agenda del jardín - Art i Flora

artiflora.net

agenda del jardín - Art i Flora

La revista de la Asociación Española de Centros de Jardinería / Otoño-Invierno 2012 / Número 68 / Precio: 2,80 euros

Mucho más sobre jardinería en www.verdeesvida.es verdeesvida

Un toque japonés La jardinería contemporánea se inspira en una tradición milenaria

Jardines, bonsáis y poesía Entrevista con el paisajista Luis Vallejo

Jacintos y compañía Bulbos, sédums, plantas de sombra... color y vida para tu casa

www.verdeesvida.es


¿Por qué acudir

a un centro

de jardinería?

Si las plantas y la jardinería son tu afi ción, ¡o tu pasión!,

querrás calidad y buenos consejos en todos los aspectos;

no solo los mejores productos sino también asesoramiento

experto. En eso, nada es comparable a lo que es capaz de

ofrecerte tu centro de jardinería:

» La mayor gama de plantas de calidad

Árboles ornamentales y frutales, arbustos, plantas vivaces,

bianuales, anuales, bulbosas, cactus y crasas, plantas de

interior, gramíneas... Todas las que quieras, y de la mejor

calidad, para todo tipo de espacios verdes.

» Complementos para el jardín

Sustratos y abonos, fi tosanitarios, semillas, herramientas,

macetas y jardineras, sistemas de riego, fuentes y estanques...

» Muebles y objetos de decoración

Mobiliario para jardines, terrazas y porches, pérgolas y

celosías, casetas, iluminación, velas y antorchas, adornos...

¿?

UNA GRAN VARIEDAD

DE PRODUCTOS

UN ASESORAMIENTO

INTEGRAL GRATUITO

» Los mejores expertos están aquí

En los centros de jardinería cuentas gratuitamente con la experiencia,

el conocimiento y el expertise de su personal especializado,

capaz de resolver tus dudas técnicas sobre las plantas

y sus cuidados, el uso de sustratos, abonos, fi tosanitarios...

» La revista y la web Verde es Vida

Los centros de jardinería editan para sus clientes la revista

Verde es Vida, que te invitamos a pasar a recoger tres veces al

año. Además, en la web www.verdeesvida.es puedes consultar

artículos sobre jardines y terrazas, plantas, técnicas, huerto,

fi chas, mascotas... además de la hemeroteca online.

Recuerda, asimismo, que los centros de jardinería también

ofrecen servicios de jardinería, fl oristería, alquiler de plantas,

alimentos y complementos para mascotas, portes de las

compras a domicilio. Y, además, aparcamiento gratuito.

Los centros de jardinería pertenecen a:

Rodearse de verde

siempre compensa

Apesar de la subida de impuestos, a pesar

del panorama económico de crisis en el que

estamos inmersos, la jardinería, el huerto,

en defi nitiva el placer de cultivar las plantas, no solo

consigue que mantengamos una relación con la Naturaleza,

a la que pertenecemos, en el día a día de nuestra

vida en medio del asfalto, sino que también sigue

siendo rentable. En términos de satisfacción personal

—al fi nal, las personas somos lo que amamos—, pero

también de compromiso con el medio ambiente: nos

hacen falta los árboles, arbustos, las plantas en general,

como sumideros de dióxido de carbono y productores

de oxígeno, pero también como purifi cadores de las

numerosas sustancias tóxicas que la actividad humana

emite a la atmósfera. Por ello, todo lo que podamos

hacer para estar más rodeados de plantas, ya sea

dentro de casa, en la ofi cina, el despacho o la tienda,

en las terrazas, balcones, patios y, por supuesto, en

los jardines, aportará ese granito verde tan necesario.

Pero, además, los jardines pueden aportarnos calma

y sosiego, como sabiamente enseñaron durante siglos

los monjes zen en Japón y hoy recoge buena parte de

la jardinería contemporánea. Os lo contamos en las

primeras páginas de esta edición de Verde es Vida.

También comprobaréis que nuestra sección de Huerto

crece número a número: no es más que el refl ejo de

las ganas que tenemos todos de consumir lo que plantamos,

por placer, economía y ecología.

¡Os deseo un feliz otoño y un mejor invierno!

Santiago González Soriano

Director de Verde es Vida

JORDI ADRIÀ


sumario

16

22

32

34

Verde es Vida es una publicación de la Asociación Española de Centros

de Jardinería (AECJ). Londres, 96, principal 2ª. Barcelona, 08036

Tel.: 93 240 50 72. Fax: 93 202 07 40. Webs: www.verdeesvida.es y

www.aecj.org. E-mail: info@verdeesvida.es

• Director: Santiago González Soriano

• Consejo editorial: Oriol Batlle, Rafael Salmerón, Ignacio Azurza, Carlos Castiñeira,

Santiago González Soriano y Vicky Úbeda

• Realización: word_shop. Paseo de la Castellana, 129 7ª planta. Madrid, 28046

Web: www.wordshop.es. Tel: 659 806 796 E-mail: info.wordshop@gmail.com

• Dirección editorial: Elita Acosta • Dirección de arte y maquetación: Fernanda

Algorta • Redacción: Henar Guilarte, Juan Pablo Zurdo, Elita Acosta, Raúl González

Ibarra, Claudia Martínez Ayala, Pilar Jiménez • Edición: Elita Acosta

• Fotografía: Marianne Majerus Garden Images, Luis Vallejo Estudio de Paisajismo,

Patricia Soto, Miquel Tres, Mille d’Orazio, Oficina Holandesa de Flores, Floramedia,

Corma, iStockphoto, Jordi Adrià, María Losseau, proveedores de la AECJ y

fotógrafos de Flickr (Creative Commons)

• Producción: Rosa Blázquez • Impresión: Cobhri

© Prohibida la reproducción total o parcial de textos, dibujos, gráficos y fotografías de

esta publicación, cualquiera que sea el medio de reproducción a utilizar, sin la autorización

previa y expresa de la Asociación Española de Centros de Jardinería y word_shop.

Depósito legal: T 405 / 96. Tirada: 90.000 ejemplares.

staff 12

Foto de portada: Hyacinthus orientalis (Oficina Holandesa de Flores)

4 verdeesvida

IDEAS FRESCAS

Las últimas novedades

para el cuidado de las

plantas y el disfrute del

jardín, que encontrarás

en tu centro de jardinería.

DECORACIÓN

DE NAVIDAD

Cuatro estilos inspiradores

para adornar tu casa

en las próximas Fiestas.

AGENDA DEL JARDÍN

Los trabajos que te

esperan en octubre,

noviembre, diciembre

y enero en el jardín,

la terraza y el huerto.

PLANTAS DE SOMBRA

Las especies de hojas verdes

que aportan color en

las zonas menos soleadas.

CAMPEONAS

DE RESISTENCIA

Las plantas de interior

que decoran tu casa a

cambio de pocos cuidados.

38

44

50

52

54

58

FICHAS DE PLANTAS

Liquidambar styraciflua;

Hardenbergia comptoniana;

Heuchera micrantha;

Brighamia insignis.

ANIMALES QUE CURAN

Qué son y cómo actúan

la zooterapia y otras

actividades con animales.

ACEITES MINERALES

Fitosanitarios que eliminan

plagas y hongos

mientras hibernan.

ABONOS ORGÁNICOS

Te enseñamos a revitalizar

el suelo utilizando

mantillo y compost.

EL HUERTO DEL FRÍO

Calendario de siembra

del variado y suculento

huerto de otoño-invierno.

ARTE EN VERDE

Te descubrimos las esculturas

botánicas del artista

japonés Makoto Azuma.

HERRY LAWFORD

6UNA

MIRADA

HACIA JAPÓN

La jardinería contemporánea

sigue buscando en el

Lejano Oriente, especialmente

en Japón, inspiración

para crear atmósferas

de equilibrio y sosiego.

En la foto, un jardín en

el Chelsea Flower Show.


LVEP / MARCO CRISTOFORI

28

LOS SOSTENIBLES

Y BELLOS SÉDUMS

Estas plantas crasas que

dan flores durante todo el

otoño no requieren apenas

cuidados, adoran las

rocallas y los suelos secos

y apenas necesitan agua.

ED WEBSTER

36

FLORES DE BULBOS

POR NAVIDADES

En las semanas más frías

del año, los bulbos forzados

de jacintos y amarilis llenan

tu casa de vida y color.

Resultan muy decorativos

en todo tipo de tiestos.

46

JARDINES DEL

PARQUE OLÍMPICO

En Londres, el gardening

sigue celebrando la gloria

olímpica con un nuevo parque

que es todo un despliegue

de praderas naturalistas

de anuales y vivaces.

¡Mucho más sobre jardinería en

www.verdeesvida.es!

Busca en la web de Verde es Vida

la mejor información sobre plantas,

jardinería y huerto. Además,

puedes localizar centros de jardinería

en toda España y consultar

la hemeroteca de la revista.

18

ENTREVISTA

CON LUIS VALLEJO

56

LOS SALUDABLES

GERMINADOS

De dos a siete días es lo

que tardan en germinar los

brotes de soja, col lombarda

(en la foto), lentejas, alfalfa...

Con los germinadores

podrás cultivarlos en casa.

“Creo en mi influencia, mi pasión y mi

conocimiento del jardín japonés, pero eso

no puede estar por encima del proyecto

que se debe hacer en cada lugar”, sostiene

Luis Vallejo. En la foto, caducifolias en

otoño en un patio del hospital Río Hortega,

de Valladolid, inspirado en la poesía de

Antonio Machado y el paisaje castellano.

5


FOTOS: HERRY LAWFORD (ABAJO IZQ.); MMGI / MARIANNE MAJERUS

JARDINERÍA

6 verdeesvida


�Un estanque formal

sobre el que se cruzan

dos sinuosos caminos,

uno de pizarra gris y

otro de nenúfares. Al

fondo, delante de una

pantalla de bambúes,

un macizo de flores

blancas. Arabella

Lennox-Boyd buscó

rasgos orientales sin

abandonar la tradición

inglesa en este jardín

para el Chelsea Flower

Show de 2008.

�� Más jardines con

acento japonés en la

exposición de Londres.

Arriba, las flores y los

asientos anaranjados

de este jardín de

Second Nature Gardens

destella entre el blanco

de los áridos y las losas

de piedra caliza. En la

foto del centro, el área

acuática del jardín que

presentó Sarah Price

este año, rodeada de

vegetación de ribera.

Abajo, el sugerente

Jardín a la luz plateada

de la Luna de Haruko

Seki y Makato Saito.

Inspiración

oriental en

busca de calma

contemporánea sigue buscando en el Lejano Oriente,

especialmente en Japón, rasgos formales que permitan

crear atmósferas de equilibrio y sosiego. El resultado:

unos jardines eclécticos, que huyen de los estereotipos

cuando se basan en las especies autóctonas o adaptadas

y el alma del entorno en el que se levantan.

En la última edición del Chelsea

Flower Show de la Royal

Horticultural Society, en

mayo pasado en Londres, la

las diferentes especies escogidas, vivaces

como la valeriana (Valeriana offi cinalis),

la euforbia (Euphorbia palustris), la aguileña

común (Aquilegia vulgaris) e incluso

ascendente paisajista Sarah Price obtenía ‘Lady’s Slipper’, una orquídea silvestre de

la medalla de oro por su jardín para el pe- Lancashire, junto con juncos (Juncus eff uriódico

Th e Daily Telegraph, un pequeño sus y J. ensifolius), lirios (Iris pseudacorus,

paisaje lleno de calma, con un fuerte prota- I. sibirica) y Lychnis fl os-cuculi, entre otras

gonismo de la piedra y creado con vegeta- plantas palustres. El espacio acuático coción

autóctona. Este jardín evocaba la benectaba con una zona recogida al fondo del

lleza de las zonas silvestres de la campiña jardín, con senderos y rincones con piedras

inglesa, sus bosques, su fl ora, sus arroyos y helechos Osmunda regalis, a la sombra de

y laderas. “Quise destilar algo de la atmós- elegantes abedules blancos (Betula pendufera

que se respira en esos lugares salvajes la). Este proyecto buscaba “fomentar una

y misteriosos, y tratar de capturar la ma- refl exiva conexión con el mundo natural”,

gia de encontrarse con las fl ores silvestres”, señalaba la paisajista, autora del diseño de

explicaba la diseñadora. Una zona acuática los Jardines de 2012 del Parque Olímpico

destacaba como punto central, bordeada de Londres (ver páginas 46-49).

de cantos rodados de granito suavizados En esta misma edición de la cita de Lon-

por plantaciones de pradera y ribera. Entre dres la medalla de plata premiaba otro ▷

LA RELAJANTE

PRESENCIA DEL AGUA

Deslizándose en forma de río,

canal o acequia, saltando en

cascada, quieta como en la lámina

de un estanque, o brotando

de una piedra como en esta

fuente del escultor y diseñador

norteamericano de origen japonés

Isamu Noguchi. En movimiento

o en reposo, la presencia

del agua nunca falta en un jardín

de inspiración oriental.

CAMERA OSCURA En estos tiempos de vértigo e incertidumbre, la jardinería

7


MIQUEL TRES

JARDINERÍA

jardín que invitaba a la refl exión y la relajación:

el del estudio Second Nature Gardens,

formado por tres jóvenes paisajistas,

para un hospicio de niños (Rainbows

Children’s Hospice). En él, un pequeño estanque

cuadrado elevado aparecía rodeado

de macizos de fl ores silvestres de color

naranja, amarillo y púrpura entre mechones

de gramíneas y árboles (ramifi cados

Amelanchier) que formaban una bóveda

verde. La tonalidad naranja de un par de

asientos redondos, un color que simboliza

en Asia la humildad y la solidaridad,

ponía un vivo acento entre las geometrías

de las losas de piedra de York pulidas, el

estanque con los nenúfares, la cama de

rastreras verdes y las superfi cies de áridos

blancos. El jardín estaba rodeado de

pantallas donde se proyectaban sombras y

siluetas, otro guiño al Lejano Oriente.

Láminas de agua y bambú

Pero estos rasgos asiáticos de los proyectos

que se exhiben en la exposición de tendencias

jardineras más importante del mundo

no solo se han visto este año. En 2008,

Arabella Lennox-Boyd ganaba la medalla

de oro por un jardín para Th e Daily Telegraph

cuya intención era crear “un lugar

de refl exión y paz”. En él, una gran lámina

de agua rectangular, rodeada de una estrecha

franja de áridos, dominaba el espacio

creando una atmósfera de sosiego; en las

esquinas opuestas en diagonal, un par de

rocas y otra solitaria. Un sinuoso sendero

de pizarra azulada se cruzaba con un ca-

8 verdeesvida

mino de nenúfares rompiendo la formalidad

del estanque. La paisajista transcribía

así esa infl uencia oriental a un lenguaje

actual, con una mezcla de estilos y una

percepción romántica del jardín contemplativo.

La propuesta conseguía mantener

interesantes características del jardín

inglés en las plantaciones y el uso de la

pizarra. Dominaba la plantación de fondo

un nogal del Cáucaso (Pterocarya fraxinifolia),

y una pantalla de bambúes (Phyllostachys

aurea y Phyllostachys sulphurea var.

viridis) ejercía de telón de un rico macizo

de plantas de fl oración blanca —rododendros,

Paeonia suff ruticosa, Digitalis purpurea

‘Alba’, Iris sibirica ‘Fourfold White’ y

las vaporosas fl ores del Anthriscus sylvestris

‘Ravenswing’—, además de ruibarbos

(Gunnera tinctoria) de enormes hojas y

helechos Athyrium niponicum var. pictum.

Ese mismo año, Haruko Seki y Makato

Saito obtenían la medalla de plata por

su diseño Garden in the Silver Moonlight,

ESTABILIDAD

CONTRA MUTABILIDAD

Por su simbología, la piedra

(siempre en números impares)

es una pieza fundamental en la

jardinería japonesa: representa

la estabilidad en contraste con

el carácter mutante de la vegetación.

En los jardines pueden

representar montañas, islas e

incluso a Buda y sus discípulos.

En la foto, rocas en un jardín

privado diseñado por Luis Vallejo.

�Un estanque, la

presencia de áridos y

la nota de color de los

arces y otras caducifolias

en un ático que

respira una estética de

inspiración japonesa.

