Views
7 months ago

revista

Tras esperar

Tras esperar aproximadamente una hora y media que pareció infinita, finalmente fueron capaces de aguantar el tedioso tiempo de espera, y cuando parecieron conseguir lo que antes parecía imposible, se dieron cuenta de que el tiempo de espera no había terminado sino que no había hecho más que empezar. esperar para coger las maletas hasta que finalmente entraron al autobús que les llevaría al hotel. Tuvieron que esperar otra hora tan solo para poder montar en el avión. Cuando todo parecía haber terminado, el piloto decidió jugar con los sentimientos de los pobres pasajeros haciendo una visita turística no deseada al enorme aeropuerto. Finalmente el avión despegó por fin después de el interminable tiempo de espera, ante esto los alumnos tuvieron distintas reacciones, algunos estaban contentos por poder despegar finalmente, mientras que otros se encontraban pegados a sus asientos sin movilidad alguna totalmente aterrorizados. Tras unos minutos cuando el miedo desapareció los alumnos vieron la luz que indicaba que por fin podían levantarse y explorar el avión, lo que la mayoría hizo y propició un auténtico caos. Después del curioso viaje en avión, los alumnos finalmente encontraron tierra y también sus maletas, además de un terrible cansancio, del cual no pudieron despegarse hasta el último día. Una vez en Grecia los alumnos tuvieron que volver a La llegada al hotel fue caótica ya que todos los alumnos querían explorarlo y saber cuales eran sus respectivas habitaciones, cuando por fin se calmaron entraron al hotel y se encontraron con una espectacular entrada y un recepcionista que no sabía hablar español. Tras el reparto de las habitaciones, los alumnos se dirigieron hacia ellas, pero la locura no había acabado. Muchas de las tarjetas de las habitaciones no funcionaban, lo 23

cual provocó un caos mayor, pero todo se solucionó con la paciencia del recepcionista, que arregló las tarjetas rápidamente. Los alumnos finalmente entraron en las habitaciones y depositaron las maletas, pero el día no había acabado. anfiteatro, donde pudimos observar con detalle la belleza del lugar, y pudimos comprobar, tal y como dijo nuestra profesora de Historia Carmen, si te colocabas en el centro de la infraestructura y partías por la mitad una hoja de papel el sonido se podía escuchar por todo el anfiteatro. Los profesores animaron a los alumnos a dar un paseo rápido por Atenas, lo cual fue un agrado para unos y una tortura para otros. Cuando los alumnos llegaron al hotel estaban tan cansados que algunos ni cenaron y se fueron directamente a la cama, mientras que otros recargaron energías y estuvieron toda la noche hablando, y jugando. Al día siguiente nos dirigimos a un lugar en el que se podía apreciar un gran vacío desde el puente. Después, nos dirigimos al Para terminar ese día fuimos a un pueblo costero a desayunar. Al día siguiente fuimos a ver una tumba, coronada por una gran cúpula en la parte superior, y para culminar el día fuimos a ver una necrópolis, lo que nos sorprendió por su extensión y arquitectura lo cual hacia justicia a la gran fama del mundo. A la mañana siguiente visitamos el lugar por el que habíamos esperado durante toda la semana, el Partenón. Y después, ese mismo día por la tarde, visitamos la isla de Hegina, donde pudimos disfrutar de un baño y unos deliciosos pistachos, lo que puso final a nuestros días completos en Grecia. 24

Revista del I .E .S . Miguel de Molinos. Año 7 Nº 21 Verano 2009
Descarga de la Revista Nº 32 - Transhotel
revista kermesse 2011 - Centro de Padres The Mackay School
Revista del centro - Escuelas San José
escargar Revista Completa - Fundamentar
Revista tanuki. La revista para otakus (Abril 2016)
Descarga este número en PDF - Revista puntoES
Revista 003 (Especial Navidad 2016)
Los Mercadillos de Navidad en Bruselas y Lieja - TAT Revista