navíos incluso

entre Sevilla y Córdoba.

En la cuenca del río sobreviven

aún lastimosos restos de la antigüedad:

molinos de harina (como

los 32 que hubo en Alcalá de Guadaira),

acueductos, baños, termas,

norias, fuentes, paseos fluviales,

acequias, embarcaderos, presas,

batanes...Y unos pocos puentes.

Puentes y crecidas

Porque el río, lo mismo que ha

servido para unir, tanto a los viajeros

y comerciantes que transitaban

entre el océanoyelinteriora

bordo de embarcaciones como,

por tierra, a los que a pie o carreta

seguían los caminos que tenían al

río como punto de referencia (la

vía Augusta corría paralelo a su

curso), también ha desunido a las

dos partes en que corta el paisaje.

A finales del siglo XVIII el

Gualdalquivir sólo tenía siete

puentes de obra: los demás eran

barcazas unidas entre sí, comoel

que construyeron los almohades

en el siglo XII en Sevilla, expuesto

siempre al embate de las avenidas

que obligaban a ir a buscar a

las barcas varios kilómetros

aguas abajo. Sevilla no tuvo un

puente fijo hasta el siglo XIX.

Los autores señalan la lucha, a

menudo frustrada, para domesticar

al río: las murallas de Córdoba

y Sevilla fueron sus únicas defensas

contra las crecidas, hasta

que los primeros proyectos de

1610 para cavar cortas (canales)

que permitieran a los barcos atajar

el peligro de los meandros y a

las ciudades escapar de las inundaciones

se convirtieron en realidad

siglos después.

Los antepasados acumularon

con sus trabajos un limo que sigue

siendo útil hoy, como, por ejemplo,

la presa romana de Barcinas,

en el río Cubillas, afluente granadino

del Genil y éste a su vez del

Río Grande de los andalusíes. Todavía

a estas alturas los agricultores

lo usan para regar sus cultivos.

El puerto de Sevilla en su época dorada, en un grabado de 1617.

moralista fluvial: en el siglo XVIII

mutilaron el sexo a las Musas de

la fuente de Ecija por orden de

fray Diego de Cádiz.

GRANADA

Responsables del

balneario de

Graena confían en

reabrir este año

GRANADA.— El alcalde del municipio

granadino de Cortes y Graena,

Antonio Sánchez Navarro (PP), máximo

responsable del balneario del

municipio, cerrado desde el 23 de

agosto por legionella, confía enque

las medidas de desinfección y las

obras de mejora del centro den resultado

y permitan su reapertura la

próxima temporada.

En este sentido, Sánchez Navarro

resaltó ayer los graves perjuicios

económicos que ha provocado el

cierre del balneario, que constituye

la principal fuente de ingresos de la

localidad.

Según los cálculos del alcalde, la

empresa Aguas Termales de Graena

ha perdido más de 180.300 euros,

cantidad que se eleva a 600.000 euros,

si se suman las pérdidas de los

empresarios hosteleros.

Desde que se detectaron los focos

de legionella en las instalaciones,

confirmados en reiteradas ocasiones

por los análisis efectuados por la

Delegación de Salud de la Junta en

Granada, los responsables del balneario

han puesto en marcha distintas

actuaciones para acondicionar

de nuevo el centro.

Además de las medidas de desinfección,

que todavía nohanconseguido

eliminar la bacteria, segúnexplicó

el alcalde, Aguas Termales de

Graena ha acometido obras para renovar

las instalaciones.

«Estamos haciendo todo lo posible

para acabar con el problema»,

defendió Sánchez Navarro, quien

expresó su confianza en que finalmente

conseguirán restablecer las

condiciones sanitarias en el centro

para lograr su reapertura en la próxima

temporada.

El munícipe también hizo hincapié

en la necesidad de poner en marcha

una campaña de promoción para

restablecer la imagen de las instalaciones,

que han sufrido, dijo, «un

gran daño».

Para ello, argumentó, «tendremos

que recurrir a préstamos», adelantó

el alcalde y responsable del balneario,

quien aprovechó para recordar

que el municipio seguirá adelante

con el proyecto para construir unas

nuevas instalaciones.

No obstante, la construcción del

nuevo edificio no comenzará hasta

el próximo verano, por lo que Antonio

Sánchez Navarro insistió en la

necesidad de buscar soluciones para

no perder también lapróxima temporada.

La Delegación provincial de Salud

en Granada decretó el cierre

cautelar del balneario de Cortes y

Graena el pasado 23 de agosto, tras

conocer que uno de los usuarios había

sido hospitalizado —en Madrid—

a consecuencia de una neumonía

causada por la legionella.

Los análisis practicados posteriormente

confirmaron la presencia

de diversos focos de legionella en las

instalaciones, por lo que la clausura

del balneario se mantuvo.

Ante esta situación, el Ayuntamiento

llegó a esgrimir análisis efectuados

por laboratorios ajenos a la

Consejería de Salud en los que decían

que no había legionella, para

cuestionar los resultados de las

pruebas de la Junta, y los vecinos del

municipio se manifestaron.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Embargos como bofetadas

EDUARDO DEL CAMPO

8

18/01/2003

LAUJAR DE ANDARAX / ALMERIA.- Francisca Vique Ruiz y Francisca Reverte

Berenguer tienen algunas cosas en común: son mujeres, tienen el mismo nombre,

fueron emigrantes, volvieron a Almería, estuvieron casadas, sus maridos las trituraron

a puñetazos y patadas, y cuando iban a denunciar las palizas el agente de turno de la

Guardia Civil les respondía con idéntico aburrimiento:

-¿Ha habido sangre?

-Pues... Esta vez no, pero mire usted que me ha dado una paliza...

-Pues si no hay sangre no podemos hacer nada, mujer.

Eso les contestaba después de cada sesión de tortura el agente de la seguridad del

Estado. Sí, es verdad, eran otros tiempos: 1988, 1994, 1997, en fin, el siglo pasado,

cuando las víctimas de la violencia doméstica no estaban de moda.

Casi con sus únicas fuerzas lograron cortar amarras con el infierno y separarse de

aquellos hombres, padres de sus hijos, a los que un día habían querido, que un día las

habían querido; trabajadores que se habían vuelto verdugos a través de una

metamorfosis en la que el alcohol actuaba como pocima para que mister Jekyll liberara

sus demonios vestido de mister Hyde.

Pero cuando ya creían que habían enderezado sus vidas, el aparato farragoso de la

Justicia les acaba de pegar otra bofetada, embargando sus casas y amenazando con

desahuciarlas para pagar las deudas de sus victimarios. Encadenadas hasta que la

muerte las separe.

«Venía a matarme a mí, pero como no pudo, mató a ese hombre».Las montañas que

rodean Laujar de Andarax están nevadas, cae la tarde y el aire corta la piel como una

navaja de hielo, pero Francisca Vique, que cumplirá el 3 de marzo 60 años, sólo ve el

paisaje desde la terraza de la casa que ella y Miguel Morales Morales construyeron


con el fruto de sus años como emigrantes en Barcelona y Perpignan, porque el miedo

a morir asesinada por esas manos que en otro tiempo quizás la acariciaron con amor

le han dejado como secuela una tristeza perenne y la manía de no salir de casa sola,

nunca, a ninguna parte.

«Venía a matarme a mí». Abandona la seguridad templada de la mesa camilla y baja a

la puerta de la casa embargada de dos plantas para señalar el camino de cemento

donde Miguel la estaba esperando aquel 13 de mayo de 1997, rondándola,

acosándola, hostigándola, ¿añorándola?, como desde que la juez de Berja le había

ordenado marcharse de casa tras el enésimo golpe («pero no dio una orden de

alejamiento y él llegaba hasta la puerta»).

Dos meses antes, tras dos años de proceso, Francisca había logrado la separación

judicial. El día siguiente el matrimonio en ruinas estaba citado para firmar la

separación de bienes de los cultivos y las dos casas de la familia. Pero no dio tiempo.

El hijo mayor, Miguel, vio a su padre y le dijo que se marchara. Esa misma noche, el

hombre, borracho, mató a cuchilladas en el bar Pon y pago a su «amigo» de juergas

nocturnas, dice Francisca, un inmigrante «moro» que en realidad era un español de

origen saharaui.

«Como no pudo matarme a mí, mató a ese hombre». Miguel Morales Morales fue

condenado a 15 años de cárcel, que sigue cumpliendo en la prisión provincial del

Acebuche. Fue condenado también a pagar 30 millones de pesetas (unos 180.000

euros) de indemnización a los herederos de su víctima.

A las dos abogadas de Francisca, Mercedes Fernández Saldaña y Susana Roca, se

les pasó en junio, dice la afectada, el plazo para renovar la demanda de separación

(«eso sí, nos sacaron antes dos millones y medio de pesetas»), lo que hacía que, en

teoría, la pareja siguiera armoniosamente unida en espíritu y patrimonio y el juez

pudiera, por tanto, disponer de los bienes comunes para sacarlos a subasta y pagar

con el beneficio la indemnización pendiente.

Encadenados

En noviembre se enteraron por un anuncio en el tablón del Ayuntamiento de que les

habían embargado todo. La movilización popular ha logrado sólo que de momento la

Audiencia de Almería paralice una subasta que debía haberse celebrado el pasado


martes. Para colmo, los bienes han sido tasados en sólo 10,5 millones de pesetas

(unos 63.000 euros). «Nosotros pedimos que se hagan de nuevo dos lotes, y que con

el de él hagan lo que quieran», dice uno de los seis hijos.

Francisca retrocede en el tiempo. «Eramos vecinos, nos conocíamos desde niños. Nos

casamos a los 21. Nos fuimos a la vendimia a Perpignan, y nos quedamos, con un

patrón muy bueno. No teníamos domingos, siempre trabajando. Todo lo que tengo lo

ganamos allí.Estábamos agusticos, pero mi marido quería venirse, yo no, y nos

vinimos. Todavía no se había muerto Franco. Y ahí empezó a cambiar. Se hizo

alcohólico, le daba al vino, al cognac.Unos días estaba normal, y al cuarto se

transformaba. Y ya no era el mismo. Ya nada más que tenía ganas de infierno, esta

silla que está mal puesta, la comida no me gusta, y todo estaba ya malo...»

Miguel se internó dos veces: una en el siquiátrico de Almería, donde le diagnosticaron

rasgos esquizofrénicos y «doble personalidad», otra en el centro de rehabilitación

Renacer de Córdoba. «Pero salía y a los dos días estaba igual». Si lo hubieran curado,

suspira ella...

No recuerda la primera vez que le pegó. «Siempre me pegaba cuando no estan mis

hijos. Una vez, aquí, me tiró al suelo, boca abajo.Me cogió de la cabeza y me la

chocaba contra el suelo», y Francisca coge con la mano una cabeza invisible y la

estrella arriba y abajo en el aire, como quien abre un melón con el canto de un bordillo,

y aunque el salón está en silencio parece de pronto como si se oyera otra vez el

gemido de dolor, los ronquidos de furia sorda, y el ruido seco de la cabeza chocando

contra las baldosas.

En otra ocasión Miguel prendió fuego a la puerta de la casa con la familia dentro, por

lo que ingresó en prisión. El límite llegó el día en que la estranguló. «Cogió una cuerda

negra de esas duras para atar hatos de alfalfa, le hizo una lazada y me la puso al

cuello. Cuando me desperté, con el cuello rojo vivo y ensangrentado, me fui al cuartel

y me dijeron. '¿Hay sangre?' ¿Pero qué más sangre queréis? ¿A qué hay que esperar,

a que me mate?»

Pero la mujer espiga en memorias más felices, con una generosidad ecuánime, como

si le traicionara un cariño recóndito hacia un hombre que ya no existe: «Eso sí, era el

más trabajador, no se cansaba nunca: pregunte usted en el pueblo».


.

APOYO

.

«Tú dí que te has caído»

ALMERIA.- Llega Francisca Reverte Berenguer, 43 años, a su casa embargada del

pobre barrio de Pescadería, después de haber pasado todo el día en Madrid en los

platós televisivos del sufrimiento para denunciar cómo el BBV va a arruinarle la vida

otra vez por 39.610 cochinas pesetas mucho tiempo después de que su ex marido,

Juan Cazorla Horta, con quien hace 17 años firmó aquel crédito para comprar muebles

que ella nunca vio, se la destrozara con los puños. Pero no se cansa de contar.

Paqui conoció a Juan en la estación de servicio de la autopista A-7 del Vendrell, en

Tarragona, donde ambos eran camareros. Su padre le advirtió: Hija, o te casas o te

vuelves. Y se casó sin pensarlo para no regresar a Almería. A los pocos días aquel

joven tranquilo y luego alcoholizado le pegó la primera bofetada.

«Cuando venían de visita parecía un santo», recuerda Mari Carmen, hermana de

Paqui. Mari Carmen descorrió el velo de las apariencias el día en que llegó con su

marido a la casa de su hermana en Benicarló (Castellón). «Llegó él con otra mujer, y

cogió a mi hermana, que tenía a su hija de tres meses en brazos, y la arrastró de los

pelos por las escaleras. Nos dijo '¡Vosotros no os metáis'.Y no hicimos nada».

Miedo. Impunidad. Mentira. Ocultación. Indiferencia. Complicidades.Todo eso hacía

falta y concurrió para que ardiera el infierno.Cuando ingresó embarazada en el hospital

de Tarragona después de que Juan le tirase un sillón, su suegra le dictó:

-Tú dí que te has caído.

Con los guardias de Benicarló mantuvo una noche este diálogo:

-¿No hay sangre?

-No, hoy no.

-Pues váyase a casa, mujer, que eso no es nada.

Juan pasó tres años de cárcel por violar en 1988 a una hija de cuatro años. Otra hija

sufrió abusos. Pero resurgieron las contradicciones del amor o la costumbre. Paqui


volvió fugazmente con él y quedó embarazada de una niña, su cuarto hijo, hoy de

entre 23 y 12 años.

Al fin dijo basta y hace diez años se separó y regresó a Almería.Hace dos compró este

piso por cinco millones de pesetas. Es el refugio de su nueva vida, por el que paga

religiosamente a Unicaja 38.000 pesetas al mes de las 43.000 de su pensión de

invalidez.Come de la ayuda de su familia e instituciones de caridad.

Hasta que en septiembre Paqui recibió una carta del gabinete jurídico Vincit de

Barcelona que en nombre del BBV le reclamaba 6.432,02 euros, la cantidad en que se

habían multiplicado mágicamente las letras impagadas de 39.610 pesetas (238,06

euros) del crédito de 17 años atrás.

Ella pensó que era un error y que era a su ex pareja a quien buscaban. Volvió a verlo

en un juicio en noviembre en Vinaroz (Castellón) por el impago de la pensión

alimenticia. «Me quedé en blanco, no pude ni hablar». El juez absolvió a Juan. Al

volver a Almería, Paqui se encontró con otra bofetada en el buzón. La juez del

Vendrell le había embargado el piso. El camino de un nuevo desahucio.


A8

En los invernaderos

de Almería ya no

existen milagros

Los agricultores acusan al «oligopolio» de los

hipermercados y a Marruecos de una caída de

precios que puede marcar el fin de sus años dorados

EDUARDO DEL CAMPO

ALMERIA.— El «milagro» del mar

de plástico almeriense bajo el que

floreció la fábrica hortofrutícola

más potente de Europa se está llenando

de agricultores nerviosos y

endeudados hasta el cuello que no

saben si al final de esta campaña, en

junio, podrán pagar al banco las letras

de los créditos de diez, quince,

veinte millones de pesetas con que

levantaron sus pequeños invernaderos,

como si el espejismo hecho realidad

volviera a hacerse espejismo.

En La Mojonera, en El Ejido, en

Roquetas, en La Cañada, en Níjar

los agricultores no miran al cielo

para otear su suerte, sino a Marruecos,

por un lado, y, por otro, a los

monitores donde aparece en tiempo

real el precio que sus cosechas

de tomates, pimientos, pepinos, calabacines

o melones alcanzan en

las subastas de las alhóndigas, el

Wall Street de la verdura andaluza.

Las asociaciones agrarias COAG

y Asaja, por separado, se manifestaron

en Almería la semana pasada

para exigir al Gobierno medidas para

evitar la «muerte» del sector, de

la que acusan a sus dos bestias negras:

una son las grandes superficies

comerciales, que, critican, al

acaparar la distribución imponen a

sus proveedores precios muy bajos

(la ley del más fuerte, ésa de «o lo

tomas o lo dejas») mientras a la vez

logran grandes beneficios al vender

a los consumidores a precios que no

reflejan el coste de origen.

La otra bestia negra es la «competencia

desleal» de Marruecos y

las «concesiones» de la Unión Europea

para elevar el cupo de exportación

de tomates marroquíes de

los 150 millones de ahora a 210,

coincidiendo con los meses de invierno

y primavera en que se concentran

las ventas almerienses.

En La Cañada y El Alquián, dos

barriadas de la vega almeriense, late

el corazón europeo de la producción

y comercialización del tomate.

La actividad es máxima. ¿Exageran

la amenaza del vecino marroquí?

«Nos va a hacer mucho daño,

porque la entrada de más tomate

marroquí va a tirar los precios hacia

abajo aún más. Ellos se pueden

permitir vender barato, porque los

sueldos son la décima parte, no pagan

seguridad social y además no

les exigen los controles de calidad

ylímites de residuos que sí nos piden

a nosotros los supermercados

de Alemania o Francia para comprarnos.

Va a haber un conflicto»,

vaticina Francisco Belmonte, presidente

de la Cooperativa Agrícola

San Isidro (CASI), cuyos 1.500 socios

y 300 colaboradores cultivan

casi exclusivamente tomates.

Francisco tiene un aire de artista

mientras muestra su invernadero.

«Aquí el patrón trabaja como uno

más», dice enseñando los callos en

las manos. El comprende que, a

cambio de que Europa le venda a

Marruecos sus excedentes de cereales,

mantequilla, carne o leche,

el gobierno marroquí, comoantes

con el pescado, exija exportar sus

hortalizas. Pero es que el trato, dice,

«sólo hace daño aAlmería». Y suelta

un dato: por debajo de 40 céntimos

el kilo, el agricultor pierde.

Hoy las organizaciones que

amenazan con impedir la entrada

de productos marroquíes recuerdan

como un calco a los franceses

cuando vaciaban los camiones de

sus competidores españoles. «Ojalá

tuviéramos la unidad de los sindicatos

franceses», se lamenta

Francisco, que niega el paralelismo.

«La gente tiene una idea equivocada

de Marruecos. Allí la producción

la controlan multinacionales

europeas asociadas con altos

cargos marroquíes. Me lo dicen

mis empleados marroquíes, con los

que llevo desde hace 11 años. La

prueba de esto es que se vienen a

vivir aquí, sacrificando tanto. Porque

aquí la riqueza está repartida.»

Mudarse al sur

Una fuente del sector que pide no

ser identificada explica el rizo del

conflicto: la deslocalización. Los

grandes propietarios del Levante

almeriense, Murcia o Valencia están

trasladando la producción tomatera

a Marruecos «asociándose

con multinacionales holandesas o

francesas». Cita los apellidos Durán,

Cerdán, Palomas. «Pero, claro,

ellos guardan silencio».

En la entrada de la gigantesca

alhóndiga de CASI un agricultor

tiene los ojos fijos en el monitor de

la subasta. A esta hora del mediodía,

tras dos días de huelga y piquetes,

se han vendido 0,8 millones

de kilos de tomates de los 1,9 a los

que hay que dar salida. «Va mejor

de lo que pensábamos, a una media

de 50 céntimos», se alegra el

subgerente, Manuel López.

«El 13 de enero de 2003 el kilo

estabaa47céntimos, y el mismo

día del 2002, a un euro». Tras la excepcional

ganancia de la campaña

pasada, explica, la caída actual tiene

que ver con la sobreproducción,

la escasez de transporte, la competencia

marroquí yel«oligopolio» de

las grandes superficies comerciales

que imponen una espiral de precios

a la baja. ¿El inicio de un drama o

una simple recaída en el ciclo?

En un año normal, cuenta, se dan

entre un 10 y un 15 por ciento de casos

de refinanciaciones y 4 o 5 casos

de quiebras de socios que no pueden

pagar ya la deuda de suministros

con la cooperativa. Son los perdedores

del milagro. Este año, avisa

el subgerente, si no se recuperan los

precios las refinanciaciones de letras

y las quiebras aumentarán.

Pero eso no lo verá el comprador

del departamento de verduras del

Carrefour de Almería, a apenas

unos kilómetros de los invernaderos.

En este corto viaje los precios

se han multiplicado por dos y tres.

EL MUNDO, LUNES 20 DE ENERO DE 2003

ANDALUCIA

AGRICULTURA / CRISIS EN EL SECTOR HORTOFRUTICOLA ALMERIENSE

REPORTAJE GRAFICO: EDUARDO DEL CAMPO

TOMATE EN RAMA.

La inmensa mayoría de los millones de kilos de tomates que se consumen al

año en Europa se crían en invernaderos de una o dos hectáreas concentrados

en la vega de la capital. Una de las clases más cotizadas es el de racimo, como

el que enseña Paco Belmonte, presidente de la cooperativa San Isidro.

LA BOLSA ROJA.

La cooperativa San Isidro, en La Cañada, es el corazón continental de la

comercialización de tomates. Sus cerca de 1.500 socios y 300 colaboradores

traen sus cosechas a su alhóndiga para subastarlas.Hoy, tras un parón

de dos días por la huelga, se han concentrado 1.900.000 kilos.

PENDIENTES DE LA «LOTERIA».

Muchos agricultores de Almería se acercan por algo más que curiosidad a

la hora de la subasta para ver el precio de su esfuerzo, cuyas fluctuaciones

aparecen en un monitor. Es, dicen, «una lotería». Estamañana, cotiza a

unos 50 céntimos de euro el kilo. No está mal.

VIAJE AL SUPER.

Apenas unos kilómetros separan los invernaderos del Alquián de estos hipermercados

de Almería, pero el precio de las verduras ya se ha multiplicado.

Los agricultores almerienses acusan a su bestia negra de vender caro

lo que ha comprado muy barato.

«No somos ricos:

somos unos

‘pasajambres’»

E. DEL C.

ALMERIA.— Desde la autovía

que corta en dos el lago de

plástico del Poniente se ve a lo

lejos un incendio ardiendo en

la noche. Allí, en una curva del

laberinto, entre cortijos solitarios,

invernaderos y perros que

corren rabiosos tras los extraños

arden los restos de las matas

de pepinos y pimientos viejos

de Francisco, un agricultor

de La Mojonera con una hectárea

de plástico en El Ejido que

saca adelante con su mujer y su

hijo. Francisco, asfixiado económicamente,

se ahorra un piquito

llevando sus residuos vegetales

a este vertedero irregular,

el solar que el pastor Cipriano

tiene para abrevar a su

ganado, en lugar de pagar las

tasas de incineración enelhorno

oficial de El Ejido.

La crisis por la caída de los

precios del pimiento o el pepino

golpea aquí en dominó.

Marcelo, que vive de blanquear

invernaderos y retirar residuos

en un camión alquilado (Francisco

es su cliente), se ríe dela

imagen de nuevos ricos. «¿Sabes

lo que somos aquí? Somos

unos pasajambres». Y usa un

termómetro cruel. «Las rusas

están pidiendo los papeles y

largándose. Aquí van a tener

que follar gratis».

«Han vendido la moto de

que tenemos tres coches, un

chalé en Almerimar y una rusa,

yhabrá alguno que sí, pero la

mayoría está endeudado: somos

renteros del banco. A lo

mejor el del chalé debe 50 o 60

millones de pesetas, pero eso

no se ve», dice Francisco a la

luz de las llamas.

Al que quiera ser agricultor,

Francisco le da un clase práctica.

Mucho gasto, poco beneficio:

una sola semilla antivirus de pepino

vale 50 céntimos, y criar cada

semilla en el semillero, cinco.

Luego hay que sulfatar cada semana

contra la mosca blanca

«que no hay cojones de matarla»,

más el agua, el plástico, los

fertilizantes, el 10 por ciento de

comisión a la alhóndiga...

Una hectárea (10.000 metros)

debe producir 6 euros por

metro cuadrado para ser rentable:

de esos 60.000 euros en total,

dos tercios son gastos, y un

tercio «te queda para ti». De

ese dinero hay que apartar algo

para la campaña siguiente.

Todo para que al final estén

vendiendoelpepinoa18o20

céntimos, el pimiento a entre 20

y 40: «Menos de lo que vale una

sola semilla». Culpan a las grandes

superficies comerciales. En

Carrefour el pepino cuesta 1,21

euros, el pimiento verde 1,38.

A su lado escuchan Abdeljadid,

de 25 años, y Mustafá, de

17, dos jornaleros marroquíes

que viven en un cortijo al lado

del vertedero. Abdeljadid, al que

nunca faltará trabajo para la penosa

tarea de sulfatar, asiente

cuando Francisco dice que el

agricultor que antes contrataba

a tres inmigrantes (30 euros por

ocho horas) ahora se avía con

uno solo. «Este año muchos

amigos no tienen trabajo».

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


Exagerar la fuerza es descubrir la debilidad (Madame Girardin)

ELPMUNDOEDICION: MADRID

MARTES 21 DE ENERO DE 2003

Año XV. Número: 4.795

DEL SIGLO VEINTIUNO

Precio: 1 euro

CINE / Almodóvar gana el Globo de Oro con el filme que la Academia española no seleccionó para el Oscar / 39

Gibraltar apresa en Algeciras a 20

españoles por abordar un petrolero

e Ocho activistas de Greenpeace y 12 periodistas, entre ellos dos reporteros de EL MUNDO, fueron detenidos

por patrulleras del Peñón cuando rodeaban el buque monocasco ‘Vemamagna’ e Fueron liberados tras 12 horas

de retención, salvo cuatro ecologistas aún arrestados e España denuncia la violación de sus aguas territoriales

ALGECIRAS.– La Policía de Gibraltar

apresó ayer en aguas de la bahía

de Algeciras que España considera

propias a 20 ciudadanos españoles.

Entre ellos había ocho activistas de

la organización ecologista Greenpeace

y 12 periodistas, incluidos

dos reporteros de EL MUNDO.

Todos ellos fueron retenidos durante

al menos 12 horas tras ser capturados

por patrulleras del Peñón

cuando, en un acto de protesta, rodeaban

a un petrolero monocasco.

Al cierre de esta edición, permanecían

en los calabozos cuatro activistas.

Los miembros de Greenpeace,

acompañados por reporteros de diversos

medios, se dirigían al petrolero

Vemamagna. Este buque monocasco,

de bandera de conveniencia

maltesa, reúne los requisitos que España

considera peligrosos. Por tanto,

su acceso a aguas españolas está

prohibido desde el 1 de enero tras la

entrada en vigor de un Real Decreto

destinado a evitar nuevas catástrofes

como la del Prestige. Sin embargo, el

petrolero abordado ayer por Greenpeace

estaba fondeado en la bahía

de Algeciras con un cargamento para

la empresa gibraltareña Vermoil.

El Sepla pide

más controles

de alcoholemia

sobre todo para

pilotos extranjeros

Página 16

«‘Ahora estamos en Gibraltar’, dijo el policía

y le arreó un bofetón al periodista»

El enviado especial de EL MUNDO relata la agresión

sufrida ayer por su compañero de Tele 5

Pagina 8

Gibraltar ha anunciado que no secundará

la legislación española contra

este tipo de petroleros mientras

la UE no le obligue. Exteriores envió

ayer una nota verbal de protesta a la

embajada británica, denunciando la

violación de sus aguas territoriales.

Págs. 8 y 9. Editorial en pág. 3

Varios de los detenidos ayer por la Policía gibraltareña tras la acción de Greenpeace, ‘enjaulados’ en un furgón. / PEDRO ARMESTRE

Alejandre, ayer en Barcelona /Q.G.

«España no

enviará tropas

aIrakencaso

de guerra»

Entrevista con el teniente

general Luis Alejandre, que

hoy toma posesión como

jefe del Estado Mayor del

Ejército

VICTORIA PREGO

BARCELONA.– La conversación

se celebra en la Capitanía

General de Barcelona. Y lo primero

que hace este general políglota,

culto y moderno que me

asegura que, en caso de guerra

con Irak, España no enviaría

tropas al frente, es ofrecerme

un libro. «Es un elemento de

seducción», me dice sonriendo.

Es una edición facsímil del

Consulado del Mar de Barcelona,

impreso en 1732.

El texto procede de Mahón,

de la biblioteca familiar del teniente

general, y recoge el contenido

de las normas de comercio

marítimo que se daban a sí

mismos los comerciantes.

Sigue en página 14

Irak se compromete ante Blix

a que los inspectores puedan

entrevistar a los científicos y

entrar en casas privadas

Página 20

M2, LA REVISTA DIARIA DE MADRID

Dos chinos controlaban en

Madrid la mayor fábrica

de CD piratas de Europa

Cuarenta detenidos en la capital, Getafe y Pinto,

con cientos de miles de discos, carátulas y carcasas

valoradas en 600 millones de euros

DESDE MAÑANA, UNA INVESTIGACION DE EL MUNDO

Madrid, torre de Babel de la delincuencia

Trinidad Jiménez

incluye en su lista

a la ex mujer de Boyer,

al ex ministro Barón

y al líder gay Zerolo

La España

Contemporánea

en Sellos

Hoy, gratis, el décimo sello

«Retrato de Alfonso XII»,

1 de mayo de 1879


8

EL MUNDO, MARTES 21 DE ENERO DE 2003

ESPAÑA

CONFLICTO EN EL PEÑON / El enviado especial de EL MUNDO relata la agresión sufrida ayer por un compañero

de Tele 5 a manos de un policía del Peñón / «Ahora estamos en Gibraltar», dijo antes de darle un bofetón

Gibraltar detiene a 20

españoles por abordar

un petrolero peligroso

Ocho miembros de Greenpeace y 12 periodistas

fueron apresados por policías del Peñón en

Algeciras cuando rodeaban un buque monocasco

EDUARDO DEL CAMPO

Enviado especial

GIBRALTAR.– La Policía de Gibraltar

detuvo ayer a 20 personas, entre

periodistas y activistas de Greenpeace,

durante una acción de protesta

pacífica de los ecologistas en aguas

de la bahía de Algeciras (Cádiz) contra

los petroleros monocasco. Dieciséis

fueron puestos en libertad tras

pasar varias horas en los calabozos.

A seis personas, cuatro activistas

de Greenpeace y dos periodistas –un

redactor de Tele 5 y un cámara de

Antena 3– las autoridades gibraltareñas

les imputa un presunto delito

de desorden público y desacato a la

autoridad por el que deberán declarar

hoy ante las Cortes de Justicia

del Peñón que les impuso una fianza

de 1.000 libras si no querían pasar la

noche en dependencias policiales. A

última hora de anoche, los periodistas

fueron liberados tras depositar el

dinero exigido.

Las intenciones de quienes tomaron

las lanchas neumáticas se vieron

claramente cuando uno de los policías

que participaron en la detención

de los ocho activistas de Greenpeace

y de los 12 periodistas que

iban a bordo de lanchas neumáticas

para cubrir la protesta pacífica de

los primeros contra los petroleros

monocascos, entre ellos quien escribe,

cogió al redactor de Tele 5 Pepe

Marín del brazo, se lo llevó aparte en

el muelle y, tras advertirle, «ahora

estamos en Gibraltar», le propinó un

bofetón en la mejilla izquierda.

La colonia británica de Gibraltar

está siendo conocida internacionalmente

tras la catástrofe del Prestige

por ser el único lugar de la Unión

Europea que da refugio a los más

obsoletos barcos cisterna cargados

de fuel pesado y letal, pero para el

Gobierno de Peter Caruana, ayer,

los verdaderos piratas éramos los

ecologistas y los reporteros. Encerrados

en grupos de tres y cuatro

personas durante todo el día en calabozos

de dos metros de lado con un

retrete y un colchón como todo mobiliario

de la sala VIP, sólo a partir

de las siete de la noche nos liberaron

uno a uno. No a todos.

Pepe Marín, la víctima del bofetón,

y el cámara de Antena 3 Virgilio

Moreno fueron acusados de desacato

junto a cuatro guerrilleros del arco

iris, y están citados hoy a declarar

ante el juez.

Lo que empezó como una protesta

contra los vertidos constantes que

ensucian la bahía de Algeciras y la

permisividad del Peñón con los nuevos

piratas del mar, del que depende

una parte importante de su economía,

acabó en un incidente diplomático

y político que hurgó en las heridas

del conflicto sobre la soberanía

de la colonia.

Los periodistas, de TVE, Tele 5,

Antena 3, EL MUNDO, Canal Sur,

El País, Associated Press y Europa

Sur habíamos embarcado la noche

de la víspera en el puerto de Cádiz

convocados por Greenpeace para

una acción sorpresa que al final resultó

un secreto a voces.

Cuando el Esperanza, un antiguo

barco bombero ruso sobre el

que luce ahora el arcoiris de la organización

ecologista fondeó al

amanecer en aguas españolas de la

bahía de Algeciras el gobierno gibraltareño

ya estaba en estado de

alerta y sus patrulleras en el mar

esperando que empezara la caza.

El objetivo era el Vemamagna,

un petrolero nodriza monocasco de

1976 y bandera maltesa que desde

hace meses sirve de gasolinera flotante

para abastecer a los buques

que recalan en el Peñón, según explicaba

antes de salir el director de

Greenpeace España, Juan Pedralbes.

Dos escaladores se encaramarían

a la torreta de proa con el peligroso

mensaje en una pancarta «Oil

Hazard - Peligro petróleo». Si había

tiempo, harían una pintada en el

casco. La foto, la crónica, el pie engatillado

y a casa. ¿A casa?

Expedición en lanchas

La expedición, en dos lanchas, enfiló

a todo motor hacia el Vemamagna

y Gibraltar. Inmediatamente, varias

lanchas y patrulleras de la policía,

la autoridad portuaria y las

aduanas del Peñón, casi toda su flota

excepto los militares de la Royal

Navy, se lanzaron a cortarnos el paso

a toda costa. Y empezó la película

de James Bond.

Richard Pearson, el veterano piloto

inglés de nuestra zodiac, con

10 años de experiencia y 20 detenciones

desde Nueva Zelanda a Japón,

estaba tan tranquilo que daba

miedo, mientras burlaba una y otra

vez a los perseguidores que a nuestro

costado nos daban el alto a voces

con la sirena ululando como si

hubiera un maremoto.

La zodiac viraba con una inclinación

de 80 grados y veías el agua

boca abajo. Hasta que, cansados de

los ratones, los gatos, furiosos, embistieron

directamente. Las gomas

de las lanchas policiales montaron

varias veces sobre las de la nuestra.

Al final, policías especiales con pasamontañas

abordaron la zodiac

con gran agresividad y pararon el

motor en medio del forcejeo y tensión

durante minutos.

A Pepe Ferrer, el fotógrafo de EL

MUNDO, uno le amenazó con tirarle

la cámara digital al agua. Pero el

impasible Richard, como si nada,

sacó dos termos y ofreció café. Relajación.

PEDRO ARMESTRE / ANTON MERES

HORAS DE TENSION. Arriba, el barco de Greenpeace navega junto

al buque que transporta fuel en aguas del Estrecho. A continuación, la policía

aborda las lanchas y forcejea con miembros de la organización ecologista

que intentan no perder el control de sus embarcaciones. Instantes después,

una pareja de activistas de Greenpeace logra colocar una pancarta en

el mástil del buque. Por último, el fotógrafo de EL MUNDO J. F. Ferrer es

trasladado por la policía gibraltareña a comisaría, junto con otros detenidos.

«Hombre, es que estabais provocando

que hubiera un muerto», decía

un oficial bonachón. Y era cierto,

pero al revés. Estaban provocando

que hubiera un muerto.

Pero no era verdad que Greenpeace

les hubiera hecho pasar un

mal rato. «Hacía tiempo que no corría

tanto como hoy», decía feliz,

satisfecho, el policía que hace un

momento gritaba furioso al mando

de una lancha. «Es que ahora ya no

hay contrabandistas como antes»,

admitía luego, en español.

«Secuestrados»

Eran las diez de la mañana. «Secuestrados»,

en palabras de otro

periodista de Canal Sur que señalaba

la soberanía dudosa del lugar de

la detención (los demás fueron

apresados una hora después en

idénticas circunstancias), nos llevaron

a la estación de policía del

puerto y de allí, enjaulados en lecheras

policiales, a la comisaría

central.

Dentro de la indignación por el

abuso, al menos el trato en las dependencias

fue educado y, a menudo,

hasta jocoso, con una extraña

mezcla de severidad penal británica

y guasonería llanita. Pero éramos

sospechosos, presuntos delincuentes.

Nos quitaron las cámaras,

los efectos personales, los cuadernos,

los bolígrafos, la agenda, los

cinturones y los cordones de las botas.

Sólo permitieron los anillos de

boda (¿?).

Los agentes estaban desbordados.

Jamás habían detenido a tanta

gente a la vez en su historia: 20. No

había sitio, y las celdas individuales,

con un retrete y un colchón, albergaban

a tres o cuatro. A las dos

únicas mujeres, una redactora de

Antena 3, Rosana Ronpato, y una

ecologista israelí, Moran, las llevaron

aparte.

A algunos les tomaron las huellas

dactilares y fotos de presidiario.

Las diligencias se extendieron

durante horas. Nos dieron de comer

pollo asado con patatas (sin cubiertos

ni de plástico, es de suponer

que para no amotinarnos) de Le

Coq D’Or y una botella de Pepsi.

Tardaron horas en facilitar los

contactos con los abogados, pero

más porque estaban superados que

por falta de voluntad. Y poco a poco

se filtraron las noticias de fuera: sin

quererlo, habíamos desatado un

miniconflicto. Los patriotas de uno

y otro lado habían aprovechado el

incidente para convertirlo en la última

batalla de banderas entre Madrid,

Gibraltar y Londres.

Otra forma de bofetón vergonzoso

nos lo dieron tres exaltados independentistas

de la asociación La

Voz de Gibraltar cuando salimos a

la calle. «¡Propagandistas de España!,

¡tú no eres periodista, tú haces

propaganda de España, a qué habéis

venido!», gritaban en inglés y

castellano.

«No le eches caso», decía sabio un

sindicalista de CCOO del Campo de

Gibraltar que está tendiendo valiosos

puentes de diálogo, los que importan,

con asociaciones llanitas.

Vulnerando la regla básica que

impide al informador aparecer en

su crónica, no pude callarme. «Yo

no soy periodista de Aznar, ni de

España, ni de Gibraltar, ni de Inglaterra,

ni siquiera de Greenpeace.

Yo soy periodista».


EL MUNDO, MARTES 21 DE ENERO DE 2003

9

e La fórmula elegida por el Ministerio equivale a un requerimiento notarial entre Gobiernos

El Gobierno protesta ante Londres y asegura

que la detención se hizo en aguas españolas

Exteriores envía una nota verbal a la embajada británica en la que pide explicaciones, mientras

Fomento se propone inspeccionar a los petroleros monocasco que tengan como destino Gibraltar

CARLOS SEGOVIA

MADRID.—Si no fuera por las buenas

relaciones que existen entre España

y Reino Unido, el Gobierno habría

tenido que acusar directamente

ayer a las autoridades británicas de

secuestrar a ciudadanos españoles.

La ministra de Exteriores, Ana Palacio,

no quiso ir tan lejos, aunque lo

dio a entender en una nota verbal de

protesta remitida ayer a la embajada

británica en Madrid. La nota verbal

—un texto escrito oficial—equivale

en términos diplomáticos a un requerimiento

notarial entre gobiernos

y supone un gesto de protesta mayor

que si Palacio hubiera llamado a su

despacho al embajador británico en

Madrid, Peter Torry, a pedirle explicaciones.

