REVISTA PESCA AGOSTO 2019

mkisner

La revista Pesca nos informa sobre temas del mar y de la pesca. Difunde información e ideas obtenidas de diversas fuentes sobre la pesca en el Perú y el mundo. Intenta contribuir a la formación de opinión propia en base a información diversa. Se publica en forma mensual, en formato digital y su descarga es gratuita para quien desee conocer el sector pesquero.

EDICION DIGITAL AGOSTO 2019 Nº: 217w - 08/19 www.revistapesca.blogspot.com

DIRECTORES FUNDADORES: ELSA ESPARZA / ALEJANDRO BERMEJO

¿ES PERJUDICIAL EL MERCURIO QUE INGERIMOS CUANDO COMEMOS

PESCADO?

INVESTIGADORES MUESTRAN CÓMO LAS PESQUERÍAS GLOBALES FORMAN UN

PEQUEÑO MUNDO INTERCONECTADO

DIFERENCIAS ENTRE ATÚN Y BONITO

NUEVOS DERECHOS DE

PESCA PARA LA

ANCHOVETA

¿Y el hielo ?

LA PESCA DEL DÍA

CONFIEP: ¿LA AGENDA

PAIS EN PESCA O UN

PLAN DE GOBIERNO?

UNA MAFIA MÁS, QUÉ IMPORTA

LOS OCÉANOS, FUNDAMENTALES

PARA LA VIDA HUMANA

Revista Pesca agosto 2019 1


TARIFAS DE PUBLICIDAD 2019

Ponemos a su disposición tarifas de publicidad

competitivas y el acceso a la publicación de artículos

y temas que fuesen de su interés. Su

anuncio puede ser acompañado con un publirreportaje

sobre su empresa o sobre el tema que

Usted desee.

Para publicidad interior en la edición de la revista,

enviar su diseño en formato PDF indicando en

qué página desea que sea colocado.

EDICION REVISTA PESCA

MENSUAL

Página interior 300.00

Media página interior 150.00

Cuarto de página interior 75.00

Facturación y cobranza

Los precios están expresados en soles. Se coordinará en su momento la forma y oportunidad de pago.

Si desea anunciar con nosotros, contáctenos. Estaremos gustosos de atenderlos. Para mayores detalles sírvase

dirigirse al correo electrónico:

revistapesca@outlook.com

La revista Pesca es un medio de información alternativo referido a temas del mar y de la pesquería.

El objetivo de la revista Pesca es difundir información, ideas y corrientes de opinión para crear conciencia de la

necesidad de hacer sostenible la extracción de los recursos marinos, de seguridad alimentaria y del cuidado del

medio ambiente.

Pero sobre todo, contribuir con información para que el lector empiece a formarse una opinión propia sobre la

problemática pesquera., que permita ampliar nuestra visión de la pesquería mediante la lectura y el análisis individual.

https://issuu.com/revistapesca

http://revistapesca.blogspot.pe/

Correo electrónico:

revistapesca@outlook.com

Presidente de la Revista Pesca: Marcos Kisner Bueno

Revista Pesca agosto 2019 2


Revista Pesca agosto 2019 3


Fundada en 1960 AGOSTO 2019 * Vol. 217 * Número 8-19

C O N T E N I D O

EDITORIAL 2

EL SECTOR PESCA EN CIFRAS 3

OCEANO Y AMBIENTE 8

El mar se está quedando sin tiburones 10

En defensa del delfín rosado 11

Los océanos fundamentales para la vida humana 13

Un millón de especies en peligro 14

Las tortugas más grandes están muriendo 16

Océanos protegidos 17

El agotamiento del ozono impulsa el calentamiento 21

Pesquerías globales un mundo interconectado 23

Desorden en pesca mexicana 24

Mensaje de esperanza para los océanos 26

El Papa declara emergencia climática 28

Diferencias entre atún y bonito 29

Caza de ballenas devasta el ecosistema 31

BITACORA 32

¿Es perjudicial el mercurio en el pescado? 34

Pesca ilegal nos afecta a todos 35

Una mafia más qué importa 38

La pesca sostenible en Europa 39

La travesía del salmón 40

Explotación pesquera a ciegas 41

Manejo de pesquerías en Chile 42

Ingresos y productividad en buques 44

Pesquera china multada 45

Alfonso Miranda nuevo presidente de la CIAT 46

POLITICA Y PESCA 48

El cambio climático es el síntoma 50

CONFIEP: La agenda país en pesca 52

Los nuevos derechos de pesca de anchoveta 58

El sistema de cuotas de pesca de anchoveta 60

Comentarios a los derechos de pesca 63

La mesa ejecutiva acuícola en Perú 66

Legalización de la flota de madera 68

Reorganizaciones de las empresas pesqueras 69

La pesca del día 71

A propósito de la renovación de la flota 72

La afirmación de derechos pesqueros 75

Uruguay: pesca para el exterior: 76

La reforma federal y social pesquera 78

La revista Pesca no se solidariza necesariamente con las opiniones

vertidas en los artículos firmados, los cuales son de responsabilidad

de sus autores.

Revista Pesca agosto 2019 1


EDITORIAL

El futuro del Perú está en manos de sus ciudadanos.

No son las políticas públicas ni las normas regulatorias, las que llevarán a la pesca a un desarrollo sostenible e inclusivo.

Es la actitud y el compromiso de los ciudadanos, los pescadores, los trabajadores, quienes tenemos que tomar con seriedad

el tema y actuar en forma responsable, con una visión de país y de largo plazo. Tenemos que establecer qué clase

de pesquerías queremos y necesitamos, así como los medios que usaremos para conseguirlas. Necesitamos definir el tema

en un escenario constructivo.

La educación y capacitación, más allá de lo que las entidades responsables y/o la empresa privada puedan o no hacer, no

puede proporcionar nuevas capacidades o innovación si no se trazan objetivos estratégicos que orienten el esfuerzo hacia

una meta más grande que las necesidades inmediatas.

La gente comprometida con la información útil, veraz y técnica, demandará una clase de educación y/o capacitación, o se

auto capacitará, teniendo como meta objetivos concordantes con el modelo de pesquerías que se quiere tener.

La crítica actual, que es esencialmente destructiva, sin aporte técnico alguno, debe superar y trascender la constante

queja y las exigencias que solo buscan objetivos inmediatos de corte comercial, económico o político.

El pescador y el ciudadano, deben buscar liberarse de la influencia que se ejerce sobre él a través de diversos mecanismos

que ahogan al desarrollo pesquero y buscar el rumbo que nos lleve a una pesquería inclusiva y sostenible, en un

contexto amigable con el ecosistema y el medio ambiente.

Será el día en que pensemos y sintamos que nuestro futuro depende de nosotros mismos y de nadie más, el día en el

cual las cosas empiecen a cambiar. Será el día en que dejemos de pensar que todo debe ser proveído por el Estado,

cuando desarrollemos la capacidad de forjarnos un futuro real sin demandar paternalismos a nadie.

Cuando desalojemos de nuestras mentes y corazones la falsa noticia, la desinformación, la manipulación, las medias verdades

y la actitud de esperar todo del Estado, seremos capaces de asumir el control de nuestros recursos naturales con

patriotismo, con responsabilidad y con derecho.

La manipulación informativa, que nos mantiene bajo la dependencia sicológica de ideas que defienden intereses de parte,

carece de visión de país y nos pone bajo el dominio de influencias inapropiadas para estimular la construcción de un mejor

futuro.

Está en nuestras manos la construcción del país que queremos para las próximas generaciones, con solidaridad, racionalidad

y sentido de inclusión de las poblaciones vulnerables en la pesquería y en la vida nacional.

.

Revista Pesca agosto 2019 2


Revista Pesca agosto 2019 3


LAS CIFRAS OFICIALES DEL SECTOR

PESCA DE ACUERDO AL ANUARIO

ESTADISTICO 2017

Revista Pesca agosto 2019 4


Revista Pesca agosto 2019 5


Revista Pesca agosto 2019 6


Revista Pesca agosto 2019 7


Revista Pesca agosto 2019 8


Revista Pesca agosto 2019 9


EL MAR SE ESTÁ QUEDANDO SIN

TIBURONES

La situación es tan grave que hoy muchas especies de

tiburones están en peligro de extinción y algunas poblaciones

han disminuido hasta en un 99% debido a la actividad

humana.

Por su parte, el informe de la ONG destaca el impacto

devastador que la sobrepesca está teniendo sobre poblaciones

de tiburones mako, el más rápido en el mundo

y en peligro de extinción. Según investigaciones de la

organización ambientalista, barcos españoles y portugueses

capturan hasta 25 mil tiburones mako al año.

Según los datos expuestos, colectivamente se capturan

cuatro veces más tiburones que peces espadas.

Foto cortesía Greenpace Colombia

De acuerdo con un informe que acaba de publicar

Greenpeace, la falta de control y protección de las aguas

internacionales está generando una acelerada merma de

tiburones al año que son muertos por la industria pesquera

y sus técnicas de explotación intensiva.

Muchos tiburones son capturados cruelmente y otros

quedan atrapados entre las redes o en líneas kilométricas

de anzuelos destinadas a otros peces como el pez

espada. Incluso, el objetivo de algunos buques es poder

cortarles sus aletas para venderlas como alimento exótico

en algunas partes del mundo.

En este contexto, Greenpeace reveló a través de un reporte

publicado hoy que decenas de miles de tiburones

en peligro de extinción mueren a consecuencia de la falta

de regulaciones mar adentro, donde las aguas pasan

a ser internacionales.

“Las prácticas que ejercen la sobrepesca son crueles y

completamente inmorales. Los gobiernos del mundo deben

acordar en la ONU un Tratado Global Oceánico que

permita allanar el camino para la creación de una red de

santuarios que proteja a las especies marina y el ecosistema

en el que viven”, señala Estefanía González, coordinadora

del programa de océanos de Greenpeace Andino.

Hoy en día, apenas cerca de 1% de los océanos están

protegidos y no existe un mecanismo legal para la creación

de santuarios sobre aguas internacionales. Ante la

omisión de los gobiernos a la comunidad científica, la

industria pesquera devasta los ecosistemas marinos mediante

prácticas nocivas y excesivas.

“A través de este informe exponemos a los culpables de

estas atrocidades, pero también desde Greenpeace exigimos

a los gobiernos del mundo un acuerdo con regulaciones

estrictas, que le ponga límites a las pesqueras

sobre la protección de los océanos”, afirma Estefanía

González.

Así mismo, los buques de pesca que se dedican principalmente

a capturar pez espada en la zona cazan en

conjunto cuatro veces más tiburones que peces espada,

si se tiene en cuenta el peso, dijo el grupo ecologista en

un informe basado en las investigaciones del barco

‘Esperanza’ de Greenpeace, que estuvo en la región a

principios de año.

“Es totalmente inmoral matar tiburones y otro tipo de

fauna con estas horribles prácticas de pesca”, dijo en un

comunicado Will McCallum, de la campaña “Protege los

océanos” de la oenegé, haciendo referencia al empleo de

largos sedales con miles de anzuelos.

“Ahora estamos señalando a los culpables en el mar, pero

necesitamos con urgencia un tratado fuerte y límites

de pesca más estrictos para proteger nuestros océanos”,

añadió.

Revista Pesca agosto 2019 10


El tiburón mako, el escualo más veloz del mundo, y el

marrajo carite, son algunas de las especies de tiburón

que más se pescan en el Atlántico norte, según Greenpeace.

Ambas están clasificadas como “en peligro” por la Unión

Internacional para la Conservación de la Naturaleza

(IUCN).

Los buques españoles y portugueses que faenan en el

Atlántico Norte capturan hasta 25.000 tiburones mako al

año, según la investigación de Greenpeace.

Los defensores del medio ambiente advierten que perder

a los tiburones que se encuentran en lo alto de la cadena

trófica puede llevar a que los peces más pequeños se

desarrollen más y consuman una cantidad mayor de sus

presas, lo que desequilibraría la balanza ecológica./Foto

Greenpeace

Fuente

https://www.elnuevosiglo.com.co/articulos/06-2019-el-mar-se-estaquedando-sin-tiburones

REVELADORA EXPEDICIÓN

CIENTÍFICA EN DEFENSA DEL

DELFÍN ROSADO

NELSON ARDILA ARIAS

Corresponsal de EL TIEMPO

En el recorrido por los ríos Guayabero, Guaviare y Ariari

avistaron 51 toninas.

que en convenio con la corporación ambiental Cormacarena,

acaban de terminar de hacer una expedición científica

por los ríos Guayabero, Guaviare y Ariari, entre los

departamentos de Meta y Guaviare.

El propósito de la investigación es defender esta especie

en vía de extinción, que tiene la mayor población en Suramérica

y que en Colombia se encuentra en los ríos de

la Amazonia y la Orinoquia.

Mosquera sostiene que son animales increíbles, se originaron

en el mar y llevan cinco millones de años adaptándose

a los ecosistemas de agua dulce de Suramérica. Por

eso, sostiene, su cuerpo relata esa historia y una relación

con el ecosistema que apenas se está conociendo

Uno de los 51 individuos avistados por la expedición científica

por los ríos Guayabero, Guaviare y Ariari. Foto: Cortesía

Fundación Omacha

Cuando una hembra está dando a luz su cría todo el grupo

poblacional la rodea y protege para evitar quedar expuestas

a caimanes, babillas o pirañas que están listos

para alimentarse de ellas.

El comportamiento gregario de los delfines rosados,

también llamados toninas, es una de las características

que más llamó la atención del investigador

Federico Mosquera de la Fundación Omacha,

Tienen un hocico largo diferente a los delfines marinos,

fibrillas o pelos, diferentes tipos de dientes, la coloración

es una adaptación a la temperatura a través de procesos

de irrigación sanguínea, tienen los ojos pequeños adaptados

a las aguas turbias y se alimentan de más de 43

especies de peces.

Esa condición gregaria, que también es conocida en los

elefantes y en los seres humanos, se une a la belleza

que exhibe en los sorpresivos saltos que da sobre el

agua, mostrando la elasticidad de su cuerpo, adornado

de su inusual color rosado.

Los delfines son muy curiosos y salen a mirar que

está pasando con los estímulos del sonido de las

Revista Pesca agosto 2019 11


embarcaciones de los pescadores o de quienes les

gusta disfrutar de su belleza cundo rebotan sobre el

agua de los ríos.

Así lo hicieron durante siete días recorriendo 247,5 kilómetros

por los tres ríos mencionados y avistaron 51 individuos,

entre ellos, 11 crías. Los sitios donde es más

fácil encontrar delfines es en las confluencias de

los ríos, que marcan un paso obligado para los peces y

hacen más fácil su captura por parte de los delfines.

En el recorrido los investigadores también hicieron jornadas

de capacitación a guías turísticos y pescadores para

que ayuden a preservarlos.

Los resultados de la expedición aportarán desde el conocimiento

científico a la puesta en marcha del plan de manejo

para la conservación de los delfines de río, una herramienta

además estratégica para la gestión de los ecosistemas

de la región.

En el marco del mismo proyecto, se pusieron transmisores

para el seguimiento vía satélite a tres toninas

en la confluencia del caño Yarumales y el río

Guayabero. La información que entreguen dará a conocer

el uso que las toninas hacen de los diferentes ecosistemas

acuáticos y sus movimientos a lo largo de este

importante río.

La expedición científica recorrió 247,5 kilómetros por de

tres ríos para hacer la investigación.

Foto: Cortesía Fundación Omacha

Para poder avistarlos, los investigadores se movilizan en

las embarcaciones a una velocidad de entre 10 y 15 kilómetros

por hora, con observadores en proa y en popa, y

a una distancia prudente de la orilla del río.

Igualmente, permitirá evidenciar la importancia estas

especies dentro de las áreas protegidas, como el Parque

Nacional Natural Sierra de La Macarena y el Área de Manejo

Especial La Macarena.

Durante la expedición, los investigadores comprobaron el

comportamiento gregario de los delfines, pues una vez

los capturaban utilizando redes para instalar el

transmisor satelital, alrededor siempre se quedaba

el grupo familiar del cetáceo.

Fuente

https://www.eltiempo.com/colombia/otras-ciudades/

expedicion-cientifica-en-defensa-del-delfin-rosado-356926

Fatídicamente, el neoliberalismo se impuso con sus ideas aberrantes de que todo depende de los gustos

y preferencias individuales, y que igualdad y libertad son dos principios contrapuestos, cuando una mínima

reflexión indica que es una falacia. Necesitamos bienestar humano pero necesitamos que sea compatible

con los límites biofísicos del planeta. Somos la primera generación de la historia que entiende perfectamente

lo que está pasando y posiblemente seremos la última que pueda evitar la catástrofe hacia la

que nos dirigimos.

Revista Pesca agosto 2019 12


LOS OCÉANOS, FUNDAMENTALES

PARA LA VIDA HUMANA

Marina Rosales

Los océanos forman el conjunto de agua más extenso de

nuestro planeta, lo que los hace indispensables y esenciales

para la supervivencia de los seres humanos.

Los Océanos, fundamentales para la vida humana.

Los océanos y los mares forman el conjunto de agua

más extenso de nuestro planeta, cubriendo más del setenta

por ciento de la superficie terrestre, lo que los hace

indispensables para la creación de la vida y esenciales

para la supervivencia de los seres humanos.

Los Océanos, fundamentales para la vida humana.

La capa superficial del océano permite absorber el calor

solar. Este mismo calor, se distribuye por medio de las

corrientes oceánicas, lo que determina el clima de todos

los rincones del mundo. El agua oceánica tiene la capacidad

de absorber enormes cantidades de dióxido de carbono

(CO2), un gas de efecto invernadero que propicia

el calentamiento global.

El agua oceánica tiene la capacidad de absorber enormes

cantidades de dióxido de carbono .

Datos importantes:

Los océanos son enormes cuerpos de agua salada que

constituyen la mayor parte del planeta.

Cubren alrededor de 361 000 000 km² que en porcentaje

es el 71% de la Tierra.

No importa si les llamamos océanos como parte de nuestro

conocimiento de saber que por facilidad de estudio

existen 5 (Antártico, Ártico, Atlántico, Índico y Pacífico).

Produce componentes que requerimos para la vida, absorber

gases de efecto invernadero, regular la temperatura

y las precipitaciones.

Revista Pesca agosto 2019 13


Cubren alrededor de 361 000 000 km² que en porcentaje

es el 71% de la Tierra.

Produce más de la mitad del oxígeno que va hacia la atmósfera

cada año.

Gracias al plancton que habita en el mar, el oxígeno sigue

entre nosotros.

Cerca de la mitad del CO2 generado por el hombre en

los últimos 200 años, se ha disuelto en el océano.

No obstante, esa absorción de gases y calor, tiene sus

consecuencias.

Gracias al plancton que habita en el mar, el oxígeno sigue

entre nosotros.

Océanos como indicadores de la salud de la Tierra.

Los océanos también nos indican el ‘estado de salud’ del

planeta. Si la composición oceánica es diferente a la normal,

es porque algo anda mal.

El calentamiento oceánico es un derivado del calentamiento

global que afecta por igual todas las latitudes de

la Tierra, aunque a diferente intensidad.

Fuente

https://laverdadnoticias.c om /ec ologia/Los -oc eanosfundamentales-para-la-vida-humana-20190506-0089.html

MÁS DE UN MILLÓN DE ESPECIES

ANIMALES PODRÍAN EXTINGUIRSE

POR CULPA DEL HOMBRE

La abundancia promedio de especies nativas en

los principales hábitats terrestres disminuyó en al

menos un 20 por ciento.

El informe señala que aún hay tiempo para revertir

esta situación. (DPA)

La degradación de la naturaleza crece a un ritmo

sin precedentes en la historia humana, con

un millón de especies amenazadas de extinción

y la probabilidad de graves impactos sobre la

población.

Revista Pesca agosto 2019 14


Para aumentar la relevancia política del informe, los autores

de la evaluación clasificaron, por primera vez a esta

escala y basándose en un análisis exhaustivo de la

evidencia disponible, los cinco impulsores directos del

cambio en la naturaleza con los mayores impactos globales

relativos hasta el momento. Estos culpables son, en

orden descendente: (1) cambios en el uso de la tierra y

el mar; (2) explotación directa de organismos; (3) cambio

climático; (4) contaminación y (5) especies exóticas

invasoras.

Es la advertencia de un nuevo informe de la Plataforma

Intergubernamental de Ciencia y Política sobre

Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos (IPBES),

cuyo resumen fue aprobado en la séptima sesión plenaria,

reunida la semana pasada en París.

Recopilado por 145 autores expertos de 50 países en los

últimos tres años, con aportes de otros 310 autores contribuyentes,

el Informe evalúa los cambios en las últimas

cinco décadas, proporcionando un panorama completo

de la relación entre las vías de desarrollo económico y su

impacto en la naturaleza. También ofrece una gama de

posibles escenarios para las próximas décadas.

El informe determina que aún no es demasiado tarde

para revertir la situación, "pero solo si empezamos ahora

en todos los niveles, desde local hasta global", según

afirma en un comunicado Robert Watson, presidente del

IPBES.

Un millón de especies amenazadas

El informe encuentra que alrededor de un millón de

especies de animales y plantas están ahora

en peligro de extinción, muchas en el plazo de décadas,

más que nunca en la historia de la humanidad.

La abundancia promedio de especies nativas en la mayoría

de los principales hábitats terrestres ha disminuido en

al menos un 20 por ciento, en su mayoría desde 1900.

Más del 40 por ciento de las especies de anfibios, casi el

33 por ciento de los corales re-formadores y más de un

tercio de todos los mamíferos marinos están amenazados

.

El panorama es menos claro para las especies de insectos,

pero la evidencia disponible respalda una estimación

tentativa de que el diez por ciento está amenazado. Al

menos 680 especies de vertebrados fueron llevadas a

la extinción desde el siglo XVI y más del nueve por

ciento de todas las razas domesticadas de mamíferos

utilizados para la alimentación y la agricultura se extinguieron

en 2016, con al menos mil razas más amenazadas.

El informe señala que, desde 1980, las emisiones de gases

de efecto invernadero se han duplicado, elevando las

temperaturas globales promedio en al menos 0.7 grados

centígrados, ya que el cambio climático ya está afectando

a la naturaleza desde el nivel de los ecosistemas

hasta el de la genética. Se espera que los impactos aumenten

en el futuro.

También constata que las tres cuartas partes del medio

ambiente terrestre y alrededor del 66 por ciento del medio

ambiente marino han sido alterados significativamente

por las acciones humanas. En promedio, estas tendencias

han sido menos severas o evitadas en áreas

mantenidas o administradas por Pueblos Indígenas y Comunidades

Locales.

Más de un tercio de la superficie terrestre del mundo y

casi el 75 por ciento de los recursos de agua dulce se

dedican ahora a la producción agrícola o ganadera.

El valor de la producción agrícola aumentó en aproximadamente

un 300 por ciento desde 1970, la extracción de

madera en bruto aumentó en un 45 por ciento y cada

año se extraen en todo el mundo aproximadamente 60

mil millones de toneladas de recursos renovables y no

renovables, casi el doble desde 1980.

La degradación de la tierra ha reducido la productividad

del 23 por ciento de la superficie terrestre global, hasta

77 mil millones de dólares en cultivos anuales están en

riesgo por la pérdida de polinizadores, y entre cien y 300

millones de personas tienen un mayor riesgo de inundaciones

y huracanes debido a la pérdida de hábitats costeros

y protección.

En 2015, el 33 por ciento de las poblaciones de peces

marinos se estaban capturando a niveles insostenibles;

el 60 por ciento se pesca de forma máxima sostenible y

sólo el siete por ciento se captura en niveles inferiores a

los que se pueden capturar de forma sostenible.

Más de 400 zonas muertas en los océanos

Las áreas urbanas se han más que duplicado desde

1992. La contaminación plástica se multiplicó por diez

desde 1980, 300-400 millones de toneladas de metales

Revista Pesca agosto 2019 15


pesados, solventes, lodos tóxicos y otros desechos de

instalaciones industriales se descargan anualmente en

las aguas del mundo y los fertilizantes que ingresan a los

ecosistemas costeros han producido más de 400 "zonas

muertas" en los océanos, totalizando más de 245 mil

km2, un área combinada mayor que la del Reino Unido.

Las tendencias negativas en la naturaleza continuarán

hasta 2050 y más allá en todos los escenarios de políticas

explorados en el informe, excepto aquellos que incluyen

un cambio transformador, debido a los impactos

proyectados del aumento del cambio en el uso de la tierra,

la explotación de organismos y el cambio climático,

aunque con importantes diferencias entre regiones.

Fuente

https://www.milenio.com/ciencia-y-salud/humanosaceleran-extincion-1-millon-especies-animales

LAS TORTUGAS MÁS GRANDES DEL

MUNDO ESTÁN MURIENDO EN

COSTAS DE AMÉRICA LATINA Y ESO

ES PELIGROSO

Las costas de Uruguay acumulan decenas de tortugas

laúd muertas en las últimas semanas. La mayoría, víctima

de la pesca accidental o la contaminación. El experto

Alejandro Fallabrino advirtió que la especie está en

"peligro crítico de extinción" y que su desaparición afectará

significativamente a los humanos.

El 30 de abril, los habitantes del balneario uruguayo Piriápolis,

al este del país suramericano y con costas sobre

el Océano Atlántico, se vieron sorprendidos con la aparición

de una tortuga de gran tamaño, ya sin vida, sobre

la arena.

reció en costas uruguayas tenía más de 2 metros de largo

y pesaba unos 200 kilogramos, aunque se estima que

los adultos de la especie pueden llegar a superar incluso

los 900 kilogramos.

Si bien el tamaño de la tortuga llamó la atención de los

habitantes y los medios de comunicación, se trata de un

fenómeno bastante más habitual de lo que debería ser.

Es que según datos de la ONG uruguaya Karumbé, dedicada

al rescate y la conservación de tortugas, en el último

mes ya son 11 los ejemplares muertos que llegaron a

la costa.

En diálogo con Sputnik, el director de la entidad Alejandro

Fallabrino indicó que la gran mayoría de las tortugas

que aparecen en las costas uruguayas llegan sin vida.

"La causa principal de muerte de esta especie es la pesca

accidental", explicó.

Se trataba de un ejemplar de tortuga laúd, la especie de

tortuga de mayor tamaño en todo el planeta. El que apa-

Si bien anidan y se reproducen en la costa africana, en la

zona de Gabón y Guinea Ecuatorial, las tortugas laúd

nadan cada año más de 10.000 kilómetros para alimentarse

de medusas en la costa atlántica de Uruguay y el

sur de Brasil.

El experto recordó que estas medusas suelen compartir

Revista Pesca agosto 2019 16


espacio con peces "de interés comercial", que a su vez

atrae a los barcos de pesca artesanal e industrial. Por

eso, cuando los pescadores recogen sus redes destinadas

a atrapar peces, suelen arrastrar también ejemplares

de tortugas laúd.

En junio de 2013, la Unión Internacional de Conservación

de la Naturaleza (UICN) colocó a la tortuga laúd,

cuyo nombre científico es 'Dermochelys coriacea', en

la Lista roja de las especies, debido a que el número de

ejemplares maduros desciende año a año.

Fallabrino advirtió que la especie se encuentra en

"peligro crítico de extinción" como consecuencia de la

acción humana. "Ha habido mucho consumo: la han matado

por su carne, han saqueado sus huevos y, desde

hace 30 o 40 años, miles han quedado atrapadas accidentalmente

por la pesca", detalló.

La extinción de las tortugas laúd podría tener un efecto

nocivo y concreto en los seres humanos, al impactar en

la población de medusas. "La gente muchas veces se

queja de que no se puede bañar por la cantidad de medusas

y está lleno porque no hay animales que las depreden",

apuntó.

De hecho, las medusas son el alimento exclusivo de las

tortugas laúd, que pueden llegar a pesar 900 kilogramos

alimentándose únicamente de medusas.

Para Fallabrino, para revertir el fenómeno es preciso que

los gobiernos tomen medidas destinadas a "frenar las

matanzas" y la explotación de los huevos de las tortugas

laúd en el mundo.

En ese marco, destacó el trabajo de la FAO

(Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación

y la Agricultura) para "mejorar la pesca" y que "solo

se pesquen peces y no otros animales, como tortugas o

delfines".

El poderío de la industria de la pesca aparece, comentó

el activista, como uno de los escollos más importantes

en ese camino. Sin embargo, valoró el esfuerzo que particulares

y organizaciones no gubernamentales hacen

para proteger a las especies que suelen quedar atrapadas

por la pesca accidental.

Entre las acciones desarrolladas por la ONG está la instalación

de rastreadores en algunas tortugas para monitorear

sus desplazamientos migratorios a través de una

plataforma web.

Fuente

https://mundo.sputniknews.com/america-latina/201905061087113890-

tortugas-grandes-mundo-muriendo-costas-america-latina-peligroso/

OCÉANOS PROTEGIDOS:

LA CIENCIA BUSCA RESGUARDAR

HASTA EL 30% DE LOS MARES DEL

MUNDO

Por Víctor Ingrassia

Una red de expertos internacionales elaboró un amplio estudio de las aguas internacionales contra las amenazas humanas

de la industria pesquera, los plásticos y el cambio climático, entre otros

Revista Pesca agosto 2019 17


Una botella de plástico flota en el gran parche de basura del Pacífico.

En ella vivían briozoos, nudibranquios, cangrejos y percebes. (© Justin

Hofman / Greenpeace)

Académicos de la Universidad de York, de Oxford y otros centros

educativos de excelencia planearon la importancia de salvaguardar

la vida silvestre y mitigar los impactos del cambio

climático.

Para ello, los científicos presentaron un innovador estudio para

proteger los océanos del mundo. Se trata de un plan para lograr

la protección del 30% de los océanos del mundo para

2030 de las amenazas de la industria pesquera, los plásticos y

el cambio climático, entre otros.

Fotografía aérea tomada en Dryanovo Heights en el extremo norte de

la isla de Greenwich en las islas Shetland del Sur, Antártida (© Daniel

Beltrá / Greenpeace)

El estudio 30×30 presenta el diseño de una red global de

áreas marinas protegidas en aguas internacionales. Para su

confección, se trazó la distribución de especies, incluidas aquellas

en peligro de extinción, hábitats críticos para la biodiversidad

y ecosistemas únicos para generar una cadena de santuarios

oceánicos, libres de actividad humana. A través de un mapa

interactivo se pueden explorar diversos escenarios para la

protección, así como puntos calientes de vida silvestre y amenazas

al océano.

Es sabido que las aguas internacionales abarcan el 70% del

espacio vital del planeta, donde alberga una impresionante

riqueza de vida marina y ecosistemas, esenciales para la salud

de la Tierra. Las negociaciones que comenzaron este año en la

ONU hacia un Tratado Global del Océano podrían abrir el camino

para la protección de los océanos fuera de las fronteras

nacionales, que cubren 230 millones de kilómetros cuadrados.

Una mantarraya frente a la isla de Nusa Penida, en Bali, Indonesia.

Más y más plásticos de un solo uso son barridos a lo largo de la costa,

mientras Indonesia lucha por controlar su adicción a los plásticos

(© Paul Hilton / Greenpeace)

Este es un objetivo que la ONG Greenpeace junto a académicos

de la Universidad de York y Oxford establecen como crucial

para salvaguardar la vida silvestre y mitigar los impactos

del cambio climático.

"Como nunca antes las aguas del mar están amenazadas por

la pesca intensiva, los plásticos y el cambio climático. Es por

esto que necesitamos con urgencia proteger al menos un tercio

de nuestros océanos para 2030.

"Nuestra investigación demuestra que esto es completamente

posible y que este plan preservará la vida marina, ayudándola

a enfrentar la crisis que atraviesan los océanos", afirmó Estefanía

Gonzalez, Coordinadora del programa de Océanos de

Greenpeace Andino.

Delfines nadando cerca del barco Arctic Sunrise de Greenpeace, a 32

kilómetros de la costa norte de Córcega, en el santuario de Pelagos

para mamíferos marinos del Mediterráneo. – © Greenpeace / Paul

Hilton

El plan para la protección de los océanos se basa en un estudio

científico realizado por un equipo de expertos dirigido por

el profesor Callum Roberts de la Universidad de York para diseñar

una red de áreas marinas protegidas para las aguas internacionales.

Revista Pesca agosto 2019 18


El equipo de investigación incluyó a científicos de las Universidades

de York, Oxford, Edimburgo y Salford, y el estudio contó

con el apoyo financiero de 'Umweltstiftung Greenpeace'

(Environment Foundation Greenpeace), Alemania, que

promueve la protección del medio ambiente y la naturaleza,

así como la paz.

Este modelo para la protección de los océanos ha sido diseñado

por un equipo científico de la Universidad de York (Reino

Unido). Para ello, se han basado en datos biológicos, oceanográficos,

biogeográficos y socioeconómicos, tales como la distribución

de tiburones, ballenas, montes submarinos, fuentes

hidrotermales, frentes oceánicos, afloramientos, zonas biogeográficas

y áreas con mayor presión pesquera comercial y explotación

minera. Esta red de protección aumentaría considerablemente

la resiliencia de los océanos y sus ecosistemas ante

el cambio climático.

Colonia de pingüinos Gentoo en la Isla Cuveville en el canal Errera,

Península Antártica. Greenpeace está realizando investigaciones científicas

y documentando la vida silvestre única de la Antártida, para

fortalecer la propuesta de crear el área protegida más grande del

planeta, un Santuario del Océano Antártico. – © Daniel Beltrá /

Greenpeace

¿Cómo se puede llevar adelante?

