LOS_TRES_TIPOS_DE_EPISTEMOLOGIA

solcruz

Filosofía 11

Docente: Aymer Tijo Rincón

LOS TRES TIPOS DE EPISTEMOLOGÍA

Los términos Epistemología, Teoría del Conocimiento y aún

Gnoseología han sido utilizados en calidad de sinónimos a lo

largo de toda la historia de la filosofía. Sin embargo,

epistemología y teoría del conocimiento aparecen como dos

ramas diferentes de la filosofía. Consideramos a la

epistemología como el estudio del conocimiento dentro de la

ciencia contemporánea.

Las epistemologías meta científicas: Sigamos al sabio suizo

Jean piaget en la división que establece sobre la

epistemología o teoría del conocimiento (no consideremos

aún diferencia alguna). Para J. Piaget, es posible plantear

tres formas de la epistemología: las epistemologías meta

científicas, las epistemologías paracientíficas y las

epistemologías científicas.

Aclaramos aquí que se habla de las epistemologías en plural,

pues se considera como Epistemología cada uno de los

planteamientos filosóficos que sobre el conocimiento han

llegado, a darse en la historia de la filosofía.

La epistemología en general se preocupa por las condiciones

del conocimiento valido. Es decir, que el estudio de la

epistemología es el de determinar cuales son las condiciones

dentro de las cuales podemos admitir que un supuesto

conocimiento es válido, como también determinar cuales son

las condiciones que debe cumplir un nuevo dato para poder

ingresar a un conjunto anterior de conocimientos válidos.

Las epistemologías meta científicas son aquellas “que parte

de una reflexión sobre las ciencias y tiende a prolongarlas

convirtiéndolas en una teoría general del conocimiento”. El

prefijo “meta” nos da ya un indicio de lo que se trata. Son

epistemologías que de algún modo supera a las ciencias

mismas, en efecto, las epistemologías meta científicas

parten de la reflexión sobre las condiciones de los

conocimientos validos en una ciencia en participar, y

dominante en ese momento determinado, para construir una

epistemología general a todo conocimiento a partir de esa

primera reflexión.

Tomemos un ejemplo: Platón, la teoría del conocimiento de

este autor, nos plantea la existencia de unas ideas absolutas a

las cuales llegaba el individuo por una vía dialéctica de

eliminación de contradicciones, en Platón, este modelo era

válido para cualquier tipo de conocimiento; no sólo sobre la

naturaleza sino también sobre la moral, la política o el arte.

Vemos sin embargo, que tal modelo fue originado en la

reflexión sobre la matemática, muy de moda en aquellos

tiempos y del cual Platón era exitoso alumno.

1

En la ciencia matemática, el objeto de trabajo son números y

relaciones entre estos. Tales objetos, como también los de la

geometría, no se nos presentan en la realidad sensible y

físicas, más que de modo muy rústico y aproximado. En

verdad, tales objetos tan sólo se presentan fielmente en la

inteligencia.

Así como en el conocimiento matemático se presentaban las

ideas como seres reales, es decir que existían

independientemente del mismo modo éstas debían existir

para el conocimiento en general. Por ello en platón el

conocimiento verdadero, era el de las ideas puras, las cuales

constituían la única realidad aceptable.

Otras importantísimas epistemologías meta científicas son de

Aristóteles, Descartes y kant. La del primero de estos se basó

en la lógica (formal) la del segundo en la materia al igual que

en Platón y la del tercero en la física newtoniana. Veamos

entonces como todas estas epistemologías surgen como

reflexión sobre ciencias ya parcialmente constituidas.

Las epistemologías paracientíficas: Las epistemologías de

este segundo tipo “se esfuerzan por partir de una critica

esencialmente restrictiva de la ciencia, para fundar fuera de

sus fronteras un conocimiento con una forma diferente”.

