Views
11 months ago

Edición 30 de enero de 2018

16 DE ENERO DE

16 DE ENERO DE 2018 Quincenario editado por prensa Latina POLÍTICA 3 Por Luis Beatón Corresponsal/ Caracas La derecha se encuentra dividida y a la deriva al iniciar el 2018 y luego de tres imponentes victorias alcanzadas en las urnas por las fuerzas de izquierda lideradas por el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV). “El 2018 es un año que nos invita al trabajo. Año que nos invita a la unión de las fuerzas revolucionarias. Unidos, nosotros somos invencibles, unidos no hay forma que la derecha pueda ni siquiera darnos cosquilla”, dijo Diosdado Cabello al comenzar este año las sesiones de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC). Sin embargo, no son pocos los analistas que llaman a la izquierda a estar alerta, pues la oposición inició el año buscando un candidato de unidad, un desafío envidiable para grupos y figuras que se codean a fin de recibir primero los favores de Estados Unidos. La oposición quedó marcada por los actos de violencia que promovieron algunas de sus agrupaciones integrantes, en especial Primero Justicia (PJ) y Voluntad Popular (VP), algo que aprovechó a su favor el Partido Acción Democrática (AD) para situarse como la opción opositora con más respaldo. Por otra parte, el inicio este enero de una nueva fase de diálogo en República Dominicana, con el acompañamiento de varios cancilleres de la región, pudiera ayudar a los planes de unidad de los opositores, necesitados de un liderazgo y de credibilidad. En Dominicana hay mucho en juego, gran parte de los que concurrirán a las urnas tienen la esperanza de que en ese diálogo se puedan lograr los acuerdos necesarios para una convivencia entre gobierno y oposición, que permita mejorar el clima político en un año de elecciones presidenciales y concertar estrategias para recuperar la economía de la nación. Las alertas a las fuerzas de izquierda recuerdan que el único triunfo opositor en 18 años se produjo en diciembre de 2015, al alcanzar el control de la Asamblea Nacional con un VENEZUELA Derecha a la deriva y alerta para la izquierda Algunos analistas llaman a la izquierda a estar alerta durante este 2018. mensaje de unidad, aunque la ambición de sus dirigentes echó por tierra ese esfuerzo. Al parecer, entre los opositores hay un espíritu “autocrítico”. El ahora expresidente del Parlamento (en desacato), el diputado opositor por Primero Justicia (PJ), Julio Borges, al dejar el cargo de máximo responsable del Legislativo llamó a la unidad opositora para “salir del caos”, en tácito reconocimiento a los problemas existentes en las filas antichavistas. LA NECESARIA UNIDAD DE LA IZQUIERDA Pero, si los sectores de oposición se encuentran como algunos afirman, “contra la pared”, el bloque de izquierda también está compulsado a trabajar fuerte durante este año para sumar más votos al respaldo que tiene. El chavismo está obligado a laborar y volcar parte de sus programas de beneficio social a favor de la clase media, un sector ahora indeciso y que pudiera inclinar la balanza en diciembre, atendiendo a que la oposición también controla un por ciento de simpatizantes, los cuales votarían unidos si hay un candidato único. Los chavistas vencieron en las elecciones municipales y regionales de 2017, pero para las próximas presidenciales, en las cuales el registro electoral será de cerca de 21 millones de personas, se necesitarán para ganar más de nueve millones de boletas favorables. Según el analista venezolano Carlos Enrique Dallmeier, el Polo Patriótico debe aumentar en unos tres millones los sufragios de su caudal electoral para tener una cifra ganadora en las elecciones presidenciales próximas, y no depender de la abstención y la división de los opositores. Para él, no queda la menor duda que cualquier aumento en el voto vendrá de los grupos medios, sobre todo en sus estratos inferiores. No obstante Dallmeier destaca el poco margen de maniobra del gobierno para atender eficientemente los requerimientos básicos de esos sectores medios de la población, de ahí la importancia de concretar la ofensiva económica que desarrollan las autoridades en los primeros meses del año. Según el analista y exdiplomático venezolano, “las elecciones se ganan o se pierden en los mercados libres, en los abastos y en los supermercados”, y son los sectores medios los más afectados por la agresión económica lanzada desde el exterior con apoyo de factores internos. La burguesía aun disfruta de sus acumulados. En este proceso destacan las leyes que pueda avanzar la ANC, cuyo reconocimiento puede lograrse en el diálogo de Dominicana y que debe ser unos de los objetivos de esas pláticas para establecer un equilibrio de convivencia pacífica entre gobierno y oposición. “En 2018 vienen nuevos desafíos en Nuestra América. La unidad debe ser principio y premisa fundamental de las resistencias, luchas y triunfos contra el imperialismo”, escribió en Twiter el canciller de esta nación sudamericana, Jorge Arreaza. Desafíos ante la nueva vicepresidenta Por Sinay Cespedes Moreno Corresponsal/ Quito Numerosos son los desafíos que enfrentará María Alejandra Vicuña, segunda mujer que asume la vicepresidencia de Ecuador, país sudamericano