Más allá de las aguas nacionales, hay un océano que abarca

casi la mitad de la superficie de la Tierra y acoge un mundo

submarino complejo, rico y diverso. Esta vida marina impulsa

la bomba biológica del océano: captura el carbono en la superficie

y lo almacena a gran profundidad. Sin este servicio esencial,

nuestra atmósfera contendría un 50% más de C02 y la

temperatura del planeta sería tan alta que lo haría inhabitable.

El barco MI Esperanza y un bote inflable de Greenpeace dan testimonio

de un barco pesquero ilegal. Greenpeace se encuentra en el

Océano Índico para documentar y abordar pacíficamente la pesca no

sostenible. – © Will Rose / Greenpeace

Los santuarios marinos son una herramienta clave para proteger

los hábitats y las especies, para reconstruir la biodiversidad

oceánica, para ayudar a los ecosistemas oceánicos a recuperarse

y para mantener los servicios ecosistémicos vitales.

Naciones Unidas tiene la oportunidad de establecer reglas sólidas

para crear y gobernar los santuarios marinos en alta mar

con un instrumento internacional legalmente vinculante que

proteja la vida marina y los hábitats fuera de la jurisdicción

nacional.

El alta mar engloba el 43% de la superficie de la Tierra y el

70% del espacio vital en el planeta, incluyendo tierra y mar.

Estos enormes espacios albergan un complejo mundo marino,

con una vida rica y diversa que nada tiene que envidiar a la de

las aguas costeras y de la tierra.

Vista aérea sobre dos morsas en un témpano de hielo frente a Kvitøya

(Isla Blanca) en el archipiélago de Svalbard. – © Christian

Åslund / Greenpeace

Los océanos del mundo se enfrentan a una presión creciente

debido al cambio climático, la pesca industrial, la acidificación

de los océanos, la contaminación por plásticos y las amenazas

emergentes de la minería de los fondos marinos y otras industrias

extractivas.

La tripulación de la Esperanza usa un ROV para inspeccionar un FAD

(Dispositivo de Agregación de Peces) encontrado en el Océano Índico.

El ROV es una pieza esencial del equipo para determinar qué hay

debajo de la superficie antes de que los buzos entren al agua. – ©

Revista Pesca agosto 2019 19


Will Rose / Greenpeace

– La vida marina que habita este mundo es el motor de la

bomba biológica del océano: captura el carbono en la superficie

y lo almacena a gran profundidad. Sin este servicio esencial,

nuestra atmósfera contendría un 50% más de dióxido de

carbono y la temperatura del planeta sería tan alta que se volvería

inhabitable.

– La alta mar se enfrenta a la creciente explotación por parte

de un puñado de naciones ricas. La pesca y la emergente industria

minera en los fondos marinos se suman a amenazas

más amplias como el cambio climático, la acidificación, la contaminación

por plásticos y de otro tipo, etc.

en un 75% en los últimos 30 años, y los científicos junto con Greenpeace

están trabajando con expertos e ingenieros de escaneo 3D

para capturar la verdadera forma del hielo marino del Ártico por primera

vez. – © Greenpeace / Alex Yallop

– La comunidad científica pide que al menos el 30% de los

océanos del mundo se declaren santuarios marinos para 2030.

Este estudio muestra exactamente cómo se puede alcanzar

este 30% para proteger toda la vida marina de alta mar.

– El estudio se basa en datos biológicos, oceanográficos, biogeográficos

y socioeconómicos, tales como la distribución de

tiburones, ballenas, montes submarinos, las dorsales, fuentes

hidrotermales, frentes oceánicos, afloramientos, las regiones

biogeográficas, la presión pesquera industrial, la explotación

minera, etc.

Una tortuga boba que nada alrededor de un dispositivo de agregación

de peces perteneciente al cerquero ecuatoriano ‘Ingalapagos’, que

fue documentado por Greenpeace en las cercanías del norte de las

Islas Galápagos. Alrededor del 10% de la captura generada por las

pesquerías de DCP de cerco es captura incidental no deseada e incluye

especies en peligro de extinción. LAT 04:07 NORTE / LARGO 091:

28 OESTE – © Alex Hofford / Greenpeace

– Los santuarios marinos son una herramienta clave para proteger

los hábitats y las especies, para reconstruir la biodiversidad

oceánica, para ayudar a los ecosistemas oceánicos a recuperarse

y para mantener los servicios ecosistémicos vitales.

– La Organización de Naciones Unidas (ONU) tiene la oportunidad

de establecer reglas sólidas para crear y gobernar los santuarios

marinos en alta mar con un instrumento internacional

legalmente vinculante que permita la protección de la vida

marina y los hábitats fuera de la jurisdicción nacional.

Un tiburón ballena en el Parque Nacional Bahía de Cenderawasih.

Greenpeace se encuentra en Indonesia para documentar uno de los

entornos con mayor biodiversidad y en peligro de extinción, y solicitar

acciones urgentes para garantizar la protección de los océanos y los

bosques del país. – © Paul Hilton / Greenpeace

– Esta red de protección aumenta la resiliencia ante un cambio

ambiental y una incertidumbre mayores a través de una

apuesta por la selección de los hábitats, una amplia cobertura

para promover la conectividad y los refugios de último recurso

y el uso de datos de la temperatura de la superficie del mar

para identificar lugares que probablemente cambien más lentamente

o se adapten más fácilmente ante el aumento de la

temperatura.

– Las áreas utilizadas intensivamente por las flotas pesqueras

de alta mar se evitaron para reducir la posible interrupción de

la actividad pesquera. Se propone una moratoria provisional

sobre la minería de los fondos marinos para garantizar que las

opciones se mantengan abiertas mientras se construye una

red de protección.

Una vista del hielo marino del Ártico. Greenpeace está realizando una

expedición de un mes de duración en la helada campaña del Ártico

para que se declare un santuario mundial alrededor de la zona deshabitada

del Polo Norte. El hielo marino del Ártico ya ha desaparecido

Revista Pesca agosto 2019 20


Científicos que estudian los efectos de la acidificación de los océanos

obtienen lecturas profundas de temperatura y salinidad (entre otros

datos) del agua capturada dentro de los mesocosmos (recintos de

experimentación con agua) en Svalbard. © Nick Cobbing / Greenpeace

– Los hallazgos plasmados en este informe muestran que es

completamente factible diseñar una red de áreas de alta mar

protegidas en todo el planeta que sean representativas de la

ecología para abordar la crisis que enfrentan nuestros océanos

y permitir su recuperación. La necesidad es inminente y los

medios están disponibles. Lo único que se necesita es voluntad

política.

Fuente

https://www.infobae.com/salud/ciencia/2019/06/04/oceanos-protegidosla-ciencia-busca-resguardar-hasta-el-30-de-los-mares-del-mundo/

EL AGOTAMIENTO DEL OZONO

IMPULSA EL CALENTAMIENTO EN

EL HEMISFERIO SUR

El aumento de radiación solar que penetra la capa de

ozono dañada está interactuando con el clima cambiante,

y las consecuencias se están propagando a través

de los sistemas naturales de la Tierra. Estos hallazgos

se recogen en un artículo de revisión publicado en

'Nature Sustainability' por miembros del Panel de Evaluación

de los Efectos Ambientales del Programa de las Naciones

Unidas para el Medio Ambiente, que informa a las

partes del Protocolo de Montreal.

"Lo que estamos viendo es que los cambios en el ozono

han modificado los patrones de temperatura y precipitación

en el hemisferio sur, y eso está alterando dónde

están las algas en el océano, lo que a su vez está altera

dónde están los peces, las morsas y las focas, por lo que

estamos viendo muchos cambios en la red alimenticia",

advierte Kevin Rose, investigador del Instituto Politécnico

Rensselaer, la primera universidad de investigación tecnológica

de Estados Unidos, que trabaja en el panel y es

coautor del artículo.

El Protocolo de Montreal de 1987 sobre sustancias

que agotan la capa de ozono, el primer acuerdo ambiental

multilateral ratificado por todas las naciones

miembros de las Naciones Unidas, fue diseñado para

Revista Pesca agosto 2019 21


proteger el filtro principal de la Tierra para la radiación

ultravioleta solar al eliminar la producción de sustancias

nocivas provocadas por el hombre, como los refrigerantes

clorofluorocarbonos.

El tratado se ha considerado en gran parte como un éxito,

ya que se proyecta que la media global del ozono se

recuperará a niveles anteriores a 1980 para mediados

del siglo XXI. Sin embargo, a principios de este año, los

investigadores informaron haber detectado nuevas emisiones

de sustancias que destruyen la capa de ozono

procedentes del este de Asia, lo que podría amenazar la

recuperación esperada.

Si bien desde hace tiempo se sabe que la destrucción

de la capa de ozono aumenta la radiación UV dañina

en la superficie de la Tierra, su efecto sobre el clima

se ha hecho evidente recientemente. El nuevo informe

apunta al hemisferio sur, donde un agujero en la capa

de ozono sobre la Antártida ha empujado la Oscilación

Antártica, el movimiento de norte a sur de un cinturón

de viento que rodea el hemisferio sur, más al sur de

lo que ha estado en aproximadamente mil años. El movimiento

de la Oscilación Antártica, a su vez, contribuye

directamente al cambio climático en el hemisferio sur.

El Protocolo de Montreal de 1987 sobre sustancias que

agotan la capa de ozono, el primer acuerdo ambiental

multilateral ratificado por todas las naciones miembros

de las Naciones Unidas.

A medida que las zonas climáticas se han desplazado

hacia el sur, los patrones de lluvia, las temperaturas de

la superficie del mar y las corrientes oceánicas en grandes

áreas del hemisferio sur también han cambiado,

afectando a los ecosistemas terrestres y acuáticos. Los

efectos se pueden ver en Australia, Nueva Zelanda, la

Antártida, América del Sur, África y el Océano Austral. En

los océanos, por ejemplo, algunas áreas se han vuelto

más frías y productivas, mientras que otras áreas se han

vuelto más cálidas y menos productivas.

Los océanos más cálidos están vinculados a la disminución

en los lechos de algas marinas de Tasmania y los

arrecifes de coral de Brasil, y los ecosistemas que dependen

de ellos. Las aguas más frías, por su parte, han beneficiado

a algunas poblaciones de pingüinos, aves marinas

y focas, que cuentan con mayores poblaciones de

krill y peces. Un estudio informa que las albatros femeninas

pueden haberse vuelto un kilogramo más pesadas

en ciertas áreas debido a las aguas más frías más productivas

relacionadas con la destrucción de la capa

de ozono.

Rose también destaca los bucles de retroalimentación

más sutiles entre el clima y la radiación UV descritos en

el informe. Por ejemplo, las concentraciones más altas

de dióxido de carbono han llevado a océanos más ácidos,

lo que reduce el grosor de las conchas calcificadas,

lo que hace que los mariscos sean más vulnerables a la

radiación UV. Incluso los humanos, añade, es probable

que usen ropa más liviana en una atmósfera más cálida,

haciéndose más susceptibles a dañar los rayos UV.

El informe encontró que el cambio climático también

puede estar afectando la capa de ozono y la rapidez

con la que ésta se está recuperando. "Las emisiones de

gases de efecto invernadero atrapan más calor en la atmósfera

inferior, lo que conduce a un enfriamiento de la

atmósfera superior. Las temperaturas más frías en la

atmósfera superior están desacelerando la recuperación

de la capa de ozono", explica Rose.

Fuente

https://www.ecoticias.com/co2/195139/agotamientoozono-impulsa-calentamiento-Hemisferio-Sur

La ordenación de la pesca responsable supone intentar conciliar los intereses de muchas partes, que a menudo son competidores

o incluso contradictorios. Supone también reconocer que la eficiencia y la aplicabilidad de las medidas de ordenación de penden

en gran medida del apoyo conseguido entre las partes interesadas

Revista Pesca agosto 2019 22


INVESTIGADORES MUESTRAN

CÓMO LAS PESQUERÍAS GLOBALES

FORMAN UN PEQUEÑO MUNDO

INTERCONECTADO

Sara Acosta

Un estudio publicado en Science cifra en 10.000 millones de dólares el valor del pescado que se captura en un país, pero cuyas larvas nacieron en otro

distinto

Los círculos representan territorios del océano y las líneas indican flujos entre ellos. UNIVERSIDAD DE CALIFORNIA

Los países gestionan sus recursos pesqueros como si estos fueran algo local. Pero las pesquerías no conocen fronteras y las poblaciones

de peces se comportan como un único cuerpo, propio e interconectado, que no responde a los límites administrativos que los

humanos se han repartido por zonas económicas. Esto es lo que muestra en un estudio publicado en Science un grupo de investigadores

de la Universidad de California, de la London School of Economics y de la Universidad de Delaware, combinando datos oce anográficos,

de los caladeros y de 747 especies comerciales.

La clave ha sido observar, no los peces adultos, sino la dispersión de las larvas, de cuyos flujos entre países han reconstruido un mapa.

Y así han visto que los estados son mucho más dependientes de otros de lo que ahora tienen en cuenta. Es decir, si un

país no respeta las cuotas pesqueras o agota sus recursos, esto no solo afectará a su economía y empleo, sino a otros muchos lugares

que ni sospecha. Y, además, que un país tenga muchos o pocos recursos pesqueros también es gracias a sus vecinos, donde han

nacido esas larvas y viajado a otras aguas. “Cuando las pesquerías se gestionan mal o no se protegen en un punto, esto afecta a la

seguridad alimentaria en otro punto del mundo”, concluyen los autores.

Revista Pesca agosto 2019 23


Pero no solo afecta a que los humanos podamos seguir comiendo

pescado o vivir de la pesca, sino también a

la supervivencia de los propios peces. Estos científicos

han visto que, al comportarse como un micro mundo único, las

pesquerías pueden frenar hasta un punto los daños gracias a

aquellos puntos del mapa menos conectados, más aislados, los

cuales hacen de muro y evitan que se propague el impacto.

Sin embargo, si la agresión se produce en lugares mucho más

conectados, esto afecta de lleno a aquellos elementos de la

cadena que hacen de eslabón con los demás. “La destrucción

del hábitat, la sobrepesca o el cambio climático en una zona

de pesca puede hacer que el impacto se extienda más allá de

sus propios límites”. Esto también significa que las pesquerías

responden a una curiosa ley: se puede recorrer todo este pequeño

mundo en muy pocos pasos, de forma que “los daños

en un punto pueden acelerarse en cascada”.

Para poner los resultados de su investigación en contexto, los

investigadores han dado un paso más y han calculado qué

impacto tiene esto desde un punto de vista económico. Para

ello, consideraron la cantidad y el valor de la pesca real dentro

y fuera de cada zona pesquera. Por ejemplo, Japón, China y

Alaska son los países con aguas más productivas, aunque

más aisladas por sus pocos vecinos. Después, identificaron los

países que pueden ser más vulnerables a cómo gestionan

otros sus pesquerías, por situarse en las zonas más conectadas,

y estas son los del Caribe, el oeste de África, Europa

del Norte y Oceanía. En total, han calculado que

unos 10.000 millones de dólares del valor de la pesca global

anual depende de estos flujos transnacionales de larvas.

Por lo tanto, los recursos pesqueros no solo no son de nadie,

sino que su valor económico es compartido.

Fuente

https://www.eldiario.es/ballenablanca/biodiversidad/

Investigadores-muestran-interconexion-pesqueriasmundiales_0_912359209.html

OCEANA EXHIBE DESORDEN Y

OMISIÓN EN PESCA MEXICANA

Por Raúl Brito Miércoles

La prestigiada organización internacional critica que autoridades

no tengan políticas para revertir la sobrepesca

Respaldada en una auditoría que realizó a la información pública

del sector, Oceana reveló que en México 'ha existido

una gestión incierta, opaca y no sustentable' que acentúan

un 'desorden' en la administración pesquera de los últimos

20 años.

La información proporcionada por la misma organización -

considerada la de mayor prestigio a nivel internacional en la

conservación de los océanos- da cuenta de los datos y cifras

oficiales que obtuvo a raíz de su investigación.

'Esta auditoría de información pesquera revela una grave

omisión gubernamental para proteger y restaurar la abundancia

de los mares y con ello asegurar el futuro de esta importante

fuente de alimentación en México', afirmó Esteban

García-Peña, director de la campaña de restauración de pesquerías

de Oceana México.

'LIMITACIÓN A INFORMACIÓN OFICIAL'

Pedro Zapata, vicepresidente de Oceana México, dijo que conocer

el estado general del sector pesquero en México 'es una

labor compleja debido a que hay un acceso limitado a la información

sobre la disponibilidad y abundancia de los recursos

pesqueros'.

'Los datos que contiene la Carta Nacional Pesquera (CNP)

no se actualizan de manera regular, basta decir que dicho documento

se ha actualizado únicamente cinco veces desde su

publicación inicial, en el año 2000 cuando por ley debería ser

cada año', detalló Zapata.

¿Qué es la Carta Nacional Pesquera?

En su revelación, García-Peña, responsable de la auditoría,

explicó que se encontraron datos desactualizados, opacidad

e información incierta, así como poco apego, o incluso

desobediencia a las recomendaciones de la CNP por parte de

la autoridad al momento de otorgar permisos de pesca.

'En los últimos años -agregó-, la autoridad regulatoria, que es

la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), ha

dado cada vez más permisos de pesca, incluso tratándose de

especies oficialmente reconocidas por el Instituto Nacional de

Pesca (Inapesca) como sobreexplotadas'.

La CNP -se explicó- es un documento elaborado y actualizado

por el Inapesca con la participación de otras instituciones gubernamentales,

académicos y del sector. Y es en ésta 'donde

Revista Pesca agosto 2019 24


se detalla el estado que guardan los recursos pesqueros del

país, así como los mecanismos y técnicas específicas para su

aprovechamiento'.

Formalmente, la CNP es un documento vinculante que indica

las estrategias y acciones que se deben cumplir para regular la

pesca en México. Sin embargo, añade la información, 'el 96

por ciento de las fichas sobre pesquerías que la conforman

carece de los fundamentos y bases científicas para el aprovechamiento

pesquero'.

Dicho de otra manera, en la mayoría de los casos, la

información no tiene fundamentos, o la autoridad los

mantiene en secreto

La auditoría también reveló que el 99 por ciento de las pesquerías

que contiene la CNP 'son inconsistentes' dado que presentan

información incompleta en cuanto a las poblaciones y

disponibilidad de las especies.

OMISIÓN DE CONAPESCA

Oceana también exhibió a la Comisión Nacional de Pesca y

Acuacultura (Conapesca), la autoridad pesquera que 'ignora o

desobedece los preceptos de la CNP que está obligada a observar

y aplicar'.

'Es evidente que la Conapesca ha hecho caso omiso a las

indicaciones de sobreexplotación de especies y esfuerzo pesquero

y ha autorizado incrementos de permisos y concesiones

pesqueras aún en pesquerías sobreexplotadas. El mero, en

Yucatán, es un ejemplo de muchos', expresó García-Peña.

La auditoría de Oceana detectó que los permisos otorgados

por la Conapesca, a partir de 2011, presentan un crecimiento

desproporcionado en comparación con años pasados, en algunos

años de más del 263 por ciento.

Del año 2000 a la fecha la Carta Nacional Pesquera,

con la cual se toman decisiones sobre los permisos de

pesca (entre otras cosas), sólo ha tenido 5 actualizaciones,

cuando debe ser por ley cada año.

Lee el informe en

#AuditorÍaPes-

http://www.auditoriapesquera.org

quera #PescandoACiegas

Con ello, se convierte en el año con la mayor explotación

pesquera en la historia de México, de acuerdo con

la base de datos proporcionada por la misma Conapesca

El análisis establece que este crecimiento desmedido de la

extracción pesquera contrasta con la información expresada

en al menos 80 por ciento de las fichas de la CNP, cuya recomendación

es no incrementar el esfuerzo pesquero.

García-Peña dijo que 'es muy grave' que menos del 50 por

ciento de los recursos pesqueros aptos para extracción

'cuentan con información actualizada sobre su disponibilidad y

que, en los demás casos, la información con la que se toman

decisiones tiene más de seis años de antigüedad'.

Aseguró que una reducción o pérdida en la abundancia de recursos

pesqueros, por sobrepesca, impactará la seguridad alimentaria

y tendrá graves implicaciones desde el punto de vista

social, económico y ambiental.

Océano: qué poseen, qué aportan, qué abarcan

Los cientos de miles de personas que viven directamente

de la pesca, y sus familias verán mermadas sus

condiciones de vida y alternativas alimentarias por la

poca disponibilidad de especies para pescar

Y agregó: 'Esto incluye, desde luego, miles de comunidades

que dependen de la pesca artesanal o ribereña, y que verán

una reducción en el alimento disponible, al mismo tiempo que

se reducirán sus ingresos, acentuándose los niveles de pobreza;

se estima que existe 1 millón de empleos vinculados a la

pesca, y estos pueden estar en riesgo'.

Zapata analizó que la protección, restauración y recuperación

de poblaciones de especies pesqueras debe ser una prioridad

de este gobierno que, en su opinión, 'ha dejado claro su compromiso

con el combate a la pobreza y con la seguridad alimentaria'.

'Es crucial que en México se cuente con una política que asegure

que el Gobierno Federal sea obligado a proteger, restaurar

y recuperar las poblaciones y los ecosistemas de especies

sobreexplotadas, deterioradas o en proceso de colapso.

Específicamente -recalcó Zapata-, la identificación y análisis de

las pesquerías sobreexplotadas, así como la planeación y ejecución

de las estrategias o acciones para su protección y restauración,

deben recaer en la Federación.

Consulta el reporte completo

en www.auditoriapesquera.org / www.oceana.org

Fuente

https://www.bigfish.mx/360/Oceana-exhibe-desorden-yomision-en-pesca-mexicana-20190619-0003.html

Entre el periodo de 1994 y 2018, 'el de 2016 fue el año con

mayor número de permisos otorgados (5,115) y con mayor

número de embarcaciones autorizadas (26,720)'.

Revista Pesca agosto 2019 25


MENSAJE DE ESPERANZA PARA LOS

JOSÉ LUIS PÉREZ

OCÉANOS

Estero de Pesquerías Lubimar en Barbate. Momento de levantar

las capturas de dorada criadas y alimentadas en condiciones

naturales y de forma sostenible. / DANIEL MALDONADO

Cantabria en la Mesa

Las diez claves del Encuentro de los Mares donde cocineros,

científicos, pescadores, conserveros y periodistas

han debatido sobre sostenibilidad marina y la infinidad

de recursos que llegan a nuestras mesas

La creciente preocupación por la presión humana sobre

la naturaleza ha despertado una gran concienciación

social que en los últimos años ha puesto el foco en la contaminación

de los océanos, la gran despensa que durante milenios

ha alimentado a sucesivas civilizaciones. Los recursos marinos

son imprescindibles para nuestra alimentación, pero hay

muchas voces que ponen en cuestión si su explotación en las

últimas décadas se está desarrollando de forma sostenible y

representa un riesgo que pueda provocar el colapso. Para debatir

sobre estos temas de actualidad y poner en valor las

buenas prácticas «desde el mar a la mesa» se ha celebrado

el primer Encuentro de los Mares, que tuvo lugar esta

semana en Málaga y Cádiz con organización de la división

de gastronomía de Vocento y la colaboración de la Junta de

Andalucía y Diputación de Málaga.

Durante cuatro días han compartido sus experiencias e inquietudes

cocineros, científicos, armadores, pescadores,

pescaderos, conserveros y periodistas, porque este

congreso, pionero en su enfoque multidisciplinar, nace con el

compromiso de concienciar a la sociedad, de compartir conocimientos

y de aglutinar voluntades para afrontar el reto medioambiental

que representa la salud de los océanos. En una

decena de claves se plasman las principales conclusiones de

un foro de referencia.

¿Se agotan los mares?

Frente a los mensajes alarmistas que fluyen, Carlos Duarte,

director del Centro de Investigación del Mar Rojo, dijo que «a

pesar de que en el siglo XX se ha perdido la mitad del capital

azul, los avances sobre la recuperación de nuestros mares son

evidentes. Los océanos están mejor que hace dos décadas».

Según Duarte, «es posible recuperar la biodiversidad marina

en 2050 si se adoptan las medidas necesarias». Por su parte,

Javier Garat, de Cepesca -sector de los armadores-, incidió

que la flota española, líder en la UE (22%) con 8.972 barcos y

más de 920.000 tn, está alineada con una exigente normativa

pesquera que sitúa a nuestro país entre los más respetuosos

con los recursos marinos.

Nivel de biomasa histórico

La adopción de medidas sostenibles y de prácticas respetuosas

está rompiendo con el prejuicio de que algunas especies marinas

se encuentran en peligro de extinción. Duarte ofreció datos

sobre la recuperación de especies que se consideraban al

borde de la desaparición y explicó que una de las causas es el

crecimiento exponencial de la superficie marítima que tiene

algún nivel de protección (reservas).

Rogelio Pozo, director general de Azti -centro tecnológico de

referencia mundial en investigación marina y alimentaria-, animó

a preguntarse por lo que comemos, por el origen de los

alimentos que encontramos en el supermercado ya que los

productos a bajo precio puede que se escondan detrás la

mano de la pesca ilegal (advirtió de que entre el 15 y el 20%

de las capturas provienen de la actividad ilegal).

Juan Carlos Mackintosh, gerente de Atún Rojo del Estrecho,

describió las técnicas «importadas» de Japón para pescar de

manera más respetuosa -'rigor mortis'- y habló de su filosofía:

«Sólo pescamos lo que nos demandan, apostando siempre por

primar la calidad frente a la cantidad». Y terminó diciendo que

el atún rojo, frente a lo que se dice, se pesca todo el año. Hay

sobrepoblación.

Tradición artesana

Tanto en las técnicas de pesca como en la manipulación y distribución

dentro de la cadena alimentaria, las buenas prácticas

basadas en las tradición representan una garantía. Tanto el

sector extractivo como los propios chefs apelan a la herencia

recibida, como un valor añadido sin tener que renunciar a la

creatividad.

La acuicultura

El pescado, imprescindible en nuestra alimentación, es un recurso

limitado que es preciso cuidar. Por ello, la acuicultura,

Revista Pesca agosto 2019 26


una industria reciente que se remonta a hace tres décadas, se

ha convertido en una alternativa absolutamente imprescindible

para abastecer la demanda creciente del mercado mundial que

en 2050 alcanzará la cifra de diez mil millones de personas.

Pero, como casi siempre, hay piscifactorias donde los procesos

son ejemplares y ofrecen ventajas al consumidor incluso por

delante de la pesca salvaje. Otras, sin embargo, priman los

volúmenes y los márgenes económicos a costa del bienestar

animal. Un modelo respetable son los esteros de Pesquerías

Lubimar, visitados durante el congreso en las zonas de marismas

de Barbate.

Esta empresa tiene un parque piscícola de 800 has. donde

cuentan con piscinas en las que cultivan fundamentalmente

lubinas y doradas destinadas a un mercado gourmet porque

ofrecen calidad, frescura y sabor. Las claves del éxito están en

las condiciones naturales de unos cultivos extensivos, una alimentación

natural, una densidad de peces que asegura el bienestar

animal y una pesca ajustada a los encargos de los

clientes.

Interactuación

Este congreso ha sido un modelo a la hora de expresar la necesaria

interactuación entre todos los sectores implicados en la

cadena alimentaria, desde el investigador que prescribe las

cuotas para una determinada zona y especie hasta los cocineros,

intérpretes de las recetas a partir de los recursos marinos

que luego llegan a la mesa. Estos vínculos permitirán racionalizar

la explotación de las pesquerías y el desarrollo de nuevas

fórmulas de aprovechamiento.

Chefs con compromiso

En el congreso participaron una docena de cocineros andaluces,

gallegos, asturianos, cántabros, vascos, catalanes e italianos

-país invitado-. Todos destilaron compromiso, concienciación,

aprecio al producto de proximidad y capacidad de desplegar

su imaginación y creatividad para conseguir nuevos

platos con materias primas del mar con los que sorprender a

sus clientes. Conscientes de que es preciso estrechar relaciones

con los pescadores, también tienen la responsabilidad de

ser el eslabón de la cadena que debe impedir que las recetas

de madres y abuelas se pierdan porque hoy la cocina doméstica

ha perdido «practicantes» por la mayor incorporación de las

mujeres al mercado laboral.

Innovación

No solo Ángel León (tres estrellas en Aponiente) demostró que

con los pescados se puede innovar y desarrollar nuevas líneas

de producto y técnicas que sorprendan al comensal. Un buen

ejemplo son sus embutidos de mar; pero también ahí están las

setas y los hongos de mar o la liebre de mar. Otros chefs también

presentaron elaboraciones originales con peces de sus

rías o de aguas dulces, caso de Javier Olleros o Diego Gallego.

Por otro lado, investigadores de la Universidad de Cádiz ofrecieron

un completo recorrido por el mundo de las algas, cuya

presencia creciente en la gastronomía permite adivinar un camino

de largo recorrido por la gran cantidad y variedad de

especies susceptibles de llevar a la mesa

Descartes

La tendencia de aprovechar culinariamente los pescados de

descarte, más humildes y menos conocidos pero susceptibles

de ennoblecerse a partir de las aplicaciones que les dan los

grandes chefs choca con un argumento que salió a relucir en

este encuentro: ya hay técnicas que evitan la pesca de ejemplares

que luego no se vayan a comercializar o para los que no

hay demanda objetiva.

Conservas

Si la transparencia es imprescindible en cualquier producto

agroalimentario, para la pesca y la industria conservera es fundamental.

Por ello, se apela a etiquetas con información rigurosa

y a que el cliente no decida únicamente por el precio.

Fuentes de proteínas excelente y duradera -mejoran con el

tiempo-, las conservas de calidad ganan presencia en una sociedad

donde se cocina menos a nivel doméstico.

La conexión cántabra: la salmuera de Bastard

El chef de la Casona del Judío, Sergio Bastard, representó a

Cantabria en el evento, impartiendo una ponencia y participando

en una cena a cuatro manos donde plasmó su creatividad

y técnica con alimentos de Cantabria a los que aplica la

salmuera como sazonador o para curar. Precisamente la salmuera

-el denominado 'umami cántabro'- y sus posibilidades

en la cocina fueron el eje de su intervención en el congreso.

Defendió Bastard el aprovechamiento de este líquido resultante

de la maduración de las anchoas, que hasta ahora la mayoría

de las conserveras desechan. «Hay que concienciar a la

industria, porque la salida de futuro es que este producto llegue

a los hogares, lo mismo que otras elaboraciones como

una mayonesa con salmuera en la que estamos investigando».

Fuente

https://www.eldiariomontanes.es/cantabria-mesa/mensaje-esperanzaoceanos-20190622234104-ntvo.html

Revista Pesca agosto 2019 27


EL PAPA FRANCISCO DECLARA LA

“EMERGENCIA CLIMÁTICA

GLOBAL”

El Papa Francisco ha declarado una “emergencia climática” global, al

advertir sobre los peligros del calentamiento global y además

sostuvo que el hecho de no actuar urgentemente para reducir

los gases de efecto invernadero sería “un acto brutal de injusticia

hacia los pobres y las generaciones futuras”.

El líder de los 1,2 mil millones de católicos romanos del mundo

también apoyó el límite que proponen de temperatura algunos

países (1,5° Celsius), refiriéndose a las advertencias del Panel

Intergubernamental sobre el Cambio Climático de efectos

“catastróficos” si cruzamos ese umbral.

“Una transición energética radical” sería necesaria para mantenerse

dentro de ese límite, explicó el Sumo Pontífice e instó a

los jóvenes y las empresas a asumir un papel de liderazgo.

“Las generaciones futuras están dispuestas a heredar un mundo

grandemente mimado”, dijo.

Y siguió en lo que fue una de las intervenciones más fuerte y

directas sobre la crisis climática: “Nuestros hijos y nietos no

deberían tener que pagar el costo de la irresponsabilidad de

nuestra generación”. Y agregó: “De hecho, como cada vez es

más claro, los jóvenes están pidiendo un cambio”.

El periódico británico The Guardian informó que el apasionado

alegato del Papa se produjo cuando se reunió con los líderes

de algunas de las compañías petroleras multinacionales más

grandes del mundo en el Vaticano para informarles sobre la

urgencia y la magnitud del desafío, y su papel central para

enfrentar la crisis de emisiones.

Esta vez la postura del Papa fue más dura cuando advirtió que

el tiempo se estaba acabando y los instó a escuchar “los gritos

cada vez más desesperados de la tierra y sus pobres”.

The Guardian informó que los jefes ejecutivos o los presidentes

de BP, ExxonMobil, Shell, Total, ConocoPhilips, Chevron y

varios de los principales inversionistas, incluidos BlackRock y

Hermes, respondieron pidiendo a los gobiernos que implementen

los precios del carbono para alentar la innovación con bajas

emisiones de carbono, y solicitaron mayor transparencia

financiera para ayudar a los inversores. Sin embargo, no se

comprometieron a reducir sus emisiones de gases de efecto

invernadero y no establecieron un calendario para la acción.

Los firmantes pidieron una “combinación de políticas y mecanismos

de fijación de precios del carbono diseñados en una de

forma simultánea que ofrece innovación e inversión en soluciones

con bajas emisiones de carbono y ayuda a los que menos

pueden pagar “.

Las promesas de las compañías petroleras no fueron lo suficientemente

lejos, dijo Mel Evans, activista por el clima de

Greenpeace Reino Unido, en una nota con The Guardian.

“Las grandes petroleras sabían todo sobre el riesgo del cambio

climático muchos años antes de que la mayoría de nosotros lo

supiéramos. Sabían a dónde nos dirigíamos, sabían que sus

productos eran la causa y, sin embargo, se mantuvieron tranquilos

y presionaron para hacer negocios como de costumbre”,

sostuvo Evans.