Los arbustos topiarios

y las aromáticas completan

las plantaciones.

inspirado en la observación de la luz de la

Luna, cuyos refl ejos en el agua evocan lo

efímero, lo transitorio y el devenir de la

vida. “Poner en valor la jardinería japonesa

y también las futuras posibilidades de

diseño contemporáneo” era la intención

del proyecto, según Seki. En este jardín

destacaban escultóricos grupos de cañas

de bambú elevándose sobre el estanque

junto a un sendero curvo sobreelevado,

grandes pasos japoneses sobre el agua y

escalones en tonos blancos que destacaban

sobre el verde de la vegetación.

La inspiración japonesa

Esta búsqueda de conceptos e inspiración

en el Oriente más lejano, y en especial en la

extraordinaria riqueza jardinera de Japón,

no es nueva. Pero es distinta. La defi nitva

apertura de Japón al mundo a mediados

del siglo XIX disparó la fascinación por

su cultura y, dentro de ella, por sus jardines.

Pagodas, linternas, puertas tori, pero

LUIS VALLEJO E. DE PAISAJISMO / MIGUEL KRAUSE


FOTOS: LVEP / RICARDO LABOUGLE (IZQ.) Y LUIS VALLEJO

KPTOCREATE

INFLUENCIA JAPONESA, ESPECIES NATIVAS

Los jardines japoneses expresan la transformación constante de la

Naturaleza y por ello demandan un equilibrio entre las especies que se

utilizan. Esa búsqueda de armonía en las plantaciones y con el entorno

que enseña la jardinería japonesa implica seleccionar especies nativas

o adaptadas al clima y al tipo de suelo del lugar. “En España nos sobran

especies autóctonas para incorporar en un jardín japonés”, asegura

el paisajista Luis Vallejo, un apasionado de la jardinería japonesa (ver

entrevista en las páginas 18-21). “Desde arces oriundos de la Península,

grandes deconocidos como el Acer campestre o arce común, y el arce

de Montpellier (Acer monspessulanum), al pino negro del Pirineo (Pinus

mugo) y el pino albar (Pinus sylvestris)”, señala. “La diversidad botánica

en España es tan enorme que hay de todo: lentiscos, jaras, aromáticas,

boj, incluso un rododendro de los Pirineos (Rhododendron ferrugineum),

que es una belleza”. En los jardines de este paisajista no faltan especies

tan mediterráneas como el olivo, el granado, la encina, la sabina o el

haya. Lo cual no quita que también plante delicados arces japoneses

(Acer palmatum), aunque, eso sí, en el lugar apropiado, donde esté

protegido de los rigores del calor. “Es clave contar con un plan previo,

tener un sentido de la proporción y la escala, y dejarse asesorar por

los centros de jardinería en la elección de las plantas”, aconseja.

El jardín más japonés que ha construido Vallejo es “por la manera en

que está vinculado o integrado en la naturaleza en la que está inmerso”,

el de Altarejos, en Extremadura. “Por su reproducción de un curso de

agua es, en esencia, un jardín muy japonés aunque el contenido sea

totalmente autóctono. Para mí es profundamente oriental”.

�Curso de agua en

el jardín de Altarejos,

en la dehesa extremeña.

Luis Vallejo lo

considera su jardín más

japonés por su integración

en el entorno

natural (arriba). Un

sendero con pasos

japoneses conducen

al corazón de un jardín

construido por el paisajista

en El Escorial

(izquierda). Patio con

bambúes en el hospital

de Fuenlabrada, en

Madrid (derecha).

LAS CAMAS DE ÁRIDOS

Importadas de los jardines secos, que se confi -

guran utilizando elementos minerales, los áridos

y la arena se han sumado a la jardinería contemporánea

para crear espacios vacíos, donde la

vegetación puede estar ausente a cambio de la

presencia de una piedra, o resumirse en un único

ejemplar vegetal bien escogido, un trío de la

misma especie o manchas de musgo como en el

minijardín de la foto. En muchos casos reemplazan

el césped con efi cacia, especialmente en los

lugares con escasez de agua, muy sombreados,

con mala accesibilidad o de formas irregulares.

también puentes japoneses (el de Monet

en Giverny, sin ir más lejos) comenzaron

a verse en los jardines de Occidente. Se

difundieron, además, los exóticos endemismos

del archipiélago y otras especies

asiáticas habituales en sus jardines. Y con

todo ello, un concepto de la jardinería

marcado por el biomorfi smo, las líneas orgánicas,

redondeadas, cargadas de movimiento

y asimetrías, que conseguían una

aproximación más natural a la Naturaleza.

Estos jardines aparejaban una morfología

de senderos que invitaba a recorrerlos sin

prisas, para acabar encontrando placenteras

estancias intermedias o para disfrutar,

en algún recodo, de un árbol en fl or o de

bellos espacios acuáticos. Un universo a

pequeña escala donde el paseante podía

encontrar una serenidad que proviene de

una conexión directa con la Naturaleza.

La mayor parte de las veces, sin embargo,

se conseguían unos jardines formalmente

japoneses, pero demasiado estereotipados,

sin alma. Hoy, la intención

de los paisajistas es llevar estos conceptos

a su propio terreno creativo, plasmar sus

proyectos con plantas autóctonas, naturalizadas

o aclimatadas y respetar la historia

del territorio. El resultado es más ecléctico,

pero también mucho más interesante.

El minimalismo y lo zen

Dentro de las infl uencias que la jardinería

japonesa ha ejercido en los últimos años

sobre la occidental destaca especialmente

la de los jardines secos o kare sansui, que ▷

9


ISTOCKPHOTO / VALENTÍN TRIPONEZ

MMGI / MARIANNE MAJERUS; MMGI / SIMON MEAKER

JARDINERÍA

10 verdeesvida

LOS PASOS JAPONESES

Se componen de losas de superfi cie plana

separadas por un espacio sufi ciente para

facilitar el paseo. Pueden aparecer por encima

de láminas de agua, como un pequeño

puente sobre un canal, pero también sobre

una superfi cie de césped o recubierta de

grava (como en la foto). Los pasos japoneses

nunca faltan en jardines diseñados

para revelarse paso a paso, pausa a pausa.

OASIS DE SOSIEGO AL ESTILO MALAYO

En las citas del Chelsea Flower Show de 2010 y 2011, el equipo formado por David Cubero,

canario, y James Wong, británico de padre malayo, crearon para Turismo de Malaisia jardines

tropicales inspirados en la arquitectura tradicional de ese país y su exuberante vegetación,

con la presencia central del agua. Recibieron por ambos la medalla de oro de la exposición.

En el jardín de 2010 se basaron en la jungla y los jardines de los pequeños pueblos malayos

para imaginar el patio acuático de la casa de fi n de semana de una pareja de la ajetreada

Kuala Lumpur. En él, un camino de losas rectangulares de caliza fl otaba sobre el agua entre

helechos arbóreos (Cyathea latebrosa) y el intenso verdor de otras plantas tropicales. Al

cabo del sendero esperaba un modernísimo pabellón de madera con asientos blancos.

La forma sinuosa de un río y las plantas de ribera inspiraron el proyecto de 2011. En él,

una plataforma suspendida prácticamente a ras del agua permitía crear un salón al aire libre

con largos bancos de obra, bajo un cenador de madera oscura, un sosegado rincón pensado

para ofrecer no solo calma sino también frescor en el mismo corazón de la capital malaya.

Del otro lado de la lámina de agua llena de fragantes nenúfares se veía un jardín vertical,

delante del cual caían leves chorros de agua. Los paisajistas proponían así una versión

contemporánea de los típicos patios acuáticos malayos, tan estética como funcional.


ha conectado fuertemente con el minimalismo

arquitectónico y ha traído consigo

toda una oleada de jardines zen, caracterizados

por los espacios vacíos, las camas de

grava, en algunos casos pequeñas áreas de

césped, y escogidos pero escasos detalles

—rocas, un árbol solitario, una pantalla

de bambú— y, llevado al extremo, incluso

las llamadas plazas duras, sin apenas vegetación,

como espacios urbanos.

Esos kare sansui, que se remontan al siglo

V, se popularizaron durante el período

Muromachi (1392-1573), al extenderse el

budismo zen en Japón. En los kare sansui,

también llamados jardines contemplativos

debido a que se empezaron a establecer

frente a los cuartos de meditación de los

templos budistas, solo se utilizan elementos

minerales: arena y grava rastrillada,

que representan el agua en forma de ríos

u olas del mar rodeando islas o montañas,

representadas por las rocas. El más famoso

es el de Ryoan-ji, en Kyoto, creado en el

siglo XV, que consiste en un mar de grava

rastrillada del que surgen 15 rocas dispuestas

en tres grupos, en islotes de musgo.

Dentro de la sabiduría zen, el jardín es un

instrumento para conseguir una correcta

percepción de la realidad sin que el pensamiento

actúe como intermediario. Y el concepto

de belleza se aleja de la ostentación

para manifestarse en la sencillez de las cosas.

En un párrafo del Libro del té, Okakura

Kakuzo, historiador y célebre crítico

del arte japonés de fi nales del siglo XIX y

principios del XX, enunciaba: “El bienestar

reside más en la simplicidad que en la complejidad

y en lo superfl uo; es una geometría

moral porque defi ne el sentido de nuestra

proporción respecto al Universo”. ✿

�Patios acuáticos

malayos en clave contemporánea.

El jardín

de arriba, presentado

en el Chelsea Flower

Show de 2010, acababa

en un moderno pabellón

de madera, al final

de un camino de losas

sobre un estanque.

El de abajo, de 2011,

proponía un salón al

aire libre suspendido

casi a ras del agua.

Más información en

www.verdeesvida.es:

• Jardines japoneses:

comunión con la naturaleza,

Verde es Vida

nº48, página 42.

• Jardines de Isamu

Noguchi, Verde es Vida

nº65, página 48, en

la hemeroteca online.


������������

COMPO. Disfruta de tu Jardín.

Con la gama COMPO SANA ® y los Fertilizantes COMPO,

� ����� ������ ��� ���� �������� �� ��������� ���������

� ��� ����������� �� ���� ���� �� ������

� ����� ���� ® � ��������� �� ������� � ���� �� ����� �����

�������� �� ��������

� ��� ������������� ���� ��� ������� �� ������ ��� �� �����

���������� � �����������

55 años de Experiencia & Innovación.


NOVEDADES

Más alimentos especiales para gatos esterilizados

En España, más del 60% de los gatos están esterilizados, intervención que

hoy se realiza normalmente sobre los seis meses. Para ellos, Royal Canin ha

lanzado tres nuevos productos Sterilised: Kitten Sterilised para un crecimiento

armonioso del gatito; Sterilised 12+ para gatos mayores, y Sterilised Húmedo,

con una nueva textura de finas láminas en salsa, para gatos adultos.

ideas frescas

Macetas de brillantes colores

Con sus vibrantes colores —magenta, verde limón, violeta,

rojo— más un elegante gris, la colección Samba de Deroma

Fansa llena de vida terrazas, porches y jardines. Incluye dos

formatos rectangulares distintos y uno cónico (en la foto).

Estos tiestos incorporan, además, accesorios muy funcionales,

como plato, reserva de agua o ruedas, y se pueden usar

tanto en exteriores como dentro de casa. Están fabricados

en un material resistente al hielo y los rayos del sol.

12 verdeesvida

Un compost orgánico

a base de gallinaza

Flower ha incorporado a su

gama Bio un sustrato 100%

natural a base de gallinaza

(estiércol de gallina). Se trata

de un enriquecedor del suelo

para cultivos, árboles, césped,

y especialmente el huerto

doméstico. La gallinaza es

un fertilizante muy completo,

con buena relación N-P-K,

microelementos y materia

orgánica. Además, contribuye

a mejorar el enraizamiento.

Los plurifuncionales ‘Adán y Eva’

Adán y Eva se llaman las piezas de la nueva colección

diseñada por Teresa Sapey para Vondom. Como si se

tratara de un diamante, Adán (en la foto) es facetado,

mientras que en Eva predominan las líneas curvas, dulces

y suaves. Se trata de objetos plurifuncionales, que

se pueden usar tanto de maceteros como de asientos,

floreros, mesitas auxiliares… que encajan en todo tipo

de estilos. El material en que están fabricados permite

su uso tanto en el exterior como en interiores.

Una trampa para

ratones con seguro

Recargable y de aplicación

fácil y limpia, la nueva trampa

para ratones de Bayer

Garden contiene un potente

cebo raticida anticoagulante

basado en el ingrediente

activo Difenacoum, registrado

para uso doméstico. Su

especial formulación resulta

eficaz incluso para controlar

razas resistentes a anticoagulantes

de primera generación.

Esta trampa incorpora

una llave de seguridad para

sucesivas recargas, que la

convierte en inaccesible

para niños y mascotas.

Un sustrato

un 50% más ligero

El nuevo sustrato universal

Compo Sana es alrededor de

un 50% más ligero que los

habituales. Esta reducción

del peso facilita la manipulación

del saco de 25 litros,

que además se presenta en

un formato Comfort, que permite

transportarlo con mayor

comodidad. Este nuevo sustrato

para plantas de interior

y exterior ofrece una calidad

100% Compo Sana e incorpora

abono de larga duración

para 12 semanas. Su

estructura esponjosa y ligera

permite trabajar con él sin

ensuciarse apenas las manos.

Asegura, además, una óptima

retención de agua.


Cuna ecológicas para las mascotas

Las nuevas cunas ecológicas Eco-Bambú de Arppe tienen un diseño

ergonómico en forma de óvalo y están confeccionadas en tejido de algodón

100%, transpirable y natural. Combinan el gris plomo con el morado

berenjena o el cálido tono melón cantalupo, y se puede elegir entre cuatro

tallas. La línea incluye colchones Eco-Bambú, disponibles en dos tamaños.

Cunas y colchones lucen bordados en hilo de algodón.

Bolsas decorativas llenas de luz

Bolsas de papel ignífugo con dibujos troquelados y una

vela de té en el interior: una forma de iluminar la Navidad

tan cálida como sencilla. La colección de luces decorativas

Dekolicht, que distribuye Digebis, abarca también otros

motivos: de fiesta, celebración, aniversario; incluso es posible

personalizarlos. El papel especial ignífugo con el que están

fabricadas permite usar las bolsas tanto en el interior de casa

como en el exterior: ofrecen su atractiva luz en la mesa de un

restaurante, una terraza, un camino, un jardín o una piscina.

Para guardar y almacenar

Para mantener los accesorios del

jardín bien guardados cuando no

se utilizan, Nortene ha lanzado

una línea de productos fabricados

por Keter con ventajas como la

facilidad y rapidez de instalación,

la resistencia y la total estanqueidad.

La gama incluye arcones,

armarios (como el de la foto)

y casetas en gran variedad de

modelos, que permiten tener los

utensilios almacenados y en orden

en espacios como jardines, terrazas,

piscinas, patios y balcones.

FUNDAS PARA MUEBLES DE

JARDÍN DE ALTA GAMA

Proteja sus muebles de jardín

de alta gama con las

mejores fundas del mercado

- Fundas fabricadas en

poliester que disponen

de una capa de pvc que

las hace 100% impermeables.

- Fundas especialmente diseñadas para ajustarse a

todo tipo de mueble modular

- Sofás, mesas de centro, otomanas, esquineros,

reposapies, etc…

- La mejor protección para sus muebles de jardín contra

la suciedad, el sol (uv), lluvia, hielo, nieve, etc…

Tel. +34 93 414 30 26

Fax +34 93 590 32 37

Digebis

13

digebis@digebis.com

www.digebis.com


NOVEDADES

ideas frescas

Para quitar las hojas secas

Gardena acaba de lanzar el

soplador-aspirador-triturador eléctrico

Ergojet 3000 (en la foto), y el

soplador de batería Accujet 18-Li.

El Ergojet 3000 es un producto tres

en uno: un potente soplador de

3.000 watios y ajuste de la velocidad

del aire de hasta 310Km/h;

un aspirador de gran capacidad,

con un volumen de aspiración de

605 m 3 /h y cesto recogedor de 45

litros, y un robusto y eficaz triturador

con turbina de acero y capacidad

de triturado de 16:1. Es muy

fácil de usar y permite eliminar del

césped las hojas secas del otoño,

pero también ser utilizado a lo

largo del año para aspirar o soplar

hierba cortada, paja, telarañas,

polvo, grava y pequeños residuos.

Los sopladores también constituyen

una herramienta muy práctica

para la limpieza y mantenimiento

del garaje y el taller.