La “critica restrictiva de las ciencias” consiste en limitar las

posibilidades de conocimiento de las ciencias. A través del

citado análisis se buscaría trazar los limites por sobre los

cuales las ciencias no podrían pasar estableciendo a la vez de

este modo aquellos temas y problemas que seguirán siendo

objeto exclusivo de la reflexión filosófica.

El interés de fondo era el de preservar un cierto conjunto de

valores sociales y morales, contra los intentos de corriente

filosóficas que se esforzaban en reducirlo todo a enfoques

cientificistas (materialismos y positivismos).

Las Epistemologías científicas: La epistemología científica

“tiene por objetivo exclusivo la explicación del conocimiento

científico y no encara más el conocimiento en general, ya

sea por que considera el conocimiento científico como el

único posible o bien porque se especializan en interpretarlo

en sí mismo”. Encontramos en esta definición la diferencia

fundamental entre lo que aquí llamaremos propiamente

epistemología y lo denominado teoría del conocimiento. En

el caso de la epistemología el interés está dirigido a las

condiciones del conocimiento válido en las ciencias

contemporáneas, mientras para las teorías del conocimiento

el interés es general a cualquier forma de conocimiento o aun

específicamente a formas de conocimiento no científicas.


Filosofía 11

Docente: Aymer Tijo Rincón

Mientras que las aquí llamadas teorías del conocimiento

parten del análisis de una ciencia en particular para postular

los principios del conocimiento en general las epistemologías

nacen dentro de una ciencia, no parten de ella constituida y

permanecen dentro de sus limites estudiando sus

particularidades epistemológicas.

Fuentes de las epistemologías científicas: Estas

epistemologías surgen bajo la consideración de tres aspectos

fundamentales:

- Las continuas transformaciones en los fundamentos de las

ciencias, han producido como efecto el interés por parte de

los epistemólogos especializados en fijar los principios de

estas de modo definitivo. Debido a las revoluciones

científicas producidas por el descubrimiento de aspectos

novedosos, el objeto y los métodos mismos de las ciencias

sufren transformaciones tan radicales que prácticamente las

desfiguran, dándoles un nuevo aspecto.

Tomemos como ejemplo la sicología. Durante mucho tiempo

consideró como su objeto de estudio lo que fuera consciente

en el hombre. Por tanto el método preferido de esta sicología

era la introspección, dado que el estudioso podía encontrar

dentro de sí mismo todo aquello que buscaba; sin embargo,

el panorama cambió radicalmente en el momento en que

aparece el psicoanálisis. A través de éste, se descubre que en

el hombre existe un mundo aun más extenso y complejo que

la conciencia: el inconsciente. Este inconsciente, además,

debería ser estudiado por métodos totalmente diferente al de

la introspección. Tenemos aquí un ejemplo donde el método

y el objeto de una ciencia cambia radicalmente. Como se

puede recordar, objeto y método son los factores definitivos

en la caracterización de una ciencia.

- El segundo aspecto fundamental fue el interés de ciertos

filósofos por buscar en la filosofía de las ciencias, las

informaciones que la reflexión especulativa filosófica no les

podía proveer respecto de los dos procesos del

conocimiento.

Expliquemos: uno de los problemas que más ha interesado y

preocupado a los filósofos es el del conocimiento. Sus

métodos y mecanismos, sus límites, sus características y sus

condiciones.

Mientras el caudal del conocimiento de la humanidad se

mantuvo bajo y era obtenido por medio de la especulación

racional, el problema del conocimiento fue fácilmente

abordable. Pero en el momento en que se presentó el avance

de las ciencias empíricas, apareciendo nuevos objetos y

nuevos métodos de conocimiento, en ese momento el estudio

del conocimiento se hizo casi inaccesible para aquellas

2

personas que carecían de una formación científica, e

imposible a través de la simple especulación racional. Ahora

el conocimiento debía ser estudiado en sus propias raíces: las

ciencias. Surge entonces la epistemología (científica).