Y agregó: “Cuando se trata de salvar el planeta, harán lo que

están obligados a hacer, y nada más, por lo que tenemos que

impedirles que perforen nuevos pozos de petróleo mientras

hablamos. Esperar el liderazgo de ellos es un camino a cierto

desastre”.

Las emisiones están aumentando a su nivel más rápido en casi

una década. Cada año de altas emisiones lleva al mundo más

cerca del límite, ya que se suma al stock de dióxido de carbono

en la atmósfera, que puede tardar un siglo en disiparse.

El mes pasado, la concentración de dióxido de carbono en la

atmósfera mostró el segundo incremento anual más alto desde

que comenzaron los registros continuos hace más de 60 años.

“Las compañías de petróleo y gas tienen un papel crucial que

desempeñar en la transición a una economía baja en carbono,

pero hoy deben tomar colectivamente esas decisiones difíciles

después de una presión pública y determinada por parte de

inversionistas y evidencias científicas inequívocas”, concluyó.

Fuente

Mark Campanale, fundador y director ejecutivo de Carbon Tracker,

dijo: “Debemos renunciar a los protocolos habituales y a

los objetivos a corto plazo impulsados por el mercado o enfrentar

la ruina ambiental y financiera de proporciones catastróficas.

https://www.ecoportal.net/paises/el-papa-francisco-declara-laemergencia-climatica-global/

Revista Pesca agosto 2019 28


DIFERENCIAS ENTRE ATÚN Y

BONITO

Germán Portillo

A lo que conoce como bonito del norte es una especie de

pez con nombre científico Thunnus alalunga. Se trata de

un túnido, pero no es un atún en su uso, como veremos

después. Vulgarmente se le conoce por el nombre de

atún blanco y es bastante apreciado en las zonas de la

cornisa cantábrica. En esta zona, hay una buena gastronomía

sobre el bonito del norte y cuentan con un gran

número de recetas.

Seguramente has confundido más de una vez entre pescados.

Concretamente entre el atún y el bonito. Aunque

nuestro idioma tiene mucha riqueza, hay veces que existen

palabras polisémicas que pueden dar lugar a error.

Estas confusiones es algo normal. Por ello, hoy vamos a

dedicar el artículo a conocer las diferencias entre

atún y bonito. A pesar de que mucha gente los confunde,

son dos especies distintas pero deliciosas si se cocinan

bien.

En este post podrás encontrar las diferencias entre atún

y bonito y sus características principales.

Qué es el bonito

Se trata de un pescado azul, por lo que tiene un porcentaje

de grasas saludables entre las que encontramos

el omega 3 y el omega 6. El rasgo más característico

que tiene este pez es la enorme aleta pectoral.

La carne de este pez es de color blanquecina y, de ahí a

que se le llame normalmente como atún blanco. Tiene

un sabor excelente y con buena calidad. Su cantidad de

proteínas es elevada, por lo que hacen de él un pescado

interesante para añadir a cualquier dieta saludable.

En sus dimensiones tenemos casi un metro y medio de

longitud y hasta 60 kilos de peso. A lo que queremos

llegar es que no es lo mismo el atún que el bonito del

norte. Tampoco tienen el mismo precio. El bonito se desplaza

al terminar la primavera cerca del golfo de Vizcaya.

Es aquí cuando comienza la campaña de captura de bonito.

Normalmente, suele extenderse hasta septiembre.

Para garantizar que la especie se conserva bien y tenga

las mejores condiciones posibles, cada año se acorta

un poco la temporada de captura de bonito. Este

último año se acortó para el 23 de agosto. De esta forma,

garantizamos que la especie no tenga tanta tasa de

captura y no llevemos a los ejemplares a una situación

en la que puedan verse en peligro de extinción.

La cuota permitida de captura del bonito está en

15.000 toneladas. Esta cuota máxima la emplea el Mi-

Revista Pesca agosto 2019 29


nisterio de Agricultura y Pesca, siguiendo las indicaciones

de Bruselas. Los pescadores no están muy de acuerdo

con esta actividad y esta limitación, puesto que la captura

les da buenos beneficios. Esto hace que tengan que

trabajar en la captura de otras especies y agotar más

tempranamente el resto de las cuotas de pesca.

Diferencias entre el atún rojo y el bonito

Diferencias entre atún y bonito

Otra de las confusiones más habituales es la de comparar

el atún rojo con el bonito. El atún rojo es el más famoso

del mundo. Su nombre científico es Thunnus thynnus

y se encuentra en orillas del Atlántico y el Mediterráneo.

Existen ejemplares de esta especie que pueden llegar

a costar grandes sumas de dinero. Algunos pesan

los 700 kilos.

Por otro lado, contamos con el atún. El atún no es una

especie como tal, sino que reúne a una categoría

conocida como túnidos. Este grupo engloba a una

docena de especies diferentes. Todas ellas tienen en común

que son animales migratorios y que son capaces de

alcanzar grandes velocidades.

Es bastante fácil que vayamos a comprar y nos den atún

por bonito. El atún claro es la especie que más se suele

confundir con el bonito. Es el atún de aleta amarilla. Su

nombre científico es Thunnus albacares y es el más consumido

de todos. Su nombre se debe a la pigmentación

amarilla que tiene en la aleta dorsal y anal. También por

las bandas de este color que tienen en la zona dorsal.

El atún blanco es bastante más grande que el bonito.

Puede llegar a pesar hasta 200 kilos de peso.

Es una de las razones por las que es más barato. Al

capturar a un ejemplar, se puede obtener más cantidad

de carne que del bonito. Es la especie de atún más pescada

y comercializada al ser la más consumida en el

mundo. Tiene un gran sabor y propiedades nutricionales

muy buenas. Estas características hacen que el atún

blanco sea un alimento muy interesante para introducirlo

en casi cualquier dieta. Posee una carne menos blanquecina

y fina que el bonito. Bien cocinado, le hace buena

competencia al bonito.

A causa del incremento del consumo de este atún en

todo el mundo, se ha convertido en una especie amenazada.

Esta especie se ha visto sobreexplotada por el auge

del sushi en todo el mundo. Y es que esta comida

que está de moda emplea atún rojo en sus delicatesen.

Sin embargo, esto repercute en la supervivencia de las

poblaciones de atún rojo. Se ha convertido en una especie

en peligro de extinción que se está protegiendo para

que no desaparezca.

De hecho, tal es la gravedad de su situación que es considerada

como una especie en peligro de extinción. Está

extinto en el mar Caspio y el mar Negro. Su importancia

económica es tal que existe un organismo que se

encarga de protegerlo exclusivamente. Se trata de la Comisión

Internacional de Conservación de los Atunes

Atlánticos. Es una organización pesquera intergubernamental

que se encarga de la conservación de los túnidos

y otras especies que están relacionadas con la supervivencia

de los mismos. La mayoría de ellos son parte de

su cadena alimenticia.

Esta entidad se encarga de recopilar datos de estadísticas

pesqueras entre los miembros y entre el resto de

entidades que pescan en el océano Atlántico. También

coordinan la investigación sobre los peces, evalúan la

cantidad de individuos que hay, su evolución, balance,

asesora en materia de ordenación, etc. De todo esto se

consiguen mecanismos para que los miembros tomen

medidas que sirven para regular la pesca.

Espero que con esta información puedas conocer bien

las diferencias entre atún y bonito.

Fuente

https://www.renovablesverdes.com/diferencias-entre-atun-y-bonito/

Revista Pesca agosto 2019 30


CAZA DE BALLENAS ESTÁ

DEVASTANDO ECOSISTEMA

MARINO: GREENPEACE

De Pixabay

La caza comercial de ballenas en Japón ha provocado

una cacería excesiva y está devastando el ecosistema

marino, por lo que ese país debería respetar el derecho

internacional y asumir el liderazgo en las medidas

contra el cambio climático y la contaminación plástica,

consideró Greenpeace.

“Nos preocupa que el gobierno japonés se retiró de la

cooperación internacional y decidió reiniciar la caza comercial

de ballenas, cuando las ballenas enfrentan amenazas

como la contaminación marina”, explicó en exclusiva

a Notimex el director de Programas de Geenpeace

Japón, Hisayo Takada.

Greenpeace Japón reaccionó así ante la reanudación de

la caza de ballenas con fines comerciales en Japón, el 1

de julio, tras formalizar un día antes su retiro de la Comisión

Ballenera Internacional (CBI) luego de una membresía

de más de 60 años.

Takada indicó que se trata de una caza excesiva de mamíferos

marinos que está devastando el ecosistema, razón

por la cual la captura fue prohibida internacionalmente

desde 1986 por la CBI.

“La Convención de las Naciones Unidas sobre el

Derecho del Mar (UNCLOS, por sus siglas en inglés)

requiere que las naciones miembros, incluido Japón,

realicen la caza de ballenas a través de las instituciones

internacionales apropiadas para la conservación, la gestión

y la investigación", añadió.

El vocero de la Organización No Gubernamental en defensa

del medio ambiente añadió que “en lugar de dañar

su reputación internacional, esperamos que el gobierno

japonés asuma el liderazgo en las medidas contra el

cambio climático y la contaminación plástica”.

“Greenpeace insta al gobierno japonés a respetar el derecho

internacional y reconsiderar el reinicio de la caza

comercial de ballenas que pertenece al pasado”, insistió

Takada.

Sus declaraciones refuerzan un comunicado previo en el

que destacó que “nuestros océanos y sus ecosistemas se

enfrentan a muchas crisis, como el aumento de las temperaturas

del mar y la acidificación debido al cambio

climático, la pesca industrial y la contaminación

plástica”.

“El papel de las ballenas en los ecosistemas marinos es

cada vez más importante, y la observación de ballenas

es un auge mundial”, debido a todas las amenazas, algunas

que pueden tardar en resolverse, pero otras como la

caza comercial se pueden eliminar rápidamente.

Consideró que la amenazas a los océanos aumentan y lo

que se necesita es más cooperación internacional. “Es

decepcionante que Japón pierda la confianza de la comunidad

internacional debido a la reanudación de la caza

comercial de ballenas”.

Con su regreso a la captura comercial de estos cetáceos,

Japón se une así a Islandia y Noruega como los únicos

países que realizan esta práctica por tradición y cultura,

haciendo caso omiso a los acuerdos internacionales de

protección.

Organizaciones ambientalistas, como Greenpeace,

señalan que Japón nunca dejó de capturar ballenas y la

supuesta caza para la investigación que realizó por años,

era en realidad la pesca comercial encubierta.

En 1987, la nación asiática argumentó fines de

“investigación científica” y comenzó la caza. Hasta finales

de mayo pasado se valió de la cláusula de la moratorio

que permitía esa práctica.

Pese a que no tienen depredadores naturales, las ballenas

se están acabando debido a la caza, el deporte y la

destrucción de su ecosistema, entre otras actividades

realizadas por el ser humano. Desafortunadamente,

aumentar su población llevaría varios años, ya que

inician su reproducción entre los 7 y 14 años.

Fuente

https://siete24.mx/mundo/vaticano-facilita-investigacion-a-nuncio

Revista Pesca agosto 2019 31


Revista Pesca agosto 2019 32


Revista Pesca agosto 2019 33


¿ES PERJUDICIAL EL MERCURIO

QUE INGERIMOS CUANDO

COMEMOS PESCADO?

Anna Solé Sans

Cada vez consumimos más pescado, pescado crudo y

poke bowls, pero este no es el problema. Los expertos

aconsejan que comamos como mínimo dos o tres veces

por semana pescado por sus nutrientes. Sin embargo,

estudios recientes demuestran que casi todos tienen

mercurio. Y es precisamente aquí donde reside el quid

de la cuestión. ¿Es perjudicial para la salud? ¿Se puede

reducir el consumo? ¿Cómo afecta al cuerpo?

"El mercurio es un metal presente en el planeta bajo

diferentes formas químicas: mercurio elemental, sales

inorgánicas –principalmente, cloruro y sulfuro– y mercurio

orgánico, y cada una presenta una determinada toxicocinética

y unos determinados efectos sobre la salud",

detalla la vicesecretaria del Colegio de Dietistas-

Nutricionistas de Catalunya, Roser Martí.

"El mercurio, procedente de las diferentes emisiones, se

deposita en suelos y aguas", añade. Antes, el mercurio

llegaba al mar por procesos naturales. Ahora, la explotación

de este como materia prima industrial ha provocado

que se viertan residuos al mar y estos acaban llegando

a los peces. "Los peces grandes y depredadores

y que viven más tiempo, como el atún, el pez espada,

los tiburones... pueden acumular mayores cantidades de

metilmercurio". Pero estos no son los únicos peces que

lo contienen. Según explica, también se puede encontrar

en especies filtradoras como los moluscos.

El mercurio que ingerimos no se elimina de nuestro

cuerpo. A pesar de todo, la experta comenta –haciendo

referencia al estudio de Contaminants Químics: Estudi

de Dieta Total a Catalunya, 2012– que sólo se ha detectado

mercurio y metilmercurio en el grupo del pescado y

marisco. "Los valores más altos de Hg total se han observado

en el emperador y en el atún –1.51 y 0.68 μg/g

de peso fresco, respectivamente–, siendo también las

dos especies con concentraciones más elevadas de metilmercurio

(1.09 y 0.52 μg/g de peso fresco, respectivamente)",

señala. "Por lo contrario, mejillones, almejas y

salmón han presentado los niveles mínimos, de entre 16

especies de pez y marisco estudiadas".

La cantidad de mercurio que podemos comer

Eso puede hacer surgir algunas dudas, como, por ejemplo,

cuál es la cantidad de mercurio que podemos comer.

En este sentido, Martí detalla que "se ha estimado

que la ingesta dietética en un hombre adulto es de 1,14

μg/kg/semana, derivada mayoritariamente del consumo

de pescado (1,02 μg/kg/semana) y de 1,95 μg/kg/

semana según el Encuesta Nacional de Ingesta Dietética

Española (ENIDE)". Y especifica que "el grupo de niños

ha presentado la ingesta semanal de mercurio más elevada,

con 2,61 μg/kg/semana". Sin embargo, subraya

que hace falta tener en cuenta que "este valor está claramente

por debajo del nivel de seguridad toxicológica

establecido por el EFSA de 4 μg/kg/semana para el mercurio

inorgánico".

Que ingiramos mercurio no es un hecho nuevo. Según

Martí, ahora miramos mucho más lo que comemos.

"Hay cierta tendencia a comer más sano y cuidarse

más", expone. "Sobre todo, entre la gente más joven".

Esta tendencia, asegura, ha hecho que los consumidores

cuando comen fuera escojan un plato más pequeño

o más saludable.

"Así, profesionales de diferentes sectores han recogido

estas tendencias ofreciendo los poke bowl o budda bowls,

incluso en cafeterías de hospitales". Martí expone

que estos se venden como una opción equilibrada y nutritiva

porque "encontramos hidratos de carbono, proteína

y grasas saludables. Están formados de arroz, quinoa,

legumbres, verduras y hortalizas, con proteína vegetal

o animal y grasas saludables como el aguacate o

el aceite de oliva virgen extra".

La dietista-nutricionista asegura pero que la ingesta de

atún, salmón, gambas, pulpo o cangrejo, no tendría que

suponer una preocupación "siempre y cuando se cambie

de especie de pescado que consumimos, ya que no todas

las especies presentan las mismas concentraciones

de mercurio." De esta manera, Martí recuerda, además,

que el consumo de pescado aporta cosas buenas como

la ingesta de Omega 3 y sus beneficios para la salud.

Fuente

https://www.elnacional.cat/es/salud/perjudicial-mercuriopescado_398344_102.html

Revista Pesca agosto 2019 34


PESCA ILEGAL NOS AFECTA A

TODOS

Con la salud de nuestros océanos en juego, la pesca

ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) se ha

convertido rápidamente en un problema monumental. El

término “pesca INDNR” se usa para cualquier actividad

pesquera que se realiza fuera de la ley. Existen muchos

tipos de pesca INDNR, por ejemplo, pescar sin licencia o

autorización, no informar con precisión el pescado capturado,

pescar en áreas no permitidas y capturar o vender

especies prohibidas. La pesca INDNR ocurre en el

momento en que los pescadores y sus barcos no cumplen

con los requisitos establecidos por las leyes regionales,

nacionales e internacionales que rigen la industria

pesquera.

La pesca INDNR no solo sustrae a los océanos del mundo

26 millones de toneladas de productos pesqueros al

año, con pérdidas financieras que llegan a los 23 mil

millones de USD al año, sino que también afecta gravemente

a los medios de subsistencia de los pescadores,

agrava la pobreza y contribuye en gran medida a la inseguridad

alimentaria.

Por primera vez, tenemos los medios para acabar con la

pesca ilegal, gracias al Acuerdo sobre medidas del Estado

rector del puerto (AMERP) y otras herramientas internacionales.

El AMERP está diseñado para detener la

pesca INDNR, con la mejora de las inspecciones en los

puertos de los buques de pesca extranjeros señalados

de haber infringido potencialmente las leyes de pesca.

Se trata del primer acuerdo internacional vinculante

orientado específicamente a la pesca INDNR. Casi todo

el pescado capturado por barcos extranjeros llega a los

mercados a través de un puerto. Esto significa que los

controles portuarios –cuando se realizan de forma correcta–

pueden ser muy eficientes para combatir la pesca

ilegal. El acuerdo ayuda a regular los barcos pesqueros

que pasan por los puertos, mejora la cooperación

regional e internacional y bloquea el flujo de la pesca

INDNR en los mercados nacionales e internacionales.

Todos los años se sustraen del mar más de 23 000 millones

de dólares EEUU en alimentos marinos, lo que

equivale a uno de cada cinco pescados vendidos. En

particular, la pesca INDNR afecta negativamente a las

áreas con menor gobernanza o capacidad de vigilancia,

debilitando en especial la pesca en pequeña escala en

muchas de las regiones más vulnerables del mundo. Y,

con demasiada frecuencia, la pesca ilegal está ligada a

otras actividades ilícitas, como el trabajo forzado y otras

violaciones de derechos humanos con efectos adversos

en los trabajadores de la industria pesquera y sus comunidades.

Combatir la pesca ilegal contribuye al desarrollo

y el empoderamiento de las personas que dependen

de los océanos para obtener sus alimentos e ingresos.

Debido a sus consecuencias devastadoras, la pesca

INDNR nos preocupa a todos. Supone una grave amenaza

para la salud de nuestros océanos y daña los medios

de subsistencia y la seguridad alimentaria de quienes

dependen de ellos. Para ponerlo en perspectiva, la

pesca y la acuicultura emplean en la actualidad a 56

millones de personas. Además, hay mucha más gente

que trabaja en actividades relacionadas, como la manipulación,

procesado y distribución. En total, la pesca y

la piscicultura sostienen los medios de subsistencia y las

familias de entre 660 y 880 millones de personas,

¡equivalente al 12 por ciento de la población mundial.

Afortunadamente, la colaboración internacional y las

nuevas tecnologías nos están ayudando a progresar en

el control de las actividades de la pesca INDNR. La colaboración

de los Estados en el intercambio de información

es una de las formas más eficaces de luchar contra

la pesca ilegal.

Fuente

https://imagenagropecuaria.com/2019/pesca-ilegal-nos-afecta-a-todos/

Revista Pesca agosto 2019 35


PESCA ILEGAL: ACUERDO

INTERNACIONAL CREA FONDO

PARA PAÍSES EN DESARROLLO

Por: Lorena Guzmán Hormazábal

zonas protegidas y con vedas, además de la captura no

regulada o declarada.

Ahora, en la segunda reunión del AMERP, los miembros

aprobaron, entre otras medidas, la creación de un fondo

para países en desarrollo puedan establecer un marco

jurídico que permita poner en marcha el acuerdo.

La pesca ilegal no solo afecta a los recursos marinos,

sino también a quienes trabajan en los barcos, pues

muchas veces son víctimas de abusos. Crédito de la

imagen: FAO.

Uno de cada cinco pescados que se comercializan en el

mundo provienen de la pesca ilegal, esto es, en promedio

unas 26 millones de toneladas por año, lo que equivale

a aproximadamente $23 mil millones de dólares. En

América Latina, si bien no hay cifras exactas, se estima

que anualmente llegan 900 barcos pesqueros ilegales

provenientes en su mayoría de China, Taiwán, Corea del

Sur, España y Portugal.

A principio de mes (6 de junio), los representantes de

los países firmantes de un acuerdo internacional puesto

en marcha en 2016 —que busca frenar esta actividad—

se reunieron en Santiago de Chile y anunciaron la creación

de un fondo para que los países en desarrollo puedan

implementar las medidas necesarias para hacer valer

el acuerdo.

El Acuerdo sobre las Medidas del Estado Rector del

Puerto (AMERP), impulsado por la Organización de las

Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura

(FAO) y firmado, hasta ahora, por 60 países, busca

disminuir la pesca ilegal fiscalizando a los barcos pesqueros

que están fuera de la ley e impidiendo que descarguen

en los puertos.

La pesca ilegal no solo considera las capturas hechas

en las zonas comerciales exclusivas, sino también en las

“Lo que hace falta es prevención. Hoy los barcos sancionados

vuelven a pescar porque si bien hay una lista negra,

es consensuada por los países”.

Milko Schvaltzman - Proyecto Oceanosanos

El fondo también busca facilitar la participación en

reuniones y actividades relativas a la aplicación de medidas

del acuerdo, capacitar recursos humanos, dar

asistencia técnica a administradores portuarios, inspectores

y personal encargado de la ejecución y los aspectos

jurídicos.

Noruega, informó en el plenario, aportará US$ 2,5 millones

para la capacitación de los países del AMERB.

Otra medida que se acordó fue la implementación de un

cuestionario para determinar cómo se está implementando

el acuerdo en cada país y cuáles son las brechas

entre los miembros.

Sobre este último punto hubo una gran discusión, asegura

a SciDev.Net Alicia Gallardo, directora nacional

del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura de Chile

(Sernapesca) y presidenta de la reunión que se realizó

en Santiago. “Costó que los países se pusieran de

acuerdo, pero esta herramienta será fundamental para

determinar cómo está funcionando el acuerdo”, agrega.

Se espera tener los primeros resultados del cuestionario

para la próximo reunión del AMERP en 2020.

“Además, dado que Chile tiene experiencia con el uso

del posicionamiento satelital, queremos liderar el proceso

de intercambio de información electrónica y abogar

por la transparencia”, dice la especialista.

Revista Pesca agosto 2019 36


Crédito: FAO.

El objetivo es tener un sitio en línea, a modo de repositorio,

donde se puedan encontrar los datos de todo el

mundo y, entre otros, los barcos que realizan pesca ilegal.

El intercambio de información es fundamental para la

lucha contra la pesca ilegal, dice a SciDev.Net Milko

Schvaltzman, especialista en conservación marina y

coordinador del Proyecto Oceanosanos. “Lo que hace

falta es prevención. Hoy los barcos sancionados vuelven

a pescar porque si bien hay una lista negra, es consensuada

por los países”, explica. En otras palabras, solo

un voto basta para que una nave no quede fichada.

Sobre las capturas realizadas por los barcos que operan

anualmente de manera ilegal en la región, Schvaltzman

lamenta que “las fuerzas armadas logran atrapar menos

del 1 por ciento cada año”.

Las mayor concentración de esta actividad se localizan

al borde de la zona económica exclusiva de Argentina y

Perú, en donde se pueden contar 500 barcos a la vez;

pero también se observan decenas de embarcaciones

en las fronteras marítimas de Brasil, Chile, Colombia y

Uruguay, en menor medida, continúa el especialista.

“Este acuerdo es muy importante porque abre la puerta

para que más organismos sean parte del proceso de

control”, dice a SciDev.Net Juan Carlos Riveros, director

científico de Oceana Perú. Pero el problema, continúa,

es la coordinación e implementación, sobre todo a nivel

de países.

Han pasado casi tres años desde que Perú ratificó el

acuerdo y todavía no lo implementa, y aún no hay fecha

para ello, ejemplifica el especialista. “Si bien esto es negativo,

en Perú tenemos un control bastante fuerte sobre

todo lo que sale del país por el tráfico de drogas, lo

que nos permite tener cierto registro sobre la pesca”,

dice.

Uruguay es otro ejemplo de la falta de implementación.

“Fue uno de los primeros países en ratificar el acuerdo,

pero aún no lo pone en práctica. Y es más, en 2017

Montevideo fue elegido como el segundo puerto del

mundo para la descarga de pesca ilegal”, asegura

Schvaltzman.

En Latinoamérica, Chile, Costa Rica, Cuba, Bahamas,

Dominica, Granada, Ecuador, Guyana, San Vincente y

las Granadinas, y Panamá, además de los ya mencionados,

han suscrito al acuerdo, mientras que Argentina y

Brasil no. Pero estos últimos no reciben barcos pesqueros

extranjeros en sus puertos, lo que reduce el riesgo

de la pesca ilegal, aunque no todas sus consecuencias.

La grandes flotas pesqueras llegan a Sudamérica en

busca de recursos porque ya los agotaron en el hemisferio

norte. “Por ejemplo, la flota china lo que más pesca

es calamar gigante”, dice Schvaltzman. El problema

es que aunque no lo haga en las zonas económicas exclusivas,

igualmente afectan a las poblaciones.

A ello se suman estadísticas imposibles de actualizar

para conservar a las especies. “En el caso de Perú son

muy limitadas porque de los 150 puntos de desembarque

que tenemos, que van desde puertos reales hasta

playas, menos de la mitad tienen registros reales”, agrega

Riveros.

Fuente

https://www.scidev.net/america-latina/agropecuaria/noticias/pescailegal-acuerdo-internacional-crea-fondo-para-paises-en-desarrollo.html

La gestión de la pesca

La gestión comprende el marco jurídico e institucional que debe garantizar que la pesca desempeñe la función que el

conjunto de la sociedad considera adecuada. La gestión debe establecer también las normas que garanticen una competencia

eficiente dentro del sector y un acceso equitativo a los recursos. El análisis de la gestión va seguido de un examen de una cuestión

más específica incluida en esa problemática general: la integración de las pesquerías en la ordenación de zonas costeras .

Luego se analizan dos temas que deben ser resueltos por el sector: cómo acomodar la capacidad de pesca a los recursos disponibles

y cómo ordenar las capturas incidentales y los descartes.

Revista Pesca agosto 2019 37


UNA MAFIA MÁS,

QUÉ IMPORTA

Escribe: Rafo León | “Disparan y matan. Los he visto en sus

pick up levantándose toneladas ilegales de aracanto”.

La diversidad biológica de nuestro mar se ha reducido de manera

alarmante en cantidad y calidad en las últimas décadas.

Además del cambio climático, la causa principal de este fenómeno

es humana (la anterior también, ojo Trump, ojo Roque).

La sobrepesca industrial, el irrespeto a las “ventanas”

que delimitan las áreas en las que se puede pescar en grande,

prácticas artesanales como el chinchorro (arrastre) que no

discriminan, según parámetros de conservación de la biomasa

y hasta el uso de la dinamita, que aún se da.

Si hay menos pesca artesanal hay menos actividad pesquera

y más pescadores sin trabajo. Los pescadores que siempre se

han dedicado al mar, ahora encarrilan a sus hijos desde pequeños

para que se dediquen a otra cosa, que vayan a la ciudad,

ahí están las mototaxis, la venta ambulatoria, lo que sea.

La depredación es una de las causas que hace treinta años

precipitó el boom de la extracción del alga aracanto o palo

(Lessonia trabeculata), una especie frecuente sobre todo en

las aguas frías desde Ica hasta Tacna pero que abunda mucho

más en las costas de Arequipa por cuanto esta es la más

extensa del Perú, con sus 528 kilómetros.

Si vamos por la Panamericana hacia el sur veremos que desde

Nasca en adelante, enormes montañas de algas esperan

sobre la arena para ser tendidas y puestas a secar al sol, antes

de pasar a procesadoras locales hoy legales, o simplemente

a ser exportadas así nomás. Ignoramos que esas tiras

verdosas son indispensables para la sobrevivencia de infinidad

de peces y mariscos, pues allí está el hábitat de estas,

mientras que para otras especies, incluidos mamíferos marinos,

es un alimento vital. En sencillo: si no hay aracanto no

hay pesca ni marisqueo ni cebichito.

En Ica, Nasca y Marcona, pero sobre todo en Camaná, Quilca

y en Ilo, pescadores sin pesca han derivado en extractores de

aracanto, un recurso que hasta hace unos años se exportaba

ilegalmente a Chile (donde se le depreda menos) pero que

hoy, debido a su elevado precio y a leyes que fomentan el

atentado, se va a Europa y a Oriente. Es que se trata de un

componente inapreciable para la cosmetología, la industria de

la medicina y de envasado de alimentos; mientras que en

China y Japón las algas son un bien preciado sobre la mesa.

Hasta 2008 no existía ninguna norma que regulara la extracción

del aracanto. Pero luego se estableció una veda y a través

de sucesivas resoluciones se ha llegado a la normativa

vigente, que al menos en AQP liberaliza la actividad (N° 404-

2016-PRODUCE, 2016). Antes se permitía solamente acarrear

las algas varadas por el mar (lo que casi nunca se cumplía)

pero actualmente mediante el sistema de cuotas es posible

arrancar el alga, aunque el decreto establece parámetros para

hacerlo sin demasiado impacto. Eufemismos, pues la ley es

letra muerta y nadie vigila que se cumpla y luego, la regeneración

del alga extraída dura demasiado tiempo como para

que esa actividad sea definida como “manejo”.

Una práctica que consiste solo en arrancar y vender a quienes

procesan y exportan es muy atractiva y ya no solo para pescadores

artesanales desocupados. En varios puntos de la costa

estos hombres de mar están organizados, cumplen con las

normas y cuidan un recurso cuyos beneficios conocen.

Destaca el caso de Marcona, donde una larga tradición de

organización se extiende hasta el presente a través de una

ejemplar COPMAR. Pero con los años se han creado verdaderas

mafias de extractores que no son pescadores; que no respetan

nada, ni distancias entre algas, ni prohibición de uso de

barretas, ni edad de la especie. Gente mal encarada que ante

cualquier intento de frenar su 'bisnes', disparan y matan.

Los he visto en sus pick ups levantándose toneladas ilegales

de aracanto, hombres que llevan armas sofisticadas que aluden

a jefes tan llenos de plata como vacíos de escrúpulos.

Estamos ante un caso en el que ya resulta inútil preguntarse

por dónde está la responsabilidad para que algo de tal gravedad

ocurra, in crescendo. Produce, los gobiernos regionales,

Imarpe, todos juntos, ya no importa. Una mafia por definición

es una organización de poder paralela a la legal, o montada

sobre esta mediante mecanismos de corrupción. En el Perú

vivimos al día gracias a la informalidad, a un Estado tembleque

y a una historia desestructurada que permite todo sin

devolver mayores beneficios más que los inmediatos. Si alguien

quiere comprobarlo lo invito a que se acerque a los

acantilados de Camaná, pero que lo haga asolapado porque

puede que esa noche no regrese a su casa.

Fuente

https://caretas.pe/dueno_de_nada/87100-

una_mafia_mas__que_importa

Revista Pesca agosto 2019 38


LA PESCA SOSTENIBLE EN EUROPA

ES UNA QUIMERA

La decisión del Consejo de Pesca de la UE adoptada

ayer de reintroducir los subsidios de renovación que

pueden incrementar la flota pesquera supone un nuevo

golpe a la política pesquera comunitaria. Esta regresiva

posición se alinea con la postura que adoptó el Parlamento

Europeo en la votación celebrada el pasado abril.

El combate contra la sobrepesca en Europa toma un

rumbo insostenible y contradictorio que amenaza el

futuro de muchas pesquerías.

La posición acordada ayer por el Consejo de Pesca

apuesta por la recuperación de los ‘subsidios perversos’

para el próximo periodo 2021-2027. Estas ayudas

permitirán la adquisición de nuevos buques pesqueros y

la modernización de los antiguos para buques de hasta

24 metros de eslora. Esta medida permitirá incrementar

la capacidad y eficiencia pesquera en aguas ya sobreexplotadas.

Cabe recordar que, en 2004, la UE prohibió

estos subsidios para construir nuevos buques, como

parte de un esfuerzo para frenar la sobrepesca.

Financiar la renovación de la flota va en contra de los

compromisos internacionales adquiridos por la UE y los

Estados miembros, como el Objetivo de Desarrollo

Sostenible de Naciones Unidas sobre mares que exige

explícitamente la eliminación, para 2020, de estos

subsidios perjudiciales que contribuyen a la sobrecapacidad

y sobrepesca. De la misma forma, la UE se ha posicionado

de forma rotunda en contra de este tipo de

subsidios durante las negociaciones que están teniendo

lugar en la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Esta medida, además, resulta paradójica pues contradice

otra decisión adoptada en el Parlamento de destinar

inversión pública para desguazar buques pesqueros.

“La UE apoya discursos contradictorios, defiende la reintroducción

en Europa de estos subsidios que contribuyen

a la sobrepesca, al tiempo que asegura apoyar los

modelos de negocios pesqueros sostenibles. La UE no

debería destinar parte de los 6.000 millones de euros

que forman parte del Fondo Europeo Marítimo y Pesquero

a prácticas que ponen en peligro nuestros mares

ya sobreexplotados y el futuro de la pesca en Europa”,

afirma Raúl García, coordinador de pesquerías de WWF

España.