que vive una compleja situación política. La psicóloga clínica, oriunda de la ciudad portuaria de Guayaquil, prestó juramento en reemplazo de Jorge Glas, quien excedió los tres meses de ausencia temporal del cargo, por estar en prisión preventiva desde octubre pasado, en medio de una investigación por supuesta asociación ilícita en la trama de corrupción de la empresa brasileña Odebrecht en esta nación andina. Vicuña, quien hace tres meses fungía como vice mandataria encargada, fue parte de la terna enviada por el dignatario, Lenín Moreno, a la Asamblea Nacional, para elegir al sustituto de Glas. Las otras candidatas fueron la canciller, María Fernanda Espinosa, y la ministra de Justicia, Rosana Alvarado. ECUADOR Con más de una década de trayectoria, la funcionaria ocupó diversos cargos públicos, desde asambleísta por Guayas en los periodos: 2009-2013 y 2013-2017, coordinadora regional de Talento Humano del Servicio de Rentas Internas, gerente de Marketing del Ministerio de Turismo en la Región Litoral y titular de Desarrollo Urbano y Vivienda. Su elección resultó con 70 votos a favor, uno más del mínimo necesario, mientras que 17 legisladores se manifestaron en contra y hubo 19 abstenciones. Como nota peculiar se ausentaron de la sesión 31 asambleístas del oficialista Movimiento Alianza PAIS, afines al expresidente Rafael Correa y en desacuerdo con la forma de gobierno asumida por el actual dignatario. A juicio de Vicuña, el reto principal en la actualidad es encontrar los mecanismos adecuados para garantizar la sostenibilidad del proceso en curso, que apostó por el diálogo nacional como medio de gobernabilidad. SEGUNDA MUJER EN ESE CARGO Su elección desató criterios encontrados, tanto en el pleno como en las redes sociales, donde hubo opiniones favorables y contrarias. A juicio de algunos, la elegida es símbolo de estabilidad para la nación, en momentos en que se prepara para una consulta popular y referendo, sobre temas sensibles para la sociedad y cuyos resultados repercutirán en el futuro de los ecuatorianos. “Había que dar paz, tiene que aprobarse una consulta popular y en eso debemos trabajar. Para luego estar vigilantes y expectantes y exigir los cambios que Ecuador necesita”, consideró al respecto la asambleísta de Fuerza Ecuador, María Mercedes Cuesta, quien ahora defiende el SI en la consulta para eliminar la reelección indefinida, cuando en 2014, públicamente, aprobó esa decisión con el argumento de que permitía al pueblo, en democracia, poder optar por la continuidad de un proceso histórico beneficioso para el país, en clara referencia a la Revolución Ciudadana. María Alejandra Vicuña se posesionó como vicemandataria de la nación. La votación se dio en medio de un juicio político en contra del hasta hace pocos días vicepresidente, Jorge Glas, que aunque no se ha cancelado, algunos consideran ya improcedente. Muchos son los desafíos de Vicuña, que a pesar de contar con el respaldo del presidente y parte del pleno del máximo órgano legislativo, deberá demostrar su lealtad al programa en vigor y su capacidad ante quienes la beneficiaron con su voto. Sin dudas, ser la segunda mujer que ocupa tan importante puesto, solo antecedida por Rosalía Arteaga (agosto de 1996-febrero de 1997) ya constituye un logro para la funcionaria y esta nación, donde cada día las féminas abarcan más espacios de la vida política nacional y en el resto de los sectores.

16 DE ENERO DE 2018 4 Economía Quincenario editado por prensa Latina Restablecer el puente latinoamericano Por Antonio Rondón Corresponsal/ Moscú RUSIA Las relaciones de Rusia y América Latina durante el último quinquenio sufrieron cambios drásticos que parecen desembocar ahora en un nuevo toque de Moscú a la empolvada puerta de esa región, donde pretende encontrar las vías para salir de su retroceso económico. Aún cuando Moscú no parece tener dificultades en las relaciones políticas con las naciones de América Latina y el Caribe, en las económicas, además del aspecto político, hay que considerar la coyuntura comercial. De esa forma, al iniciarse el siglo XXI, Rusia parecía entrar en serio al mercado de esa región, donde contaba con un nivel de intercambio comercial de apenas 2 000 millones de dólares. Para 2013, en medio del auge de los gobiernos progresistas en esa área geográfica, se reforzaron las relaciones comerciales y la cooperación técnico-militar, y se llegó hasta los 18 000 millones de dólares. A la imposición en febrero de 2014, de las sanciones unilaterales de Estados Unidos y otras potencias occidentales, Moscú respondió, entre las contramedidas, con la prohibición del ingreso a Rusia de un listado de productos, sobre todo alimentos, que llegaban de Europa, lo cual demandó un incremento vertiginoso de las importaciones de suministros desde América Latina. Simultáneamente el país enfrentó un gran déficit de recursos financieros, al sumarse a las sanciones el desplome de los precios del Durante la visita a Rusia del presidente venezolano, Nicolás Maduro, se firmaron acuerdos sustanciales. petróleo. En consecuencia, no se pudo importar todo lo que se hubiera querido. El año 2015 fue uno de los más difíciles para la economía nacional, así como parte del 2016. Durante este tiempo el