- Por último tenemos que los mismos sabios de la ciencia, en

la medida que ésta se complicó en sus métodos y objetos,

entraron a reflexionar sobre los instrumentos de que

disponían, como sobre los nuevos conocimientos, en

comparación a los principios y valores fundamentales de sus

respectivas ciencias.

Necesariamente en el proceso de las ciencias, debió aparecer

el momento en que los científicos dejaron de producir más y

más conocimientos, para entrar a reflexionar sobre la

coherencia y organización de todos los conocimientos

adquiridos, como de los métodos descubiertos.

Encontramos que cada una de estas fuentes genera un grupo

de Epistemologías propias: las epistemologías positivas, la

filosofía de las ciencias y las Epistemologías al interior de

las ciencias.

Las corrientes positivistas: El creador del positivismo,

Augusto Comte, vivió en Francia a finales del siglo XVIII y

principios del XIX. La característica de esta época son los

profundos cambios que se presentan no sólo en el ámbito

político y social (la revolución francesa) sino también en el

económico y cultural (revolución industrial y la ilustración).

Una necesidad intelectual y fundamental de la época era el

comprender de modo exacto la naturaleza de los nuevos

acontecimientos, que eran además muy concretos y

específicos. Por tanto, en opinión de Augusto Comte era

necesario hacer un replanteamiento en las ciencias, así como

una organización de éstas, para lograr abordar los problemas

con las mejores probabilidades de éxito en la búsqueda de

solución.

Comte determinó un espíritu positivo para las ciencias, en

contraposición a un espíritu metafísico, que venía

dominando hasta entonces. El citado espíritu positivo estaría

caracterizado por buscar las leyes, que regían los fenómenos.

Es decir, que su objetivo sería el descubrir las regularidades

y mecanismos propios de los fenómenos físicos. Las ciencias

positivas se interesarían principalmente por el cómo de los

fenómenos.

El rechazado espíritu metafísico de las ciencias, tenía la

osadía, según Comte, de producir explicaciones causales y

esenciales de los fenómenos. En este espíritu el interés era

establecer por qué los fenómenos se daban de tal o cual

modo.


Filosofía 11

Docente: Aymer Tijo Rincón

El positivismo de Comte marcaba una frontera clara y

estable entre las Filosofías metafísicas y las ciencias

positivas. Esta frontera está determinada por la naturaleza

misma de los problemas. Existen problemas de naturaleza

científica y otros de naturaleza metafísica, considerados

además como insolubles.

Son dos las características fundamentales de los objetos de

las ciencias positivas: a) las ciencias sólo se ocupan de

describir las regularidades de los fenómenos, y no de

explicar la naturaleza o esencia de las cosas, y; b) la ciencia

sólo establece las leyes que rigen los fenómenos, ignorando

las causas primeras de producción de tales fenómenos.

Expliquemos: Durante el período comprendido entre el inicio

de la reflexión filosófica y el momento en que aparecen las

teorías de Comte, se había considerado a la filosofía como la

vía que por excelencia nos daría un conocimiento de la

realidad. El propósito de ésta filosofía fue siempre el de

descubrir la esencia de las cosas. Pero la filosofía positiva

consideró que estas pretensiones de la filosofía metafísica se

encontraban por fuera de los límites de la razón humana. Por

tanto, la ciencia del hombree debería resignarse a descubrir

los fenómenos a partir de las regularidades de sus

comportamientos. Como consecuencia, el resultado sería no

el establecimiento de causas sino la formulación de leyes.

Ley: Forma descriptiva del fenómeno

Causa: Forma explicativa de la ausencia del fenómeno.

No seas fanática (o) de una verdad que te han contado, de algo

que simplemente vistes y no conoces su fondo.

No sea que te encuentres la felicidad y le des la espalda. Cree

hasta donde tú puedes creer, analizando e interpretando Y

emitiendo el único juicio valedero: el tuyo... para ti misma (o).

Anónimo

3

More magazines by this user
Similar magazines