Dados los registros históricos y actuales de la sobrepesca

de la flota de la UE en muchas áreas, WWF considera

irresponsable que los Estados miembros pongan en peligro

la salud de las poblaciones pesqueras y, por lo tanto,

el futuro de la industria que este Fondo pretende

respaldar. De hecho, este fondo debe consolidar la

transición ecológica de la industria pesquera. Los

pescadores serán los primeros en pagar el precio de un

océano degradado. “Es sorprendente que el Consejo de

la UE no haya sido más ambicioso en su acuerdo, con

objetivos tan débiles como la reducción mínima de CO₂

en tan solo un 15% por barco modernizado”, sostiene

García.

La posición acordada ayer por el Consejo de Pesca

apuesta por la recuperación de los ‘subsidios perversos’

para el próximo periodo 2021-2027.

WWF pide a los ministros de pesca de la UE que modifiquen

su posición en la ronda de negociaciones sobre el

Fondo Europeo Marítimo y Pesquero con el Parlamento

Europeo y la Comisión que tendrán lugar en los próximos

meses. El texto final acordado del Reglamento del

Fondo debe invertir en la protección y restauración de la

vida en nuestro océano, apoyando la transición ecológica

de esta industria, así como aquellos pescadores cuyas

prácticas tienen poco o ningún impacto en el medio

ambiente.

Fuente

https://www.ecoticias.com/sostenibilidad/195082/La-pesca-sostenible-

Europa-quimera

La intervención de la autoridad sobre la actividad pesquera es usualmente resistida por el sector empresarial cuando ve perju dicado

su patrimonio. Esta resistencia puede tomar como argumento central la defensa del derecho de propiedad.

Revista Pesca agosto 2019 39


LA TRAVESÍA DEL SALMÓN: DEL

MAR AL PLATO

Cada temporada del salmón, tras años en el Pacífico

Norte, estos peces realizan un largo y arduo viaje de

regreso a la prístina bahía de Bristol en Alaska -

conocida como la meca del salmón- para desovar. Paralelamente,

hay otro viaje que se inicia desde Europa

del Este hasta la bahía de Bristol, Alaska: el de los trabajadores

que pescarán y prepararán el codiciado pescado

para su distribución alrededor del mundo.

En cualquier buen año, cuando las condiciones del

océano son las correctas, decenas de millones de salmones

son pescados en las aguas de Alaska. Su destino:

los restaurantes más elegantes del mundo. Hay

chinook (más conocido como salmón rey), fileteado

(sockeye) y enlatado (salmón rosado) que es enviado a

los supermercados.

Durante la temporada de pesca la bahía de Bristol, que

actúa como un embudo para el salmón, y los muchos

ríos que fluyen de ella quedan salpicados de cientos de

barcos de pesca y embarcaciones más grandes tripuladas

por pescadores preparados para la pesca. En sus

orillas se encuentran plantas de procesamiento y envasadoras

donde los salmones son descargados y procesados

para la siguiente etapa de su viaje.

Cuando el mercado laboral estadounidense está operando

a plena capacidad o cerca, es difícil encontrar

hombres y mujeres para hacer este trabajo, no solo en

la zona escasamente poblada, sino también en los 49

estados.

Es entonces cuando algunas de las compañías pesqueras

que operan en la bahía de Bristol aprovechan el

programa de visas H2B que permite a los trabajadores

extranjeros realizar empleos de temporada. Contratan

trabajadores de países como Polonia, Ucrania, Bielorrusia

y Moldavia, donde las condiciones climáticas son

similares y donde el salario medio es típicamente entre

un 10% y un 15% menor que el de Estados Unidos para

empleos similares.

¿El único inconveniente? La complejidad y el coste adicional

del viaje para traer trabajadores de Europa del

Este a Alaska.

Para ayudar a las empresas pesqueras a gestionar los

costes de contratación en el extranjero y garantizar la

máxima flexibilidad para los trabajadores y un trabajo

sujeto a los caprichos de la naturaleza, nuestros clientes

reservan tarifas CWT que les proporcionan acceso a

precios especiales para esta industria además de los

beneficios del fuerte poder de compra de CWT y su relación

con los transportistas globales. Después de todo,

aunque sabemos cuándo se espera que los salmones

lleguen en masa, es más difícil predecir cuándo dejarán

de llegar, lo que afecta a la fecha en la que los trabajadores

temporales deben regresar a casa. Estas tarifas

permiten a las empresas pesqueras tener acceso a tarifas

muy rebajadas y totalmente reembolsables, lo que

les permite contratar trabajadores con confianza, sin

importar cómo evolucione la temporada de salmón.

Las compañías pesqueras consiguen los trabajadores

que necesitan cuando los necesitan. El salmón es capturado

en las aguas salvajes de Alaska en beneficio de

la economía local y, en última instancia, aterriza en

nuestro plato completando otro ciclo del salmón que se

desarrolla en uno de los ecosistemas de pesca más ricos

de la tierra.

¡Buen provecho!

Fuente

https://news.carlsonwagonlit.com/blog_posts/salmon-run

-how-salmon-gets-from-the-wild-to-your-plate-80924

Revista Pesca agosto 2019 40


EXPLOTACIÓN PESQUERA, A

CIEGAS POR OPACIDAD

Alejandro Suárez

En México la información sobre la actividad pesquera

tiene un rezago de más de seis años

información de pesquerías carece de fuentes de información

confiable, no hay manera de saber la fuente bibliográfica

o quién generó la información, eso para nosotros

es opacidad”, dijo Esteban García-Peña, director

de la organización.

Añadió que esto afecta al sector, ya que se está

“pescando a ciegas” no sólo en el sector privado, sino

también en el gubernamental que desconoce cuáles es

el estatus de las especies marinas, y por lo tanto cuáles

deben ser los niveles de producción para no afectarlas.

El documento indica que de las 735 especies que se

pescan en México, la CNP las agrupa en 83 fichas informativas,

una por cada pesquería en el país. De las 83

pesquerías, 52 son aprovechadas a su máxima capacidad,

lo que representa 63 por ciento del total.

La organización Oceana alerta sobre el riesgo de perder

varias especies por una mala administración en los recursos

nacionales / CORTESÍA

En México la información sobre la actividad pesquera

tiene un rezago de más de seis años o carece de fuentes

confiables, lo cual abre la puerta a la sobreexplotación

de las especies del mar debido a que no existen

parámetros para otorgar los permisos de pesca, advirtió

la organización no gubernamental Oceana en su estudio

Auditoría Pesquera.

“Encontramos que hay algunas inconsistencias en esta

información, para empezar 51 por ciento de la información

en la Carta Nacional Pesquera (CNP) sobre las especies

pesqueras tiene no menos de seis años, es decir,

no está actualizada. Por otra parte, el 96 por ciento de

Fuente

https://www.elsudcaliforniano.com.mx/finanzas/

e xplo tacio n- pe sq uer a- a-ci ega s- por-o paci da d-

3865424.html

NOTA DE PESCA

Una situación similar ocurre en Perú en ausencia

de información sobre los recursos capturados por

la pesca artesanal. Solo existe información sobre

aquellos capturados por la pesca industrial.

El que siempre haya existido el engaño es inevitable y, hasta cierto punto necesario, pero se ha abusado de él hasta la saciedad.

Hemos olvidado, menospreciado y desechado los principios que conducen al orden y a la complejidad, y no puede existir lo

uno sin lo otro. Demasiado desorden conduce a la extinción y demasiado orden a la incapacidad para evolucionar. Los sistemas

altamente ordenados no toleran un crecimiento sofisticado o mucha iniciativa humana. En contraste, las situaciones de mucho

desorden, como la anarquía, rara vez se desarrollan hacia el orden, mucho menos hacia un crecimiento. Orson Wells expuso

este fenómeno en términos coloridos con su celebrada observación de que tres décadas de guerras y derramamiento de sangre

bajo el reinado de los Borgias también produjeron un Leonardo da Vinci, un Miguel Angel, el Renacimiento; mientras que medio

milenio de paz, ley y orden en Suiza condujeron al reloj cu-cu.

Fuente

http://www.iieh.com/sociedad/articulos/sociedad/sociedad-la-cultura-del-engano

Revista Pesca agosto 2019 41


MANEJO DE PESQUERÍAS EN CHILE:

DE LA ABUNDANCIA AL

AGOTAMIENTO DE LOS RECURSOS

PESQUEROS

Chile es uno de los principales países pesqueros, y al igual

que el resto del mundo enfrenta la sobreexplotación de gran

parte de sus pesquerías, por un exceso de capturas y pocas

medidas efectivas que propiciaran la salud de éstas.

fomentaron la actividad pesquera dando paso a una intensa

explotación de recursos, principalmente pelágicos de la zona

norte del país destinados a la reducción (harina y aceite de

pescado), donde la anchoveta (Engraulis ringens) era la especie

predominante.

La sobreinversión en el sector y el rápido crecimiento de las

capturas, sumado a fenómenos oceanográficos naturales

como “el Niño” (ENOS) llevó rápidamente a la sobreexplotación

del recurso, primeramente en 1965, y posteriormente y

de manera más severa en 1973. El agotamiento de la anchoveta,

llevo a la industria pesquera a redirigir sus capturas hacia

especies menos explotadas como el jurel (Trachurus

murphyi) y la sardina.

La historia de las pesquerías en Chile es relativamente reciente,

si bien los pueblos originarios que existían en el territorio

con anterioridad a la creación de la República eran expertos

pescadores y mariscadores, esto no se vio reflejado en

los primeros años de la nación, donde las actividades más

importantes, en su mayoría, estaban ligadas con el trabajo de

la tierra. Durante el siglo XIX existen algunas iniciativas para

fomentar y ordenar una incipiente actividad pesquera, muchas

de estas incentivadas por las capturas de barcos extranjeros,

principalmente balleneros. Es así como se crea un reglamento

para la pesca, se hace mención a la propiedad de

los peces dentro del código civil, y se inician investigaciones

hidrográficas por parte de la armada.

En los albores del siglo XX se comienzan a crear regulaciones

que tenían como base dos pensamientos principales: que los

recursos (muy abundantes en esa época) eran inagotables, y

que la pesca era una actividad subvalorada que debía fomentarse.

Distintas iniciativas, bajo esa lógica de pensamiento,

Durante esta época, se promovió el desarrollo industrial y el

mejoramiento de la información biológica de los stocks de

peces (con fines de explotación, no de conservación). En esta

época se creó la Subsecretaría de pesca (entidad administradora

de las pesquerías) y el Servicio Nacional de pesca

(entidad fiscalizadora). En 1991 entró en vigencia la Ley General

de Pesca y Acuicultura (Ley N°18.892). Esta legislación

instauró diferentes medidas de ordenamiento, pero no contempló

restricciones al número de barcos (esfuerzo pesquero).

Se definía una cuota global anual de captura (cantidad de

toneladas totales que se podían pescar de una especie por

año), y los pescadores industriales inscritos debían pescar lo

que pudieran hasta que esa cuota se agotara, esto se conoció

como “carrera olímpica”.

El resultado de esta medida fue una gran cantidad de barcos

pescando, que sumado a un insuficiente seguimiento de la

salud de las pesquerías y la presencia de un fenómeno El Niño

de gran intensidad en 1996 y 1997, redujo drásticamente

la cantidad de peces, en especial del jurel, la principal pesquería

nacional en ese momento (ver gráfico 1) y sacudió

Revista Pesca agosto 2019 42


fuertemente los niveles de las capturas, esta situación llamó

la atención sobre la necesidad de regular la carrera olímpica.

La crisis de finales de los noventa, llevo a establecer un sistema

de asignación de cuotas individuales (CIP) a través de la

Ley 19.713 de Límite Máximo de Captura por Armador

(2001), también se incorporaron requisitos de certificación de

desembarques, se prohibió el descarte, se le dio al Consejo

Nacional de Pesca el poder resolutivo sobre la CGAC.

Las medidas de esta ley permitieron un ordenamiento del sector,

pero no ayudaron a mejorar la salud de las pesquerías,

pues se definían cuotas globales de captura mayores a los

niveles científicamente recomendados. Asimismo, se acentuaron

prácticas como el descarte (aproximadamente el 40% de

la pesquería) y el subreporte, el uso de redes de pesca dañinas

y poco selectivas (como el arrastre de fondo), sumado a

presupuestos escasos para investigación científica (Instituto

de Fomento Pesquero) y fiscalización, entre otras cosas, mantuvo

e incrementó el deterioro de las pesquerías.

Un escenario con las principales pesquerías sobreexplotadas o

agotadas fue la antesala de la discusión de la Ley N°20.657.

Previo al comienzo de la tramitación de la ley, el sector artesanal,

industrial y el gobierno se reunieron para definir una

división de la cuota global anual de captura para algunas especies

(ver gráfico 4). La nueva ley introdujo nuevas medidas

para la recuperación de las pesquerías: principio ecosistémico

y precautorio, incorporación de comités científicos técnicos y

comités de manejo, evaluaciones periódicas de las pesquerías,

estimación de puntos biológicos de referencia y rendimiento

máximo sostenible, protección de ecosistemas marinos

vulnerables, planes de reducción del descarte, presencia

de observadores científicos y videocámaras, entre otras cosas.

Esta ley, ha sido altamente criticada por la opinión pública

por perpetuar las CIP en los mismos actores que han llevado

a la sobreexplotación a las pesquerías (Industrias pesqueras),

y por la influencia que tuvieron empresas pesqueras sobre

parlamentarios durante la tramitación de dicha ley.

Actualmente, Chile se considera dentro de los principales países

pesqueros, con un 2,7% de las capturas a nivel mundial

en 2014. Sin embargo, de 11 de las principales pesquerías del

país 4 se encuentran agotadas y otras 4 sobreexplotadas (ver

tabla 1). Es de esperar que se siga avanzando en medidas de

recuperación de las pesquerías para asegurar la salud de estas

y de los ecosistemas marinos.

Fuente

https://cl.boell.org/es/2018/04/11/manejo-de-pesquerias-enchile-de-la-abundancia-al-agotamiento-de-los-recursospesqueros

Revista Pesca agosto 2019 43


INGRESOS Y PRODUCTIVIDAD EN

LA INGENIERIA ECONOMICA DE

BUQUES

Mg. Rene Pallalever. P; Ing. Edwin Butikoffer ;Ing.Andrea Manríquez ; Consultores Ingeniería Económica Buques

El concepto de "productividad" de un barco es útil porque mide el

rendimiento general del transporte, ya que abarca tanto el rendimiento

operativo en términos de velocidad y el peso muerto de la

carga, como la flexibilidad en términos de la obtención de cargas de

retorno. Por ejemplo, un transportista combinado tiene potencialmente

una productividad mucho mayor que un camión cisterna porque

puede transportar una red de retorno de carga seca si hay uno

disponible. El análisis de la productividad se puede llevar más lejos

subdividiendo sus partes componentes de la siguiente manera:

Introducción

Antes de discutir de los ingresos y de la Productividad, se debe decir

algo acerca de la forma en que los ingresos son recibidos, hay varias

maneras diferentes en que el dueño de un Buque puede realizar el

cálculo de los ingresos, costos y el desempeño financiero, cada uno

de los cuales trae una distribución diferente del riesgo entre el armador

y el fletador y un reparto diferente de los gastos. Los riesgos son

el riesgo del mercado naviero, que se refiere a la disponibilidad de la

carga y de la tarifa de flete. Riesgo pagado y operacional derivado

de la capacidad del buque para realizar el transporte.

Resumen

El cálculo básico de ingresos implica dos pasos: primero, determinar

cuánto carga el buque puede transportar en el período financiero,

medido en las unidades que sean apropiado (toneladas, tonelada

millas, metros cúbicos, etc.), y segundo, establecer qué precio o

tarifa de flete que el propietario recibirá por unidad transportada. En

términos generales, el ingreso por peso muerto de la capacidad de

envío puede verse como el producto. de la productividad del barco,

medido en toneladas de carga transportada por año, y la tarifa de

flete por tonelada milla, dividida por el peso muerto del barco, por lo

tanto:

DWTm

Rtm = Ptm x FR tm /

Donde:

R= Ingresos por DWT por año.

P=Productividad en Ton millas de carga por año

FR= Taza Flete por Tonelada de Milla de carga transportada

t= periodo de tiempo

m=tipo de barco

Ptm= 24 x Stm x LDtm

- DWUtm

Donde:

S=velocidad de operación promedio por hora

LD=días de carga en el mar por año.

DWU=Utilización Deadweight

Esta definición establece que la productividad del barco, medida

en términos de toneladas por milla de la carga transportada

en el año t está determinada por la distancia que recorre

realmente el buque. en 24 horas, la cantidad de días que pasa

cargados en el mar en un año, y la extensión para el cual

viaja con un peso muerto completo de carga. Por examen

adicional de cada uno de estos componentes se puede obtener

una definición precisa de productividad.

Y.Morutso and K.Taguchi, Optimización Técnico – Económica al Proyecto de

Flota de Buques; Icare Concepción, realizado 10-14 Agosto 1981. Universidad

Concepción, Chile & Universidad Osaka, Japón.

Bibliografía:

Mg. Rene Pallalever (*): Investigador en Ingeniería Económica de Buques;

Editor de Revistas Especializadas, Revista Chile Pesquero, Induambiente;

Consultor Internacional Naciones Unidas (Ext.) Ingeniería Económica Buques.

Además he realizado Proyectos para la India, Italia, Chile,Peru, sobre Estudio

de Revisión del Rendimiento Tecno – Económico de las Flotas Pesqueras

Mundiales. Poseo Publicaciones en, Arqueología, Antropología, Medio Ambiente

y Economía de los Recursos Naturales, Cualquier duda contactarse a

mi Email: rpallalevero@gmail.com ; Chile. Ing. Andrea Manriquez: Asistente

Técnico – Investigador; Medio Ambiente, Economía Recursos Naturales, Acuicultura

& Pesquería; Realizando trabajos como asistente de Proyectos para

Consultor Internacional FAO-PNUD ; Además posee estudio de Ingeniero

Medio Ambiente; Ingeniería Civil Industrial (Estudiante); Email: andreagmanriquezl@gmail.com;

Chile.

Revista Pesca agosto 2019 44


PESQUERA CHINA INTERNACIONAL

MULTADA POR BAJA

DECLARACIÓN DE CAPTURAS Y LA

INCÓGNITA ENTRE CONTROL Y

EXPANSIÓN

puerto de origen de muchas empresas pesqueras chinas que

operan en la costa africana. El puerto de Mawei es sumamente

importante para la flota de aguas distantes de China, ya

que es uno de los tres puertos que el gobierno nacional de

China permite procesar capturas internacionales.

Una multa federal para una importante empresa pesquera es

una prueba más de que China está incrementando el control

de su enorme flota pesquera de aguas distantes. China ha

enfrentado presiones internacionales durante el último año

luego de que varios de sus barcos fueron capturados pescando

ilegalmente, incluidos incidentes de alto perfil en Argentina

y Ecuador.

Un tribunal en el sur de China ha multado a “Dalian Zhang

Hai Distant Water Fishing Co” por la declaración insuficiente

de sus capturas internacionales, en un caso que ofrece una

rara visión de la descarga de capturas en uno de los principales

puertos pesqueros de China.

Dalian Zhang Hai Distant Water Fishing Co., que se basa en la

isla de Zhangzidao cerca de la ciudad de Dalian, en la provincia

de Liaoning, la misma zona que la firma pesquera líder

Zoneco, debe pagar una multa de CNY 37,000 (USD 5,371,

EUR 4,824) por no declarar las capturas de pez cisne, calamar

y sepia después de un reciente desembarco en el puerto de

Mawei en el sur de China. Zhang Hai ahora tiene dos semanas

para pagar la multa o arriesgarse a que incauten sus buques.

Ubicada en las afueras de la ciudad de Fuzhou, Mawai es el

La cobertura de alto perfil que el caso recibió de los medios

de comunicación en el sur de China sugiere que el gobierno

chino desea enviar un mensaje con el fallo. La evidencia

anecdótica a lo largo de los años sugiere que muchas embarcaciones

chinas tienen capturas poco reportadas para evitar

impuestos, una tradición que el gobierno aparentemente está

tratando de frenar.

En un caso de hace un tiempo, se decretó una multa poco

después de que el gobierno chino revisara una ley clave sobre

la pesca en aguas distantes a principios de este mes, y luego

de que introdujera un nuevo sistema de rastreo para todos

los calamares que ingresan a sus puertos. El gobierno ha requerido

que las compañías pesqueras muestren certificados

de origen para todos los calamares desembarcados que demuestren

que fue capturado legalmente, según un documento

emitido por el Ministerio de Agricultura de China.

El sistema de rastreo puede ayudar a China a suscribirse a los

acuerdos internacionales, respecto de los Estados del puerto

rector, que requieren que China informe los datos sobre la

procedencia de las capturas en el extranjero, y prohibir el

acceso a embarcaciones culpables o sospechosas de actividad

ilegal (pesca INDNR).

Al anunciar esta acción, el Ministerio hizo referencia a la necesidad

de "mantener operaciones responsables" como la nación

líder de pesca de calamar en el Atlántico sudoccidental y

el Pacífico sudoriental. China ha enfrentado presiones internacionales

durante el último año luego de que varios de sus

Revista Pesca agosto 2019 45


arcos fueron capturados pescando ilegalmente, incluidos

incidentes de alto perfil en Argentina y Ecuador.

Sin embargo, China parece estar adoptando un enfoque mixto

con respecto a su regulación de la pesca, por un lado, mostrando

una mayor disposición a tomar medidas enérgicas contra

los operadores sin escrúpulos, y al mismo tiempo alienta

la inversión y el crecimiento en su sector pesquero.

El gobierno regional alrededor de China ha tratado de construir

flotas locales y centros de procesamiento, incluso cuando

el gobierno central de China también se ha unido a la búsqueda

de un acuerdo con la OMC este año para limitar los subsidios

al combustible que permiten que las empresas pesqueras

de aguas distantes que no son rentables sigan operando. A

pesar de que China se compromete a lograr un acuerdo en la

OMC, para limitar los subsidios a la flota de aguas distantes,

también ha alentado a las empresas pesqueras chinas a establecer

bases internacionales, muchas de ellas puertos en África

occidental donde los barcos están registrados localmente.

Entre las mayores empresas chinas de pesca de calamar que

operan en África se encuentra Penglai Jinglu Fishery Co Ltd,

una de las principales empresas pesqueras estatales de China,

que tiene operaciones extensivas en América Latina, pesca

de calamar y atún. Otro jugador del estado es CNFC Overseas

Fisheries, el brazo listado de la estatal China National

Fisheries Corp (CNFC), que recientemente se sumó a su flota

con la adquisición de Zhejiang Feng Hui Distant Water Fishing

Co. Y los bancos de China se han instalado detrás de un importante

centro de comercio pesquero que quiere ser un fijador

mundial de precios para el calamar. Zhoushan International

Distant Water Base ha asegurado CNY 600 millones (USD

8,7 millones, EUR 7,8 millones) en una línea de crédito del

Ocean and Agricultural Commerce Bank, un prestamista local

de propiedad de la ciudad y el gobierno regional.

A medida que la demanda china de productos del mar continúe

creciendo, las iniciativas gubernamentales que promueven

un mayor control de su flota, se enfrentarán cada vez

más a los esfuerzos de China para continuar expandiendo su

enorme flota internacional. (TRADUCIDO POR NUESTROMAR

DEL ORIGINAL DE MARK GODFREY EN SEAFOOD SOURCE)

24/07/2019 #NUESTROMAR

Fuente

http://www.nuestromar.org/67627-07-2019/pesquera-chinainternacional-multada-all-baja-declaraci-n-capturas-y-inc-gnita-entrecontrol-y-expan

ALFONSO MIRANDA ELEGIDO

PRESIDENTE DE LA COMISIÓN

INTERAMERICANA DEL ATÚN

TROPICAL

El nuevo titular de la CIAT se comprometió a liderar

un proceso regional que garantice la protección

de las poblaciones de túnidos y permita un

aprovechamiento sostenible de su pesca resguardando

el ecosistema y la biodiversidad.

Miranda Eyzaguirre se convierte en el primer peruano

en acceder al máximo cargo de la CIAT.

El empresario pesquero peruano, Alfonso Miranda Eyzaguirre

fue elegido Presidente de la Comisión Interamericana

del Atún Tropical (CIAT) en el marco de la 94

Reunión Anual de este organismo internacional realizado

recientemente en la ciudad de Bilbao – España.

Miranda Eyzaguirre, quien también es Presidente de la

Cámara Peruana del Atún (CPA), obtuvo el máximo cargo

por votación unánime en esta cumbre internacional

de la pesca del atún y se convierte en el primer peruano

en acceder a tal puesto.

La CIAT, que tiene 70 años de existencia, es una comisión

compuesta por 21 países miembros más cinco países

cooperantes y es responsable de la conservación y

ordenación de atunes y otras especies marinas en el

Océano Pacífico oriental (OPO).

En la reciente 94 Reunión se abordaron temas relativos

Revista Pesca agosto 2019 46


a la pesquería atunera; las poblaciones y el ecosistema

en el OPO, trasbordos; protección a tiburones, tortugas

y delfines; pesca sobre objetos flotantes; evaluación de

estrategias de observación, etc.

Al respecto, Miranda Eyzaguirre informó que las capturas

de atunes en el OPO son aproximadamente 650 mil

toneladas anuales.

El nuevo titular de la CIAT agradeció la elección a los

comisionados de los países miembros y se comprometió

a liderar un proceso regional que garantice la protección

de las poblaciones de túnidos y permita un aprovechamiento

sostenible de su pesca resguardando el ecosistema

y la biodiversidad.

“La CIAT es un claro ejemplo de la suma de voluntades

al servicio de una explotación responsable de nuestros

recursos naturales”, subrayó.

La delegación peruana estuvo presidida por el Embajador

Roberto Seminario, Director General de Soberanía,

Límites y Asuntos Antárticos de la Cancillería quien estuvo

acompañado de la bióloga Gladys Cárdenas de IMAR-

PE y los representantes del sector privado Pablo Nieto,

María José Boluarte y Jorge Risi.

El nuevo Presidente de la CIAT recalcó que su elección

es un claro reconocimiento a la vocación atunera de

nuestro país, su compromiso con la sostenibilidad y el

gran esfuerzo que hacen los peruanos por resurgir una

industria que fue líder continental hasta los años 70.

“Con el esfuerzo y tesón de nuestros trabajadores, la

permanente apuesta de nuestros empresarios por el

desarrollo del país y un Estado que promueva la actividad

como lo hacen en otras latitudes, conseguiremos

recuperar el liderazgo y estaremos en los primeros lugares

de la actividad atunera, generadora de empleo, alimento

para nuestros habitantes y riqueza para el Perú”,

declaró Miranda Eyzaguirre.

Finalmente, adelantó que la 95 Reunión de la CIAT se

realizará en julio del próximo año y dos ciudades han

solicitado en ser sede: Manta, Ecuador y Managua, Nicaragua.

Agregó que durante el año se realizarán reuniones de

grupos de trabajo de la CIAT que son: Protección de los

Delfines y el Comité Científico.

Panorama de la industria atunera del Perú

Al referirse a la industria atunera de nuestro país, el titular

de la CPA estimó que se debería procesar unas 50

mil toneladas del mencionado recurso marino.

“Para que esa cifra se cumpla, el gobierno debe dar de

carácter permanente a la norma que obliga a los armadores

extranjeros que extraen atún en nuestro mar a

que entreguen lo extraído en un plazo de un año”, expresó.

En ese sentido, el titular de la CPA afirmó que con las

50 mil toneladas se espera atender al mercado nacional

y extranjero.

Cabe indicar que las exportaciones del atún congelado y

atún en conservas llegaron a los $35.0 millones en el

2018.

Al concluir el 2019, si se supera las trabas burocráticas,

las ventas al exterior pueden alcanzar los $50.0 millones.

“Hay materia prima suficiente y plantas industriales para

cumplir con esas metas”, manifestó Miranda Eyzaguirre.

En ese sentido, expresó su optimismo que para el año

2022, las exportaciones atuneras superen los $100.00

millones.

Sobre el mercado interno, las ventas de atún en sus diferentes

modalidades, puede superar $30 millones al

término del presente año.

Miranda Eyzaguirre aseguró que hay materia prima suficiente

y plantas industriales para cumplir con esas metas.

“En este rubro, se puede crecer aún más y para ese fin,

se debe evitar la competencia desleal de conservas provenientes

de industria con subsidios y con denuncia sobre

violación a los derechos laborales y humanos”, finalizó.

Bilbao (España), 27 de julio de 2019

Oficina de Prensa e Imagen

Cámara Peruana del Atún

Revista Pesca agosto 2019 47


Ocupar las calles es una de las

herramientas más efectivas para crear

cambio social porque

demuestra poder y unión.

A veces es la única vía.

Revista Pesca agosto 2019 48


Revista Pesca agosto 2019 49


“EL CAMBIO CLIMÁTICO ES EL

SÍNTOMA PERO LA ENFERMEDAD

ES EL CAPITALISMO”

GORKA CASTILLO

Profesor de Filosofía moral en la Universidad Autónoma

de Madrid, traductor, poeta, ensayista y miembro de

Ecologistas en Acción, Jorge Riechmann (Madrid, 1962)

desgrana un buen puñado de reflexiones incómodas sobre

un modelo de vida que dirige a la humanidad hacia

el despeñadero. En su libro Autoconstrucción cataloga el

siglo XXI como “la era de la gran prueba” porque, según

dice, “somos la primera generación que entiende perfectamente

lo que está pasando con el clima y posiblemente

seremos la última que pueda evitar la catástrofe hacia

la que nos dirigimos”. Lo suelta a bocajarro, como un

puñetazo entre los ojos. Consciente de que el pesimismo

en estos tiempos de oscuridad tiene cada vez menos

adeptos, Riechmann censura sin ambages la mercadotecnia

del “buenismo” de la que hace gala el sistema

convocando grandes cumbres climáticas en las que a

muchos se les llena la boca con compromisos medioambientales

y “energías verdes” pero luego estigmatizan a

los movimientos ecologistas como ingenuos apestados.

La realidad que dibuja es desoladora. Todo está en contra

del planeta pero, frente a eso, no cabe la resignación.

“Aún podemos actuar contra este modelo de producción

salvaje porque no está sujeto a ninguna ley física,

como lo está la naturaleza, que impida cambiarlo”. Es

el mínimo espacio que este investigador apasionado deja

abierto a la esperanza.

¿Tiene solución el planeta?

Pienso que sí. Lo que no tiene sentido es intentar salvarlo

interviniendo sobre el consumo y dejando intacta la

voraz cultura productiva. Ambas variables caminan de la

mano aunque no valga sólo con esto. Por nuestro comportamiento

depredador con los recursos naturales y la

biosfera habría que hablar también del extractivismo y, a

mi modo de ver, también del exterminismo, una noción

acuñada por el historiador británico E. P. Thompson para

explicar la estructura del mundo a finales del siglo pasado,

cuando las dos superpotencias nucleares enfrentadas

amenazaban con aniquilar cualquier rastro de vida en el

planeta.

La medida referencial del éxito de un sistema es el PIB.

Si crece significa que las cosas van bien y hay esperanza

de una vida mejor.

Es la locura típica de una cultura denegadora como la

nuestra. Digo denegar porque va más allá de ignorar lo

que pasa y es no ver lo que tenemos delante de los ojos.

Significa que no nos hacemos cargo de las consecuencias

de seguir chocando contra los límites biofísicos de

manera violenta. Nos hacen creer que vivimos en una

especie de Tierra plana en la que podemos avanzar de

manera infinita porque los recursos naturales son inagotables

y la capacidad de absorción de la contaminación

es ilimitada. Esto es una fantasía porque las leyes de la

naturaleza, de la física, de la dinámica de los seres vivos

nunca podremos cambiarlas, por grandes que sean nuestras

ilusiones al respecto.

EL CALENTAMIENTO GLOBAL, SIENDO UNA REALIDAD

DEVASTADORA, ES SÓLO LA MANIFESTACIÓN DE

OTRAS DINÁMICAS QUE DEBERÍAMOS ATAJAR SI QUE-

REMOS EVITAR EL APOCALIPSIS CLIMÁTICO HACIA EL

QUE NOS DIRIGIMOS

Pero las grandes cumbres climáticas aseguran haber empezado

medidas drásticas para evitar el apocalipsis.

¿Qué credibilidad concede a sus decisiones?

El calentamiento global, siendo una realidad devastadora,

es sólo la manifestación de otras dinámicas que de-

Revista Pesca agosto 2019 50


eríamos atajar si queremos evitar el apocalipsis climático

hacia el que nos dirigimos. Nuestro principal problema

ambiental es la extralimitación ecológica, el choque de

las sociedades industriales contra los límites biofísicos de

la Tierra. Si utilizamos la herramienta de la huella ecológica

como indicador del impacto ambiental generado por

la demanda humana podemos observar que, en la actualidad,

consumimos los recursos inexistentes de 1,5 planetas

Tierra. Y eso a pesar de las carencias y desigualdades

que asolan a buena parte de la humanidad. Dicho

de una forma más didáctica: si quisiéramos generalizar

al resto del mundo el modo de vida de los españoles necesitaríamos

tener 3 planetas como la Tierra a nuestra

entera disposición. Y si quisiéramos generalizar el de

EEUU, que muchas veces ponemos como ejemplo de

éxito, necesitaríamos 6. Es una locura que emana de esa

construcción económica de tierra plana de la que hablaba

antes.

Entonces, ¿qué empuja al mundo a seguir enalteciendo

el crecimiento económico pese a saber que conduce a la

destrucción?

El capitalismo, cuya dinámica es auto expansiva y deniega

cualquier salida alternativa. Para hacer frente al cambio

climático deberíamos cuestionarnos antes los resortes

básicos del capitalismo, algo que parece prohibido.

Por eso digo que las cumbres mundiales sobre el calentamiento

global no son realmente efectivas sino más

bien ejercicios de diplomacia teatral.