14 verdeesvida

Un sustrato especial

para el huerto urbano

La Tierra Hortícola de Burés es un

sustrato específico para cultivar todo

tipo de hortalizas en el huerto urbano,

ya sea en mesas, banquetas o contenedores.

Está elaborado con fibra de

coco fertilizado con abonos orgánicos

y minerales, lo que asegura riqueza

de nutrientes, esponjosidad y un alto

contenido de materia orgánica. Está

indicado para todo tipo de plantas de

huerto, desde tomates y fresas a coles,

zanahorias y lechugas. En el cultivo en

banquetas conviene renovar el sustrato

para obtener una cosecha de calidad.

Tijeras profesionales para la poda

Para las tareas de poda de los árboles, arbustos y plantas del

jardín es importante escoger la tijera adecuada. Entre las de

una mano de aluminio, Altuna ofrece varios modelos de 20 y

21 centímetros con distintas prestaciones. Las de dos manos,

por su parte, están fabricadas en fibra de vidrio y nylon y un

material muy ligero, fuerte y duradero. Son tijeras un 25%

más ligeras que las estándar y están provistas de empuñadoras

en dos materiales, ergonómicas y antideslizantes.

Maceteros

que señalizan

Sun es el nombre de

una nueva línea de

maceteros de Veca, que

incorporan en la parte

inferior un pequeño

panel fotovoltaico y

una batería que proporciona

energía al

sistema de iluminación

por leds. La luz tiene

una función ornamental

y de señalización.

Los distribuye MMV.

Detalles decorativos

para el otoño

Un toque étnico o un rincón

romántico son las propuestas

decorativas de Ixia para

la nueva temporada otoñoinvierno.

La colección Ixia

Garden incluye sujetapuertas

de hierro colado pulido

y acabado con barniz de

contraste, flores de tela tintada,

pajareras de hierro...

La figura de la cabeza esta

realizada en fibra de vidrio

con acabado cemento.

Semillas para el huerto de otoño

Dentro de la colección Mix Huerto en Casa de Semillas Batlle,

el mix Siembra Otoñal combina cuatro sobres individuales con

semillas de puerro ‘Maxim’, espinaca gigante de invierno, escarola

‘Cabello de ángel’ y cebolla ‘Babosa’, variedades adaptadas al frío

y a las pocas horas de luz típicos del otoño; cada sobre contiene

semillas para obtener un mínimo de 30 plantas. También es muy

adecuado para esta estación el mix Hortalizas de Raíz, compuesto

por zanahoria ‘Nantesa 5’, rabanito medio largo rojo con punta

blanca, rabanito redondo rojo y remolacha aplastada de Egipto;

cada sobre lleva semillas para obtener un mínimo de 70 plantas.


Una mesa de cultivo

para el balcón

La gama de huertos urbanos

de Forest-Style abarca una

serie de productos adaptables

tanto al jardín como a

la terraza. En la foto, una

mesa de cultivo fabricada

en madera de pino tratada

en autoclave, de 98 litros

de capacidad. El cuadro

superior viene montado con

cuatro separaciones y malla

geotextil. Es ideal para balcones

y espacios reducidos.

Macetas magnéticas para tus plantas

Kalamitica es el nombre de una nueva gama de macetas magnéticas fabricadas

en resina y provistas de un imán en su estructura (modelo patentado).

Esta colección de Vitaterra se caracteriza por su originalidad, frescura

y practicidad. Las macetas, que se pueden colocar en cualquier superficie

de metal y retirar con un simple clic, permiten conseguir distintas composiciones

y combinaciones gracias a la variedad de formas, tamaños y colores

disponibles. La gama se completa con una serie de placas de metal, marcos

de madera y soportes de mesa en diferentes formatos y colores.

Toda una generación de abonos biológicos

Autorizados para la agricultura ecológica, los abonos líquidos

biológicos de Massó están formulados específicamente

para cítricos, cuya floración y fructificación favorecen;

plantas aromáticas, en especial romero, lavanda y albahaca,

cuyos aromas potencian, y Huerta, en la que consiguen una

floración abundante y prolongada y una mayor producción.

¿Problemas

con los bichos?

Déjanos ayudarte

en www.bayergarden.es


DECORACIÓN

Deseos de

una cálida

Navidad

Son los detalles los que ponen ese especial

acento en la decoración de la casa durante

las Fiestas. El abeto, las bolas de colores, las

guirnaldas de luces, las poinsettias, el múerdago,

el acebo, las velas encendidas... permiten

crear ese ambiente acogedor para celebrar

en familia. Si buscas inspiración para la

próxima Navidad fíjate en estos cuatro estilos.

CHIC ALPINO

La casa y el árbol de Navidad se visten de rojos,

blancos y bronces para evocar un paisaje

de montañas nevadas y el interior cálido de

una cabaña de madera donde toda la familia

se reúne junto al fuego. Basta combinar los

diseños de estilo suizo —¡fíjate en el jacquard

de las botas y algunos corazones del abeto!—

con adornos de cristal para conseguir una

ambientación navideña tan alpina como chic.

16 verdeesvida

EL LAGO DE LOS CISNES

El célebre ballet de Chaikovski inspira esta seductora propuesta

decorativa de tonos suaves, basada en los objetos de estilo vintage,

las bolas de cristal lilas, blancas y plateadas, los candelabros y coronas

blancos y las rosas de tela. Para una Navidad con un toque romántico.

¡UNA GUIRNALDA DE

LEDS Y SIN CABLES!

Una guirnalda de leds que

funcione a pilas no solo supone

ahorro de energía, sino también

poder decirle adiós a los cables,

enchufes y a la necesidad de una

toma de corriente. Las guirnaldas

Durawise (las encontrarás en tu

centro de jardinería) pueden utilizarse

en el exterior y funcionan

con pilas 3AA durante 30 días.

Incorporan un temporizador automático

que las mantiene encendidas

seis horas. Las luces pueden

KAEMINGK

mantenerse en función fi ja o en

ocho intermitencias distintas. FOTOS:


LUCES DEL NORTE

Los colores del Ártico y su atmósfera

de auroras boreales, mágica

y deslumbrante, pueden inspirarte

una decoración navideña de lo

más sugerente. Bolas y estrellas

transparentes, guirnaldas blancas,

dibujos escarchados, la silueta de

un pájaro... todo en suaves azules,

blancos de nieve, plateados

y grises; detalles que te ayudarán

a crear un ambiente navideño

lleno de sosiego y calma.

Busca en tu centro de jardinería

los adornos, luces,

vajillas y plantas que vestirán

tu casa de Navidad.

LA ALEGRÍA DE LA POLKA

La Navidad es sobre todo una fi esta para los niños. Mezcla y combina

con la ayuda de los más pequeños los colores más vivos —rojo, rosa

chicle, turquesa, violeta— en forma de divertidas fi guras de fi eltro, casitas

de tela, llamativas bolas para colgar del abeto, calcetines para la

chimenea... ¡No hay nada más alegre para adornar el árbol y la casa!

17


PAISAJISTAS

Entrevista con Luis Vallejo

“Un jardín debe

hacer trabajar

la imaginación”

Ricas en especies nativas, biomórficas y esencialmente poéticas.

Las obras paisajísticas de Luis Vallejo, desde los bonsáis que

le han hecho célebre a sus grandes jardines, tienen su reflejo

en la brevedad de los haikus, o en los poemas de Antonio

Machado, como celebración de la Naturaleza y búsqueda de

la sustancia del territorio y la cultura en las que se asientan.

El estudio de paisajismo de Luis

Vallejo, en una urbanización

del norte de Madrid, es en

realidad un taller entre encinas,

donde coexisten, como en una cantera,

grandes piedras monolíticas con otras más

pequeñas, redondeadas o de aristas fi losas,

algunas talladas apenas para convertirse en

una fuente sin perder su rusticidad esencial.

“La piedra representa la estabilidad, tiene

una carga simbólica: es la montaña, la isla,

la fuente... Complementa la parte cambiante

18 verdeesvida

del jardín, que es la vegetación”, explica el

paisajista. Allí tiene también una colección

de suisekis, “los haikus de las piedras”, pequeñas

rocas no manipuladas que por su

forma y colores recuerdan un paisaje o un

objeto de la naturaleza. Simples piedras que

también son poemas. Depende de la mirada.

Si algo tienen en común sus grandes

obras de arquitectura del paisaje, como el

Jardín Botánico de Muscat, en Omán, o la

Ciudad Grupo Santander, en Boadilla del

Monte, Madrid, con sus jardines privados

� Luis Vallejo entre

piedras apenas talladas

para servir de

fuentes, en el jardín de

su estudio, en Madrid.

�Los patios del

hospital Río Hortega

de Valladolid en otoño:

una sinfonía de caducifolias

con los toques

de inspiración japonesa

que caracterizan la

obra del paisajista.

RETRATO: PATRICIA SOTO


FOTOS: LUIS VALLEJO ESTUDIO DE PAISAJISMO / MARCO CRISTOFORI

repartidos por todo el territorio —desde

Los Altarejos, en Extremadura, a Sotogrande,

El Escorial o las Baleares— y los bonsáis

que le han hecho célebre, es precisamente

una mirada poética que busca la esencia del

entorno donde se encuentran, con su fl ora

autóctona, su paisaje y su historia.

Háblenos de la relación entre el paisajismo,

el jardín y la poesía. Usted es un

enamorado de los haikus, cuya brevedad

y necesidad de síntesis (solo 17 sílabas)

obliga a una expresividad y a una agudeza

especiales. ¿Un bonsái es también un

haiku natural? ¿Y un jardín?

El haiku es una concentración poética basada

en esa métrica de sílabas tan precisa.

Condensa una representación alegórica

de un proceso: Un viejo estanque / Al

zambullirse una rana / Ruido de agua. Los

haikus refl ejan el espíritu que ha de tener

un bonsái o un jardín. Como el haiku, el

jardín debe hacer que el que lo vive, el que

lo pasea, trabaje su imaginación, que le

sugiera situaciones que en cada caso serán

distintas. Hay tendencias a trabajar con el

bonsái muy occidentales, que reproducen

de manera muy explícita y muy obvia una

estructura formal, aunque sin misterio.

Es un hallazgo oriental, pero es universal,

por eso tiene que huir del estereotipo. Lo

mismo sucede con el jardín. Debes buscar

tu material y tu cultura, pero tienen que

responder a ese criterio formal y de representación

simbólica o capacidad alegórica.

Me gustan las perspectivas cruzadas, la

asimetría, la organicidad en los espacios,

el uso de materiales minerales, los ritmos

no lineales... que es lo que la enlaza en

mayor medida que otras con la naturaleza.

Los jardines japoneses son espacios para

la contemplación y la meditación. ¿Cómo

casan con la idea del jardín para vivir, de

extensión de la vivienda en el exterior?

Dentro del jardín japonés hay muchos

estilos o formas de hacer. No se puede simplifi

car. El jardín debe ser de una manera

o de otra según donde esté. Los jardines

del Hospital Río Hortega de Valladolid,

por ejemplo, son unos patios puramente

contemplativos; algunos incluso son abstracciones

que recogen ciertas referencias

poéticas, y ahí cito a [Antonio] Machado

¿Formalmente qué aspectos de la jardinería

japonesa le atraen en especial? ▷

19


PAISAJISTAS

▷como

inspiración. Algunos son jardines

puramente minerales, con elementos

pictóricos y geometrías que consiguen una

representación muy abstracta de la naturaleza;

en otros casos son más biomórfi cos.

Pero todos son contemplativos: se parte de

la base de que se van a ver desde las habitaciones

de los enfermos y las consultas,

nunca se van a vivir. Son como un cuadro

colocado para ser contemplado. Pero hay

jardines que además van a ser usados,

como el jardín privado que acabo de

terminar en Sotogrande, que se ve desde la

casa y por lo tanto tiene estancias visuales,

pero también tiene zonas de recorridos

estanciales. Es un concepto de jardín muy

sobrio pero con diversidad botánica, que

es algo que a mí siempre me gusta.

Esa diversidad botánica exige un complicado

ejercicio, que es saber combinar

las especies, sobre todo si se utilizan

caducifolias o plantas de fl or, lo que exige

calcular la coincidencia de las fl oraciones,

la evolución del color en el jardín...

Sí, es un ejercicio muy complejo. Hay que

conjugar parámetros cromáticos tanto de

fl or como de hoja; volumétricos, es decir

volúmenes y asociación de volúmenes, y

temporales, cuándo fl orece, cuándo sale

la hoja, cuándo la pierde... No les quito

valor a los jardines aquitectónicos, en los

que se suele recurrir a pocas especies;

tienen su sitio y su lugar, pero no son un

valor absoluto... Todo depende del lugar.

Acabamos de hacer un jardín muy arquitectónico

en un edifi cio de Madrid, una

especie de espiral concéntrica en torno a

un foso de aparcamiento, pero pese a ello

hemos usado diez especies distintas. El

jardín necesita una jerarquía muy clara en

cuanto al árbol o el arbusto dominantes

para conseguir homogeneidad y unidad.

Y luego aparece la diversidad, pero de una

manera jerárquica y bien ordenada.

Tiene sobre su mesa las galeradas del

libro Aquitectura más Naturaleza. Ciudad

Grupo Santander, que ha escrito el

experto Philip Jodidio. ¿Cómo resolvió

en ese proyecto el ajardinamiento de

las cubiertas vegetales para los tejados?

¿Qué ventajas tiene ese tipo de jardín?

El autor del proyecto arquitectónico, Kevin

Roche, quería una cubierta ajardinada por

razones de aislamiento y efi cacia térmica y

20 verdeesvida

le planteé que podíamos ganar mayor efi -

cacia térmica cuanta más sección tuviera,

lo cual signifi ca también mayor capacidad

para albergar más altura y volumen de

arbustos. De modo que no solo están ajardinadas

las cubiertas; todos los jardines de

la parte central se alzan sobre los forjados

de los aparcamientos. En las cubiertas son

25 cm de sección y en el de los forjados, un

metro. La resolución formal, por su parte,

tenía unas limitaciones: necesitábamos hacer

unos pasillos cada ciertos metros para

el mantenimiento, pemitir el acceso a todas

las partes de la cubierta, etcétera. Pero de

ahí salió una geometría que sirve de referencia

paisajística y pictórica; sigue la pauta

de esas parcelaciones rectangulares que se

ven cuando se vuela sobre Castilla, pero, al

mismo tiempo, los juegos de esos rectángulos

con distintas coloraciones coincide

con representaciones pictóricas de Klee y

Mondrian. Las especies que elegimos para

conseguir ese efecto son de fl ora autóctona:

aromáticas, gramíneas y arbustos de bajo

consumo de agua. Son unos 30.000 m 2 de

cubiertas vegetales ajardinadas.

Ese jardín reúne una extensa colección

de olivos centenarios. ¿Qué representa

�La selección de

especies crea un bello

efecto pictórico en las

terrazas ajardinadas

de la Ciudad Grupo

Santander, en Boadilla

del Monte, Madrid.

este árbol en particular para usted?

Lo del olivo tiene su historia en la Ciudad

Financiera. En ese espacio no había nada,

era una dehesa deteriorada. Entonces, buscando

un concepto que enlazara el jardín

al paisaje y la cultura del lugar, y teniendo

en cuenta, además, la vastedad de un

solar de 2 millones de m2 , lo vinculé a los

campos de cultivos del sur y el oeste de la

provincia de Madrid, que están estructurados

con la retícula de olivar. Esa estructura

de olivos es lo que cose, lo que entreteje el

espacio con los edifi cios. Se hizo con una

colección de olivos normales y corrientes,

pero luego se enriqueció por decisión

personal de Emilio Botín con olivos del

Maeztrazgo, Lanjarón, Tarragona… y

fi nalmente con una colección muy importante

de más de 300 ejemplares traídos de

Calabria de 15 a 20 metros de altura, con

unas formas más largas. Hoy en el jardín

hay 1.220 olivos, 16 de ellos milenarios.

así lo concibió en su proyecto. Entonces yo FOTO: LUIS VALLEJO ESTUDIO DE PAISAJISMO


FOTOS: LUIS VALLEJO (IZQ. Y DCHA.); RICARDO LABOUGLE (CENTRO)

Usted ha hecho jardines en países islá- lugar e intentar hacer un proyecto que

micos, como el Botánico de Omán o el enlace con todo ello.

hotel Royal Mansour en Marraquech...

¿Esos clientes le piden algún guiño a su

tradición a la hora de plantearlos?

