Views
2 weeks ago

La red oscura - Eduardo Casas Herrer

¿Qué es la web profunda (deep web) o red oscura (dark net)? ¿Hay que tenerles miedo? ¿Es, acaso, como pasear por los bajos fondos de una ciudad? ¿Hemos de cuidar nuestra confianza en la red? No solemos pararnos a pensar cómo funciona un motor de búsqueda de Internet y, precisamente, en su manera de actuar se encuentra su punto débil: la araña. Por mucho que se esfuerce el robot, hay lugares a los que no es capaz de llegar porque no está diseñado para ello. Y de esa red oscura a la que no puede acceder solo es visible el uno por ciento, el resto está escondido, como si de un iceberg se tratara. Negocios ilegales, tráfico de armas y de productos, muertes retransmitidas, pornografía infantil… conforman el lado negativo de Internet; un pozo sin fondo que se abre desde nuestras pantallas. El autor de este libro, miembro del Cuerpo Nacional de Policía, que lleva desde 2004 trabajando en la Unidad de Investigación Tecnológica (UIT), nos explica con notable claridad cómo persiguen sin tregua y sacan a la luz los delitos de ese universo desconocido de la red.

actividad delictiva

actividad delictiva carece de restricciones; puede implicar una organización rusa que roba en España utilizando servidores ubicados en China y blanqueando el dinero en Marruecos y Brasil. Para algunos delitos, la colaboración internacional solo puede tener lugar si se supera una determinada cifra, por ejemplo de tres mil euros para algunos fraudes. Robando a cada víctima una cantidad menor, se aseguran una impunidad casi absoluta. E. Diferentes legislaciones: los delincuentes aprovechan los vacíos legales de algunos países para ubicarse allí —como en el pasado ciertas islas del Pacífico que alojaban servidores con pornografía infantil porque sus leyes no lo ilegalizaban— o bien estados fallidos o en descomposición: muchos servicios de las redes ocultas se alojaban en Somalilandia, una zona semiindependiente de Somalia. Casi cualquier delito puede tener lugar en Internet. Incluso asesinatos. Basta con que algún malintencionado cambie el programa que regula la medicación que ha de administrarse a un paciente ingresado en algún hospital, por ejemplo. Las ilegalidades tradicionales se adaptaron con rapidez a la Red. Las estafas, bien sean al ciudadano o al banco, solo cambiaron la forma de actuación; en vez del timo del tocomocho —la red criminal convence a un incauto de que compre un billete premiado de lotería que en realidad no es tal— se ha pasado al de las cartas nigerianas —nos escribe un príncipe africano que desea entregarnos su presunta fortuna (que no existe en realidad), para lo cual solo debemos enviarle dinero para «trámites administrativos»—. A partir de mediados de los noventa se convirtieron en un problema serio. Un informe del FBI de 1997 estimaba que los timos cometidos con tarjeta de crédito habían pasado a costar, en todo el mundo, de ciento diez millones de dólares en 1980 a mil seiscientos millones en 1995. Y lo peor estaba por llegar, dado que a finales del decenio comenzó la explosión de las mafias organizadas. Otros hechos solo podían ocurrir dentro de una red, como la implantación de los programas malignos que conocemos como virus, gusanos o troyanos —malware es el nombre genérico—, destinados a replicarse, extenderse o controlar otro ordenador. El primero de estos molestos bichos fue creado en 1971. Se llamaba Creeper — Enredadera— y circuló sin problemas por ARPANET (el antecesor de Internet) sin que nadie pudiera detenerlo hasta que se creó el primer antivirus de la Historia, Reaper —Segadora—, destinado en exclusiva a su eliminación. El diseñador de aquel, Bob Thomas, tan solo quería comprobar si existía la posibilidad de que un programa se moviese y se autorreplicase entre ordenadores, pero la criatura se le escapó de las manos. Durante mucho tiempo, estos virus no fueron más que una molestia o un programa muy malintencionado que causaba desde la destrucción de algunos o todos los datos del disco duro a la aparición de unas molestas barras verticales o que las letras que aparecían en la pantalla se cayesen a la parte inferior de la pantalla, como www.lectulandia.com - Página 16