¿No sirven para nada?

Confunden a la opinión pública. La prueba es que los

grandes expertos en el cambio climático como James

Hansen, a quien podríamos considerar el climatólogo jefe

del planeta, calificó de farsa la cumbre celebrada en París.

Se intenta poner un límite a las emisiones a la atmósfera

de gases de efecto invernadero pero los límites

son absolutamente incompatibles con el sistema productivista

actual. Aunque el síntoma sea el calentamiento

climático, la enfermedad se llama capitalismo.

¿Por qué el movimiento ecologista, cuya expresión política

llegó a gobernar en países como Alemania, es descalificado

hoy por muchos gobiernos?

Ojalá fuéramos descalificados un poco más porque así

seríamos mucho más fuertes y activos. La realidad es

que las descalificaciones son un indicio de una situación

paradójica: aunque la percepción generalizada es que el

mundo se ha comprometido en la lucha contra el cambio

climático, eso no es así. Sabemos que desde los años 60

y 70 había evidencias sobre cuál era la dinámica del sistema

y los límites del crecimiento pero los mismos a los

que hoy se les llena la boca con la lucha contra el cambio

climático decidieron poner en marcha toda una campaña

global para impedir que se tomaran las decisiones

correctas. Bastaría con leer un libro de Sicco Mansholt,

un socialdemócrata holandés que era presidente de la

CEE cuando en los años 1972 y 1973 se produjo el primer

choque petrolero mundial, en el que aboga por un

cambio radical en las estructuras de producción y consumo

que hoy serían catalogadas como radicales y peligrosas.

LOS GRANDES EXPERTOS EN EL CAMBIO CLIMÁTICO

COMO JAMES HANSEN, A QUIEN PODRÍAMOS CONSIDE-

RAR EL CLIMATÓLOGO JEFE DEL PLANETA, CALIFICÓ

DE FARSA LA CUMBRE CELEBRADA EN PARÍS

¿Cuándo se quiebra ese proceso de sensibilización medioambiental?

En los años 80, con la fase neoliberal del capitalismo.

Desde entonces, el retroceso ha sido constante pese al

aumento de lo que algún experto denomina sosteniblabla,

es decir, mucho discurso, mucha cháchara, mucha

propaganda y mucha estrategia de comunicación

sobre energía verde. Pero la realidad vuelve a ser demoledora:

la acción brilla por su ausencia y los planteamientos

de fondo, incluso aquellos realizados por gente del

establishment como Sicco Mansholt, son estigmatizados

por rechazar el dogma del crecimiento infinito.

¿Estamos a tiempo de frenar el cambio climático?

Hemos llegado a un punto tal que lo que hace 30 años

hubieran sido estrategias de cambio gradual ahora ya no

están a nuestro alcance. Para hacer frente al calentamiento

global necesitamos salir a toda prisa del capitalismo

salvaje en el que hoy nos movemos.

¿Cree que el mundo está dispuesto a renunciar a esos

principios económicos pese a conocer los riesgos?

Los cálculos teóricos realizados por investigadores canadienses

sobre las opciones que resultarían de respetar

los límites biofísicos de la Tierra indican que, por ejemplo,

el parque móvil de un país como España, que tiene

15 millones de coches, debería ser de unos 180.000

vehículos con motor de combustión. Pero claro, eso es

inaceptable en términos industriales. El caso es que, si

Revista Pesca agosto 2019 51


no se acepta esta realidad, no hay lucha alguna contra el

cambio climático.

¿Quiere decir que la humanidad está condenada si no

renuncia al modo de vida capitalista?

Ya decía antes que las leyes de la naturaleza existen y

son las que son. No podemos cambiarlas pese a la ilusión

que albergamos de que una especie de tecno ciencia

omnipotente conseguirá derrotarlas. Donde podemos

actuar, en cambio, es contra la organización de nuestro

modelo de vida que no está sujeto a ninguna ley física.

¿Qué impide cambiarlo?

Que no nos creemos lo que sabemos. Si fuéramos capaces

de hacerlo, tomaríamos decisiones racionales para

cambiar un modelo que nos lleva a la destrucción. Para

que esto se produzca nos haría falta un enorme ejercicio

de reforma intelectual y moral. El problema es que nuestras

sociedades están organizadas contra eso. Fatídicamente,

el neoliberalismo se impuso con sus ideas aberrantes

de que todo depende de los gustos y preferencias

individuales, y que igualdad y libertad son dos principios

contrapuestos, cuando una mínima reflexión indica

que es una falacia. Necesitamos bienestar humano pero

necesitamos que sea compatible con los límites biofísicos

del planeta. Somos la primera generación de la historia

que entiende perfectamente lo que está pasando y posiblemente

seremos la última que pueda evitar la catástrofe

hacia la que nos dirigimos.

AUTOR

Gorka Castillo

Fuente

https://ctxt.es/es/20170920/Politica/15167/cambio-climatico-riechmannacuerdo-paris-ecologia-medioambiente-ctxt.htm?

fbclid=IwAR0WjRLJEe9FjquqXLlg8Mz_WkgLSz6EzzAX0gKmXVYYTDuCb6

0JY-3xmJo

CONFIEP: LA AGENDA PAIS EN

PESCA

La “Agenda País” evidencia las oportunidades que presentan

los distintos ejes estratégicos de la economía peruana

para poder concretar inversiones en el país.

Fue entregado al Presidente de la República, Martin Vizcarra;

al presidente del Consejo de Ministros, Salvador del

Solar y al Ministro de Economía, Carlos Oliva en una

reunión protocolar en Palacio de Gobierno en la participaron

de la CONFIEP, María Isabel León de Céspedes y los

directores del gremio.

El capítulo IV está referido al sector pesquero, sobre el

cual se destaca:

“El aporte de la actividad pesquera en el Producto Bruto

Interno (PBI) nacional en el año 2018 fue del 1.3% aproximadamente,

recuperándose en 39.7 % respecto al año

anterior. Ello se da como consecuencia de la buena pesca

de ingredientes marinos en la zona norte centro y también

para el consumo humano directo.

“Una mayor disponibilidad de recursos pesqueros durante

el 2018 se reflejó en una importante producción y envíos

al exterior. Así, las exportaciones pesqueras peruanas alcanzaron

US$ 3,260 millones, lo que significó un incremento

de 15% en relación con el 2017. Al cierre del

2018, el sector pesquero representó el 6.7% de las ex-

Revista Pesca agosto 2019 52


portaciones peruanas totales, un incremento de 6% respecto

del año 2017.

De dicho total, a nivel desagregado, los envíos al exterior

correspondientes a harina de pescado sumaron US$

1,562 millones, mientras que los de crustáceos y moluscos

congelados que en mayor parte es pota o calamar

gigante ascendieron a US$ 456 millones. Las exportaciones

de aceite de pescado alcanzaron US$ 375 millones;

las preparaciones y conservas US$ 357 millones; mientras

que los pescados congelados US$ 188 millones. Por

otro lado, se estima que las exportaciones acuícolas ascendieron

a US$ 265 millones, lo que significó un avance

de 5% respecto del año 2017”

cada uno de ellos (ejemplo: asignación por límites de

captura; asignación de derechos territoriales, entre

otros), por lo que proponemos la dación de: - Decreto

Supremo que regula el sistema de cuotas para la Pota -

Decreto Supremo que regula el sistema de cuotas para el

Perico - Decreto Supremo que regula el Marco General

de Asignación de derechos de otras pesquerías.

2. Implementación de Mesa Técnica con la participación

de Produce, MEF, PCM y la industria para evaluar todas

las cargas regulatorias que tiene el sector, incluyendo los

derechos de pesca, a fin de que no afecten la competitividad

del Perú.

3. Se sugiere la dación de un Decreto Supremo que restablezca

la pesca industrial entre las millas 2 y 5 en el

litoral del sur.

“La actividad pesquera es una fuente de empleo importante

en las ciudades costeras donde tiene presencia.

Así, en el 2018 se estima que en la actividad extractiva

de la pesca hubo 93,000 empleos directos y 29,000 indirectos;

en tanto que en la actividad manufacturera se

crearon alrededor de 41,000 empleos directos y 79,000

indirectos. Estas cifras permiten afirmar que el nuevo

stock de empleo a partir de la actividad pesquera sumó

242,000 puestos de trabajo en el 2018”

“Recomendaciones

1. Fortalecimiento de asignación de cuotas

• Dada la experiencia positiva del sistema de cuotas que

se aplica desde el año 2008 a la pesquería de la anchoveta,

consideramos que debería ser ampliado a otras

pesquerías, como la pota y el perico en el corto plazo.

• Es importante que se establezca un marco jurídico general

para la asignación de derechos para otras pesquerías,

el mismo que debería contemplar las formas de

asignación de derechos dependiendo de la realidad de

4. Fortalecer la institucionalidad de SANIPES

• Cubrir la vacancia del cargo de Presidente de SANIPES

mediante una nueva designación.

• Mesa de Trabajo entre SANIPES y la industria para elaborar

una agenda conjunta para enfrentar los retos presentes

y futuros.

5. Modificar la Ley N° 28965 para hacer extensivo a la

flota nacional dedicada a la pesquería del atún los mismos

beneficios con los que cuenta la flota extranjera.

6. Implementación de Política Nacional contra la erradicación

de la pesca ilegal”

“2. Disminución de pesca en el Sur

•En el Sur del Perú los desembarques de anchoveta han

disminuido drásticamente luego de que se eliminara -sin

sustento técnico- el régimen especial de pesca que permitía

realizar actividad extractiva más cerca de la costa

en atención a las características del zócalo continental.

• Lo anterior ha ocasionado el cierre de siete plantas

pesqueras en la zona sur del litoral, quedando solo una

planta operativa en el puerto de Ilo, y cuatro entre los

puertos de Ático, Planchada, Matarani y Mollendo. Ello

ha originado que el Perú pesque la tercera parte de lo

que pesca la flota chilena en el norte de Chile, cuando

hace unos años se pescaba similares cantidades.

• Si no se corrige la política que viene aplicando el Perú,

la pesca en el sur continuará disminuyendo, perjudicando

a trabajadores, empresarios, al Tesoro Público y por

tanto a toda la sociedad peruana. Más aún, seguirá

los recursos y el desarrollo de la actividad conforme a desolándose el mar, dejándolo sin ninguna presencia que

Revista Pesca agosto 2019 53


cuide la frontera y nuestro dominio marítimo; quien

aprovechará el stock de anchoveta compartido con Chile

será exclusivamente ese país”

NOTA DE PESCA

Restablecer la pesca en el sur entre las millas 2 y

5 a través de un Decreto Supremo no es tan sencillo,

si se revisan los antecedentes y se analiza el

fallo del Tribunal Constitucional en relación el tema,

como se analiza a continuación:

EL ORIGEN DEL REGIMEN ESPECIAL DE PESCA EN

EL SUR

Mediante Decreto Supremo N° 003-2008-PRODUCE, modificado

por el Decreto Supremo N° 019-2008-PRODUCE,

se estableció un Régimen Especial de Pesca (REP) del

recurso Anchoveta aplicable a aquellas embarcaciones

pesqueras cerqueras de mayor escala con permiso de

pesca vigente, que operen exclusivamente en la zona

comprendida entre los 16° 00´ Latitud Sur y el extremo

sur de nuestro dominio marítimo.

El mencionado Decreto Supremo, dispuso que los Gobiernos

Regionales ubicados a lo largo del litoral comprendidos

en dicho Régimen Especial de Pesca, se hallaban

facultados para formalizar su participación ante el

Ministerio de la Producción; preceptuando, además, que

en caso de que un Gobierno Regional no formalizara tal

participación, las actividades extractivas sólo podían realizarse

a partir de las 5 millas de la línea de costa en la

zona geográfica que corresponda.

Así mismo, el referido dispositivo legal creó el Fondo para

la Promoción de la Pesca Artesanal (PROSUR), como

mecanismo de promoción y desarrollo de la actividad

pesquera artesanal y de aquellos proyectos tendientes a

beneficiar a miembros integrantes de las Organizaciones

Sociales de Pescadores Artesanales (OSPAs) ubicadas en

la zona sur del país. Este Fondo se constituyó mediante

aportes privados generados por la aplicación del señalado

REP de anchoveta y sería repartido en partes iguales

entre los Departamentos cuyos Gobiernos Regionales

formalizaran su participación en el REP.

CABE RECORDAR QUE:

El 10 de abril del 2004 el Consejo Regional de Tacna

aprobó la ordenanza 007-2004-CR/GOB.REG, que en su

artículo primero prescribe “Ratificar que en el litoral de la

Región Tacna sólo se permitirá la extracción de recursos

hidrobiológicos dentro de las cinco millas marinas por los

pescadores artesanales debidamente empadronados en

forma unipersonal o legalmente asociados”.

El Ejecutivo interpuso acción de inconstitucionalidad contra

dicha ordenanza, sin embargo, esta fue desestimada

por el Tribunal Constitucional mediante la sentencia No.

0011-2008-PI/TC, de junio del 2010.

Los decretos 012-2001-PE (Reglamento de la Ley General

de Pesca) y 037-2003-PRODUCE (Régimen Especial

de Pesca de la Anchoveta) trataron de introducir

“excepciones” y ventanas para la pesca de anchoveta

dentro de las cinco millas. Luego el D.S 003-2008-

PRODUCE introdujo el “régimen especial de pesca del

recurso anchoveta” en la zona sur del país, regulado por

Resolución Ministerial 348-2008-PRODUCE, que quedó

derogado por el artículo 52 de la Ley Orgánica de Gobiernos

Regionales (LOGR), en tanto que los decretos

037-2003 y 003-2008 son normas inferiores a la LOGR,

por lo que no pueden ir contra el mandato de ésta. No

puede establecerse “ventanas” de extracción allá donde

la ley no lo permite.

La zona de costera de 5 millas marinas, cumple una función

primaria para la preservación de los recursos como

área de desove, de cría, y de afloramiento de nutrientes,

por lo que no debe ser objeto de pesca intensiva, ni de

vertedero de contaminantes industriales que la destruyan.

EL FIN DEL REP

En fechas anteriores a la asunción del nuevo Gobierno

Nacional en 2011, el aludido Régimen Especial de Pesca

del recurso Anchoveta, había quedado prácticamente

desactivado, considerando que el Gobierno Regional de

Moquegua, mediante Acuerdo de su Consejo Regional N°

026-2010-CR/GRM, adoptado con fecha 10 de Mayo del

2010; y, el Gobierno Regional de Tacna, mediante

Acuerdo de su Consejo Regional N° AR12-2011-CR/

GRTACNA, adoptado con fecha 15 de Junio de 2011, decidieron

dejar sin efecto el Acta y el Convenio que fuera

suscrito entre ellos y el Ministerio de la Producción respecto

del mencionado REP.

El Gobierno Regional de Arequipa en ningún momento

formalizó ni participó en el dicho Régimen Especial de

Pesca asumiendo una actitud responsable de defensa de

las 5 millas marinas como zona protegida.

Si las actividades extractivas de mayor escala en zonas

Revista Pesca agosto 2019 54


distintas a las autorizadas a dichas embarcaciones en el

Régimen Especial de Pesca, sólo podían ser llevadas a

cabo siempre que se contara con la participación de los

Gobiernos Regionales ubicados a lo largo del litoral, carecía

de objeto mantener vigente dicho Régimen en vista

de la circunstancia de haber cesado la participación voluntaria

de los Gobiernos Regionales concernidos. Por

tanto, PRODUCE simplemente cumplió con formalizar

mediante Decreto Supremo N° 015-2011-PRODUCE, una

situación pesquera cuyo ordenamiento dejó de tener

propósitos definidos en razón de la manifiesta ausencia

de voluntad de los Gobiernos Regionales de Arequipa,

Moguegua y Tacna para participar en dicho Régimen.

Por tanto, el REP dejó de existir, al amparo de la indicada

norma y dispuso una forma legal para aplicar los fondos

recaudados existentes en la cuenta de APROSUR, lo

que dio fin al régimen.

EL PROBLEMA DE FONDO

Concretamente, lo que propone la SNP es restituir el Régimen

Especial de Pesca en la zona sur, una Decreto que

data del 2008 y que permitía a los industriales pescar

anchoveta más cerca del litoral.

Juan Carlos Sueiro, director de pesquerías de Oceana,

afirmó que a nivel internacional, las primeras 5 millas

marinas son consideradas áreas de especial protección.

Además, especialmente en la zona sur, existen informes

que demuestran que elevar los esfuerzos de pesca podría

ser perjudicial para la anchoveta.

Sueiro precisa que las capturas de anchoveta de Chile o

de Perú, “no dependen de lo que hace un país o el otro,

sino que depende de las condiciones ambientales que

existen”.

Finalmente, recordó que es un concepto internacional

que en las primeras 5 millas sucede el afloramiento, el

desove y crecimiento de los ejemplares jóvenes de la

anchoveta. “Con esa invocación internacional, decir que

podemos pescar en las 5 millas es como decir que no

nos pasa nada porque somos peruanos”, cerró Sueiro.

Chile es dueño de hacer lo que desee en su Zona Económica

Exclusiva, respetando o no las consideraciones

científicas, a las cuales no está formalmente obligado de

acuerdo a sus normas vigentes, con los resultados que

se aprecian en sus pesquerías.

El problema fondo no estriba en que Chile capture la anchoveta

que Perú deja de capturar, sino en el impacto

que dichas capturas causan sobre el ecosistema costero

y sobre las poblaciones de peces que alimentan a la sociedad

civil y permiten la subsistencia de la pesca artesanal.

Además en el perjuicio económico que sufre la industria

de harina y el PBI.

Las capturas de los recursos marinos no tienen que evaluarse

ni medirse en función a quién captura más o menos.

Lo racional es asegurar que las pesquerías sean

sostenibles, lo que implica una actitud mental y empresarial

diferente, que debe ir más allá del análisis meramente

económico.

Los recursos pesqueros no aumentan en función de la

demanda, sino que por lo general siguen el camino inverso.

Las autoridades regionales y el Ejecutivo tienen que tomar

una decisión compartida y elegir entre el crecimiento

del PBI, y la rentabilidad de la industria por un lado; y

por el otro, el impacto político sobre el sentir de la población,

especialmente la artesanal, así como la afectación

sobre el ecosistema.

Aperturar ventanas de penetración dentro de las 5 millas

es una función compartida entre el Gobierno Nacional y

los Gobiernos Regionales, lo que significa que una acción

de esta naturaleza no puede darse sin el consentimiento

de ambos niveles de gobierno.

EN TERMINOS JURIDICIOS

El Tribunal Constitucional, en su fallo 00011-2008-PI/

TC, en relación a la Demanda de inconstitucionalidad

interpuesta por el Ministerio de la Producción, en representación

del Presidente de la República, contra los artículos

1º, 2º, 5º y 6º de la Ordenanza Regional N.º 007-

2004-CR/GOB.REG.TACNA emitida por el Gobierno Regional

de Tacna, por vulnerar lo dispuesto en la Constitución

respecto a las competencias de los Gobiernos Regionales

ha dicho:

“Por ello resulta oportuno traer a colación lo prescrito

por el artículo 110º del Código Procesal Constitucional,

en el sentido que “[s]i el conflicto versare sobre una

competencia o atribución expresada en una norma con

rango de ley, el Tribunal declara que la vía adecuada es

el proceso de inconstitucionalidad”. Siendo ello así, es

pertinente, para la resolución de la presente demanda de

inconstitucionalidad, la aplicación del test de la competencia,

no sin antes precisar algunas cuestiones genera-

Revista Pesca agosto 2019 55


les atinentes al caso.

Delimitación de las competencias entre el Gobierno Nacional

y el Regional respecto de la regulación en materia

pesquera

11. Según el artículo 67º de nuestra Ley Fundamental,

“(e)l Estado determina la política nacional del ambiente”

y “(p)romueve el uso sostenible de sus recursos naturales”,

mientras que de acuerdo al artículo 66º de

nuestra Constitución,“(l)os recursos naturales, renovables

y no renovables, son patrimonio de la Nación”,

siendo que “el Estado es soberano en su aprovechamiento”,

y por otro que “(p)or ley orgánica se fijan

las condiciones de su utilización y de su otorgamiento a

particulares (…)”.

12. Asimismo, de conformidad con el artículo 191º de

nuestra Carta Magna, “(l)os gobiernos regionales tienen

autonomía política, económica y administrativa en los

asuntos de su competencia” y de acuerdo con artículo

192º de la Constitución, “(l)os gobiernos regionales promueven

el desarrollo y la economía regional, fomentan

las inversiones, actividades y servicios públicos de su

responsabilidad, en armonía con las políticas y planes

nacionales y locales de desarrollo”.

13. Por su parte, el inciso 7) del artículo 192º de nuestra

Carta Magna, prescribe que los Gobiernos Regionales

son competentes para, entre otros asuntos, “promover y

regular actividades y/o servicios en materia de agricultura,

pesquería, industria, agroindustria, comercio, turismo,

energía, minería, vialidad, comunicaciones, educación,

salud y medio ambiente, conforme a ley”.

14. En esa línea, el literal “d” del artículo 36º de la

Ley de Bases de la Descentralización, señala que “la

promoción, gestión pública y regulación de actividades

económicas y productivas en su ámbito y

nivel, correspondientes a los sectores agricultura,

pesquería, industria, comercio, turismo, energía,

hidrocarburos, minas, transportes, comunicaciones

y medio ambiente”, es una competencia compartida

entre ambos niveles de gobierno.

15. Mientras que, de acuerdo con el literal “n” del artículo

35º de la Ley de Bases de la Descentralización, se ha

determinado como de su competencia exclusiva,

“promover el uso sostenible de los recursos forestales

y de biodiversidad”, lo que se condice con lo dispuesto

en el artículo 5º de la Ley N.º 27867, Ley Orgánica de

los Gobiernos Regionales, según la cual, “organizar y

conducir la gestión pública regional de acuerdo a sus

competencias exclusivas, compartidas y delegadas, en el

marco de las políticas nacionales y sectoriales, para contribuir

al desarrollo integral y sostenible de la región”,

constituye una misión de los Gobiernos Regionales.

16. A su vez, el inciso 8 del artículo 8º de dicha ley, entiende

por sostenibilidad al principio rector de las políticas

y de la gestión regional, y lo enuncia como “la búsqueda

del equilibrio intergeneracional en el uso racional

de los recursos naturales para lograr los objetivos de

desarrollo, la defensa del medio ambiente y la protección

de la biodiversidad”.

17. Ahora bien dichas competencias han sido complementadas

por la citada ley, en la medida que, de conformidad

con los literales a), c), i) y j), se les asigna en materia

pesquera, entre otras, las siguientes funciones:

a) Formular, aprobar, ejecutar, evaluar, dirigir, controlar

y administrar los planes y políticas en materia pesquera

y producción acuícola de la región.

(…)

c) Desarrollar acciones de vigilancias y control para

garantizar el uso sostenible de los recursos bajo su jurisdicción.

(…)

i) Velar y exigir el adecuado cumplimiento de las

normas técnicas en materia de pesquería. Dictar las medidas

correctivas y sancionar de acuerdo con los dispositivos

vigentes.

j) Vigilar el estricto cumplimiento de las normas vigentes

sobre pesca artesanal y su exclusividad dentro de

las cinco millas marinas. Dictar las medidas correctivas y

sancionar de acuerdo con los dispositivos vigentes.

(…).

18. Mientras que, conforme al artículo 26.1 de la Ley de

Bases de la Descentralización, son competencias exclusivas

del Gobierno Nacional:

a) Diseño de políticas nacionales y sectoriales.

b) Defensa, Seguridad Nacional y Fuerzas Armadas.

c) Relaciones Exteriores.

d) Orden Interno, policía nacional, de fronteras y de

prevención de delitos.

e) Justicia.

f) Moneda, Banca y Seguros.

g) Tributación y endeudamiento público nacional.

h) Régimen de Comercio y aranceles.

i) Regulación y gestión de la marina mercante y la

aviación comercial.

j) Regulación de los servicios públicos de su respon-

Revista Pesca agosto 2019 56


sabilidad.

k) Regulación y gestión de la Infraestructura pública

de carácter y alcance nacional.

l) Otras que señale la ley, conforme a la Constitución

Política del Estado.

19. Por su parte, el artículo 9º del Decreto Ley N.º

25977, Ley General de Pesca, dispone que “(e)l Ministerio

de Pesquería (hoy Ministerio de la Producción) sobre

la base de evidencias científicas disponibles y de factores

socioeconómicos, determinará, según el tipo de pesquerías,

los sistemas de ordenamiento pesquero, las cuotas

de captura permisible, las temporadas y zonas de pesca,

la regulación del esfuerzo pesquero, los métodos de pesca,

las tallas mínimas de captura y demás normas que

requieran la preservación y explotación racional de los

recursos hidrobiológicos”.

20. Por tanto, y como se desprende de las normas glosadas,

la reseñada es una competencia compartida por

ambos niveles de gobierno, razón por la cual resulta

necesaria la coordinación y cooperación entre ambos.

34. De otro lado y en relación a que la mencionada Ordenanza

Regional proscribe otros tipos de pesca, como

la considerada como de “menor escala” en el área comprendida

entre las cero y cinco millas marinas, este Tribunal

Constitucional entiende que el citado Gobierno Regional

no ha excedido las competencias que le han sido

otorgadas por la Constitución, la Ley de Bases de la

Descentralización, la Ley Orgánica de Gobiernos Regionales

y Ley de Organización y Funciones del Ministerio

de la Producción, conforme han sido desarrollado supra.

35. Sobre el particular, resulta pertinente advertir que si

bien la garantía de la autonomía regional no impide que

el legislador nacional regule materias que comparte con

el Gobierno Regional, al hacerlo debe respetar su contenido

esencial, esto es, que no se sujete o condicione la

capacidad de auto desenvolvimiento pleno de los Gobiernos

Regionales a relaciones que se puedan presentar

como arbitrarias, pues sobre aquél recae un mandato

constitucional que lo obliga a abstenerse de adoptar medidas

regresivas que posterguen el proceso de regionalización

o dificulten irrazonablemente la asignación adecuada

de competencias y transferencia de recursos del

Gobierno Nacional a los Gobiernos Regionales, conforme

enuncia el artículo 188º de la Constitución.

36. Por ello, estando a que no se configura el supuesto

descrito en la Undécima Disposición Final y Transitoria

de la Constitución, según el cual lo indicado en el considerando

precedente se encuentra supeditado a la existencia

de disponibilidad presupuestal y de gasto público,

corresponde desestimar la demanda en este extremo,

más aún cuando la restricción a la libre iniciativa privada

y a la libertad de empresa, introducida por el Gobierno

Regional, se encuentra plenamente justificada en atención

a que, de acuerdo con nuestra Constitución Ecológica,

mientras el Estado tiene la obligación de proteger las

riquezas naturales de la Nación, los particulares tienen el

deber de preservarlo, dada su calidad de contribuyentes

sociales.

37. En tal sentido, cuando la generación lucrativa

de ciertas empresas pesqueras entra en conflicto

con el bienestar colectivo o la defensa de los bienes

que resultan indispensables para que la vida

humana siga desarrollándose, la interpretación

que de la Constitución se haga debe preferir el

bienestar de todos y la preservación de toda clase

de vida, toda vez que la Economía Social de Mercado

condiciona la participación de los grupos

económicos al respeto del bien común y del interés

general, estableciendo límites para que la democracia

constitucional no sea un espacio donde

se impongan las posiciones de los más poderosos

económicamente en detrimento de los demás bienes

jurídicos protegidos constitucionalmente”

Se ha atribuido siempre a los recursos marinos, no solo el carácter de renovable, sino además, la cualidad de inagotable.

Se ha elegido aceptar el mito, en obstinada ignorancia de los hechos, creyendo que los recursos pesqueros son infinitos e ina gotables

y forzando la extracción hacia límites impredecibles en sus consecuencias.

La forma más racional de proteger nuestros recursos pesqueros es adoptando un enfoque precautorio y no incurrir en incentivar

mayor consumo, que a su vez presiona sobre mayores capturas. Los peces son recursos naturales renovables, solo si se les deja

reproducirse adecuadamente cuidando de no reducir sus poblaciones. Esto requiere de regulación basada en información científica.

Revista Pesca agosto 2019 57


PRODUCE ELEVÓ LA TASA DE

DERECHOS DE PESCA DE

ANCHOVETA A 0.43%

La modificación de la tasa entrará en vigencia a partir del

inicio de la segunda temporada de pesca de 2019. Nueva fórmula

recaudará S/89,4 millones, según el Produce

El cambio no afecta a la pesca para el consumo humano directo.

(Foto: GEC)

El Ministerio de la Producción (Produce) elevó la cuota

por los derechos para la extracción de recursos hidrobiológicos

destinados al consumo humano indirecto.

Es decir, subió la tasa de derechos de pesca destinada a producir

harina de pescado, desde el 0,25% del valor FOB por

tonelada de este producto, hasta 0,43%, computable sobre el

precio promedio mensual.

La decisión se oficializó vía Decreto Supremo N° 007-2019-

PRODUCE, el cual fue publicado hoy en el diario oficial El Peruano.

Además, la verificación del cumplimiento del pago de derechos

estará a cargo de la Dirección General de Pesca para Consumo

Humano Directo e Indirecto.

Cabe señalar que la modificación de la tasa entrará en vigencia

a partir del inicio de la segunda temporada de pesca

de 2019.

La nueva fórmula supondrá un incremento en la recaudación

por dicho pago de alrededor del 30%, pasando de los actuales

S/62 millones a S/89,4 millones, informó recientemente el Produce.

Dicho ingreso se divide en partes iguales para el pago del canon

pesquero a las regiones y el recibido por Produce para

promover la sostenibilidad pesquera. Esto implica el financiamiento

de actividades de vigilancia, control y planeamiento de

la pesquería.

Fuente

https://elcomercio.pe/economia/peru/produce-elevo-tasa-derechospesca-destinada-elaboracion-harina-pescado-noticia-nndc-654101

SNP: NUEVO PRECIO DE DERECHOS

DE PESCA RESTA COMPETITIVIDAD

AL SECTOR

La presidenta de la Sociedad Nacional de Pesquería,

Cayetana Aljovín, explicó que la industria no se opone

al cobro de derechos de pesca, sino al alza en momentos

en que las compañías no generan renta

La Sociedad Nacional de Pesquería (SNP) mostró su disconformidad

con el ajuste realizado por el Ministerio de la

Producción (Produce) al derecho de pesca de

la anchoveta para la industria de harina y aceite de pescado,

el cual pasa de 0,25% a 0,43% del valor FOB de la harina de

pescado por tonelada métrica de anchoveta.

La presidenta de la SNP, Cayetana Aljovín, explicó a El Comercio

que la industria pesquera no se opone al cobro de los

derechos de pesca. Lo que rechaza es a su incremento en

momentos en que las empresas no generan renta, toda

vez que en la actualidad la industria se encuentra apalancada

y con indicadores de rentabilidad deteriorados.

"Consideramos que hoy en día las cargas regulatorias que soporta

la industria son mayores a las de los demás países de la

OCDE, incluido Chile. El incremento que se ha publicado hoy

nos resta una mayor competitividad", detalló.

Revista Pesca agosto 2019 58


Asimismo, Aljovín indicó que será importante que se instale

una mesa técnica para discutir los temas de competitividad y

productividad del sector, "en un contexto donde además entendemos

que el Gobierno está por aprobar el Plan Nacional

de Productividad y Competitividad".

"Discrepamos del aumento porque no se ha considerado

un esquema que tenga en cuenta el punto de equilibrio en el

que la industria pesquera genera renta económica", concluyó.

Aljovín indica que las perspectivas de crecimiento del sector

pesquero son aún inciertas para el segundo semestre del año.

PERSPECTIVAS DEL SECTOR

La producción del sector pesquero ha mostrado una tendencia

negativa en lo que va del año. Esto va en línea con el escaso

crecimiento de la producción nacional, cuyo resultado en abril

fue de apenas 0,02%.

Respecto a lo que viene para el segundo semestre, Aljovín

indica que las perspectivas de crecimiento son inciertas. Ello

va a depender del nivel de cuota que se asigne para la segunda

temporada de pesca, "lo cual depende de las condiciones

del mar peruano y que es determinado por un ente autónomo

y técnico como es el IMARPE".

Sobre el impacto que tendrá en la segunda parte del 2019 el

aumento del precio de los derechos de pesca, Aljovín indicó

que lo ideal hubiera sido que la propuesta que diseñó la

propia SNP se diese una vez que la industria hubiese

obtenido renta, "lo cual ocurre con capturas anuales iguales

o superiores a de 4.6 TM, y no con un esquema como el que

se ha establecido", concluyó.

Fuente

En esta primera temporada de pesca se ha otorgado una cuota

de 2,1 millones de toneladas. La cuota fue afectada porque

en el verano el país experimentó un fenómeno de El Niño moderado.

https://elcomercio.pe/economia/peru/snp-nuevo-precioderechos-pesca-resta-competitividad-sector-noticia-654335

PRODUCE: “NUEVA TASA DE

DERECHOS DE PESCA NO AFECTA

RENTABILIDAD DE LA INDUSTRIA”

SELENE ROSALES

La viceministra de Pesca, María del Carmen Abregú,

considera que reclamos de la Sociedad Nacional de

Pesquería son una reacción natural ante el alza de este

derecho.

La viceministra de Pesca y Acuicultura, María del Carmen Abregú,

negó que la industria pesquera vea afectada su rentabilidad

por el incremento de la tasa de derecho de pesca de

anchoveta, que pasó de 0.25% a 0.43% del valor

FOB de la harina de pescado por tonelada métrica de anchoveta.