No me lo piden explícitamente, pero yo

se lo ofrezco por razones de coherencia

proyectual. En el caso de Marraquech, por

ejemplo, recoge la herencia, la tradición,

del jardín andalusí: se basa en la reproducción

de los huertos que rodean la

ciudad, con una estructura geométrica y

una percepción simbólica que enlaza con

la tradición del jardín andalusí. Ese jardín

pertenece a su cultura, a su paisaje y se

adapta a la arquitectura. Sería extraño

optar por una solución distinta.

¿En estos jardines abandona la infl uencia

japonesa que caracteriza su obra

como paisajista?

Yo no diría que abandono la tradición japonesa.

Creo en mi infl uencia, mi pasión

y mi conocimiento del jardín japonés,

pero eso no puede estar por encima del

proyecto que se debe hacer en cada lugar.

KRAUSE

He realizado jardines formalmente muy

japoneses porque así me lo han pedido expresamente;

en otros casos porque tienen

un contenido y un objetivo claramente

conectado a su cultura: un museo de

bonsáis, por ejemplo; o está en un contexto

menos condicionado, más urbano.

Pero no me gusta hacer estereotipos de

jardín japonés. El jardín pertenece al lugar

donde está y a su cultura: esa es la norma. BLOCHMIGUEL

Para un jardín de Marraquech tengo que

saber entender la historia del jardín y el FARRAND

¿Hay que renunciar a tener un jardín

en estos tiempos de crisis?

El jardín es la manera que tenemos los

seres humanos de estar más cerca de la

Naturaleza. No es una frivolidad. Somos

urbanitas y el jardín permite mantener ese

contacto, y eso está fuera de modas y de

problemas económicos. Se puede tener una

pequeña huerta, un pequeño jardín; no es

cuestión de tamaño. Hay jardines pequeños

realmente maravillosos. Y yéndonos a la

reducción mínima, ahí está el bonsái, que

permite encontrar una forma de continuar

en esa comunión con la Naturaleza. ✿

�� Junto a la muralla

roja de Marraquech,

el verde de los jardines

del hotel Royal

Mansour. El paisajista

se basó en la geometría

de las huertas que

rodean la ciudad como

punto de partida para

plasmar hoy la herencia

del jardín andalusí.


� Aire japonés en

El Escorial, pero con

un granado rodeado de

fresas silvestres contra

un fondo de fresnos y

otras caducifolias.

� Una encina solitaria

rodeada por el azul de

la Nepeta faassenii en

un jardín privado.

• www.luisvallejo.com

• Bonsáis, escultura y naturaleza, por Luis Vallejo

• Un jardín en la dehesa, por Carlos March

UN MAESTRO DEL BONSÁI

En 2008, el emperador de Japón galardonó a

Luis Vallejo con la Orden del Sol Naciente en

la categoría Rayos de Oro y Plata, la más alta

que se concede a un ciudadano extranjero.

Reconocía así una labor de años en la difusión

de la cultura del bonsái, que tuvo su momento

más mediático cuando asistió como maestro

de este arte japonés a Felipe González, entonces

presidente del Gobierno. Cuentan que el

príncipe heredero Naruhito se entusiasmó en

una visita privada con los bonsáis de árboles

autóctonos de la Península, como el Pinus

sylvestris y el Juniperus sabina de las fotos

(arriba y abajo), amén de olivos, alcornoques,

higueras y granados. Vallejo sigue siendo

el conservador de esa colección en el Real

Jardín Botánico de Madrid, y además dirige el

Museo del Bonsái de Alcobendas, que reúne

principalmente su colección privada de bonsáis;

esta institución reúne la mayor colección

de bonsáis que existe fuera de Japón.

21


AGENDA DEL JARDÍN

OCTUBRE

Este es un mes de gran actividad en el jardín, el huerto y la terraza, tanto cara al otoño y el invierno como

a la próxima primavera. Pero también hay mucha belleza en el follaje de las caducifolias, bayas y flores.

Tareas de octubre

✓ Plantar, trasplantar, cambiar de tiesto. Octubre, como

septiembre, es un mes especialmente adecuado por sus

condiciones climáticas para todo tipo de plantaciones

—y trasplantes si la especie lo permite— de árboles y

arbustos: coníferas en cepellón, perennifolios como laureles,

adelfas, madroños y olivos, pero también caducifolios

en contenedor. Te recomendamos abrir los hoyos unas

dos semanas antes de la plantación, y no dejes de comprobar

el drenaje. También es buen momento para cambiar

de tiesto los ejemplares que lo necesiten.

✓ Podar. Si no has recortado los setos y topiarios de coníferas

y perennifolias en septiembre, hazlo ahora. Aprovecha

para limpiarlas de ramas secas o feas. Hasta la próxima

primavera no necesitarás podarlas de nuevo.

✓ Abonar. Dales abono orgánico a los ejemplares recién

podados, el césped y el huerto (ver páginas 52-53). Las

plantas de flor de temporada florecerán más tiempo si

les proporcionas un fertilizante rico en potasio.

PLANTAS

DE FLOR

Si quieres fl ores

durante el otoño...

• Las plantas de

temporada —crisantemos

(en la foto),

ásteres, ciclámenes,

sédums, pensamientos,

entre tantas otras

22 verdeesvida

de fl oración otoñal, y

las anuales de verano

que siguen dando

fl ores hasta la llegada

del invierno —tagetes,

coralillos, agératos,

geranios, aliso

marítimo— necesitan

LOS PEÑOTES

algunos cuidados

para fl orecer larga y

abundantemente.

• Mantén el suelo libre

de malas hierbas, que

compiten por el agua,

los nutrientes y la luz.

• Dales un abono para

plantas de fl or.

• Elimina las fl ores

marchitas para estimular

la refl oración.

• Controla la aparición

del oídio (ver recuadro

de la página derecha).

• Acolcha ya las raíces

con mantillo (de paso

aportarás materia orgánica

al suelo), corteza

de pino o paja limpia,

sobre todo si la zona es

de inviernos fríos.

PLANTA LOS

BULBOS DE

PRIMAVERA

Los bulbos de

tulipanes (en la

foto), jacintos,

narcisos, fritillarias,

crocus... que

darán fl or en tiestos

y jardines la

próxima primavera

deben llevarse a

la tierra en octubre.

En las páginas

36-37 te contamos

qué bulbosas

puedes cultivar

dentro de casa

en otoño-invierno

y cómo hacerlo.

ESQUEJA Y

RENUEVA LAS

AROMÁTICAS

Ha llegado el momento

de recortar

las espigas secas

y una parte del tallo

de las lavandas

(foto) y salvias. Así

conservarán una

forma compacta.

Con los restos de

poda puedes hacer

esquejes. Aprovecha

estos días para

plantar nuevos

ejemplares.

Centro de España

Callistephus chinensis

ÁRBOLES, ARBUSTOS

Y TREPADORAS

Coloca tutores a los árboles

Si plantas un árbol no dejes de entutorarlo:

así resistirá mejor los embates del viento y

crecerá bien. Coloca las estacas en el hoyo

inmediatamente después de introducir el cepellón.

Utiliza tiras de goma o tela engomada

para atar el tronco a las estacas; no deben

quedar muy apretadas ni muy holgadas. Ata

los tutores después de apisonar la tierra y

antes de hacer el alcorque y regar.

Aplica aceite mineral

La aplicación de aceite mineral en árboles y

arbustos te ayudará a prevenir la aparición

de las plagas en primavera (ver página 50).

PLANTAS

DE INTERIOR

Dales abono y riégalas menos

• Sigue abonando tus plantas de interior

cada 15 días con un fertilizante líquido para

plantas verdes, disuelto en el agua de riego.

Si el sustrato está un poco húmedo, mucho

mejor. En noviembre deberás espaciar la

aplicación de abono ya que la actividad vegetativa

de las plantas entrará en reposo.

• Las temperaturas son más bajas, de modo

que los riegos deberán espaciarse. Recuerda

que muchas plantas necesitan que la tierra

se seque entre una y otra ración de agua. La

mañana es el mejor momento para regarlas.

Para que disfruten de un ambiente húmedo

pulveriza el follaje con agua destilada o desmineralizada;

no mojes las flores.

FOTOS: MARÍA LOSSEAU. ISTOCKPHOTO


FOTOS: MILLE D’ORAZIO, CORMA

Zona atlántica

Aster sp.

LA PRADERA

Mediterráneo

Bellis perennis

Andalucía, Canarias

Salvia splendens

Prepara el césped para soportar el frío

No dejes pasar octubre para escarificar la pradera y aplicarle

abono orgánico, si todavía no lo has hecho. Con el césped recién

cortado te resultará más fácil y será más eficaz. Después de

abonar riega ligeramente. A partir de ahora, el césped necesitará

menos agua y siegas; deja la hierba un poco más alta que en el

verano. Vigila la aparición de musgo, que suele surgir a consecuencia

de las lluvias de otoño; pide en tu centro de jardinería

que te recomienden el producto adecuado para eliminarlo.

El oídio vuelve a la carga

Las temperaturas suaves, el rocío y las lluvias otoñales favorecen

la aparición del hongo oídio, que se aprecia en forma

de polvillo blanco sobre las hojas y capullos de rosales,

crisantemos, dalias, evónimos, phlox y muchos frutales y

plantas del huerto (calabacines, especialmente). No solo es

antiestético, también puede secar parte de la planta. Utiliza

un fungicida preferiblemente sistémico como método

preventivo; repite el tratamiento periódicamente. Si ya ha

atacado, elimina las partes afectadas y aplica el fungicida.

EL HUERTO

Días de cosecha

La recogida del membrillo

(en la foto) tiene su

apogeo en las primeras

semanas de octubre, pero

también la de avellanas,

kiwis y frutos del bosque

como las endrinas,

grosellas negras y uvas

crispas. Las últimas

manzanas y peras se co-

sechan ahora, y continúa

la recolección de nueces,

kakis y granadas.

Qué plantar ahora

Si quieres saber qué puedes

plantar en el huerto

de otoño-invierno fíjate en

las páginas 54-55. Antes

debes limpiar los bancales

y enmendarlos.

En la Agenda del

Jardín de www.

verdeesvida.es

encontrarás más

consejos sobre las

tareas de octubre.


AGENDA DEL JARDÍN

NOVIEMBRE

Los días más ventosos del año se presentan acompañados de frío y heladas. Utiliza protecciones para las especies

más delicadas y las recién plantadas en el jardín y el huerto. Plantar y podar son otras de las tareas del mes.

PLANTAS

DE FLOR

Gramíneas en su apogeo

A lo largo del otoño y el invierno, el dorado

de las gramíneas ornamentales (en la

foto, Stipa tenuissima) cobra un especial

protagonismo en los jardines, ya sea en

plantaciones monoculturales o mezcladas

con vivaces de floración otoñal como sédums,

ásteres, brezos, milenramas (Achillea

millefolium) y Verbena bonariensis.

Déjalas en pie hasta el final del invierno,

que es cuando se deben cortar al ras para

que rebroten con fuerza en primavera.

Da forma a las vivaces

Este es el mejor momento del año para dar

forma a algunas vivaces (no todas lucen

bonitas secas ni exhiben atractivas cabezas

de semillas), como geranios y muchas compuestas

(margaritas). Corta las ramas más

alargadas y aprovecha los restos de poda

para obtener esquejes y multiplicarlas.

PLANTAS

DE INTERIOR

Mantén la humedad ambiental

No dejes de pulverizar con agua destilada o

desmineralizada el follaje para contrarrestar

la sequedad ambiental que produce la

calefacción, pero dales menos agua y vacía

los platitos con guijarros y el centro de las

bromelias. Sigue abonándolas, aunque más

MARÍA LOSSEAU

más delicadas.

espaciadamente o aplicando dosis más bajas. ataduras no dañen la corteza.

NORTENE

24 verdeesvida

PROTEGE

LOS CÍTRICOS

DEL FRÍO

Limoneros, mandarinos

y naranjos

necesitan que los

lleves a cubierto

o los protejas

con una funda,

especialmente si

viven en un tiesto

en una terraza o

ático. Exepto los

kumquats, que

son muy rústicos,

los demás tienen

una tolerancia menor

a las heladas.

LOS CUIDA-

DOS EN LAS

TERRAZAS

El viento y el frío

afectan especialmente

a los áticos

ajardinados y terrazas.

Cubre con

arpillera o plástico

de burbujas los

tiestos que puedan

resquebrajarse, y

no dejes de regar

las plantas, así

las protegerás

también del efecto

de las heladas

(la tierra húmeda

genera mayor

inercia térmica).

Coloca mulching

en los tiestos

y protege con

fundas las plantas

Tareas de noviembre

✓ Plantar y trasplantar. El mejor momento para plantar

o trasplantar —si la especie lo permite— los árboles y

arbustos caducifolios (rosales incluidos) es cuando han

perdido el follaje, especialmente si es a raíz desnuda.

✓ Podar. En noviembre toca eliminar las ramas secas o

mal orientadas de algunos frutales (perales y manzanos),

árboles desnudos y trepadoras (también los rosales). Si las

ramas son gruesas unta las heridas con pasta cicatrizante

para prevenir el ataque de alguna plaga o enfermedad.

✓ Acolchar. Si aplicas una capa de mulching al pie de de

las plantas más delicadas protegerás del frío sus raíces.

✓ Regar. Excepto si el tiempo se presenta muy seco, ya

puedes dejar de regar el jardín; no así los tiestos de la

terraza. Desmonta, vacía y recoge el sistema de riego

(o cúbrelo con arpillera o plástico) y la manguera.

ÁRBOLES, ARBUSTOS

Y TREPADORAS

Protecciones contra el frío...

Mantas de hibernación (en la foto),

mallas y fundas te ayudarán a

proteger del frío las especies menos

rústicas y, sobre todo, los árboles

y arbustos que acabas de plantar.

Sus tejidos ligeros y permeables al

agua y el aire impiden los efectos

perniciosos del frío —al dejar pasar

la luz provocan un efecto invernadero

que procura calor a las plantas—,

pero también la deshidratación. Las

palmeras más delicadas también

necesitan ser protegidas: eleva las

palmas hacia arriba sin forzarlas,

átalas sin ajustar demasiado, y

rodéalas con una esterilla o una

arpillera. También puedes proteger

el ápice utilizando lana o estopa.

... y ataduras contra el viento

También conviene asegurar los

tutores para defender los árboles

jóvenes del viento; fíjate que las

Centro de España

Mahonia aquifolium


FOTOS: MILLE D’ORAZIO, GRUP ROIG

Zona atlántica

Acer palmatum dissect.

EL HUERTO

Cultivos a salvo

Campanas transparentes (en la

foto), túneles, mantas térmicas

e invernaderos que se instalan

sobre el terreno te ayudarán

a proteger algunos cultivos

del frío, la lluvia y las heladas,

sobre todo los que están brotando,

los planteles que acabas

de repicar, o los que son

poco resistentes al frío, como

las coliflores. Coles y lombardas,

por el contrario resisten

muy bien el rigor invernal.

Siembras y cosechas

Puedes sembrar directamente

en el terreno acelgas, espinacas

y zanahorias, y repicar

plantones de lechugas de

invierno, nabos y puerros.

Mediterráneo

Nandina domestica

Retira las hojarasca del césped

En noviembre, la pradera apenas necesita cuidados.

Riégala solamente si escasea la lluvia,

y no pases la segadora. Procura, eso sí, barrer

periódicamente las hojas secas de los árboles

que han caído sobre el césped; gracias a la humedad

reinante pueden convertirse en caldo

de cultivo para plagas y enfermedades. Puedes

utilizar la hojarasca para hacer compost.

Andalucía, Canarias

Tagetes erecta

Pero también hay mucho que

cosechar: puerros, endivias,

apios, coles de Bruselas,

coles, lombardas, nabos...

Más sobre el huerto de otoñoinvierno

en las páginas 54-55.

Los cuidados del estanque

• Vigila que el agua no se llene de hojas secas: extráelas

regularmente junto con la vegetación muerta. Si puedes

cubrir el estanque con una red te ahorrarás trabajo.

• Deja de alimentar a los peces a medida que el tiempo

se vaya haciendo más frío.

• Retira y limpia las bombas, filtros y surtidores, y

guárdalos a salvo de las heladas.

• Extrae del agua las plantas flotantes más delicadas,

colócalas en cubos con agua y ponlas a resguardo.

