14.01.2023 Views

doku.pub_derecho-2-arias-pura3n-ricardoauthor

Create successful ePaper yourself

Turn your PDF publications into a flip-book with our unique Google optimized e-Paper software.

Grupo Editorial Patria®

Contrato colectivo de trabajo

La Exposición de Motivos de la Ley Federal del Trabajo nos indica lo siguiente:

Al redactar el proyecto, se analizó la conveniencia de cambiar el término “contrato colectivo de

trabajo” por el de “convención colectiva de trabajo”, pero se llegó a la conclusión de que era preferible

conservar la primera denominación por estar generalizada en la Ley, en la jurisprudencia, en

la doctrina y entre los trabajadores y los patronos; se consideró, además, que la denominación no

afecta la naturaleza de la institución.

El contrato colectivo de trabajo, tal como se encuentra reglamentado en la Ley vigente [antes de

1970], se conserva en sus aspectos fundamentales: constituye una figura jurídica especial, por

cuanto es la fuente del derecho regulador de las relaciones entre los trabajadores y la empresa, esto

es, debe ser considerado como fuente de derecho objetivo para las relaciones de trabajo individuales

y colectivas. Dentro de este espíritu debe interpretarse el artículo 386, precepto que ratifica la

definición de la Ley vigente [antes de 1970].

El contrato colectivo constituye un derecho de los trabajadores y la base, según acaba de decirse,

para el establecimiento de las relaciones colectivas. Tal es la razón por la cual el artículo 387 expresa

que el patrón tiene la obligación de celebrar con el sindicato, cuando éste lo solicite, un contrato colectivo,

y se añade que en caso de negativa, los trabajadores pueden ejercitar el derecho de huelga.

Según se indicó en el párrafo anterior, el derecho mexicano mantiene el principio de la sindicalización

plural; de ahí la posibilidad de que dentro de una misma empresa existan varios sindicatos.

Cuando tal cosa ocurre, pueden surgir conflictos en torno al problema del derecho para la celebración

del contrato colectivo. El proyecto, continuando los principios de la Ley vigente [antes

de 1970], otorga al sindicato mayoritario el derecho para celebrar el contrato colectivo que habrá

de regir para todos los trabajadores de la empresa. La extensión del contrato colectivo tiene como

fundamento el principio de igualdad en las condiciones de trabajo dentro de cada empresa. El concepto

de sindicato mayoritario se desprende del artículo 388: por tal debe entenderse el que cuente

con el mayor número de trabajadores dentro de la empresa o dentro del gremio, cuando en una

empresa existan sindicatos gremiales. El artículo 389 resuelve un problema largamente debatido

en la jurisprudencia y en la doctrina: si el sindicato mayoritario que celebró el contrato colectivo

pierde la mayoría, pierde también la titularidad del contrato colectivo, pero esta pérdida debe ser

declarada por la Junta de Conciliación y Arbitraje.

Los artículos 391 a 394 se ocupan del contenido de los contratos colectivos. De estos preceptos, el

393 resolvió otra duda de la doctrina y de la jurisprudencia: el convenio al que falte la determinación

del monto de los salarios, no producirá efectos de contrato colectivo; para adoptar esta resolución,

se consideró que la Ley fija las normas sobre la jornada mínima, los días de descanso y las vacaciones,

pero la cuestión de los salarios tiene que resolverse en los contratos individuales o en los colectivos,

ya que no sería posible pagar a los trabajadores, en todos los casos, el salario mínimo.

El artículo 395 se ocupa de la cláusula de exclusión: se modificó la disposición de la Ley vigente [antes

de 1970] que se refiere a la cláusula de admisión, a fin de evitar alguna maniobra que en ocasiones se

ha utilizado en contra de los sindicatos: se dispone que la cláusula surtirá efecto para todos los trabajadores

que ingresen a la empresa con posterioridad a la fecha en que el sindicato solicitó la celebración

del contrato colectivo y la inclusión en él de la cláusula de admisión exclusiva de sindicalizados.

El artículo 395 referido en la Exposición de Motivos dice lo siguiente:

En el contrato colectivo podrá establecerse que el patrón admitirá exclusivamente como trabajadores

a quienes sean miembros del sindicato contratante. Esta cláusula y cualesquiera otras que

establezcan privilegios en su favor, no podrán aplicarse en perjuicio de los trabajadores que no

formen parte del sindicato y que ya presten sus servicios en la empresa o establecimiento con anterioridad

a la fecha en que el sindicato solicite la celebración o revisión del contrato colectivo y la

inclusión en él de la cláusula de exclusión.

117

Hooray! Your file is uploaded and ready to be published.

Saved successfully!

Ooh no, something went wrong!