En la nota verbal, cuyo texto literal

no fue hecho público ayer por el

Ministerio, se califica lo ocurrido de

«incidente», se pide a Torry que explique

la detención de ciudadanos

españoles y se requieren detalles sobre

los hechos, así como sobre las

condiciones físicas y legales de la detención

y la asistencia jurídica prestada.

En otras palabras, requiere a

Reino Unido que explique si a los detenidos

se les ha dado trato vejatorio.

Según la Oficina de Información

Diplomática, en la nota se recuerda

también que España no reconoce la

soberanía británica ni sobre las

aguas del Peñón ni sobre el Istmo de

Gibraltar, como se conoce al territorio

no cedido en el Tratado de

Utrecht y ocupado ilegalmente por

Reino Unido, según España. El texto

resalta que todas esas aguas –en las

que se produjo la detención– «son

pertenecientes a España».

El trasfondo es que el Gobierno

está consintiendo en aguas de la bahía

de Algeciras que considera españolas

un tipo de petroleros que no tolera

ya y expulsa desde el pasado 1

de enero del resto de su jurisdicción

en España. La razón es que son

aguas que Reino Unido también reclama

como suyas y la Armada tiene

instrucciones tácitas de no actuar para

evitar incidentes diplomáticos.

«Gibraltar no tiene aguas propias jurisdiccionales,

es una costa seca»,

afirmó ayer un portavoz del Ministerio

de Exteriores. Por tanto, los petroleros

que no entran en el puerto

El diputado socialista

por Cádiz Salvador de la

Encina presentó ayer

una solicitud de comparecencia

en el Congreso

de la ministra de Asuntos

Exteriores, Ana Palacio,

para que informe

sobre las gestiones ante

el Reino Unido tras la

detención de periodistas

españoles por la Policía

de Gibraltar.

De la Encina pretende

que Palacio comparezca

en la Comisión de

Asuntos Exteriores del

Congreso, según dijo a

Efe al diputado socialista,

que recordó que también

ha presentado una

Protesta ecológica en el Estrecho

La policía de Gibraltar detuvo ayer a 20 personas, miembros de Greenpeace y periodistas,

durante una acción de protesta contra un petrolero nodriza en la Bahía de Algeciras.

Algeciras

0 N 4

Km

Bahía de

Algeciras

3. Dos activistas de

la organización

ecologista logran

encaramarse al mástil

de proa y despliegan

dos pancartas. Son

detenidos horas

después.

FUENTE: Greenpeace, agencias.

CADIZ

La Línea

Gibraltar

(R. Unido)

3 millas

de Gibraltar y fondean a distancia

por su tamaño están, en realidad, en

aguas españolas.

«Nosotros consideramos propias

las aguas hasta el punto medio de la

bahía de Algeciras y tres millas en el

Mediterráneo en torno a la costa gibraltareña»,

afirmó un portavoz de la

embajada británica en Madrid.

La protección de los petroleros es

de gran interés para Gibraltar, ya

que es una de sus fuentes de negocio.

Cada día, grandes buques recalan

en la bahía para vender su mercancía

actuando como gasolineras

flotantes. Los vertidos de fuel y los

daños ecológicos son continuos, pero

el Gobierno español no actúa para

no complicar aún más las negociaciones

con Reino Unido sobre el Peñón.

Ya el pasado 5 de diciembre, un

petrolero monocasco que había sido

Franja considerada

por Gibraltar como

aguas territoriales

británicas.

2. Cinco patrulleras

de la policía de

Gibraltar salen a

detenerlas. Una de

las lanchas es

embestida

violentamente.

El PSOE pide que

Palacio se explique

pregunta a la ministra

sobre «las gestiones que

está haciendo el Gobierno

de España ante el

Reino Unido para evitar

que se sigan produciendo

vertidos contaminantes

procedentes de Gibraltar

en la bahía de Algeciras».

El secretario general

del PP-A, Antonio Sanz,

consideró «intolerable»

la actitud del Gobierno

de Gibraltar en materia

de seguridad marítima y

Petrolero

‘Vemamagna’

Información: JC.

expulsado por peligroso días antes

de Galicia y Portugal, el Festival

Moskovsky, fondeó durante días en

la bahía de Algeciras. La Armada española

no intervino y aquel petrolero

descargó combustible a la compañía

Vermoil, con sede en Gibraltar. Es la

misma que ayer hizo expulsar a Greenpeace

de su barco, el teóricamente

maltés Vemamagna.

La situación es más sangrante para

el Gobierno español desde el 1 de

enero, fecha desde la que están

prohibidos petroleros monocasco

como los que sigue aceptando Gibraltar.

El primer ministro del Peñón,

Peter Caruana, ha asegurado

que seguirá acogiéndolos en sus

aguas mientras no lo prohiba la UE.

El derecho comunitario está de

parte de Caruana, puesto que, en

efecto, la UE aún no ha prohibido

medioambiental, y lamen

la detención del

grupo de periodistas españoles

durante la protesta

de Greenpeace en

la zona.

Por su parte, el coordinador

general de Izquierda

Unida, Gaspar

Llamazares, dirigió una

carta a Palacio para que

hiciera gestiones «con la

mayor diligencia posible»

en favor de la liberación

de los detenidos.

La Federación Andaluza

de Asociaciones de

la Prensa (FAAP) denunció

que las autoridades

de Gibraltar «desconocen

el respeto a la libertad

de información»

y expresó su «más enérgica

protesta ante el

brutal e incalificable

atentado» del Peñón.

La Federación de Sindicatos

de Periodistas

(FeSP) pidió al Gobierno

que «intensifique sus

esfuerzos» no sólo para

que se produjera la liberación

de todos los detenidos,

sino para que «la

UE condene estos atentados

contra la libertad

de expresión».

Petrolero ‘Vemamagna’

Eslora: 246 m.

Capacidad: 87.290 Tn.

Año de construcción: 1978

Tipo: monocasco

Bandera de conveniencia de

Malta.

Barco de

Greenpeace

‘Esperanza’

1. Dos zodiac con 12

periodistas y ocho

activistas de Greenpeace

a bordo, parten del buque

‘Esperanza’ para asaltar

un petrolero monocasco

que surte de combustible

a otros barcos.

MZ / EL MUNDO

efectivamente este tipo de embarcaciones

y el calendario previsto es no

imponer una nueva normativa antes

del próximo junio. El Gobierno

español, espoleado por la catástrofe

del Prestige, ha acelerado la trasposición

de la nueva norma.

¿Cómo evitar que lo que se

prohíbe en Galicia no se tolere en

Algeciras? El Ministerio de Fomento

se propone, según las fuentes

consultadas, acosar a los petroleros

que crucen el Atlántico con destino

al Peñón para entorpecer mediante

inspecciones y trámites su llegada a

la bahía de Algeciras y obligarlos, si

se consideran peligrosos, a cruzar

el Estrecho y alejarse. Puede para

ello invocar principios del Derecho

del Mar que facultan a las autoridades

locales a intervenir por razones

ecológicas.

Reino Unido lo ve

‘un asunto policial’

para ‘hacer

respetar la ley’

C. S.

El Gobierno británico afrontó

ayer el caso como «un asunto

policial» en el que las autoridades

gibraltareñas actuaron

en función de sus responsabilidades.

Según aseguró a este diario

una fuente autorizada de la

embajada británica en Madrid,

«la policía gibraltareña actuó

dentro de su responsabilidad

al hacer respetar la ley en sus

aguas jurisdiccionales».

Esta fuente admitió que se

habían producido contactos

entre personal de la embajada

y el Ministerio de Exteriores y

los calificó de «conversación

civilizada en la que ambas partes

están de acuerdo en que el

asunto debe solucionarse lo

antes posible de una forma»

igualmente «civilizada».

Y matizó que la Royal Gibraltar

Police está bajo la autoridad

del gobernador de la

Roca —representante del Gobierno

británico en la colonia—,

pero «como en cualquier

país del mundo, no se

puede liberar a nadie por una

decisión política».

Navegación peligrosa

Por su parte, la Policía de Gibraltar

aseguró ayer en un comunicado

que cuando los militantes

ecologistas y los periodistas

detenidos esta mañana

abordaron el petrolero monocasco

en la bahía de Gibraltar,

estaban «navegando peligrosamente»

e intentaron romper

un cordón policial destinado a

proteger la seguridad del puerto,

según informa Europa

Press.

En el comunicado, la policía

gibraltareña precisó que las 20

personas fueron detenidas por

diversos cargos. Concretamente,

obstrucción a la policía,

asalto a la policía, daños y

navegación peligrosa. Aseguró

que una embarcación de la policía

resultó dañada durante la

acción policial. Esta institución

relató que, además de la

embarcación a motor Esperanza

de Greenpeace, entraron en

la bahía de Gibraltar dos botes

semirrígidos y dos lanchas tipo

zodiac.


12

EL MUNDO, JUEVES 23 DE ENERO DE 2003

ALERTA MEDIOAMBIENTAL

La gabarra hundida

no se construyó para

navegar fuera del

puerto de Algeciras

Técnicos navales denuncian que el ‘Spabunker IV’

no debía salir de las instalaciones porque fuera

de los rompeolas «estaba a merced del temporal»

CCOO critica la

escasa tripulación

de estos barcos

MADRID.— Comisiones Obreras

(CCOO) consideró ayer que

la escasa tripulación está detrás

del naufragio de la gabarra en

Algeciras, por lo que reclamó a

la Administración mayor rigor a

la hora de definir los cuadros indicadores

de estos barcos.

«Una vez más tenemos que

lamentar un nuevo accidente

marítimo, con la pérdida en esta

ocasión de la vida de un trabajador,

y un nuevo vertido de

combustible con las secuelas de

contaminación que tan bien conocemos»,

señala el escrito difundido

por Europa Press.

El sindicato, además, ve clara

la responsabilidad de la Administración

marítima española

«por permitir que prevalezcan

intereses económicos, muchas

veces espúreos», sobre

aspectos de seguridad en el

trabajo para los trabajadores

del mar.

CCOO cree que, para evitar

estos accidentes, «sólo es necesario

en muchas ocasiones que

no prevalezca, de la manera en

que lo hace, el afán desmesurado

de beneficio de algunos empresarios

y que, quien tiene la

potestad administrativa y legal,

ejerza ambas adecuadamente».

JUAN FORNIELES

MADRID.— La gabarra hundida el

pasado lunes en la Bahía de Algeciras

no fue construida para navegar

fuera de los pantalanes del puerto

de Algeciras, tal y como estaba haciendo

en el momento del siniestro,

según denunciaron ayer diversas

fuentes navales.

La Compañía Ibérica de Remolcadores

(Ciresa) encargó el proyecto

del Spabunker IV alaUnión

Naval de Levante (Valencia). Esta

empresa entregó el buque a su destinatario

12 años atrás.

Las directrices de Ciresa fueron

muy claras: «El barco debe ser tripulado

sólo por tres personas [un

capitán, un jefe de máquinas y un

marinero] y su ámbito de actuación

serán las instalaciones portuarias

de la ciudad gaditana, por lo que

nunca debería afrontar un oleaje

excesivo», subrayan expertos del

sector naval.

Con estas líneas maestras, los

ingenieros diseñaron una nave cuyos

puntos fuertes eran el montaje

de unas potentes bombas de aspiración

e impulsión del combustible,

un sofisticado sistema de calefacción

para mantener siempre en

estado líquido los derivados del petróleo

y un vigoroso sistema de

propulsión. Todo basado en tecnología

alemana y noruega, lo que encarece

el producto final.

La principal virtud de esta embarcación

concebida para avituallar

a los grandes barcos residía en

su excelente maniobrabilidad. El

Spabunker IV está dotado con dos

motores de unos 500 caballos de

potencia cada uno, que mueven dos

grandes hélices gracias a un eje en

forma de zeta. Esa estructura le

permite reproducir comportamientos

propios de una pequeña lancha.

El barco fue rematado y preparado

para pasar las preceptivas clasificaciones

técnicas —algo así como

una ITV para barcos—. La delegación

española de la multinacional

Bureau Veritas analizó el comportamiento

y resistencia de la

nave y le dio el okey.

Alejarse 2,3 millas

ESPAÑA

FUENTE: Agencias y elaboración propia.

LA FALTA DE SEGURIDAD

Así se puede extraer el fuel y reflotar la gabarra

La empresa Titan Maritime UK será la encargada de recuperar la gabarra y el fuel que transportaba. Posiblemente, la

operación consistirá en perforar el casco para succionar la carga y, a continuación, reflotar la ‘Spabunker IV’.

La zona del suceso

CADIZ

Río de las Cañas

Palmones

Hundimiento a

1,1 millas del

puerto.

El Ventero

Algeciras

Refinería Pier

Puerto de

Algeciras

2,3 millas

Puente

Mayorga

Bahía de Algeciras

Campamento

La Línea de

la Concepción

Puerto de

La Línea

Puerto de

Gibraltar

0 N 2

km.

Gibraltar

La gabarra fue

construida para no

salir de esta zona.

EDUARDO DEL CAMPO

Enviado especial

ALGECIRAS.– El Gobierno

no ha querido tropezar dos

veces en la misma piedra y

ayer, a toda prisa, anunció

el plan de rescate del Spabunker

IV. El Ministerio de

Fomento ha contratado «de

urgencia» a la empresa británica

Titan Maritime para que extraiga

el combustible y reflote el barco,

en una operación que durará al

menos un mes y pagarán Cepsa,

dueña de la carga, y Ciresa Bunker,

de la naviera Boluda, propietaria

del barco cisterna hundido,

o bien sus aseguradoras.

Desde la otra orilla, Gibraltar

denunció la presencia de pequeños

restos de fuel en Punta Europa,

que atribuyó al Spabunker

IV. Un helicóptero español, informó

Fomento, avistó desde el

aire regueros de las 176 toneladas

de diesel y 169 de gasóleo

que transportaba la gabarra para

su propio consumo, y que es el

único rastro de contaminación

oficialmente registrado por ahora.

Dos embarcaciones se encargaban

de eliminar esa contaminación

en el agua mientras se

desplegaban barreras flotantes

en las desembocaduras de los

ríos Guadarranque y Palmones.

Aunque el rescate del fuel del

Spabunker IV en la Bahía de Algeciras

no entraña la complejidad

casi irresoluble del Prestige,

tampoco será coser y cantar. Según

estimó el capitán marítimo

de Algeciras, Alfonso Marquina,

el hombre del Ministerio de Fomento

encargado de supervisar

la operación, hará falta entre

cuatro días y una semana de estudio

y filmación de la situación

del barco, dos semanas para

bombear el fuel a otro barco en

superficie y otras dos semanas

para reflotar la gabarra ya vacía.

Este es el programa inicial,

aunque el capitán marítimo no

descartaba ayer alteraciones. Según

explicó, la Spabunker IV,cuyo

naufragio se debió al parecer

a la inundación por un golpe de

mar en medio del temporal, yace

boca abajo a unos 50 metros de

profundidad en el fondo marino,

con la quilla hacia arriba y la cubierta

contra el lecho.

Cincuenta metros es precisamente

el límite de profundidad al

que pueden trabajar los submarinistas

en aguas de muy poca visibilidad,

enturbiadas además por

la cercana desembocadura de los

De hecho, ayer mismo, Luis Herrero,

como responsable del departamento

marítimo de esta empresa

de clasificación, subrayó que «la

estructura de esta gabarra sí le permitía

salir de la bocana del puerto»,

trayecto que hacía cada día para

cargar combustible en la refinería,

que está a 2,3 millas náuticas

del último pantalán algecireño.

Las fuentes navales consultadas

por EL MUNDO discrepan. «De nacimiento,

de proyecto y de construcción

no podía salir de la bocana

porque no tiene ni altura ni potencia

suficiente».

La explicación técnica es muy

sencilla. Los motores de la gabarra

hundida fueron incapaces de desarrollar

más de cinco nudos el día de

su bautizo. Teniendo en cuenta que

se trabajó a «máxima velocidad»,

cuesta creer que 12 años más tarde

sea capaz de alcanzar esa misma

velocidad.

«Con sólo cinco nudos [máximo

permitido dentro de las instalaciones

portuarias] falta potencia y se

pierde inmediatamente el gobierno

de la nave, dejándola a merced del

temporal», indicaron los expertos.

Además, hay otro punto crítico.

Las gabarras llevan unas marcas

(círculos o rombos) que indican el

máximo nivel hasta donde puede

hundirse la nave una vez cargada.

En el caso de la embarcación hundida,

desde ese límite hasta los pies

de los tripulantes sólo había, aproximadamente,

medio metro, lo que

demuestra su escasa seguridad

fuera de aguas tranquilas.

¿Por qué no se construyó una

embarcación más grande? Hay tres

motivos: la siguiente medida exige

una tripulación de seis o siete personas

—lo que dispara los costes fijos

de la naviera y encarece los servicios

de la gabarra—; se deben

construir más camarotes e incrementar

las medidas de seguridad.

Este diario trató de contactar,

sin éxito, con el capitán y el ingeniero

de Inspección del Puerto de

Algeciras. Ambos son quienes permiten,

o no, la salida reiterada de

este tipo de embarcaciones fuera

de la protección de los diques de

hormigón. A día de hoy se desconoce

si, quizá, autorizan este trabajo

porque se había reformado o

aplicado refuerzos en el casco.

Las gabarras como el Spabunker

IV suelen salir de la bocana

de Algeciras y dirigirse a las refinerías

cercanas a La Línea aprovechando

el abrigo natural de la

bahía. Estos barcos de aprovisionamiento

nunca se alejan a más

de una milla de la costa y sólo navegan

si hay mar calma o sopla

poniente, que dibuja sobre las

aguas los llamados borreguitos

(espumarajos). Cuando se alza el

Hipótesis para sacar el fuel

Fase I

La posición de la gabarra impide que el fuel salga por

alguna escotilla. Se perforará el casco para extraer el

combustible mediante tubos succionadores.

50 m.

Succión

del fuel

Perforación

del casco

Fase II

Después se reflotará mediante grúas, flotadores o una

combinación de ambos elementos.

50 m.

Elevación

del buque

Flotadores

Grúas

Perforar, succionar y reflotar

Alvarez Cascos contrata de

«urgencia» a una empresa

británica para rescatar el

barco cisterna en Alcegiras

EL MUNDO

ríos Guadarranque y Palmones.

Fomento asegura

que no hay vertidos, aunque

Marquina prefería ayer

ponerse en lo peor y decía

que aún no se puede asegurar

que no haya fisuras.

Titan Maritime ha enviado

a un equipo de reconocimiento

a la zona, según Fomento.

Lo más probable, esbozaba el

capitán marítimo, es que los técnicos

pinchen el casco del Spabunker

IV y bombeen las más de

1.000 toneladas a un buque de recogida

en la superficie.

El hecho de que esté boca abajo

«es una buena noticia», dijo,

porque el fuel tiende a subir, el

casco contiene el líquido y se evita

el riesgo de fugas por las escotillas

de la cubierta o los suspiros

de presión, una especie de respiraderos.

Además, el marinero

bombeador cerró las escotillas de

la gabarra antes de irse a pique.

Posteriormente, la gabarra vacía

sería reflotada con grúas y

flotadores, estimó Marquina. El

barco cisterna, dedicado al suministro

de combustible a buques

en aguas de la Bahía (Greenpeace

calculaba ayer que hay una

veintena en la Bahía sumando

las del lado español y el gibraltareño),

tiene un peso muerto de

en torno a 500 toneladas, dijo

Marquina, para una capacidad

de carga de 1.300 toneladas.

levante, nunca se atreven a abandonar

el puerto.

Lo que parece fundamentado es

que en la madrugada (4.00 horas)

en que se hundió el Spabunker IV

soplaba poniente, pero aun así tuvo

problemas. El mismo ministro

de Fomento, Francisco Alvarez-

Cascos, aseguró ayer que el accidente

se debió a un golpe de mar

que cogió a la embarcación «en

una posición difícil», lo que hizo

que entrara agua y escorase. La investigación

final dirá el resto.


EL MUNDO, JUEVES 23 DE ENERO DE 2003

ESPAÑA

13

ALARMA MEDIOAMBIENTAL

LAS PROPUESTAS

Los ecologistas piden

reforzar la seguridad

El nuevo naufragio se hubiera evitado ampliando

la norma antimonocasco, según Greenpeace

EDUARDO DEL CAMPO

Enviado especial

ALGECIRAS.– El naufragio, un desastre

«anunciado», ha dado la razón

a los ecologistas y políticos locales

del Campo de Gibraltar que

alertan desde hace años de los riesgos

del intenso tráfico de hidrocarburos

en el Estrecho. A estas alturas,

Greenpeace, Agaden y Ecologistas

en Acción ya no se conforman

con que el Gobierno rescate el

fuel de la gabarra Spabunker IV.

Tras expresar su pésame a la familia

del capitán ahogado en el

naufragio, incinerado ayer por la

tarde en el tanatorio algecireño

con la asistencia de unas 300 personas,

los ecologistas exigieron

medidas globales para prevenir la

contaminación que sufre constantemente

la Bahía de Algeciras, calificada

por Javier Gil, de Agaden,

como «la cloaca del Mediterráneo».

Para el representante ecologista,

el hundimiento del pequeño barcogasolinera

se habría evitado si el

reciente real decreto tras la quiebra

del Prestige que prohíbe los petroleros

de fuel pesado con un solo

casco no afectara sólo a los de más

de 5.000 toneladas de peso muerto,

lo que deja fuera a las gabarras como

la hundida el martes. El ministro

Francisco Alvarez Cascos comunicó

ese día que ese límite se va

a bajar para incluir a todos los navíos

de más de 500 toneladas.

vertidos. Por otro lado, Uralde aseguró

que la detención, el lunes, de

seis activistas y 14 periodistas, fue

«completamente ilegal», ya que, afirmó,

se produjo cuando se encontraban

en aguas españolas.

El director de Greenpeace y el de Agaden, ayer, durante la rueda de prensa sobre el hundimiento del ‘Spabunker IV’. /EFE

Sustancia peligrosa

«Esa gabarra la vimos trabajando

el lunes, y se veía que no daba las

mínimas condiciones de seguridad

para trabajar con una sustancia de

tanto riesgo como el fuel», dijo el

director de Greenpeace en España,

Juan López de Uralde, en una rueda

de prensa conjunta en el barco

Esperanza de la organización,

atracado en Algeciras.

López de Uralde dijo que la

prohibición adoptada por España,

Portugal y Francia para alejar de

sus costas a los petroleros de fueles

pesados «sólo afecta al 7% de los

hidrocarburos que entran en puertos

europeos», y pidió que la exigencia

del doble casco se extienda

al transporte de todo tipo de combustible

y producto peligroso.

Es más, la organización exige

que se prohíba completamente el

bunkering, el trasvase de combustible

de un barco a otro en el mar,

tal como se hace ahora en los puertos

españoles o en Gibraltar con

gabarras como la hundida el martes,

y que el abastecimiento se haga

únicamente atracados a muelle.

Greenpeace acusó a Reino Unido

(y, con él, Gibraltar), Grecia y Holanda

de «minar» las iniciativas europeas

para evitar las mareas negras

por su negativa a prohibir los

monocascos, y animó a España a

«establecer unilateralmente» en la

UE un régimen de responsabilidad

ilimitada de los armadores y fletadores

de los petroleros. Ahora la legislación

marítima internacional sólo

les obliga a pagar hasta 180 millones

de euros de los daños de sus


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Derecho al Tribunal de

Estrasburgo

EDUARDO DEL CAMPO

12

01/02/2003

SEVILLA.- Del caso de Mario Conde al de Luis Roldán, de Filesa al envenenamiento

de la colza, vio desfilar buena parte de la historia de la corrupción política y económica

de la España de la democracia por su despacho de abogado jefe del Estado español

ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo.

Ahora, tras 13 años defendiendo a España en el tribunal, ha saltado la barrera para

ser él el que a partir de este jueves pueda juzgar a su país. Javier Borrego Borrego ha

sido elegido esta semana por la Asamblea del Consejo de Europa (44 países) como

nuevo magistrado de la sala cuarta del Tribunal de Estrasburgo, y, a punto de hacer

las maletas a Francia, recuerda ilusionado que llevará a gala ser andaluz.

Nació en el barrio sevillano de Heliópolis, hijo de militar, nieto de un alcalde de

Aguadulce, en el año 49, «el de la riada», y da fe la foto que conserva de su madre (de

Baeza) montada en una barca. A los seis años se mudó a Madrid y allí se formó.

De abogado a juez. ¿Un caso raro? No en la civilizada Estrasburgo, dice, donde los

casos como el suyo de agentes de un Estado que pasan a sentarse en la silla de Su

Señoría no son infrecuentes ni ponen en duda la imparcialidad del elegido. Al revés: el

abogado que fue conoce los intestinos del tribunal como la palma de la mano.

El magistrado Borrego, que admira y se siente sucesor del catedrático sevillano de

Derecho Internacional Carrillo Salcedo, no dice ni mu de Irak o la reforma del Código

Penal en España (quizás para que no le pase como a Jiménez de Parga), pero admite

abiertamente que le irrita que la corte en la que ahora va a juzgar y que se creó en

1949 como instrumento solemne para evitar fratricidios y apocalipsis como los de las

Guerras Mundiales se haya convertido en la desembocadura a donde van a parar

muchas quejas banales, y no tanto las que atañen a derechos fundamentales.


Pone como ejemplo el caso -«plantean unas cosas que no se puede usted imaginar»-

de un hombre multado con 6.000 pesetas porque su perro mordió a otro que recurrió a

Estrasburgo por una supuesta injusticia en los plazos de su recurso ante el

Constitucional.El demandante era abogado, claro.

«Hay muchos casos que tratan del derecho al proceso justo, pero ése es un derecho

instrumental, y nos estamos olvidando de derechos sustantivos como el de la vida o la

libertad de expresión». Un tribunal, se duele, copado por asuntos del propio mundo

jurídico: un metatribunal de quisquillosos.

Sueña por eso con que le toquen casos trascendentales y no trivialidades: Derechos

Humanos en mayúsculas. Le preocupan por ejemplo la precariedad del trabajo de los

jóvenes, «dicen que la esclavitud se ha abolido, pero hay condiciones que rayan en

ella, y esto no se plantea», o de los inmigrantes.

¿Es Estrasburgo el último consuelo de los delincuentes que pueden permitirse un

abogado de lujo? El dice que no, y cita el caso de ciudadanos humildes que presentan

recursos escritos a mano, a los que conceden asistencia gratuita. Menos mal.


Imputan a un director de

instituto, un inspector y

un jefe de Educación por

un caso de «enchufismo»

E. DEL C.

7

14/02/2003

SEVILLA.- El Sindicato Andaluz de Docentes Interinos (SADI) acaba de ganar una

primera batalla moral en su lucha contra el «enchufismo» y el «amiguismo» que reina,

dice, en la adjudicación de plazas de interinos en Andalucía y, en especial, en los

llamados puestos específicos, que permiten a los directores de institutos contratar a

dedo a quien les plazca «sin que exista ninguna normativa» que lo regule y sin pasar

por una convocatoria pública.

SADI denunció en noviembre el misterioso caso de una profesora de Cádiz a la que

dieron plaza provisional en la otra esquina de Andalucía, en Albox (Almería), pero que

acabó obteniendo un puesto para enseñar Administración de Empresas en el Instituto

de Secundaria La Viña, muy cerca de su casa.

Ayer el sindicato difundió que el juez del juzgado número 9 de la capital gaditana ha

imputado en un supuesto caso de prevaricación al director del mencionado instituto, al

inspector de zona y al jefe de Enseñanza Secundaria de la Delegación de Educación

de la Junta en Cádiz, padre de la supuesta «enchufada».

Para el sindicato, el segundo en el sector de la Enseñanza tras CCOO, la imputación

del director Francisco Rodríguez Piñero, el inspector Alfonso Vera Gómez y el alto

cargo de Educación Cipriano Meléndez Domínguez tiene su trascendencia porque

este caso puede ayudar, según ellos, a desenmascarar una irregularidad sistemática

en la concesión de estos puestos comodín, ideales, al depender en gran medida de la


voluntad del director y el visto bueno sólo del inspector, para prestarse a servir

intereses privados.

Puestos para los que ni siquiera a menudo existe justificación objetiva (como sí la

tendría los que se crean para enseñar a niños autistas o reforzar al profesorado en un

barrio marginal).El sindicato destaca la curiosa multiplicación en los últimos años de

estas plazas poco fiscalizadas que escapan al proceso corriente de colocación.

Según explicaba ayer Jesús Caballero, delegado de SADI, 126 interinos de la

provincia y un millar en Andalucía han obtenido sus nombramientos por esta vía de los

puestos específicos, y sólo una mínima parte (22 plazas en el caso de Cádiz) salieron

a convocatoria pública.

Es la punta del iceberg de la «corrupción» en la enseñanza pública.Es, dice Caballero,

«el Watergate» de los interinos: «Conocemos casos de gente que le toca [en el sorteo

de las plazas normales para interinos] en Vera (Almería), y aparecen después a 100

metros de su casa; gente que se salta en la bolsa de trabajo a 60 compañeros.Ahora,

si son hijos de, o les toca en algo al alcalde... Ahí hay que investigar».

Es más: incluso en los casos supuestamente más «limpios», los puestos específicos

que se contratan a través de una convocatoria pública, aparecen criterios de

baremación poco pertinentes que invitan a pensar, sin equivocarse, a que la plaza ha

sido maquillada y diseñada a medida para que sólo pueda ganarla el favorito de la

casa.

«Por ejemplo, en Cortes de la Frontera, en Málaga, para enseñar Producción Agraria

piden que el candidato haya trabajado en Málaga».¿Y eso qué tendrá que ver?

El sindicalista asegura que han recibido presiones y «amenazas» por su denuncia de

Cádiz, y que la Delegación les «oculta información».

Se les queda clavada la espina de que la imputación del juez no incluya a la hasta

hace una semana delegada en Cádiz, Pilar Sánchez Muñoz, a la que, en su condición

de máxima dirigente política de Educación en la provincia, el SADI considera la

verdadera responsable.

Cuando este diario sacó a luz el caso denunciado por SADI el pasado noviembre, la

entonces delegada negó que hubiera irregularidades y defendió el derecho de la hija


de su directivo a ser contratada, alegando que ofrecía el perfil adecuado (el sindicato

dice que jamás había enseñado la asignatura en cuestión), al tiempo que añadía: «No

podemos discriminar a nadie por sus apellidos o por ser hija de alguien».

Esto es sólo el primer hilo de la manta, avisa el sindicato.«Si el procedimiento se

extendiese al resto de casos, siguiendo los mismos criterios de instrucción, numerosos

directores e inspectores de zona podrían verse imputados por prevaricación, por lo

que estaríamos ante un caso judicial de corrupción generalizada en el ámbito de la

educación pública andaluza».

.

APOYO

.

Plazas a voluntad de los directores y con escasa transparencia

SEVILLA.- Los «puestos específicos o singulares» se crean para atender las

necesidades de los centros que requieren una atención extra, así como para cubrir

asignaturas que precisen condiciones que se salgan de lo común. En el primer caso,

por ejemplo, se engloban los colegios e institutos de las Zonas de Atención Educativa

Preferente (ZAEP), los que se encuentran en barrios marginales.Un ejemplo del

segundo supuesto sería el de un alumnado autista.

Pero lo cierto es que, en la actualidad, hay numerosas plazas concedidas en concepto

de puesto específico y que no se ajustan a estas circunstancias.

Actualmente, explica el Sindicato de Interinos, la vía para acceder a estos trabajos es

concurrir a una convocatoria pública en la que se evalúan los puntos de los aspirantes.

No obstante, existe una fórmula intermedia, mediante petición del director del colegio o

instituto -y autorizada por la Inspección de Educación-, que reclama a un determinado

docente por su especialización o porque ya ha estado enseñando en el centro y su

proyecto educativo requiere continuidad. Una modalidad que, de todas formas,

también debe incluir una convocatoria pública.

La realidad, sin embargo, denuncian los interinos, es que la asignación incurre en la

«arbitrariedad» y el «enchufismo».


A8

EL MUNDO, MIÉRCOLES 26 DE FEBRERO DE 2003

ANDALUCIA

ASENTAMIENTO GITANO / TRAS LA REPRESION POLICIAL

Familias rumanas dicen que es «mentira»

que hayan rechazado irse a pisos tutelados

«¿Que nos gusta vivir aquí, con ratas?», responden al Ayuntamiento de Sevilla los últimos chabolistas

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— «¡Es mentira! ¡Es

mentira! ¿Pero cómo se puede

pensar que no queremos piso? ¡Pero

mira cómo vivimos!», decía

ayer por la tarde Muntian Lucrecia,

47 años que parecen 60, madre

de seis hijos, gitana de Rumanía,

cuando dos miembros de la

Asociación Pro Derechos Humanos

y el periodista le preguntaron

si era verdad que familias del triturado

asentamiento de chabolas bajo

el puente del Patrocinio, en la

autovía de Huelva, habían rechazado

la oferta del Ayuntamiento

de Sevilla (o de la ONG subvencionada

por él) de irse a pisos tutelados

de alquiler, como aseguraron

fuentes municipales a este diario

(ver edición del lunes).

«¡Juro por mi nieto que es mentira!».

La exclamación la repite indignada

cada persona a la que se pregunta

en este barrizal entre scalextrics

de asfalto. Tras el paso de los

bulldozer del Ayuntamiento, sólo

quedan en pie las chabolas de las

ocho familias que, por tener papeles

en regla, escaparon a la deportación

ordenada por la DelegacióndelGobierno

en una vasta operación

represiva iniciada

el 9 de enero. Antes había

60 familias con más de

300 personas.

«Es una mentira que

no nos gusta vivir en pisos.

¿Nos gusta vivir

aquí, sin agua, con ratas?»,

pregunta entre la

desesperación y el

asombro Ioan Rostas

cuando le dicen que en

el Ayuntamiento arguyen

(la clásica justificación

de la marginación)

que es que ellos, los romaníes

rumanos, no se

adaptan a vivir como los

demás, civilizadamente,

en bloques limpios de la ciudad.

Ioan se baja de su furgoneta

Ford con sus hijos Vestian y Ioan,

de cuatro años y veinte meses. Su

mujer, Vera, lleva cuatro meses en

prisión, acusada de un robo cometido

en Rumanía. Vera está en la

cárcel en Madrid con un tercer bebé

de cuatro meses, y Ioan no tiene

dinero ni para pagar al abogado

para que intente liberarla.

El marido está buscando un piso.

Cuando lo encuentre, si es que alguien

quiere alquilárselo, la asociación

Accem (a la que el Ayuntamiento

ha dado 89.000 euros en virtud

de un convenio para que ayuden

a las ocho familias legales aencontrar

alojamiento y dar paso así ala

demolición deloquequedadelpoblado)

le apoyará pagándole los tres

primeros meses de alquiler. Su búsqueda,

sin embargo, choca con un

muro. «En la oficina española de casas

[la inmobiliaria] me piden pagar

un añoymedicen,¿tienes nómina?

¡Pero cómo voy a tener nómina!».

«Yo quiero algo normal, normal,

para mí y los niños», añade.

«¿Para qué nos prometen? Mejor

que digan, ‘no hay nada’».

Gavrila Baska Anghel, el hijo de

17 años de Lucrecia, con cinco

Ioan Rostas, ayer con otros vecinos en el asentamiento en demolición entre Sevilla y Camas bajo la autovía a Huelva. / EDUARDO DEL CAMPO

Estela, en la chabola 24 donde guardan los enseres de los vecinos, porque será la última que tirarán. Al lado, su madre, Lucrecia. /E.DELC.

años de estancia en Sevilla, cuenta

que encontró un piso a través de

una inmobiliaria, pero no se lo alquilaron.

«Cuando dices que paga

el Ayuntamiento, no se fían».

Baska dice que la ONG contratada

por el Ayuntamiento les ha dicho

que está haciendo gestiones. Una de

las ocho familias (que suman unas

40 personas) acaba de mudarse a

un piso de Alcalá del Río, digno, con

tres habitaciones, por 180 euros al

mes. Teresa Saba, 24 años y másde

4 de ellos en Andalucía, no ha tenido

tanta suerte. Su marido, Saba

Gruya, lleva «más deunmes» buscando

casa. «Pero no le dan a los rumanos.

No sé por qué».

‘¿Otra vez aquí? ¿No

os han echado?’

E. DEL C.

SEVILLA.— ParalaAsociación

Pro Derechos

Humanos, los habitantes

del asentamiento son víctimas

de una operación

concertada de «acoso y

derribo» del Gobierno

(que puso a la Policía para

hacer el trabajo sucio

de deportar a los ilegales),

la Junta y el Ayuntamiento,

cuyos departamentos

de Educación y

Asuntos Sociales «se han

lavado las manos» luego.

«Ha sido inquisitorial.

La estrategia ha sido quitárselos

de enmedio, no

integrarlos», dice Asunción

García-Acosta. «El

Ayuntamiento tiene recursos

de sobra para

arreglar esto y más con

los pisos que tiene, en lugar

de hacerlo a travésde

ONGs», dice su compañero

Ignacio Menchón.

Lucrecia invita a café

de olla en su chabola, la

número 24 del Barrio

Bajo. A su hijo Ioan

Anghel, su nuera y sus

tres nietos de 5, 3 y un

año y medio (nacidos en

Sevilla) los pusieron de

patitas en la calle de Rumanía

vía aérea. la mujer

enseña un frigorífico

pelado. «Ni pan». Enla

otra habitación guardan

una montaña de bolsas

con los enseres de sus

vecinos. Se los han dado

a ellos para que los guarden

porque, les han dicho,

ésta será la última

chabola que destruyan.

Es absurdo el argumento

de que ellos «no

saben ni quieren» vivir

en alojamientos normales.

Esta chabola, dentro

de su precariedad, es un

piso, con sus camas, cocina,

aparador, televi-

También ella dice que es una

descomunal «mentira» que no se

quieran ir a pisos. Las fuentes municipales

referidas aseguran que

tienen las negativas firmadas de

cuatro familias. Pero este periodista

habló ayer con cuatro de las siete

que quedan, y ninguna había recibido

siquiera una oferta.

sión. La construyeron en

una semana con tablas.

Su hijo Baska cuenta que

antes vivía «muy bien»

en un piso en Camas e

iba al instituto, hasta que

les faltó el dinero. «¿Por

qué no nos ayudaron entonces?».

Su padre vuelve

de buscar piso. Nada.

Algunos de los deportados

a Rumanía han llamado.

«Están peor que

aquí». Ahora, dice

Baska, a las mujeres

que, como su hermana

Estela, venden-mendigan

La Farola (fuente de

superviviencia de casi

todos), hay quien les dice.

«¿Otra vez aquí? ¿Por

qué no os han echado?»

‘CASO ASINAC’

El PSOE afilió

a inmigrantes

de la ONG que

tutela los pisos

CARMEN TORRES

SEVILLA.— La agrupación socialista

de Miraflores –a la que

presuntamente se habrían afiliado

inmigrantes con la promesa

de un empleo incluidos

en la base de datos de la Asociación

de Inmigrantes en Acción

(Asinac)– también registró

varias altas de inmigrantes

pertenecientes a la Asociación

Comisión Católica Española

de Migraciones (Accem), que

tutela tres pisos de acogida en

colaboración con el Ayuntamiento

de Sevilla, que le ha

entregado 89.142 euros.

Estas afiliaciones se han

producido en plena batalla interna

entre la concejala Evangelina

Naranjo –hija de una de

las directivas de Asinac–, que

contaba con el apoyo del aparato,

y el edil Carmelo Gómez.