“De acuerdo con los cálculos técnicos que hemos expuesto

ambas partes, no estamos afectando su rentabilidad (con la

nueva tasa de derechos de pesca). Estamos alcanzando apenas

un 25% de la renta que les produce la extracción del recurso

anchoveta”, dijo ayer Abregú Báez a Gestion.pe.

Luego de conocer la nueva tasa de los derechos de pesca, la

Sociedad Nacional de Pesquería (SNP) expresó su disconformidad.

“No se ha considerado un esquema que tenga

en cuenta el punto de equilibrio en el que la industria pesquera

genere renta económica”, manifestó esta semana la presidenta

de la SNI, Cayetana Aljovín.

Asimismo, señaló que aún existe margen para que el Produce

revise las cargas regulatorias, como las relacionadas con

el sistema de control y vigilancia del sector que ahora, que en

su opinión podría asumir el ministerio debido al incremento de

la recaudación por derechos de pesca.

Con respecto a estos cuestionamientos, la viceministra de Pesca

manifestó: “Nosotros tomamos el comunicado de la Sociedad

Nacional de Pesquería como una reacción natural de cualquier

persona, natural o jurídica, a quien se le incrementa el

pago de algún tipo de derecho”.

Recordó que la tasa cobrada por derechos de pesca se mantu-

Revista Pesca agosto 2019 59


vo en 0.25% del valor FOB de la harina de pescado por tonelada

métrica de anchoveta en los últimos 10 años, y que finalmente

se actualizó su valor.

Como lo había señalado semanas atrás, cuando se encontraba

en discusión la tasa a fijar, el Produce tomó en cuenta los costos

de producción tanto de la SNP como de los armadores sujetos

a la Ley 26920. “Hemos tomado sus costos de producción

para, precisamente, tener el cuidado de no

afectar su rentabilidad", dijo Abregú.

Al ser consultada sobre el pedido de la SNP de evaluar la reducción

de otras cargas regulatorias impuestas a la industria,

Abregú respondió: “Ya hemos tomado en cuenta, para el otorgamiento

de esta tasa, todos los costos de producción. Ha

habido tres pre publicaciones (de la tasa) y el monto al que

hemos llegado es el menor de todos”.

Fuente

https://gestion.pe/economia/produce-nueva-tasa-derechos-pesca-afectarentabilidad-industria-272914

AJUSTES AL MODELO: SISTEMA DE

CUOTAS DE PESCA EN EL PERÚ

El 27 de junio de 2008 se promulgó el Decreto Legislativo No

1084, mal denominado ¨Ley sobre límites máximos de captura

por embarcación¨, el mismo que fue publicado el 28 de junio

del mismo año. Decimos, con justa razón ¨mal denominado

Ley sobre límites máximos de captura por embarcación¨, por

cuanto esta norma no sólo regula el sistema de cuotas individuales

de pesca, sustituyendo el régimen anterior de captura

global, sino que adicionalmente crea el Fondo de Compensación

para el Ordenamiento Pesquero (FONCOPES), destinado a

la solución de la jubilación de los trabajadores adscritos al sistema

vigente de pensiones aplicable a los tripulantes pesqueros

industriales; tipifica nuevas infracciones y sanciones, tipifica

nuevos delitos modificando el Código Penal, establece disposiciones

relativas al Rol del Estado en materia de Control y

Vigilancia en materia pesquera y su intervención como litis

consorte necesario en los procesos judiciales en los que el Ministerio

tiene interés, entre otras disposiciones.

4.1.1 Sistema de Cuotas Individuales de Pesca (CIP)

De acuerdo a lo previsto en el artículo 4 el ámbito de aplicación

del régimen establecido por la presente Ley comprende

exclusivamente a los recursos anchoveta y anchoveta blanca

destinado al Consumo Humano Indirecto, pero no se aplica a

la pesca para el consumo humano directo que estaba reservada

a la flota artesanal. Según Paredes (2013 pp. 95) esta dualidad

introduce distorsiones en el manejo de la pesquería y

constituye una fuente de problemas potencialmente crecientes

que deberá enfrentarse y resolverse en una segunda etapa de

la reforma.

Pero, cuál es el objetivo principal de esta norma. El artículo 1º

señala que ¨tiene por objeto establecer el mecanismo de ordenamiento

pesquero aplicable a la extracción de los recursos de

anchoveta y anchoveta blanca (engraulis ringens y anchoa

nasus) destinada al Consumo Humano Indirecto, con el fin de

mejorar las condiciones para su modernización y eficiencia;

promover su desarrollo sostenido como fuente de alimentación,

empleo e ingresos; y, asegurar un aprovechamiento responsable

de los recursos hidrobiológicos, en armonía con la

preservación del medio ambiente y la conservación de la biodiversidad.¨

Para la aplicación de este régimen se crean tres nuevos conceptos:

Límite Máximo Total de Captura Permisible (LMTCP). - El

LMTCP (artículo 2) es aquél que fija el Ministerio de la Producción

para cada temporada de pesca para Consumo Humano

Indirecto, sobre la base del informe científico de la biomasa de

dicho recurso preparado por el Instituto del Mar del Perú -

IMARPE

Porcentaje Máximo de Captura por Embarcación

(PMCE). - El PMCE (artículos 3 y 5) es el índice o alícuota atribuido

a cada embarcación determinado por el Ministerio sobre

la base de índices de participación por embarcación de acuerdo

al procedimiento a que se refiere la presente Ley y se calcula

dividiendo el índice de participación de dicha embarcación,

entre la suma total de índices de participación que corresponden

a todas las embarcaciones.

Límite Máximo de Captura por Embarcación (LMCE). El

LMCE (artículo 3) se determina multiplicando el Porcentaje

Máximo de Captura por Embarcación por el Límite Máximo

Total de Captura Permisible de anchoveta para el Consumo

Humano Indirecto determinado para cada temporada de pesca

Revista Pesca agosto 2019 60


y sólo se asignará a aquellas embarcaciones que cuenten con

permisos de pesca vigentes para desarrollar actividades extractivas

de dicho recurso en la fecha de entrada en vigencia

de la Ley.

Ahora bien, ¿cuál es el modelo de cuotas individuales de pesca

regulado en el Decreto Legislativo 1084? En principio, una de

las características del sistema de cuotas de pesca es su libre

transferibilidad y tal como lo señala HIDALGO (2002 p. 58) ¨al

ser las cuotas transferibles, se crea un mercado para el comercio

de las cuotas de modo que los recursos sean capturados

por las empresas más eficientes, que presenten costos más

bajos o les den un mayor valor agregado a las capturas realizadas,

quedando de lado aquellas ineficientes.

Adicionalmente, la existencia de un mercado de CIP establecerá

un precio que representará el valor presente del flujo de los

beneficios netos esperados por la captura de los recursos.

De esta forma, las empresas más eficientes tendrán incentivos

para adquirir más cuotas. ¨ Pero precisamente esta libre transferibilidad

trae como consecuencia la concentración de las cuotas

en unas pocas empresas lo cual genera desigualdades sociales

y no siempre es adecuado para la sostenibilidad del recurso.

En tal sentido Hidalgo (2002 p. 68) señala que ¨es posible

cierta gradualidad, y de hecho países como Chile han implementado

el sistema en forma gradual, partiendo de cuotas

temporales y/o cuotas no transferibles y culminando con cuotas

permanentes transferibles¨, mientras que en los casos en

los que se han implementado cuotas no transferibles el modelo

ha fracasado.

El modelo de CIP vigente en el Perú se encuentra regulado en

los artículos 6 al 9 del Decreto Legislativo No 1084 y se podría

catalogar como un modelo gradual y moderado cuyas principales

características son las siguientes:

1. El PMCE quedará ligado para todos los efectos al permiso

de pesca y a la embarcación que sirvieron de base para su

cálculo por lo que no puede ser transferido de manera independiente.

2. El PMCE puede ser asociado a otras embarcaciones del mismo

armador de manera definitiva solo si la embarcación que

sirvió de base para su cálculo haya sido desmantelada, dedicada

de manera definitiva a otra pesquería o que haya obtenido

una autorización de incremento de flota por sustitución de

igual volumen de capacidad de bodega de la flota existente.

3. En estos casos de sustitución de capacidad de bodega o

reasignación del PMCE, el armador deberá acreditar: (a) la

autorización del Acreedor que cuente con gravamen inscrito en

la partida registral de la o las embarcaciones involucradas; (b)

el pago de los beneficios económicos y de capacitación de los

trabajadores de su empresa y/o sus aportes al FONCOPES.

4. No procederá la asociación o incorporación en caso de verificarse

que los titulares de las embarcaciones pesqueras materia

de la misma cuentan con sanciones de multa o suspensión

pendientes en sede administrativa o judicial.

5. El LMCE asignado se mantiene vigente durante la temporada

correspondiente, salvo modificación de la Masa Global Permisible

de Captura que excepcionalmente autorice el Ministerio.

6. La fracción no capturada del LMCE dentro de una temporada,

no es transferible a las temporadas siguientes.

7. Previo al inicio de cada temporada, el titular de permiso de

pesca a quien se ha asignado un PMCE deberá nominar y notificar

al Ministerio, la relación de embarcaciones a través de las

cuales se desarrollarán las actividades extractivas en dicho

período.

8. Las embarcaciones nominadas deberán contar con permiso

de pesca vigente para los recursos de anchoveta y anchoveta

blanca para Consumo Humano Indirecto y con el Sistema de

Seguimiento Satelital – SISESAT.

9. Si durante cuatro (4) temporadas de pesca consecutivas el

porcentaje no capturado del LMCE supera el 20 % en cada

período, el índice de participación relativo del mismo será reajustado,

con arreglo al procedimiento establecido.

Pero ¿cuál ha sido el resultado de la aplicación de la

reforma en este tema?

En agosto de 2009 el Vice-Ministerio de Pesquería publicó el

Informe de implementación del sistema de Límites Máximos de

Captura por Embarcación en la pesquería de anchoveta peruana

Decreto Legislativo Nº 1084 correspondiente a la primera

temporada de pesca del año 2009, cuyas conclusiones son

bastante alentadoras:

Beneficios referidos a las labores de supervisión y sanción

• Saneamiento de la titularidad de los permisos de pesca

• Solución de la problemática subsistente relativa al pago de

derechos de pesca pendientes desde el año 2004

• Saneamiento del arqueo físico de la flota pesquera con una

definición concreta de la dimensión, en número y volumen, de

la misma.

• Adecuación de los sistemas administrativos al nuevo régimen

de pesca

• Simplificación del sistema sancionador a través de la adopción

de convenios de fiel Cumplimiento.

• Mayores ingresos por simplificación de los pagos de derechos

de pesca por embarcación.

• Simplificación del sistema de declaraciones juradas a través

del empleo de Internet

Revista Pesca agosto 2019 61


Beneficios ecosistémicos

• Menor presión sobre el recurso dado que la pesca se realizó

en 102 días, en lugar de 33 días de la primera temporada del

2008.

• Menor pesca de ejemplares juveniles:

• Reducción de infracciones por pesca de tallas menores.

• Reducción de 7,83 % de captura de juveniles en el año

2008 a 5,13 % en el 2009.

• Menor emisión de material contaminante por menor congestión

en los puertos de desembarque.

• Menor contaminación del mar por las plantas pesqueras debido

a mejor calidad de la materia prima que permite un mayor

aprovechamiento.

Beneficios económicos

• Incremento de los ingresos estimados de la flota de madera,

tanto por una mayor participación en la captura como por los

mejores precios recibidos por la anchoveta.

• Las empresas han racionalizado la utilización de plantas de

procesamiento priorizando las de mejor tecnología para la producción

de harina de mejor calidad.

Ello significa precios más altos para las exportaciones de harina.

• Se ha producido mejora en la productividad, debido a la menor

pérdida de sólidos.

Ello implica mayor eficiencia y un ahorro de cerca de 210 mil t

de anchoveta.

• Mayor producción de aceite de pescado de mejor calidad

(Omega 3) por la mejora de la calidad de la materia prima y

eficiencia en las recuperaciones. Apertura de nuevos mercados

para el aceite.

Beneficios sociales

• Reducción del número de embarcaciones siniestradas. Se

han producido solo 5 siniestros en esta primera temporada, lo

que significa mayor seguridad para los trabajadores.

• El número de infracciones por pesca dentro de las 5 millas se

ha reducido significativamente: de 1,443 infracciones de la

primera temporada del 2008 a solo 304 en el 2009. ¨50

En ese mismo sentido, Corporación Pesquera Inca (Copeinca)

en su memoria anual del año 2010 ha manifestado lo siguiente:

¨El sistema de cuotas individuales se implementó durante

la primera temporada de pesca y los resultados fueron considerablemente

positivos. La Empresa operó con menor cantidad

de activos, 30 embarcaciones de las 64 y 6 plantas de los 10,

y alcanzó un 15 % de participación de mercado de la captura

peruana de anchoveta. Las mejorías en calidad y eficiencia nos

permitieron producir 62 % de harina SD, cifra mayor al de 45

% SD que se ha estado produciendo en los últimos años¨51

En este punto. Paredes y Letona (2013 pp. 17-18) señalan

como aspecto positivo que luego de la implementación de la

reforma, el número de días de pesca se incrementó a más del

doble y el número de embarcaciones se redujo, lo que redujo

la “carrera olímpica” y facilitó la reducción de costos, permitiendo

mejorar la calidad de la anchoveta desembarcada y, por

lo tanto, de la harina producida, mejorando las utilidades de

las empresas dedicadas a esta actividad.

Sin embargo, como aspectos negativos de la reforma Paredes

y Letona (2013 p. 19) consideran que la introducción de cuotas

individuales de pesca acarreó algunos problemas de equidad,

relacionados principalmente a la distribución de los costos

y beneficios del nuevo régimen de acceso a la pesquería, así

como a los derechos de pesca que deberían pagarse por usufructuar

de una cuota individual sobre un recurso público. Además,

como ya se ha indicado ésta libre transferibilidad ha traído

como consecuencia la concentración de las cuotas en unas

pocas empresas lo cual ha generado desigualdades sociales.

Con respecto al posible impacto de la reforma sobre la sostenibilidad

del recurso Paredes y Letona (2013 pp. 19-20) advierten

que la nueva normativa habría generado incentivos perversos

que fomentarían el sub-reporte de los desembarques e,

incluso, el descarte de juveniles en el mar por lo que se evidencia

una alta percepción de corrupción que se refleja en

sistemas deficientes de supervisión, control y sanción. El nuevo

régimen de pesca y al aumento del precio de la harina de

pescado han aumentaron los incentivos para violar la regulación,

sub-reportando el volumen de los desembarques.

Para Paredes y Letona (2013 p. 20) un indicio de la mayor

actividad de sub-reporte se encuentra en la evolución del ratio

de conversión de pescado a harina y un indicio adicional de la

actividad de sub-reporte viene dado por la evolución de la eficiencia

reportada de la pesca de la flota industrial (ratio de

desembarque a capacidad de bodega) en especial cuando la

mayor reducción en la eficiencia reportada de pesca se observa

en los desembarques de las embarcaciones en plantas de la

misma empresa.54

En cuanto a lo señalado en el Informe del Vice Ministerio de

Pesquería, que con la reforma la captura de juveniles se ha

logrado reducir de 7,83 % en el año 2008 a 5,13 % en el

2009, Paredes y Letona (2013 pp. 30-31) sostienen que con la

tecnología comercial disponible en la actualidad, el patrón de

una nave no puede detectar, antes de la captura, sí en el cardumen

de anchoveta existe o no ejemplares juveniles, mucho

menos en qué proporción. Por ellos se preguntan cómo es que

este logro tan importante se haya producido sin que haya mediado

de por medio un cambio tecnológico que permitiese

identificar las tallas de la biomasa a ser pescada. Las autorida-

Revista Pesca agosto 2019 62


des tampoco investigaron por qué es que los desembarques

de juveniles se presentaron recién al final de la temporada.

La evolución del precio de la harina y aceite de pescado, que

han presentado un incremento interesante durante la primera

temporada de pesca del año 2009 tal como se puede advertir

en la Tabla 12 que se muestra a continuación, es una razón

adicional que bien podría incentivar los descartes de juveniles

en el mar, con el consecuente menor desembarque de juveniles

(pero incrementando el daño ecológico y minando aún más

la sostenibilidad) Paredes y Letona (2013 pp. 31-32)

Fuente

David López Trelles

López, D. (2015). El régimen de ordenamiento pesquero de la anchoveta

(Engraulis ringens) en el Perú y su impacto en la sostenibilidad

del recurso (Tesis de Maestría en Gestión y Auditorías Ambientales).

Universidad de Piura. Facultad de Ingeniería. Piura, Perú.

NOTA DE PESCA

Los trabajadores de la industria manifiestan que se ha dejado

de lado el aporte al fondo de jubilación de los pescadores.

Otros comentarios muestran disconformidad por la nueva

tasa, sobre la cual expresan que es muy baja y que debería

ser mayor.

Finalmente, todos los afectados, directa o indirectamente, se

expresan y opinan libremente, sin que se puedan atribuir la

propiedad de la única verdad, puesto que no existe una verdad

absoluta.

El Ministerio de la Producción ha actuado estrictamente dentro

del marco legal vigente y ha sido totalmente abierto al

haber sostenido muchas reuniones técnicas con todos los

gremios involucrados, como nunca antes había ocurrido en

la toma de decisiones de esta naturaleza. Su decisión ha sido

tomada en el marco legal y actuando con ponderación y

equilibrio entre las necesidades del sector, de los administrados

y también del país, que finalmente es el único propietario

de la anchoveta y de todos los recursos pesqueros.

Los aspectos de seguridad social no forman parte de los derechos

de pesca, por lo cual tampoco deberían mezclarse en

este asunto. No corresponde mezclar temas de naturaleza

laboral con derechos de pesca. El aporte del US$1.95 no es

materia de discusión puesto que la normatividad vigente no

permite utilizar los derechos de pesca para fines de seguridad

social ni de jubilación. En junio de 2018 terminó la vigencia

de dicho aporte, por lo cual ya no es materia de discusión

en el contexto de los derechos de pesca.

Quienes expresan que se está cobrando demasiado barato

por la extracción de anchoveta y son enemigos de la industria

reductora de harina de pescado, no aceptan ni aceptarán

la existencia misma de esta industria; por lo cual toda norma

referida a la misma será siempre criticada. El punto es que

es una industria que representa un importante factor en la

economía del país. Que haya disconformidad con varios aspectos

de la misma es un tema diferente.

Al final, después de once años de congelamiento de la tasa

de los derechos de pesca de anchoveta para CHI, con el beneplácito

de unos y el disgusto de otros, el Estado elevó los

mismos de 0.25% a 0.43% del valor FOB de la harina de

pescado.

El Ministerio de la Producción es el obligado a regular la pesquería,

y es lo que ha hecho. Los peces no pueden ser gratis.

Siendo la Nación la propietaria de los recursos naturales,

no puede entregarlos para su explotación y lucro en forma

gratuita. La normatividad vigente establece los procedimientos

para asignarles un valor y que el mismo sea cobrado por

el Estado en su legítimo rol de administrador de los recursos

naturales.

La dificultad está en establecer con precisión el precio de ese

derecho de pesca de forma que ni sea tan grande que acabe

con la explotación ni tan pequeño que no haga partícipe del

negocio al país. La nueva tasa pretende ser un punto justo

entre la empresa y la Nación dado que el Estado debe participar

en forma justa y equitativa no solamente en la rentabilidad

del negocio, sino que, además, debe ser resarcido por

los impactos que la pesquería causa sobre el ecosistema y el

medio ambiente, los cuales son independientes de la rentabilidad

del negocio.

El Estado ha actuado y actúa dentro de las atribuciones que

le da el marco normativo vigente.

EL APORTE SOCIAL DE LA INDUSTRA PESQUERA

En 2008, en el DL 1084 se creó un aporte social de US$ 1,95

por TM por 10 años, a ser realizado por las plantas pesqueras

para construir un fondo destinado a apoyar la solución

definitiva de la jubilación de los pescadores.

PRIMERA DISPOSICIÓN FINAL DEL DL 1084

Créase un aporte social de carácter temporal a un fondo intangible

destinado a apoyar la solución definitiva de la jubilación

de quienes están actualmente adscritos al sistema vigente

de pensiones aplicable a los tripulantes pesqueros industriales.

Revista Pesca agosto 2019 63


Dicho aporte será de cargo y deberá ser efectuado por los

titulares de los establecimientos industriales pesqueros para

Consumo Humano Indirecto.

El aporte social será equivalente a US$ 1.95 por TM de pescado

descargado en dichos establecimientos.

Tendrá una duración máxima de diez (10) años a partir de la

fecha de entrada en vigencia del presente dispositivo y se

aplicará en tanto el régimen establecido en la presente Ley

permanezca vigente.

Durante el período de vigencia del aporte social obligatorio

se mantendrá sin alteración el monto y la forma de cálculo

de los Derechos de Pesca por concepto de extracción de los

recursos hidrobiológicos destinados al Consumo Humano

Indirecto aprobados mediante el Decreto Supremo Nº 024-

2006-PRODUCE.

Los recursos que se recauden por dicho aporte se mantendrán

en un Fideicomiso de Administración que se encontrará

a cargo de la misma entidad fiduciaria designada para administrar

los recursos del FONCOPES.

La entidad fiduciaria sólo pondrá los aportes recibidos a disposición

de la entidad encargada de administrar el sistema

de pensiones aplicable a los tripulantes pesqueros industriales

una vez que culmine el proceso de reforma integral del

mismo y siempre que se demuestre su sostenibilidad en el

tiempo, situación que será debidamente declarada como tal,

mediante norma dictada por el Poder Ejecutivo.

El monto del aporte se determina con base al volumen total

de la descarga por embarcación declarada por los establecimientos

industriales pesqueros. Mediante Reglamento se

determina el mecanismo para la autoliquidación del aporte,

la forma y oportunidad de pago del aporte, el procedimiento

para acreditar la cancelación del mismo, así como el contenido

mínimo de la Liquidación para Cobranza que emita la entidad

Fiduciaria.

La Liquidación para Cobranza del aporte social impago que

emita la entidad Fiduciaria designada constituye título ejecutivo

conforme con lo dispuesto en el Artículo 693 del Código

Procesal Civil.

Para este efecto se creó un fideicomiso en el Scotiabank.

LO QUE OCURRIO EN 2013

En marzo de 2013 se aprobó la Ley N° 30003, que regula el

Régimen Especial de Seguridad Social para los Trabajadores

y Pensionistas Pesqueros. Esta Ley tiene por finalidad facilitar

el acceso de los trabajadores y pensionistas pesqueros a

la seguridad social y disponer medidas extraordinarias para

los trabajadores pesqueros y pensionistas comprendidos en

la Resolución SBS 14707­-2010, que declara la disolución de

la Caja de Beneficios y Seguridad Social del Pescador y dispone

iniciar proceso de liquidación integral.

Esta Ley estableció que los trabajadores pesqueros activos

podían afiliarse a la ONP o a una AFP, y que los trabajadores

pasivos que quedaron sin pensión podrían percibir una prestación

económica (transferencia Directa al Ex pescador, que

no tiene la naturaleza de pensión). A partir de la fecha de

entrada en vigencia de la Ley, queda sin efecto la función de

la CBSSP de otorgar pensión de jubilación, viudez, orfandad

o invalidez.

También esta Ley estableció un aporte adicional de US$ 1.40

por TM de los recursos hidrobiológicos capturados y destinados

al CHI o al CHD, para las embarcaciones pesqueras de

mayor escala a partir de abril de 2013. Este es un aporte

que deben realizar los armadores en forma adicional al

US1.95 ya existente en ese momento. Esto implicó que entre

2014, que entró en vigencia la ley y junio de 2018 que finaliza

el aporte del US1.95, la industria asumió dos pagos o

aportaciones que no tenía antes de la promulgación del DL

1084 en 2008.

Es a partir de junio de 2018 y hasta la fecha que estos aportes

se reducen a lo que manda la Ley 30003, reduciendo lo

que podría denominarse sobrecostos laborales.

La Segunda Disposición Complementaria Modificatoria de la

Ley N° 30115, Ley de Equilibrio Financiero del Presupuesto

del Sector Público para el año fiscal 2014, modifica el artículo

31 de la Ley N° 30003, el cual establece que el aporte

obligatorio de determinación mensual de los armadores de

embarcaciones pesqueras de mayor escala, a favor del Fondo

Extraordinario del Pescador, equivale a S/. 3,92 (Tres y

92/100 Nuevos Soles) por cada tonelada métrica de los recursos

hidrobiológicos capturados y destinados al consumo

humano indirecto o directo en el mes respectivo.

Las empresas industriales pesqueras receptoras de la pesca

proveniente de las embarcaciones de mayor escala deberán

retener el aporte obligatorio a que se refiere el artículo 23

del reglamento. Una vez que las mencionadas empresas

cumplan con la retención del aporte obligatorio, deberán

declararlo y pagarlo mensualmente a la SUNAT, en la forma,

plazo y condiciones que se establezcan mediante Resolución

de la SUNAT.

Mediante esta Ley N° 30003 se establece que este aporte

social constituye un recurso del Fondo Extraordinario del

Pescador – FEP cuyo objeto es financiar la Pensión de Rescate

Complementaria, la Transferencia Directa al Ex pescador y

el Régimen Especial de Pensiones para los Trabajadores Pesqueros,

los que deben ser administrados por la ONP.

Luego de culminado el proceso de reforma integral del Régi-

Revista Pesca agosto 2019 64


men Especial de Seguridad Social para los Trabajadores y

Pensionistas Pesqueros, declárese la sostenibilidad financiera

del REP y autorícese la transferencia de los recursos del Fideicomiso

de Administración a que se refiere la Primera Disposición

Final del Decreto Legislativo N° 1084, a cargo de la

entidad fiduciaria encargada, a favor del FEP a través del

FCR, a partir de la fecha de entrada en vigencia de la Ley. La

entidad fiduciaria transfiere los recursos señalados hasta

cumplir con el plazo señalado en el segundo párrafo de la

disposición final señalada en el párrafo anterior.

Por efecto de esta norma, el aporte de los US$1.95 existente

en el fideicomiso del Scotiabank fue transferido al Fondo

Consolidado de Reservas Previsionales (FCR) en 2014, dado

que la aprobación del reglamento de esta ley se dio mediante

el DS Nº 007-2014-EF de fecha 15 de enero de 2014. Pero

no se estableció en la Ley 30003 ni en su reglamento,

cómo se continuaría el aporte del US$1.95 establecido por el

DL 1084 por diez años, o sea hasta el 2018.

La RS 027-204-SUNAT del 20 de enero de 2014 dictó instrucciones

y procedimientos para la recaudación de los aportes

dispuestos por la Ley 30003; pero no mencionó nada

sobre el aporte de los US$1.95.

LO QUE OCURRIO EN 2018

Al mes de marzo de 2018 dicho aporte seguía vigente pues

la norma no fue derogada, sin embargo, su recaudación dejó

de realizarse desde febrero del 2014 puesto que se cerró el

fideicomiso y no se emitió ninguna norma que establezca el

procedimiento para continuar depositando los aportes, ni

dónde hacerlo.

Es recién el 5 de abril de 2018 que se emite la Resolución de

Superintendencia N° 093-2018/Sunat, en la que la entidad

recaudadora fija la forma, plazo y condiciones para el pago

de dicho aporte creado en la primera disposición final del D.

Leg. Nº 1084, Ley sobre Límites Máximos de Captura por

Embarcación, y cuya recaudación compete a la Sunat, conforme

a lo dispuesto en el D. S. Nº 289-2017-EF.

Esto en la medida en que aquel aporte constituye parte de

los recursos del Fondo Extraordinario del Pescador (FEP),

creado para efectos del mantenimiento del Régimen especial

de seguridad social para los trabajadores y pensionistas pesqueros.

Por tanto, la Sunat fijó los lineamientos procedimentales para

que los titulares de los establecimientos industriales pesqueros

para consumo humano indirecto cumplan con pagar

el aporte social temporal equivalente a 1.95 dólares americanos

por tonelada métrica de pescado descargado en dichos

locales: Los titulares de aquellos establecimientos deberían

Fuente

Establecen la forma, plazo y condiciones para el pago del

aporte social a que se refiere el inciso a) del artículo 32 de la

Ley Nº 30003 RESOLUCIÓN DE SUPERINTENDENCIA Nº 093

-2018/SUNAT

Fuente

pagar el citado aporte correspondiente a las descargas acumuladas

de un mes calendario entre el décimo quinto y el

último día hábil del mes siguiente de realizadas tales descargas.

http://www.elperuano.pe/noticia-sunat-precisa-lineamientos-parapago-del-aporte-social-65733.aspx

https://busquedas.elperuano.pe/download/url/establecen-la-forma-

plazo-y-condiciones-para-el-pago-del-ap-resolucion-no-093-

2018sunat-1634525-1

El aporte solidario para la solución a la problemática de los

jubilados pesqueros, dado que la Caja de Beneficios y Seguridad

Social del Pescador estaba en situación de insolvencia

y tenía aproximadamente 8,000 pensionistas perjudicados,

contempló que la Industria pesquera asumía la solución de

esta problemática mediante:

• Aporte equivalente a US$ 1.95 por TM de pescado descargado,

por 10 años de acuerdo al DL 1084.

• Aporte permanente de S/ 3.92, de acuerdo a la Ley 30003,

que transfiere el fideicomiso establecido en la norma anterior

y crea el REP.

Fuente

http://www.fpas.pe/wp-content/uploads/La-cuota-de-pesca-deanchoveta-en-el-Peru%CC%81.pdf

La creación del fondo fue introducida en la primera disposición

final transcrita párrafos anteriores.

“El Informe técnico preparado por Apoyo Consultoría para

sustentar el DL 1084 no hace ninguna referencia al tema e

jubilación o aportes al fondo de jubilación.

Este documento fue solicitado a APOYO Consultoría por el

Ministerio de la Producción del Perú. En concordancia con el

código de ética del Grupo APOYO, refleja una opinión independiente.

El trabajo discute la conveniencia de aplicar un

sistema de Límites Máximos de Captura por Embarcación

(LMCE) a la pesquería de anchoveta y propone un esquema

de compensación al cual se podrían acoger voluntariamente

los trabajadores del sector”

Estudio de Apoyo

https://www.foncopes.com.pe/wp-content/uploads/2017/12/

Estudio-APOYO-FONCOPES.pdf

LO QUE OCURRIO EN 2019

Se evidencia la voluntad política expresada en el DL 1084 de

crear un fondo intangible para pensiones de los tripulantes y

Revista Pesca agosto 2019 65


que vino aportándose hasta junio de 2018, fecha en la cual,

por mandato expreso de la misma ley, finalizó su vigencia

por cuanto fue establecido que era de naturaleza temporal y

no permanente. Habiendo finalizado la vigencia del aporte

establecido en el DL 1084, solo queda como aporte social

extraordinario al Régimen Especial de Seguridad Social de

los Pescadores, la tasa de S/.3.92 por TM establecida en la

ley 30003.

En virtud a lo expuesto, los derechos de pesca para la anchoveta

destinada al CHI, han sido incrementados a partir

de la segunda temporada de 2019 y tienen su propio marco

normativo en el Reglamento de la Ley General de Pesca que

dice en su artículo 3, que los recursos hidrobiológicos, por su

condición de bienes patrimoniales de la Nación, son administrados

por el Estado, el que debe participar en los beneficios

producidos por su aprovechamiento; señalándose además

que los gastos que el Estado efectúa para garantizar la conservación

y aprovechamiento responsable de los recursos

hidrobiológicos, incluidos los costos de investigación, vigilancia,

control y planeamiento del desarrollo de las pesquerías,

constituyen parte de los costos de explotación de los recursos

renovables y, consecuentemente, son cubiertos con el

pago de los derechos de pesca y de los derechos por el

aprovechamiento de concesiones acuícolas y mediante otros

mecanismos de financiamiento, los que pueden incluir recursos

provenientes del sector privado.

No menciona que pueden ser utilizados en aportaciones sociales,

ni de jubilación, ni laborales.

Existen problemas laborales pendientes, sí; pero deben tratarse

en el marco de competencia correspondiente.

SE TRABAJARON EN LA MESA

EJECUTIVA ACUÍCOLA

Emiten hasta cinco medidas para el desarrollo acuícola,

¿de qué trata cada norma?

En los siguientes meses se viene otras medidas como

son la implementación de un sistema de inspección y

certificación por procesos; la mejora y facilitación de la

gestión y los trámites, entre otros.

En el marco de la estrategia de Gobierno de impulsar y

promocionar los sectores con alto potencial productivo,

tras su aprobación en el Consejo de Ministros, se han

publicado un conjunto de medidas orientadas a potenciar

la actividad de acuicultura.

Estas medidas son resultado del trabajo de la Mesa Ejecutiva

Acuícola del Ministerio de Economía y Finanzas

(MEF), una de las ocho mesas ejecutivas que reúnen al

sector público y privado, con el objetivo de promover en

forma articulada la diversificación productiva.

La citada Mesa Ejecutiva reúne el esfuerzo y compromiso

del Ministerio de la Producción (Produce), el Organismo

Nacional de Sanidad Pesquera (Sanipes), OEFA, Superintendencia

Nacional de Fiscalización Laboral

(Sunafil), DICAPI gremios y asociaciones privadas.

Las medidas acuícolas se centran en seis ejes: fortalecimiento

de la autoridad sanitaria; regulación que garantice

el cumplimiento de estándares de sanidad, inocuidad,

ambientales y de calidad de nuestros productos; escalar

y abrir nuevos mercados para las exportaciones acuícolas;

impulsar la gestión y articulación interinstitucional;

proporcionar apoyo tecnológico e innovación en especial

para las micro y pequeñas empresas; e infraestructura.