afectadas por la gravedad. Hoy, toda esa inocencia ya no existe. El malware actual está diseñado por mafias organizadas con el propósito de obtener nuestros datos bancarios u otros elementos que puedan ser de su interés, o bien para crear la mayor destrucción posible en un sistema informático determinado. Su presencia es tan abundante y tan peligrosa que navegar sin un buen antivirus y un cortafuegos es poco menos que suicida. La pregunta en tal caso no es si vamos a tener un disgusto, sino cuándo. Por poner un ejemplo práctico, en una investigación llevada a cabo por la Brigada de Investigación Tecnológica en 2007, un individuo había intentado más de mil intrusiones en otros tantos ordenadores y solo había tenido éxito en aquellos que no tenían las protecciones referidas. En aquel entonces conocíamos a un «experto en informática» que aseguraba no necesitar esas defensas porque «con unos hábitos de navegación seguros no hay virus que acceda». Le convencimos para que analizara su ordenador para ver si estaba en lo cierto… y el antivirus encontró más de doscientas amenazas. Desde ese día es un converso. Lo que preocupa son aquellos que siguen confiando en su ojo de buen cubero para detectar los ataques y los que no han recibido la mínima formación imprescindible. En la época de Internet, los delincuentes no necesitan verse jamás las caras. A menudo ni siquiera saben el nombre de sus compinches. Lo que hace falta es un lugar virtual de reunión para desarrollar sus estrategias, más fluido que el correo electrónico y más discreto que un foro público; un sitio para reunirse que esté fuera del alcance de las fuerzas de seguridad. Uno de los primeros fue el IRC, el sistema de chat del que hemos hablado más atrás. Este servicio es como una pequeña Internet en sí mismo. Se organiza en servidores conectados entre sí para formar una red autónoma. Los usuarios acceden desde su domicilio a alguno de esos servidores y tienen acceso a todos los demás que utilicen la misma malla. Pongamos un ejemplo ficticio. Una red está formada por los servidores Alfa, Beta y Gamma. El internauta que acceda a Alfa puede hablar con cualquiera situado en los otros dos, ya que están enlazados. La única diferencia es el tiempo que tardarán en recibir su mensaje, que, salvo problemas, será algunas décimas de segundo más tarde que si estuvieran en el mismo. Los lugares de charla, donde se juntan varios usuarios y todos pueden ver lo que otros comentan se llaman canales. Se crean y destruyen con facilidad y, por si eso fuera poco, se pueden declarar secretos, de acceso solo con invitación o protegidos por contraseña, para que, de esta forma, solo personas autorizadas por quienes los han creado puedan entrar. Si bien los grandes canales pueden estar monitorizados por los administradores, nadie controla lo que ocurre en esos pequeños lugares, salvo sus propios moderadores. Además, para mayor seguridad, los protocolos de IRC permiten que dos personas cualesquiera intercambien su dirección IP y, desde ese momento, mantengan una conversación directa en la que, además, pueden enviarse archivos, algo que no es posible en las zonas públicas. Como esas charlas e intercambios ocurren sin pasar por servidor alguno, son mucho más seguras. www.lectulandia.com - Página 17