En resumen, cuatro pesonas

militantes del PSOE y pertenecientes

a ambas ONGs,

habrían sugerido a los inmigrantes

de las mismas la conveniencia

de que se afiliaran

en Miraflores durante el conflicto

interno para contar con

más votos a favor de Evangelina

Naranjo. A nivel personal, a

los inmigrantes se les habría

hecho promesas. A nivel colectivo,

se mejorarían las relaciones

de ambas instituciones

con el Ayuntamiento.

Estas personas son Jesús

Carrillo, candidato a concejal

por el PSOE, presidente de

Asinac y trabajador de Accem;

Dolores Márquez, vicepresidente

de Asinac, militante de

Miraflores y madre de Evangelina

Naranjo; Joaquín Prieto,

vocal de Asinac y voluntario

de Accem; y Rosario Dávila,

secretaria de Asinac y trabajadora

de Accem. A ellos se suman

varios familiares del director

de Accem, Manuel Sánchez,

que también se afiliaron

al PSOE de Miraflores durante

la batalla interna para frenar

la creciente influencia de Carmelo

Gómez, que amenazaba

el control del partido por parte

de José Caballos.

En verano, el comité local

de Miraflores planteó a la ejecutiva

provincial una serie de

irregularidades detectadas en

un grupo de afiliaciones entregadas

por los partidarios de

Naranjo, entre ellas, varias de

inmigrantes. Unas anomalías

sobre las que el aparato no se

quiso pronunciar.

A pesar de estos hechos, la

ejecutiva provincial del PSOE

mantiene que «el Partido Socialista

no tiene más relación

con esa asociación que el hecho

de que militantes socialistas

pertenezcan a ella», y niega

«presiones» a los inmigrantes

para que se afilien.

«El PSOE se reserva el ejercicio

de aquellas acciones que

le puedan corresponder en defensa

de su imagen y la de sus

militantes que puedan ser objeto

de acusaciones sin fundamento»,

concluye.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


A6

EL MUNDO, VIERNES 28 DE FEBRERO DE 2003

ANDALUCIA

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

EN VOZ ALTA

RAFAEL ESCUREDO

Hoy más que ayer

Hoy, cuando celebramos la fiesta conmemorativa

de aquel 28 de Febrero en que los andaluces

de toda clase y condición salimos de nuestras

casas para votar en el referéndum que nos

colocara en pie de igualdad con las comunidades

denominadas históricas, se hace más necesario

que nunca rescatar el inmenso caudal de esperanza que

nuestro pueblo depositó en aquel sí por la autonomía plena.

Un sí, el nuestro, que iba más allá de una simple consulta electoral

sobre el ámbito competencial de nuestro futuro Estatuto,

y que encontraba su significación última en el firme deseo de

recuperar nuestra señas de identidad para salir del subdesarrollo

en que el centralismo nos había colocado con la complicidad

de ciertos sectores económicos más atentos a las oportunidades

foráneas que a las que ofrecía nuestra tierra. Era

aquel un afán popular que sobrepasó con creces a quienes,

desde el cálculo más cicatero, buscaron la forma de embridar

las legítimas aspiraciones de nuestro pueblo con la vana esperanza

de seguir con lo mismo y pastorear los sueños de quienes

habían decidido ser los protagonistas de su propio destino.

M

Un destino, que venía marcado por la exigencia, la reivindicación

yelespíritu de lucha. No fue, por tanto, aquella jornada

histórica, como algunos desmemoriados o manipuladores nos

quieren hacer creer, algo festivo oacaballo entre el romanticismo

y el desbordamiento emocional, sino un acto plenamente

reflexivo que, desde una conciencia nueva, reclamaba el sitio

que en justicia nos correspondía. Y aquel grito de esperanza

sobrecogida en la noche del 28-F, con la mirada puesta en

unos paneles que ofrecían resultados oficiales a cuentagotas y

manipulados, no pudieron, a pesar de las lágrimas, quebrar la

fortaleza de quienes se sabían sujetos de la historia. De una

historia cierta que estaba por hacer y que, de entrada, pasaba

por recuperar las claves de nuestro pasado; un pasado brillante

que había sido falsificado, por quienes nunca creyeron en

Andalucía, aunque sí en el tópico frívolo y amanerado que sus

frágiles conciencias le inspiraban.

M

Y por eso, los andaluces, ganamos. No fue cosa de un partido,

o de varios, que también, ni de un liderazgo singular que interpretara

correctamente lo que estaba en juego, sino de un

pueblo, el andaluz, unido en pos de una utopía concreta y realizable.

Una utopía inscrita en el mundo real, en aquello que

otros pueblos tenían y a nosotros se nos negaba: un puesto de

trabajo estable, escuela pública y gratuita para nuestros hijos,

una sanidad de calidad y próxima a los ciudadanos, infraestructuras

y una educación alaalturadenuestrotiempo.Ese

era el mensaje central, el núcleo duro de una reivindicación

histórica nunca antes correspondida, su auténtico folklore, su

habla, y la tolerancia, como partes indisolubles de una totalidad

que había sido sacrificada en el altar de una garrula mixtificación,

castiza y edulcorada.

M

De ahí que nuestra lucha se imbricara en las de Blas Infante,

Padre de la Patria andaluza, el hombre, el andaluz ejemplar,

asesinado por el fascismo y que fue capaz de enterar su vida

por un ideal andaluz: Un ideal en el que cabían y siguen cabiendo

todos aquellos, hombres y mujeres de buena voluntad,

dispuestos a luchar por su redención, la libertad, España yla

Humanidad. Por eso, su legado andalucista y su visión de futuro,

siguen siendo, hoy más que ayer, el espejo en el que miramos,

un ejemplo a seguir por las nuevas generaciones que

representan el porvenir y la modernidad de nuestra tierra, que

es la suya, la de todos, sin excepción. Por eso, en este día de

tan grato recuerdo, conviene recordarlo, leerlo y repensarlo,

para no olvidar su enseñanza abierta e integradora. Y aunque

yo soy de los que piensan que no hay que olvidar el pasado,

tampoco podemos, ni debemos, vivir de él. Por eso hoy, 28 de

Febrero, debe ser un día para que todos los andaluces de bien

confraternicemos, y sigamos luchando por un futuro mejor

que nuestros hijos, al tiempo que sigamos sintiéndonos orgullosos

de ser andaluces, «hombre de luz que a los hombres, alma

de hombres le dimos». Queasí sea.

«No fue cosa de un partido, ni de varios, que

también, sino de un pueblo, el andaluz, unido en

pos de una utopía concreta y realizable»

El ex presidente Felipe González, entre José Caballos (I) y Vicente Franco, atendiendo ayer a la prensa en Coria. / FERNANDO RUSO

El veterano del Golfo, en Coria

E. DEL CAMPO

SEVILLA.— Felipe

González llegó

ayer a Coria del Río

como un satisfecho

veterano de la Guerra

del Golfo, con

esa relajación y buen aspecto que

da el no tener que tomar decisiones

como entonces, ahora.

Llegó alaCasadelPueblodel

PSOE como un héroe para los militantes

que lo aplastaban a besos y

abrazos, y como un jefe aún para

los dirigentes: para José Caballos,

el factótum del partido en Sevilla,

para la consejera Carmen Hermosín,

el diputado Luis Yáñez.

En el ambiente vibraban dos

crisis, una de la Gran Historia

Universal, otra de la pequeña

historia local: la guerra militar

que ahora planean contra Irak, y

la incruenta pero vociferante

guerra política del municipio con

la que los socialistas reconquistaron

la Alcaldía al Partido Andalucista

en una moción de censura

apoyada por un ex miembro

del PA. Guerras de televisión y

guerras crispadas de pueblo.

En el Ayuntamiento colgaba

una pancarta con una paloma y

un «No a la guerra». «Noalaguerra»,

repetía la pegatina que el

nuevo alcalde coriano, José Vicente

Franco Palencia, de 27

años, lucía en el traje mientras

miraba embobado a su héroe explicar

a los periodistas por qué este

conflicto no es como el de 1991.

González, bienhumorado, con

aire de perro viejo, cargó contra

la política de «recadero de Bush»

de su sucesor en La Moncloa, José

María Aznar, calificando su estrategia

de apoyo a las tesis belicistas

de Estados Unidos como

«una sucesión de despropósitos».

«Todavía nohaempezadoel

conflicto y ya tenemos una víctima

seria en la política exterior de

España enlaUnión Europea, el

MediterráneoyenAmérica Latina».

La fractura de la que responsabiliza

a Aznar «costará

años» remontarla, avisó.

El veterano del Golfo criticó

que la decisión de ir a la guerra ya

haya sido tomada de antemano

sin esperar al posible desarme de

Felipe González carga contra la tesis de

Aznar sobre Irak en una visita a un pueblo

que acaba de pasar su propia guerra política

Sadam, y dijo que el despliegue

estadounidense con «100.000 millones

de dólares y 250.000 hombres»

es «desproporcionado».

El ex presidente caricaturizó a

Aznar, «sacando pecho de lata

imperial», mientras el laborista

Tony Blair «está dispuesto a jugársela

sobre el terreno» con miles

de soldados. «Yo estoy totalmente

en contra de esta estrategia.

Pero puestos a estar en esa

estrategia, cada uno puede presumir

según lo que aporta, y nosotros,

aparte de recaderos de

Bush, no sé qué aportamos».

Vive días ilusionantes el PSOE

sabiendo que tiene al PP contra

las cuerdas de las encuestas. Y

González hurgó en esa heridita.

E. DEL C.

CORIA.— Vienen las

elecciones y crecen

las inauguraciones y

primeras piedras, una

subcultura de imagen

en política. Ayer le tocó

el turno al PA y su

consejero de Relaciones

Institucionales,

Juan Ortega.

Su «primera piedra»

era del centro

de visitantes junto a

la casa de Coria del

Río donde Blas Infante,

«padre de la

patria andaluza», vivió

sus últimos años

y de donde los fascistas

lo sacaron para

fusilarlo en 1936.

En un arcón colocaron

monedas, periódicos

del día, un

pin blanquiverde y

otro de Coria del Río,

además de un facsímil.

El latifundio,

«Vamos a ser el

único país que no

va a contar con el

Parlamento (...).

Debo recordar que

[en 1990-91] hubo

una resolución en

el Congreso, hubo cuatro debates,

debates, con información».

No aventuró qué haría él si

ahora fuera presidente. Pero avisó

a los populares que no se sostiene

«que digan que el PSOE tuvo

una enorme dificultad con el

referéndumdelaOTANydespués

ganó las elecciones»,enalusión

a la esperanza del PP de que

la oposición ciudadana no les pase

factura en las urnas. «Que hagan

un referéndum», propuso.

«Pero no se lo recomiendo».

Para el destronado de la Alcaldía,

Tomás Alfaro (PA), la visita de

González era la manera de los socialistas

de celebrar «la reconquista

del Ayuntamiento». Otra guerra.

Con gritos, pero sin sangre.

Obras en la casa de Blas Infante

Ortega pone la ‘primera piedra’, ayer. / ESTHER LOBATO

donde Infante anotaba

los pagos a los jornaleros

que construyeron

Villa Alegría

(dicen que les pagaba

el doble). La casa, de

estilo morisco y que

también rehabilitarán,

será el corazón

de un complejo reivindicativo

de lo andaluz,

con un jardín

con endemismos de

la región y la nueva

sede de la Fundación

Centro de Estudios

Andaluces Centra,

creada hace un año

(«los catalanes tienen

el suyo desde

1908», razonaba un

colaborador) y dependiente

de la Consejería.

Invertirán

3.375.000 euros. El

PA, prometen, promoverán

una investigación

«objetiva».


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


A10

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— En algún orfanato ruso

vive abandonado a esta hora el

niño o la niña de pelo rubio y ojos

grises como el mar de la tristeza

con el que desde hace años sueña

C., una sevillana que ya pasó los

cuarenta sin poder engendrar hijos.

Pero ese ángel no llega nunca.

La mujer, que pide no revelar

su identidad porque teme «represalias»

de la Junta, inició los trámites

para solicitar la adopción

internacional en junio de 1999.

En enero de 2000 firmó un contrato

con la asociación Proa, una

de las dos entidades colaboradoras

(ECAI) «sin ánimo de lucro»

(la otra es Adecop) reconocidas

por la Consejería de Asuntos Sociales

para trabajar en Rusia, el

país preferido por los españoles

para adoptar.

Pagó más de 600.000 pesetas

como adelanto. Y hasta hoy. Ni le

han conseguido el niño ni devuelto

el dinero. «He estado destrozada,

me he jartao de llorar. Pero yo

no me voy a quedar con las ganas

de ser madre por culpa de estos

piratas», dice con esa indignación

del amor frustrado, convencida

de que ha habido ánimo de lucro.

El caso de C. no es único. Unas

190 parejas de toda Andalucía

han sufrido las consecuencias del

«incumplimiento» de Proa, según

un portavoz de la plataforma de

afectados, Pedro Sánchez Maroto,

que reúne a medio centenar de

familias. El no quiere hablar de

estafa, pero sí de «falta de diligencia»,

como poco. «Se ha cobrado

dinero para una finalidad que no

se ha conseguido después dedos

y tres años de espera, algo inusual»,

dice este empleado de banca

que se considera al menos

afortunado porque optó por tramitar

por su cuenta, en sólo dos

meses, las adopciones de dos niñas

en Ekaterinburgo, María y

Xenia,hoyde7y6años.

La explicación que dio a los padres

la Dirección General de Infancia

y Familia de la Junta por la

parálisis de Proa es que Rusia había

empezado a aplicar una directiva

del año 2000 que impedía trabajar

en el país a las agencias de

adopciónquenotuvieranunmínimo

de cinco años de permanencia,

como era el caso. Sin embargo, se

sorprenden los afectados, otras

Ecais se encontraban en la misma

situación pero continuaron trabajando

y trayendo niños con plazos

de entre 9 meses y año y medio.

Cuando los primeros padres, escamados,

pidieron rescindir sus

contratos, los responsables de Proa

ofrecieron liquidaciones ridículas:

a Pedro le daban 100.000 de las

500.000 pesetas abonadas en 1999.

Si se multiplica una media de más

de 3.000 euros abonados por casi

200 parejas, el dinero perdido alcanza

una cantidad considerable.

Asuntos Sociales se ha comprometido

a hacer una auditoría en

Proa para averiguar en qué se gastó

el dinero, aunque el portavoz

de los afectados ve «difícil» la devolución.

La Junta, Proa y los padres

(que hacen «corresponsable»

a la administración autonómica)

negocian una salida a tres bandas.

EL MUNDO, MIÉRCOLES 26 DE MARZO DE 2003

ANDALUCIA

HIJOS DEL ESTE / ADOPTAR EN LA ANTIGUA UNION SOVIETICA

Un grupo de padres que han logrado adoptar en Rusia por la vía individual asesorados por Andrés Franco posan junto a algunos de los pequeños, este mes. / EL MUNDO

Esperando a los ‘rusitos’

La quiebra técnica de la agencia de adopciónProa

ylaprohibicióndeMoscú de hacerlo por libre

frustran los sueños de decenas de parejas

Andrés e Inés, en el orfanato ruso en su primer encuentro con Anya y Alexander.

El jueves esperan la respuesta

de la Consejería que, seguramente,

pasará por reflotar Proa (a la

que Rusia va finalmente a acreditar)

para que continúe trabajando

y los padres no pierdan dinero,

pero éstos exigen que se cambie a

la directiva. La alternativa era mudar

sus expedientes a otras asociaciones,

pero poniéndose a la

cola de sus respectivos clientes.

Nadie respondía enelteléfono de

Proa ayer por la tarde para dar su

versión.

En el orfanato

Huyendo de las agencias, Andrés

Franco Humanes, encargado de

una boutique Lacoste en Sevilla

de 43 años, prefirió en cambio

emprender la odisea burocrática

por su cuenta pese a los que le advertían

de «las mafias».

Rescatar la vida de sus dos hijos,

Anya y Alexander, del orfanato

cercano a Niznij-Nodgorov

donde languidecían le costó 7.500

dólares (sin contar los gastos de

los tres viajes), entre 1.000 y

5.000 dólares menos que a través

de cualquier entidad. Ni él sabea

qué se dedica el dinero. La falta

de transparencia domina este

mundo de procuradores, abogados

y contactos, ya se vaya por libre

o por agencias. Pero, teniendo

en cuenta que los funcionarios

de orfanato ganan 11.000 pesetas

al mes, como apunta Andrés, no

es difícil imaginar cuántas manos

piden su parte en el botín.

«No fue fácil», recuerda. Un sevillano

casado con una azafata rusa

de la Expo les estafó 1.500 dólares.

Hasta que una procuradora que ya

había adoptado dos niños rusos les

puso en contacto con una facilitadora

de confianza en Moscú, Elena,

traductora y guía para todo.

Anya y Alexander en el orfanato,

casi como una película de

Bergman pero pasada por el velo

deprimente de la desnutriciónyel

desarraigo. «Cuando llegamos estaban

sedados, porque mientras

duermen no piden de comer. Anya

llevaba unas chanclas rojas de

goma, y afuera a 30 bajo cero. La

directora nos dijo: ‘Les habéis

salvado la vida, porque cuando

salen de aquí sólo les espera la

droga o la prostitución’».

Anya y Alexander tienen ahora

21 y 20 meses y ya han cumplido

un año en Sevilla. En las fotos de

entonces aparecen demacrados,

transparentes. Ahora son otros.

Felices. «Alexander era el segundo

parto, de padre desconocido.

La madre se fugó del hospital.

Anya era el tercer hijo. Nació en

junio y su padre había muerto en

febrero. Y en septiembre su madre

la dio en adopción.Yo a esa

mujer le besaría los pies. No les

voy a ocultar su origen. Cuando

sean grandes los llevaré a Rusia a

que conozcan a sus padres».

Conmovido por el abandono de

esos niños, asesoró a 67 familias

andaluzas para adoptar a sus «rusitos»,

y«sin cobrar ni la fotocopia».

Lo que más le duele, sin embargo,

es que hace un mes Rusia prohibió

adoptar por libre, y otras 18 parejas

se han quedado en puertas.

El PP acusa a la

Junta de boicotear

la implantación de

los juicios rápidos

GRANADA.— El secretario general

del Partido Popular, Antonio

Sanz, acusó ayer a la Junta de

Andalucía de «boicotear» la implantación

en la comunidad autónoma

de los juicios rápidos, previstos

para el próximo mes, y

anunció que el Grupo Popular

presentará en el Parlamento un

«plan de choque» para garantizarlos.

Sanz, que asistió en Granada a

la Tribuna Andaluza de Justicia

del PP, dijo en conferencia de que

prensa que la Junta de Andalucía

al no facilitar los medios humanos

ytécnicos que requiere la implantación

de los juicios rápidos está

«boicoteando permanentemente»

la puesta en marcha de la novedosa

iniciativa judicial que, según

sus cálculos, podría ser competente

en el más del sesenta por

ciento de los asuntos que se juzgan.

El «boicot», dijo Sanz, «está poniendo

en peligro» la reforma de la

Justicia impulsada por el Gobierno

de la nación que pretende agilizarla

e incrementar su calidad y «beneficiosa

para la seguridad de los

andaluces».

Para garantizar su implantación

en Andalucía, anunció la presentación

de iniciativas parlamentarias

en las que el PP exigirá la puesta

en marcha de un «plan de choque»

que garantice los medios técnicos y

humanos necesarios para que se

puedan celebrar con normalidad

los juicios rápidos.

La propuesta del PP incluye la

creación deun«servicio común de

videoconferencia», para que pueda

ser empleado en los juicios que lo

requieran, con solicitud previa, con

un coste que Sanz presupuesto en

siete millones de euros.

También prevé la disponibilidad

de forenses, peritos y traductores

necesarios que garanticen la celebración

de los juicios en los plazos

máximos previstos, de quince días

de para los delitos y de 72 horas para

las faltas.

«Confrontación»

Sanz criticó que la Junta de Andalucía

haga «dejación de responsabilidade

en las competencias de

Justicia que pueden impedir, según

dijo, que los andaluces se beneficien

de las «ventajas de la justicia

rápida» como el resto de las comunidades

autónomas.

Al respecto, criticó a la Junta

que, a su juicio, reclamó con insistencia

las competencias de Justicia

y luego no las asumió con responsabilidad

por mantener la «confrontación»

con el Gobierno.

Por contra, elogió al Ejecutivo

central por facilitar la puesta en

marcha de los juicios rápidos con

el refuerzo de jueces y fiscales.

Sobre el incremento de fiscales

de guardia, aportó que con el refuerzo

Andalucía dispone ahora de

90 de los 24 iniciales y que en Granada

de tres pasan a diez.

Sanz señaló que los juicios rápidos,

según las estimaciones del

partido, podrían asumir casi el

ochenta por ciento de los asuntos

judiciales de Granada, Sevilla y

Málaga y destacó que evitarán dilaciones

en los procesos.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

A12

SANIDAD / RESIDENTES, DE LA TEORIA A LA PRACTICA

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— Salud (seudónimo para

el reportaje, porque teme represalias

laborales por hablar si sus jefes

conocieran el auténtico) ha visto

más allá de Orión en la sala de Urgencias

del Hospital Carlos Haya de

Málaga, desde ancianos desencajados

por el roce mortal del infarto o

jóvenes con el tórax quebrado en un

accidente de coche, hasta un africano

con una botella atrapada en el

ano como consecuencia

del efecto del vacío en una

desaforada noche de pasión

con la amante.

«Y estos casos se suelen

ver, no te creas», dice

con más seriedad científica

que sorna esta residente

de tercer año, médica

de familia en un centro de

salud malagueño, a la

que, como a todos sus

compañeros en fase de

formación práctica, le toca

hacer al mes cuatro

guardias como mínimo al

pie del cañón, en Urgencias:

el sitio donde seis

años de estudios entre tochos

de Medicina se topan

con el dolor real de seres

humanos que ni son esqueletos

de plásticonicadáveres

arrugados de estudio

anatómico.

Aquí, «en la puerta»,filtrando

a los pacientes, o

en la sala de observación,

es donde se foguean los

resis. Sin esta experiencia

jamás llegarían a ser buenos

médicos. ¿Pero puede

estar tranquilo en sus manos

el que llega hasta aquí

con un dolor de barriga

que lo mismo es fruto de

un atracón nocturno que

el síntoma de un cáncer terminal?

«No diagnostico a la ligera»

Es lo que sucedió en enero de 2002

aunachicade19años que acudió

al Clínico de Granada con fuertes

dolores abdominales. Los médicos

residentes y los adjuntos (esta palabra

induce a engaño: en realidad

son los veteranos) no vieron nada,

hasta que un médico privado les hizo

ver que teníauncáncer terminal.

La joven murió semanas después

en ese hospital sin que su familia

llegara a saber si un diagnóstico

precoz le hubiera ahorrado algo de

sufrimiento. El juez de Granada Miguel

Angel del Arco archivó la denuncia

de la familia, pero en su auto

criticó gravemente la organización

de las urgencias del Clínico (y,

por extensión, las de todos los hospitales

públicos bajo la dirección

del Servicio Andaluz de Salud) por

dejar en manos de residentes «de

poca experiencia» la responsabilidad

de hacer diagnósticos sin suficiente

control de los médicos adjuntos

que los supervisan.

¿Tiene razón eljuez?¿Los jóvenes

médicos están en Urgencias

solos ante el peligro? Salud tranquiliza,

y dice que lo sucedido en

Granada es un caso extremo. «El

diagnóstico lo hago yo, pero solo

no estás, si no sería una catástrofe:

allí hay adjuntos de referencia, y si

no, se llama al especialista. Yo no

hago diagnósticos a la ligera, y si

tengo una duda busco ayuda, eso lo

tengo clarísimo». Aunque deja un

resquicio para el error humano o la

negligencia. «Pero habrá gente

que... Es verdad que se te pueden

escapar cosas. Un adjunto no puede

abarcar las dudas de todos los

residentes, porque si tienes 20 pacientes

y preguntases por cada uno

se colapsarían las urgencias».

No es fácil estar al 100 por 100

con guardias de 24 horas y el mostrador

atascado por pacientes y familiares

que piden velocidad. Hay

residentes con depresión por el

desgaste del estrés y la ansiedad.

EL MUNDO, DOMINGO 30 DE MARZO DE 2003

ANDALUCIA

Aprender a ser médico en las

trincheras de Urgencias

Los residentes niegan que diagnostiquen sin control, como criticó un juez tras

una muerte de cáncer, pero señalan el riesgo de errar por estrés y cierta soledad

Un enfermero aguarda en la puerta de las urgencias del hospital sevillano Virgen Macarena, esta semana. / FERNANDO RUSO

E. DEL C.

SEVILLA.— Las maratones

de trabajo que se

pegan los médicos residentes

en Urgencias

asusta, sobre todo al

paciente que le toque

pasar por sus consultas

cuando lleven ya 24 horas

trabajando con apenas

dos horas y media

de sueño. «No es lo mismo

ver a alguien a las

seis de la tarde que a las

cuatro de la mañana, la

atención se resiente, está

clarísimo», dice Salud,

la residente del

Hospital Carlos Haya

de Málaga.

Estaría muy bien que

sus turnos duraran lo

que un capítulo de las

homónimas series de

ficción, una hora y pico

de trepidantes situaciones

a vida o muerte que

se pasa volando. Pero

no. Salud entra a las

tres de la tarde y sale a

las nueve de la mañana

del día siguiente, cuando

el turno de urgencia

En las Urgencias de un gran hospital,

como el Virgen del Rocío de

Sevilla, hay un adjunto por cada dos

residentes. En este centro están teniendo

este mes, con la gripe, hasta

600 pacientes en urgencias al día.

En la primera consulta del filtro de

la puerta un adjunto y un residente

atienden tanto a los pacientes graves

de atención preferente como a

los llamados «banales», ese30o40

por ciento, según el secretario general

andaluz del Sindicato Médico,

Angel Médico, que «no tendría que

haber ido» allí sino a un centro primario.

Un adjunto y dos residentes,

siempre de primer año, atienden en

cada una de las otras seis consultas

Maratones de más de 24 horas

cae en día laboral; pero

en fin de semana el ciclo

dura 24 horas, de

nueve a nueve.

Ana, la residente

veinteañera del Virgen

del Rocío de Sevilla, se

chupa cinco o seis guardias

al mes, cada una de

24 horas. Allí en ocasiones

incumplen la ley y

tras acabar la guardia

con ojeras empalman

con otras siete horas en

su destino habitual como

residentes, ya sea

por iniciativa propia o

porque los responsables

del departamento en

cuestiónasí se lo exigen.

Algunos corredores

de fondo, al límite de

sus fuerzas, hacen la

machada de salir a las

tres de la tarde, comer

rápido y pasarse toda la

tarde en un curso de

formación. O sea, desde

las nueve de la mañana

de un lunes, por

ejemplo, hasta las siete

o las ocho de la tarde...,

del día siguiente.

La serie entera de la

tele de una tacada, con

la salvedad de que sus

sueldos palidecen comparados

con el del doctor

George Clooney.

Salud tiene un contrato

como médico en

un centro de atención

primaria, y otro por las

guardias de urgencias.

Por las 92 horas en cuatro

guardias que hace al

mes, el SAS le paga

«82.000 pesetas; o sea,

menos de mil pesetas la

hora».

El veterano Angel Pizarro,

secretario general

en Andalucía del

Sindicato Médico, lo

describe de modo gráfico.

«Eso no lo cobra ni

el que se traslada a su

casa para arreglarle la

lavadora».

Pizarro transmite

calma: si llega «una urgencia

de verdad se

atiende bien». Pero enumera

una serie de factores,

como el trabajo «a

destajo», el agotamiento,

la «falta de personal»

o la «masificación» de

las urgencias, que contribuyen

a desbordar a

los residentes y abocarlos

así al riesgo de la

mala praxis, el fallo profesional.

«Si faltan médicos

y usted tiene 600

urgencias de promedio

al día, como ocurre ahora

en el Virgen del Rocío

por la epidemia de

gripe, pues a ver cómo

se las arregla usted: a la

fuerza tiene que haber

fallos», dice.

Y defiende a los adjuntos.

«El veterano no

es que no quiera dar explicaciones

al residente,

es que materialmente

no puede. Al final

echamos la culpa al R-1

[residente de primer

año] o al adjunto: no,

mire usted, es que falta

personal. No sé si es

que los responsables

del SAS no han pasado

nunca por urgencias».

Guión para un futuro

episodio.

a los demás pacientes, con dolencias

intermedias. Los adjuntos son

médicos veteranos, la mayoría dela

especialidad de familia y con más

de 40 años de edad. Ellos deben velar

por la praxis de los residentes y

enseñarles. En teoría.

«Hay adjuntos buenos, malos y

peores», se resigna Ana, residente

en el Virgen del Rocío. «Por la mañana

hay peleas entre nosotros para

ponerte con los buenos. Porque lo

malo es que luego no

puedes preguntarle a

otro». EnMálaga, Salud,

que pide que se cree una

especialidad de urgencias,

la corrobora. «Hay

algunos de puta madre, y

otros que pasan de ti, están

hartos y no tienen pedagogía.

Unos están al

pie del cañón y otros se

van a tomar un café yno

los encuentras».

Presiones

Ana, que también va para

médico de familia,

diagnostica sola a los pacientes

con esa ilusión

del que descubre el país

que tanto había estudiado

en los mapas. «A veces

tengo la sensación

de diagnosticar enfermedades

que no he visto

nunca. ¡Anda, pero si esto

es un...!», y lo que sea,

una infección dehígado,

una trombosis venosa,

una pancreatitis. Y miran

y remiran cada caso

con la angustia de no

meter la pata. «Nosotros

no banalizamos, al revés,

todo nos parece más

grave de lo que es. Tardamos

más tiempo, pero con nosotros

la gente se va con más pruebas

hechas, más tranquilos».

Pero, al mismo tiempo, el público

protesta por las horas que pasan

muertas. Los adjuntos les presionan

para que vayan más rápido. Y los

gerentes exigen que se ocupen las

mínimas camas, mientras el familiar

insiste en ingresar al anciano

padre. En ese fuego cruzado de presiones

surge el peligro del error.

«Hay veces que damos el alta sin

estar muy convencidos», confiesa

Ana. En ocasiones choca la opinión

del novato con la del veterano. «Sobre

todo cuando hay un paciente

que te da mala pinta pero el adjunto

le quiere dar el alta. Pero en ese

caso, que lo firme él, para que le pidan

responsabilidades a él».

Pero también recuerda con satisfacción

aquel día en que supo defender

un diagnóstico grave que de otro

modo hubieran pasado por alto. Ella

insistía, frente al adjunto, que el dolor

de aquella mujer en la pierna era

una trombosis venosa profunda. Se

saltó la norma y consultó aunsegundo

adjunto, que le dio la razón.

«Si hubiera hecho caso al primero y

le hubiéramos dado de alta, se podría

haber complicado. O no».

Pero le duele que haya pacientes

quelehablendetú, «¡niña, niña!»,o

la miren como si fuera una matasanos.

«Estamos muy preparados y los

conocimientos teóricos están». Además,

dice, tener a inexpertos en urgencias

es una gran ventaja. Los residentes

ponen «buena cara, ilusión,

entusiasmo, más paciencia», enumera

positiva. «Los veteranos los

tratan en cambio con más frialdad y

distancia, para protegerse. A lo mejor

–comprende– como los trataremos

nosotros dentro de 20 años».


ACEITE / La Junta acepta la propuesta de la UE de pagar ayudas por hectárea / A12

EL MUNDO

andalucia@el-mundo.es

ANDALUCIA

LUNES

31

MARZO DE 2003

GRANADA

El pueblo de Jun

será pionero en

dar propaganda

electoral por

internet y móviles

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

GRANADA.— La localidad granadina

de Jun, de poco más de dos

mil habitantes, sustituirá la cartelería

de la tradicional campaña

electoral por el correo electrónico

por internet y los mensajes a los

teléfonos móviles, en un iniciativa

sin precedentes en Europa, impulsada

por el gobierno municipal socialista.

La primera campaña electoral

virtual, llamada «ElectoralNet», incluye

el compromiso de los partidos

políticos de destinar el presupuesto

inicial en carteles, folletos y

pasquines a un «fondo solidario»

que será donado a una ONG que

opere en Irak, elegida por los propios

habitantes del pueblo, según

explicó a Efe el primer teniente de

alcalde de Jun, José Antonio Rodríguez

Salas (PSOE).

Posteriormente, y ante notario

«se creará una base de datos con

los correos electrónicos de los ciudadanos

que se adscriban a la iniciativa,

dando cumplido traslado a

la Agencia de Protección de Datos»,

dijo el concejal.

Según aprobó esta semana el

pleno del Ayuntamiento, con los

votos de la mayoría socialista y de

IU,yalquenoasistióelúnicoconcejal

del PP, los ciudadanos de Jun

tienen de plazo hasta el próximo

día 30 de abril para facilitar sus

cuentas de correo electrónico y números

de teléfonos móviles, en los

que recibirán la información electoral.

TERCIO DE VARAS

BELMONTE

Elegir los

alcaldes

Un alcalde como el de Sevilla que

cuenta con la imposibilidad verosímil

de ganarse alguna vez la alcaldía

por sí sólo, ha propuesto en Málaga

una reforma de la ley Electoral

que permita la elección directa del

alcalde por los ciudadanos, es decir,

unos comicios en los que obtendría

la vara quien encabece la lista

más votada. Véasedequé silenciosa

manera se dice Digo un cuarto

de siglo después donde un cuarto

de siglo antes se dijo Diego, pues es

necesario recordar que esa propuesta

de la elección que ahora se

propone desde el PSOE fue el caballo

de batalla del PC en las primeras

municipales democráticas y se quedó

en el desván por oposición expresa

de todos los demás, incluidos

los que ahora la reclaman. Muchos

políticos deberían explicar a los

ciudadanos con memoria estos

cambios drásticos que sólo explica

el interés circunstancial.

belmonte@andalunet.com

La cabecera de la marcha contra la base de Rota y la guerra en Irak, ayer al acabar el recorrido en El Puerto de Santa María. / J. F. FERRER

Los juzgados andaluces celebrarán

unos 1.500 juicios rápidos cada mes

SEVILLA.— Los juzgados andaluces

celebrarán una media de unos

1.500 juicios rápidos al mes, cuando

entre en vigor la nueva ley el

próximo 28 de abril.

Antes de esa fecha, la próxima

semana, los juzgados de Sevilla y

Granada comenzarán a aplicar de

forma experimental algunos mecanismos

de la nueva ley. Es posible

–MOVILIZACION ANTIBELICA–

La marcha a Rota reúne a 20.000 personas, la

primera protesta de la que se desliga el PSOE

que los juzgados de Málaga se

unan a esta experiencia piloto si el

Ministerio de Justicia autoriza que

el segundo juzgado de guardia, vital

para estos enjuiciamientos, se

ponga en marcha antes de que entre

en vigor la ley.

Cuando falta tan sólo un mes para

que esta ambiciosa reforma se

traslade a la realidad, aún quedan

EDUARDO DEL CAMPO

EL PUERTO.— En el camino la Policía Nacional había tapado con lonas

azules y pintura blanca los logotipos del concesionario de motos Harley

Davidson. Másplástico azul tapaba la segunda palabra del colegio privado

Centro Inglés, del que además habían arriado las banderas. Los ventanales

del Burger King parecían pedir a gritos una pedrada.

Al final, frente a todas las prevenciones, la mayor

marcha contra la base estadounidense-española

de Rota en las 18 convocatorias que lleva

acumuladas discurrió ayer entre contundentes

gritos contra los «asesinos» y «terroristas» Bush y

Aznar, pero en paz y sin incidentes. Unas 20.000

personas, según el cálculo de este periodista,

marcharon más deseiskilómetros desde el centro

de El Puerto hasta cerca del perímetro exterior

de la base, cifra que los convocantes, un mosaico de partidos, sindicatos

minoritarios, ecologistas, ONGs y foros sociales a la izquierda del

PSOE, elevaban a entre 75.000 y 80.000. El jefe de la Policía Nacional

en Andalucía Occidental, Antonio Bertoméu, estimó en «veintitantos

mil» los participantes, extendidos másdeunkilómetro.

Es la primera gran manifestación contra la guerra a la que el PSOE no

acude, por coherencia con su apoyo a las bases

La urgencia de la guerra convierte

la tradicional protesta

contra la base aeronaval en la

mayoren18años

asuntos que no están resueltos. La

Junta considera que hacen falta

más jueces y más fiscales, mientras

que los juristas afirman que algunos

delitos pueden quedar impunes

por culpa de la falta de fiscales.

Habrá inversiones millonarias

para que los tirones, los hurtos y

los malos tratos se enjuicien en

tiempo récord. Págs. A4 y 5

desde los días del ingreso a la OTAN. Al frente

de la protesta, el coordinador de IU, Gaspar Llamazares,

pedía a los socialistas mantenerse firmes

con ellos en la calle. «El frente por la paz

está sólido, pero el PSOE debe llegar hasta las

últimas consecuencias. Es necesario cuestionar

las bases americanas porque es desde aquí desde

donde se hace la guerra». /Sigue en A 3

El fiscal no ve

delito en la

venta de Los

Cármenes y

exculpa a los

ediles del PP

Pág. 7


EL MUNDO, LUNES 31 DE MARZO DE 2003

ANDALUCIA

A3

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

Miles de personas exigen la retirada de los

«yanquis» de Irak y de la base militar de Rota

La marcha transcurrió sin incidentes pese a la presencia de un ínfimo número de radicales

Viene de la página 1

Llamazares acusó además al PP

de «estar buscando convertirse

en víctima cuando es el colaborador

del verdugo», en referencia a

sus denuncias de acoso contra

sus sedes y cargos.

Al lema histórico «OTAN no,

bases fuera» se unió esta vez con

más pertinencia que nunca el ya

universal «No a la guerra, no en

nuestro nombre». «El yanqui necesita,

jarabe vietnamita», recetaban

las Juventudes Comunistas.

«Yo sólo sé tres palabras en

inglés: yankee, go, home», recitaban

más allá.

El médico Paco y sus amigos

de Tarifa pedían boicotear los

productos Made in USA: niCoca-Cola,

ni Nike, ni McDonalds

ni Esson. Javier y Pepa, profesor

y funcionaria de Sevilla, eran de

los que, sin ninguna bandera política,

se sumaban por primera

vez a esta marcha movidos por la

urgencia de ver tanta sangre en

televisión. «Nadie puede imponer

la libertad y la democracia

por la fuerza. ¿Y sinoshubieran

invadido a nosotros en época de

Franco? ¡Lo mismo me habrían

matado!», especulaba ella.

Nadie pudo ver a un solo militar

de las barras y estrellas. Decenas

de policías antidisturbios con

perros, caballos y una treintena

de vehículos cortaban la carretera

con vallas mucho antes de llegar

al puesto de control de Fuentegravía.

Más allá de las alambradas

quedaban fuera de la vista el

hospital militar donde se curan

cinco soldados heridos en combate

y las «miles de bolsas» almacenadas

para enviar a casa a los

futuros cadáveres.

‘Ultimátum para irse’

Gaspar Llamazares, José Luis Centella, Almudena Grandes y Luis García Montero, al pasar ante un Burger King. /J.F.FERRER

Sonaban sirenas

lósofo y del

en la manifestación,

progresista al

evocando

gamberro. Pre-

lejanos y siniestros

fiere quedarse

bombar-

LUIS MIGUEL FUENTES

uno con la mifiere

deos, aunque en

rada azul de

el cielo sólo había globos y banderas. La Marcha a

Rota quiere ser siempre el recuerdo de una invasión

muy asentada y la protesta contra el yanqui, el

imperialismo, el capital y todos los malos con esmoquin

del mundo. Pero ayer era más. Ese símbolo varado

que es la base, que otras veces da para un picnic,

tenía la referencia terrible de una guerra sucediendo.