Normas claves

Entre estas normas, se publicó hace unos días se ubica

el reglamento de la Ley General del Sanipes, que convertirá

a esta institución en una entidad de alto nivel y

de calidad, que se ubicará a la par de las principales

agencias fitosanitarias del mundo.

Para ello, se fortalece su marco jurídico y sumado a medidas

de gestión, capacidad, operatividad y equipamiento,

permitirá asegurar una fiscalización oportuna y eficiente

que garantice la sanidad e inocuidad de las exportaciones

de recursos y productos hidrobiológicos perua-

Revista Pesca agosto 2019 66


nos en el mundo.

De otro lado, se realizó la notificación internacional de

dos normas claves para el sector: una sobre la sanidad,

certificación y registro sanitario de los recursos y productos

hidrobiológicos, alimentos y productos veterinarios

de uso en acuicultura; y, otra acerca de la Habilitación

Sanitaria de las Infraestructuras Pesqueras y Acuícolas.

Estas brindarán al Sanipes un marco jurídico para

regular los aspectos de sanidad en las infraestructuras

pesqueras y acuícolas, y fortalecerá el marco normativo

para la habilitación sanitaria.

También, se pre publicó el protocolo de inspección en

seguridad y salud en el trabajo para la acuicultura, a fin

de que la Sunafil realizar inspecciones y fiscalizaciones,

con medidas y condiciones acordes a la realidad y especialidad

del sector, brindando predictibilidad a los trabajadores

y empresarios.

Además, la Dirección General de Capitanías y Guardacostas

ha pre publicado la propuesta de norma para la

aprobación del diseño, construcción y registro de matrícula

de balsas acuícolas, lo que permitirá distinguir entre

lo que constituye artefactos flotantes de pesca y los que

son de acuicultura; es decir, se proporcionan criterios ad

hoc a la realidad y especialidad acuícola.

Asimismo, se iniciaron las acciones para la implementación

de la Ventanilla Única de Acuicultura, para lo cual

se emitió la resolución ministerial que designa al órgano

responsable de adecuar los procedimientos, trámites,

documentos institucionales y de gestión y coordinar las

acciones correspondientes por parte del Ministerio de

Producción.

En los próximos días -en tanto- se dará a conocer

el reglamento de Gestión Ambiental de Pesca y Acuicultura

que garantizará el cumplimiento de estándares ambientales

en todas las categorías productivas, con miras

a reducir la informalidad e impulsar el desarrollo de los

más pequeños.

Mercado potencial

El desempeño positivo mostrado por las exportaciones

de productos acuícolas en los últimos años refleja el

enorme potencial de este sector, de acuerdo a datos del

Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Actualmente, se ha logrado la apertura del mercado

chino para algunos productos peruanos, entre los que

destaca el langostino. En agosto de 2018 se enviaron los

primeros embarques de langostinos a China y hasta

mayo de 2019 hemos exportado cerca de 3 millones

de TM.

China es un mercado que, solo en el 2017, importó 63

mil toneladas de toneladas de langostinos, dado ese potencial

la ministra de la Producción, Rocío Barrios, liderará

una delegación que visitará ese país en agosto, para

abordar un MOU cuyo objetivo será incrementar nuestras

exportaciones.

De igual modo, se ha conseguido la apertura del mercado

australiano y se viene trabajando de la mano del sector

privado para que los langostinos peruanos puedan

ingresar a Brasil, por ello los días 14, 15 y 16 de agosto

vendrá una comitiva brasileña a Tumbes y a Piura.

Al conjunto de medidas se sumarán -anotó el MEF- a

otras en los siguientes meses, como son la implementación

de un sistema de inspección y certificación por procesos;

la mejora y facilitación de la gestión y los trámites

de las exportaciones acuícolas; el ordenamiento ambiental

de los centros de cultivo; la transformación sectorial

del Sanipes; y, el fortalecimiento y operatividad de

los Centros de Innovación Tecnológica y de los laboratorios

de soporte.

Fuente

https://gestion.pe/economia/emiten-cinco-medidasdesarrollo-acuicola-trata-norma-273833

Revista Pesca agosto 2019 67


LEGALIZACIÓN DE LA FLOTA DE

MADERA Y SU INFLUENCIA

Después de la desaparición de la sardina en los años 90 y la recuperación

de la anchoveta, los pescadores de la zona norte del país que se

dedicaban a la pesca de sardina, empleando embarcaciones de madera

conocidas como ¨vikingas¨ iniciaron una nueva etapa de negocio abasteciendo

de anchoveta para la industria de la harina de pescado17. Es

así que en el año 1998, a pesar de que la Resolución Ministerial No. 781-

97-PE de fecha 3 de diciembre de 1997, había declarado a los recursos

anchoveta y sardina como plenamente explotados, mediante la Ley No.

26920 estas embarcaciones vikingas fueron formalizadas obteniendo su

permiso de pesca.

Con esta norma, Paredes y Letona (2013 pp. 17) afirman que se abrió

una puerta, a efecto de que las embarcaciones de madera de entre 32.6

m3 hasta 110 m3 de capacidad de bodega -denominadas “vikingas”-

solicitasen directamente, el permiso de pesca de anchoveta para consumo

humano indirecto, con la sola presentación de determinados requisitos

documentales y una inspección de la nave.18

vencido también el 23 de enero de 2003, alegando que la administración

ha vulnerado su derecho al debido procedimiento y su derecho de petición

el cual debió ser atendido, lo cual en la mayoría de los casos no era

cierto puesto los armadores no acreditaban haber subsanado los requisitos

dentro del plazo concedido, ni tampoco interpusieron los recursos

administrativos contra lo que consideraron una arbitrariedad de la administración,

dentro de los 15 días de ocurrido este hecho y esperaron

varios años para pretender sorprender a la administración con un ejercicio

abusivo del derecho de petición, por lo que resultaba aplicable el art.

103 de la misma carta magna que consagra que ¨la Constitución no

ampara el abuso del derecho.¨ Sin embargo, varios centenares de casos

como estos aún se ventilan en el poder judicial.

Dentro de este contexto, en la Tabla 2 se muestra los permisos de pesca

otorgados por el Ministerio de la Producción para embarcaciones de

madera entre los años 2003 y 2013 son los siguientes:

Paredes y Gutiérrez (2008 pp. 17) consideran que la prolongación de la

vigencia de esta norma, permitió que el número de embarcaciones que

debían formalizarse se eleve de 82 embarcaciones en 1998 a cerca de

600 en el 2003, mientras que su capacidad de bodega se incrementó en

casi nueve veces durante el mismo periodo y representaba aproximadamente

el 15 % del total de la capacidad de bodega de la flota peruana;

e incluso señalan que hoy existen solicitudes vinculadas a esta Ley que

vienen siendo evaluadas en PRODUCE por mandato expreso de jueces,

que no hacen sino agravar la situación.

Luego, Paredes y Gutiérrez (2008 pp. 25) precisan que resulta paradójico

que este crecimiento se dio en un contexto en que se aprobaron normas

para formalizar y ponerle un coto al crecimiento de la flota informal

destinada a la pesca para CHI (Consumo Humano Industrial), dado que

la Ley N°. 26920 y las ampliaciones para el registro de la flota vikinga,

permitieron que el número de embarcaciones ilegales que se estaba

legalizando creciese de manera desmesurada, lo cual fue claramente en

contra del espíritu de la ley y se vio facilitado por diversos artificios administrativos

y legales que podrían estar vinculados a actos de corrupción.

Sin embargo, de mi experiencia personal en la Procuraduría Pública del

Ministerio de Producción, puedo dar fe que lo que realmente sucedió es

que, de acuerdo a lo establecido en la Resolución Ministerial N° 130-

2002-PRODUCE, el plazo para interponer la solicitud de permiso de pesca

al amparo de la Ley No. 26920 era de noventa (90) días calendarios,

contados a partir del día siguiente de la publicación de la dicha norma,

es decir, el plazo vencía indefectiblemente el 21 de enero de 2003 y

muchos armadores que se confiaron y esperaron a última hora, presentaron

sus solicitudes incompletas y no las subsanaron dentro del plazo

legal de dos días correspondiente, lo que determinó que su solicitud se

tenga por no presentada. Estos mismos armadores dejaron pasar varios

años para pedir nuevamente a la administración que evalúe su solicitud

primigenia, a pesar de que sabían perfectamente que el plazo para acogerse

a los alcances de la Ley 26920 había vencido indefectiblemente el

21 de enero de 2003 y el plazo para subsanar cualquier omisión había

De este cuadro podemos sacar las siguientes conclusiones: 1) Que a

través de la Ley 26920 se consiguió la legalización de 213 embarcaciones

más de madera que significan un total de 20,029.11 m3 de capacidad

de bodega, que incrementaron significativamente el esfuerzo pesquero.

2) Que de esas 213 embarcaciones, 60 de ellas, es decir el 28 %,

obtuvieron su permiso de pesca a través de una medida cautelar, lo que

en si revela una intromisión innecesaria del Poder Judicial en la adjudicación

de permisos de pesca lo cual es una competencia exclusiva de la

administración, esto es, del Ministerio de la Producción. 3) Que este 28

% equivale a 5,608.12 m3 de capacidad de bodega que excedían la cuota

formal establecida por el Ministerio de la Producción, en base a las

recomendaciones del IMARPE, por lo que el impacto en la sostenibilidad

del recurso, de estos permisos obtenidos irregularmente, viene reflejado

en el tiempo que estas medidas cautelares estuvieron vigentes.

Por: David López Trelles

Fuente: López, D. (2015). El régimen de ordenamiento pesquero de

la anchoveta (Engraulis ringens) en el Perú y su impacto en la sostenibilidad

del recurso (Tesis de Maestría en Gestión y Auditorías Ambientales).

Universidad de Piura. Facultad de Ingeniería. Piura, Perú.

Revista Pesca agosto 2019 68


FACTORES ECONÓMICOS:

REORGANIZACIONES DE LAS

EMPRESAS PESQUERAS

Por David López Trelles

Tal como lo señaláramos en el punto 3.1 con el vertiginoso

incremento de los precios de la harina y aceite de pescado y la

ola de fusiones y adquisiciones sin precedentes en el sector

desde los años 2006, el Grupo Brescia, que adquirió la empresa

pesquera SIPESA, se consolidó ya que contaba con una

extensa flota y con plantas a lo largo de todo el litoral y a mediados

del año 2007 contaba con 18 plantas de harina ubicadas

en todo el litoral y con una flota de más de 80 embarcaciones

industriales, con una capacidad total de bodega aproximada

de 28,000 m3. Corporación Pesquera Inca (COPEINCA)

quien, con financiamiento y capitales europeos, también se

consolidó adquiriendo las siguientes empresas pesqueras: Pesquera

Jadrán, Pesquera Ribar, Fish Protein, Pesquera Newton,

Pacific Fishing Bussiness, Pesquera San Fermín y Pesquera

Industrial El Angel-PIANGESA, valorizadas en más de US$360

millones. COPEINCA, con 11 plantas, 67 embarcaciones y una

capacidad de bodega de más de 22,000 m3, convirtiéndose en

la segunda empresa harinera del Perú.

Es así que a fines del año 2007, según paredes (2010 p. 11) la

flota anchovetera peruana estaba conformada por 1.178 embarcaciones,

con más de 210.000 metros cúbicos de capacidad

de bodega; y la industria pesquera estaba conformada por 145

plantas productoras de harina y aceite de pescado, con una

capacidad total de procesamiento de 8.909 toneladas por hora

(t/h). Las siete empresas pesqueras más importantes concentraban

dos tercios de la capacidad de bodega de la flota de

acero dedicada a la pesca de anchoveta y más del 70 % de la

capacidad de procesamiento de la industria. Para poder apreciar

la magnitud del exceso de la capacidad instalada de la

industria, debemos señalar que los desembarques totales de

anchoveta promediaron 6,02 millones de toneladas entre los

años 2006-2008.

Los otros procesos de adquisiciones y fusiones importantes

que se dieron durante este periodo, los de Pesquera Hayduk

que llegó a tener 9 plantas y una capacidad de bodega cercana

a 15000 TM; el de CFG Investment, subsidiaria de China

Fishery Group, que llegó a tener 7 plantas y 18 embarcaciones;

y también el de Pesquera Diamante que adquirió Corporación

Malla y la Pesquera Polar, y, en asociación con Austral

Group, adquirió Corporación del Mar.

Este proceso de consolidación y fusiones de los años 2006 y

2007, equivalente a US$ 1,000 millones en adquisiciones, llevó

a que siete grandes grupos concentren el 70 % de la producción

nacional de harina de pescado, tal como se muestra en el

Tabla 11 que presentamos a continuación:

Factores políticos

La reorganización de las empresas pesqueras y la ola de fusiones

y adquisiciones ocurrida a partir del año 2006 trajo consigo

la necesidad de consolidar la hegemonía de las principales

empresas pesqueras. Entre los actores sociales que intervienen

en la pesquería de la anchoveta, la Sociedad Nacional de

Pesquería cobra una enorme importancia.

En abril de 2007, el precio de la harina de anchoveta había

aumentado a mil dólares por tonelada. Poco tiempo después

llegó a los mil 500 dólares la tonelada. Los empresarios más

importantes del sector pusieron en marcha un plan para proteger

su negocio regulando el altamente rentable sector.

Esta vez, las compañías pesqueras contrataron a la conocida

empresa Apoyo Consultoría para que hiciera un informe técnico

que estableció el nuevo régimen que quedaría plasmado en

el Decreto Legislativo No 1084.

IDL-Reporteros tuvo acceso a fuentes del sector empresarial

y del Ministerio que confirmaron que los consultores de Apoyo

actuaron en momentos claves de la elaboración y defensa del

Revista Pesca agosto 2019 69


decreto como asesores del entonces titular del sector, Rafael

Rey. ¨En ese escenario, en 2007 el Ministerio de la Producción

empezó a discutir primero con los empresarios el cambio del

sistema de pesca mediante la asignación de una cuota fija a

cada nave autorizada, una propuesta que en los 90 comenzó a

debatirse por primera vez en el país pero sin resultados. ¨42

42 En: ¨Olor a Pescado¨ Entrevista de Milagros Salazar, publicada

en 23 de julio de 2011 en la Revista IDL Reporteros. En

esta entrevista Gianfranco Castagnola, presidente ejecutivo de

Apoyo Consultoría, quien además de líder de Apoyo es miembro

del directorio de Austral, una de las empresas favorecidas

con la norma; aseguró que para los empresarios era muy importante

que Rey aceptara la contratación de Apoyo para seguir

adelante. Asimismo Rey admitió en entrevista telefónica

con IDL-R que se reunió con Apoyo desde los inicios de la

elaboración del estudio, pero además señaló que fue él quien

convocó a Castagnola y su equipo para darles “el encargo” de hacer

el informe y que recién luego ellos buscaron el financiamiento con

los empresarios. Extraña manera de conseguir asesoramiento

por parte del ministro. “Dijeron que conseguirían la forma de

cubrir los gastos y lo pagaron los empresarios. Yo no quise

enterarme quién pagaba justamente para no atarme de manos”,

aseguró Rey tras aceptar que conversó con los gerentes

de las empresas que financiaron el estudio, pero que evitó

saber sus nombres. ¿Es posible que un ministro se reúna con

los representantes de las compañías más importantes del sector

sin saber cómo se llaman? Entre diciembre de 2007 y

enero de 2008, Apoyo presentó a Rey la primera versión del

estudio y, según Castagnola, poco tiempo después el ministro

le pidió que lo acompañara a sustentar el proyecto en reuniones

con los sindicatos y otros actores que debían opinar sobre

la norma. Esta Entrevista está disponible en :

https://idl-reporteros.pe/olor-a-pescado/

Las compañías que pagaron a Apoyo fueron Tecnológica de

Alimentos S.A (Tasa), Corporación Pesquera Inca (Copeinca),

Austral Group, Pesquera Diamante, Hayduk y Exalmar; estas

empresas concentraban más del 60 % de los derechos de pesca

y en los hechos dirigieron la elaboración de una ley que iba

a regir la repartición de cuotas millonarias de pesca por una

década. Rey aceptó esa posición de privilegio de las compañías

pese a que la situación exigía una extrema imparcialidad

del Estado. En ese mismo sentido PAREDES (2013 pp. 126)

señala que el hecho de que la Primera Disposición Final del

Decreto Legislativo 1084, disponga que la tasa de derecho de

pesca no se podrá modificar por un periodo de 10 años (pese

a que la misma norma incrementaba considerablemente la

renta sobre el recurso) es una clara muestra que esta norma

no solo fue promovida por el sector privado sino que este participó

activamente en su elaboración, por lo que considera necesario

que esta disposición sea revisada y modificada de manera

más equitativa.

Pero ¿cuál era la situación de la pesquería de anchoveta

antes de la reforma?

Este sistema de cuotas globales, tal como lo ha expresado el

propio Vice-Ministerio de Pesquería en el Informe de implementación

del sistema de Límites Máximos de Captura por

Embarcación en la pesquería de anchoveta peruana Decreto

Legislativo Nº 1084 correspondiente a la primera temporada

de pesca del año 200943, ha traído como consecuencia los

siguientes efectos negativos:

















Mayor presión sobre el recurso por temporadas de pesca

cada vez más cortas.

Mayor contaminación en los puertos o puntos de desembarque

por congestión de las embarcaciones con el consiguiente

deterioro de la materia prima.

Mayor deterioro y menor precio de la captura, debido al

prolongado tiempo de espera para desembarque.

Incremento de descartes, en particular de juveniles.

Bajo nivel de eficiencia y productividad en la actividad de

transformación y, consecuentemente, baja calidad del producto

terminado.

Limitaciones para generar mayor valor agregado a los productos

alternativos.

Mayor incidencia en la ruptura del equilibrio ambiental y

del ecosistema en los puertos de desembarque.

Aumento de siniestros con pérdida de vidas y embarcaciones.

Incremento de violaciones al reglamento y disposiciones

vigentes en el desmedido afán de obtener las máximas

capturas por embarcación en el menor tiempo posible.

Sobrepesca por persistencia e incremento de pesca ilegal

(“pesca negra”) en el orden del 15 al 25 %.

Clonación sistemática de embarcaciones duplicando las

capturas de embarcaciones legales

Precariedad en la posesión de los derechos de pesca

Recarga de los procedimientos sancionadores haciéndolos

lentos y tediosos.

Retrasos sistemáticos y sostenidos en el pago de derechos

de pesca.

Desorden en los procedimientos administrativos de ordenamiento

pesquero

Vulnerabilidad latente en los sistemas de seguridad de la

administración pesquera.¨

Sin embargo, como veremos más adelante, la modificación del

ordenamiento pesquero a un sistema de cuotas no garantizaría

necesariamente revertir los efectos negativos de este sistema

de cuotas globales.

Por:

David López Trelles

Fuente

López, D. (2015). El régimen de ordenamiento pesquero de la anchoveta

(Engraulis ringens) en el Perú y su impacto en la sostenibilidad

del recurso (Tesis de Maestría en Gestión y Auditorías Ambientales).

Universidad de Piura. Facultad de Ingeniería. Piura, Perú.

Revista Pesca agosto 2019 70


LA PESCA DEL DÍA

ALFONSO MIRANDA EYZAGUIRRE

En los últimos meses hemos recibido documentados análisis

de especialistas sobre la desaceleración de nuestra

economía. Para muchos, son los caviares enquistados en

el Estado los responsables de la crisis. Otros estudiosos

piensan que los neoliberales nos llevan en caída libre.

Desde ambas vertientes se señala que los contrarios no

saben enfrentar la coyuntura global.

Sin embargo, el freno que padecen los principales sectores

productivos no tiene tan ilustres mentores, ya que en

las reparticiones del Estado no se actúa en función de

una ideología -entendida como un sistema de ideas fundamentales

que definen un modo de pensamiento político,

religioso, cultural o económico-. Nuestra burocracia

dorada, en general, es más prosaica. Muchas veces, a

pesar de la buena intención de un presidente o ministro,

hay empleados públicos a los que los peruanos les pagamos

altas remuneraciones, que son incompetentes y detienen

el crecimiento de nuestra economía. Así de simple.

Ni Karl Marx ni Von Mises deberían recibir nuestros

reproches.

El sector pesquero para consumo humano lo sufre todos

los días. La Sunat, insensible e insensata, ha optado por

asfixiar a los productores, entre otras formas presentando

observaciones por concepto de crédito fiscal de adquisiciones

y compras de las materias primas. No solo se

afectan los flujos financieros, sino que se genera inestabilidad

y desconfianza entre quienes apuestan por esta

actividad. Ésta de por sí ya cuenta con suficiente incertidumbre

por la variabilidad climática como para que el

Estado, que debería promoverla, la haga nadar con bloques

de cemento en las espaldas.

El Comité de Pesca y Acuicultura de la SNI ha denunciado

que la Dirección de Seguimiento, Fiscalización y Sanciones

de Produce se ha convertido en una Gestapo versión

chicha que pareciera tener por consigna cerrar plantas

legales para que se pierdan miles de empleos. El gremio

expresó que esta Dirección realiza operativos sin

seguir un protocolo y que sus agentes irrumpen en las

plantas de manera prepotente y caótica los 365 días del

año con cámaras, toman fotos y filman lo que se les ocurre

atentando contra la seguridad y el secreto industrial.

¿Esto forma parte del ideario caviar o del pensamiento

de la Escuela Austríaca? No señores, es pura incapacidad

y desorden. En tanto, las plantas ilegales operan sin que

nadie incomode a sus operadores.

Caviares y neoliberales quisieran que las decenas de

contenedores de calamar que colman los almacenes de

Paita en los que se pagan miles de dólares, puedan ser

exportados. Pero es imposible porque Sanipes no informó

adecuadamente a las autoridades chinas sobre el

nombre científico de este cefalópodo. Grave daño para

pescadores y productores a los que esperan semanas de

suplicio. ¿Hay algún ideólogo que digite esta torpeza?

No, son solo funcionarios ineptos que dirigen diferentes

dependencias estatales, y que probablemente no hayan

leído ni la primera página de “El Capital” o de “La acción

humana”.

Urge, por tanto, cirugía profunda para extirpar el cáncer

de la incapacidad, desidia e indiferencia que ha llenado

de tumores metastásicos al Estado; cuyos gastos pagamos

todos los peruanos.

Alfonso Miranda Eyzaguirre, ex viceministro de Pesquería

Fuente

https://www.expreso.com.pe/opinion/colaboradores/la-pesca-del-dia/?

fbclid=IwAR0GjYXQVafq1J2Euv7WC8NbArBWl5o5EnYm_gx7rr0KYqHiUT

n4E4UL1wM#.XSDFgboM5iI.facebook

Revista Pesca agosto 2019 71


LLAMEN A PACO

A PROPÓSITO DE LA RENOVACIÓN

DE LA FLOTA PESQUERA

Ya habían pasado los tiempos de D’Ambra, Di Leva, Espósito,

Greco, Puglisi, Macchiavello, Rúa, Sinagra, Spina y de decenas

de hacedores de la actividad pesquera en nuestro país y, los

que entonces eran fasoneros y humildes empresarios y, hoy

importantísimos empresarios pesqueros, cuando debían enfrentar

alguna cuestión compleja empresaria, gremial o política

decían: “Llamen a Paco”. Paco, no era otro que, Francisco

“Paco” Ventura, que lideraba hacia la década del 80 la industria

pesquera nacional. Primero en exportaciones pesqueras y

17º en exportaciones industriales. A mí no me lo cuenten, yo

estaba sentado en la mesa de directorio de la Cámara de Armadores

de Buques Pesqueros de Altura, en representación de

ese Señor, el que se animó a abrir en la década del 70 una

empresa en la Patagonia y se inmoló en la lucha contra los

Acuerdos con la URSS. Martinez de Hoz, Sourrouille y Cavallo

hicieron el resto para sepultar a varias de esas empresas nacionales.

Aun así, las cuestiones pesqueras se resolvían entre los

pescadores y, siendo en su mayoría italianos, a su manera,

pero entre pescadores. Luego llegaron los empresarios que no

eran del palo y las cosas se siguieron resolviendo entre las

empresas pesqueras, de capitales nacionales o extranjeras,

pero entre ellas; más allá de alguna intervención indeseable

de la Cancillería, favoreciendo la pesca extranjera y hasta ilegal

en el Atlántico Sur.

Hoy transitamos una etapa que se está terminando con las

raíces culturales pesqueras y se entrega el sector (que exporta

2 mil millones de dólares/año) a los grandes inversores internacionales,

que deshumanizan la actividad y carecen de todo

apego a las necesidades de las ciudades y pueblos del litoral

marítimo nacional.

¿Qué ha pasado que la política extractiva pesquera la

fijan algunos empresarios de la Industria Naval Pesquera

en lugar del sector Armador o Industrial Pesquero?

¿O no se trata de eso el Decreto del PEN de Necesidad y

Urgencia 145/19 de modernización de la flota pesquera, hoy

proyecto de Ley Pinedo (S-1170/19)?

Sincerémonos, el hundimiento de buques pesqueros y decenas

de desparecidos y tripulantes muertos visibilizó la necesidad

de renovar la flota. Este debiera ser el eje central: terminar

con los naufragios que puedan relacionarse con la incapacidad

estructural y técnica de los buques pesqueros y, accesoriamente,

promover a la industria naval a la hora de renovar la

flota. No al revés. La renovación de la flota es una cuestión

inherente a la actividad pesquera y, es este sector y no otro,

el que debe hacerlo, para atacar el eje central al que nos hemos

referido.

Ahora, ¿quién puso a discutir una salida para mejorar la seguridad

de los tripulantes de la pesca en un pie de igualdad a los

Armadores Pesqueros y a la Industria Naval? Esta última -con

el mayor respeto- es un proveedor de los primeros, como lo

son los proveedores de gasoil, cartón, polietileno, etc.

¿Quiénes diseñan la política pesquera? ¿o no sería más razonable

que esta cuestión de la seguridad de los tripulantes la

discutieran Armadores y Gremios? Y, por cierto, con el aporte

y mediación del Consejo Federal Pesquero.

Nosotros somos defensores de la industria nacional, primero

de la pesquera y, luego de la naval, ya que ésta última es una

herramienta de aquella, pero, por sobre ambas, está el objeto

básico y el límite de todas las actividades productivas: «el

hombre» y la sustentabilidad del recurso.

Y es aquí, en esta lucha de intereses contrapuestos entre la

Industria Pesquera y Naval, respecto a la renovación de la flota,

donde está ausente un tercer y principal interlocutor que se

presenta como mediador y, que debiera ser, sin embargo, un

actor principal en esta cuestión de renovar la flota, para garantizar

la vida a los trabajadores.

En esta cuestión, el rol concreto del Estado es promover la

modernización de los buques a través de líneas de crédito hipotecarias

(el proyecto de ley S-2131/18 y S-384/18 Solanas-

Luenzo, lo prevé) y, si al mismo tiempo, se consigue que esta

renovación se efectué en los Astilleros argentinos, en buena

hora; pero, no necesariamente esto último debiera impedir o

demorar excesivamente la actualización de la flota. Por supuesto,

que créditos y tasas, no debieran ser iguales y, el gobierno

nacional debería privilegiar a empresas chicas, media-

Revista Pesca agosto 2019 72


nas o con problemas derivados de la coyuntura, con créditos

no retornables, ya que en el país donde se subsidia la desocupación,

más aún, debieran apoyarse a las actividades que generan

empleo, sostienen la cultura del trabajo, son proveedores

de proteínas, consolidan pueblos y ocupan el territorio marítimo

nacional.

De la sola lectura del Proyecto de Ley Pinedo, copia textual del

DNU 145/19, queda claro, que el “caballo se ha puesto atrás

del carro” y, tal vez, todos nos hemos equivocado a la hora de

titular el proyecto, ya que realidad, debiera denominarse

“Proyecto de Seguridad de los Trabajadores Pesqueros”, que

contenga dentro de las herramientas para lograrlo, las pautas

para la renovación de la flota y, no “Proyecto de Modernización

de la flota pesquera”, como lo denomina Pinedo-DNU,

donde en razón de las capacidades constructivas, financieras o

de competitividad de los Astilleros se deja de lado o se posterga

la seguridad de los tripulantes. Desde el 2000 a la fecha,

naufragaron 44 buques, porqué, no habría que pensar que -en

una regla de probabilidades- en los próximos 20 años y, con

una flota aún más vieja, no se habrían de hundir otros tantos,

provocando nuevos desaparecidos y muertos. Lo único cierto

es que la mayoría de los Senadores y Diputados, funcionarios,

empresarios, los gremialistas y, quién esto escribe, en 20 años

no estarán para rendir cuentas.

El Proyecto Pinedo-DNU, es fácil imaginarse, que haya sido

redactado en la mayoría de su contenido por los representantes

de la Industria Naval Pesquera y, no por los Armadores ni

Industriales Pesqueros y, no obstante, sería muy llamativo que

estos últimos puedan acompañarlo, porque desde su misma

sanción, estarían cediendo la política pesquera a una industria

extraña, cuestión que, como dijimos, siempre se trató de manejar

desde el ámbito de los pescadores.

Así, podemos ver que, a resulta de este Proyecto Pinedo-DNU

se modifica el artículo 30º, uno de los artículos principales de

la Ley Federal de Pesca Nº 24.922 redactado para asegurar la

sustentabilidad del recurso y garantizar la disponibilidad de

éste a todos los actores de la pesca, al referirse que: «al

transferirse el permiso de pesca sólo podrá ser transferido a

otra unidad o unidades de capacidad equivalente, que no impliquen

un incremento del esfuerzo pesquero…».

¿Quién es el destinatario del recurso? ¿La industria

pesquera o, la naval?

El Proyecto Pinedo-DNU 145/19 naturaliza, que a cada buque

nuevo construido en el país se le otorgue un 10% más de la

cuota o autorización de captura y, “olvida agregar” la palabra

excedentaria, por lo cual, cada uno de esos buques (y todos

los construidos con anterioridad en el país, porque no establece

fecha de aplicación) le quitará una cuota parte a todos

los buques pesqueros que operan en el país, porque las cuotas

o autorizaciones se otorgan por ley 24.922 teniendo presente

la Captura Máxima Sostenible (CMS), a no ser, que este proyecto

propicie la sobrepesca. ¿Qué pasaría entonces, si por

razones biológicas el INIDEP redujese luego la CMS? ¿Se reduciría

a todos los buques el porcentual o cupo de captura o,

solo a los buques nuevos, a los que se les ha aumentado en

un 10% más la captura? Los armadores en su conjunto, a esta

altura, deberían tener claro que a cada buque nuevo que se le

otorgue 10% de Cuota o Autorización, deberán reducir su participación

para evitar que se capture más allá de lo que la CMS

permite hacerlo sin depredar.

Ya saben desde siempre los industriales navales pesqueros: no

se puede construir un buque sin tener habilitación previa para

capturar. Tampoco se puede incrementar el esfuerzo pesquero

como bien lo indica el artículo 30º de la Ley 24.922 porque se

afectaría a todos los armadores y a la sustentabilidad del recurso.

Otra cuestión son las especies excedentarias (las especies subpescadas).

Respecto a éstas: ¿Quién fija la política en materia

extractiva, los Armadores Pesqueros o la Industria

Naval?

¿Por qué razón los buques nuevos de menos de 27 metros de

eslora deberían recibir además del 10% citado, otro 10% de

captura de especies excedentarias? El número de metros 27 es

arbitrario y a todas luces discriminatorio. ¿Es el proyecto Pinedo-DNU

una licitación a medida, a pesar de que el gobierno

dice actuar en forma cristalina a la hora de otorgar concesiones?

Entiendo que no, por lo tanto, no debería tener limitación

alguna de eslora. En cualquier caso, es evidente, que este artículo

tampoco puede haberlo redactado algún sector armador

pesquero, porque tiene una mirada sesgada, olvidando priorizar

lo ya previsto en el Artículo 26º de la Ley 24.922, respecto

al agregado de mayor valor al producto final y la menor antigüedad

del buque.

Insiste la Industria Naval en el proyecto de ley Pinedo

-DNU en utilizar como garantía de las construcciones

de buques el recurso pesquero, ya que habilitaría a los

empresarios dispuestos a renovar su flota a utilizar como aval

los permisos y cuotas de pesca, para financiar la construcción

de buques, pese, a que lo recursos pesqueros, habilitados en

forma transitoria a pescar mediante esos instrumentos, son de

propiedad exclusiva del Estado (Nacional o Provincial) y, el

empresario, es un mero concesionario. Ya lo ha dicho el Consejo

Federal Pesquero en el Acta Nº49 del 11/11/2009 y ha

sido aceptado por el conjunto de la actividad pesquera al establecerse

la política de administración de los recursos pesqueros:

“cuotificacion e implementación del régimen de Cuotas

Individuales Transferibles de Captura (CITC)” donde en el

Marco Normativo y Conceptual define en el punto I.b. el Permiso

de pesca, CITC y la Autorización de Captura y al respecto

dice: «7) El artículo 28 de la Ley 24.922 establece:

Revista Pesca agosto 2019 73


“Los permisos de pesca son habilitaciones otorgadas a los buques

solamente para acceder al caladero, siendo necesario

para ejercer la pesca contar con una cuota de captura asignada

o una autorización de captura en el caso de que la especie

no este cuotificada. 8) De manera coincidente con el texto

legal, la reglamentación contenida en el Decreto N° 748/99,

establece en su artículo 17º que: “los permisos de pesca y los

permisos temporarios de pesca son habilitaciones otorgadas a

los buques de pesca al sólo efecto de acceder al caladero, conforme

lo previsto en el Artículo 28, primer párrafo, de la mencionada

ley. 10) De lo expuesto se deduce que el permiso de

pesca, en el marco de la Ley N° 24.922, no autoriza la captura

o el ejercicio de la pesca. En otras palabras, no autoriza “a

pescar”. Esto recién se obtiene con la CITC o la Autorización

de Captura, una vez adicionada al permiso». Y continúa:

«11) De más está recordar que la pesca no es una actividad

libremente permitida a cualquier persona, ya que se requiere

de la habilitación y la concesión estatales. En efecto,

desde el punto de vista jurídico, siguiendo las definiciones

efectuadas por la ley, el permiso de pesca es una habilitación

estatal y la referida cuota es una concesión también estatal.