LA PRADERA

En la Agenda del

Jardín de www.

verdeesvida.es

encontrarás más

consejos sobre las

tareas de noviembre.

JC KANNY / MOSELLE TOURISME

��������������������

����������������������������������������������

������������������������������������������������������

�����������������������������������������������

������������

����������

�����������������

���������������

������������

�������������������������������

��������������������������������������������������� ������������������������

����������� ��� �������� ���� ������ ��� ���������

���������������������������������������������������������

���������������������������������������������������������

������������������������������������������������

������������������������������������������������� ������� ������������ ��� ������� �� �������� ��������� ��

�����������������������������������������������������

���������

���������������

�����������������


AGENDA DEL JARDÍN

DICIEMBRE-ENERO

En diciembre y enero la actividad jardinera es escasa; sin embargo, no conviene bajar la guardia con las

heladas, el viento y el frío: cualquier descuido puede aniquilar algunas plantas o comprometer su futuro.

ÁRBOLES, ARBUSTOS

Y TREPADORAS

Poda los rosales

de pie bajo

Los rosales de pie

bajo (foto), fl oribunda,

híbridos de té y patio

necesitan ahora la

poda más importante

del año. De cómo se

haga dependerá la

calidad de la fl oración

del próximo mayo y la

forma de la planta.

Tareas de invierno

• Utiliza una tijera

bien afi lada, ajustada y

limpia. Haz cortes netos

(sin desgarros) y al bies,

a unos 3 milímetros por

encima de una yema

orientada hacia afuera.

• Esparce sobre el

suelo abono completo

o especial para rosales

y entrecava ligeramente.

Riega con generosidad

y acolcha el cuello

de los ejemplares.

Nueva aplicación

de aceite mineral

Los árboles y arbustos

deben recibir ahora

una segunda aplicación

de aceite insecticida.

✓ Plantar. El invierno sigue siendo buena época para plantar

caducifolios, sobre todo si es a raíz desnuda, aunque

siempre y cuando la tierra no esté helada o muy mojada.

✓ Podar. Poda en diciembre los frutales y árboles ornamentales

que lo necesiten para evitar que sufran por la

pérdida de savia; la excepción son los que van a dar flor

en febrero. Los arbustos y trepadoras de floración estival

deben podarse en marzo; lo único que puedes hacer ahora

es limpiarlos de ramillas muertas, dañadas o deformadas.

✓ Mullir el suelo. Mantener húmedo y mullido el terreno

evitará que se compacte y contrarrestará el efecto de las

heladas. Acólchalo con mantillo: te ahorrarás trabajo,

mejorarás la estructura del suelo y resguardarás las raíces

de las plantas del frío (ver páginas 52-53).

✓ Proteger. Revisa las fundas, mantas térmicas, pantallas

cortavientos y demás protecciones contra el viento y el frío

para asegurarte de que cumplen bien su función. Ventila

los invernaderos, campanas y túneles los días de sol.

26 verdeesvida

DAN COSTIN

ALIVIA EL

PESO DE

LA NIEVE

El peso de la nieve

puede quebrar las

ramas de algunos

árboles y arbustos y

estropear los setos,

trepadoras y demás

plantas del jardín y

la terraza. No dejes

que se acumule.

Con la ayuda de

una pértiga o una

vara mueve las

ramas para que la

nieve caiga. Riega

ligeramente el

suelo para hacerla

desaparecer.

ELIMINA

LA CAPA

DE HIELO

Si tus árboles y

arbustos están

cubiertos de hielo

puedes intentar

librarlos de él golpeandoligeramente

el extremo de

las ramas con una

vara larga o una

escoba hasta que

la costra se rompa

y caiga. Evita

colocarte debajo

del ejemplar. No

intentes eliminar

el hielo con agua;

podría congelarse

sobre la capa anterior

y empeorar el

problema.

PLANTAS

DE FLOR

Abona las que estén dando fl or

Para que las plantas que están floreciendo en

esta época del año sigan siendo productivas

apórtales un abono rico en fósforo y potasio.

Mantén el suelo húmedo, especialmente si

están en tiestos, para defenderlas del efecto

de las heladas. Riégalas al mediodía.

Recorta los crisantemos

A medida que los crisantemos, ásteres y

otras vivaces dejen de florecer puedes podarlos

para que rebroten en primavera y

reinicien su ciclo, o simplemente darles un

tratamiento de anuales y desecharlos.

PLANTAS

DE INTERIOR

Centro de España

Malus ‘Everest’

Larga vida a la fl or de Pascua

Para que la poinsettia o fl or de Pascua (Euphorbia

pulcherrima) dure más tiempo sin perder las hojas,

procura que el sustrato permanezca siempre húmedo,

aunque no empapado, y la planta esté en un

lugar luminoso y alejado de la calefección. Riégala

por inmersión un par de veces a la semana.

Riegos y humedad ambiental

Otras plantas que debes regar por inmersión son las

orquídeas, ciclámenes, saintpaulias, azaleas... Antes

de hacerlo fíjate que el sustrato se perciba seco,

y en el caso de las Phalaenopsis, cuando las raíces

se vean blancas, sin atisbos de verde. Mantén húmedo

el sustrato de los helechos. Algunas especies,

como las zamioculcas, pachiras y sansevierias no

se deben regar. No obstante, es necesario mantener

la humedad ambiental pulverizando el follaje.

STARS FOR EUROPE

FOTOS: MILLE D’ORAZIO, JANE BELINDA SMITH


FOTOS: CHIOT’S RUN, GERTRUD K, BOB GUTOWSKI, M. D’ORAZIO

Zona atlántica

Rhododendron sp.

LA PRADERA

Qué hacer si se escarcha el césped

Evita el pisoteo si la pradera está escarchada (foto) o muy mojada:

se estropearía fácilmente. Un ligero riego impedirá que se queme

por efecto del frío. Impide que la lluvia forme charcos permanentes

para prevenir la aparición de musgo, líquenes y algas. En esta

época del año, un corte alto de la hierba contribuirá a protegerla.

Dale abono en enero

En el primer mes del año esparce sobre el césped abono orgánico

(compost, mantillo, estiércol de caballo bien descompuesto) para

que el rebrote primaveral lo encuentre bien preparado.

EL HUERTO

Mediterráneo

Hamamelis mollis

Cultiva tus propios ajos

Si quieres cultivar ajos no dejes pasar diciembre,

el mes ideal para ello por sus temperaturas.

Busca dientes sanos y entiérralos directamente

en un sustrato ligero pero rico, a unos 4-5 centímetros

de profundidad y con la punta hacia arriba.

Cosecharás las cabezas el próximo verano.

Siembras

de enero

En enero ya puedes

sembrar rúcula directamente

sobre el terreno

y pimientos en semillero,

además de acelgas,

espinacas, zanahorias...

Más información

en las páginas 54-55.

Andalucía, Canarias

Bignonia venusta

En la Agenda del

Jardín de www.

verdeesvida.es

encontrarás más

consejos sobre las

tareas de invierno.

Ag. de diciembre

Agenda de enero

HANNAH

Fuerza desmultiplicada

para un corte perfecto:

Tijeras con trinquete SmartCut

Comfort GARDENA

Cortar ramas gruesas fácilmente en tres pasos.

150%

Power


PLANTAS

Sédums:

mucha belleza,

pocos cuidados

De carnosas hojas verdes e incluso retintas, los sédums

dan flores en forma de minúsculas estrellas que atraen a

mariposas y abejas y resultan decorativas incluso secas

bajo la nieve. Estas crasas son además unas campeonas

de la jardinería sostenible: no requieren apenas cuidados,

adoran las rocas y los suelos pedregosos y calizos, y

no necesitan mucha agua. Unas joyas botánicas para

incorporar al jardín y los tiestos de la terraza o el patio.

28 verdeesvida


La jardinería sostenible tiene

en las especies y cultivares del

género Sedum unos aliados de

lo más atractivos y versátiles,

capaces de ofrecer su carnoso follaje y sus

fl ores a cambio de poca agua, en terrenos

pobres, y algunos incluso bajo la infl uencia

del aire salino del mar. Las fl ores son diminutas

estrellas por lo general de cinco pétalos,

que se agrupan en umbelas o racimos;

resultan muy atractivas para las abejas y

mariposas, y los pájaros encuentran en sus

semillas alimento durante el invierno. Muchos

sédums forman matas erectas, ideales

para combinar con vivaces y anuales en los

arriates de los jardines, y otros funcionan

de maravilla como tapizantes o plantas colgantes,

especialmente en rocallas y tiestos.

Los sédums son crasuláceas, es decir,

plantas crasas, lo cual signifi ca que las hojas

están adaptadas para reservar agua. La

mayoría son vivaces y semiarbustos perennifolios,

aunque algunos pierden las hojas

en invierno; otros se comportan como

anuales. Originarios del Hemisferio Norte,

desde Kamchatka (Sedum kamtschaticum),

en la costa siberiana del Pacífi co, a América

Central, hay sédums para todos los climas,

algunos capaces de tolerar hasta -40º y

otros que no soportan las heladas. En general

son aptos para los climas de la mayor

parte de España, caracterizados por la escasez

de precipitaciones, y son capaces de

tolerar las heladas de la zona Centro.

SÉDUMS TAPIZANTES

Son numerosos los sédums

rastreros, ideales para cubrir con

sus hojas suculentas y su copiosa

fl oración superfi cies y taludes de

sustrato pobre o pedregoso. Las

rocallas son su hábitat ideal y

parecen reptar entre ellas aprovechando

los resquicios de las

piedras para hundir sus raíces.

Dadas sus cualidades xerófi las y

sus escasas demandas de mantenimiento

se utilizan también en

cubiertas ajardinadas. No superan

los 10 centímetros de altura y

comienzan formando pequeñas

matas circulares. Muchos son

capaces de resistir temperaturas

de hasta -40 y -34º (USDA 3-4).

Eso sí, no resisten el pisoteo.

Sedum acre

Es uno de los sédums de hojas

más pequeñas y se extiende

rápidamente colonizando el suelo

y las rocas como una alfombra

que no supera los 10 centímetros

de espesor. Es de follaje perenne y

de febrero a junio se cubre de una

densa fl oración amarilla. Es uno

de los más rústicos (-40º, USDA 3).

PLANTAS

Sedum album

Este sédum perennifolio adora

reptar entre las rocas o colgar

desde ellas. De junio a octubre

brinda una densa fl oración blanca

en bello contraste con su follaje

verde oscuro; o rosada entre

hojas púrpuras. En la variedad

‘Nigra’ las hojas son entre verde

y marrones. Crece lentamente.

Su tolerancia al ambiente marino

lo hace muy adecuado para los

jardines costeros. En verano se

le debe ofrecer el riego justo (escaso)

y una situación sombreada.

Es una especie muy rústica, que

soporta hasta -34º (USDA 4). La

variedad ‘Coral Carpet’ es especialmente

resistente a la sequía.

Sedum spathulifolium

Sédums en compañía

Resulta particularmente atractivo

Entre las 500 y 600 especies de sédums que

por el tono verde claro, azulado,

existen, los más interesantes para los jardi-

plateado o rojizo de sus hojas redondeadas

que forman pequeñas

nes españoles son los sédums vivaces, no

rosetas. El follaje es perenne y

solo por su atractivo ornamental sino tam-

su color varía a lo largo del año.

bién por su tolerancia a un amplio rango de �Todo un despliegue

Los nombres de los cultivares

temperaturas y sus escasas demandas de de la belleza de los

—‘Silvermoon’, ‘Harvest Moon’,

agua y mantenimiento. Además, viven bien sédums. Desde arrriba

COMMONS)

‘Moonglow’— aluden al efecto

a la izquierda: Sedum

en los terrenos calizos, lo que los hace aptos

de luz de luna que producen en

‘Autumn Joy’ en un

para muchas zonas de la Península.

Sedum spurium

el suelo, mucho mejor si es pe- (CREATIVE

jardín. Las flores amari- Originario del Cáucaso, soporta dregoso, y las rocallas. Da fl ores

Estos sédums pueden convivir a la perllas de un S. spathulifo-

hasta -17º (USDA 7) y su follaje amarillas en primavera. Tolera

FLICKR

fección con aromáticas como el romero y la lium. Una abeja libando

es semiperenne. Las hojas son hasta -12º (USDA 8) y soporta

salvia farinácea, gramíneas como la Festuca en la umbela de un

pequeñas, redondeadas y planas, el aire marino. El cultivar ‘Cape

S. spectabile. Sédums

glauca, Stipa tenuissima y Chasmanthium

según la variedad; pueden ser Blanco’ vive bien a pleno sol en

y gramíneas en pleno

ISTOCKPHOTO,

latifolium, ásteres como el A. laterifl orus otoño. Un herrerillo ali-

verdes, burdeos, doradas e inclu- cualquier clima, a excepción de

‘Horizontalis’, rastrero, milenramas (Achimentándose en invierno so variegadas. Levanta entre 10 y los muy cálidos (USDA 3-9); es

llea millefolium), Verbena bonariensis, lan-

MAJERUS,

de las semillas. Las 15 centímetros y ofrece entre ju- de lento crecimiento y soporta

tanas y plantas de hojas plateadas, como el densas inflorescencias nio y septiembre una abundante los terrenos levemente ácidos.

de un S. spectabile. fl oración fucsia o púrpura. Crece El follaje del cultivar ‘Purpureum’

Senecio cineraria, la santolina (Santolina

MARIANNE /

Un Sedum album en rápidamente. Existen numerosos es burdeos o verde con matices

chamaecyparissus), la Centaurea pulcherri- flor. El follaje vinoso de cultivares, entre ellos el ‘Dragon’s dorados; es apto para la xerojar- MMGI

ma y el Cerastium tomentosum, o follaje de un S. spurium. Flores Blood’, que resiste -34º (USDA dinería y se adapta a todas las

tonos azulados, como el Teucrium fruticans ▷ de un Sedum telephium. 4-9) y resulta ideal para tiestos. temperaturas (USDA 4-11).

FOTOS:

29


PLANTAS

�Sedum ‘Matrona’ y

‘Brilliant’ en un jardín

junto al Mediterráneo,

compartiendo arriate

con matas de Festuca

glauca y aromáticas.

30 verdeesvida

ESTRELLAS EN ASCENSO

Son muchos los sédums que se han ganado

un lugar en los jardines por la armonía de su

forma y su bella fl oración, que comienza en

julio, se mantiene a lo largo de todo el otoño

y se ve atractiva hasta seca, convertida en

cabezas de semillas, incluso bajo la nieve.

La mayoría son variedades obtenidas del

Sedum spectabile y el S. telephium, que forman

esbeltas matas de 50 a 60 centímetros,

con hojas ovaladas y grandes umbelas. Son

muy rústicos: soportan hasta -40º (USDA 3).

Sus numerosos cultivares resultan perfectos

en arriates informales y jardines secos, pero

también en los tiestos de patios y terrazas.

Sedum spectabile

También llamado sédum de otoño por su

fl oración rosada en forma de ramilletes en

esta época del año, tolera temperaturas muy

bajas pero pierde el follaje. En los climas

muy calurosos debe colocarse en semisombra.

Suele ser de rápido crecimiento.

rojo, en cuyo extremo surgen densas umbelas

rosadas o púrpuras. Tiene predilección por

los sitios secos y arenosos, los muros viejos

y las rocallas. Es una especie caducifolia.

• Variedad ‘Matrona’

Se caracteriza por sus tallos de color rojo

muy oscuro y su follaje de grandes hojas

verdeazuladas con los bordes y las nervaduras

rojizas. Emite fl ores de un tono rosado

claro en verano hasta comienzos del otoño.

Es estéril. Resistencia: USDA: 3-9.

• Variedad ‘Strawberries and Cream’

Este sédum combina tallos de color rojo

vivo, un follaje de hojas ovaladas verde

oscuro con matices y nervaduras burdeos,

y umbelas que van del blanco al rosa pálido.

COMMONS)

(CREATIVE FLICKR FLORAMEDIA, ISTOCKPHOTO, D’ORAZIO, MILLE FOTOS:

▷ y el T. marum, de fl ores púrpuras. En zonas

de inviernos suaves, también pueden

convivir con la Phylica ericoides y otras • Variedad ‘Herbstfreude’ o ‘Autumn Joy’

suculentas, como la Diosma hirsuta y el

Drosanthemum fl oribundum.

