Revista Sala de Espera Nro 60 Agosto 2019

saladeespera

Editorial Lo he dicho y lo reitero: soy una enamorada de Santo Domingo. En eso quizás nos inspiramos los que con tanto cariño trabajamos esta edición y debo darle todos, absolutamente todos los bombos al equipo del Cluster Turístico de Santo Domingo que con tanta alegría y aceptación recibió nuestra propuesta de que fueran ellos los que compartieran los rostros y espacios que hacen vibrar a la primada de América. Mi agradecimiento especial a Don Kin Sánchez, Coordinador asuntos culturales y comunitarios, una verdadera Biblia de la Ciudad Colonial y un alma libre; se los digo, deben buscarlo y pedirle que les haga un tour por la zona. También a la siempre atenta Virginia Baez, Coordinadora de Proyectos y Administración del Cluster, sin ella no habría sido posible esta edición. El desarrollo de la Ciudad Colonial es indudable, su majestuosidad es apreciada y valorada anualmente por millones de turistas que se maravillan ante las modestas y engañosas fachadas de sus casas; recintos de un mundo mágico y desbordante en su interior. Además, quién que haya acudido en los últimos meses no se ha maravillado con el dinamismo económico y comercial de sus espacios, manteniendo su esencia de ciudad viva no solo para el turismo internacional y local, sino para los que desde hace décadas residen entre sus callejuelas. Sí, Santo Domingo no es solo la Ciudad Colonial pero sin esta última la ciudad sería otra cosa. La pujante capital dominicana se transforma convulsa y quizá con demasiada rapidez ante la capacidad de los locales para adaptarnos y de las autoridades para organizarla. Dado este panorama tenemos un problema y miles de soluciones en las manos para ejecutar. Santo Domingo no es ni puede ser ciudad de orgullo sin su gente, sin sus dinámicas, sin su acceso rápido y seguro a la colorida y zona amurallada. La consentida del Caribe no puede ser lo que queremos sin que los que en ella vivimos, también pongamos más y más de lo nuestro para verla brillar de limpiecita y que las bocinas surjan cuando de verdad no haya remedio, y que podamos caminar por aceras más anchas, más verdes y más humanas. Katherine Hernández Editora

PUBLIREPORTAJE

compromiso tan grande que siempre

tuvo con sus pacientes y que lamentablemente

en las fechas importantes casi

nunca estaba y me dije “yo no quiero eso

para mi familia” y el día que la tuve, eso

me hizo dudar. Pero pienso que, con mi

trabajo, que amo, pongo un granito de

arena en cada proceso de cada paciente

Ortega, se ha hecho un nombre no

solo con sus pacientes sino también con

otros miembros de la industria,

por eso es la vicepresidenta

de la Asociación

Dominicana de Casas de

recuperación en República

Dominicana, “la preocupación

que tenemos es que

el sector funcione correctamente

y la marca país no se

vea afectada, ya que República

Dominicana posee un

alto compromiso en cuanto

a la Medicina de Turismo

de Salud. Se ha hecho

un excelente trabajo, y queremos

aportar a mejorarlo

cada día, concientizando a

los pacientes extranjeros de

la importancia de elegir una

Casa Habilitada por el ministerio

de Salud y a los médicos

de enviar sus pacientes a

estas casas ya que cumplimos

con todos los estandares de

calidad”.

–Recovery House es

la primera casa de

recuperación habilitada

por el Ministerio de Salud

¿Cómo fue ese proceso

y cuáles son las exigencias que se

tienen para esta habilitación?

–Así es. Tenemos medicos fijos

24/7 para poder asistir a los pacientes,

un médico nutricionista que elabora el

menú y una de las cosas más importantes

es que amamos lo que hacemos y hacemos

sentir el paciente como en casa ya

que la parte emocional es muy importante

para una rápida recuperacion.

En algunos casos el paciente se deprime

y nosotros tratamos de hacerlo sentir

de la mejor manera posible, los hacemos

sentir en familia. Algunos médicos dicen

que yo creo ser la mamá de cada paciente.

También es importantísimo el seguimiento

de las de su doctor y el seguimiento

al pie de la letra del suministro de

su medicación, el chequeo de sus vitales,

asi como su alimentación e hidratación.

–¿En qué se diferencia Recovery

House de otras casas de recuperación?

–Contamos con personal médico

graduado, profesionalmente y emocionalmente

calificado para la atención adecuada

de cada paciente , licenciadas en

enfermería, tenemos un médico nutricionista

para elaborar el menú de la alimentación

de los pacientes, un Chef que

es quien prepara los alimentos y tiene

la experiencia académica en manipulación

de alimentos (Serve Safe) para tener

una alimentación óptima, personal de

seguridad, personal de limpieza debidamente

entrenado y en la parte de los

equipos médicos contamos con camas

modernas de posición, tanque de oxígeno,

Ambu, glucómetro, espirómetro,

oximetro, esfigmomanómetro, equipo

para monitorear la hemoglobina, silla de

ruedas, andadores, y cualquier otro equipo

requerido por el Ministerio de Salud

Pública para nuestra habilitación.

–Trabajan en conjunto con la

Sociedad Dominicana de Cirugía

Plástica, SODOCIPRE. ¿Cuáles

son las principales estrategias

de prevención que manejan?

–Trabajamos muy de cerca con la

Sociedad Dominicana de Cirugia Plastica,

de hecho no recibimos

pacientes de médicos que no

pertenezcan a la misma. De

esta forma, contribuimos a

concientizar al paciente que

SODOCIPRE significa cirugía

segura y contribuimos también

a no apoyar el instrusismo.

Cuando un paciente elige

a un cirujano plástico certificado

minimiza los riesgos. Todo

paciente tiene su cuota de responsabilidad

y debe ser honesto

con su médico.

Es muy importante no

obviar informaciones médicas

que podrían ser importantes en

este proceso.

–Si un paciente que

llega desde el extranjero

o de otra ciudad del

país, viene acompañado

¿Cómo lo manejan?

–Estamos capacitados con

habitaciones confortables para

pacientes y acompañantes.

Tratando de dar un servicio

por encima de las expectativas

de cada persona o paciente

que nos reserva, para que tenga

un feliz retorno a su país de origen y una

experiencia con nosotros extraordinaria.

–En caso de que se presente

alguna emergencia con pacientes

que estén en su centro ¿cuál es

el protocolo que manejan?

–Primero contamos con el personal

medico calificado para enfrentar cualquier

eventualidad, luego nos ponemos

en contacto con su médico para notificarle

y seguir sus instrucciones y más

tarde, si el paciente amerita ser trasladado,

contamos con un servicio de ambulancia.

www.revistasaladeespera.com

33

More magazines by this user
Similar magazines