Views
4 months ago

LA LEY DEL SAQUEO

−a comienzos de los

−a comienzos de los años ’60, Nikita Kjrushev quiso revertir el proceso, asignando mayores recursos a la industria química para la fabricación de fertilizantes −la política económica estaba orientada a fortalecer el sector agrícola −también quiso reformar la excesiva centralización de la producción empresarial, tanto en el monto de las inversiones como en las cuotas del producto final y de la elección de los insumos −pero ya era tarde: “El efecto de tijeras” y las confiscaciones habían erosionado el suelo y la voluntad del pueblo −a partir de entonces, ya no habría violencia ni terror que convenciera al pueblo soviético de que el socialismo era el ideal prometido en la biblia de Marx −desde entonces, el sistema tuvo vida artificial, como el muerto de Poe −el espanto tomó dimensiones escatológicas por la absurda deformación de la estructura económica de ese país: mientras el primer satélite del mundo orbitaba la Tierra, impulsado por una tecnología de ultravanguardia, el trigo no llegaba a los molinos ni el pan a los hogares del pueblo soviético −el déficit se hizo crónico en la producción agrícola y la ex URSS tuvo que recurrir a la ayuda de su archirrival, los EE.UU para llenar sus silos por medio de negociaciones que habrían sido realmente cómicas si no hubieran tenido como marco la seriedad del hambre colectiva −a veces ocurría que el Departamento de Estado de la USA recomendaba que no se vendiera trigo a la URSS, hasta que los soviéticos se comportaran como Dios mandaba; es decir, como los gringos querían −en esas ocasiones, Canadá compraba el trigo de los EE.UU y lo vendía al doble de precio a la URSS; la operación dejaba satisfecho a todos: la URSS conseguía su trigo, Canadá se quedaba con las ganancias y los EE.UU, con la honra a salvo −la doble moral, la ambigüedad, la doble verdad de los gringos es espectacular −el crecimiento de la industria también tuvo resonancias fragorosas, sobre todo en la época de Stalin, aunque el sector privilegiado era el de la producción de bienes de capital 100

Lo que ocurrió durante los primeros planes quinquenales fue trágico −el gobierno soviético asignaba un monto dado de inversiones al empresario estatal para que, en un periodo determinado, produjera una cuota mínima de unidades de bienes −la cuota en cuestión podía ser estimada en volumen físico o en valor, pero el empresario, se daba mañas para cumplir esas cuotas en cualquiera de sus versiones −cuando el cupo de producción de acero, v.g, era estimado en volumen físico, el empresario-burócrata producía bloques inmensos de acero que en conjunto llegaban al tonelaje determinado −esos bloques no servían en la práctica, lo hacían así dado que fabricar 500.000 toneladas de acero en bloques inmensos era más fácil que fabricarlos de acuerdo con diseños y tamaños necesarios: después de todo, los diseños y tamaños no habían sido establecidos en las cuotas −ante estas actitudes, la autoridad planificadora se volvía cada vez más astuta y cambiaba periódica y sistemáticamente el modelo de asignación de cuotas a producirse −para la determinación del grupo de tractores, por ejemplo, no hablarían de volumen físico bruto, más bien se usaría la cantidad de unidades ¡Ya se les enseñaría a los empresarios quienes eran los vivos! ¡50.000 tractores para este año! −los 50.000 tractores producidos tenían una dimensión liliputense −la autoridad central no se rendía: ¡Ya se enterarían de que cuño estaba hecho un bolchevique de cepa y meca! Se asignarían las cuotas no en volumen ni en unidades; de ahora en adelante los cupos serían en valor −¡la fábrica de camiones produciría un valor de 400 rublos para el presente año! −el empresario burócrata, que no era ningún improvisado en asuntos de escurrirle al trabajo, cumplía la tarea encomendada utilizando los materiales más caros que podía encontrar: el acero más fino, el cuero para asientos más elaborado, la madera más noble…. −la política salarial y de precios conformó otro pozo de confusiones −con el objetivo de incentivar los salarios de cierto sector productivo, las autoridades planificadoras instruían, v.g, el incremento de salarios a los trabajadores de una determinada fábrica 101

Surge una nueva superpotencia
El Mundo Clásico. La Epopeya de Grecia y Roma.
revista-peruana-del-pensamiento-marxista-ac3b1o-1-nc2ba-1-2013
catalogo-navidad-2014-web
RPPM - N 1 - Año 1.pdf
Ayuntamiento de Madrid - Memoria de Madrid
Número 250 - SPC - Servicios de Prensa Comunes
179-eamonn-butler-robert-schuettinger-4000-anos-de-controles-de-precios-y-salarios
LOS_ANUNNAKIS_CREADORES_DE_LA_ESPECIE_HUMANA
Fighting for power