Es el sédum más popular y difundido en los

jardines por su facilidad de cultivo y mantenimiento

y sus ramilletes de fl ores de color rosa

Cuidados, los mínimos

• Riego: A lo largo del año los sédums se

intenso (arriba). Las hojas son verdeazules,

anchas y elípticas. Por sus cualidades horticulturales,

este cultivar goza del premio Garden

• Variedad ‘Purple Emperor’

Dentro de los Sedum telephium existe un

deben regar moderadamente, siempre de- Merit de la Royal Horticultural Society (RHS). grupo de cultivares de follaje y tallos de

jando que el sustrato se seque entre una

color púrpura (grupo Atropurpureum), entre

y otra dosis de agua; en invierno el riego

se debe suspender del todo. Es crucial no

los cuales destaca este cultivar que produce

racimos redondos de pálidas fl orecillas.

atiborrarlos de agua; el exceso de riego los

mata por asfi xia de las raíces y pudrición.

• Luz: Son en general plantas de pleno sol.

Algunas de las más rústicas viven mejor en

semisombra en los climas muy cálidos.

• Sustrato: Moderadamente rico, en algu-

• Variedad ‘Brilliant’

nos casos incluso pobre o para cactáceas;

‘Brilliant’ es el nombre de un cultivar y

seco y sobre todo con muy buen drenaje.

también de un grupo de Sedum spectabile de

El pH ha de ser neutro o medianamente copiosa fl oración en forma de cimas planas de Sedum ‘Ruby Glow’

alcalino (pH 7,6-7,8).

un brillante tono rosado claro. El follaje es ver- Pertenece a la especie Sedum robustum o S.

• Abonado: Escaso, solo dos o tres veces de o verde con visos plateados. Forma matas cauticola ‘Robustum’ y, a diferencia de los an-

al año, una de ellas en verano.

de unos 45 centímetros de altura. Resistencia: teriores, sus matas no superan los 25-30 cen-

• Mantenimiento: Los sédums, especial- USDA 3-10. Es ideal para la xerojardinería. tímetros de altura. Sus tallos son burdeos, y

Tiene el Garden Merit Award de la RHS. sus hojas, de tono verde azulado con acentos

mente los que forman matas erectas, solo

borravino. Sus umbelas, de color magenta o

requieren que se les recorten los tallos

Sedum telephium

púrpura, tienen seis centímetros de diámetro.

secos al fi nal del invierno; los rastreros ni Exhibe un precioso follaje que combina el rojo Es muy adecuado para la xerojardínería. Vive

siquiera eso. Generalmente fl orecen desde vivo y el verde oscuro, medio o claro. Forma bien en una gran variedad de climas (USDA

la primavera hasta el otoño, pero las fl ores matas con numerosos tallos erectos de color 3-10). Necesita pleno sol. Es ideal para tiestos.


TAN BELLO COMO SENSIBLE

El Sedum morganianum, también conocido como cola de burro,

resulta especialmente seductor por la forma de sus tallos, que caen

en cascada desde lo alto de una roca o un tiesto colgante, como si

fuera una cabellera de trenzas. Las hojas son pequeñas y alargadas,

de coloración azul verdosa, y se imbrican apretadamente. En

primavera emite racimos de fl ores rojas o rosadas, que surgen en el

extremo de los tallos. Este sédum oriundo de México y Honduras vive

perfectamente al aire libre en Canarias y Andalucía (USDA 10-11).

En las zonas de climas muy rigurosos necesita ser cultivado dentro

de casa, o ser llevado a resguardo en invierno, ya que no tolera temperaturas

que bajen de -1º. Eso sí, necesitará un lugar muy luminoso.

Se debe manipular con mucho cuidado, ya que las hojas se desprenden

con facilidad y la savia causa irritaciones en la piel.

secas llenas de semillas de algunas especies

son sufi cientemente bellas incluso así

por su colorido entre burdeos, ladrillo y

almagre. En los jardines de vivaces tan en

auge en el Reino Unido se dejan tal cual

hasta fi nales de febrero, entre matas de

gramíneas doradas y plateadas, otras vivaces

secas y ejemplares de Phormium.

• Plantación: La mejor época para plantar

sédums es el otoño y la primavera. En

general suelen ser de rápido crecimiento.

• Multiplicación: Los sédums se propagan

fácilmente por esquejes de tallos e

incluso de hojas; por división de mata en

primavera (esta operación se recomienda

cada tres o cuatro años), y por semillas. ✿

PLANTAS

Usted disfruta de su tiempo

libre – y nosotros nos

ocupamos de sus plantas

El Substrato universal de

Floragard

• Óptima absorción

del agua gracias a

Aqua-Plus ®

Flora-Vital activa la

vida del suelo de forma

natural

• Crecimiento vigoroso

y duradero con abono

Premium

Das Dar Beste lo mejor. geben. ¡Desde Seit 1919!

31

www.fl oragard.com · Tel. 0049 (0) 441-2092-0


PLANTAS VERDES

Plantas que

aman la sombra

Bajo un árbol, a la sombra de un muro, en un balcón protegido

del sol, en la umbría de un patio o un sendero… Para llenar

de vida las zonas verdes menos iluminadas puedes recurrir

a numerosas plantas que necesitan poca luz. Muchas de las

que ves en estas páginas conservan las hojas en invierno.

Si el condicionante es la escasez

de luz por una orientación al

norte, la sombra de los árboles

o la presencia de altos muros o

construcciones muy próximas, algo tan

habitual por ejemplo en las nuevas urbanizaciones

de adosados y pareados, basta

con escoger especies que tengan predilección

por la semisombra y la sombra. Estas

plantas te ofrecerán buenas soluciones

y, además, estéticamente atractivas. Las

opciones son muy variadas y numerosas:

desde jugosos helechos (fíjate en el recua-

32 verdeesvida

dro de la página derecha) a la Fatsia japonica,

con sus grandes hojas plurilobuladas,

o la Soleirolia soleirolii, en el polo

opuesto, con sus mínimas hojitas que recuerdan

al musgo. Sin olvidar trepadoras

como la hiedra (Hedera helix) y el Ficus

repens o F. pumila, capaces de cubrir tanto

un muro como el suelo, o colgar graciosamente

de los tiestos. Y todo esto sin

salir del repertorio de las plantas verdes

de follaje persistente o semipersistente.

Tanto en macetas —en solitario o combinadas

con plantas de similares necesi-

JUEGOS DE VERDES,

TAMAÑOS Y FORMAS

Aucuba japonica

Las brillantes hojas coriáceas de

este bello arbusto (arriba y en la

foto de la izquierda) exhiben un

decorativo moteado amarillo (más

acentuado en la variedad ‘Crotonifolia’).

Drupas rojas destacan entre

el follaje de los ejemplares femeninos.

Se adapta bien a todos los

suelos y resiste bien las heladas,

el aire marino y la contaminación.

Si recibe una o dos horas de sol

será menos sensible a los hongos.

Fatsia japonica

La llamada aralia del Japón (foto

de la izquierda, junto a la aucuba)

es un arbusto de grandes hojas

brillantes, capaz de resistir -12º.

En las zonas de heladas prolongadas

puede perder el follaje, pero

lo recupera en primavera. Prefi ere

los sustratos drenados y fértiles.

Si vive en el suelo se debe regar

solo en periodos de sequía. Puede

alcanzar los 4 metros de altura.

Ficus repens, Ficus pumila

Se trata de una liana capaz de engancharse

al mortero de las paredes

con sus crampones. Las hojas

suelen ser verdes o variegadas

(‘Sunny’). El fi cus verde se puede

utilizar para cubrir paredes (su

nombre común es enamorada del

muro) en zonas libres de heladas;

si se ha cultivado como planta de

interior, el follaje puede quemarse

al principio, pero el nuevo será

capaz de soportar el sol. También

se usa como planta colgante en

tiestos. Exige un sustrato húmedo,

sobre todo si vive en maceta. Resiste

solo las heladas suaves: -3º.

FOTOS: CORMA; FLORAMEDIA; ADRIÁN MARTÍN; MMGI / MARIANNE MAJERUS


Ophiopogon jaburan

Forma pequeñas matas redondeadas

de 25 a 40 centímetros

de altura de fi nas hojas verdes

acintadas. Resulta especialmente

decorativa en rocallas o como cubresuelos

debajo de los árboles.

Emite varas de las que surgen

pequeñas campanitas blancas

(es una liliácea). Soporta hasta

-10º y necesita riegos frecuentes.

Emite decorativos frutos.

Soleirolia soleirolii

Esta densa planta tapizante emite

minúsculas hojas (5 a 15 mm)

redondas u ovales. Se utiliza

también en macetas y jardineras,

de las que suele desbordar. Es

especialmente apta para rincones

húmedos y umbrosos. Conserva

el follaje si la temperatura no baja

de 5º, pero resiste hasta -10º.

Es sensible a la falta de agua.

Hedera helix

Esta popular hiedra es muy

resistente al frío y tolera tanto la

sequía como la humedad. De fácil

mantenimiento, se adapta bien

a zonas con muy poca luz; el sol

directo amarillea y quema sus

hojas. Es ideal para cubrir muros,

a los que se adhiere con sus raíces

aéreas, y funciona bien como

tapizante y como planta colgante.

VERDOR DE HELECHOS RESISTENTES AL FRÍO

Son numerosos los helechos que se pueden cultivar en el exterior gracias a su gran rusticidad;

algunos, como la Matteuccia struthiopteris, el Polypodium vulgare y el Dryopteris fi lix-mas,

sobreviven a -40º (USDA 3-4). Si las temperaturas bajan demasiado suelen perder los frondes,

pero su rizoma sobrevivirá y será capaz de emitir otros nuevos con la llegada del buen tiempo.

En general, los helechos prefi eren los suelos ricos y humíferos, bien drenados, ácidos o

neutros; no son aptos para terrenos alcalinos. Salvo en invierno, precisan un ambiente un tanto

húmedo y un suelo fresco. Se deben regar solo cuando el suelo se perciba seco.

Estas plantas resultan especialmente atractivas a lo largo de los senderos, al pie de los

árboles, entre rocas o troncos, o en un rincón sombrío, así como en macetas colocadas fuera

del alcance de los rayos del sol. Algunos, como el Cyrtomium falcatum, lucen brillantes hojas

coriáceas. En las fotos, Anthyrium niponicum ‘Metallicum’, Dryopteris linnearis polidactyla,

Osmunda regalis o helecho real, y Polystichum setiferum (arriba y abajo, desde la izquierda).

Otros helechos aptos para exterior son: Anthyrium fi lix-femina, Dryopteris erythrosora,

Polystichum aculeatum y Polystichum polyblepharum. Búscalos en tu centro de jardinería.

dades— como directamente en el suelo,

estas especies pueden vivir perfectamente

en el exterior. Las que aparecen en

estas páginas resisten en general el frío

y muchas incluso toleran períodos de sequía.

Son ideales para un balcón, un patio

o cualquier hueco arquitectónico.

Para asegurar que la planta recibe la

cantidad de luz adecuada, algunos productores

las sirven con una etiqueta dotada

de un sensor que avisa si la luminosidad

es excesiva: así sucede, por ejemplo,

con la colección A-Sombra-T de Corma. ✿


Este artículo ha sido

elaborado con la colaboración

de Corma.

Más información en

www.verdeesvida.es:

• Jardines de sombra,

Verde es Vida nº54, pág.

20 (hemeroteca online).

• ¿Qué hacer en las

zonas difíciles del jardín?

33


PLANTAS DE INTERIOR

Cinco grandes

campeonas

de resistencia

Si no sabes mucho de plantas o no tienes tiempo para

cuidarlas, prueba con las especies de interior de estas

páginas. Son grandes campeonas de resistencia, capaces

de vivir con escasas atenciones y algunas de ellas hasta

con muy poca agua. Lo único que piden es que no las

ahogues a fuerza de regarlas sin parar. A cambio te

ofrecerán su belleza y la mayoría de ellas hasta purificarán

el aire de tu casa u oficina. ¡No se les puede pedir más!

�ESPATIFILOS:

solo quieren agua

Ni abono ni fi tosanitarios de ninguna

clase, el espatifi lo (Spathiphyllum

sp.) solo necesita agua

de forma regular: cada dos o tres

días en invierno y a diario en

verano; un tiesto con autorriego

puede ser la solución si no puedes

ocuparte. A cambio purifi cará

el aire de sustancias nocivas y

hasta te dará fl ores blancas en

forma de espatas. Esta planta

tiene tanto éxito como especie

de interior que sus variedades se

han multiplicado enormemente

en los últimos tiempos. En tu

centro de jardinería encontrarás

grandes espatifi los de hojas muy

anchas, otros de hojas pequeñas

pero abundantes y muy fl orífi cos,

ejemplares de desarrollo muy

vertical e incluso mini...

• Búscales un lugar en semisombra

para que su follaje verde

no amarillee. El exceso de luz

no les va bien y el sol directo les

produce quemaduras.

• Cámbialos de tiesto y renuévales

el sustrato cada dos años;

verás qué saludables se conservan.

De paso podrás obtener más

ejemplares por división de mata.

• El sustrato debe ser tierra muy

suelta, con arena y turba negra.

34 verdeesvida

�DRACAENA MARGI-

NATA: la más fuerte

Entre las populares drácenas,

tan habituales en casas y ofi cinas,

la Dracaena marginata es

la más resistente y la que mejor

soporta la falta de luz. Como las

otras también purifi ca el aire.

• La clave es regarla de forma

espaciada, solo cuando la tierra

se haya secado un poco. Lo

mejor es hacerlo por inmersión,

sumergiendo el tiesto en un cubo

con agua, o mantenerla en un

contenedor con autorriego.

• Si le brindas agua descalcifi -

cada o destilada, mucho mejor.

• En los ejemplares de troncos

leñosos o semileñosos es muy

importante que no quede agua

estancada en la base de los

troncos, les resulta pernicioso.

• El abonado (con fertilizante

para plantas de interior) ha de

ser poco concentrado.

• Esta drácena también es

menos sensible al estrés por

falta de agua, que provoca que

las puntas de las hojas de las

otras drácenas se acartonen.

Más sobre las

drácenas en

verdeesvida.es

Riega las plan-

FLORES

DE

tas cuando notes

que el sustrato

HOLANDESA

se ha secado. El

exceso de agua

OFICINA

asfixia las raíces. FOTOS:


�KALANCHOES:

la alegría del color

Pequeñitos pero muy ornamentales,

los kalanchoes (Kalanchoe

blossfeldiana) ofrecen sus copiosos

corimbos de fl ores rojas,

rosadas, magentas, anaranjadas,

amarillas, crema, blancas... entre

verdes y brillantes hojas turgentes.

Sufi ciente para poner color

en cualquier rincón de la casa

donde les llegue buena luz, pero

sin sol directo. Puedes usarlos

en solitario, pero las colecciones

resultan sumamente decorativas.

Son plantas muy asequibles y,

por tanto, puedes reponerlas con

facilidad. Forman parte del grupo

de plantas purifi cadoras.

• Como buena planta crasa no

necesita demasiado riego; dale

agua solo cuando veas que se

ha secado el sustrato.

�ANTURIOS: fl ores como corazones

Decorativas como pocas gracias a sus brillantes espatas rojas, rosadas

o bitono, el anturio (Anthurium andreanum) solo exige cierta humedad

en el sustrato y abono para plantas de fl or cada 15 días si quieres que

fl orezca sin parar (si utilizas fertilizante en forma de clavos te olvidarás

de abonarlas durante unos meses). Sus fl ores emergen entre abundantes

hojas acorazonadas que ejercen un efecto purifi cador en el ambiente.

• Esta colombiana de nacimiento requiere una temperatura cálida constante

y humedad ambiental, que puedes procurarle mediante pulverizaciones

diarias con agua (mejor si es destilada o descalcifi cada).

• Necesita mucha luz para seguir produciendo fl ores, aunque deberás

resguardarla de los rayos directos del sol, que queman las hojas.

• Para que refl orezca en abundancia la siguiente temporada ponla a

descansar en invierno unas seis semanas a unos 15º y riégala poco.

Más sobre los anturios

en www.verdeesvida.es

�ZAMIOCULCAS:

la planta camello

Exótica, sumamente decorativa

y ultra resistente, esta nativa

de Tanzania y Zanzíbar exige

mínimos cuidados, no necesita

casi agua y es prácticamente

inmune a las plagas. Además,

crece lentamente.