Bajaron de autobuses y trenes, como familias de

trapecistas: las chicas con ombligo en estrella y el labio

punzado, los chicos con bongos, una juventud con

zapatones y camisetas amazónicas, profesores de los

que le dan al canuto, sindicalistas como leñadores,

viejecitos del comunismo campero, señoras con silbato,

anacoretas con la barba enredada en los pies, poetas

y guitarristas. Y todos animados por la catástrofe y

la urgencia estaban allí no para un baile o para pasear

las banderas que les dejó la nostalgia, sino, así lo decían,

para parar la guerra. Los habituales de la cosa, la

izquierda más andariega, los conocidos de verse siempre

en el mismo autobús que sale del pueblo ya muy

renegrido de manifestaciones y saludable olor a porro,

reconocían que esta vez habían traído a mucha

otra gente, gente fuera del círculo de su cineclub o sus

tertulias, gente «independiente» y sin afiliación.

Era la manifestación una masa compleja con

banderas republicanas haciendo de sudario, otras

cubanas con la estampa del Che Guevara, otras andaluzas

como arrancadas de olivares, la roja del comunismo

más primigenio, más el personal que se

metía con Bush y con Aznar pintados en monigotes

y repartía guasas crueles y verdades o medias verdades

en pareados. No de otra manera se puede reunir

esta izquierda corpuscular, contradictoria, con

tantos rangos como colores, que va del niñateoalfi-

unas niñas con una margarita en la oreja, tatuadas

en blanco con mensajes de paz; con ese misil de

cartón que trajo alguien, del que brotaban flores como

una hermosa ingenuidad; con la imagen de un

hombre flaco y enfermo, recostado en la cuneta,

que cargaba con una botella de oxígeno y un cartel

como si las dos cosas se unieran para seguir manteniéndolo

vivo; con todo el jaleo de música y bailes

de unos chicos como hombres orquesta, cargados

de pancartas pintadas con los dedos, de símbolos,

cachivaches y campanillas; con un esqueleto con

sombrero de copa donde se podrían reflejar tantos...

Prefiere uno quedarse con esta mayoría que

ejercía su poder de perseverancia, de frágil contundencia,

de ejército con armas de corcho. Porque

también estaban los otros.

Pero no pasó nada. Al final, ante las vallas tras

las que una policía baloncestística esperaba seria y

cuadrada, armada de goma y rottweilers, ecologistas

y pacifistas se colocaron para impedir el paso a

los indeseables. Se les vieron, eso sí, las caras y las

intenciones, unas caras negras, embrutecidas, medio

cubiertas con unos pañuelos palestinos o una

camiseta agujereada. Quince o veinte serían. Demasiados,

quizá. O suficientes para que algunos

quieran igualarlos a todos en la violencia. «Vámonos,

que ya se están tapando la cara», ledecía una

chica a su madre cuando los vieron situarse. Pero

no pasó nada. Tan sólo un huevo que no llegó asu

destino, una bandera americana que ardió con dificultad

y algunas consignas antisistema. Ni siquiera

se robó un jamón. La gente se fue yendo bailando

samba, quitándose las camisetas, quedando para la

playa. A ver si va a resultar que hay pacifistas de

verdad...

La base da trabajo a 1.200 personas

de Rota, El Puerto y otras localidades

gaditanas, y ese vínculo

hace difícil atacar al amigo

americano. Hasta ahora. «Mucha

gente está cambiando de opinión

en Rota»,decíalapsicóloga Natalia,

una de las 14 personas de la

plataforma local que han hecho

huelga de hambre desde el jueves

hasta anoche.

Un compañero recordaba a un

amigo roteño, hijo de estadounidense

y española, que combate

en Irak con los marines. «No está

de acuerdo, pero no puede hacer

otra cosa. Cuando estaban entrenando,

un sargento les enseñó un

mapa de Irak y les dijo: ‘Aquí hay

20 millones de habitantes. No

vais a poder matarlos a todos, pero

matad a todos los que podáis’».

Los escritores Luis García

Montero, Almudena Grandes y

Juan José Téllez leyeron dos manifiestos

denunciando el «neocolonialismo»

y animando a la sociedad

civil a confiar en su fuerza.

«Ahí enfrente hay armas de

destrucción masiva», señaló

Grandes mientras Montero recordó

cuando España gaseó a los

rebeldes del Rif en los años 20.

Varios representantes franquearon

luego el cordón yentregaron

a un oficial español su ultimátum

a Estados Unidos para

que deje la base. «Pero somos

más flexibles que Bush y no pedimos

que sea en 48 horas».

Cuando ya la gente se marchaba

de vuelta a lugares tan distante

como Almería o Lisboa, una

veintena de jóvenes «anticapitalistas»

y anarquistas, un minúsculo

porcentaje del 1 por 1.000,

acabaron quemando para las cámaras

una banderita estadounidense

y coreando frases como

¿Pacifistas de verdad?

«Muerte al rey» o «Queremos a

Aznar más alto que Carrero», en

referencia al jefe de gobierno

franquista asesinado por ETA

conuncochebomba.

Pero el líder de Ecologistas en

Acción Juan Clavero y otros dirigentes

frenaron a los chavales,

que apenas tiraron unas bolsitas

de agua y algún huevo. «Esto es

una manifestación pacifista, aquí

no venimos a hacerle el juego al

PP. No provoquéis a la policía. Si

no, venís vosotros solos».

Que la manifa fue una feliz

balsa lo demuestra la escena que

se veía poco después de disuelta,

con varios mandos y agentes tomando

relajados tapas de queso,

chorizo y jamón regadas con tinto

sobre el capó de un coche. Los

policías que habíanhecholamarcha

infiltrados entre los manifestantes

todavíatenían colgadas en

el pecho las pegatinas negras con

letras rojas. «No a la guerra».

MUNDO APARTE

A. GARCIA BARBEITO

Sadam

Va a ser peor el remedio

que la enfermedad. Al

final, supongo que alguien

vendrá un día —

vendrá de Norteamérica,

del Reino Unido o de

aquí, de España— aexplicarnos

cómo fue todo,

por qué, y, sobre todo, espero que

venga a pedirnos disculpas por los errores.

Claro que para entonces ya será tarde.

Nos han estado vendiendo durante

meses una guerra cuyas justificaciones

no estaban muy claras. Incluso hubo un

momento en el que pregonaban por pregonar,

aun a sabiendas de que no tenían

a mano la mercancía del pregón. Alguien

dio la orden de guerra, de vender

guerra, de hablar de la necesidad de

guerra, se agigantó —lo agigantaron—

el enemigo, aparecieron en el mensaje

comercial de la guerra armas químicas,

armas de destrucción masiva, y los muñecos

de este espectáculo, los muñecos

que se mueven y hablan por obra y arte

del ventrílocuo que ya saben, empezaron

a repetir frases como el que está aliñadoysólo

dice lo que le recetan.

Va a ser peor el remedio que la enfermedad.

¿El objetivo era, es Sadam?

Pues, hombre, para acabar con otros

dictadores han tenido mucha habilidad

sin formar tanto ruido y, sobre todo, sin

necesidad de tantas muertes. Ayer mismo,

un hombre llano, un jubilado que no

vota más que por sus hijos, un hombre

sensato, me decía: «Yo lo que digo es

que si para matar al lobo hace falta acabar

con todos los animales del bosque,

aunque los demás animales ni se acerquen

siquiera al redil de las ovejas».

Pues parece que esa es la consigna: tirarle

a todo lo que se mueve. Nadie va a

salvar a Sadam, a estas alturas, pero, vamos,

si los de este bando —hablo de los

beligerantes— pretendían salir de esta

entre loor de multitud, arreglados van.

Puede incluso que el que salga reforzado

—si no muere— sea Sadam. Porque

nadie medianamente sensato puede creerse

que para acabar con un sátrapa como

Sadam haga falta matar a tanta gente

inocente. Porque nadie que medio esté

en el mundo puede tragarse que todo

este desgaste, todo este esfuerzo, todo

este empeño lo hagan los Estados Unidos

por instalar la paz en Irak, y la democracia,

y salvar al pueblo iraquí de

las garras de su dictador Sadam.

M

¿Cómo es eso? Puestos a creérnoslo,

¿cómo no se desgastan, como no multiplican

esfuerzos por salvar a otros pueblos

de las garras del hambre y la miseria?

Va a ser peor el remedio que la enfermedad.

¿Por qué no dicen por qué,

exactamente, es esta guerra, que hasta

quizá encuentren a muchas personas

que les den su apoyo? Decían que todo

sería cosa de unos días, quinientos

muertos, como mucho, y nada de civiles.

Van miles de muertos, y en los Estados

Unidos hablan ya de alargar la guerra

hasta el verano. Si para matar al bichito

que envenena vamos a matar a casi todos

a los que les ha picado el bicho, ¿qué

necesidad? Por esas cuentas que dicen,

más barato sale mantener a Sadam. Los

de la guerra hablan de la necesidad de

salvaguardar la paz, la libertad y la democracia

del mundo. Pues, no sé, con

estos modos, qué es peor. No faltaría

más que, después de seis meses matando

civiles, apareciera Sadam vivo y sonriente.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


De la celda 201 a la noche

sin barrotes de Doñana

03/04/2003

¿Qué siente un hombre cuando vuelve a caminar por el campo en un día glorioso de

primavera después de pasar cuatro años metido entre rejas? «Esa sensación es

inexplicable», dice Eduardo Iglesias, de 42 años, uno de los 17 afortunados presos de

las cárceles de Huelva, Córdoba y Málaga (incluidas dos mujeres) que seleccionaron

entre cientos de solicitudes para recorrer durante dos días y una noche el camino de

redención que va de la cárcel onubense hasta el santuario de la Virgen del Rocío.

Menos de 40 horas de libertad vigilada.

Andar entre pinares y pastos abiertos bajo el cielo inmenso que cubre Doñana debe

ser como asistir al renacimiento del mundo.Por eso esta mañana, al ver salir el sol por

primera vez en cuatro años, Eduardo y sus compañeros de viaje han grabado el

amanecer con una cámara dedeo. «Desde mi celda no se ve».

Esta noche han dormido en mitad de camino en una casa prestada por la hermandad

rociera de Moguer. Sin cerrojos. Su hermano Salomón, con el que comparte celda en

Huelva, salió a orinar y descubrió las estrellas.

«Me quedé mirando el cielo, sorprendido. Es que allí las estrellas no las ves. A las

ocho y media ya estamos chapados», dice Salomón, que a sus 25 años (tiene una hija

de siete) lleva ya cinco en la cárcel por varios robos y sólo ha disfrutado un permiso

hasta esta salida especial. «La prisión está aislada: no se oyen sonidos, no hay vistas,

es un círculo cerrado. He visto ahora un perro ladrando y he flipado».

Los presos cruzan surcos de arena y charcos de barro acompañados por una treintena

de funcionarios de prisiones y voluntarios, pero sin policías. Casi libres detrás de esa

carreta de mulos con la que el educador Pablo Sánchez abre la marcha.

Hace cuatro años un grupo de presos devotos de la Virgen del Rocío pidió salir en

peregrinación. «Al principio iba a ser una salida en autobús, pero un grupo decidimos

arriesgarnos y que fuera a pie», cuenta Francisco, monitor cultural de la prisión de


Huelva, un centro que, paradójicamente, pese a esta iniciativa de reinserción, es de

los más denunciados de España por malos tratos, según asociaciones de derechos

humanos y de apoyo a presos.

El primer año del experimento los educadores eligieron con lupa a 11 presos con

condenas cortas y a punto de quedar libres. «Pero cada año arriesgamos un poquito

más», dice Francisco, por cuya mesa han pasado este año cientos de solicitudes

deseosas de participar en una «terapia» basada en la confianza. Por ejemplo han

dado una oportunidad a Eduardo, un antiguo drogodependiente que nunca había

salido antes.

La mayoría de los peregrinos purga condenas por tráfico de droga.Como M., una

malagueña de 40 años que lleva cuatro en prisión.La detuvieron con un alijo en Costa

Rica y hoy ha terminado el camino en coche con los pies vendados. «No he venido a

pedirle a la virgen por mi libertad, sino para que salve a mi padre, que está

desahuciado». A ella le espera en días la libertad condicional y un trabajo como

vendedora de cocinas.

Eduardo y Salomón cruzan el último puente sobre el último arroyo.Lo conocen bien, de

su mala vida anterior, cuando venían de su pueblo, Bollullos del Condado, y se

escondían debajo. Al otro lado les espera la familia. Eduardo, que tiene cuatro hijos de

entre 22 y 16 años, se abraza a los dos menores. «Hacía cuatro años que no los veía.

Qué grandes están».

Los romeros entran al santuario a rezar a la virgen, y el sacerdote de la prisión, Emilio,

recuerda a todos los presos que no han tenido la suerte de estar hoy aquí.

Reclusos, funcionarios y familiares se van luego a comer a la casa hermandad de

Moguer, antes de acudir a una misa oficiada por el obispo de Huelva. En este

ambiente distendido la relación de sumisión de la cárcel se relaja. No hay verjas ni

candados.Si alguno quisiera, se podría fugar fácilmente. Pero nunca ha ocurrido. «Ni

se me pasa por la cabeza salir corriendo, porque ya he pasado lo peor», dice Eduardo.

«Además han puesto su confianza en mí, y no puedo fallarlos».

La ventana de libertad se cierra al caer la noche cuando los llevan de nuevo a la

cárcel, en autobús. A la celda 201 del módulo 12, donde los hermanos no volverán a

ver las estrellas. «Todo es cuestión de tiempo».


A4

EL MUNDO, LUNES 7 DE ABRIL DE 2003

ANDALUCIA

JOSE LUIS RODRIGUEZ / ABOGADO Y EX PRESIDENTE DE ANDALUCIA ACOGE

«Tratan al inmigrante como delincuente»

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— El abogado malagueño

José Luis Rodríguez, 36

años, se despidió el sábado de su

etapa de seis años como presidente

de Andalucía Acoge con la

satisfacción de haber logrado en

los últimos días en los tribunales

dos sonoras victorias en la defensa

de los derechos de los inmigrantes,

tengan papeles o no. Suyo

en gran medida, aunque extienda

el mérito a un gran equipo,

fue el recurso que motivó que el

pasado 20 de marzo el Tribunal

Supremo diera un varapalo a la

política de inmigración del Gobierno

anulando 13 artículos del

reglamento de su Ley de Extranjería,

algo que, por ejemplo, impedirá,

al menos en la teoría legal,

que se pueda internar a un

inmigrante irregular inmerso en

un proceso de devolución.

También suyo fue el recurso

por el que la Audiencia de Málaga

ordenó la pasada semana la

reapertura del caso del incendio

en los calabozos de la comisaría

de la capital malagueña que ha

costado la vida a siete marroquíes,

con el fin de que se practiquen

nuevas pruebas para dilucidar

si el Estado incumplió medidas

de seguridad. Dos victorias

legales en un mar de injusticias.

—¿Y ahora qué? Porque el

Gobierno ya ha dicho que va a

reformar la ley para seguir aplicando

el mismo reglamento.

—Estaremos vigilantes. Hay

cosas que no haría falta que regulase.

Si la Ley de Extranjería dice

que se podrá devolver al que pretenda

entrar ilegalmente en España

y el reglamento [que desarrolla

la Ley] incluyó que era igual ‘pretender

entrar’ que estar ya dentro

en tránsitooenruta’, una vez que

ha sido declarado ilegal ‘en tránsitooenruta’,

no hace falta que el

Gobierno haga nada, simplemente

al que esté ‘en tránsitooenruta’

se le incoará el procedimiento

adecuado con todas las garantías,

y al otro se le devolverá.

—Pero la situación es ambigua.

¿Cómo se distingue al inmigrante

que está ‘intentando entrar’,

que está en el mar o ha pisado

ya la playa, del que está ya

‘dentro’? ¿Cuándo corresponde

la devolución [en un plazo de 72

horas] y cuándo la expulsión

[proceso más largo que requiere

la apertura de expediente]?

El reglamento lo que hacía

era introducir más problemas:

¿qué es ‘en tránsito o en ruta’? El

‘pretender entrar’ es una tentativa

de entrada. ¿Cuándonoconsigues

entrar ilegal en el país? Desde el

punto y hora en que eres interceptado

por las fuerzas de seguridad

intentándolo. Más aún, si las fuerzas

de seguridad los ven llegar a la

playa y los persiguen, eso es tentativa,

cuando no has podido tener

disponibilidad para permanecer

en España sin que nadie te vea.

Desde el momento en que [el inmigrante]

consiguió entrar sin que

nadie se percatase, y luego lo cogen

dentro, pues mire usted, ¿qué

sabe si entró ayer, hoy, hace un

mes?, eso es ‘en ruta’. Ahora, si

una patrullera persigue a una patera,

la patera llega a la costa, la

Guardia Civil se persona con el Patrol,

los ve desembarcar, los persigue

por la playa, está intentándolo,

todavía no lo ha conseguido.

Desde el momento que eso no ocurre,

que la patera llega y los tíos se

van a la carretera, nadie los ve llegar

y luego son interceptados, ya

lo han conseguido [estar dentro].

—Y en este caso correspondería

otro supuesto jurídico, no la

devolución inmediata sino la expulsión

[por estancia ilegal]...

—Claro, que es más garantista,

con derecho de contradicción,

audiencia, defensa...

—Y al que han estado persiguiendo

por la playa, corresponde

la devolución enunplazode

72 horas.

—Esa persona nunca ha tenido

disponibilidad de

permanecer en

nuestro país porque

ha existido

permanentemente

una persecución,

la policía no ha

dejado de tener a

la vista a la persona

que ha entrado

ilegal, por lo tanto

está pretendiendo

entrar, no lo ha

conseguido. Aunque

eso tendrán

que ser los tribunales

contenciosos-administrativos

quienes vayan determinando

cada caso.

—Pero habrá muchos inmigrantes

que no sepan recurrir.

—Yo lo que espero es que los

letrados de oficio hagan bien su

trabajo. El gobierno dijo el otro

día: ‘No importa, yo en vez de de-

«Poner 50 años,

cadena perpetua o

pena de muerte a

los traficantes de

personas no sirve,

es pura demagogia

del Gobierno»

volver ahora, si no puede hacerlo

en el plazo de 72 horas, lo que hago

es expulsar’. No, mire usted.

Lo que no puede es cometer un

supuesto de devolución y sancionar

con una expulsión, y eso ya lo

ha dicho el Tribunal Superior de

Justicia de Andalucía. Porque la

diferencia es que con una devolución

no se les puede internar. El

problema es que hay que recurrir.

Yo no estoy contento de cómo

está funcionando el turno de

oficio en Algeciras.

—Papeles para todos. ¿Una

utopía?

—Pedimos que se reconozcan

las situaciones de hecho. Nos

consta que en nuestro país hay

más de 500.000 personas en situación

irregular y que además

no hay posibilidad material de

expulsarlos a todos, por lo tanto

lo mejor para todos es que esas

personas accedan

a la documentación.

Es bueno para

el inmigrante,

pero también para

la sociedad.

—Está en tramitación

parlamentaria

el endurecimiento

de penas

para delincuentes

reincidentes extranjeros

y patrones

de pateras.

—Esto no es

más que pura demagogia

del Gobierno. Subimos

las penas para traficantes de personas.

¿Para qué? Lo importante

no es subir la pena sino permitir

que el que ha sido víctima de delito

colabore con la administración

de justicia para desarticular a la

red. Poner cincuenta años, cadena

perpetua o pena de muerte, da

JESUS DOMINGUEZ

igual, eso no sirve para nada. Si lo

primero que se hace es expulsar al

inmigrante, se quedan sin el testigo

y la posibilidad de desarticular

una red: lo hemos visto en el incendio

de la comisaría deMálaga.

No me coloque a usted a las víctimas

y a los verdugos en la misma

celda, empiece usted por ahí.

—Andalucía Acoge ha pedido

para Bachir B., el último de los heridos

en Málaga, el mínimo gesto

de que no lo echen de España.

—No sólo el mínimo gesto. Esta

persona tiene quemadas las

cuerdas vocales. No puede hablar.

Está con oxígeno las 24 horas

del día. Los intérpretes de árabe

le tienen que leer los labios. No

sabemos si tendrá recuperación.

No es sólo un gesto, es una exigencia

de justicia. A esta persona

que se ha quemado en los calabozos

de una comisaría bajo la protección

del Estado, y que como

consecuencia de eso se ha quedado

impedido, lo que no puede hacer

este Estado es eludir su responsabilidad

y encima devolverlo

asupaís con esa limitación.

—Y el trauma psicológico...

—Otra persona que salvó la vidayqueestá

en nuestro país nos

ha dicho que todas las noches se

despierta con pesadillas. Siempre

decimos que estas personas

inmigrantes no son delincuentes,

y por lo tanto no deben ser tratadas

así. No tienen que estar entre

rejas. Una cosa es que estén bajo

custodia policial, para que no eludan

la acción de la administración,

pero en unas condiciones

dignas, como que no estén 17

personas en un calabozo sin una

sola cama, a oscuras, con finos

colchones, sin lavabo, sin ducha...Eso

no es: que no son delincuentes,

y parece que se olvida.

Condenado el SAS

a pagar 180.000 E

por no poner todos

sus medios para

detectar un cáncer

Vienedeprimerapágina

Los médicos E.P.B. y E.M.G. fueron

absueltos por la vía penal de un delito

de imprudencia porque, según

la sentencia, el cáncer de mama

que presentaba la paciente era muy

agresivo y se desarrolló en pocos

meses del año 1996, lo que explica

que no lo detectaran en las pruebas

periódicas que realizaron.

Este veredicto se conoció pocas

semanas después del fallecimiento

de la paciente F.L.J., de 47 años,

que llegó a declarar en el juicio, y

cuyo viudo y dos hijos han continuado

con la reclamación bajo la

dirección del letrado Pedro Arnáiz.

Los hechos ocurrieron a partir

de mayo de 1991, cuando F.L.J.

acudió al Centro Oncológico de Sevilla

con múltiples calcificaciones

en las mamas, y cuatro años después,

en abril de 1996, fue operada

y se le extirpó un tumor maligno de

mama de 7,5 centímetros que ya se

había extendido a otros órganos

del cuerpo.

La sentencia de lo contencioso

considera que «por parte de la administración

no se agotaron al máximo

los medios de que disponía

para conseguir la curación o evitar

la muerte» de la paciente, dado que

el cáncer es una enfermedad que,

aunque incurable en un estadio

avanzado, se puede tratar de ser

detectada precozmente.

La juez se ha basado en un informe

de los forenses de los juzgados,

quienes consideraron que al no extirpar

las calcificaciones en las mamas

se produjo «una situación de

riesgo, ya que evolucionan a cáncer»,

y que tampoco se hizo una radiografía

que«debió hacerse».

Los forenses aseguraron, además,

que si se hubiera extirpado

toda la mama de la paciente, y no

solo una parte para hacer el estudio,

«se hubiera evitado que el cáncer

se reprodujera».

La mitad de las

muertes súbitas de

bebés son evitables

MALAGA.— El cincuenta por ciento

de los casos de muerte súbita en

bebés, la tercera causa de fallecimiento

de niños nacidos vivos entre

los 0 y 12 meses de edad, podrían

evitarse si los padres adoptan una

serie de medidas básicas de prevención

como acostarlo boca arriba.

Acostar a los niños en colchones

duros, no abrigarlos demasiado,

mantener el entorno libre de tabaco

y amamantarlos con leche materna

son también algunas de las

recomendaciones para evitar una

muerte súbita en los bebés, según

explicó el médico adjunto del servicio

de Pediatría del Hospital Materno-Infantil

de Málaga, José López.

La parada cardiorrespiratoria

que causa la muerte súbita del bebé

tiene su origen en la inmadurez

del sistema nervioso y de los centros

que controlan la función cardiorrespiratoria,

lo que lleva a que

el niño deje de respirar mientras

duerme y no se activen los mecanismos

necesarios para evitarlo.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


El director del

'Espectador' colombiano

dice que el lema de la

seguridad relega al de la

justicia social

EDUARDO DEL CAMPO

7

22/04/2003

SEVILLA.- Los lectores de El Espectador, el periódico decano de la prensa colombiana

donde Gabriel García Márquez publicó Relato de un náufrago y vivió esa maravillosa

bohemia reporteril que cuenta en sus memorias, no tienen más que salir a la carretera

para arriesgarse a darse de bruces con la guerra que le cuentan en el papel sus

periodistas.

Pero desde que llegó al poder en junio Alvaro Uribe con su promesa de mano dura,

corazón abierto con los «subversivos» la situación ha mejorado, dice optimista Ricardo

Santamaría (42 años), uno de los directores de periódicos latinoamericanos y

españoles que participan en las jornadas Latinoamérica vista por los medios de

comunicación que celebra la Universidad Internacional de Andalucía en su sede

sevillana de la Cartuja. El director de la agencia Efe, Miguel Angel Gozalo, y el del O

Globo de Brasil, Rodolfo Fernándes, abrieron ayer el encuentro.

Como en gran parte del planeta, en Colombia reina hoy el lema de la Seguridad. «Un

resultado importante es que la gente volvió a salir a las carreteras con las caravanas

turísticas». ¿Cómo? «En las fiestas, los puentes, Semana Santa, la gente sale

protegida por caravanas militares [para que no la bloquee la guerrilla].Los que estaban

secuestrados en las ciudades volvieron a ir de vacaciones a Cartagena, a Medellín».


Los periodistas que más peligro de muerte corren no son los enviados especiales de

Europa o Estados Unidos, sino, con gran diferencia, los modestos informadores de

modestas radios, televisiones y periódicos locales, como los que en Colombia día a

día resisten las insoportables presiones cruzadas de paramilitares, guerrilleros,

narcotraficantes y sicarios de todo tipo «que no quieren que se publiquen ciertas

cosas». Presiones que acaban con un tiro en la cabeza. Colombia es, detrás de

Argelia, el país donde más periodistas mataron en la última década, 29.

«Tratamos de rotar a nuestros periodistas. Cuando tratamos un tema sensible

enviamos a alguien de Bogotá, está tres días y regresa». El Espectador (que ha

pasado de diario a semanario por la crisis económica) ha sufrido en el pasado

atentados y ha tenido que enterrar a compañeros. Pero ahora no tienen a ningún

miembro de la plantilla exiliado en Europa, como sí les ocurrió hace algunos años, o

les sucede aún hoy a periodistas amenazados de otros medios.

Santamaría resalta como un avance la ofensiva militar del Gobierno contra paras y

guerilla, la «importante» cooperación militar de Estados Unidos y España (que ha

donado aviones y carros blindados) o que 2.000 guerrilleros de las FARC o el ELN

hayan desertado para acogerse al plan de reinserción de Uribe (el corazón abierto),

pero critica que el discurso de la seguridad y la defensa haya relegado al de la justicia

social.

Dice sin embargo que el «factor fundamental» de la gran «tragedia colombiana» no es

tanto la desigualdad social como el narcotráfico, que durante décadas ha generado

ingentes recursos para perpetuar la guerra. «El narcotráfico lo único que ha hecho es

traer más pobreza, violencia y desolación ecológica. El agricultor que sembró

marihuana, amapola [para la heroína] y coca, es hoy más pobre. Los únicos que se

han enriquecido son los traficantes, gente que no invirtió en industrias sino en lujos

inútiles, como Pablo Escobar, que tenía una finca con rinocerontes».

Santamaría hablará hoy (18 horas) junto al director de publicaciones del Grupo Joly,

José Joaquín León. Antes, a las 12, lo harán el director de EL MUNDO de Andalucía,

Francisco Rosell, y el del Excélsior de México, Armando Sepúlveda. El director de La

Nación de Chile, Alberto Luengo, y la edición andaluza de El País, Román Orozco,

cierran mañana al mediodía las jornadas.


.

APOYO

.

El día en que en las favelas de Río puedan leer periódicos

SEVILLA.- El 11 de septiembre de 2001 el diario brasileño O Globo sacó por la tarde a

los kioskos de Río de Janeiro una magnífica edición extra con la imagen en la portada

de las Torres Gemelas que horas antes habían derrumbado en Nueva York. Los

caminantes se juntaban en la acera para leer los titulares colgados de las pinzas,

como si el desastre hubiera sucedido a la vuelta de la esquina.

Sin embargo, en las inmensas favelas que rodean y se incrustan en Río de Janeiro,

cada día del calendario es un sordo y arrastrado 11 de septiembre. Y el director de O

Globo, Rodolfo Fernándes, lo sabe. Salvar el abismo interno entre primer y tercer

mundo en uno de los países con una distribución de la riqueza más injusta «es uno de

los mayores desafíos de la prensa brasileña», decía ayer Fernándes, 41 años. O sea,

llegar al día en que los analfabetos marginados se conviertan «con mucha inversión en

educación» en lectores de prensa. Y por ahí va el presidente Lula.

«Un ejemplo que puede traer a Europa la prensa brasileña es que evolucionado para

ser plural, en medio de una guerra social».Una democratización de los medios que ha

permitido cambios como que «un obrero de izquierdas como Lula [Luiz Inácio Lula da

Silva, del Partido de los Trabajadores] haya llegado al poder». Los primeros meses del

ahora pragmático Lula han sido «positivos».«Muchos están sorprendidos de que haya

sabido romper con el pasado.Pero más ha sorprendido a los radicales de su partido».


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


El tesoro andalusí de la

familia Kati resurge de

Tombuctú

EDUARDO DEL CAMPO

7

24/04/2003

SEVILLA.- Dicen que al arabista norteamericano John Hunwick le dio un ataque

emocional cuando en 1999 el poeta e historiador maliense Ismael Diadie le enseñó

junto a la Curva del río Níger el tesoro de sus sueños: una biblioteca medieval

andalusí de más de 3.000 manuscritos del Corán, poesía o tratados científicos y

jurídicos que habían sobrevivido milagrosamente al viaje desde Toledo hasta el

corazón del Sáhara, al paso de los siglos, al expolio colonial francés, a los insectos,

las tormentas de polvo, las pugnas familiares y mil calamidades más.

El tesoro era lo que quedaba de la biblioteca de la familia Kati (deformación de Quti,

godo) que el antepasado de Ismael, Alí Ben Ziyad, de origen visigodo y andalusí,

fundó y se trajo consigo cuando, huyendo de un conflicto con los cristianos, se exilió

de Toledo en 1468 buscando «el país de los negros».

Ismael lo había descubierto metido en un baúl enterrado en la casa de sus familiares

en Kirchamba, una aldea a cuatro horas en canoa por el Níger desde Tombuctú, de

casas de adobe, sin luz eléctrica y con calor infernal. Ismael y su colega

estadounidense dieron la voz de alarma al mundo entre la maravilla y el temor: se

había hallado una documentación comparable, según Hunwick, a la del Mar Muerto,

pero corría el peligro de quedar reducida a arena del desierto.

Pero el descendiente de Alí Ben Ziyad ya puede respirar. Gracias a los 180.000 euros

(30 millones de pesetas) que ha donado la Consejería de Relaciones Institucionales de

la Junta de Andalucía, en estos días se construye en la mítica Tombuctú el edificio que


dará refugio a la colección de su familia, evitará su dispersión y destrucción y la hará

accesible a los investigadores.

Para contar esta exótica historia de europeos en Africa la consejería que dirige Juan

Ortega inauguró ayer la exposición Fondo Kati: Una biblioteca andalusí en Tombuctú,

compuesta de paneles, vídeos y una decena de manuscritos, que se podrá ver en la

sala San Hermenegildo de Sevilla hasta el 30 de este mes.

Diadie (formado en Granada) y el ministro de Cultura de Malí visitaron por la tarde la

exposición. Consigo traían los manuscritos de la muestra, como textos del poeta

granadino Ibn Al Jatib o del cordobés Fashasi. Además asistirán al hermanamiento del

pueblo sevillano de Constantina con el de Kirchamba.

Un viaje de vuelta que cierra el periplo por el que una familia goda islamizada y

andalusí (europea, al fin y al cabo) acabó mezclándose en la Curva del Níger con

dinastías negras y linajes de judíos sefardíes. El exiliado Ben Ziyad se casó con una

africana de la monarquía Songhay y de la unión interracial e intercultural nació

Mahmud Kati, «el primer Kati africano», un sabio cuya biografía es una obra cumbre

de la historiografía del continente.

En otro manuscrito describe esta fantástica lluvia de estrellas: «En el año 991 (1583),

en el feliz mes de rayab (agosto), cuando la media noche ya había pasado, las

estrellas corrieron por el firmamento como si éste se hubiera incendiado entero -este,

oeste, norte y sur-. Se convirtió en una llama brillante que alumbró la tierra hasta

después del amanecer».

«A la familia Kati hay que aplaudirle que no haya subastado ni un manuscrito», decía

Miguel Camacho, director del gabinete de la Consejería, al recordar el viaje que hizo

con el consejero en octubre y el intento de la Fundación Ford por llevarse el fondo a

Estados Unidos.

«De los 3.000 manuscritos, nos interesan sobre todo 300 andalusíes y otros 100

aljamiados [castellano con grafía árabe]; el compromiso es que se harán microfilmes

que se depositarán en el Centro de Estudios Andaluces de Almería», explicaba.

Que sea en Almería tiene también su razón sentimental. En Cuevas de Almanzora

nació Yuder Pachá, el jefe de la expedición que el sultán de Marraquech Al-Mansur


envió en 1590 para conquistar Tombuctú. Pachá y sus hombres, entre los que había

otros 3.000 andaluces y cientos de cristianos europeos conversos al islam (los

«renegados»), ganaron la batalla, cortaron con el sultán y se mezclaron con la

población. Desde entonces a sus descendientes los llaman los Arma. Qué

contradicción. De la Península Ibérica llegaron, así, el saber escrito y las primeras

armas de fuego.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


El Guadiamar sale

sonriente de su operación

de 'cirugía estética'

EDUARDO DEL CAMPO

5

25/04/2003

MEDIO AMBIENTE / QUINTO ANIVERSARIO DE LA ROTURA DE LA BALSA DE

BOLIDEN

SEVILLA.- Hay albañiles que levantan rascacielos, y peones, como Antonio El Charco,

que construyen paisajes, plantando retoños de árboles en vez de ladrillos, aquí a la

orilla del Guadiamar, en el paraje de Las Doblas, entre Aznalcóllar y Sanlúcar la

Mayor.Como unas trincheras del Somme sobre el que levantaran un jardín de infancia.

Pam, pam, pam. Antonio, 50 años, bigote blanco, clava a mazazos una estaca en el

barro para enderezar un sauce todavía niño.Hace un alto y remonta el río del recuerdo

cinco años, al 25 de abril de 1998, el día en que bajó de Aznalcóllar con su hermano y

quedó enterrado emocionalmente en una capa de lodo sin fin.La balsa minera de

Boliden había reventado y su vida hacía punto y aparte.

«Esto era una cosa negra que daba miedo. Yo pensaba, 'no hay persona en el mundo

que acabe con esto'. Que es que no era un coche volcado, no. Era para verlo. No

creía nunca en la vida que esto se pudiera acabar».

El Charco, jornalero, no volvió a cosechar nada y engrosó la legión de peones

restauradores medioambientales de Egmasa, la empresa de la Junta de Andalucía,

que se han ganado la vida quitando la porquería tóxica de Boliden desparramada más

de 40 kilómetros hasta el mismísimo parque de Doñana, con el lodo hasta la ingle.

Hoy hasta parece mentira que aquí haya ocurrido esa catástrofe que el New York

Times sacó en su portada apuntando a ese pueblecito de Sevilla, in Southern Spain.

«Ahora parece que esto es un comecocos, la gente que lo vea contará que aquí no ha


pasado nada». Aquí y allá se afanan sus compañeros, casi todos de Aznalcóllar,

muchos hijos de mineros e integrantes de «otra generación», dice Francisco, marcada

por el vertido y el cierre de la mina.

Para estos chavales éste ha sido su primer y único trabajo, ese perversamente

positivo efecto del vertido, a 32 euros el día.Sin embargo, la organización de

agricultores Asaja dice que desde 1998 se han perdido 74.000 peonadas en fincas

donde se vetó para siempre cultivar.

Están echando horas extras poniendo a punto esta zona recreativa con merenderos,

islotes artificiales, lagunas y senderos, porque el viernes, hoy, quinto aniversario del

vertido, dicen que viene la consejera de Medio Ambiente, Fuensanta Coves, a

inaugurarlo.

La enorme tarea de recuperar el cauce del Guadiamar, resumió esta semana la

consejera, ha costado a la Junta y al Gobierno 165 millones de euros, entre, junto a

otras partidas, retirar los lodos o plantar 1,7 millones de arbustos y árboles de hábitat

mediterráneo y de ribera.

Además, en este tiempo se ha expropiado e indemnizado a casi 300 agricultores,

ganaderos y arrendatarios para incluir sus terrenos, afectados por el vertido, en el

Corredor Verde diseñado por la administración. Fue la manera de darle la vuelta al

desastre y aprovecharlo, con aquello de que no hay mal que por bien no venga, para

conectar el ecosistema aislado de Doñana con su fuente natural de Sierra Morena.

Este es ahora el primer «Paisaje protegido» de Andalucía.

Aunque Ecologistas en Acción acusó a la Junta de «vender imágenes electorales» y

denuncia que si no se elimina y descontamina la balsa de Aznalcóllar, sobre el

Corredor Verde pende la amenaza de volverse «negro».

El que tiene motivos para sentirse orgulloso es Javier, el encargado a pie de obra, de

40 años e hijo, cómo no, de minero, que desde el primer día no ha hecho otra cosa

que limpiar: «Lo gordo ya está hecho. Ya sólo queda el mantenimiento, como cuidar a

un niño para que crezca. Esto está ahora a tope de aves. He tomado muestras de PH,

para ver si podemos regar con el agua del río lo que hemos plantado, y está bien.

¡Pero si en Buitrago [unos kilómetos aguas abajo] hasta han visto nutrias, y hay

tortugas y peces!», dice contento.


La restauración ha logrado, sostienen unos y otros, el no va más: mejorar el original.

Con esta cirugía estética, el paisaje ha resurgido, aseguran ellos que lo vieron, más

bello y limpio que antes del vertido. «Esto, antes, era una escombrera, un desastre: la

gente tiraba aquí la basura, ocupaba las orillas».

¿Más puro, también? Javier dice que en cinco años no ha visto ni un pájaro con el pico

torcido. Por si acaso, los científicos de Doñana piden prudencia y que no se tire aún el

dique que se construyó en Entremuros para proteger al parque del aluvión maligno.

Los trabajadores invitan a ver el parque forestal de Buitrago, en Aznalcázar, modelo de

cómo se aspira a dejar el Guadiamar en unos años.

Vamos. Miriam Fernández y Juani Rodríguez, de Aznalcóllar, 23 años, se apresuran

limpiando las escaleras de la casa rural del parque, por aquello de la visita de los

políticos el viernes.«La gente nos echaba la culpa a nosotros, y los dueños eran de

fuera», se rebela Miriam. Los dueños, claro. La sueco-canadiense Boliden Apirsa se

fue sin pagar la factura de la limpieza que la Junta le reclama en los tribunales sin

éxito.

De recuerdo quedan unas flechitas que apuntan en los troncos el nivel que alcanzó el

vertido, casi medio metro. Cualquiera lo diría, como dice Antonio el Charco. Porque

Buitrago, a los pies de Aznalcázar, sólo invita a la evasión del oasis y el jardín artificial.

Hay pasarelas de madera, feraces campos de césped, merenderos, lagunitas, y la

corriente del río que discurre henchido entre chopos hacia las marismas.