intercambio comercial con Latinoamérica se redujo en un nueve por ciento pero el sector agrícola nacional fue capaz de asumir la seguridad alimentaria rusa. PETRÓLEO Y MATERIAS PRIMAS La crisis petrolera arrastró consigo un abaratamiento de las materias primas. Tanto Rusia como la mayoría de los países de América Latina son grandes productores de materia prima. Ya en 2017, visitaron Rusia tres presidentes de la región: Tabaré Vázquez, Michel Temer y Nicolás Maduro, de Uruguay, Brasil y Venezuela, respectivamente, y en los tres casos se firmaron acuerdos sustanciales para incrementar el flujo mercantil. En el primer semestre de ese año el intercambio comercial con Brasil registró un crecimiento de 28,4 por ciento, respecto a igual periodo de 2016; similar ocurrió en el caso de Uruguay, con el que Rusia consolidó su base jurídica al firmar un acuerdo para evitar la doble tributación. Además, las partes alinearon las regulaciones de los parámetros epidemiológicos para la compra de productos cárnicos uruguayos. Una reunión de Rusia y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) en noviembre de 2016 trazó la ruta para sincronizar los acuerdos bilaterales conforme a las disposiciones jurídicas necesarias. Además, la ruta se refiere a la necesidad de coordinar acciones para aumentar el La esfera energética ha sido clave en las relaciones entre Moscú y Latinoamérica. intercambio de productos con alto valor agregado y reforzar el de turistas. Ecuador, por su lado, firmó un acuerdo con Rusia para la eliminación de la doble tributación y planea incrementar aún más su presencia comercial con la venta de bananos. La nación andina ocupa el 30 por ciento del mercado mundial de este producto, aunque su primer rubro de exportación es el petróleo. Brasil llegó a un acuerdo para incrementar el volumen del intercambio comercial de 5 000 millones de dólares a 10 000 millones. En estos momentos, la mayor empresa petrolera rusa Rosneft realiza trabajos de perforación y exploración geológica en Brasil, México y Venezuela. Rusia buscó en el año anterior salir, definitivamente, del retroceso experimentado en 2015 y 2016 en sus relaciones comerciales con América Latina y el Caribe, a donde está interesado exportar no solo materia prima, sino productos con valor agregado y su tecnología. Ocaso de un paradigma Por Roberto Salomón El actual modelo de agricultura industrial prevaleciente en el mundo, basado en el monocultivo, excesiva mecanización y uso de agrotóxicos, da creciente señales de agotamiento, según coinciden expertos de Naciones Unidas y otras organizaciones. Ese paradigma, sustentado en la llamada Revolución Verde de mediados de la anterior centuria, ya no aporta los rendimientos deseados, los que por el contrario, vienen descendiendo debido a la compactación y la destrucción de otros recursos productivos, según declaró a Orbe el responsable técnico de la Secretaría Operativa Internacional de Vía Campesina, Peter Rosset. A su juicio, el potencial y los beneficios de ese sistema de producción alimentaria comienzan a declinar como resultado de la degradación de la tierra, plantaciones de monocultivo, plagas y enfermedades cada vez más resistentes, y las consecuencias negativas de los gases de efecto invernadero. El experto, quien defiende un nuevo modelo productivo basado en prácticas agroecológicas y otras que contribuyan a la preservación del ambiente, considera además que las crisis sanitarias de desnutrición, obesidad, diabetes, enfermedades del colon y cáncer, son provocadas en gran medida por dietas en las que predominan los alimentos industriales. AGRICULTURA MUNDIAL Rosset afirma que la agroecología puede restaurar la fertilidad del suelo, recuperar su capacidad productiva y aportar alimentos sanos en armonía con la naturaleza. AGROECOLOGÍA VERSUS AGRONEGOCIO El experto de Vía Campesina —un movimiento internacional integrado por una coalición de 148 organizaciones de unos 70 países que defienden la agricultura sostenible— estima que actualmente a escala internacional existe una gran disputa relacionada con el futuro de la producción en el campo. Por un lado, refiere, está la agroecología de campesinos que obtienen alimentos saludables y frescos y, por el otro, el modelo de la muerte, del agronegocio y alimentos chatarra que generan enfermedades. Este último —agrega— se asocia con el imperio de las multinacionales, los acuerdos de libre comercio, la degradación de los ecosistemas, el mínimo acceso a la tierra y el agua, la criminalización de las semillas criollas y su privatización mediante leyes, además de la violencia, el desalojo y la migración. Rosset sostiene que la agroecología viene creciendo en el mundo como alternativa y elemento clave en la construcción de la soberanía alimentaria. El mundo de hoy require un nuevo modelo productivo basado en prácticas agroecológicas que contribuyan a la preservación del medio ambiente. Las soluciones reales a la actual crisis no pueden partir de un sometimiento al modelo industrial, apuntó. Es necesario que este sea transformado para construir sistemas de producción locales que propicien vínculos entre el medio rural y el urbano, basados en una verdadera producción de alimentos agroecológicos, resumió.