  • Page 2 and 3: ¿Qué es la web profunda (deep web
  • Page 4 and 5: Título original: La red oscura Edu
  • Page 6 and 7: U AGRADECIMIENTOS n libro como este
  • Page 8 and 9: W 1 INTERNET PROFUNDA. ¿QUÉ DEMON
  • Page 10 and 11: elevantes, para lo que utiliza una
  • Page 12 and 13: EL LOGRO DE LA DESCENTRALIZACIÓN H
  • Page 14 and 15: cientos o miles— y los envía a q
  • Page 18 and 19: Además de para los delincuentes qu
  • Page 20 and 21: 2007 a pagar más de doscientos mil
  • Page 22 and 23: Una vez que el delincuente ha acced
  • Page 24 and 25: Cuando empiezan a entrar los paquet
  • Page 26 and 27: mostrar el documento completo. Las
  • Page 28 and 29: H 2 EL HOGAR DEL PEDERASTA olger Ja
  • Page 30 and 31: este capítulo vamos a tener un cui
  • Page 32 and 33: contra cuarenta sitios entre los qu
  • Page 34 and 35: con que se popularizó, «el mamazo
  • Page 36 and 37: ordenadores, sabía detalles íntim
  • Page 38 and 39: obtener los datos de la deep web, e
  • Page 40 and 41: para su rastreo, por lo que cada a
  • Page 42 and 43: Lo primero que llamó la atención
  • Page 44 and 45: estadounidenses o a las cabinas de
  • Page 46 and 47: spanking). Grababa estos vídeos y
  • Page 48 and 49: primera vez la zoofilia, ya que el
  • Page 50 and 51: aros. Sin embargo, los indicadores
  • Page 52 and 53: paso más allá y desconectar emiso
  • Page 54 and 55: determinada, etc., lo activa y ento
  • Page 56 and 57: en general de menor intensidad que
  • Page 58 and 59: tanto una explosión como la roca y
  • Page 60 and 61: una conexión satélite con Alemani
  • Page 62 and 63: Los países que están en condicion
  • Page 64 and 65: apuntarse en ningún listado, sino
  • Page 66 and 67:

    con varias niñas en su casa, prest

  • Page 68 and 69:

    19 de enero de 2015. Estos tuvieron

  • Page 70 and 71:

    LA BANALIZACIÓN DEL SUFRIMIENTO La

  • Page 72 and 73:

    naturaleza tal vez fuera mucho más

  • Page 74 and 75:

    Cada cámara tiene unos datos únic

  • Page 76 and 77:

    (que utilizó como arma publicitari

  • Page 78 and 79:

    en el pequeño pueblo de Taroms’k

  • Page 80 and 81:

    Depravaty puede encontrarse sin pro

  • Page 82 and 83:

    horrorizados por lo que veían, lo

  • Page 84 and 85:

    También había sido denunciado por

  • Page 86 and 87:

    matara a su marido por siete mil eu

  • Page 88 and 89:

    el descaro del mundo. Fue significa

  • Page 90 and 91:

    australianos, treinta y dos tásers

  • Page 92 and 93:

    si no hay un número suficiente de

  • Page 94 and 95:

    para colaboraciones anónimas antid

  • Page 96 and 97:

    le resulta una verdadera bicoca. Al

  • Page 98 and 99:

    apertura del portal hermano The Arm

  • Page 100 and 101:

    aprovecharía para detenerlo, por f

  • Page 102 and 103:

    San Francisco (California), cerca d

  • Page 104 and 105:

    desarrollo y operaciones de Silk Ro

  • Page 106 and 107:

    peligrosa droga LSD… que había o

  • Page 108 and 109:

    La mayoría de internautas ha desca

  • Page 110 and 111:

    cambio de siglo. Quien tenía algo

  • Page 112 and 113:

    Otros modelos editoriales también

  • Page 114 and 115:

    inicial del dinero —la pieza más

  • Page 116 and 117:

    Power Point o un simple chiste, que

  • Page 118 and 119:

    los jefes. En ocasiones, los respon

  • Page 120 and 121:

    uena cantidad de españoles mandó

  • Page 122 and 123:

    fortuna en las Américas ha muerto

  • Page 124 and 125:

    La estafa típica comienza con un p

  • Page 126 and 127:

    control laxo sobre las actividades

  • Page 128 and 129:

    extraían y lo enviaban fuera de la

  • Page 130 and 131:

    más difícil a la par que tentador

  • Page 132 and 133:

    usaban los TPV adquiridos para real

  • Page 134 and 135:

    igual que fue creado. Ahí entra é

  • Page 136 and 137:

    moneda puede ser intercambiada o do

  • Page 138 and 139:

    de juegos. Su presidente estimó en

  • Page 140 and 141:

    de un pago en el metal equivalente

  • Page 142 and 143:

    Turing, padre de la computación mo

  • Page 144 and 145:

    muchos usuarios para trabajar en co

  • Page 146 and 147:

    Esta primera moneda virtual no ha t

  • Page 148 and 149:

    Aunque las criptomonedas afirman se

  • Page 150 and 151:

    M 8 HACKERS: EL ARTE DE LO POSIBLE

  • Page 152 and 153:

    documentos del procesador de textos

  • Page 154 and 155:

    mucho pero en realidad es un ignora

  • Page 156 and 157:

    cuentas de almacenamiento en la nub

  • Page 158 and 159:

    llevar a cabo al invadir ordenadore

  • Page 160 and 161:

    un particular en conseguir la intru

  • Page 162 and 163:

    Otras versiones incluían fotograf

  • Page 164 and 165:

    descargase e instalase una aplicaci

  • Page 166 and 167:

    legítimos propietarios sean consci

  • Page 168 and 169:

    el mundo. La intensidad de las soli

  • Page 170 and 171:

    contiene un formulario para introdu

  • Page 172 and 173:

    programa en el equipo preferido por

  • Page 174 and 175:

    encuentra su hermano pequeño, que,

  • Page 176 and 177:

    mayoría, en especial por su sencil

  • Page 178 and 179:

    suele desmentir aquellos que cobran

  • Page 180 and 181:

    enfermedades intestinales. Investig

  • Page 182 and 183:

    Día 2. Desayuno. Media taza de lec

  • Page 184 and 185:

    en su poder, según su declaración

  • Page 186 and 187:

    de las más famosas quizá sea la q

  • Page 188 and 189:

    nacionalcatolicismo que abrazaba si

  • Page 190 and 191:

    como la dominación mundial, y otra

  • Page 192 and 193:

    elevancia —fue la única que inve

  • Page 194 and 195:

    E 10 LOS GOBIERNOS DEL SILENCIO n 2

  • Page 196 and 197:

    pueden comunicarse por mensajería

  • Page 198 and 199:

    elaciones entre productores y mayor

  • Page 200 and 201:

    privadas virtuales, VPN por sus sig

  • Page 202 and 203:

    muy importante. Los gobiernos no su

  • Page 204 and 205:

    Prefectura de Policía y se prendi

  • Page 206 and 207:

    y no mantener un registro de activi

  • Page 208 and 209:

    diferentes empresas privadas, a vec

  • Page 210 and 211:

    CUANDO LOS HACKERS INTERVIENEN EN P

  • Page 212 and 213:

    mantener el anonimato del declarant

  • Page 214 and 215:

    equivocación puede ser desastrosa

  • Page 216 and 217:

    All Over Again, Chicago Review Pres

  • Page 218 and 219:

    Battalion, Dutton, Boston, 1971. «

  • Page 220 and 221:

    «Trading Site Failure Stirs Ire an

  • Page 222 and 223:

    «Freedom On The Net 2015», inform

  • Page 224 and 225:

    Notas www.lectulandia.com - Página

  • Page 226 and 227:

    [2] Nombre cambiado para preservar

  • Page 228 and 229:

    [4] https://en.wikipedia.org/wiki/S

  • Page 230 and 231:

    [6] http://www.newyorker.com/contri

  • Page 232 and 233:

    [8] https://es.wikipedia.org/w/inde

  • Page 234 and 235:

    [10] http://www.laverdad.es/agencia

  • Page 236:

    [12] http://www.infobae.com/2016/05

la red oscura