El paisaje se hace y se deshace. Lo ha visto Antonio Mateo. Tenía 13 años cuando

sacaba a pastar vacas por el cortijo Los Marañones de Aznalcóllar. Pocos años

después, bajo esa «yerba tan buena» abrieron la balsa de los residuos minerales, y él

ayudaba a levantar uno de los muros de contención. «No me imaginaba que se fuera a

romper». Pero lo hizo, y hoy él ayuda a repararlo.

Al final hizo falta el desastre para que se invirtieran millones: el mal que por bien no

venga. Lo sabe Javier, el encargado. Y lo dice Miguel A. Gómez, el candidato de Los

Verdes a la alcaldía de Sevilla: «Vamos a tener que hundir barcos de petróleo en la

costa para que rehabiliten luego el litoral».


APOYO

"Quien contamina, cobra"

No todos están satisfechos. Los Verdes acusan a la Junta de «triunfalismo», mientras

le señalan que faltan estudios epidemiológicos y que se está favoreciendo «un

segundo Boliden» con el proyecto de la mina de Las Cruces, no lejos de Aznalcóllar.

Lo coherente, dicen, no hubiera sido gastarse 70.000 millones de pesetas en arreglar

el río, sino evitar la causa del desastre: que se subvencionó a empresas

«depredadoras». Paradoja: «Quien contamina, cobra».

Agrio es también el balance de la organización agraria Asaja, que habla de 6.000

hectáreas afectadas, con un valor de 24.000 millones de pesetas de 1998. Un informe

suyo dice que aún hay una treintena de propietarios y arrendatarios, de los 300

afectados, inmersos en procesos judiciales con la Junta, inconformes con las

expropiación y frustrados por no volver a trabajar la tierra.

«Hay gente que ha perdido, pero otros que han salido ganando», advierte sin embargo

Antonio Manuel Franco, ya jubilado, paseando a caballo junto al Guadiamar en

Aznalcázar. El lodo «se quedó a un palmo» de su finca Pacano. Por eso se salvó de

que se la expropiaran. Ahora está encantado galopando por el Corredor Verde.Con tal

de que la Junta no le cierre con verjas el camino y le arreglen los baches...

¿Y los mineros? De los 425, tres cuartas partes se (pre)jubilaron, y del resto, 104 se

han recolocado y sólo cinco están en paro, dijo el consejero de Empleo, José Antonio

Viera, al mostrar el lado amable de la historia, ese Parque de Actividades

Medioambientales que pretende dar otra vida económica al pueblo y en el que han

prometido instalarse 11 empresas.


S6

FERIA 2003 / OTROS FERIANTES

Los solitarios de la

vejez se refugian en

la ciudaddela alegría

Un grupo de ancianos y personas desvalidas

‘se fugan’ unas horas a la Feria con los voluntarios

que alivian su soledad el resto del año

EL MUNDO, LUNES 28 DE ABRIL DE 2003

SEVILLA

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— Asunción Uribe espera

bajo el fulgor del mediodía al pie de

la portada de la Feria. Va vestida de

negro pero tiene los labios pintados

de rosa brillante, como si esa pincelada

de color en un atuendo tan

sombrío simbolizara su lucha por

salir de una Calle del Infierno en sesión

continua, la depresión. Cuenta

con la voz ralentizada aún por efecto

de las pastillas que hace once

años el amor de su vida le hizo «la

putada de casarse con otra». Luego

se intentó suicidar y estuvo en tratamiento

psiquiátrico. Vive sola.

El año pasado Asunción, de 57,

conoció a Ana Alba, de 49, una voluntaria

de la ONG de ayuda geriátrica

y familiar Geron. Y se hicieron

cómplices inseparables. Desde

entonces Ana acompaña a Asunción

cada fin de semana a tomar

café, pasear, ir a un concierto de

sevillanas, asombrarse en el circo,

charlar con nuevas amigas, en fin,

hacer esas cosas que en el agujero

de la tristeza no existen. «Ha dado

un cambio radical», dice Ana de su

hermana adoptada, comparando

su cara embotada de entonces con

ésta otra de los labios pintados de

rosa que hace el esfuerzo de vivir.

Las dos mujeres se aventuraron

ayer en la Feria de Sevilla para emborracharse

de vida con otra treintena

de personas, entre inválidos,

desvalidos o simplemente enfermos

de soledad, y los voluntarios

que son su contacto con el mundo.

En la comunión social de la Feria

y su alegría más o menos postiza

muchos se acaban dando cuenta

por contraste de lo solos que están;

pero ayer en esa excursión demayores

y voluntarios sucedía quizás

lo contrario: los solitarios profesionales

de la vejez celebraban esa mínima

compañía que los ha rescatado.

«No es sólo el hecho de estar

hoy en la Feria, es la ilusión devenir»,

decía Sara Jaén, la coordinadora

de voluntarios de esta asociación,

creada por profesionales de la

geriatría, que se dedica a visitar a

ancianos solos y/o inválidos, asistir

a sus familiares y gestionar residencias

y centros de díadelaJunta.

Juana se ha pasado la semana

como una niña, entusiasmada porque

hoy venía a Feria con su marido,

Pepe, después deaños sin pisar

esta ciudad de colorines donde son

siempre los demás los que se divierten.

«Haidoalapeluquería, se ha

levantado temprano, ha rezado para

que no lloviera», recuenta Sara.

Jorge empuja la silla de Manuel mientras, detrás, caminan Asunción (de negro), Ana y el resto del grupo, ayer en la Feria. / FERNANDO RUSO

A fuerza de estar juntos, la relación

entre asistente y asistido se nivela.

Ana dice que ella, con sus hijas

y su marido todo el día en la calle,

también se sentía «sola en casa», y

que al final ha sido Asunción, la enferma,

la que le ha dado compañía.

Otro caso de emocionante simbiosis

es la que han forjado Jorge

Peralta, un animador sociocultural

y auxiliar de enfermería de 27

años, y Manuel Jiménez, un antiguo

carpintero de casi 87 años que

desde hace siete está encadenado a

una silla de ruedas con la parte izquierda

del cuerpo casi paralizada.

Se llevan 60 años, pero dice Jorge,

el motor de la silla, que se han

saltado la barrera generacional. El,

que nunca antes había tratado a un

anciano, ha trabado con el octogenario

Manuel una cómplice relación

que le aporta la «sabia» visión

de la experiencia. «Quedamos los

sábados por la mañana, damos una

vuelta por el centro, vemos a las niñas,

hablamos de fútbol, de cosas

de hombres, sin censura. Cada vez

me cuenta cuestiones más personales»,

dice el joven. «Yo seré viejo,

pero las chavalas me gustan como

a ustedes, ¿eh?», aclara el veterano

desde su silla, feliz porque

hoy ha salido del encierro forzado

del hogar. «Lo que yo quiero es estar

en casa lo menos posible».

Yelgrupoechaaandarhaciala

caseta del distrito Nervión-San Pablo,

a comer, cantar y hacer esas

cosas que se hacen en la Feria. Pero

la diversión deundía especial

apenas distrae la angustia del resto

del año. Como la de Lázaro Fernández,

un voluntario que anda sin

saber qué hacer con una familiar

inválida, Concepción.

«Está en el hospital San Juan de

Dios paralizada en la cama con una

embolia desde hace un año, pero la

Junta no nos da una plaza para que

esté en una residencia asistida»,

contaba preocupado, sin disfrutar

del día de Feria. «Su marido gana

90.000 pesetas, pero si te pasas un

poco con los ingresos, te ponen en

la lista de espera. Si le dan el alta la

entierran en vida en su casa. Vive en

un cuarto sin ascensor. Y no es un

caso aislado. Esto lo sufren muchísimas

familias en Andalucía».

Invita a mamá con

a comer en

ESPECIAL

DIA DE

LA MADRE

■ Recorta los cupones que

aparecerán publicados en EL MUNDO

los días 1, 2 y 3 de mayo ■ Pégalos en

la cartilla que EL MUNDO publicará el

jueves 1 de mayo en la cual te encontrarás

con el primer cupón de regalo

■ Presenta el 4 de mayo, la cartilla con los 3 cupones diferentes en

cualquier establecimiento Burger King y al comprar un MENU BIG

KIDS, obtendrás un MENU WHOPPER GRATIS

PARA TU MAMA.

Menú

Whopper

El Menú Big Kids consta de: ■ Hamburguesa a elegir entre: Whopper Junior, Doble Cheeseburger o Tenders x 6

■ Patatas pequeñas ■ Refresco pequeño ■ Postre: Postre: Mini-Natillas de Danone (2 sabores) ■ Un juguete.

El Menú Whopper consta de: ■ Hamburguesa Whopper ■ Patatas medianas ■ Refresco Mediano ■ Promoción válida

en todos los restaurantes Burger King ■ Promoción válida el 4/05/03 ■ No acumulable con otras ofertas o cupones.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Arenas y Zaplana entregan

al dúo de 'Macarena' la

medalla al Mérito en el

Trabajo y dicen que son

«referencia» para España

EDUARDO DEL CAMPO

11

12/05/2003

SEVILLA.- Dale a tu cuerpo alegría Macarena... Antonio Romero Monge y Rafael Ruiz

Perdigones, el dúo sevillano Los del Río, ya pueden exigir que los traten de

Excelentísimos Señores desde que los ministros de Trabajo y Asuntos Sociales,

Eduardo Zaplana, y Administraciones Públicas, Javier Arenas, les prendieron ayer en

las solapas del traje las medallas al Mérito en el Trabajo, categoría de oro.

Con ellas el gobierno honra por decreto sus 41 años de carrera musical, cuya calidad

será largamente cuestionada por sus detractores, pero de cuya longevidad y cantidad

al menos (millones de discos vendidos, bolos actuados, décadas en el ruedo) cabe

poca discusión.Porque su mérito tiene haber conseguido que un presidente de

Estados Unidos, Bill Clinton, hiciera el ganso en un acto electoral siguiendo los pasos

de baile de su universal Macarena, no la virgen sino la otra, o acaparar discos de

platino de Manila a Nueva York.

La entrega de las medallas, celebrada a la taurina y canicular hora de las cinco y

media en la sede de la Delegación del Gobierno en Andalucía, en la torre sur de la

Plaza de España de Sevilla, tenía el aire de un acto subliminal del PP, con su plana

mayor, y lo que los novelistas naturalistas llamaban las «fuerzas vivas» de la ciudad

arropando a los veteranos y, ayer, felicísimos cantantes.


En orden jerárquico, además de los ministros, no uno sino dos, estaban el delegado

del Gobierno en Andalucía, Juan Ignacio Zoido, el secretario general del PP andaluz,

Antonio Sanz, y el candidato popular a la Alcaldía de Sevilla, Jaime Raynaud. Junto a

ellos, Francisco Toscano, el alcalde (socialista) de Dos Hermanas, pueblo natal de Los

del Río, y el regidor de Utrera. Pero es que además estaban presentes jefes

regionales de la Policía Nacional y la Guardia Civil, empresarios y conocidos.

Las fuerzas vivas rendían así tributo a una de las vivas encarnaciones de sus gustos

artísticos. En una tribuna se apretaban fotógrafos y cámaras de la tele, en sinestésica

comunión los de la prensa rosa y la seria. Entre los cerca de 200 invitados, más

folclóricos y fuerzas vivas, desde el embajador Manuel Prado y Colón de Carvajal

hasta el cantaor Juanito Valderrama o Carmen Tello, la famosa esposa de Curro

Romero.

Que tu cuerpo es pa darle alegría y cosas güenas...

¿A quién se le ocurrió conceder «la más alta distinción» laboral del Estado a Los del

Río? Formalmente la propuesta partió del ministro de Trabajo, el valenciano Eduardo

Zaplana, pero todo apunta a que el contacto ha sido Javier Arenas, amigo íntimo del

dúo (o al menos así se expresó) y admirador de su música y su «manera de

contemplar la vida».

Antonio Romero Monge cantaba al agradecer el premio: «No es solamente a Los del

Río, sino a la música de Andalucía que hemos llevado por el mundo entero».

«El 80 por ciento del premio es de estas dos cortijeras», dijo generoso su media

naranja Rafael Ruiz Perdigones (el guitarrista) refiriéndose a sus mujeres, Reme y

María Isabel.

Los ministros aprovecharon su intervención para dar una clase didáctico-electoral

sobre cómo dos «trayectorias ejemplares» como las de Los del Río son, en palabras

de Zaplana, «un reflejo del país» y una «referencia» de las que necesita España.

Como se trataba de hablar de trabajo, el ministro del ramo blandió el dato

«tremendamente positivo» de que la lista de parados «se está reduciendo de forma

evidente» y aseguró que vamos camino de convertir en realidad lo que hace unos

años era «la quimera del pleno empleo».


Arenas, el padrino real del premio, contó una anécdota sobre las «deliberaciones» del

consejo de ministros sobre la propuesta de Zaplana, a quien ese día acompañaba en

la silla de al lado.Dijeron que había que premiar a Rafael Ruiz Perdigones y Antonio

Romero Monge. ¿Quiénes? «¡Los del Río!, dijimos, y entonces el gobierno dijo a la

vez, como en la Macarena: 'Aaa-ah'».

El sevillano Arenas recordó la primera intervención del dúo hace 41 años en la cadena

Ser, y que hay quien cree que «son hermanos, pero son mucho más». Y luego,

barriendo para casa, los puso como ejemplo de que «en esta sociedad de las

oportunidades se puede triunfar a base de constancia», independientemente (eso dijo)

del entorno en el que uno haya nacido. O sea, para que lo traten a uno de

Excelentísimo Señor basta con seguir el camino de Los del Río. ¡Eeeeehhhhh Macarena!

Aaa-ahh.


A6

EL MUNDO, DOMINGO 18 DE MAYO DE 2003

ANDALUCIA

ELECCIONES 25M

ESCENAS ELECTORALES

● En Albuñol (Granada) la renovación del PSOE pasa por el enfrentamiento entre el alcalde y su hija

● María José Sánchez ganó las primarias por un voto, y ahora José Sánchez afirma que fue un «pucherazo»

● Tras el cisma, el regidor se presenta por libre, pero dice que está dispuesto a cederle a ella el poder

Sánchez contra Sánchez

EDUARDO DEL CAMPO

ALBUÑOL.— La renovación de Zapatero

en las entrañas del PSOE ha

tenido un efecto colateral de ecos

freudianos en Albuñol, un pueblo

de la costa tropical granadina donde

la candidata del PSOE, María José

Sánchez Sánchez, se enfrenta a

su padre, el alcalde José Sánchez

Rivas, tras haberle ganado ya en las

primarias por un solo voto. El guerrista

que, dice él, había sido desde

1979 el hombre fuerte del socialismo

en Albuñol no soportó el «pucherazo»,

se dio de baja con otros

militantes y ahora se presenta por

libre contra su hija renovadora.

Ya ni se hablan. «Fue la peor nochedemis55años

de existencia»,

dice dolido José Sánchez refiriéndose

a aquel domingo 21 de enero

en que la asamblea de la agrupación

local, rota, apoyó la candidatura de

la menor de sus dos hijas, que va a

cumplir 25 años, frente a la suya.

«No es la hija que yo he conocido,

no le he dado una educación para

quemehagaloquemeestá haciendo»,

se lamenta solo en su despacho.

El alcalde-padre, separado de

su mujer desde hace un año,ala

que reprocha en parte haber «animado»

a la desafiante, no encaja la

idea de que su hija tenga voz propia,

por doloroso que sea su ejercicio, y

prefiere achacar la decisión deMaría

José de encabezar la lista «rebelde»

ala«manipulación» de la ejecutiva

de la agrupacióny«el suegro de

su novio», que«la usan como mando

a distancia» para un «linchamiento

político y personal».

Según su versión, el aparato provincial

gestionó afiliaciones afines a

la candidata renovadora y no tramitó

a tiempo las que presentó él, de

modo que perdiera las primarias.

«Ya se estaba cocinando el pucherazo».

Perdió 17 a 16. «Porque llamaron

a uno que iba a votarme para

que no fuera».

El alcalde ya había llegado antes

a un callejón sin salida. Tras ser absuelto

de una denuncia de IU por

cobro irregular de sueldos, sus propios

concejales empezaron a «dinamitarlo».

Hoy gobierna a solas con

dos ediles fieles. Sus rivales, añade,

«usaron» además las tensiones familiares

de la separación.

El alcalde de Albuñol, José Sánchez, con la foto de su hija María José, que le disputa el poder tras dividirse el PSOE. / EDUARDO DEL CAMPO

El tiene estudios básicos y cultiva

en un invernadero de su propiedad.

Ella es licenciada en Económicas y

trabaja en Granada en una fundación

dedicada a las prospecciones

del mercado de trabajo. Como padre

defiende con orgullo que su hija

es intelectualmente superior, pero,

como rival, duda de su capacidad:

«En política está verde».

«Me he comprometido a

encabezar un proceso

de renovación de ideas y

personas», dice la hija

El día anterioralaasambleadel

cisma se reunieron. «Le dije que desistiera

y fuera conmigo en una candidatura

de consenso, y que barríamos».

Pero a quien le había llegado

su hora era a él. «Papá, situgestión

es excelente, pero es hora ya de que

te retires», dice que le respondió. A

la desesperada, apeló a los asamblearios.

«Pensad lo que vais a hacer,

que también sois padres». Yno

ablandó los corazones.

María José Sánchez rehúye al periodista

harta, dice, del «enfoque»

de la prensa sobre este atípico duelo,

pero al final responde, escoltada

por ex compañeros del padre. ¿Pucherazo?

«La asamblea fue legítima

ydemocrática. El no la impugnó.

Votaron al candidato que más le

gustaba». ¿Manipulada? «La idea de

que me presente yo surge de él; él

dice que no va a encabezar la lista y

propone que lo haga una de sus hijas,nosé

por qué decide cambiar».

Un punto agresiva, decidida, con

golpes de nudillo en la mesa, no parece

la candidata títere que el alcalde

presenta. «Me he comprometido

a encabezar un proceso de renovación

de ideas y personas», afirma

fríamente. «Las personas llegan y

pasan, un partido como el PSOE no

se puede basar en una sola persona,

sino en las ideas». Por eso ve «absurdo

centrar la discusiónenquesipadres

o hijos». Y lo importante para

ella es la participación, promover la

cultura, diversificar la economía y

fomentar el empleo, su especialidad.

Se siente a gusto en este PSOE

que reclama la igualdad de género/a

con ese/a alcalde/esa «para todos y

todas» del eslogan/a. Y frente a la

crítica de inexperiencia de su padre,

recuerda que ella montó las Juventudes

Socialistas del pueblo con 16

años.SiSánchez padre dice que el

reto filial ha sentado mal en un pueblo

conservador, Sánchez hija dice

que sólo oye palabras de «apoyo».

El caso es que José añora a María

José y al fin le vence el sentimiento

al soltar que «como buen padre y

buen socialista» está dispuesto, si

gana él, a cederle a ella la Alcaldía,

y sus ediles al PSOE. «No haré oposición

a mi hija nunca». Se conformaría

con una concejalía para «ayudarla»

desde dentro. Codo a codo,

amigos como antes. Tan paternal.

Pero la hija rechaza el sentimentalismo,

incompatible con el poder.

«No hay pactos posibles. Apelo al

voto útil. Vamos a ganar». Freud

electoral: para ser uno mismo hay

que matar al padre... En las urnas.

BREVES

Políticos sin campaña y

en la cama, por

prescripción facultativa

MALAGA. Varios políticos andaluces

se han quedado sin

campaña por inoportunos problemas

de salud. Es el caso de

Dolores María Fernández,número

cuatro del PA en Nerja,

que ha sido operada de urgencia

de apendicitis. Otro susto

fue el que se llevó el también

andalucista José Diego Artero,

segundo en la lista granadina

de Motril,que fue hospitalizado

varias horas,tras tragarse

parte del bolígrafo que mordisqueaba

en un acto electoral. El

popular Salvador Fuentes ha

sufrido un accidente doméstico

que le ha dejado varios puntosdesuturaenlanarizyla

boca y algún diente menos. Su

compañero Rafael Salas guarda

reposo,tras haber sido sometido

a un trasplante de riñón

del que se recupera satisfactoriamente.

En el caso de

Antonio Romero (IU),un repentino

accidente bascular

provocado por una subida de

tensión le ha obligado a permanecer

semanas de reposo. El

candidato de la coalición formada

por el PA y los independentistas

de Torre del Mar a la

Alcaldía de Vélez-Málaga,Manuel

Rincón se recupera de

una hepatitis B.

Veinte perros ‘verdes’

acuden al primer mitin de

mascotas de la historia

GRANADA. Una veintena de

perros de diversas razas asistieron

ayer,en Granada,acompañados

de sus dueños al primer

mitin de la historia para

mascotas,organizado por Los

Verdes,en el que su candidato,

Francisco Garrido,se comprometió

a aprobar una ordenanza

de defensa de los animales.

En la céntrica Plaza Bib-rambla

y bajo una carpa verde instalada

para proteger a las mascotas

del sol,Garrido se dirigió a

los asistentes,con un cachorro

de pastor de los Pirineos en los

brazos,para anunciar las propuestas

electorales de su partido

en defensa de las mascotas.

Durante su intervención,anunció

que Los Verdes impulsaría

una ordenanza de protección

de los derechos de los animales

y un sistema de guardería y

adopción para evitar el sacrificio

de los abandonados.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

A10

ELECCIONES 25M

EL MUNDO, MARTES 20 DE MAYO DE 2003

ANDALUCIA

ESCENAS ELECTORALES

● La señora Lucíanodiceaquién votará de alcalde: ¿AsuhijaLucy,delPP,oasuhijoAntonio,delPA?

● Los hermanos rivales de Riogordo, en Málaga, se sienten «un ejemplo de normalidad democrática»

● A ella no le inquieta que su novato hermano le arañe votos, sino que vaya a sufrir metiéndose en política

Si todos los políticos fueran como hermanos

EDUARDO DEL CAMPO

RIOGORDO.— La señora Lucía lo

va a tener «muy difícil». ¿A quién votar,

a Lucy, la candidata a alcaldesa

por el PP, o a Antonio, el de los andalucistas

del PA? Es que los dos

son hijos suyos. «Lo echaré a suertes»,

bromea la madre de María Lucía

Gavilán y Antonio Vicente Gavilán

en la casa familiar de Riogordo,

un pueblo de agricultores y albañiles

de 2.800 habitantes en los montes de

Málaga en el que han gobernado IU,

PP y, ahora de nuevo, PSOE. El tío

de los hermanos, Antonio Pascual,

ya fue alcalde en la dictadura.

Para evitar agravios, la madre no

suelta prenda de su intención de voto,

aunque aclara que no será uno

salomónico en blanco. «No voy a

desvelárselo a nadie, es secreto».

Lucía, profesora de matemáticas

en el instituto local, de 35 años y

madre de dos hijos, es la única mujer

de la candidatura popular, pero

al menos va la primera de la lista

respaldada por su experiencia de

ocho años como concejal, de ellos

cuatro de teniente de alcalde cuando

gobernó el PP de 1995 a 1999.

Antonio, también profesor, en su

caso de historia en el instituto jesuita

San Estanislao de Málaga, de

40 años y padre de otros dos hijos,

cumple su vieja aspiración depresentar,

por primera vez, una candidatura

andalucista, y aunque es un

novato electoral arrastra la popularidad

de sus actividades sociales,

sobre todo al frente de la organización

del ya famoso vía crucis viviente

de El Paso de Riogordo.

Ella representa a la samaritana

quedaaguaaJesús enelpozode

Jacob. El, a Pilatos. Si se llevan tan

bien como parece viéndolos juntos

en casa de la madre es porque de

puertas adentro no mientan la política.

«En la familia no vamos a hacer

campaña. Que cada uno vote a

quien quiera, es más una cuestión

ideológica», dice Antonio, que llega

ilusionado de la imprenta con los

folletos de su programa y saldrá en

un rato a repartirlos mano a mano.

En esto del programa se ha adelantado

a Lucía, pero ella le ganó

de mano colgando anoche en las

farolas los carteles con su rostro

afable: «Por una buena gestión».

Lucía Gavilán, número uno del PP en Riogordo (Málaga), en pose de pulso con su hermano Antonio, candidato por el PA. / JESUS DOMINGUEZ

En la política local, los programas

se parecen porque los problemas

son evidentes: que el consultorio

abra 24 horas, usar un centro

cultural hoy «abandonado», crear

empleo. ¿Pero en qué discrepan,

quién es el mejor? Hay que pincharles

un rato para que debatan (en el

pueblonohayningún cara a cara)

con el periodista de moderador.

Los dos son profesores y

actúan en el vía crucis

de El Paso: ella hace de

samaritana, él de Pilatos

—Aquí todo el mundo ha gobernado

y ninguno ha sacado a Riogordo

de su estancamiento –lanza

Antonio la primera puya.

—Joé, estancamiento económico...

¡Es que él tiene muchos pajaritos!

Cuando llegamos había 80millones

de déficit y lo dejamos en 20.

Es que las cosas son muy lentas...

–se defiende Lucía.

—Es verdad lo que dice, pero lo

lógico hubiera sido que la gente los

hubiera seguido apoyando, y no fue

así–contraataca un ágil Pilatos.

Muchos habitantes de esta zona

relegada de Málaga cobran el subsidio

del PER. Pero Lucía cuenta

que el conflicto que desató la reforma

del Gobierno no le ha afectado.

En su campaña por casas y mercadillos

sólo ha oído el reproche de un

ex alcalde socialista. Está de acuerdo

en que el Gobierno lanzó el proyecto

«sin mascar», pero insiste en

que el asunto «está olvidado» yno

le va a quitar votos. Con la guerra

de Irak, lo mismo. La única crítica

fue la de un vecino que, cuando estaban

haciendo una encuesta de

propuestas, le devolvió el cuestionarioenblancoyconun«Noala

guerra» como única contestación.

—Yo creo que el PER sí que le va

a afectar a ella, más que la guerra o

el Prestige. Le va a quitar votos

–contradice el hermano.

Los dos dicen que el amor fraternal

no les predispondrá para sellar

pactos (PP y PA gobernaron en Sevilla,

por ejemplo, y se odiaban), ni

apretar juntos la pinza contra los

socialistas si van a la oposición.

Antonio piensa arañar votos a

los partidos rivales, incluido el de

su hermana. El PP ganó al PSOE en

1995 por sólo 30 votos de margen,

así que una voluntad perdida puede

ser fatal; pero no es eso lo que inquieta

a Lucía, sino los disgustos

que teme que se lleve su hermano

entrando en política. «Me dio pena

de que se presentara, para meterse

en estos problemas».

Antonio ve el punto positivo. «En

este pueblo aún persiste la coacción

y el miedo a la hora de votar», dice

señalando al PSOE. «Quiero que la

gente exprese sus ideas y viva la política

con normalidad democrática,

como yo y mi hermana. Somos un

ejemplo». Ella asiente. Y se hacen

la foto juntos antes de tirar cada

uno por su lado. Antonio con sus folletos

nuevos, Lucíaenuncocheforrado

con su cara y altavoces con la

musiquita del PP a toda pastilla: tiní,

ti-ní, ti-ri-ni-ni-níííí...

BREVES

12.361 agentes velarán

por la seguridad en

las elecciones

SEVILLA. Un total de 12.361

efectivos de las Fuerzas y

Cuerpos de Seguridad del Estado,

en concreto 4.930 agentes

de la Policía Nacional y 7.431 de

la Guardia Civil, compondrán

en Andalucía el dispositivo que

el próximo domingo velará por

la seguridad con motivo de las

elecciones municipales. El delegado

del Gobierno en Andalucía,

Juan Ignacio Zoido, explicó

que con respecto a las elecciones

generales y autonómicas

del 2000 se ha producido

un incremento del 10 por ciento

de los efectivos de Policía

Nacional y de casi un 20 por

ciento de Guardia Civil. El censo

electoral para las elecciones

del próximo domingo en Andalucía

está compuesto por un

total de 6.093.359 personas,

que elegirán a 8.795 concejales

para los 770 municipos

existentes en la comunidad autónoma,

según los datos aportados

por el delegado del Gobierno.

La región contará con

un total de 3.736 colegios electorales,

en los que se distribuirán

9.530 mesas, y dispone

asemás de 59 Juntas Electorales

de Zona.

El PP pide el «voto útil

del cambio»a indecisos

y abstencionistas

HUELVA. El secretario general

del PP andaluz, Antonio Sanz,

pidió hoy el «voto útil del cambio»

al 50 por ciento de indecisos

y abstencionistas que reflejan

las últimas encuestas y a

los jóvenes que acudirán el

próximo 25 de mayo a las urnas

por primera vez para hacer

frente a la «coalición radical de

izquierdas social-comunista»

que, a su juicio, representan las

candidaturas de PSOE e IULV-

CA. Sanz, que visitó la localidad

onubense de Almonte para

apoyar la candidatura del popular

José Antonio Domínguez,

manifestóque los últimos

sondeos de intención de voto

«confirman la tendencia de

crecimiento imparable del PP y

el fracaso de la estrategia del

PSOE de crispar e intentar enfrentar

al PP con la sociedad

andaluza» y se mostró convencido

de que su partido «crecerá

en votos y en alcaldes» tras

el próximo 25 de mayo.


A8

EL MUNDO, MIÉRCOLES 21 DE MAYO DE 2003

ANDALUCIA

ELECCIONES 25M

ESCENAS ELECTORALES

● En Torredonjimeno (Jaén) se enfrentan el alcalde de IU más antiguo con el inventor deEl Gran Polvo’

● Miguel Anguita acusa al empresario Javier Checa de ‘proxeneta’, pero sus planes causan sensación

● «Aquí la gente tiene ganas de marcha», dice el andalucista tras cambiar ParísyMálaga por su pueblo

La ortodoxia contra el ‘show business’

EDUARDO DEL CAMPO

TORREDONJIMENO.— El choque

entre dos políticas antagónicas ha

convertido esta campaña en una de

las más apasionantes en la historia

de Torredonjimeno, un pueblo jiennense

de 13.800 vecinos «en el culo

del mundo» donde no ocurría gran

cosa..., hasta que llegó el escándalo.

El alcalde más veterano de Izquierda

Unida en España, el profesordematemáticas

jubilado Miguel

Anguita (amigo pero no familiar del

ex coordinador), un hombre recto y

de orden que lleva en el cargo desde

las primeras municipales de 1979, se

va a batir a vida o muerte conelmago

del show business Javier Checa,

el empresario y candidato del Partido

Andalucista que, entre sus trillones

de actividades, inventó y emitió

en Málaga durante dos temporadas

un original remedo porno del aburrido

Gran Hermano: El Gran Polvo.

Checa arrasa: subió al equipo de

fútbol del que es presidente a Segunda

B (aunque acaba de bajar),

trajo a Los Panchos para presentar

su candidatura, invita a la juventud

a barra libre en un acto de campaña,

ha dado trabajo a 100 mujeres, regaló

un autobús a sus paisanos, promete

atraer 300 millones de euros

de inversión, más 1.600 empleos,

más un hipódromo amateur, más

una plaza de toros, más una vuelta

al mundo para los diez mejores estudiantes

de bachillerato, más...

«¿De dónde vienen los dineros?

¿Sólo de la pornografía? Está inyectando

mucho dinero en el pueblo,

lo que no sé es de dónde»,atiza

en su despacho Miguel Anguita,

sembrando la duda sobre un rival

al que tacha de ser un populista

«peor que Gil» y de representar un

«peligro» para la democracia y la

convivencia por traer «métodos de

la Costa del Sol que aquí no sirven».

Si se ha presentado otra vez a

sus 62 años es por la «obligación

moral» de «evitar que Torredonjimeno

caiga en el caos». Cada vez

más indignado, ataca: «Le he dicho

proxeneta, y no me arrepiento».

Uno espera encontrarse con un

sátrapa. Pero Javier Checa es, o se

muestra, como un ser encantador y

sensible: un niño grande con una

habilidad pasmosa para exprimir

El empresario y candidato andalucista en Torredonjimeno, Javier Checa, en el estudio de su televisión local. / FRANCISCO VEGA

negocios. «Yo no he asesinado a

Kennedy, señor alcalde», contesta

con sorna, aunque él mismo ha sido

imputado por injurias por acusar

a Anguita de corrupto.

«Me tachó de proxeneta, de traficante

de drogas. Me voy a querellar

y pedirle 50 millones. ¿De dónde saco

el dinero? ¡De las ideas! En este

país no se respetan: si alguien tiene

Checa es un populista

con encanto y ‘glamour’

al que duele que

comparen con Jesús Gil

éxito, se le hace traficante», contraataca

en su cuartel. «Me molesta la

comparación con Gil. ¡Que estoy en

mi pueblo!», protesta, aunque daría

su brazo por «hacer de esto Marbella».

Optimismo no le falta, no: «Estamos

en segunda línea de playa».

En este edificio del polígono industrial

ha instalado a sus cien televendedoras

de productos de Securitas,

Auna y Uni2; sus estudios

de radio y televisión (Tosiria TV), y

una carpa de actividades varias

que llama, con fabuloso desparpajo

para trucar el cobre en oro, «Palacio

de Exposiciones y Congresos».

Su Diario Torredonjimeno está

consagrado a su propaganda.

Javier Checa, de 47 años, con

dos hijos vietnamitas adoptados,

fue camarero en Guadalupe, guía

de jubilados en Mallorca y periodista

radiofónico en Francia (adonde

emigró unos años de niño) antes de

manejar millones. Acota que esa

fortuna no especificada no es suya

sino de la empresa CHL Group, de

su compañero Christophe Leglanic.

En París inventó el festival de

baile retro que exportaría con éxito

a Torremolinos. Además es director

sui generis del Diario Málaga. Sus

18 años en Francia le dan glamour.

El alcalde, tras sacar a relucir el

local gay La Posada de García Lorca

o la web sexyamor.com, dirá

que su rival está ahora «intentando

lavar su imagen», y «ya no saca

esos anuncios de follarpuntocom».

El aludido se ríe. ¿Pero quién se

escandaliza? «Me lo dijeron en Vía

Digital,elsexoyelfútbol es lo que

más vende. ¿O vosotros no tenéis

páginas enteras de contactos?» ¿Y

el antecedente del Gran Polvo, no

espanta a las abuelas? «¡Al contrario!

Pero si vienen y me dicen:

‘Oye, ¿y eso cómo se hizo?’».

Su tesis es que ha llegado para

despertar al pueblo de una siesta

de 24 años con «Miguel Breznev»,

porque la gente «tiene unas ganas

de marcha despampanante». Se

dio cuenta, dice, el día quepusoa

sus futbolistas a jugar con falda escocesa,

y el campo se llenó de mujeres.

«Están marginadas por la hipocresía

que hay».

Anguita le acusa de «vender humo».

El, en cambio, se ve como un

«productor a la americana con los

pies en el suelo» ydaporhechoque

llegará al poder y demostrará que

hace los sueños realidad: ésa será

su «venganza» contra los que, de niño,

le decían al oír su desbocada iniciativa:

«Anda, que estás chalao».

BREVES

Artehnatiba Miheña se

presenta para reivindicar

la oficialidad del «andalú»

MALAGA.— Un nuevo partido se

presenta a las elecciones con

su nombre escrito en «andalú»

y con la intención de reivindicar

este habla como lengua y de

instaurar el 28de septiembre

comoDíadelaLenguaAndaluza,

según explica uno de sus impulsores,

el escritor en andaluz

Huan Porrah (Juan Porras).

«Alternativa Mijeña-Artehnatiba

Miheña» es la denominación,

en castellano y andaluz,

que aparece en las papeletas y

carteles electorales de esta formación,

que se presenta por

vez primera a unos comicios y

lo hace en Mijas (Miha, en andaluz),

pueblo de Málaga famoso

por los burros-taxi que acogió

el pasado verano el Primer Encuentro

de Escritores en Andaluz.

«Demostramos que queremos

llenar la cultura andaluza

de contenido, reivindicar las

raíces de nuestra cultura y dar

dignificación y oficialidad a la

expresión de la forma de habla»,

dijo a Efe Porrah, vice-coordinador

de esta formación.

Advierten de que no son «cuatro

locos», ya que «la gente está

muy de acuerdo con reivindicar

nuestra cultura, nuestra

lengua y expresividad».

El director del Cervantes

de Nueva Yorklamenta la

falta de grandes oradores

MALAGA.— El discurso que están

utilizando los políticos en

esta campaña electoral está

marcado por «la atonía y el

aburrimiento», debido a que

no existen «grandes oradores»

en la política española y los líderes

tienden «a la repetición

de clichés», dijo a Efe el filólogo

malagueño Antonio Garrido

Moraga, director del Instituto

Cervantes en Nueva York y ex

edil en Málaga con el gobierno

del PP de Celia Villalobos. Según

Garrido Moraga, que dirigió

la tesis de Susana Guerrero

El lenguaje político español,

editada por Cátedra, hay cuatro

temas –el Prestige, laguerra

en Irak, la seguridad ciudadana

y el precio de la vivienda–

que «son de carácter nacional

y afectan a la gobernación del

país», y «después en cada municipio

hay aspectos concretos,

pero éstos han pasado a

un segundo término».

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


A8

EL MUNDO, VIERNES 23 DE MAYO DE 2003

ANDALUCIA

ELECCIONES 25M

ESCENAS ELECTORALES

● Ramón Palacios es alcalde de La Carolina (Jaén), senador, amigo de los Aznar y un patriarca del partido

● Opositores y vecinos lo acusan de haber comprado voluntades desde el franquismo como un «cacique»

● Los gitanos van a entregarle en persona su voto por correo: «¿Uno dóndeva?Alquetedadecomer»

‘Don Ramón’ o el rostro eterno del PP

El senador del PP y alcalde del pueblo jiennense de La Carolina, en el concurso ganadero de la última feria. / FRANCISCO VEGA

EDUARDO DEL CAMPO

LA CAROLINA.— Hay un pueblo de

Jaén, llamado La Carolina, donde el

tiempo político no parece pasar.

Aquí, Don Ramón se gobierna desde

el franquismo con modos que

muchas veces recuerdan más a los

caciques del siglo XIX que al raciocinio

que guió su fundación en el

XVIII, cuando el ilustrado Pablo de

Olavide era el intendente.

Lo más llamativo es que el alcalde

de La Carolina, el senador Ramón

Palacios, es uno de los patriarcas

delPPyamigoíntimo de los Aznar;

un hombre influyente a quien

en los últimos años han venido a visitar

15 ministros populares, desde

Montoro a Piqué, con millones bajo

el brazo para convertir la localidad

en un escaparate regional del partido.

«Don Ramón» no parece un alcalde

sino un ministro cuando llega

metido en una burbuja de temor reverencial

a inaugurar el XXI Concurso

morfológico de ganado selecto,enundía

en que se unen la campaña

política con la feria del pueblo.

Según la versión oficial nació en

1925, pero sus opositores aseguran

quesequitaaños y que en realidad

va camino de los 83. Al ver entrar a

este elegante ¿octogenario? con el

pelo teñido de dorado una banda se

lanza a tocar pasodobles. La imagen

retrotrae a la España cañí de

los 60 y 70, cuando con su encanto

personal se ganaba de calle a Franco,

Carmen Polo y la pléyade de

ministros del régimen a los que paseaba

de caza por Sierra Morena

mientras les arrancaba las inversiones

industriales para La Carolina

que hasta sus opositores le reconocen

como su mayor mérito.

«Ha sabido ser un camaleón, pero

es un franquista, un cacique que

trata a patadas a la plantilla», dirá

de él el candidato socialista, Francisco

Javier Casino, un abogado de

33 años y gerente en una empresa

social que emplea a discapacitados.

Pero el «cacique» no da opción a

conocerlo en persona. «Tengo

prohibido hablar por mi mujer. Con

verme es suficiente»,despacha.Ysi

él no habla, su séquito, tampoco.