• Para hacer feliz a una zamioculca

(Zamioculcas zamiifolia)

colócala en un lugar muy luminoso

pero fuera del alcance de los

rayos del sol, aunque es capaz

de adaptarse sin problemas a

otras condiciones de luz.

• Durante el invierno no la

riegues, con pulverizar el sustrato

y las ramas con agua (si

es descalcifi cada, mucho mejor)

una vez por semana le bastará; la

zamioculca es una suculenta que

guarda sus propias reservas. En

verano riégala cuando compruebes

que el sustrato se ha secado.

• Su lugar de origen indica su

necesidad de temperaturas cálidas;

aléjala del frío, pero también

de la calefacción.

• El sustrato ha de ser rico pero

con muy buen drenaje.

Más sobre la

zamioculca en

verdeesvida.es

MÁS PLANTAS FÁCILES

• Ficus, Verde es Vida nº49,

página 26.

• Sansevierias o espadas de San

Jorge, Verde es Vida nº67, pág. 34.

• Filodendros (entre ellos, la

costilla de Adán), Verde es Vida

nº63, página 32.

Encontrarás información sobre

todas estas plantas y sus cuidados

en verdeesvida.es y/o en la

hemeroteca online.

35


PLANTAS DE FLOR INTERIOR

Flores de

bulbos por

Navidades

36 verdeesvida

Antes de que acabe el otoño,

jacintos y amarilis se convierten

en los protagonistas

de una decoración viva llena

de encanto. Estos bulbos

forzados para florecer antes

de tiempo solo se pueden

cultivar dentro de casa.

EN LOS ÚLTIMOS AÑOS, JACINTOS

(Hyacinthus orientalis) y amarilis (Hippeastrum

spp.) han cobrado gran protagonismo

como plantas de fl or de interior en los

meses más fríos del año. En los centros de

jardinería encontrarás a partir de octubre

sus bulbos forzados, es decir, sometidos

a determinadas condiciones de frío y luz

para conseguir una fl oración precoz. Así,

especies que naturalmente fl orecen en

primavera se adelantan para dar juego a

decoraciones de lo más atractivas, incluso

navideñas. Los jacintos, en especial, con

sus innumerables cultivares de perfumadas

infl orescencias en racimo azules, moradas,

blancas, rosadas e incluso amarillas, pueden

llenar de encanto cualquier rincón, ya

sea en solitario o en grupos. Hasta los años

ochenta, en que comenzaron a popularizarse

las poinsettias, se usaban los jacintos de

fl or pequeña blanca como planta típica de

Navidad (en Cataluña se llamaban nadales);

ahora los encontrarás como paperwhites.

Los amarilis y sus numerosos híbridos

tampoco se quedan atrás con sus espectaculares

fl ores en forma de trompeta rojas,

rojas con bandas blancas, rosadas o asalmonadas,

que en los últimos años se han

convertido en un bello adorno de Navidad.

Estos grandes bulbos emiten sus esbeltas

varas fl orales antes de que aparezcan sus

largas hojas; cada vara produce entre dos

y cuatro fl ores cuya corola puede alcanzar

los 20 centímetros de diámetro. Lucen

tanto en solitario como formando fi las.

Tanto los jacintos como los amarilis te aseguran

fl ores a lo largo de varias semanas. ✿

�Jacintos de varios

colores en una maceta

rústica. Sus decorativas

inflorescencias

resultan perfectas también

en tiestos clásicos

y modernos. Si el lugar

es fresco duran más.

�� Bulbos de jacinto

cultivados en hidrogel

dentro de unos recipientes

muy originales.

�Las grandes trompetas

rosadas de un

Hippeastrum vittatum.

FOTOS: OFICINA HOLANDESA DE FLORES; ISTOCKPHOTO


CÓMO CULTIVARLOS

• Cuándo comprarlos: Ya en

octubre verás bulbos forzados

de jacintos y amarilis en tu centro

de jardinería. Elige los que

se vean más compactos y libres

de estrías, manchas o heridas.

• El tiesto debe ser apenas

mayor que el tamaño del bulbo.

No esperes a llevarlos a una

maceta y recuerda que mientras

más estrecheces pasen en ella,

mejor (fíjate en la foto): la planta

se concentrará en emitir sus

varas fl orales en vez que dedicar

sus esfuerzos en colonizar el

sustrato con sus raíces. Si el

recipiente es grande planta varios

bulbos en él. El tiesto debe tener

agujero de drenaje para evitar la

acumulación de agua en el fondo.

• Drenaje y sustrato: Coloca una

capa de guijarros en la base del

tiesto para asegurar el drenaje,

y rellénalo con un sustrato muy

suelto en el caso de los jacintos,

y humífero en el de los amarilis.

JACINTOS EN AGUA O EN GEL

Los jacintos también se pueden cultivar

directamente sobre hidrogel o en agua, sin

necesidad de sustrato. El gel te permitirá

mantenerlos en recipientes estancos; basta

colocar la cantidad sufi ciente en el fondo.

Si es en agua necesitarás unos recipientes

especiales que se caracterizan por un

estrechamiento en forma de copa en su parte

superior. La parte inferior se llena con agua,

en tanto que el bulbo se coloca en la copa,

de modo que permanezca sin mojarse para

evitar su pudrición. Solo las raíces deben

introducirse en el agua; conviene añadirle

un trocito de carbón vegetal para impedir

que proliferen microorganismos perjudiciales.

El agua se debe renovar cada 15 días.

• Cómo plantarlos: Los bulbos

no se deben enterrar del todo.

En el caso de los jacintos, deja

un tercio por encima de la superfi

cie del sustrato, y dos tercios en

el de los amarilis. La yema siempre

debe quedar hacia arriba.

• Mantenimiento: Los bulbos

forzados de jacintos que encontrarás

en tu centro de jardinería

ya mostrarán el racimo, de modo

que cuando llegues a casa solo

tienes que plantarlos y colocarlos

en un ambiente luminoso, a 18-

19º; riégalos con agua templada

preferiblemente, y no los abones.

En el caso de los Hippeastrum,

comienza regándolos poco y

mantenlos en un lugar bien iluminado

a unos 15-18º. Aumenta

los riegos progresivamente a

medida que las varas crezcan;

no dejes que el sustrato se

seque, pero tampoco lo encharques.

Gira el tiesto regularmente

para evitar que las varas se

inclinen hacia la luz. Las temperaturas

frescas ayudarán a que

las fl ores duren más tiempo.

• Después de la fl oración: Cuando

las fl ores se hayan marchitado,

corta las varas y continúa

regando. Hay quien recomienda

aplicar un fertilizante líquido

equilibrado cada 7-10 días. Interrumpe

el riego cuando las hojas

empiecen a amarillear. Para dar

descanso a los bulbos deja que

el sustrato se seque y llévalos

en su tiesto a un sitio fresco y

oscuro durante un par de meses.

Debes empezar a despertarles

a mediados de octubre; solo

deberás renovar la capa superior

del sustrato. Se deben cambiar

de tiesto cada dos o tres años.

Más información en

www.verdeesvida.es:

• Bulbos de primavera,

¡es hora de plantarlos!,

Verde es Vida nº53,

página 28

37


FICHAS

temperatura

media y baja

pleno sol

o sombra ligera

profundo, fértil,

ligeramente ácido

riego moderado,

sin encharcar

hoja caduca

flor:

marzo-mayo

cápsulas esféricas

con pinchos

Avalada por

la Asociación

Española de

Arboricultura,

con información

elaborada por

Mariano Sánchez,

conservador del

Real Jardín Botá-

nico de Madrid.

38 verdeesvida

Liquidámbar

Liquidambar styraciflua

DESCRIPCIÓN

Pocos árboles resultan tan espectaculares en otoño

como el Liquidambar styraciflua, una especie caducifolia

oriunda del este norteamericano (desde el sur del estado

de Nueva York hasta México y Guatemala) que hoy exhibe

su belleza en parques, jardines y el arbolado urbano

de muchas ciudades españolas. Luce una silueta piramidal

que suele alzarse unos 20-30 metros e incluso alcanzar

los 45. Se trata de una especie muy rústica (USDA

5), capaz de soportar temperaturas de hasta -29º. Tolera

medianamente la contaminación ambiental, pero tiene

baja resistencia a la sequía. Es de lento crecimiento.

HOJAS, COPA Y TRONCO

El rojo carmín pero también los tonos anaranjados,

burdeos y violetas tiñen el follaje del liquidámbar en

otoño antes de caer. Las hojas son palmeadas, con cinco

a siete lóbulos profundos, parecidas a las de los arces; son

alternas (en los arces son opuestas), miden entre 13 y 20

centímetros y presentan largos pecíolos. La copa suele ser

columnar cuando el árbol es joven, luego cónica, y redondeada

en la madurez; en algunas variedades es globosa.

La proyección máxima de la copa en el suelo de 8-10

metros de diámetro. El tronco del liquidámbar es espigado,

con una corteza escamosa de color marrón grisáceo.

FLORES Y FRUTOS

La especie es monoica; las flores masculinas y femeninas

surgen entre marzo y mayo y carecen de importancia

ornamental. Los frutos son cápsulas esféricas de cuatro

a cinco centímetros, erizadas con gruesos pinchos.

CULTIVO Y CUIDADOS

El liquidámbar prefiere el pleno sol o la sombra ligera,

sobre todo en las zonas muy calientes, donde el exceso

de sol en verano y la baja humedad ambiental provocan

el desecamiento del follaje y el debilitamiento

progresivo del árbol. Necesita un suelo profundo, fértil,

ligeramente arenoso, no muy húmedo y levemente

ácido, aunque tolera los calizos. No necesita poda y es

bastante inmune a las plagas y enfermedades. Resiste

bien el viento, aunque no conviene plantarlo en primera

línea del mar. El marco de plantación adecuado es de

seis a ocho metros. Este árbol tolera mal los trasplantes.

USOS

Es muy adecuado en bosquecillos, pero también en

solitario, incluso en tiestos grandes y como bonsái.

TODOS LOS FUEGOS EL FUEGO

Liquidámbar, o ámbar líquido, alude a la sustancia

resinosa y aromática que se obtiene de la corteza

de este árbol. El Liquidambar styraciflua, que se

introdujo en Europa en el siglo XVII, ha dado lugar

a numerosas variedades. Entre ellas destacan la

‘Burgundy’, que se caracteriza por una duración

más prolongada de sus hojas de tono rojo

violáceo en otoño; ‘Aurea’, de hojas con manchas

de tono verde limón en verano que viran al rosado

en otoño; ‘Festival’, de follaje otoñal con matices

amarillos, naranjas, rosados y rojos al mismo

tiempo; ‘Rotundifolia’, de hojas con los bordes

redondeados; ‘Worplesdon’, de hojas violetas

durante la primavera y el verano, que se vuelven

amarillas o anaranjadas antes de caer...

FOTOS: M. LOSSEAU; FLORAMEDIA

.


FICHAS

temperatura

media y alta

pleno sol

o sombra parcial

sustrato neutro

y bien drenado

riego regular

o escaso

hoja perenne

flor:

febrero-junio

pequeñas semillas

en vainas

40 verdeesvida

Hardenbergia

Hardenbergia violacea y H. comptoniana

DESCRIPCIÓN

Estas trepadoras australianas empiezan a florecer en

febrero y no cesan hasta el final de la primavera. Son perfectas

para la zona mediterránea, ya que sufren cuando

las temperaturas bajan de -5° (USDA 9-11). Pertenecen a

la familia de las Fabáceas, por ello sus pequeñas flores de

tonos violáceos se parecen a las de las judías, guisantes

y glicinias. De crecimiento vigoroso y rápido, son ideales

para cultivar junto a una espaldera, valla o pérgola, a las

que se enredarán gracias a sus tallos volubles; pueden

superar los tres metros de altura. También suelen cultivarse

como arbustos. Mantienen el follaje todo el año.

HOJAS

Las hojas son coriáceas y miden unos 10-12 centímetros

de largo. Son de color verde medio, sobre el que

destacan las líneas claras de las nervaduras.

FLORES

En pleno invierno, la hardenbergia empieza a emitir

abundantemente sus diminutas flores en forma de mariposa,

agrupadas en densos racimos axilares con pedúnculos

rojizos. Son en general de color violeta (H. violacea)

o morado claro (H. comptoniana), pero los numerosos

cultivares multiplican las tonalidades (ver texto de la

derecha). Las flores dan paso a pequeñas vainas.

CULTIVO

Necesitan mucha luz para florecer abundantemente;

según la fuerza del sol en la zona deberán situarse en

sombra ligera o a resguardo de los rayos más potentes.

Deben ser protegidas de las heladas fuertes, especialmente

las tardías, y del viento. Prefieren un sustrato

neutro o ligeramente ácido, fértil y con buen drenaje.

CUIDADOS

Agradecerán los riegos regulares y profundos; en el

caso de la H. comptoniana, una vez establecida, solo

cuando la tierra se vea seca. La floración resultará más

abundante si el suelo se enriquece con abono orgánico

en enero. Son plantas de bajo mantenimiento, aunque

pueden atacarlas la cochinilla, trips y la araña roja.

Una poda fuerte tras la floración permitirá controlar

su expansión. Algunas partes son tóxicas si se ingieren.

USOS

Las hardenbergias viven perfectamente en maceta en una

terraza o porche abierto. Se usan también como rastreras.

UNA TROTAMUNDOS FELIZ

Entre las 14 especies del género Hardenbergia, las

más cultivadas son la H. comptoniana, especialmente

resistente a la sequía, y sobre todo la H. violacea,

llamada happy wanderer, trotamundo feliz, en Australia.

Existen variedades de delicadas fl ores blancas:

‘Alba’; blancas con un leve matiz rosado: ‘Free-n-

Easy’; rosadas: ‘Pink Fizz’, ‘Strawberry Shake’ y

‘Rosea’ (también se puede cultivar en el interior);

malvas: ‘Blushing Princess’, de porte arbustivo;

azuladas: ‘Bushy Blue’, también arbustiva; púrpuras:

‘Purple Falls’ y ‘Mini Haha’ (compacta y arbustiva);

bitonos: ‘Happy Duo’... El género debe su nombre a

Franziska, condesa von Hardenberg, hermana del

barón Carl von Hügel, diplomático austrohúngaro,

viajero y coleccionista botánico del siglo XIX.

FOTOS: LOUISA BILLETER; FLORAMEDIA


FOTOS: FLORAMEDIA; TOM POTTERFIELD

DESDE LAS MONTAÑAS ROCOSAS

La especie tipo de la Heuchera micrantha es originaria

del sotobosque de las Montañas Rocosas,

desde la Columbia Británica hasta California, lo

cual revela su capacidad de adaptación a distintas

condiciones climáticas y a todo tipo de suelos,

siempre que cuenten con buen drenaje y sean

ricos en materia orgánica. El nombre genérico

recuerda al botánico alemán Johann Einrich von

Heucher (1677-1747); el específi co proviene de los

términos griegos micros y anthos, que signifi can

pequeña fl or. Existe también una Heuchera sanguinea,

de hojas verdes y fl ores rojas, que en México

llaman coralito y en Francia, muguet rojo. Aunque

pequeñas, las fl ores de las heucheras resultan

muy atractivas para las abejas y mariposas.

Heuchera

Heuchera micrantha

DESCRIPCIÓN

El mayor interés de esta vivaz rizomatosa que es la heuchera

radica en el bello cromatismo y forma de sus hojas,

que recuerdan a la Begonia rex, aunque más pequeñas,

ideales para dar color todo el año en el jardín. El follaje

es perenne o semiperenne según el clima; surge en roseta

formando matas redondeadas de 20 a 45 centímetros

de altura. Toleran bastante bien los fríos intensos (-29º,

USDA 5-10) y temporadas cortas de sequía. De esta

planta, que genera verdaderas pasiones, se han obtenido

cultivares adaptados a diversas condiciones de cultivo.

HOJAS

Las hojas son palmeadas, aunque con un despliegue de

bordes que va de los lisos a los muy recortados o encrespados.

Exhiben todos los tonos del rojo, desde los borravino

al coral, los rosados y anaranjados, pero también

bronces, platas y verdes, desde el más oscuro al limón, la

mayor parte de las veces en combinaciones variegadas o

exhibiendo bellas texturas. En la foto de arriba, las sedosas

hojas del cultivar ‘Plum pudding’ (pastel de ciruelas);

en la de abajo, el ‘Crème Brûlée’ (crema catalana).