Lo que se explica con facilidad: los recursos vivos del mar son

recursos del dominio estatal (Art. 4º Ley 24.922). La explotación

de esos recursos por parte de los particulares se realiza

con sujeción a todas las reglas que fija el Estado, quien resulta

ser el titular del recurso…». (lo subrayado es mío).

Ello, además, se agravaría, porque las entidades financieras

que reciban como garantía esos permisos de pesca podrían

quedarse con las cuotas si el armador no cancela la deuda en

180 días, habilitando a que “los Bancos armen paquetes financieros

con los permisos de pesca tal como sucedió con las hipotecas

en los Estados Unidos y Europa”, con la diferencia

fundamental, de que las cuotas y/o autorizaciones de pesca

habilitan a pescar recursos de patrimonio del Estado y, a consecuencia

de esto, éste perderá todo tipo de control sobre

ellos si se transfieren como instrumentos financieros. Además

de enajenar, en forma absolutamente gratis el patrimonio nacional

o provincial, el Consejo Federal de Pesca y la Subsecretaría

de Pesca, habrán perdido definitivamente la capacidad de

administrar el recurso y, definir, económica, social, territorial y

ambiental, la estrategia pesquera. La pesca se transformará

definitivamente de una actividad productiva a una inmobiliaria

y financiera y, los verdaderos pescadores, armadores e industriales,

quedarán sujetos a una concentración mayor del recurso

y, por este camino, a la enajenación de éstos y los demás

recursos naturales (petróleo, minería, etc.).

Y finalmente ¿quién fijará en qué tiempo y dónde se

construirán los buques pesqueros? ¿Los industriales

navales o los armadores e industriales pesqueros?

Para nosotros está claro que la renovación no se puede hacer

en función de la capacidad instalada de la industria naval sino

en función de las necesidades de los armadores e industriales

pesqueros de darle mayor seguridad a su gente.

El Proyecto de ley Solanas-Pinedo deja en claro que la renovación

debiera hacerse a los 45 años (mientras no haya un dictamen

técnico competente) y exceptúa a los buques reconstruidos

en un 60% y a los artesanales, que los habilita hasta los

60 años, en tanto y en cuento que «la Prefectura Naval Argentina

autorice la salida de puerto a aquellos buques, que pese

encontrarse dentro de la antigüedad indicada precedentemente,

no reúnan las condiciones estructurales, técnicas y de seguridad

necesarias para su navegación y pesca, con las máximas

garantías de seguridad para las embarcaciones y el personal

embarcado» (Art. 4º).

En lo personal entiendo, que este número podría llevarse -bajo

control de la Prefectura- a los 47 años y, previa denegatoria

de los Astilleros Nacionales a construir los buques pesqueros

que se les requieran en tiempo y forma, por incapacidad o

disponibilidad, habilitar a los Armadores Pesqueros a la importación

de buques de hasta 20 años desde su fabricación, es

decir, con una vida útil de 27 años.

A poco tiempo más de renovarse o no las Cuotas y Autorizaciones

de los buques, de no mediar razones de peso que inhabiliten

la renovación de éstas, a las empresas que cumplan con

la construcción y/o modernización de los buques en los términos

fijados (45/47 o 60 años de haberse reconstruido en un

60%) deberían ratificarse los Permisos, Cuotas y/o Autorizaciones

otorgados en las condiciones que fija la ley y, la aprobación

de los programas pesqueros que tanto el gobierno federal

como los gobiernos provinciales pudieran establecer.

Por cierto, que el proyecto de Ley Pinedo-DNU está lleno de

contradicciones y en el mismo artículo 1º se deja afuera a los

buques que operan en jurisdicción provincial y, está bien que

ello ocurra, porque las provincias no han delegado en el gobierno

federal la explotación de los recursos naturales y, es

probable, que en este ámbito se puedan resolver las cuestiones

con mayor criterio y respeto por los embarcados.

La situación no admite la práctica del “perro del hortelano”. No

es posible seguir dilatando la aprobación de una ley que, garantice

primero la seguridad y los intereses del más débil, el

trabajador marítimo; asegure la operatividad de las empresas

armadoras e industriales después y, de ser posible, incremente

la producción de buques en el país.

Dr. César Augusto Lerena

Experto en Atlántico Sur y Pesca, ex Secretario de Estado, ex Secretario de

Bienestar Social (Ctes) ex Profesor Universidad UNNE y FASTA, Asesor en el

Senado de la Nación, Doctor en Ciencias, Consultor, Escritor, autor de 24

libros (entre ellos “Malvinas. Biografía de Entrega”) y articulista de la especialidad.

9 de mayo de 2019

Revista Pesca agosto 2019 74


LA AFIRMACIÓN DE DERECHOS Y

LA OCUPACIÓN BRITÁNICA

Cuando el 30 noviembre de 1973 el presidente Juan D. Perón

promulgó la Ley 20.561 que declaró el día «de la Afirmación

de los Derechos Argentinos sobre las Malvinas, Islas y del sector

antártico» el 10 de junio, como «expresión de soberanía»,

utilizando para ello, la fecha que en 1829 el Gobernador

de Buenos Aires Brig. Gral. Martín Rodriguez creó la Comandancia

Política y Militar de las Islas Malvinas y adyacentes al

Cabo de Hornos y, estableció también mecanismos que pusieran

de manifiesto «las agresiones sufridas por la República en

la región» y, luego, cuando se reformó en 1994 la Constitución

Nacional, estableciendo en las “Disposiciones Transitorias”

que «La Nación Argentina ratifica su legítima e imprescriptible

soberanía sobre las islas Malvinas, Georgias del Sur y Sándwich

del Sur y los espacios marítimos e insulares correspondientes,

por ser parte integrante del territorio nacional. La recuperación

de dichos territorios y el ejercicio pleno de la soberanía,

respetando el modo de vida de sus habitantes, y conforme

a los principios del Derecho Internacional, constituyen un

objetivo permanente e irrenunciable del pueblo argentino»

nadie podía imaginarse que se tratarían de meras declaraciones

inconducentes en manos del Poder Ejecutivo Nacional.

Mientras el pasado 29 de mayo los ocupantes británicos en

Malvinas resolvieron ratificar, lo ya resuelto en 2012, respecto

a extender en 1 millón de km2 un Área Marítima Protegida

alrededor de las Islas Georgias y Sándwich del Sur, corroborando

la vocación invasiva británica en el Atlántico Sur y

Océano Antártico, violando la Res. de la ONU 31/49 que pidió

a ambos gobiernos que ace­leren las negociaciones de soberanía

e instó a las partes a abstenerse de adoptar modificaciones

unilaterales mientras no se realicen las negociaciones relativas

a la disputa sobre soberanía (Res. 2065/65 y Res. 3160/73) y,

en igual sentido, por analogía, las Res. de la ONU Nº 3171/73

y ONU 3175/73 relativas a soberanía sobre los recursos naturales

que no deben explotarse en el país ocupado, el canciller

Jorge Faurie, manifestaba que después de tres año y medio, el

gobierno trabaja para “crear condiciones de diálogo y llevar

adelante una política de recrear confianza y crear condiciones

para un diálogo”.

Para “recrear esa confianza”, a la que refiere el ministro, ya la

Argentina acordó investigar recursos pesqueros que son vitales

para la economía de las Islas (140 mil millones de dólares de

productos finales desde 1976); otorgó a favor de tres empresas

inglesas áreas estratégicas en el atlántico sur para la explotación

petrolera offshore; acordó nuevos vuelos -

resignando la línea área de bandera argentina- a San Pablo,

que facilitarán la logística y el comercio de las Islas con el

mundo.

Habría que observarle al ministro Faurie que es muy ingenuo

para ser el canciller o tiene una errónea apreciación respecto a

que la desconfianza inglesa habría “surgido con el conflicto

bélico” (sic). Las Islas fueron ocupadas en 1883 y, las Naciones

Unidas, desde hace 54 años que instan sin solución de

continuidad a ambos países a negociar la soberanía, sin que

jamás el Reino Unido se hubiese dignado a hacerlo. La invasión

y ocupación estratégica británica es una cuestión geopolítica

y, si nuestro ministro de Relaciones Exteriores no lo ha

entendido, estamos en serios problemas, porque no ha entendido

que vivimos en un país ocupado (1.639.900

km 2 marítimos e insulares) y, que, la voluntad popular de los

argentinos ratificó «su legítima e imprescriptible soberanía

sobre las islas Malvinas, Georgias del Sur y, Sándwich del Sur

y los espacios marítimos e insulares correspondientes».

¿Pensará el canciller argentino, que la base misilística instalada

en Malvinas, es para evitar un nuevo intento armado de recuperar

las Islas por parte de los argentinos? Bueno, ello sería

suponer que los ingleses no conocen nuestra limitadísima capacidad

de fuego y que nuestro presupuesto de defensa es

similar al de Chile o Perú, con un territorio continental y marítimo

infinitamente menor.

Aquí no se trata de cuestionar idoneidades, se trata de establecer

una estrategia nacional para dar cumplimiento a la voluntad

popular plasmada en la Constitución Nacional y, en ello,

desde el inicio de esta gestión, en su intento infructuoso por

recrear confianza, el canciller incumple con lo prescripto en la

Carta Magna y, en todo caso, ajusta su proceder a todo lo

acordado en el Tratado de Madrid, cuyo contenido no cuenta

con la aprobación del Congreso de la Nación.

Se lo llamó “Relaciones Carnales”, ahora “restablecer Confianza”.

Por razones de decoro, omitimos decir de que se trata.

No será posible recuperar Malvinas y los territorios marítimos

ocupados, sino se deroga el referido Tratado de Madrid y el

consecuente acuerdo Foradori-Duncan; se denuncia al Reino

Unido ante los organismos internacionales por la explotación y

depredación de los recursos pesqueros de la Argentina; se

acuerda la explotación de los recursos originarios en el área

Revista Pesca agosto 2019 75


adyacente a la ZEE con los países que pescan nuestros recursos

migratorios; se promueva ante la UE -con motivo del Brixet-

la colocación de los mismos aranceles de importación que

sufren los productos argentinos, a los originados en las Islas o

los países que capturen bajo su licencia ilegal; se deje sin

efectos los vuelos que desde las Islas transponen nuestro espacio

aéreo; se acuerde con la República Oriental del Uruguay

para finalizar con el apoyo logístico que le prestan sus puertos

a los buques extranjeros; se dote a las fuerzas navales de

nuestro país de los medios aptos para ocupar y controlar el

territorio marítimo y continental patagónico, se lleve adelante

una política activa en el Atlántico Sur, considerando

a este espacio, de función social, interés y desarrollo

para todos los argentinos.

La soberanía no se declama. Se ejerce.

Ceterum censeo Carthaginem esse delendam.

Dr. César Augusto Lerena

Experto en Atlántico Sur y Pesca, ex Secretario de Estado, ex Secretario de

Bienestar Social (Ctes) ex Profesor Universidad UNNE y FASTA, Asesor en el

Senado de la Nación, Doctor en Ciencias, Consultor, Escritor, autor de 24

libros (entre ellos “Malvinas. Biografía de Entrega”) y articulista de la especialidad.

10 de junio de 2019

URUGUAY: PESCA PARA EL

EXTERIOR

Controles, políticas públicas, renovación de flota y caídas

de precios son los principales desafíos a abordar de cara

a un Plan Nacional.

Hace una semana, varios actores del sector pesquero

debatieron sobre el rol de esta actividad en el desarrollo

productivo del país, las dificultades y el potencial que

existe para determinar que podrían dar sustento a un

Plan Nacional de Desarrollo Pesquero. Se trató del tercer

encuentro del ciclo “La pesca en debate”, organizado por

el Núcleo Interdisciplinario para Estudios de la Pesca en

Uruguay, en el marco de la actividad “Ciclos de difusión”,

del departamento de Educación Permanente de la Universidad

de la República.

El presidente de la Cámara de la Industria Pesquera del

Uruguay (CIPU), Juan Riva-Zucchelli, defendió a la pesca

como una fuente de creación de empleo –directo e indirecto–,

así como de ingreso de divisas al país. “Siempre

lo ha sido”, sostuvo, y afirmó que la industria da empleo

a 3.200 personas entre barcos, plantas e industrias, y la

artesanal al menos a otras 2.700. De manera indirecta se

suman aquellos empleados en actividades relacionadas

al transporte, las fábricas de hielo, proveedores marítimos

de servicios portuarios y de insumos, servicios de

seguridad, controles de plaga, asesoramiento y controles

sanitarios, almacenamiento, agencias marítimas y terminales

portuarias.

La actividad de las plantas pesqueras está fuertemente

vinculada a la exportación. Según cifras manejadas en el

intercambio, se exporta 95% del pescado a unos 50 países

–en 2018 fueron unas 60.000 toneladas de producto,

que ingresaron 136 millones de dólares–; en este sentido,

el presidente de la CIPU reconoció que “no tenemos

limitaciones, lo cual es una gran ventaja”. El consumo

interno sigue siendo según las recomendaciones y más

allá de la mejora de los últimos años. “Estamos lejísimos

de absorber una parte mayor de las posibilidades de producción”,

afirmó Riva-Zucchelli, y consideró que

“Uruguay tiene la posibilidad de aumentar su consumo

sin ningún problema”.

Más allá de esto, Riva-Zucchelli sostuvo que el tema del

tamaño influye en el comercio, al no tener incidencia en

los precios internacionales. En los últimos cuatro años

hubo una reducción de 25% en los precios de los mercados

internacionales. “Vivimos de espaldas al mar”, afirmó

el presidente de la CIPU, y remarcó que hace falta

“políticas nacionales, más allá de la ley de pesca”.

Para el empresario, el tratado del Río de la Plata y del

frente marítimo firmado hace 46 años con Argentina es

“muy positivo”: “Implica que las aguas sean comunes,

regula las cuotas –iguales para ambas naciones– anualmente”

destacó, aunque por otro lado, llamó la atención

sobre el escaso control por parte de las autoridades so-

Revista Pesca agosto 2019 76


e las aguas nacionales. “Cuando agarramos algún barco

brasileño en nuestras aguas es porque algún barco

pesquero avisó. La pesca ilegal y clandestina está defendida

a través de nuestros propios barcos”, afirmó.

Riva-Zuchelli criticó que el gobierno cediera el muelle

Mantras a UPM para almacenar la celulosa, y desplazara

a la pesca. Por otro lado, cuestionó la prima para accidentes

de trabajo que se abona al Banco de Seguros del

Estado –según dijo, del orden de 11% de los salarios

nominales–. Dijo que “se podría bajar sustancialmente”

porque más allá de que lo determina, el organismo estatal,

hoy en día implica una proporción más alta que los

aportes patronales. Por último, realizó una autocrítica

respecto de la flota pesquera, que es “muy vieja”: “Salvo

algunos casos, el promedio está entre 30 y 40 años, y

cuanto más viejas, menos operatividad tienen”.

Otro de los actores del sector, Juan Manuel Otero, emprendedor

del proyecto Amiantis, enfocado en el procesado

y envasado en vidrio en tierra de anchoíta, atún,

calamar, camarón, bivalvos varios, que combina tecnología

y empleo de mano de obra calificada, en el marco de

un plan de optimización de recursos pesqueros marinos,

señaló que el Estado “incumple su deber” en la asignación

de cuotas pesqueras. “Hay que actualizar esto, con

una dinámica abierta, novedosa y que genere trabajo.

No puede ser que hayan cuotas ‘durmiendo’”, afirmó.

Por su parte, Ismael Sequeira, un pescador artesanal del

Sindicato Único Nacional de Trabajadores del Mar y Afines

(SUNTMA), consideró que está faltando “un ente

testigo de la pesca que regularice” la actividad.

“Sabemos que la pesca es viable, por tanto tal vez haya

que buscar otro tipo de financiamiento”, dijo.

En cuanto a los factores que perjudican a la pesca artesanal,

está el contrabando con los países limítrofes, y por

otro lado, el turismo, en el sentido de que “se ha apostado

a fomentar esta actividad, que desplaza la pesca artesanal”.

Sequeira ejemplificó con un proyecto en el departamento

de Salto que “prioriza la pesca deportiva” y que

“si se aprueba se va a extender por todo el Corredor de

los Pájaros Pintados”. También denunció una escasa participación

de los artesanales en el armado de la normativa

del sector.

En tanto, José Trinchín, del Sindicato Único de Patrones

de Pesca del Uruguay - Tráfico y Cabotaje, sostuvo que

hace falta “reconvertir” al sector, pero no con la mirada

puesta en el corto plazo, sino “pensando en 30, 40, 50

años adelante”.

Mario Pérez, por el Departamento de Desarrollo Productivo

del PIT-CNT, sostuvo que en la central sindical el concepto

de desarrollo productivo implica “sustentabilidad,

inclusión y equidad”, “que la gente que trabaja pueda

cumplir sus sueños: mandar a sus hijos a la escuela, comer

bien, vivir bien, divertirse”. También señaló que

“menos de 20% de los empresarios se anima a ir a un

banco o a una agencia a pedir plata para su desarrollo,

porque el preconcepto que tienen es que les van a

arrancar las muelas, pero las ofertas están”. Al respecto,

también fomentó la lógica cooperativa, en el sentido de

que si bien los emprendimientos cooperativos “no son la

solución a todo, hay estudios que demuestran que son

mucho más sustentables en el tiempo y en la mayoría de

los casos los trabajadores ganan más”. Por último, enfatizó

que “la pesca es problema de todos –gobierno, empresarios

y productores y trabajadores–” y que deberían

buscarse mecanismos de asociación “para sacar esto

adelante y olvidarnos de los enfrentamientos diarios”.

“Que cada cosa se guarde para su ámbito”, afirmó.

Fuente

https://trabajo.ladiaria.com.uy/articulo/2019/6/pesca-para-el-

exterior-una-actividad-que-emplea-de-manera-directa-a-6000-

personas-y-exporta-95-de-su-produccion/

No se puede negar el papel que los medios, especialmente la televisión, ejercen en la educación de los grupos sociales.

Pero hay que aclarar que la educación no tiene per se una connotación positiva: Hitler educó, Stalin educó y

también educa la televisión. El problema es que la educación que se imparte está basada en información previamente

digerida por los intereses y la orientación política de las cadenas televisivas.

http://www.iieh.com/sociedad/articulos/sociedad/sociedad-la-cultura-del-engano

Revista Pesca agosto 2019 77


LA REFORMA FEDERAL Y SOCIAL

PESQUERA

EL REPARTO DE LOS RECURSOS

En el año 2024 se deben renovar las Cuotas y Autorizaciones

de Captura (Res. CFP 10/2009 Anexo I, Art. 8º) Es una cuestión

que, seguramente, abrirá el debate respecto a los derechos

de los tenedores y la forma de distribuir estos recursos

del Estado, ya que ésta es la herramienta más importante al

establecerse una política pesquera. Aquí se pondrá en juego la

profundización de la concentración o, por el contrario, el acceso

a un recurso de todos los argentinos, para generar valor

agregado, empleo, radicación industrial y poblacional.

El 6 de diciembre del año 2007 se reunieron en Buenos Aires

los miembros del Consejo Federal Pesquero (Acta 48/2007)

para regular las Cuotas de Captura para la merluza común,

merluza negra y polaca. Se fundó en esa oportunidad que a

través de la ley 24.922 se había efectuado una «modificación

sustantiva del régimen legal de pesca», ya que el artículo 28º

estableció que «Los permisos de pesca son habilitaciones otorgadas

a los buques solamente para acceder al caladero, siendo

necesario para ejercer la pesca contar con una cuota de

captura asignada o una autorización de captura en el caso de

que la especie no este cuotificada»; cuestión, que fue ratificada

luego en el artículo 17º de Decreto 748/99. De lo expuesto

y de otros artículos de la ley, surge que el permiso que antes

habilitaba a pescar, ahora no lo hace y a ello recién se accede

con la obtención de la Cuota Individual de Captura o la Autorización

de Captura. Por tal motivo y, en acuerdo al artículo 71º

de la citada ley 24.922, oportunamente se reinscribieron los

históricos permisos de pesca que, a la hora de la sanción de la

citada ley, contenían la autorización y los límites para el ejercicio

de la pesca, los que permanecieron vigentes hasta que el

Consejo Federal Pesquero, habilitado por el art. 12º del Decreto

748/99, les asignó a las empresas las Cuotas o Autorizaciones

respecto de cada especie; aunque, sobre esta controvertida

cuestión, que dio lugar a una auditoría de la UBA con observaciones

serias a este proceso, no ampliaremos por ahora y

nos referiremos a ello en un próximo artículo.

En esa reunión del Consejo se decidió por unanimidad

«establecer los criterios para asignar las Autorizaciones de

Captura, donde se emplearon datos ya establecidos en la Resolución

SAGPyA Nº 258/03», determinándose, a través de

sucesivas resoluciones (la Merluza por Res. CFP Nº 23/09), el

volumen anual de captura de merluza común, merluza de cola,

merluza negra, polaca y el resto de las especies para los buques,

conforme las capturas obtenidas por éstos entre el

1/1/1989 y el 31/12/96 divido por los ocho años (ley 24.922

Art. 27 inciso 3; Acta CFP 49/09 puntos 33 inc. 3 y 35).

En esta forma de distribuir el recurso observamos dos gruesos

y llamativos errores (¿?): el primero, es que en la ley de pesca

se tomó como parámetro para evaluar las capturas la llamada

“década de la sobrepesca” que ocasionó una grave sobrepesca

de la merluza, colocando a esta especie en peligro de colapso,

situación que no se ha logrado equilibrar todavía. Así podemos

ver que en esos años se capturó un promedio anual de 470 mil

toneladas de merluza, es decir el 55% del total de capturas de

todas las especies con un promedio anual de 859 mil toneladas.

Tengamos en cuenta que las capturas de langostino de

esa época eran inexistentes y, en la actualidad, alcanzan a 248

mil toneladas (2018), mientras que el promedio anual de captura

de merluza en los últimos años (2014-2018) solo alcanzó

las 271 mil toneladas. Por cierto, los números obtenidos tenían,

como era de esperarse, cierta relación con las inversiones,

la producción y el empleo (Resolución CFP Nº 4/2002).

Todo ello distorsionó totalmente la adjudicación de las Cuotas

y, el segundo error y más grave, es que congeló el desarrollo

de los pequeños y medianos empresarios, estableciendo un

criterio inamovible que atenta contra la competencia: el que

pescó mucho seguirá pescando mucho y el que pescó menos

seguirá pescando menos, dificultando la movilidad y el desarrollo

empresario e, incluso, favoreciendo la transferencia de

las Cuotas ante la imposibilidad de los más pequeños de sostener

la actividad.

El segundo párrafo del artículo 27 de la Ley Nº 24.922 estableció

que «Las cuotas de captura serán concesiones temporales

que no podrán superar por empresa o grupo empresario aquel

porcentaje que fijará el Consejo Federal Pesquero sobre la

Captura Máxima Permisible por especie a efectos de evitar

concentraciones monopólicas indeseadas». Frente a esta clara

definición de legislador de no monopolizar la actividad, es evidente,

que la Resolución Nº 15/18 del Consejo Federal Pesquero

que elevó en forma infundada al 15% la concentración

de cuotas de capturas de merluza por empresa o grupo em-

Revista Pesca agosto 2019 78


presario, dejando sin efecto, lo establecido en el Acta del CFP

Nº 49/2009 punto 76 y la Res. 23/09 del mismo Consejo que

estableció un máximo del 10%, es una acabada demostración

de que el gobierno federal no tiene ninguna vocación por ampliar

los actores para el reparto de las cuotas y por el contrario

concentrarlo en manos de unos pocos.

Tres debieran ser las cuestiones que se pondrán en debate

a la hora de renovar o no las cuotas y autorizaciones

de capturas a las empresas en 2024: la titularidad

del recurso, los parámetros para asignar cuotas y la

transferibilidad de éstas.

Sobre la titularidad de las Cuotas y Autorizaciones de

Captura, no hay duda, que los recursos pesqueros son de

dominio del Estado Nacional y las Provincias del litoral marítimo

según el lugar de origen donde se realizan los procesos

vitales de la especie. Ello queda claramente de manifiesto por

aplicación de la Constitución Nacional, las Constituciones Provinciales,

los art. 3º, 4º, 24º, 27º y 28º de la Ley 24.922, el

Art. 17º del Decreto 748/99, las Actas del CFP 48/07, 49/09

entre otras y, que el Estado otorga las cuotas o autorizaciones

de captura en concesión transitoria a un empresario para pescar,

siendo el aquel quien fija las reglas para su extracción,

etc.

El propio Consejo Federal de Pesca (CFP) ha manifestado, con

el consenso empresario, al aprobarse el Régimen de Cuotificación,

que «la pesca no es una actividad libremente permitida a

cualquier persona, ya que se requiere de la habilitación y la

concesión estatal. En efecto, desde el punto de vista jurídico,

siguiendo las definiciones efectuadas por la ley, el permiso de

pesca es una habilitación estatal y la referida cuota es una

concesión también estatal. Lo que explica con facilidad de que

los recursos vivos del mar son del dominio estatal. La explotación

de esos recursos por parte de los particulares se realiza,

con sujeción a todas las reglas que fija el Estado que, como

titular del recurso, es quien habilita a los buques a acceder a

los caladeros y es el concedente de las Cuotas, por lo tanto, la

operación de los buques pesqueros, con cuotas o autorizaciones,

está sujeta a las medidas generales de administración y

manejo de la pesquería que establece el CFP» (Acta CFP Nº

49/09 puntos 11/12).

Sobre los parámetros para asignar cuotas, habría que

decir, que en el año 2024 no podrá utilizarse el mismo criterio

que el aplicado en 2009 donde se aplicaron antecedentes relativos

a capturas precedentes porque sería repetir el mismo

error (¿?) fundacional. Todas las empresas, por igual, deberían

presentar un proyecto medible y auditable de inversión, ocupación

de personal, agregado de valor, radicación en tierra,

industrialización de las materias primas y canon ofrecido por

extracción del recurso. Todo ello, buscando garantizar las producciones

actuales, pero también, asegurando el desarrollo

creciente de las pequeñas y medianas empresas y, estableciendo,

como única prioridad, la preexistencia en la actividad y

la radicación en el territorio continental o insular argentino de

los establecimientos procesadores.

Me animo a predecir que, a la hora de decidir, respecto al

otorgamiento de los Permisos y Cuotas, las provincias patagónicas

tendrán un rol protagónico, contrario al que jugaron en

la sanción de la Ley 24.922, en especial en la cuestión territorial

y originaria del recurso y respecto a la asignación de los

permisos y cuotas donde la ley 24.922 se armó con un claro

predominio del poder central. Lo contrario sería un suicidio

regional, en especial del Chubut y Santa Cruz.

Finalmente, el tercer parámetro: la transferibilidad de las

Cuotas implicará revisar el actual concepto de transferibilidad

de las cuotas. Si damos por cierto y, así lo indica toda la legislación

vigente, de que el dominio del recurso es del Estado y

éste lo da en concesión para su explotación en determinadas

condiciones, resulta un absurdo que el concesionario pueda

transferir libremente esa concesión a terceros. Ello, no es admisible

ni siquiera en una concesión de un buffet de barrio.

Por un lado, el Estado debería otorgar la cuota a quién va a

cumplir un programa pesquero que se ajusta a la política pesquera

concertada nacional o provincial, por ejemplo, radicarse

en un lugar estratégico de la Nación para consolidar un pueblo

o generar otro. La libre transferencia rompe el equilibro de las

economías provincias con sus consecuencias sociales y laborales.

Por otra parte, la pesca no puede ser un negocio inmobiliario

y financiero y debe ser una actividad netamente productiva

e industrial. Las recientes declaraciones del Subsecretario

de Pesca Bosch visibilizaron y naturalizaron el negocio inmobiliario

con los recursos del Estado: «mientras que un barco sale

de 1 a 3 millones de dólares, el permiso sólo, puede valer entre

2 y 3 millones de dólares, con operaciones de compraventa

entre particulares, donde el Estado lo único que hace es

registrar esa transferencia» (sic) y, es entendible, que el empresario

pueda tener interés -por diversas razones- de transferir

el barco a terceros y, recuperar parcial o totalmente el valor

de la embarcación y, hacerlo incluso, para ello, acompañando

al barco las cuotas o autorizaciones de captura de éste, en la

medida, que el comprador cumpla ante el Estado con todas las

obligaciones programáticas preexistentes de la empresa vendedora

del buque y las que el gobierno le establezca para

ajustarse al plan político pesquero nacional o provincial y abone

los derechos que le imponga el Estado; pero, en ningún

caso el empresario o la empresa vendedora puede cobrar algún

valor por la venta de las cuotas o autorizaciones de captura,

ya que, como hemos dicho, el dominio de los recursos, le

corresponde al Estado. Limitar a la Autoridad de Aplicación al

registro de la transferencia del buque, como manifestara el

Subsecretario Bosch, es irresponsable y, aceptar graciosamente

el libre comercio de un bien del Estado, debiera ser denunciado

penalmente, además, de demostrar en forma elocuente,

Revista Pesca agosto 2019 79


que el gobierno federal no tiene política pesquera alguna, ya

que de la administración adecuada del recurso y la distribución

de sus consecuentes cuotas y autorizaciones de captura, depende

en gran medida, el desarrollo de la industria pesquera

nacional.

En todas las transferencias de buques, el Estado debe tener

un rol protagónico, para asegurarse que una tercera empresa

adquirente (no una transferencia a un nuevo barco de la misma

empresa por desguace de una embarcación al vencerse su

vida útil, mejora de tecnología o reemplazo por siniestro) cumpla

con el programa aprobado al momento de otorgarle a la

empresa vendedora las cuotas o autorizaciones de captura; no

se superen las concentraciones a establecer por las Autoridades

de Aplicación del dominio y jurisdicción correspondiente;

se ajuste a las exigencias derivadas del plan pesquero y, se

haga cargo de los derechos correspondientes por el otorgamiento

de las nuevas cuotas o autorizaciones, asegurándose

que, en ningún caso, se negocien entre privados estas habilitaciones

para la captura.

En el año 2024, cuando se deban negociar las nuevas cuotas y

autorizaciones de captura (Res. CFP 10/2009 Anexo I, Art. 8º

y 11º) los artículos 27º y el 71º de la Ley 24.922 volverán a

estar presentes, pero, esta vez, para que quienes se encuentren

registrados en forma definitiva con permisos preexistentes

o no «queden sujetos al régimen de pesca vigente», es

decir, al marco legal del Plan Político Pesquero que el gobierno

nacional y el de las Provincias promuevan. Y, seguramente, en

esa ocasión, volverá a aflorar la necesidad de revisar los antecedentes

de cada uno de los permisos, cuotas y autorizaciones

que han sobrevivido desde la sanción de la Ley 24.922 en

1998 y que derivan, de permisos históricos que se han extinguido

de pleno derecho (Acta CFP Nº 49/09 punto 13) y, calificar

a las empresas de forma de asegurar, no un valor agregado

o empleo, sino el mayor valor agregado y empleo, contrario

a lo previsto por el Acta CFP Nº 49/09 punto 33 inc. 4.

El gobierno nacional y los gobiernos provinciales, por fuera de

este Consejo Federal Pesquero, con el 100% de las Capturas

Máximas Permisibles para su disponibilidad, deberían ir pensando

a la luz del tiempo implementado para aplicar el art. 27º

y 71º de la Ley 24.922 que, con el cambio de gobierno, se

debiera ir generando una ronda de consultas con las empresas,

para dar al sector, un marco de previsibilidad al futuro,

para asegurar una actividad sustentable, generadora de valor

agregado, empleo, riqueza, radicación industrial y estratégica.

En base a lo explicitado propiciaremos la reforma del artículo

23º, 26º a 28º, 30º y 43º de la Ley 24.922, cuyos borradores

ya disponemos.

El inicio de un nuevo gobierno, cualquiera sea el signo

político, puede ser una gran oportunidad para el desarrollo

de la pesca nacional.

Dr. César Augusto Lerena

Experto en Atlántico Sur y Pesca, ex Secretario de Estado, ex Secretario de

Bienestar Social (Ctes) ex Profesor Universidad UNNE y FASTA, Asesor en el

Senado de la Nación, Doctor en Ciencias, Consultor, Escritor, autor de 24

libros (entre ellos “Malvinas. Biografía de Entrega”) y articulista de la especialidad.

25 de junio de 2019

Platón argumentaba a favor de la necesidad de una forma de gobierno intermedia

entre la democracia y la monarquía basada, a su vez, en la distinción entre dos

clases de igualdad que matiza el ideal de la isonomía, que originalmente designaba

la igualdad de derechos políticos y jurídicos entre los ciudadanos. Platón, en lugar

de hablar de una igualdad formal, propone que cada ciudadano ocupe el lugar

que le está destinado en la polis, según sus capacidades y su naturaleza, a la vez

que busca el equilibrio entre democracia y monarquía.

Revista Pesca agosto 2019 80

More magazines by this user
Similar magazines