Con sus cerca de 1.800 afiliados

entre 15.000 habitantes, La Carolina

es el pueblo con más densidad

pepera de Andalucía ypuedeque

de España. Ana Botella vino el año

pasado a entregar el carné 1.750.

Pero ese dato colosal resulta sospechoso

al ver el aspecto desastrado

y desierto de la entrada de la sede.

Furor partidista..., ¿fruto del

compromiso libre, o del clima de dependencia

que aconseja tener el

«Fue él quien dijo lo de

ETA», dice ‘Bartolín’

culpando a su ex mentor

del secuestro que no fue

carné para conseguir un trabajo de

barrendero? «Ha hecho mucho por

el pueblo. Seré ramoncista hasta

que se muera», le defiende en una

caseta de feria el albañil José Reyes,

de 36 años y afiliado desde los 16.

«El Ayuntamiento es un cortijo pero

la gente tiene miedo a denunciar»,

contradice Javier Casino.

Palacios tiene 9 concejales, frente

a los 7 del PSOE y uno independiente.

Cada papeleta es decisiva

para asegurar el poder. Casino denuncia

la misteriosa abundancia de

votos por correo, con unos 850 en

las elecciones de hace cuatro años

(en toda la provincia de Segovia hubo

1.923), y el voto «cautivo» de la

numerosa comunidad gitana.

Una mujer atestigua que el PP local

usa el voto por correo para, a

través de presiones y sugerencias,

asegurar apoyos de antemano. En el

99 cedió por miedo a que marginaran

su negocio. «Un día vinieron

dos hombres al trabajo. ‘Vamos a

votar’, y me llevaron a Correos, uno

a cada lado. Ya traían el sobre. Pero

yo tenía preparado otro con el que

yo quería en el bolso, hice como que

me tropezaba, y pegué el cambiazo»,

describe bajo petición deanonimato

por temor a «represalias».

«Vinieron a pintarnos el bloque

gratis –sigue–. Pero este martes me

llamaron diciéndome que teníaque

ir a ‘firmar’ al Ayuntamiento. Fui la

única que se negó. Aldía siguiente

el buzón apareció reventado».

¿Y los cientos de votos «comprados»,

como dice el PSOE? «Es mentira»,

contesta J. en el barrio gitano

de El Ejido, a cuya mujer «Don Ramón»

ha prometido que renovará

el contrato de limpiadora si gana.

Dice J. que vota a Palacios y está

afiliado al PP (un «requisito») porque

quiere. Pero la escena que describe

de los gitanos yendo a entregar

en persona su voto por correo

al alcalde es de vasallaje. «Porque

si le quieres pedir un favor, pues a

quién mejor dárselo que a él. ¿Uno

dónde va? Al que te da de comer».

En la caseta rociera encontramos

a Bartolomé Rubia. ¿Se acuerdan

de Bartolín? En 1998, el que fue

concejal y ahijado político de Palacios

protagonizó un rocambolesco

secuestro por ETA que no resultó

tal. Ahora, con trabajo y novia, no

quiere remover el pasado. Pero

echa pestes de su viejo mentor.

«Fue él el que dijo lo de ETA, no

yo». Sin embargo, aún se refiere a

él como«Don Ramón». Bartolín se

ríe. «Es la costumbre».

BREVES

‘Boquerón’ Esteban toma

el testigo de Manolo

Hierro en las listas del PA

VELEZ-MALAGA.— El que fuera

jugador de la selección española

de fútbol Esteban Vigo,conocido

popularmente como Boquerón

Esteban,es candidato

en las elecciones municipales

en su localidad natal,Vélez-Málaga,con

lo que toma el relevo

del también ex futbolista Manolo

Hierro,hermano del madridista

Fernando Hierro. Boquerón

Esteban,que jugó en el Barcelona

y el Málaga y actualmente

entrena al Barcelona C

de Tercera División,concurre

por vez primera a unos comicios

luciendo en esta ocasión el

‘dorsal’ 24,el penúltimo puesto

en la lista del PA.

Candidatos de IU invitan

a los periodistas a

relajarse en ‘jacuzzi’

GUADIX.— Los candidatos de IU

al Ayuntamiento de Guadix han

decidido relajarse en un jacuzzi

durante la jornada de reflexión

del sábado y han invitado a los

periodistas a acompañarles.

Los interesados podrán acudir

en turno de mañana o tarde y

disfrutar además de un masaje

terapéutico. La coalición izquierdista

afirmó que «la aceptación

entre los profesionales

de los medios de comunicación

de Guadix ha sido muy buena,

ya que han mostrado un gran

interés por acudir a tan relajante

final de campaña».

Guardias civiles se quejan

de que cobrarán poco

por ir a trabajar el 25-M

MALAGA.— La Asociación Unificada

de Guardias Civiles,que

representa a 800 agentes en

Málaga,y a 25.000 en toda España,ha

denunciado que un

gran numero de guardias tendrá

que realizar un servicio de

protección de colegios electorales,durante

el próximo 25 de

mayo,sin cobrar el plus que,según

la asociación,esta actividad

requiere. Para la asociación,la

Dirección General del

Cuerpo Armado denegó en varias

ocasiones a los efectivos

que desempeñarán este servicio

el complemento de ‘seguridad

ciudadana’ que implicaría

un aumento de 69 euros en el

sueldo ordinario,al considerar

que no realizarán esta función.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


EL MUNDO, LUNES 26 DE MAYO DE 2003

ANDALUCIA

37

En Torredonjimeno arrasa el inventor del

‘Gran Polvo’ y en Aznalcóllar gana un minero

El antibelicismo de IU no hace mella en Rota y ‘Don Ramón’ sigue mandando en La Carolina

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— No son Madrid, Sevilla

ni Málaga, pero en Torredonjimeno,

La Carolina, Albuñol

o Aznalcóllar sus duelos electorales,

a su escala de pueblo, se presentaban

igual o más interesantes

que los de las grandes capitales.

En algunos sitios nada ha

cambiado, pero en otros el poder

ha dado un giro de 180 grados.

Es lo que ha ocurrido en la

jiennense Torredonjimeno, donde

el empresario y candidato andalucista

Javier Checa, cuyo largo

currículum de iniciativas incluye

el haber sido inventor del

programa erótico-porno El Gran

Polvo y presidir el equipo de fútbol

local, ha arrasado.

Checa ha conseguido 10 de los

17 concejales en juego, a costa de

dejar fuera a uno de los alcaldes

más veteranos de Izquierda Unida

en España, Miguel Anguita, que

gobernaba desde 1979 y se ha quedado

en cuatro ediles.

La aplastante victoria del atípico

empresario, que regresó asu

pueblo natal tras triunfar en el

marketing yelshow business en

París y la Costa del Sol, se ha basado

en una catarata de acciones populistas

antes y durante la campaña,

como invitar a los jóvenes a barra

libre, dar trabajo a másdecien

mujeres o prometer inversiones

millonarias que, dice, convertirán

a este tranquilo pueblo en una mediática

capital del ocio.

Anguita, de 62 años, advirtió a

sus paisanos de que Checa era un

«vendedor de humo» y «peor que

Gil». Nohanhechocaso.

Y si en Torredonjimeno han

cambiado radicalmente de signo,

en La Carolina, en cambio, el octogenario

senador y patriarca del

PP Ramón Palacios, «Don Ramón»

en el pueblo, mantendrá el

poder atado y bien atado, no se

La renovación enel

PSOE de la era Zapatero

ha provocado

estragos en el

pueblo granadino

de Albuñol. En enero

se rompió la

agrupación local

cuando al alcalde

José Sánchez Rivas

le ganó por un solo

voto en las primarias

su hija María

José Sánchez. El padre

se marchó del

partido y concurría

ahora contra su propia

hija a la cabeza

del independiente

CPM.

sabe en qué medida gracias a la

«compra de votos»,el«voto cautivo»

de la comunidad gitana y presiones

varias a los vecinos a través

del voto por correo que la

oposición del PSOE y otros críticos

llevan años denunciando.

Palacios obtuvo 10 ediles frente

a los meritorios 6 del candidato

socialista, Francisco Javier Casino.

«Don Ramón», que fue alcalde

en la dictadura, sigue convenciendo

cuatro décadas después.

Padre vence a hija en Albuñol

Pues bien: en el

duelo paterno-filial

el padre ha ganado,

con 878 votos (cuatro

concejales) frente

a los 711 de María

José (tres). El PP ha

sacado cuatro ediles,

uno los independientes

de La Rábita

y otro el PSA.

El padre, aunque

dolido, dijo a este

diario durante la

campaña que,siganaba,comohaocurrido,

ofrecería sus

ediles a su ex partido

para que su hija pudiera

ser alcaldesa.

Pero ésta, que vaticinaba

mayoría absoluta,

rechazó la

oferta. ¿Qué pasará

ahora? ¿Buscará pactar

con otras fuerzas

o aceptará el regalo

del padre para restañar

la herida de la familia

socialista?

Quienes no tendrán

dilemas serán

los hermanos Lucíay

Antonio Gavilán, números1delPPyPA,

porque en Riogordo

(Málaga), gobernará

de nuevo el PSOE.

Lucía sacó tres ediles.

Antonio, nada.

No lejos de allí, enAndújar, el

atleta Fermín Cacho, oro olímpico

en los 1.500 metros en Barcelona

92, ha confirmado sus pronósticos

y será concejal por el PSOE:

iba en el puesto sexto de la lista y

han salido nueve. Pero los socialistas

han ganado al PP en el photo

finish por sólo un edil de diferencia.

Si los populares no pactan

con los andalucistas, que sacan

tres, Cacho irá al pódium como

nuevo concejal de Deportes.

Otro final por la mínima es el del

pueblo sevillano de Aznalcóllar, el

epicentro del desastre de la balsa

minera de Boliden. Agapito Ramírez,

el antiguo líder sindical que se

presentaba por IU, ha derrotado

por 7 a 6 a la alcaldesa socialista,

Salud Santana. Tras el cierre de la

mina, los mineros pasan simbólicamente

del paro al poder.

Donde en cambio IU no ha tenido

ninguna incidencia ha sido en

Rota, el municipio español que

más relación real ha tenido con la

guerra de Irak. En otras partes de

Andalucía y España el discurso

antibelicista de la formación leha

hecho subir varios grados, pero en

este rincóndeCádiz, cuyo destino

está unido para lo bueno y lo malo

al de la base estadounidense, no

ha sacado ni un triste concejal.

Porque eso de «OTAN no, bases

fuera» o «Yankee go home» no da

de comer.

GRANADA

El PP impugnará

en Almuñécar por

las emisiones de

una TV ligada al PA

ALMUÑECAR.— El PP ha anunciado

que va a impugnar las elecciones

en Almuñécar y que pedirá

a la Junta Electoral de Zona su repetición,

porque la televisión local

Onda Tropical, vinculada al PA, ha

emitido publicidad electoral andalucista

durante la jornada de reflexión

y la votación de ayer.

Según ha anunciado el actual alcalde

y candidato por el PP, Juan

Luis González Montoro, «lo que ha

pasado en Almuñécar no pasa ni en

el país más tercermundista», en

alusión a las emisiones durante las

últimas 48 horas de Onda Tropical,

denunciada conjuntamente por los

populares, PSOE, IU y PSA.

Durante la jornada de ayer, la

Policía Judicial de la Guardia Civil,

por orden de la Junta Electoral, actuó

para borrar el disco duro de

Onda Tropical que contenía, entre

otra propaganda electoral, el mitin

de cierre de campaña del PA de Almuñécar

que la televisión local ha

estado emitiendo desde la jornada

de reflexión.

El PA que lidera Juan Carlos Benavides

ha obtenido diez concejales,

seguido del PP con siete, y del PSOE

con cuatro. Benavides gobernaba

hasta que una moción de censura de

la oposición le dio el poder al PP.

La Junta Electoral de Motril ha

enviado a la Fiscalía el expediente

por si se hubiera cometido delito.

La cabeza de lista del PSOE, Rocío

Palacios, dijo que estudiará el

caso, aunque no se mostró tajante

sobre la decisión de impugnar.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


EADS y la Junta

presentan el A400M como

un cambio estratégico

para España y Andalucía

EDUARDO DEL CAMPO

48

31/05/2003

SEVILLA.- Faltan cinco años para que el avión de transporte militar A400M despegue

de Sevilla, y ocho, en 2011, para que España reciba el primer aparato, pero la firma

del contrato el martes en Bonn entre Airbus Military y siete países de la OTAN para la

fabricación y compra de 180 unidades por 20.000 millones de euros ya hace volar de

euforia a los participantes del negocio.

El A400M «podría llegar a ser el único avión de transporte pesado [militar] en el

mundo», vaticinaba optimista el jefe de la División de Aviones de Transporte Militar de

Airbus Military y presidente de la empresa EADS-CASA, el español Francisco

Fernández Sáinz, al presentar ayer el plan de trabajo en Sevilla, la ciudad a la que le

ha tocado la bonoloto de albergar la futura planta de ensamblaje y entrega del aparato.

Traducido al lenguaje laboral, «700 puestos directos y 3.500 indirectos».

«El sueño se ha cumplido», resumió el consejero de Empleo y Tecnología, José

Antonio Viera, para quien esta nueva industria aeronáutica puede ayudar a superar el

modelo económico de la región basado en las tres patas de la agricultura, los servicios

y el turismo, y colocar a Sevilla a la altura de Toulouse y Hamburgo, las dos capitales

de la aviación en Europa.

El responsable de la criatura, Fernández Sáinz, detalló por qué.El éxito en el

«objetivo» de traer a Sevilla el ensamblaje y el único punto de entrega permitirá un


«cambio estratégico en España», que pasará de ser un país de «fabricantes de

componentes, a parte del camino crítico del negocio aeronáutico» europeo.

Hoy, día en que entra en vigor el contrato de Bonn, es el T-0, tiempo cero, para

empezar a fabricar lo que los gobiernos europeos implicados en el proyecto común

han estado discutiendo «diez o doce años», proyecto del que se ha descabalgado

Italia y, temporalmente, Portugal. Cada país, explicó, quería amoldar el prototipo a sus

necesidades. Este, que cupieran dos helicópteros Tigre, aquel, que pudiera despegar

en pistas cortas.

Finalmente, agrupados en la Organización Conjunta de Cooperación en Materia de

Armamento, Alemania ha comprado 60 aviones (30 menos de los previstos), Francia

50, España 27, Reino Unido 25, Turquía 10, Bélgica 7 y Luxemburgo uno. Los cuatro

primeros países son socios de Airbus.

Prevén que el A400M vuele por primera vez en enero de 2008, que entreguen la

primera unidad a finales del 2009, y que el Ejército del Aire español estrene su primer

aparato en 2011. El último de los aviones contratados en Bonn se entregará dentro de

dos décadas, en 2022. El trabajo no acaba ahí. El ejecutivo de Airbus Military estimó

ayer que venderán 200 unidades extra en todo el mundo, «y eso que la cifra es muy

conservadora». Noruega, Suecia, Canadá y Australia están entre los interesados.

Nace el A400M con la ambición de enterrar al Hércules C-130, el avión

estadounidense de carga, con sus cerca de tres décadas de servicio, que usa el

Ejército español. «Será un sustituto natural para muchos países», dijo Fernández

Sáinz. El Hércules, que tiene la mitad de volumen y capacidad de carga, «empezará a

ser no necesario» en España.

Puestos a volar, añadió que confía en ganarle la competencia al C-17 estadounidense,

que es más grande pero también muchísimo más caro, «200 millones de dólares»

frente a los «80 millones de euros» del europeo. «No será raro que dentro de 15 años

lo podamos vender en Estados Unidos».

Hablaron de cifras y negocio, pero no de su origen: una Europa que busca aligerar la

dependencia militar con EEUU en una época de intervenciones militares casi

continuas en los cuatro rincones del planeta que obligan a grandes desplazamientos

de material y tropas.


De Afganistán venían en un avión ucraniano alquilado los 62 militares que se

estrellaron en Turquía. Evitar las molestias y el tiempo que supone viajar en un

Hércules hasta Kabul es uno de los factores de la contratación de aviones chárter de

pasajeros. Con los A400M, con aire acondicionado y menos ruidosos, aumenta la

comodidad.Pero Sáinz no quiso valorar si con este nuevo avión se podrá a la larga

reducir las contrataciones externas.

.

APOYO

.

Un aterrizaje masivo de trabajo y dinero

SEVILLA.- El consejero de Empleo, José Antonio Viera, insistió en que el manido «día

histórico» que usan los políticos es, en el caso del contrato del A400M, una afirmación

sin hipérbole.La Junta gastará 130 millones en ayudas a EADS, el consorcio europeo

de aviación y defensa (integrado por la alemana DASA, la francesa Aerospatiale Matra

y la española CASA) que ha formado tándem con Airbus para la construcción del

nuevo avión de transporte militar, un proyecto a 50 años vista.

A cambio, el gobierno andaluz espera que los 399,04 millones de euros que invertirá

EADS catapulten al sector auxiliar aeronáutico andaluz a dar «un salto cualitativo». El

ejecutivo de Airbus Military y presidente de EADS-CASA, Francisco Fernández Sáinz,

animó a los empresarios andaluces a «asumir riesgos».

El consejero desgranó la lluvia de subvenciones que está prodigando la Junta a las

empresas aeronáuticas: el 40 por ciento de la inversión (para suelo, investigación,

tecnología o utillaje), que se eleva al 55% para las pymes y el 65 si, además, se

instalan en el parque Aerópolis del municipio sevillano de La Rinconada.Ya han dado

46,92 millones a diez empresas.

Aterrizaje masivo de trabajo y dinero. Y no es sólo la planta de montaje, que se

ubicará junto al aeropuerto de San Pablo y debe estar lista para noviembre de 2006,

sino los fabricantes de piezas que necesitarán instalar delegaciones cerca, o los

servicios indirectos.


Sáinz explicó que aún no se han lanzado los «paquetes» de producción de las piezas

del A400M, pero estimó que las plantas de CASA en Sevilla (Tablada) y El Puerto de

Santa María tendrán tarea.Lo que no precisó es si Airbus España dejará alguna carga

de trabajo en su factoría gaditana de Puerto Real, donde se ensambla el modelo civil

A380, u optará por sus instalaciones de Madrid.En todo caso, destacó que de cada

euro que invierta España «entre el 60 y 70 por ciento» se quedará en el país.

Contentos deben estar los estudiantes de Ingeniería Aeronáutica de Sevilla,

especialidad que está en su primer año, o las casi 2.500 personas que han cursado

formación profesional ligada al sector. Tienen trabajo casi asegurado. De momento,

hasta que se licencien los nuevos ingenieros, la Junta ha ayudado a adaptarse con un

máster a 150 titulados de otras ramas.

Para 2009, la Consejería calcula que el sector puede tener 6.700 empleos directos y

generar 25.000 inducidos en Sevilla y Cádiz.Un horizonte idílico y sin nubes.


Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

26

EDUARDO DEL CAMPO

SANLUCAR DE BARRAMEDA.—

Desde la azotea del pub del hotel

Guadalquivir Manuel Ramírez domina

con su mirada toda Sanlúcar

de Barrameda, desde el palacio de

la duquesa de Medina Sidonia hasta

el río, el océano y los pinares inmensos

de Doñana tras los que

cae el sol como un ovni incendiado.

El espectáculo aéreo oculta las

miserias terrestres de Sanlúcar,

los casos de corrupción política y

policial, el dinero fácil del tráfico

de hachís, la picaresca de la economía

sumergida, la decadencia cultural,

la especulación inmobiliaria.

«Jerez es una pedanía de Sanlúcar»,

prefiere ver optimista mientras

muestra asomado al pretil el

crecimiento urbanístico de su pueblo-ciudad

de 62.000 habitantes,

saboreando aún la miel de la mayoría

absoluta. Porque si hay un

triunfador electoral en Sanlúcar es

él, y no importa que, por táctica,

se autoexcluyera de las listas del

Partido Popular. Su receta es de

una eficacia elemental de político

de pueblo. «Los tres pilares para

ganar son la limpieza, los jardines

y la seguridad». La usó, y ganó.

El nombre de Manuel Ramírez

no dice nada fuera de este mapa de

novela negra, pero aquí dentro Cunete,

su apodo artístico de sus

años de novillero, es una figura. El

giro político que ha trazado Sanlúcar

desde la mayoría absoluta de

los comunistas del PCE en 1979 a

la mayoría absoluta de la derecha

del PP en 2003 (en medio, la degeneración

del PSOE) no se explica

del todo sin la biografía del astuto

hombre sin estudios que en octubre

de 1999, recién estrenado como

concejal tras haber sido transportista,

agricultor y comercial, se

hizo famoso la noche en que llevó

a la jueza de guardia de Cádiz una

bolsa de plástico llena de millones.

Según su denuncia, los habían

recaudado a toda prisa a los empresarios

de la zona el alcalde socialista

Agustín Cuevas y otros

cargos del PSOE con el fin de sobornarlo

para que se quitara de

enmedio en el pleno de la decisiva

moción de censura.

Como teniente de alcalde de Infraestructuras

y Obras y Participación

Ciudadana ha acumulado influencias

y presencia en la calle,

hasta el punto de pisar arenas movedizas.

La portavoz municipal de

IU, Julia Hidalgo, le acusó en la

precampaña de connivencia con

los traficantes de hachís, por dejarse

ver con varios capos «tomando

copas» y apoyar el indulto para

dos narcos de segunda fila con

gestiones ante la PolicíaylaGuardia

Civil para ver si les daban certificados

de buena conducta.

«Les desmantelé la estrategia»,

dice Cunete contento de que su salida

cosmética del partido, en el

que suspendió su militancia, evitara

la erosión del PP local en vísperas

de las elecciones. «Yo también

firmé una carta de indulto para un

violador, y nadie se metió», insiste

aún sorprendido del revuelo. Por

lo de tomar copas, se defiende.

«Yo no puedo preguntar los antecedentes

personales para tomarme

una cerveza con alguien». Y

añade, tranquilo: «Y los de IU son

los menos capaces para hablar,

porque todos fuman hachís».

Hace una semana, en la Feria de

la Manzanilla, de nuevo hábil, neutralizó

la acusación de que flirtea

‘Cunete’ da la vuelta

al ruedo en Sanlúcar

El PP debe parte de su triunfo al torero

que destapó el famoso soborno y al que

IU acusa de tomar copas con los narcos

con los reyes del hachís al prestarse

gustoso al fotógrafo para inmortalizarse

brindando con el comisario

de la Policía Nacional de

Sanlúcar, Clemente Patón, cuyo

predecesor policial, Luis Castillo,

fue imputado justo hace un añoen

la operación Manzanilla por el

juez de El Puerto Miguel Angel López

acusado de hacer la vista gorda

al tráfico de hachís, el tabú del

que viven tantos en esta orilla.

No ha sido el único gesto de redención.

La noche del triunfo electoral,

el alcalde, Juan Rodríguez,

anunció eufórico a los seguidores:

«¡Cunete vuelve a la militancia!».

E. DEL C.

SANLUCAR.— «Aquí

las inmobiliarias florecen

como margaritas en

primavera, y eso no es

normal, no es normal».

Para Julia Hidalgo, concejala

de IU y antigua

presidenta de la comisión

de investigación

del caso del soborno, la

mayoría absoluta del PP

es la peor noticia, porque

dice que representa

a los «intereses particulares»

de constructores

y especuladores mientras

este año «han hecho

cero viviendas de

protección social».

La izquierda ha sufrido

una «durísima derrota»

en un pueblo donde

el PCE y luego IU gobernaron

desde 1979

hasta 1987, cuando una

moción de censura de

AP,CDSyPSOEdesbancó

al alcalde.

No importa Irak, el

EL MUNDO, VIERNES 6 DE JUNIO DE 2003

chapapote o el decretazo:

aquí, en esta ciudad

mal comunicada, sin cines

y sin el ferrocarril

que «le quitaron» hace

años, funcionan razones

internas. Una, bien

importante, la fragmentación

del espectro político.

Se presentaban 10

candidaturas, y seis han

logrado representación:

PP(subede7a13concejales),

PSOE (baja de

7a5),IU(bajade3a2),

PA (ex socio del PP, se

despeñade6a2),Alternativa

Sanluqueña (escisión

del PSOE, logra

2) y los independientes

de Aldesa (uno). Se quedan

fuera los históricos

ANDALUCIA

TRAS EL 25 DE MAYO/ ELECCIONES TRAS UN INTENTO DE SOBORNO

«El Ayuntamiento

es un negocio donde

todo vale»

Sanluqueños Independientes,

cuyo electorado

conservador se ha ido al

PP, o Izquierda Andaluza

(disidentes de IU).

«La desvertebración

de la sociedad es tremenda»,

dice Hidalgo,

que lamenta que la derecha

se haya movilizado

mientras la izquierda

se rompía. Y todo eso,

en el marco de una ciudad

que sigue la tendencia

ascendente del PP

en otros platos tentadores

del litoral malagueño

o gaditano con vastos

intereses inmobiliarios

en juego.

A Hidalgo le frustra

el triunfo del alcalde

Asunto olvidado y redimido. Cunete,

otra ver en el partido, no será

concejal en la teoría, pero seguirá

siendo un hombre fuerte en la

práctica, en paralelo con Pedro

Gómez, otro asesor del PP local

con fama de alcalde en la sombra.

Cuenta Cunete en el pub del

Hotel Gualdalquivir que será«asesor»

de Obras e Infraestructuras,

una delegación clave para el boom

urbanístico, sobre todo despuésde

que el PP se haya desembarazado

del andalucista Antonio Prats, el

concejal de Urbanismo durante el

gobierno de coalición anterior (roto

hace pocos meses por un proceso

judicial por corrupción quepesa

sobre él). A Prats, actual delegado

de la Consejería de Turismo, en

su época como guardia civil, le colgaron

el apodo de Dos bolsitas (o

el bolsitas) porque los pescadores

de Bonanza se las tenían que llenar

de pescado a modo de comisión

para no buscarse problemas.

«Ya estamos revisando el

PGOU», avisa Cunete con ganas.

Facilidades de la mayoría absoluta.

Por ejemplo, quiere trasladar a

las afueras el polideportivo de Bajo

de Guíayasí«liberar 15.000 metros

para hacer un buen hotel».

El precedente de haber denunciado

su intento de soborno en lugar

de quedarse con los 50 kilos

(de pesetas) le dio un aura de honradez,

aunque en el pueblo no todos

se fíen de ese crédito. «Sigo sin

coche y sin casa, vivo en casa de

mi suegra y si me ves con un Mercedes

es el que me ha prestado mi

amigo», dice señalando al hombre

sentado con él. «Yo estaba en la

delegación donde más comisiones

podría haber cobrado»: pero claro,

sonríe, a él, con su historial, ¿quién

se atrevería a tentarlo?

El hombre fuerte del PP de Sanlúcar, Manuel Ramírez ‘Cunete’, brindando en la Feria con el comisario, Clemente Patón. /J.F.FERRER

Juan Rodríguez y de

Cunete porque, alega,

ellos y su ex socio del

PA Antonio Prats dejan

una legislatura manchada:

«No han presentado

las cuentas generales, el

Tribunal de Cuentas de

Madrid ha iniciado cinco

procesos de enjuiciamiento...»,

y sigue enumerando

malversaciones

y prevaricaciones

que no caben en el papel.

«El Ayuntamiento

se ha convertido en un

negocio donde todo vale».

Luego está la soledad

en la que se siente

cuando denuncia la penetración

del narcotráfico

en las instituciones.

Por eso, ella resalta el

hecho de que el PP provincial

y regional marque

distancias con su

exitosa agrupación sanluqueña.

«Teófila nunca

viene aquí a apoyar a

Rodríguez».

El PA negociará la

Diputación de

Cádiz cuando se le

garantice Algeciras

Los andalucistas critican al

PP por vincular «algo que creen

bueno para Algeciras a apoyos

en la Diputación», en una actitud

de anteponer los «intereses de su

partido» a los de la ciudadanía

ALGECIRAS.— El PA dijo ayer que

está abierto a negociar la «estabilidad»

en la DiputacióndeCádiz con

todas las fuerzas políticas, pero sólo

cuando estén cerrados los gobiernos

en municipios como el de

Algeciras, donde el PP condiciona

un pacto con los andalucistas al

apoyo de éstos en la institución

provincial.

El secretario provincial del PA

de Cádiz, Alfonso Andrades, mantuvo

que, si el PP de Algeciras está

dispuesto a alcanzar un acuerdo de

gobierno con los andalucistas en la

localidad gaditana, «se entiende

que es porque piensan que ese pacto

es lo mejor que le puede pasar a

Algeciras de cara a su gobierno

municipal yasuprogreso».

Por lo tanto, agregó, «vincular

algo que creen bueno para Algeciras

a apoyos en la Diputación Provincial

es anteponer los intereses

de su partido a los de la ciudadanía».

Andrades sostuvo que el PA está

dispuesto a negociar la «estabilidad

y el gobierno de la Diputación

con todas las fuerzas políticas, incluido

el PP», eso sí, reiteró, «sólo

cuando los gobiernos de los municipios

estén cerrados», y precisó

que no establecerán «ningún tipo

de correlación» entre los gobiernos

que se establezcan en los distintos

municipios y el de la institución

provincial.

Esas declaraciones se producen

tras las reiteradas advertencias del

presidente del PP de Algeciras, Jorge

Ramos, quien sostiene que un

pacto con el PA en localidad gaditana,

donde el PSOE fue la lista

más votada, pasa por el apoyo de

los andalucistas en la Diputación,

cuya presidencia pasaría en ese caso

al Partido Popular.

Con 12 diputados, el PP necesita

el apoyo de los dos del PA y los dos

del PSA de Pedro Pacheco para hacerse

con la presidencia del organismo

provincial, cuya composición

la completan 13 diputados del

PSOE, uno de Independientes Portuenses

(IP) y otro de IU.

Uno de los dos diputados del PA

es Antonio Moreno, alcalde en funciones

de San Fernando y cabeza

de lista más votado.

Andrades consideró «inaudito»

que el PP pida el apoyo de los andalucistas

en la Diputación «cuando

sólo cuenta con 12 votos» en el

seno de esa corporación, por lo que

los dos del PA, dijo, «no les sirven

para configurar una alternativa

mayoritaria de gobierno».

Por ese motivo, instó al PP a que

aclare si tiene ya 14 votos en la institución

provincial y, «si los tiene

–agregó–, que diga cómoyacambio

de qué los ha obtenido».

Andrades pidió a los demás partidos

presentes en la Diputación

que no la utilicen «como moneda

de cambio de otras instituciones»,

y que dejen de «especular con las

decisiones» del PA.


Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

Encarcelado pese a

exculparlo la víctima

y el ladrón confeso

El chatarrero cordobés Luis Jaraba, que lleva ya

másdeunaño entre rejas, acusa de prevaricación

ante el TSJA a los jueces que lo condenaron

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— «Conmigo se está cometiendo

un error gravísimo. Ya

no creo en la Justicia. Hay dos varas

de medir, una para el rico y otra

para el pobre. Esto no le hubiera

pasado a alguien importante con

dinero». El chatarrero cordobés

Luis Jaraba Muñoz es la prueba viviente

de que la Justicia es aberrante

cuando no cumple su nombre.

El chatarrero, de 34 años y vecino

del barrio más abandonado de

Córdoba, Los Vikingos, ha pasado

ya más deunaño encarcelado por

un delito que no cometió.

¿Que por qué hay que creer su

palabra de que es inocente? Porque

la víctima, una mujer, del robo con

secuestro e intimidación por el que

fue condenado a tres años y medio

de prisión declaró ante notario que

ése no era uno de los dos hombres

que la asaltaron. Porque lo dice,

además, el autor confeso, Antonio

Sánchez Medina, que purga su pena

en la prisión deJaén y no sabe qué

hacer ya, después de haber escrito a

la Reina, el ministro de Justicia o el

Fiscal General del Estado, para que

se crean su clamor de que el pobre

chatarrero, sin antecedentes penales

hasta entonces, era inocente.

Su verdadero cómplice aquel día

en que iban buscando dinero para

drogarse era un toxicómano, Antonio

Gutiérrez El Ardón. Yapuede

revelar su nombre sin que lo llamen

chivato, porque está muerto.

Y el crimen ya ha prescrito.

Estos testimonios deberían haber

bastado para revocar la sentencia

de los tres magistrados de la sección

primera de lo Penal de la Audiencia

de Córdoba que condenaron

a Luis Jaraba, pero, increíblemente,

el Tribunal Supremo no admitió

atrámite el recurso, y el Constitucional

lo confirmó. Laúltima esperanza

es el Tribunal Superior de

Justicia de Andalucía (TSAJA).

Hay otra señal rotunda para creer

en su inocencia: la indignaciónenla

voz de Luis, rota al otro lado del teléfono

mientras cuenta su caso, aún

aturdido, en casa de su hermana Encarnación,

horas después de salir de

la prisión deCórdobaenelprimer

permiso (de tres días) que disfruta

desde que entró a cumplir condena

el pasado 5 de julio.

El robo ocurrió el 13 de octubre

de 1997. Y el 11 de marzo del 98 va

a buscarlo la Policía. Encarnación

cuenta que en Comisaría había una

foto de Luis «por una venta ambulante

de cerveza en una feria de

Córdoba» de «cinco o seis años» antes

del robo. A partir de ahí, unaserie

de confusiones que desembocan

en una pesadilla. Tras una irregular

rueda de reconocimiento, es señaladoyvaaprisión

preventiva 42 días.

Falso culpable

Pero en el juicio no hay manera de

subsanar el aparente error inicial de

la víctima: a ésta, declarada testigo

protegido, ni siquiera se le da opción

en la vista oral de ver a su supuesto

agresor para confirmar si es

él ono.«En el juicio nunca llega a

verlo», explicaba ayer a este diario

el abogado de la mujer, Manuel Sierra

Rodríguez, que apoya sin fisuras

la denuncia del falso culpable.

Sierra no pudo precisar ayer las

circunstancias de la primera rueda

de reconocimiento y por qué la víctima

señaló en ese momento al sospechoso.

En el juicio, en todo caso,

la joven señaló como rasgo inequívoco

de uno de sus asaltantes que

EL MUNDO, MARTES 10 DE JUNIO DE 2003

ANDALUCIA

LA PESADILLA DE UN INOCENTE / LOS ERRORES JUDICIALES

«He sido un

cabeza de turco»

E. DEL C.

SEVILLA.— El primer

abogado defensor fue

«un fraude total», dice

Encarnación Jaraba, el

sostén todos estos años

de su hermano Luis, recordando

al hombre que

les pidió 600.000 pesetas

yluego«no hizo nada».

Hasta que desoyó el aviso

del letrado para que

no denunciara el caso en

la prensa, y habló.

Alertada por esta resurrección

pública del

caso, la víctima fue con

su abogado en febrero

de 2001 a declarar ante

el notario que a Luis no

lo conocía. Su abogado

confirmaba ayer rotundamente

que «no ha habido

presiones». «Ella vino

voluntariamente»,

zanjaba Manuel Sierra

rebatiendo las dudas que

llevaron al Supremo a no

aceptar el recurso de revisión

de la sentencia.

La única rueda de reconocimiento,

explica

el nuevo abogado de Jaraba,

Manuel Ortega, se

efectuó en el juzgado

pero con cuatro personas

en lugar de las cinco

que legalmente la deben

componer. Debían

tener además rasgos físicos

similares, y sucedió

todo lo contrario.

«Estaba Luis, su hermano

Jesús, un árabe y un

gitano». Luis es alto,

moreno, delgado. Jesús,

rubio, bajito, grueso y

con ojos azules. Por qué

la víctima señaló entonces

a Luis es algo que,

dice el abogado, está

aún por aclararse.

La prevaricación,

sostiene Ortega, radica

en que los jueces dieron

por buena esa rueda y

no hicieron que la víctima

lo volviera a identificar

en el propio juicio

sin error posible. Prevaricación:

dice el diccionario

que es dictar una

resolución sabiendo

queesinjusta.

El tribunal cordobés

lo formaban el presidente

(ya fallecido),

Diego Palacios Luque,

padre de la jueza de la

Audiencia Nacional Teresa

Palacios; Gonzalo

Trujillo Crehoet y Diego

Medina Morales.

A Luis se le acerca ya

el tercer grado, pero él

no quiere salir por la

puerta trasera de la

Jaraba, con su furgoneta, ayer en Córdoba en su primer día de permiso. / DE LA FUENTE

tenía un ojo deforme, más grande

que el otro. Miren la foto de Luis

Jaraba. El que sí tenía el ojo deforme

era El Ardón.

No importó la descripción: se le

condenó igual. «Y menosmalque

no hubo también intento de violación,

con lo mal mirado que está

eso en la cárcel», se consuela encima

el reo de esta obra kafkiana, doblemente

terrible porque es real.

Manuel Ortega, segundo abogado

de Luis Jaraba, ha presentado

en el TSJA una querella por prevaricación

contra los tres magistrados

que condenaron al chatarrero,

además de una denuncia ante el

Supremo para exigir una indemnización

por error judicial. Si el

TSJA admite la denuncia, se ilusiona

Encarnación, podría suspender

condicional sino como

un hombre libre al que

la Justicia reconozca el

error que le ha condenado

a estar entre rejas

cuando todos dan por

hecho que es inocente.

«Estoy dando mi cara

y tengo la conciencia

tranquila», dice transparente.

«He sido un cabeza

de turco de cara a la

sociedad, porque si hay

200 delitos cogen a 175,

y a los otros 25 que les

faltan los cogen por ahí».

Eso fue exactamente lo

que, a la luz de los testimonios,

sucedió. Uno

cualquiera, el chatarrero

mismo, para el talego.

Condena sobre condena.

«Por desgracia vivo

en un barrio marginado.

Unos nacen con estrella,

y yo he nacido estrellado».

Yaverquién

le convence ahora a élde

que la Justicia es justa.

la condena de Luis mientras llaman

a declarar de nuevo a la víctima

y el atracador confeso. Pero su

abogado no canta aún victoria.

«Este es un trámite muy largo y podría

pasar que al final se comiera

la condena». Aunque sea inocente.

JUNTA GENERAL DE ACCIONISTAS

Se pone en conocimiento de los señores accionistas de

esta Sociedad que, no siendo previsible que dentro del

plazo establecido se presenten acciones bastantes para

alcanzar el “quórum” necesario para celebrar la Junta

General en primera convocatoria, de acuerdo con lo

establecido en los anuncios de convocatoria aparecidos

en el Boletín Oficial del Registro Mercantil número 99

de fecha 29 de mayo del corriente año y prensa en

general, se celebrará ésta en segunda convocatoria, el

próximo día 17 de junio, a las 12.00 horas de la mañana,

en el PALACIO MUNICIPAL DE CONGRESOS, Avda. de la

Capital de España, (Campo de las Naciones) Madrid.

La preceptiva documentación del Ejercicio 2002, sin

perjuicio de lo establecido en los anuncios

anteriormente referidos, se hará, previa presentación

de la tarjeta de asistencia a la referida Junta, a la

entrada del PALACIO MUNICIPAL DE CONGRESOS, el

mismo día 17 de junio, a partir de las 10.00 horas de la

mañana, hasta la finalización de la Junta.

TRANSPORTE

Muere un

agricultor en un

invernadero al

intentar apagar

las llamas

JUAN SANCHEZ

ALMERIA.— Un agricultor,

identificado como Agustín

C.V., de 70 años de edad,

murió ayer cuando intentaba

sofocar un incendio producido

en un invernadero

situado en el paraje Ojeda

de la localidad almeriense

de Gádor.

Los bomberos de la capital

precisaron que el siniestrotuvolugaramediamañana

y el fuego se originó

en el transcurso de una quema

de rastrojos.

Al parecer, una ráfaga de

viento provocó que las llamas

alcanzaran una zona

de matorral contigua a la

estructura agrícola. De allí

el fuego pasó al cultivo intensivo,

que se vio severamente

afectado.

