Revista Q 139 Junio 2019

revistaq

Revista Q Qué... México. Edición 139. Mes Junio. Año 2019. León, Gto.

Celebridades

En la cinta, Smith se mete en

una pequeña lámpara de aceite

y da vida al genio que ha de

conceder tres deseos al joven

Aladdin. El actor aprovecha las

premieres para pasar tiempo con su peculiar

familia y aparecer con ellos. Los Smith

son una de las dinastías favoritas de Hollywood,

pero no es oro todo lo que reluce.

En todas las casas cuecen habas. Y la de los

Smith incluida. El clan Smith ha sabido rentabilizar

la imagen de familia unida en Hollywood,

un lugar en el que los matrimonios

duraderos son una excepción. Pero, como

en todas las familias, en la de Will Smith

también ha habido sombras. Sombras de las

que los Smith han hablado abiertamente en

diferentes ocasiones. “Red Table Talk” es el

lugar donde han salido a la luz las confesiones

más duras de la prole. En este programa,

que se emite en directo en Facebook,

Jada Pinkett, esposa del actor, junto a su

hija Willow y su madre, Adrienne Banfield,

hablan de diversos temas y entrevistan a

diferentes personalidades. En este espacio,

la mujer de Smith hizo pública la relación

poco sana que tenía con el sexo antes de

conocer a su marido. Según sus propias palabras,

era adicta a la pornografía. También

habló sobre un tema muy doloroso para

ella, la adicción a las drogas de su padre que

lo llevó a morir por sobredosis hace nueve

años. Los hijos de la pareja también han peleado

contra sus propios demonios. Según

medios estadounidenses, Smith y su primer

hijo, Trey, fruto de su una relación anterior,

con Sheree Zampino, mantienen ahora una

relación amistosa y cercana. “Las cosas no

siempre han sido así entre Trey y yo. Hemos

luchado durante años después de mi

divorcio de su madre.

SE SINTIÓ TRAICIONADO

Y ABANDONADO

Se sintió traicionado y abandonado. Es

una bendición increíble recuperarse y restaurar

esta preciosa relación con mi hermoso

hijo”, publicó el actor en sus redes sociales.

Jaden, por otro lado, el mayor de los

dos hijos del matrimonio de Will Smith con

Jada Pinkett, ha hablado más de una vez

de las complicaciones de ser famoso desde

pequeño. “La gente no me trataba como a

alguien normal así que empiezas a creértelo.

¿No soy normal? Ahora que me he hecho

mayor es divertido salir con quien quiera y

Reportaje/Imágenes: Efe | Por: Manuel Noriega

Q 46

More magazines by this user
Similar magazines