Cuando los equipos de

rescate accedieron al lugar

en el que se había producido

el siniestro hallaron al

fallecido postrado en el suelo

con la cara hacia abajo.

La víctima padecía del

corazón y tenía puesto un

marcapasos, por lo que los

primeros indicios apuntan

quelamuertelesobrevino

de un infarto mientras intentaba

apagar el incendio

en el invernadero.

Metro: Línea 8, estación Campo de las Naciones.

Autobús: EMT, Línea 122.

Los señores accionistas que decidan desplazarse en

vehículo propio, dispondrán de aparcamiento gratuito en

el Palacio Municipal de Congresos hasta completar

aforo.

Madrid, 9 de junio de 2003

UNION FENOSA, S.A.

EL CONSEJERO-SECRETARIO DEL CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN

29


32

EL MUNDO, JUEVES 12 DE JUNIO DE 2003

ANDALUCIA

Acusa a la Junta por

separar a sus dos

hijas tras retirárselas

La APDH denuncia que a la limpiadora Carmen

Espejo le quitaron la custodia con razones como

que es «deficiente mental» y vive con sus padres

Carmen Espejo, a quien Asuntos Sociales retiró a sus dos hijas, ayer en la Asociación Pro Derechos Humanos en Sevilla. / JESUS MORON

E. DEL C.

SEVILLA.— El delegado

de Asuntos Sociales,

Francisco Obregón, no

hizo ayer declaraciones

sobre el caso de Carmen

Espejo denunciado

por Derechos Humanos.

Una portavoz de la

Delegación dijo a este

diario que tienen informes

que «prueban» que

hay razones para la retirada

de las niñas, pero

no dio más detalles, alegando

que el caso está

en los tribunales y no

quieren entrar en «un

juicio paralelo». La Junta

«acatará» la resolución

judicial «sea cual

sea», aseguró.

Sin embargo, Jueces

para la Democracia o el

Defensor del Pueblo

andaluz, José Chamizo,

han denunciado reiteradamente

que la Junta

abusa de las retiradas

Dilaciones crueles en

el proceso judicial

de menores, recurriendo

a esta medida extrema

sin intentar antes

trabajar con las familias.

«Pero es una cuestión

contable: cumplir

la ley sale más caro que

incumplirla», decía

ayer el abogado especialista

en menores José

Antonio Bosch.

Su colega Enrique

Carrasquilla, nuevo

abogado de oficio de

Carmen (al anterior lo

han denunciado por cobrarle

160.000 pesetas)

acusa por su parte a la

Consejería y su delegado

de Sevilla de las dilaciones

del proceso, así

como al equipo psicosocial

del juzgado.

El proceso judicial se

inició en 2001. En el juicio,

celebrado el 22 de

abril de 2002, la titular

del juzgado de familia

17 dio diez días a la Delegación

de Asuntos Sociales

para entregar sus

informes, que tenía

«desde diciembre de

1999, febrero, marzo y

septiembre de 2000»,

señala el abogado. No

los remitió hasta septiembre

de 2002.

Por su lado, el equipo

psicosocial del juzgado,

esgrimiendo que estaba

desbordado por el trabajo,

no entrevistó a

Carmenhastael15de

octubre de 2002, y sólo

una vez. Para colmo,

este informe decisivo,

que viene a apoyar el

punto de vista de la

Junta, «carece –escribe

el abogado– de solvencia

y la seriedad mínimamente

exigibles, respondiendo

claramente

a parámetros de trabajo

seriado, de poco calado

y ausencia de rigor

científico». Su colega

Bosch explicaba con un

dato por qué los retrasos

son injustificables:

«Un expediente [de

desamparo] de éstos no

tiene más de 100 horas

de trabajo entre el juez,

la Junta o los abogados,

pero duran tres, cuatro,

cinco, seis años». Para

entonces, dijo, el desarraigo

del niño, adaptado

a otros padres, es

irreversible. Por eso pidió

ayer que se reduzcan

los plazos a cuestión

de meses. Teme

que tampoco para Carmen

haya marcha atrás.

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— Carmen Espejo Meléndez,

una mujer separada de 29 años

empleada del servicio municipal de

limpieza en Sevilla, lleva ya casi

dos años sin ver a su hija R., de 8,

entregada a otra familia en régimen

de preadopción. A la pequeña, M.

J., de 7 años y con una deficiencia

psíquica que hace que no la quiera

adoptar nadie, la Delegación de

Asuntos Sociales en Sevilla de la

Junta de Andalucía sólo le permite

verla una hora cada quince días en

el centro donde está internada.

En ese rato fugaz la cría le suele

preguntar llorando que a dónde

han llevado a su hermana, que por

qué no se la lleva a casa. A la madreselacomían

también las lágrimas

recordándolo ayer: «Yo lo único

que quiero es que las junten otra

vez, y que me las devuelvan, que no

puedo estar un día más sin ellas».

La Asociación Pro Derechos Humanos

(APDH) denunció ayer en

una rueda de prensa el nuevo, enésimo

ya, caso de retirada de menores

que arroja serias dudas por los

argumentos esgrimidos por los técnicos

de la Junta, por las crueles demoras

del proceso administrativo y

judicial, y por el hecho de que los

protagonistas vuelven a ser pobres.

El caso por el desamparo se juzgó

el 22 de abril de 2002, pero aún no

hay sentencia. Tampoco del recurso

contra la separación de las crías.

Carmen ha sufrido otro «secuestro»

legal, decía el abogado especialista

en menores José Antonio

Bosch. Acusaba además a la Junta

de infringir las normas, porque «el

ordenamiento dice que no se debe

separar a los hermanitos». Luego

usó el lenguaje crudo de la realidad

para explicar el nuevo desgarro de

R. y M.J.: «A la del defecto la dejan

aparcada [en el centro] porque no

hay lugar para ella en el mercado, y

alaqueestá bien, la colocan».

«Inquisición»

Bosch comparó el proceso de retirada

de menores por la administración

andaluza con los de «la Inquisición

contra las brujas», porque la

Consejería de Asuntos Sociales

que dirige Isaías Pérez Saldaña es

a la vez, dijo, «juez y parte» ymonta

un «expediente perverso» para

justificar una decisión tomada por

un «prejuicio previo».

Y una vez puesto en marcha ese

rodillo, explicó, es muy difíciloimposible

que padres sin recursos logren

desmontar la acusación, sencillamente

porque no tienen dinero

para pagar «informes independientes»

de otros psiquiatras o asistentes

sociales que contrapesen la balanza

con diversos puntos de vista.

¿Qué hizo mal Carmen? El 18 de

julio de 2000 la Policía Nacional

irrumpió en casa de sus padres para

ejecutar la orden de la Delegación

de Asuntos Sociales de Sevilla y llevarse

a las dos niñas. La Delegación

lo justificó con el peligroso argumento

de que Carmen es «incapaz»

de cuidar a sus hijas por ser «deficiente

mental», como dice la resolución

del 28 de septiembre de 2001

del delegado de Asuntos Sociales,

Francisco Obregón, por la que R.,

la hija mayor, es entregada en régimen

de preadopción. Pero Carmen,

tímida y triste, explicó ayer perfectamente

su dolor aunque sea una mujer

sin estudios. Si hay que ser normal

para ser madre o padre, ¿que

pasará con los cojos, los ciegos o los

que tengan síndrome de Down?

Otro pilar de la acusación es

subrayar la «personalidad y conducta

sexual desviada» del padre,

también «deficiente mental», del

quedicequetiene«antecedentes

por agresiones sexuales», aunque

no a las niñas. Pero este argumento

ha perdido su sentido, rebatía ayer

Asunción García Acosta, de la sección

de menores de la APDH: a

Carmen le quitan la custodia de sus

hijas cuando hace ya dos años que

se había separado de su marido.

Integración laboral

La resolución citada dice que las

crías no tenían «satisfechas convenientemente

sus necesidades básicas

de tipo físico y psíquico», que

una tenía malnutrición, otra deshidratación

leve, y afirma, sin probarlo,

que había malos tratos, basándose

en que las niñas tenían «conductas

autolesivas» y reflejos de «protección

frente a suspuestos golpes».

La APDH criticó también quela

Junta acuse a Carmen de no haber

buscado apoyos «que posibiliten

cambios en su forma de vida». Precisamente

el calvario de la mujer

empezó cuando, tras separarse, recurrió

a una asistente social para

que la ayudara a buscarle una guardería

para dejar a sus hijas mientras

echaba currículos en el Corte

Inglés, Continente y las empresas

de limpieza. Le dieron plaza y llevó

a las niñas a clase. A partir de ese

contacto con la administración le

abrieron el proceso de desamparo.

Que una madre dependa de sus

padres para llegar a fin de mes justifica

que pierda a sus hijos. Así dice

la resolución del delegado: «En

cuanto a la madre de las menores,

ésta sigue conviviendo en el domicilio

de sus padres, en situación de

dependencia económica y emocional

de éstos, falta de apoyos y referentes

externos a dicho ambiente

familiar, persistiendo por tanto las

mismas circunstancias que originaron

la declaración de desamparo».

AsunciónGarcía Acosta se rebelaba

ante semejante razón. ¿Tenía acaso

dinero una madre joven, separada y

en paro para comprarse un piso?

Desde hace año y medio Carmen

trabaja en Lipassam, como antes

su padre. Ya tiene contrato indefinido,

y CCOO y sus compañeros

han firmado una carta de apoyo diciendo

que está integrada. Por el

día, barre. Y por las noches, duerme

abrazada al retrato de sus hijas.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


36

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— La ley del silencio no

siempre es eterna. Agustín Góngora

Montero ha tenido que esperar 67

años de sus 79 de vida, pero al fin

verá amanecer el día, mañana sábado,

en que pueda abrir la fosa común

donde cree que está enterrado

lo que queda de su hermano Aniseto

y otros 24 paisanos de Torvizcón,

un pueblo granadino encajado entre

Las Alpujarras y la Sierra de la Contraviesa

que ha sepultado su tragedia

durante todo este tiempo, como

tantos otros en España, bajo la losa

del olvido o el miedo.

Aniseto, aquel jornalero «siempre

alegre», tenía 23 años y una novia

que lo esperaba para casarse

cuando, en la mañana del 14 de

agosto de 1936, pistoleros del bando

nacional lo fusilaron a él y sus compañeros

en una cuneta a la entrada

de Lecrín, a unos 35 kilómetros,

adonde sus captores los habían llevado

a toda prisa desde la cárcel del

pueblo huyendo del avance de las

tropas republicanas.

«Los mataron gente del mismo

Torvizcón, y algunos, incluso, familiares»,

recordaba ayer Agustín, el

hombre que ha movilizado el histórico

desenterramiento de mañana tras

un intento frustrado en los años

ochenta del que cejó porque «nadie»

le hacía caso. La represión de la dictadura

y el pacto de olvido de la

Transición lo impidieron antes. Tenía

que ver en el pueblo a los asesinos

y fingir que no pasó nada. «¿Ibas

a hablar? Si hablas te cortan el cuello.

Había que oír, ver y callar».

Algunos familiares de esos hombres,

de 16 años el más joven, unos

60 el mayor, se han citado a las 10

de la mañana en Lecrín para reabrir

la tierra en busca de unos huesos a

los que poner nombre, en lo que será

la primera exhumación de una

fosa común de fusilados y desaparecidos

de la Guerra Civil en Andalucía

tras los aislados casos que se

produjeron en unos pocos municipios

al principio de la democracia.

Con ellos estarán técnicos de la

Asociación por la Recuperación de

la Memoria Histórica (que ha pedido

ayuda al Comisionado de Derechos

Humanos de la ONU para que

inste a España a financiar las exhumaciones),

miembros del grupo

Recuperando la Memoria de la sección

andaluza del sindicato anarquista

CGT, y personal del Ayuntamiento

de Lecrín. La Consejería de

Justicia anunció ayer a este diario

que planea enviar a un médico forense

para colaborar en la identificación,

y se mostró «abierta» a ampliar

su ayuda.

Un enorme cementerio

Ojalá la fosa de Lecrín fuera una rareza,

pero no. Las cunetas, barrancos

y ramblas de Andalucía están

plagadas de cementerios sin nombre

con las víctimas de la represión fascista,

aunque nadie ha reunido la

memoria de los supervivientes para

dibujar un mapa exacto a partir de

una base central de datos, como piden

estos colectivos.

CGT dijo ayer que hay fosas localizadas

en Jaén, Granada, Córdoba,

Málaga, Sevilla y Huelva. «No es lógico

que estos hechos estén escondidos

y se pasen como una página

en blanco, como si no hubiera pasado

nada»,decía la secretaria comarcal

de CGT, Angela Sánchez, criticando

la pasividad de los poderos

públicos. Para los restos hay varias

opciones, explica Cecilio Gordillo,

de CGT en Sevilla. «Marcar el sitio y

dejarlos donde están; identificarlos

por ADN uno a uno, lo que es caro,

o sacarlos todos y enterrarlos en

una fosa común con sus nombres en

el cementerio». Con dignidad.

Han pasado 67 años, pero la historia

que cuenta Agustín, representativa

de otras miles de la Guerra Civil,

parece que ha ocurrido hoy, en

Irak, Bosnia, Liberia. En el camión

de la muerte iban, ademásdeAniseto,

su primo Alvarico Ruiz Montero,

de unos 26 años, y el marido de la

prima Encarnación, Francisco González

Castilla, de 27, que dejó una hijayasumujerembarazadadeotro

EL MUNDO, VIERNES 13 DE JUNIO DE 2003

ANDALUCIA

DESAPARECIDOS DE LA GUERRA / BUSCANDO A LOS VENCIDOS

Reabrir la fosa del

olvido en Andalucía

Tras esperar desde 1936, Agustín

Góngora desenterrará al fin mañana a

su hermano Aniseto y otros 24 vecinos

de Torvizcón (Granada) fusilados en una

cuneta, la primera exhumaciónenaños

E. DEL C.

SEVILLA.— ¿Por qué

conocemos los nombres

de las víctimas y

no los de los victimarios?

«Si me acordara

de alguno lo diría, yo

ya no me callo», dice

Agustín Góngora. Además,

«los criminales

están ya todos muertos».

Dice que lo ordenó

el alcalde, «don Manuel»,

el médico. Que

los instigadores eran

«los riquillos del pueblo».

Pero que los que

apretaron el gatillo

eran casi todos «los

mamporreros», proletarios

al servicio del

poderoso.

«Los riquillos tirabanlapiedrayescondían

la mano. Los peores

eran los mamporerros.

Se creían que

hijo. Agustín se lamentaba ayer de

que no ha podido localizar a Amparo

y Francisco para que vengan a

buscar los restos de su padre.

Los fusilados eran jornaleros humildes,

afiliados o simpatizantes

socialistas o comunistas, que se reunían

en «el Centro», la sede sindical

del pueblo. Sólo cometieron el

delito de luchar «por la libertad».

Los detuvieron el 23 de julio, a los

cinco días del alzamiento militar,

cuando venían del campo. «El 13 de

agosto los republicanos tomaron

Cádiar. El 14 los sacaron de siete a

ocho de la mañana, y los fusilaron

iban a darles de comer».

Recuerda entre

los asesinos a un «esmayao»

al que apodaban

Franco. Pero nadie

le dio trabajo después

ymurió en un pajar de

Sierra Morena, donde

fue a buscar trabajo de

carbonero, de una indigestión

de garbanzos.

En Torvizcón, según

la cuenta de Agustín, los

republicanos fusilaron

luego a cinco nacionales.

Un albañil «por chivato»,

unhombreysu

hijo acusados de francotiradores,

otro que había

matado a dos vecinos.

Pero los vencedores,

compara, rescataron

sus cadáveres y los

enterrados con nombre

y honores en el cementerio.

No ocurrió así con

los 42 fusilados republicanos

cuyos nombres

tiene en una lista.

25 están delafosade

Lecrín, otros cuatro en

el Barranco del Alcázar

de Venus, cerca del

pueblo, dos más están

«sin paradero» en algún

lugar de Orgiva. El

resto está en dos gru-

de diez a once», recuerda Agustín,

que entonces tenía 12 años. Los

asesinos huían hacia Lanjarón y

Orgiva, la zona nacional segura, al

otro lado del río Guadalfeo. En el

camino sembraron la carretera de

cuerpos con un tiro en la cabeza.

Agustín habló con los testigos.

Uno era un carrero vecino de Torvizcón.

Al pasar por Lecrín seencontró

conelchófer y el dueño del

camión, uno llamado Paco, el otro

Gregorio Hurtado, llorando junto al

vehículo en una curva. «‘¿Qué os pasa?

¿Habéis tenido un accidente?’

‘No, que están matando ahí a los de

Torvizcón’. Les habían llevado obligados,

y se habían ido detrás dela

curva para no verlo. El carrero se

fue para allá, ‘¡So criminales, habéis

matado a la juventud de Torvizcón,

qué os han hecho!’, y lo querían

matar tambiénaél».

Otro anciano le confirmó el lugar

aAgustín hace unos años. «Le pilló

en unos bancales, y se escondió.

Cuando se fueron los falangistas salió

y lo vio». Un hermano y un vecino

de ese niño campesino, tambiénpresos,

enterraron los cadáveres. Cuando

terminaron el trabajo, los fusilaron

también a ellos. «Están enterrados

en Las Eras del Paúl, más para

allá de Dúrcal».

El cráneo de un fusilado en 1936, en una fosa común reabierta por voluntarios en Piedrafita (León), el pasado julio. / ELOY ALONSO

«Lo mejor es traerlos

a todos al pueblo

metidos en un ataúd»

pos de cinco o seis cadáveres

en la Venta del

Carrizal, en Orgiva

también, pero será muy

difícil identificarlos

porque «allí hay miles»

de asesinados de las Alpujarras.

Agustín no puede

pagarse un análisis de

ADN. «Va a ser raro

que nos den dinero.

¿No ves que son muchos?».

Se conforma

con menos. «Lo mejor

es traerlos a todos metidos

en un ataúd yenterrarlos

en el pueblo».

Podría identificar a

su hermano Aniseto

por sus alpargatas con

suela de llanta de coche.

Pero no servirá.

Los otros muertos también

las llevaban puestas.

El Parlamento

andaluz insta a la

Junta a colaborar

en la exhumación

Todos los partidos apoyan la

moción de Ricardo Chamorro y

llaman a «dignificar» a las víctimas

de la Guerra Civil y la Dictadura

SEVILLA.— El pleno del Parlamento

andaluz aprobó ayer instar

a la Junta a «dignificar» alas

víctimas de la Guerra Civil y de

la dictadura franquista, y a prestar

la máxima colaboración para

recuperar sus restos, con el levantamiento

y las exhumaciones

de fosas comunes, informa Efe.

Esta petición se enmarca en

una proposición no de ley del

Grupo Mixto, defendida por su

portavoz, Ricardo Chamorro, en

la que pedía instar al Consejo de

Gobierno a que ponga en marcha

un Centro de Gestión eInformación

paralabúsqueda de

desaparecidos de la Guerra Civil,

y que preste toda la ayuda a

colectivos que buscan a los que

fueron represaliados tras el golpe

de Estado militar de 1936.

La firma de convenios y financiación

de becas de investigación

con universidades andaluzas

para recuperación y difusión

de datos, testimonios e investigación

de los hechos, es

otras de las peticiones.

La propuesta pide que el Parlamento

exprese su reconocimiento

a las víctimas y los que

sufrieron persecución, exilio,

cárcel e internamiento en batallones

de trabajo y campos de

concentración enlaGuerrayla

Dictadura, así como a sus familiares

y herederos. También rechaza

«cualquier tipo de acción

violenta y belicista» contrarios a

la paz, la Constitución y el derecho

internacional.

La iniciativa insta además al

Gobierno estatal a que haga un

reconocimiento «público e institucional»

a los represaliados

coincidiendo con el XXV aniversario

de la Constitución,yaayudar

económicamente a la investigación

sobre los desaparecidos.

Chamorro dijo que con la proposición

su grupo pretende «restablecer

la verdad» y reconocer

«el sacrificio de hombres y mujeres

cuya lucha por la democracia

ha sido reconocida en otros

países antes que el nuestro».

José Cabrero (IU) dijo que su

grupo está «plenamente» de

acuerdo, y denunció la existencia

aún de «muchos monumentos»

del franquismo.

Rosario Mateos (PP) se refirió

a la Constitución como la carta

que une a todos los demócratas

«y a todos los que dieron la vida

por los valores» que representa.

La socialista María del Mar

Román dijo que es momento de

«dignificar a las víctimas» ya que,

a su juicio, aún permanecen las

diferencias en el reconocimiento

de vencedores y vencidos.

Por parte del sindicato CGT,

que ha impulsado la moción

aprobada ayer, Cecilio Gordillo

se mostró satisfecho pero pidió a

los parlamentarios y a la Junta

que «cumplan» este compromiso

ynolodejen«caer en el olvido».


28

EL MUNDO, VIERNES 20 DE JUNIO DE 2003

ANDALUCIA

MUNDO APARTE

A. GARCIA BARBEITO

Escaparates

como teatros

Los andaluces tienen el 94% de herencia

genética europea y sólo 1,6 norteafricana

Una tesis sobre el ADN en 28 pueblos minimiza el impacto demográfico del dominio musulmán

Los escaparates son peceras

sin agua donde nadan

los peces del consumo,

del lujo, del arte, de

la curiosidad, la tradición...

Más que del color

del cristal con que se miran,

muchas cosas dependen

de que se miren o no a través de

un cristal. Para un niño, nunca será lo

mismo colocarse en la pared transparente

de un cristal gordo y contemplar un sueño,

que acercarse a ese sueño y tocarlo.

El consumo sabe cómo colocarse, como

saben colocarse en el Barrio Rojo de Amsterdam

las meretrices que se ofrecen como

un oasis de placer al otro lado del cristal. Un

escaparate es un deseo o una admiración

dentro de una burbuja, como un teatro que

se asoma a la calle para sonsacar, para seducir,

para llamar la atención como un mudo

reclamo. El escaparate es una galería

abierta, gratis, y al distraído placer de mirar

se dan muchas personas, cuando pueden o

cuando no tienen nada que hacer. Mirar escaparates

es como ojear un diario de zapatos

y prendas, artículos del hogar, dulces,

panes, bicicletas, joyas, relojes...

M

Algunos lugares de Andalucía hacen de

sus escaparates una edición en color de sus

tradiciones o sus ocasiones de devoción o

fiesta, o todo junto. Hay una Andalucíaque

actúa, una Andalucía que hace la tradicióny

otra que la reproduce en una miniatura de

escaparate o, en este mismo, la resume en

metáforaoensumínima expresión. Me admira

pasear lugares andaluces que tienen

un Rocío en la calle y otro en sus escaparates;

una Navidad viva y otra congelada, retenida

en la gracia del escaparate. Con el Corpus

pasa también, y pasa con una elegancia

excepcional. Es más metáfora el adorno, y

la razón agraria de la eucaristía se ofrece a

los ojos de los curiosos como la síntesis originaldelaocasión.

Alegra ver, equilibrados

en su protagonismo, racimos de uvas agraces

y espigas granadas, maduras, junto a un

cáliz que aguarda vacío. Sabe el Corpus hacerse

pueblo y sabe, mejor incluso, hacerse

cuadro de esa galería intangible de los escaparates.

Sabe el sur vestir los bolsillos transparentes

de sus ciudades sólo para una noche.

Merece la pena. El sur maneja bien la

cultura de lo efímero que se repite, y la ama.

Y eso hace gigante al sur, también.

M

Todo esto sería más hermoso si no existieran

otros escaparates, pero junto a nuestras

tradiciones expuestas se nos colocan realidades

que vemos, que sentimos, que son

nuestras por nuestras o de tanto pasar cerca

de nosotros. Si alegran los escaparates vestidos

de fiesta, duele el escaparate de gritos

y pancartas de miles de astilleros gaditanos

clamando por contratos que no lleven al paro,

duele ese pueblo echado a la calle, ayer

marinero en tierra, hoy astillero en paro, dura

edición de la honda realidad andaluza

más allá, más acá, dentro del verso; duele

en el escaparate actual la desvergüenza de

algunos aprovechados que hacen de un puñado

de votos una ocasión para el negocio

oscuro; duele la traición a los pueblos como

moneda de cambio; duele la venganza como

respuesta. Duele la realidad del campo

andaluz, tan en manos de Fishler y de esa

PAC que va a machacar muchos jornales,

muchas esperanzas. Bajo el infierno de junio,

ojalá pudiésemos desmontar los dolorosos

escaparates donde asoman los problemas

de miles de andaluces.

E. DEL C.

SEVILLA.— Han sido

tres años arañados al

tiempo libre que le quedaba

de su «pan nuestro

de cada día» en el Instituto

de Toxicología haciendo

peritajes judiciales

sobre paternidades

dudosas, agresiones sexuales,

navajazos, huesos

sin nombre.

Pero dice Manuel López

Soto que de verdad

su tesis no hubiera sido

posible sin los 419 andaluces

que aceptaron

restregarse un bastoncillo

por las encías y el

interior de las mejillas

para recoger células de

Manuel López, con las muestras de ADN de 28 pueblos. / MIGUEL RODRIGUEZ

la mucosa bucal.

En el laboratorio,

junto al ampliador y el

secuenciador de ADN,

se amontonan en cajitas

los tubitos con las

muestras de los voluntarios

anónimos, marcados

con colores e iniciales

para distinguir

los 28 pueblos: Guillena,

Casariche, El Coronil,

Herrera (Sevilla);

Cortegana, Rociana,

Riotinto (Huelva); Algodonales,

Alcalá del

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.— Los habitantes

«autóctonos» de la Andalucía

del siglo XXI sólo tienen unas

gotitas de mestizaje, por mucho

mito que diga que por sus venas

corre la sangre mora de Al Andalus.

Desde el estricto punto

de vista de la genética de poblaciones

y la biología evolutiva,

los andaluces son tan europeos

como el que más..., o al menos

eso dice su ADN mitocondrial.

Para llegar a estas conclusiones,

el biólogo Manuel López Soto,

del Instituto Nacional de Toxicología

en Sevilla, ha tenido

que recorrer algunos miles de kilómetros

por el mapa de Andalucía

y tomar muestras de ADN a

419 habitantes de 28 pueblos repartidos

por las ocho provincias.

El fruto de las horas de laboratorio

y viajes desde Pizarra a

Benamejí y de Casariche a Carboneras

es la tesis doctoral Patrones

microgeográficos del

ADN mitocondrial en el sur de

la Península Ibérica, que presen

el pasado viernes (sobresaliente

cum laude) enlaFacultad

de Biología de Sevilla.

Todo un viaje en el tiempo y

el espacio a través de humildes

rastros depositados en el fondo

de un tubito de plástico. El ADN

mitocondrial en el que se centra

el análisis no tiene utilidad clínica

(no trasmite información

sobre enfermedades), ni genética.

Determinar que uno tenga

los ojos azules o la piel morena

no es misión suya, sino del

ADN del núcleo celular. Pero es

muy útil, en cambio, para trazar

los orígenes geográficos del

portador. Eso sí, sólo por vía

materna. Esta clase de marca

demográfica es la que ha seguido

este biólogo de la generación

del 71 y vecino de Alcalá

de Guadaíra.

«Lo que nos ha sorprendido

–dice– es que, después deocho

siglos [de presencia musulmana],

el sustrato norteafricano es

bajísimo». El 94,36 por ciento de

las secuencias encaja con las del

resto de Europa, frente a sólo un

1,6 por ciento comparable a las

observadas en poblaciones norteafricanas

(desde Mauritania a

Egipto), y al 2,14 de las de origen

subsahariano. La sorpresa

es mayor, señala, porque en

otro estudio similar en Galicia el

sustrato norteafricano ascendía

al 2,17 por ciento, «y allí no llegó

el islam». Para colmo, dice

López Soto, en Granada, el último

bastión deAlAndalus,nisiquiera

(sea azar o no) ha registrado

una sola huella del otro lado

del Estrecho, que sí aparecen

en las provincias occidentales.

Este bajo aporte se podría

explicar, dice, por el hecho de

que el ADN mitocondrial sólo

nos habla de los ancestros femeninos,

y en la época de la

conquista musulmana cruzaron

alaPenínsula Ibérica sobre todo

soldados, pero «pocas mujeres».

Su próximo proyecto de

investigación sobre el cromosoma

Y (el de transmisión masculina)

podría sacaralaluzuna

mayor herencia norteafricana.

Lo que sí corroboran sus datos

es lo que avanzaron los historiadores:

«Que no hubo invasión

demográfica» de árabes o beréberes,

sino una conversión de los

habitantes autóctonos al islam a

través de alianzas políticas y militares.

O sea, no pesa tanto la

sangre como la sociedad. «Quizás

hemos captado más cultura

que flujos génicos del islam».

Su tesis también muestra que

en algún momento tuvimos parientes

negros. El «flujo genético-poblacional

subsahariano»

Alumnos y profesores que hicieron

Ciencia donando células bucales

Valle, Alcalá de los Gazules,

Prado del Rey

(Cádiz); Iznájar, Benamejí,

El Carpio, Hornachuelos

(Córdoba); Vilches,

Arjona, Castillo de

Locubín, Peal de Becerro

(Jaén); Iznalloz, Albuñol,

Dúrcal, Orgiva

(Granada); Villanueva

del Trabuco, Villanueva

de Algaidas, Pizarra

(Málaga), y Carboneras

y Macael (Almería).

Los pueblos, explica,

debían tener másde200

años de antigüedad, y

unas poblaciones de entre

4.000 y 8.000 habitantes

que hubieran permanecido

relativamente

aisladas y estables en un

siglo. Además, se pedía

que el voluntario, sus

padres y sus cuatro

abuelos hubieran vivido

en el pueblo. Con todo

ello, cuenta, pretendía

fijar al máximo la población

«autóctona».

La geógrafo Pilar Almoguera

le escogió los

tiene tres posibles orígenes: pudo

saltar a la Península desde el

Norte de Africa, con los barcos

de esclavos que venían del Golfo

de Guinea directamente o a

través del Caribe, o bien proceder

de antecesores prehistóricos

comunes a toda Europa. La

posibilidad del origen ancestral

ynohistórico también vale para

la herencia norteafricana.

Por lo que respecta a la datación,

el 84 por ciento de las secuencias

son de origen paleolítico,

lo que, a su juicio, refuerza

la teoría dequeestazonadela

Península ya estaba habitada

antes de que se produjera la revolución

agrícola del Neolítico

procedente del territorio que

hoy ocupa Irak. Los defensores

de la teoría contraria sostienen

que fue la expansión demográfica

desde los ríos Tigris y Eufrates

la que habitó Europa gracias

a sus nuevas técnicas agrícolas.

Un estudio «sin política»

Una conclusión más. «Andalucía

se comporta como un bloque

homogéneo, por tanto toda

la población partió de un mismo

origen». Otra: que la «gran

variedad de linajes matrilineales»

observados «apoyaría la

teoría dequeelsurdelaPensínsula

Ibérica funcionó a modo

de refugio poblacional durante

los últimos periodos glaciares».

El estudio no tiene «nada que

ver» con interpretaciones políticas,

aclara cuando se le hace

ver la coincidencia de que los

únicos antecedentes de este tipo

de análisis de genética poblacional

en España se hayan

hechoenelPaís Vasco, Cataluña

y Galicia, las tres comunidades

históricas. No entra a valorar

si esos precedentes están

animados por la autoafirmación

nacionalista, pero sí afirma

tajante que no es su caso.

«Andalucía es un concepto

político. Los romanos no eran

andaluces. Estamos hablando de

poblaciones en un marco geográfico.

Por eso el título de mi tesis

habla del sur de la Península

Ibérica, no de Andalucía. Yo no

tengo que ver con la política, y

espero que no se trate así».

pueblos. Le dirigió la tesis

Antonio Salas Ellacurriaga,

de la unidad

de Genética Forense del

departamento de Medicina

Legal de la Universidad

de Santiago de

Compostela, a partir de

una idea del catedrático

Angel Carracedo.

Pero para el reclutamiento

recurrió a los directores

de los institutos

locales, que ayudaron a

limar resquemores. No

importaba la edad ni el

sexo. La mayoría deestas

gotas de ADN las donaron,

pues, alumnos y

profesores. Eso también

es hacer Ciencia.

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


Powered by TCPDF (www.tcpdf.org)


'Tegucigalpa Connection'

EDUARDO DEL CAMPO

20

21/06/2003

SEVILLA.- Tres millones de euros de las arcas públicas andaluzas, como mínimo,

volarán desde aquí al 2006 a Tegucigalpa sin recibir nada a cambio. La intermediaria

que ha arrancado el favor del gobierno andaluz es nada menos que la mujer del

presidente hondureño, el rico empresario Ricardo Maduro, de 56 años.

La ex diplomática Aguas Santas Ocaña, de 40, se ha aprovechado de su poderoso

estatus de primera dama, cargo que en América supone actuar como una

vicepresidenta oficiosa, y del hecho de haber nacido en el pueblo sevillano de Brenes

para ganarse a políticas socialistas y cargos de la Junta.

La Tegucigalpa Connection es ya una realidad. El presidente hondureño y el del

gobierno andaluz, Manuel Chaves, firmaron ayer la transacción en el lujoso palacio de

San Telmo de Sevilla, una de las escalas decisivas del viaje del dignatario

centroamericano a España y a la provincia natal de su mujer.

Aguas Santas Ocaña, la artífice, con tacones altísimos, chaquetilla roja y espectacular

melena rubia de actriz de Hollywood, asistía a unos metros, satisfecha, al cierre del

acuerdo. Tráfico de influencias sin vergüenza ninguna.

Menos mal que todo ha sido por una buena causa: rescatar en hogares a niños

enganchados al crack que vagan por Tegucigalpa y San Pedro Sula, fuera de los

palacios y las urbanizaciones amuralladas de la élite, antes de que se añadan a la lista

de los más de 1.600 miembros de bandas juveniles o maras asesinados en el último

lustro. O ayudar a mujeres maltratadas, a viejos sin techo.O trasplantar técnicas

agrícolas y pesqueras del milagro andaluz a pueblos rurales de los alrededores de la

capital y de Amapala, en el golfo de Fonseca. O inyectar recursos para fortalecer el

poder civil de las instituciones de aquel país, algo menor en población y tamaño a

Andalucía, donde ocho de cada diez habitantes son pobres. Más aún desde que el

huracán Mitch les pasó por encima.


El viaje de Aguas Santas

La primera dama hondureña, dicen que una estrella ya en la nación adonde aterrizó

como miembro de la Embajada española, llegó al poder cuando su marido ganó las

elecciones el pasado noviembre.De Argentina a Estados Unidos (y con Ana Botella, en

España, también), la mujer del presidente forma parte oficiosa del cartel electoral, y

suele asumir un influyente papel público, casi siempre en el terreno de los Asuntos

Sociales, como hada madrina de la caridad o la justicia social, según cada una. Ella

también dio el paso.

«Llevaba un mes en el gobierno, había tantas cosas que hacer, y no sabía por dónde

empezar. Y me dije, ¿a quién llamo? Y llamé a Brenes». Habló con la entonces

alcaldesa del pueblo del Aljarafe sevillano donde había vivido su infancia.

La socialista Elena Nimo aceptó la invitación de recorrer Honduras con ella en enero

para identificar posibles destinos de la cooperación.Se formó así una expedición

femenina a la que se sumaron la diputada del PSOE Nazaria Moreno, la concejal

socialista de Sevilla Aurora Atoche, una representante de la Fundación El Monte y la

directora del Instituto andaluz de la Mujer, Teresa Jiménez. Después fue el turno del

director de Cooperación de la Junta, Joaquín Rivas.

Las idas y venidas cuajaron al fin en el Memorándum de Entendimiento que ayer

firmaron los presidentes Maduro y Chaves acompañados de sus séquitos.

Maduro agradeció la ayuda al pueblo andaluz y la «recepción extraordinaria» que le

han dispensado (la víspera el alcalde le entregó las llaves de Sevilla y por la noche

visitaron Brenes).

Luego reveló que su estrategia de captación de ayudas pasa hoy por «tener relaciones

con las comunidades autónomas [españolas] además del Gobierno central». De

hecho, Maduro ha firmado un crédito de 80 millones de euros en Madrid, pero se ha

dejado caer, además de por la Sevilla de Chaves, por la Cataluña de Jordi Pujol y la

Castilla-La Mancha de José Bono, para buscar inversores y promocionar su país.

Su mujer tampoco ha perdido el tiempo. Según contaba enamorado el marido

ensalzando el «extraordinario» trabajo de ella, la primera dama ha sellado acuerdos

con una fundación madrileña para restaurar un archivo histórico y con un hospital para


que hagan trasplantes de órganos a hondureños. Al Real Madrid le ha pedido dinero

para montar una escuela social de fútbol en el trópico.

Maduro, que tiene tres hijas de otro matrimonio y mantuvo un noviazgo con su ministra

de Cultura, se casó con Ocaña el 10 de octubre. Ayer él no escatimaba elogios, y

recordó cómo ella, escandalizada al ver la indiferencia con que en Honduras daban

por «algo normal» la atroz vida de los pequeños vagabundos, «salió a la calle con su

coche a recoger a niños y llevarlos a los hogares».

«Estamos muy complacidos de que la primera dama de Honduras sea una sevillana,

una andaluza», apoyó por su parte Chaves. «Y los andaluces sabemos cumplir con

nuestras responsabilidades».


20

EL MUNDO, SABADO 28 DE JUNIO DE 2003

ESPAÑA

EDUARDO DEL CAMPO

SEVILLA.– A las 10 toneladas de

lingotes de oro que se cree albergan

las bodegas del navío de guerra

inglés HMS Sussex, hundido en

1694 en algún lugar al Este del Estrecho

de Gibraltar, les han salido

un nuevo pretendiente.

Después de que EL MUNDO

publicara el miércoles que la empresa

estadounidense Odyssey va

a iniciar la extracción del oro este

verano tras llegar a un acuerdo con

el Ministerio de Defensa británico,

el cazatesoros y empresario naviero

español Luis Angel Valero de

Bernabé ha saltado reclamando el

50% de los al menos 3.500 millones

de euros en que está valorada la

carga.

El avispado Valero de Bernabé

asegura que la ley española de Patrimonio

Histórico de 1985 le da

derecho a tan colosal premio por

haber sido «el primero» en reivindicar

los derechos de hallazgo ante

el Ministerio de Cultura y ante la

Junta de Andalucía, a los que ha

comunicado las coordenadas del

supuesto barco del tesoro.

«Pedimos solamente lo que es

de ley. Estamos defendiendo que

esto se quede en España. Nos están

choriceando», protestaba ayer el

cazatesoros en una entrevista en

Sevilla. Le acompañaba su asesor,

el historiador italiano especialista

en hundimientos de barcos antiguos

Claudio Bonifacio, una autoridad

mundial que participó, por

ejemplo, en el rescate en Portugal

de la campana de la nao Santa María

de Colón, y que asesoró en el

pasado a la propia Odyssey.

La reclamación del español choca

jurídicamente con la «inmunidad

de soberanía» que esgrime el

Reino Unido para rescatar su navío

de guerra, el mismo derecho que

emplea España para salvar sus

propios galeones en Estados Unidos.

«Da igual la nacionalidad del

buque, que sea inglés o español»,

insiste Valero de Bernabé, aferrado

a su comisión del 50%, «independientemente

de quiénlosaque».

La solución ante el choque jurídico

sería, propone, «un acuerdo

anglo hispano» en el que él se llevara

su porción del pastel, siempre

que se compruebe que sus coordenadas

se corresponden efectivamente

con las del Sussex. Pone como

ejemplo, sin precisar más, otro

acuerdo hispano estadounidense

por el que una empresa americana

rescatará un galeón español.

Rocambolesco

¿Quién vio primero

el ‘Sussex’?

Un cazatesoros español reclama el

50% del oro del barco que buscan el

Reino Unido y una empresa de EEUU

En realidad, lo más rocambolesco

es que Valero de Bernabé no ha

descubierto nada en persona. Los

derechos de hallazgo que reivindica

se los ha cedido a cambio del

10% del futuro beneficio la empresa

italiana de trabajos submarinos

Impresub, que fue la que en junio y

julio de 2002, cuando realizaba un

trabajo de barimetríageofísica (estudio

del fondo submarino) para

Red Eléctrica Española, detectó

consusónar lo que parecían ser las

formas de dos pecios.

El valor del hallazgo no quedó

de relieve hasta que meses después,

en otoño, Claudio Bonifacio,

amigo del empresario de Impresub

Giambattista Coradello, analizó las

páginas y páginas de gráficos del

sónar y dedujo que esos dos navíos

naufragados podían ser, por su tamaño

(entre35y45metrosdeeslora)

y ubicación, los del navío británico

Sussex y el galeón español

Santa Ana la Real, que se hundió

en 1620 con otros tres buques de su

flota cuando iba cargado de «caudales

y mercancías» a Filipinas,

cuenta el historiador italiano sin

especificar cantidades ni valor.

Los dos socios de esta carrera

del tesoro no sueltan prenda de las

coordenadas exactas de ambos

barcos, pero sí conceden que el supuesto

Sussex está a 860 metros de

profundidad y 5,5 millas al sureste

de Gibraltar, mientras que los esqueletos

humanos y las riquezas

del Santa Ana yacerían, desde su

tragedia en el siglo XVII a 350 metros

bajo el agua, una milla al sur

del Peñón.

En todo caso, ambos insisten en

que son, sin discusión, «aguas jurisdiccionales

españolas» de la costa

de Cádiz, y recuerdan que Gibraltar

sólo tiene «aguas de cortesía»,

cuya administración España

le concede tácitamente. Una vez

conscientes del negocio que tenían

entre manos, Coradello, Bonifacio

y Valero de Bernabé (conocidos de

empresas anteriores) se pusieron

de acuerdo para adelantarse a los

americanos de Odyssey, que llevaban

«desde 1998 o 1999» detrásdel

Sussex.

El 22 de diciembre del año pasado,

Impresub presenen la Dirección

General de Patrimonio del Ministerio

de Cultura una solicitud de

derechos de hallazgo sobre los dos

pecios amparándose en «los artículos

41.3 y 44 de la Ley 16/1985 de

25 de junio del Patrimonio Histórico

de España», que incluye el premio

que se debe dar a los descubridores

de un vestigio antiguo. A

ellos no les consta, dice, que los

americanos hallan cumplido el

mismo trámite ante el Estado español.

Tampoco la Junta de Andalucía

dice haber sido informada.

Para acogerse al 50% del valor,

aclara Valero de Bernabé, elhallazgo

debe ser «fortuito» y no una

búsqueda premeditada, como dice

que está haciendo Odyssey, a cuyos

responsables, con Greg Stemm

al frente, acusa de «especuladores»

sin interés por la arqueología.

El 14 de mayo, el buscador español

dio las coordenadas exactas al

Ministerio y días después a la Junta

de Andalucía, que tiene las competencias

en patrimonio histórico. La

consejera Carmen Calvo advirtió el

miércoles de que el gobierno de

Londres tiene que pedirle permiso

para cualquier excavación.

Hace dos meses, Valero de Bernabé

solicitó permiso al director

general de Bienes Culturales de la

Junta permiso para buscar con un

robot submarino en las entrañas de

estos dos barcos y otro más que ha

descubierto por su cuenta, «muy

cerca y a muy poca profundidad»

de la costa mediterránea de Cádiz,

posiblemente italiano. Aún no tiene

respuesta del Gobierno andaluz.

También ha expuesto su exigencia

a Odyssey, pero los estadounidenses

no le han hecho caso.

Y él sigue indignado con sus «prepotentes»

competidores y dispuesto

a dar la pelea. «Es como si España

coge un barco de investigación

y nos vamos a rescatar un barco de

la Armada Invencible a Inglaterra,

porque es español, y pasamos de la

ley inglesa. Aquí hay unas normas

y hay que respetarlas».

A la izquierda, Valero de Bernabé, el ‘cazatesoros’ español, y a su lado Claudio Bonifacio, ayer en Sevilla. / CARLOS MARQUEZ

C.S.

La empresa estadounidense

Odissey, que ha

recibido el encargo del

Gobierno británico de

recuperar el oro del

‘Sussex’ asegura que

registró su hallazgo en

septiembre de 2001.

«Hicimos una exploración

tanto en

aguas españolas como

en aguas internacionales

y registramos

el resultado en

esa fecha y el Gobierno

español lo sabe»,

aseguró ayer a este

diario un portavoz de

la empresa, con sede

en Florida.

Odissey dice que

lo registró en 2001

Odissey tampoco

precisa la localización

exacta del pecio.

Ningún ‘cazatesoros’

parece interesado en

soltar prenda.

Fuentes de la Administración

española

consultadas apuntan

a una zona en torno a

las 9,5 millas desde la

costa de Cádiz; «por

tanto, en aguas jurisdiccionales

españolas».

El HMS Sussex es

un buque de guerra de

bandera británica y,

por tanto, goza de inmunidad

allá donde

se encuentre. En consecuencia,

no tiene

teóricamente importancia

en qué aguas

sea rescatado, porque

su contenido pertenecesin

discusión aReino

Unido.

Pero, según las

fuentes españolas

consultadas sí hay

una diferencia. Al tratarse

de aguas españolas,

es necesario

pedir permiso a las

autoridades de España

y eso conlleva derecho

de control sobre

lo que se busca y

lo que se encuentra.

Y como nunca es fácil

de demostrar que

un lingote de oro, por

ejemplo, corresponde

a determinado barco

en una zona en la que

ha habido multitud de

hundimientos, tener

el control de la ‘caza

del tesoro’ puede producir

después rendimientos

y no sólo arqueológicos.

Fomento dice que la

mitad del fuel que

llega a las playas

no es del ‘Prestige’

OVIEDO.– Más de la mitad de las

muestras de fuel recogidas durante

el mes de mayo en playas gallegas

y en el Cantábrico no son del

Prestige, según informó ayer el

Ministerio de Fomento, a tenor de

los resultados de los análisis realizados.

En concreto, según señala el

Ministerio en un comunicado, 19

de las 36 muestras de fuel recogidas

en playas del Atlántico y del

Cantábrico durante este periodo

no procedían del buque siniestrado,

sino de la limpieza que posiblemente

efectuaron otros barcos.

Los análisis fueron efectuados

por el Instituto de Investigaciones

Químicas y Ambientales de Barcelona,

dependiente del Consejo

Superior de Investigaciones Científicas,

y por el laboratorio de la

Consejería de Medio Ambiente de

la Xunta de Galicia, a instancias

de los ministerios de Medio Ambiente

y Fomento.

Las muestras del fuel no procedente

del Prestige fueron recogidasentreel3yel6demayoenlas

playas de Carnota, Fonforrón,

Simprón, Sieiras, Frouxeira, Valdoviño

y Cedeira, todas ellas en la

provincia de A Coruña.

El 10 de mayo, en el Dispositivo

de Separación deTráfico de Finisterre,

fueron recogidas muestras

que revelaron otro achique de

sentinas, al igual que las recogidas

en el mar al norte de Santander

y al norte de Cabo Vidio (Asturias),

el día 12demayo.

Según informa Fomento, «muy

posiblemente, el calafateado de

las bateas con alquitrán» fuese el

origen del fuel que llegó el 15 de

mayo a la playa de Poio.

El 21 de mayo se recogió fuel

en la Playa de Doniños (A Coruña)

que no era del Prestige, así como

el 25 de mayo en la Playa de O

Vilar y el 28 de mayo en un aparejo

en la Ría de Vigo.

Vertidos ilegales

El Ministerio de Fomento ha aumentado

las medidas de vigilancia

para perseguir a los barcos

que realizan su limpieza de tanques

aprovechando una catástrofe

ecológica como la del petrolero

Prestige, hundido frente a las costas

gallegas el 19 de noviembre

del año pasado.

De hecho, según el Ministerio

de Fomento, se han detectado ya

ocho buques que han realizado

vertidos ilegales durante su navegación

frente a las costas españolas,

en las cercanías del Dispositivo

de Separación de Tráfico

(DST) de Finisterre.

El Ministerio de Medio Ambiente

informó ayer de la existencia

de restos de fuel en 15 playas

de Galicia, 11 de Asturias y dos en

CantabriayelPaís Vasco, procedentes

del Prestige, frente a las

«1.031 que ya están limpias».

Según indicó ayer en una nota

pública, el Ministerio de Medio

Ambiente ha renovado su página

web (www.mma.es), donde ofrece

información «diaria y más detallada»

sobre el estado actual de las

playas, con el fin de que «los ciudadanos

puedan conocer en vivo

la situación real ante la llegada

del verano».

Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.


16

EDUARDO DEL CAMPO

Enviado especial

BEL YOUNECH (MARRUECOS).–

Un día como hoy, hace un año, el

Gobierno español activaba su célula

de crisis porque un puñado de gendarmes

como sacados de un chiste

de Gila había reconquistado un islote

llamado Perejil clavando entre

sus rocas la bandera de Marruecos.

En pleno divorcio con el vecino del

sur, esa bandera dolía más que una

banderilla en el lomo.

Felizmente, la batallita se saldó

sin tiros y sin sangre. Seis días después,

el 17 de julio, un comando de

legionarios helitransportados desalojó

a los intrusos y se inmortalizó

con su propia bandera rojigualda,

sólo para retirarse el día 20trasel

acuerdo fraguado con la mediación

del secretario de Estado estadounidense,

Colin Powell.

Rabat y Madrid firmaron la paz y

hoy atraviesan esa dulce luna de

miel de los reconciliados. Pero, un

año después, los únicos que no han

regresado al manido statu quo ante y

pueden figurar en la lista de víctimas

del bufonesco conflicto son los habitantes

de Bel Younech, el pueblo marroquí

vecino del peñasco cuyo usufructo

les han amputado.

Antes del lío usaban a diario ese

apéndice para pescar pulpos o como

corral de cabras. Ahora es coto vedado.

Curiosamente, los que más celo

ponen en que nadie toque Perejil –o

Laila, como lo conocen en Marruecos–

son los militares marroquíes

que vigilan la vertiginosa costa.

La consigna es no estropear el

buen rollo diplomático con España.

«No puede subir nadie, está prohibido.

Si vemos a alguien, avisamos a la

patrullera», dice el soldado Mohamed

en la casa-cuartelillo de Punta

Leona, donde acaba la pista pedregosa

que parte del pueblo y comienza

el sendero que lleva, bordeando

los acantilados, hasta el punto más

próximoalaisla:pocomás de100

metros, o unos minutos a nado.

La panorámica hincharíadeemoción

a un estratega: el Estrecho se

abre en toda su gloria, con la costa

gaditana, el Peñón de Gibraltar y los

surcos de los petroleros y los transbordadores,

y la frontera ceutí de

Benen esta orilla, pegada casi a

las últimas casas de Bel Younech.

«Un día viene una patrullera española,

da una vuelta y se va. Otro día,

la marroquí. Pero no sube nadie. Está

todo tranquilo», dice Mohamed

antes de razonar amigable, señalando

al islote. «Es de Marruecos, ¿no

ves lo cerca que está?»

La víctima

EL MUNDO, VIERNES 11 DE JULIO DE 2003

ESPAÑA

¡Que nadie vuelva a tocar el Perejil!

Un año después de la crisis, Rabat y Madrid saborean

su reconciliación, pero el islote es coto vedado

La isla Perejil, vista desde los acantilados marroquíes de Ben Younech. / JESUS MORON

La señora Rajma, propietaria de las cabras que pastaban en el islote, en casa de su hija. /J.M.

CEUTA.– La reconquista

del Perejil es un hito

en Ceuta, donde el españolismo

de los cristianos

es proporcional al

temor subconsciente a

ser invadidos por los

‘candados’ (marroquíes).

«La gente se puso

muy contenta cuando

viollegaralaLegióny

pusieron la bandera española,

no nos sentimos

abandonados», dice Javi,quetrabajaenunagasolinera

y pasea con su

novia en su flamante deportivo

negro. «Si no, la

gente se hubiera echado

a la calle, ¿eh?».

Unveteranoperiodista

local dice que el envío

de fragatas fue un gesto

esperado, pero que la

operación de rescate le

cogió por sorpresa. «España

ha estado siempre

retrocediendo. Con la

independencia, nos fuimos

sin condiciones,

conelSidiIfninosfui-

Aquellos días de

patriotismo en Ceuta

mos sin condiciones,

conlaMarchaVerde,sin

condiciones. Pensé que

esta vez sería igual. Los

marroquíes, también. El

mensaje era que las próximas

serían Ceuta y

Melilla. Por eso, cuando

Aznar sacó los dientes,

me sorprendió».

«A España», sigue, «le

importa un carajo Perejil;

sólo sirvió para enviarle

un mensaje de

hostilidad a Marruecos:

si por esta piedra de

mierda hemos montado

esto, imagínate qué seremos

capaces de hacer

por Ceuta y Melilla. Es la

guerra».

También recuerda,

entre risas, el nerviosismo

entre los militares y

los rumores que desató:

que si había 60 posiciones

de mortero frente al

Perejil, artillería de 155

milímetros detrás de la

Mujer Muerta, tanques

frente a Ceuta... «Lo que

aún no ha explicado nadie

es quién y por qué tomó

la decisión en Marruecos

de tomar Perejil»,

deja en el aire.

Pero hay un sector

que cree que la invasión

ya se ha producido. «Miraquéraza»,diceconasco

un taxista en la frontera

del Tarajal señalando

a los porteadores marroquíes.

«Son una escoria.

Habría que coger

una excavadora y hacer

así con todos», dice como

si los deportara con

las manos. «Si yo fuera

Aznar, habría volado el

Perejil».

El hombre echa pestes

de un antiguo delegado

del Gobierno socialista

al que acusa por

dar el DNI a los musulmanes

en los años 80.

«Somos 60.000 españoles

y 30.000 yugoslavos

de éstos. Estamos pagando

los puntos de los

niños que paren». Hay

muchos que comparten

este discurso. Pero también

hay cristianos ceutíesquesecasanconmarroquíes

y crían hijos bilingües.

Nuestro fotógrafo, el

ceutí JesúsMorón, tiene

en cambio el corazónen

otra parte. Ayer se cumplían11

añosdelamuerte

de su hermano mayor.

Gustavo se ahogó al pie

del Perejil mientras buceaba.

Jesús no había

vuelto a aquel escenario

de tantas tardes de la

adolescencia. Después

de hacer las fotos, también

él parece más en

paz con el mundo.

Ni de Marruecos ni de España. La isla

«¡es mía!», reclama Rajma Hachiri,

la cabrera viuda de 74 años cuyo padre

y abuelo ya usaban Perejil como

corral de su rebaño un par de siglos

antes de que esto se llenara de periodistas

y curiosos para asistir al surrealista

espectáculo de dos armadas

tomando posiciones por un escupitajo

de montaña arrojado al mar.

La tierra, para el que la trabaja.

Como Rajma desde hace 60 años.

Es la víctima por antonomasia del

conflicto, y la más famosa. Antes

ibaalaislaadiarioensupaterade

remos con alguno de sus 10 hijos

(nueve hijas y un hombre), para llevar

agua dulce a sus cabras. Recogía

caracoles, palmitos y leña que,

junto a las cabras, vendía en Ceuta.

Sus hijos se criaron jugando y pescando

en esa orilla.

Pero, desde el día delainvasión,

no la han vuelto a pisar. Se lo tienen

prohibido sus autoridades. Encima,

la patera se pudre en una cala porque

ha perdido los papeles de la licencia.

«¿Y ahora qué?Yoestoyperdía,

la pierna perdía, las cabras perdías»,

protesta con sus palabras de

español en la casa de su hija en lo alto

de Bel Younech, donde se mudó

hace cuatro meses con la pierna derecha

semiparalizada.

Expropiada sin indemnización.

«Cuando llegaron los helicópteros yo

estaba llorando», recuerda. «Mala»

se puso al ver cómo un puñado de cabras

«se tiraban» al vacío asustadas

por el ruido. Ahora apenas le quedan

90 animales canijos que, increíblemente,

sólo beben agua de mar.

«Ha ido dos veces a hablar a Tetuán

para pedir que al menos la dejen

sacar las cabras, pero le han dicho

que no puede entrar nadie, que

no quieren problemas», explica su

única hija soltera, Fatuma, de 28

años. La joven trabaja limpiando en

las casas de un militar y de un policía

en Ceuta, y éstos le han dicho que

por parte de España no hay objeción

a que la anciana vea a sus cabras.

«Pero es que los mahanis [guardias

militares] no nos dejan, y hace falta

el permiso de los dos».

Reclamación

La encantadora cabrera, con las

uñas de manos y pies pintadas de rosa,

habla de los 2.000.000 pesetas de

una vaga indemnizaciónquesuhermano

de Madrid le anunció por teléfono.

«¡Pero no llega nada!». Quizá

buscarán un abogado.

¿De quién es Perejil-Laila? «No

sé», duda Hamido, que a los 65

años aún trabaja de albañil en Ceuta:

«Yo sólo dejaba mi ropa en un

rinconcito, y me iba con la escopeta

[submarina] a pescar a la isla, y me

venía. ¡Pero si allí no hay más que

bichos y culebras! Antes iban los

chiquillos, las mujeres, había siempre

cinco o seis barcas amarradas.

Ahora está prohibido».

La crisis también afectó a los numerosos

traficantes de hachís, patrones

y peones, pero el gremio supo

capear el temporal. Las salidas de las

lanchas se desplazaron al oeste desde

que en 1998 la Guardia Civil empezó

a requisar pateras sin matrícula

en Ceuta, ahí al lado. El conflicto de

Perejil sólo terminó de ajustar las rutas.Eltráfico

sigue, como siempre,

más allá de Punta Cires.

«He ido muchas veces a España»,

dice un taxista del pueblo. ¿Ah, sí?

«Sí, llevando hachís. Al Barbate, a

La Barrosa [Chiclana], a La Atunara

[La Línea]. Nunca me han cogido».

En el 98 se retiró. Con los beneficios,

a 1.500.00 pesetas el viaje, se compró

su taxi y una de las magníficas

casas que proliferan aquí. «Es que

aquí hay mucho paro», se disculpa.

Calas virginales, perfume de higueras,

percebes como puños. El

paisaje por el que guía Hamido tiene

su potencial turístico, sobre todo

si se explotara la anécdota del año

pasado. Pero, de momento, los extranjeros

son una rareza.

El peñasco que no salía enelmapa

Michelín se ha convertido en un

icono, pero su significado tenderá a

olvidarse, como la pista de guijarros

que lleva a Punta Leona y que construyeron,

recuerda Hamido, «los presos

rojos de Franco».

El bello perfil acostado de Laila

debería ser declarado monumento

internacional al arrojo marroquí, el

heroísmo español o la estupidez de

ambos, según se vote. Aunque hace

un año fuera la piedra de toque para

medir contenciosos más profundos,

viéndola de cerca con Hamido entra

vergüenza ajena advirtiendo su humilde

tamaño de gota de agua. La

que colmó el vaso.


Impreso por Eduardo Delcampo Cortés. Prohibida su reproducción.

26

EL MUNDO, SABADO 12 DE JULIO DE 2003

ANDALUCIA

Tormenta de verano

MEDIA VUELTA

Gaspar no es el más grande

En los carteles han

tachado un nombre

quenolopuedo

creer, Gaspar

Zarrías y olé, ya no

manda tanto en la

provincia de Jaén

FRANCISCO ROBLES

En el Real Madrid, el fichaje

de Beckham ha dejado en la

penumbra el brillo de Zidane.EnelRacingdeSanTelmo

languidece la luz de Zinedine

Zarrías, banderillero

de confianza de Manolo

Chaves. Ya no le tocan, por

las galerías y covachuelas

del poder, la versión top

manta del pasodoble que estaba

dedicado a Marcial Lalanda:

Gaspar, tú eres el más

grande. De un tiempo a esta

parte, la obra maestra de Idígoras

y Pachi sufre el fríodel

acero becqueriano en las entrañas.

El mayordomo regional,

controlador del eje

oriental, no se orienta a la

EN CORTO

La escoba de

Barrientos

Depende. El alcalde de Estepona

ha recuperado, además del pacto

con los giliconcejales que lo auparonalsillón,

una canción que estaba

arrumbada en el olvido. «Depende,

¿de qué depende?» Barrientos

depende de los restos del GIL, y sus

decisiones dependen, por eso mismo,

del lugar que ocupa en este momento.

Si antes los llevaba a los tribunales,

ahora se dedica a cantar

otra cancioncilla del verano, más

antigua aún. «Si yo tuviera una escoba,

cuántas cosas barrería...» Barrientos

no es gerundio, pero lo parece.

Las gafas

de Ortega

hora de presentar resultados,

que a fin de cuentas es

lo único que le vale al socialismo

andaluz.

En Jaén, el santo reino del

virrey Gaspar, un tal Foche

le ha plantado cara. ¿Foche?

¿Quién es ese Foche que se

atreve a toserle al amo y señor?

A partir de ahora le espera

la acostumbrada razia

de Zarrías, que deja las de

Almanzor en una excursión

del Inserso. Sin embargo, este

hecho nos da la medida de

la talla del número dos de

Chaves.

Gaspar, mayordomo regional,

no acaba de dar ese

paso que lo aúpe al rango

donde se mueven los Pepiños

y los Calderas. Se queda

en un simple taifa provincial

que no es capaz de controlar

su territorio. En ese eje

oriental del que hablábamos,

espacio de su influencia,

ha perdido las alcaldías

de Almería y de Granada, y

no ha conseguido desbancar

al PP del trono de Jaén. Si

Fernando III y los Reyes Católicos

lo tuvieron complicado

a la hora de acometer

esas conquistas, Gaspar I ha

sufrido una derrota que lo

pone, además, en evidencia

ante los suyos.

Porque el PSOE-A, para

qué dejarnos engañar, está

tan dividido como el nacional.

Si Zapatero tiene que lidiar

con Maragall, Elorza,

Bono, Ibarra, Antich -no

En Jaénelsanto

reino del virrey

Gaspar, un tal Foche

le ha plantado cara

Miradas. Miradas. Si Ortega y

Gasset escribió El espectador, elconsejero

Antonio Ortega prefiere mirar

para otro lado cuando se habla de

corrupción en la Costa del Sol. O del

soborno. El consejero de Turismo y

Deporte de la Junta tiene la virtud de

dejarnos, de vez en cuando, una frase

que da de sí más que el cocido de

una familia numerosa. ¿Quiénes deben

mirar para otro lado? ¿Los fiscales,

los jueces, los periodistas, los

constructores? A partir de ahora tendremos

que ponernos gafas. De sol,

naturalmente.

J. F. FERRER

confundir con Radomir-, Paco

Vázquez y demás mosaico,

Chaves hace lo propio

con una diferencia a su favor,

ya que tiene en sus manos

la argamasa que lo une

casi todo: el poder. Y eso

mismo es lo que ha perdido

Gaspar en su coto de caza

frente a la victoria de Pepe

Caballos, que es algo más

que su adversario o su enemigo:

su compañero de partido.

Si en Sevilla han barrido

los chavesianos por obra

y gracia de la caballería pesada

de este PC que lleva en

el disco duro la memoria de

los agravios que tan buen rédito

les da a los sociatas en

los pueblos, en el oriente andaluz

no se han comido un

pimiento. Y eso que allí se

crían que dan gusto.

Se dice en los mentideros

queenelpróximo gabinete

de Manolo el del autobombo

no tendrá cabida Gaspar como

consejero de Presidencia.

Que su lugar lo ocupará

Luis Pizarro, un intelectual

cuya finezza habría dejado

boquiabierto a Andreotti

cuando dijo que Javier Arenas

es un negociador «de puta

madre».Silapolítica fuera

como el fútbol, Zinedine Zarrías

estaría en negociaciones

con el PP para ocupar un

puesto que nadie desempeña

en la derecha andaluza. ¿O

es que alguien piensa, a estas

alturas del partido, que los

teofílicos no necesitan un

Gaspar como el comer?

Despachos

(aún) en San

Fernando

Los Reyes presidieron

ayer el acto de entrega

de despachos a la promoción

del curso a la escala

de Suboficiales y a

la promoción del Cuerpo

de Músicas Militares, en

una ceremonia celebrada

en la Escuela de Suboficiales

de la Armada

de San Fernando, que se

vio ensombrecida por la

desaparición de un soldado

de Infantería de

Marina en la dársena de

la base naval de Rota. La

sombra del traslado de la

escuela al puerto de Cartagena

sobrevoló el acto

castrense.

El sonotone

de Vallejo

Otoño. Los médicos del SAS dicen

que nos preparemos para un otoño

caliente. Como si no tuviéramos

bastante con el calor que provoca en

el mercurio un crecimiento mayor

que el de las estadísticas oficiales de

la Junta. Ya sabíamos que el consejero

Vallejo siente un desprecio casi infinito

por el personal sanitario. Para

este baranda con pinta de miembro

del politburó de la antigua URSS, los

médicos son unos fachas que no quieren

perder sus privilegios. Por eso no

se entera de sus reivindicaciones ni

aunque le regalen un sonotone (ripio

con premio).

LA ENTREVISTA

ENRIQUE DE LOS SANTOS. Coordinador del proyecto ‘Vacaciones

en Paz’ de la Asociación de Amistad con el Pueblo

Saharaui, que trae en verano a miles de niños refugiados.

«Los niños saharauis no

proceden del desarraigo; la

única diferencia es que

parten de la nada al todo»

EDUARDO DEL CAMPO

Estos días Enrique de los Santos, junto a muchos

otros voluntarios, se pasa el día en la oficina de Sevilla

hablando «a la vez por tres móviles y un fijo»

para gestionar la enorme logística que supone traer

de vacaciones a Andalucía a 3.000 niños saharauis,

refugiados en los campamentos del Frente Polisario

en el desierto infernal de Tinduf, en Argelia. Hoy se

manifiestan en Madrid en un acto reivindicativo para

«llamar la atención de la ciudadanía y de las autoridades

de España sobre la dramática situación

que vive la población delSáhara».

PREGUNTA.— AEspaña vienen 9.000 niños saharauis,

3.000 de ellos a Andalucía. Es el mayor

desplazamiento solidario de Europa, ¿no?

RESPUESTA.— No tengo datos para afirmarlo

rigurosamente, pero

creo que así es.

P.—¿Qué impacto tiene

esa red tan extensa?

R.— Este movimiento

no es baladí,

no. Es un proyecto

que cumple diez años,

y pone en contacto no

sólo a los niños saharauis,

sino también a

las familias españolas

que se desplazan a los

campos y conocen a

las familias saharauis.

Y se consigue algo superinteresante:

la

pluralidad, el intercambio

entre el pueblo

occidental y el árabe,

la aceptación de

otras formas de vivir.

Y la convivencia nos

enseña que, sean del

color y la religión que

sean, a todos los niños

les gusta un balón y una piscina.

«Se maravillan de

abrir un grifo y que

salga agua o que

‘aprietas las

paredes y se hace

de día’»

P.—¿Trae a un niño a su casa? ¿Qué dicen?

R.— Sí, se llama Buhari, tiene siete años.Laexperiencia

es espléndida. Estos niños son muy cariñosos,

y también tienen el orgullo de su pueblo, que

dice que sólo extienden la mano para saludarte o

hacerte una caricia, pero nunca para pedir una limosna.

Son niños con una buena educación, no

proceden del desarraigo. La única diferencia es que

parten de la nada al todo, en términos materiales.

Se maravillan de abrir un grifo y que salga agua, o

que «aprietas las paredes y se hace de día». Elprimer

día se pasan subiendo y bajando las escaleras

todo el rato. Ellos viven en casas de adobe y allí no

hay escaleras, ni camas. Duermen en colchonetas y

mantas en el suelo. Hay que tener cuidado para que

no se caigan. Ellos aportan algo que nuestros chavales

han perdido, y es crear sus propios juguetes y

juegos imaginativos. Allí no hay Playstation.

P.— También será muy pedagógico el viaje contrario,

que los españoles vayan a ver cómo viven ellos.

R.— Por supuesto. Sensibiliza muchísimo. Ves

que el reparto de los bienes del mundo es tan desigual

como salir de aquí con aire acondicionado y

encontrarte allí con diez grados más que cuando

hace calor en Sevilla, sin nada, viviendo de la caridad

ajena y la solidaridad internacional. Y por otra

parte sirve para comprobar que hace 27 años eran

ciudadanos españoles de pleno derecho.

P.—¿Para cuándo el encuentro de vuelta en el

Sáhara Occidental?

R.— Eseeselsueño de todos los saharauis y de

los que compartimos su lucha. Ese día organizaremos

una hermosa y gigantesca fiesta para bañarnos

en la playa de El Aaiún.


MARTES 15 DE JULIO DE 2003

MADRID: Pradillo, 42. 28002 Madrid. Tels.: 91 586 ˜47 00 y 91 586 48 00.

Fax: 91 586 48 48.

CATALUÑA, BARCELONA: Diputación 119-121. 08015. Tel.: 93 496 24 00.

Fax: 934 96 24 08.

PAIS VASCO, BILBAO: EDIFICIO FERIA DE MUESTRAS. Camino de

Capuchinos, 2. Basurto. 48013. Administración: Tel.: 944 73 91 02. Fax: 94 473

ELPMUNDO

9104.Redacción:Tel.:944739100y944739114.Fax:944730208.

SAN SEBASTIAN: Avda. de la Libertad, 17-19, 6ª planta. Dept. 9; 20004. Tel.:

94 342 65 26. Fax: 943 42 65 34.

VITORIA: San Prudencio, 6, 3ª. 01005. Tel.: 945 14 12 90. Fax: 945 14 39 53.

ANDALUCIA, SEVILLA: Avenida República Argentina, 25. 41011. Tel.: 954 99

07 10. Fax: 954 99 07 12.

VALLADOLID: Avda. de Burgos, 33. 47009. Tel.: 983 42 17 00. Fax: 983 42 17 17.

BALEARES: El Mundo/El Día de Baleares. 16 de Julio, 75 (Polígono Son

Castelló). 07009-Palma. Tel.: 971 76 76 00. Fax: 971 76 76 56.

VALENCIA: Eduardo Boscá, 33. 46023. Tel.: 963 37 93 20. Fax: 963 37 16 50.

ALICANTE: C/ García Morato, 18. 03004. Tel.: 965 98 2244. Fax: 965 12 06 41.

CASTELLON: C/ Enmedio, 81. 12001. Tel.: 964 34 08 00. Fax: 964 21 75 06.

LEON: El Mundo/La Crónica de León. C/ Moisés de León, 49. 24006. Tel.: 987

21 25 12. Fax: 987 21 31 52.

BURGOS: El Mundo/El Correo de Burgos. Pza. de Aragón, 5. 09001. Tel.: 947

10 10 00. Fax: 947 25 78 51.

EL MUNDO EN PORTUGAL CONT: 1,32 E. Con Magazine: 2,42 E

www.elmundo.es

TESTIGO DIRECTO / MAGHNIA (ARGELIA) / EDUARDO DEL CAMPO

‘King Barry’ controla un campamento de nigerianos en Maghnia / A la ciudad

argelina llegan ‘peregrinos’ africanos que se agrupan en poblados segúnsu

procedencia / Durante meses esperan para cruzar a Marruecos y de ahí aEspaña

LOS PLACERES Y LOS DIAS

FRANCISCO UMBRAL

La bruja

El ‘rey Barry’, líder del campo de refugiados nigerianos en la ciudad argelina de Maghnia, rodeado de su ‘corte’. / E. DEL C.

El ‘rey’ de Camp Nigeria

La ruta de la odisea que

lleva desde el corazón de

Africa hasta las playas de

Cádiz o Canarias tiene su

penúltima y angustiosa escala

en la ciudad argelina

de Maghnia. Tras haber

cruzado el Sáhara, los negros

argonautas de la emigración

se pudren el alma

en este lugar durante meses

y años, esperando el

momento de cruzar clandestinamente

la cercana

frontera con Marruecos

para, desde allí, dar el último

salto: colarse en el corral

de Ceuta y Melilla o,

los que pueden pagar, embarcarse

en una patera hacia

Tarifa (1.100 euros) o

Fuerteventura (800).

No son los únicos: en

este tramo del viaje se cruzan

con los harragas argelinos,

a veces familias enteras,

que también intentan

entrar en Melilla, a

160 kilómetros.

Los centenares de emigrantes

africanos, divididos

por nacionalidades,

viven en campamentos de

chabolas a las afueras de

Maghnia, a ocho kilómetros

de la frontera argelino-marroquí,

cerrada desde

1994.

A estos peregrinos de

la miseria que llegan de

Nigeria, Ghana, Malí o

Camerún les sostiene la

esperanza de que viajan

del infierno al paraíso. Pero

pasan los meses, los

años, y el infierno sigue

con ellos. Como en el demencial

Camp Nigeria, el

campo de los nigerianos,

un lugar entre la pesadilla,

la locura y la lucidez

dolorosa.

Hay que esperar en la

tienducha de comestibles

de un argelino a que

Edgar y Sola anuncien la

«Soy el rey de tooooda Africa»,

proclama ‘King Barry’ como una versión

negra y real del Kurtz de la ficción

visita a las autoridades de

Camp Nigeria.

En la espera, Tunde

pregunta en inglés con

ojos desesperados y abisales:

«¿Por qué nos deportan

de España? ¿Por qué?

Venimos huyendo de las

luchas étnicas y religiosas».

Los secretarios llegan

con el permiso para

entrar al campo, construido

con cañas, cartones,

plásticos y retales de lona

a ambos lados del cauce

de un río ahora seco como

un ojo tuerto. La primera

visita es al «jefe de Defensa»,

Odini.

El ministro yace tumbado

en una choza con otros

hombres y dos mujeres jóvenes.

Está drogado. Los

ojos húmedos, los labios

abotargados. Las dos muchachas

son muertas vivientes,

tristes máscaras

de ébano.

Odini balbucea que en

el campo vive un centenar

de personas. Sus acompañantes

le ayudan y cuentan

que el 80% son cristianos

y el resto musulmanes,

pero que los conflictos

religiosos que azotan

su país se mantienen contenidos

en este añico de

espejo. Dicen que la quinta

parte son mujeres, y

que entre ellos hay varias

embarazadas y niños.

En el aire denso de la

choza, el calor del mediodía

se vuelve sofocante.

Una muchacha hierve

arroz en un bidón y dos

chavales bailan al son africano

del radiocasete. Tras

otra espera protocolaria,

conducen al fin al visitante

al palacio de King Barry,

elrey del poblado. Así

lo llaman, con respeto o

temor.

Pasaalapágina 18

Ruth Porta no es maligna

como quieren

algunos coleguis y algunos

periodistas.

Ruth Porta no es la

maligna sino el revés

de la benigna. Así como

Bibiana Fernández ha

ido al médico a ponerse culo

de Blancanieves, Ruth Porta

ha ido a ponerse cara de bruja

oficial de la FSM y muy

bien hecho, porque todo partido

tiene que tener una bruja

en su seno para no quedarse

en una asamblea de hombres

solos que acaban hablando

de mujeres bajo el beneficio

mortal del tabaco.

El PP tiene un líder, IU tiene

a Llamazares, el de las

medicinas, los vascos tienen

a Ibarretxe intentando parecer

un político de Madrid como

Rajoy evita parecer un

político de Galicia. Pero la federación

madrileña es o ha

sido un totum revolutum que

anunciaba la llegada de la

maligna, de la bruja necesaria

para volver a los hombres

malos y a las mujeres meticonas.

Ustedes dirán lo que

quieran pero a mí Ruth me

parece el fuego y la furia distorsionantes

que revolucionan

el partido, queman el pasado

y a Zapatero, que parecía

un pato, lo han dejado en

un pato a la naranja. Cuando

los socialistas se ponen a ser

malos y bandidos sólo se les

ocurre fundar una inmobiliaria,

con lo cual nunca pasarán

del rosa ladrillo al rojo

Belén Esteban, que tanto luce

y hiere en su boca grande

y navajera.

Sí. Todo partido necesita

unabrujayelPPtampocola

tiene. Pilar del Castillo fue

un poco rojilla, pero no basta.

Todas las demás sonchicas/TELVA.

Ahora que Trini

Jiménez está empezando a

vestir su decepción con trajes

de chaqueta que la hermosean

aunque ya no se lleven,

la última esperanza del PSOE

es la maldad de Ruth Porta.

Yo creo que a Ruth Porta nos

la envía Felipe González

en vista de la

boyerización de Zapatero.

Los medios

acusan al partido socialista

de que le falta

un líder, pero lo que

le falta es una bruja. He aquí

la esclava del señor y hágase

según su palabra. El señor

debe ser Felipe y el niño del

portal Rafael Simancas, que

ya va teniendo estatura para

la primera comunión.

Ruth Porta sirve para endemoniar

a los sociatas y que

vuelvan a pasear esqueletos

por la calle Alcalá. Nuestro

socialismo ha sido bueno,

centrista y eficaz desde don

Pablo Iglesias hasta Caldera,

que en una de fregar cayó,

etc. Pero es que entonces

las mujeres no se metían en

política, salvo Josefina Carabias

ylaReina, que amadrinaba

niños de las Escuelas

Pías.

Hoy, cuando la mujer se

mete en todo, no eres nadie

en política si no tienes al lado

una chai sospechosa de algo,

como Ruth Porta o como la

señora Sáez. Sáez puede ser

el hada mala, pero Ruth me

encanta porque es la raíz femenina

del demonio en el

partido. Hará aloscompañeros

rapaces y lujuriosos, humillará

a las chicas/TELVA

con pecados de la carne y de

la pasarela, que ésas tienen

menos carne que un telegrama.

Ya que no pueden optar

por el centro/izquierda, porque

se lo ha quitado Aznar,

deben optar por el infierno

de Barbusse y entronizar a

Ruth, que además de bruja es

fea, lo cual ya constituye el

manierismo de la brujería.

Cuando la derecha no nos deja

otro camino, hay que ser

malos y desobedecer a la señora

Rudi, que es tan bella y

tan manda. Los brujos de Sadam

y las brujas del PSOE todavía

pueden salvar a la izquierda

de caer en el limbo

de los justos allá para las

elecciones.


18

EL MUNDO, MARTES 15 DE JULIO DE 2003

ESPAÑA

Mueren dos magrebíes

en el naufragio de

una patera en Tarifa

e Es el primer accidente mortal de este verano

e La Guardia Civil detiene a 49 inmigrantes

indocumentados, entre ellos tres bebés

CHARO VILLANUEVA

TARIFA.– Las aguas del Estrecho

de Gibraltar arrojaron en la mañana

de ayer los cuerpos sin vida de al

menos dos inmigrantes indocumentados

en el primer naufragio

con víctimas mortales que se produce

en lo que va de verano. Además,

49 sin papeles fueron detenidos

en Tarifa.

Los cadáveres fueron localizados

en las inmediaciones de Barranco

Hondo, una zona rocosa de la costa

de Tarifa donde encalló la embarcación

neumática con la que estos

inmigrantes habían cruzado las

aguas del Estrecho. Horas antes, alrededor

de las 5.00 horas de la madrugada,

habían sido rescatados

con vida en esa misma zona otros

12 varones indocumentados de origen

magrebí.

El suceso se produjo sobre las

4.00 horas, cuando una embarcación

clandestina, empujada por el

fuerte viento de poni