FLORES

En verano, las heucheras emiten largas y fi nas varas

en las que surgen minúsculas campanitas blancas.

CULTIVO

Prefi eren un lugar en semisombra, donde reciban sol

al menos unas cuantas horas al día. En las regiones con

veranos demasiado calurosos es mejor ubicarlas en un

sitio protegido de los rayos más fuertes, aunque no demasiado

oscuro para que no pierdan el color. El suelo ha

de ser humífero, ligero y con buen drenaje. Agradecerán

un aporte de abono rico en nitrógeno en cada estación.

CUIDADOS

Las heucheras no exigen muchos cuidados. No se debe

dejar que el sustrato se seque del todo, pero el exceso de

agua las aniquila. Lo ideal es plantarlas en otoño o primavera,

respetando un marco de plantación de 45 centímetros.

Se multiplican por división de mata entre septiembre

y mayo. Las fl ores marchitas deben eliminarse.

USOS

Se suelen cultivar en el suelo, pero viven bien en maceta,

ya sea en solitario, en pequeños grupos de distintas variedades,

o mezcladas con plantas de similares exigencias.

temperatura

baja, media y alta

semisombra

humífero, ligero

y bien drenado

riego regular

hoja perenne

o semiperenne

flor: verano

pequeñas cápsulas

41


FICHAS

temperatura

media y alta

mucha luz en

sombra parcial

sustrato para

cactus o crasas

riego cuando el

suelo esté seco

hoja perenne

flor:

otoño-invierno

solo en el

medio natural

42 verdeesvida

Palmera hawaiana

Brighamia insignis

DESCRIPCIÓN

Endémica de las islas Hawai, donde está gravemente

amenazada de extinción en su estado silvestre, la

Brighamia insignis es una preciosa campanulácea con

aspecto de palmera que se adapta muy bien a la vida

dentro de casa. Sus grandes hojas de color verde tierno

forman un cogollo en lo alto del tronco, del que sobresalen

flores de color amarillo pálido al cabo de largos

pedúnculos. Su período de floración abarca el otoño y

el invierno. Los ejemplares en contenedor suelen tener

entre 50 y 70 centímetros de altura; en el suelo del jardín

puede alcanzar fácilmente los dos metros.

HOJAS Y TRONCO

Las hojas de la palmera hawaiana son perennes (aunque

puede perderlas en caso de mucho frío o falta de agua),

semicarnosas y grandes: miden entre 12 y 20 centímetros

de largo y entre cinco y ocho de ancho. Exhiben

nervaduras claras sobre un tierno color lechuga. El

follaje surge en el extremo del tronco en forma de roseta.

El tronco tiende a ensancharse en la base; en la parte

superior luce las cicatrices blancas que dejan las hojas al

desprenderse (deben eliminarse en cuanto amarillean).

FLORES

Las delicadas flores de la Brighamia insignis son de un

delicado color amarillo y exhalan una suave fragancia

que recuerda a la de la madreselva o el azahar. Son

tubulares, con cinco pétalos acabados en punta.

CULTIVO

Necesita un lugar luminoso en sombra parcial y un

suelo bien aireado y con buen drenaje, que impida

el encharcamiento; las partículas de carbón vegetal

mezcladas con la tierra son de gran ayuda, al igual que

los sustratos para cactus o crasas. El tronco y las hojas

le permiten reservar agua, de modo que debe evitarse

el exceso de riego: se le debe administrar su moderada

dosis de agua cuando el sustrato se vea ligeramente

seco; en verano precisará riegos más frecuentes.

CUIDADOS

Si el lugar donde vive es muy seco y caluroso puede ser

atacada por la araña roja; conviene revisar el envés de

las hojas sobre todo en verano. Responde muy bien a la

aplicación mensual de fertilizantes foliares, o de abonos

de liberación lenta dos veces al año. Le gusta el nitrógeno,

y el fósforo incentiva la floración (aplicar en junio).

DE LOS ACANTILADOS VOLCÁNICOS

Alula, haha y olulu son algunos de los nombres

indígenas que recibe en el archipiélago de Hawai

la Brighamia insignis. También recibe otros menos

exóticos pero más descriptivos: cabbage-on-abaseball-bat

y cabbage-on-a-stick, es decir: col

sobre un bate de béisbol y col sobre un palo. También

la llaman vulcan palm por su querencia por las

rocas volcánicas, típicas del archipiélago; su hábitat

favorito son los acantilados rocosos barridos por el

viento, especialmente en la isla Kauai, donde sus

poderosas raíces le permiten aferrarse fuertemente

al terreno. Dentro del género Brighamia, que rinde

homenaje a William Tufts Brigham (1841-1926),

geólogo y botánico que trabajó en Hawai, existe

una segunda especie, B. rockii, de flores blancas.

FOTOS: JASON STURNER; FLORAMEDIA


MASCOTAS

Los animales

ayudan a sanar

Una mascota no juzga, devuelve multiplicado el cariño, acepta

sin condiciones y puede sacar lo mejor que los humanos llevan

dentro, especialmente en personas enfermas, con discapacidad

o problemas psicológicos. El mejor amigo de la terapia.

Quién no ha sufrido un duro

desengaño amoroso o sentido

un dolor que parecía

irreparable al perder a un

ser querido. Pues bien, según un estudio

de la farmacéutica veterinaria Ceva, el 54%

de los españoles que tienen mascota en

casa dicen que su cariño fue muy importante

para salir adelante en esos trances. El

porcentaje asciende al 98% si se incluyen

problemas laborales, riñas familiares e incluso

insatisfacción con uno mismo.

Esa misma capacidad de perros y gatos,

entre otras especies, para brindar afecto

desinteresado a los humanos explica el éxito

de las actividades asistidas con animales

(AAA), por ejemplo para estimular a ancianos

o a personas con difi cultades para

comunicarse o con baja autoestima. A ellas

se suman los programas de zooterapia, una

44 verdeesvida

�La capacidad de los

animales para brindar

afecto desinteresadamente

y aceptar al

humano sin prejuicios

explica su beneficiosa

influencia y su uso en

zooterapia y actividades

asistidas con animales.

los felinos. También se usan con frecuencia

conejos como los Mini Rex, Dutch o Daisy,

y caballos árabes o españoles. De hecho,

los zooterapeutas suelen elegir al ejemplar

más tímido de la camada.

Los expertos dicen que la clave de su poder

terapéutico es la capacidad del animal

para aceptar al otro sin prejuicios de ninguna

clase. Por eso pueden despertar espontáneamente

la empatía, o lo que ellos llaman

el enfoque exterior, es decir, salir de uno mismo

y de los propios problemas para centrar

la atención en el animal, y entretenerse sin

la desconfi anza que se suele levantar entre

humanos. En quienes necesitan ayuda por

estrés, depresión, aislamiento o difi cultades

de comunicación, la presencia de un animal

relaja al paciente y da pie a una conversación

más confi ada con el terapeuta.

ISTOCKPHOTO

FOTOS:

disciplina de la psicología clínica que em-

Una relación recíproca

“La comunicación con el animal se basa en

la autenticidad, el psicólogo puede aproveplea

animales para tratar a personas con char ese vínculo animal/paciente desde el

problemas psicológicos emocionales en corazón”, sostiene Isabel Salama, psicóloga

especial, pero incluso casos de autismo o clínica experta en zooterapia. Pero advier-

discapacidad mental. En las condiciones te: “El animal no cura, ayuda a mejorar y a

propicias, un ambiente relajado, con su- abrir otras perspectivas en la visión de las

pervisión profesional y la mascota adecua- circunstancias de ese momento complicado.

da, la amistad animal suele multiplicar la Es inocente, tiene sus propias necesidades

efi cacia de la terapia profesional.

emocionales y no hay que esperar que proporcione

cariño o tranquilidad sin recibir lo

El animal no tiene prejuicios mismo a cambio. Nunca hay que decir: ‘Es-

Aunque en realidad cualquier animal puetoy deprimido, así que me compro un perro’.

de servir para AAA o zooterapia, ya que La conexión benéfi ca para el humano impli-

lo importante es la reacción positiva del ca la responsabilidad hacia el cuidado del

humano ante esa compañía, suelen em- animal, es decir, unos 15 años en un perro

plearse razas de perros y gatos inteligentes, o un gato, o casi 100 si se trata de un loro”.

sociables, con buena capacidad de apren- Si se entiende este enfoque de responsadizaje

y un carácter tranquilo. Por ejemplo bilidad humana y que los animales no son

labradores, terranovas, pastores belgas y médicos, la zooterapia regala casos que pa-

golden retriever, o siameses en el caso de recen milagrosos. “Recuerdo especialmente


UN ANTÍDOTO CONTRA

LA SOLEDAD Y EL AISLAMIENTO

Desde la certeza de que tener una mascota es benefi cioso para la

salud general y el bienestar de su dueño, ya que contribuye a rebajar

el sentimiento de soledad y aislamiento y anima a las personas

a ser más activas, la terapia con animales no ha tardado en llegar

a las residencias de ancianos como un instrumento que incluso

puede ayudar en casos de depresión y discapacidad física. Aunque

el anciano no pudiera hacerse cargo o adoptar una mascota por sí

mismo, el contacto habitual con un animal puede resultarle de gran

ayuda para incrementar su grado de socialización e interacción con

otras personas (el animal puede ser una buena excusa para charlar),

predisponerle a un mejor estado de ánimo (el animal le ofrece

algo de qué ocuparse) y benefi ciar en general su tono vital.

Las actividades asistidas con animales (AAA) son frecuentes incluso

en las cárceles. En el penal de Araraquara, en el estado brasileño

de São Paulo, se ha logrado reducir más de un 70% los índices de

agresividad gracias a que los reclusos cuidan un zoológico: 500

animales de 50 especies, que abarcan cocodrilos, pavos reales,

tortugas, avestruces o jabalíes, incluso ararás azules, una de las

aves amazónicas más bellas. No solamente atienden a los animales

o recuperan ejemplares maltratados, también los crían.

una paciente que sufría una depresión terrible

por su separación matrimonial; llegó a

al borde del desastre, pero en un programa

de zooterapia, el contacto con una yegua,

con la que estableció un vínculo inmediato,

le permitió encarar su dolor de una forma

diferente y le devolvió la fe en sí misma y en

el futuro. Han pasado 20 años y recuerda a

aquel animal con agradecimiento de amiga”.

Los efectos benefi ciosos de los animales

son principalmente psicológicos y emocionales,

pero los físicos no son menos importantes;

de hecho los zooterapeutas sostienen

que se potencian unos a otros. “Está

estudiado cómo compartir actividades con

un animal ayuda a abrirse a las personas

que han desarrollado incapacidad para el

contacto. Incluso mejora el ritmo cardíaco,

relaja la presión arterial y descarga endorfi

nas que estimulan la sensación de bienestar”,

explica Isabel Salama. ✿

�La compañía de

un animal supone una

influencia psicológica y

emocional muy positiva

para los mayores. En las

residencias de ancianos

norteamericanas, la

pet therapy (terapia

con mascotas) es cada

vez más habitual.

45


GRANDES JARDINES

Parque Olímpico de Londres

Esplendor

en la hierba

Los Juegos Olímpicos de Londres 2012 ya son historia, pero la

ciudad ha ganado para el futuro el parque urbano más grande

que se ha creado en Europa en los últimos 150 años. En esta

celebración contemporánea de la tan británica pasión por el

‘gardening’ se llevan toda la gloria las praderas de anuales y

vivaces oriundas de las Islas y las regiones del mundo que

surtieron sus famosos jardines. Una propuesta acorde a estos

tiempos de ecología, sostenibilidad y contención del gasto, que

ha convertido en un vergel los terrenos degradados de Stratford.

La capital de un país donde la

jardinería es la afi ción número

uno no podía resistirse a crear

un nuevo parque para la celebración

universal de unos Juegos Olímpicos

en los que los británicos se han sacado

brillo con las autoreferencias más insignes:

todo un homenaje a sus tradiciones, pero

también a su papel de inagotables generadores

de tendencias. Como mandan los

tiempos, este naturalista jardín de praderas

que es el fl amante Parque Olímpico de

Stratford es sostenible con todo lo que signifi

ca el concepto: respeto a los procesos

naturales de los ecosistemas y a los ciclos

que imponen las condiciones locales, y reivindicación

de la biodiversidad. Se impone

el orden natural, pues, cambio climático

incluido. Y también el low cost.

Los grandes parques victorianos, con sus

espacios perfectamente cuidados y ricos en

especies exóticas, tan intensivos en labores

de mantenimiento, pertenecen como concepto

al pasado. El nuevo parque, que irá sumando

hectáreas (hasta alcanzar unas 100)

a medida que se vayan desmontando algunas

instalaciones olímpicas, apuesta por

una jardinería contemporánea basada en

46 verdeesvida

plantaciones naturalistas de anuales pero,

sobre todo, de herbáceas perennes o vivaces.

“Plantas y mezclas que pueden sobrevivir

al cambio climático y necesitan menos

reposiciones y cuidados”, señala la paisajista

Bunny Guinness en Th e Daily Telegraph.

Los suelos del parque, una zona industrial

en desuso, plagada de malas hierbas y

contaminada, “se sanearon en el lugar, y los

niveles del terreno se adaptaron para reducir

la retirada de desechos”, cuenta. “Solo se

retiró un 10% de la basura, todo un récord”.

Pero esta contención del gasto conseguía

aliarse con el diseño paisajístico: “Los niveles

de plantación son a menudo más altos

que las explanadas, de modo que el verde

circundante predomina y suaviza el impacto

de las infraestructuras”, observa.

La selección de las especies

Toda la estrategia de plantaciones del parque

y los conceptos y propuestas detalladas

de especies y combinaciones fueron

investigados y probados en el terreno por

James Hitchmough y Nigel Dunnett, profesores

del departamento de Paisajismo de la

Universidad de Sheffi eld. Dunnett describe

en su web las dos áreas que lo forman: el ▷

�El camino que lleva

a la entrada del Parque

Olímpico flanquea un

lateral del Jardín de

América del Norte,

plantado con cultivares

de especies nativas de

sus praderas: Echinacea

purpurea ‘Rubinstern’,

Veronicastrum virginicum

‘Lavendelturm’

y Allium lusitanicum

‘Summer Beauty’.

�Los macizos de

azucenas blancas

(Lilium tigrinum ‘Sweet

Surrender’) caracterizan

el Jardín de Asia.

Detrás, las pequeñas

flores del Thalictrum

delavayi ‘Album’.

��El Anillo de Oro

que rodea el estadio

Olímpico: una pradera

MAJERUS

donde destellan los

vibrantes amarillos de la

Eschscholzia californica, MARIANNE /

Calendula officinalis y

Dimorphotheca auran-

MMGI

tiaca, con el toque añil

de la Centaurea cyanus. FOTOS:



47

FOTOS: MMGI / MARIANNE MAJERUS


GRANDES JARDINES

▷ parque Norte, “más extenso e informal”, y

el Sur, donde se halla el estadio Olímpico,

“más urbano”. En el primero, las plantaciones

representan en gran parte una versión

de diseño de los hábitats nativos británicos

y su biodiversidad. Abarcan praderas ricas

en diferentes especies, áreas de césped, jardines

lacustres, muchos de ellos humedales

(wetlands) recuperados, que incluyen plantaciones

sostenibles que no exigen más que

el riego de la lluvia y poca fertilización (rain

gardens) y canalizaciones de biodrenaje

que aprovechan las ondulaciones del terreno

para conducir el agua de lluvia por la

superfi cie, dejando que se evapore, se infi l-

48 verdeesvida

�Dos vivaces originarias

del Cabo,

en Suráfrica, son las

estrellas del Jardín

del Hemisferio Sur:

las espigas anaranjadas

de la Kniphofia

‘Timothy’ y las campanitas

rosadas colgantes

de la Dierama

pulcherrimum.

�En el Jardín de

Europa, la gramínea

Deschampsia cespitosa

‘Goldschleier’

convive con las

grandes margaritas

del Leucanthemum x

superbum ‘T.E. Killin’.

Entre ellos puntean

las flores púrpura del

Allium sphaerocephalon.

tre de forma natural o acabe en los jardines

pluviales, humedales o estanques de nivelación.

A todo esto se suman plantaciones de

árboles, sotobosque y vivaces resistentes a

la falta de agua (lens plantings).

El Anillo de Oro

En el parque Sur, las plantaciones ponen

el foco en la fuerza visual. En él se hallan

las praderas de anuales del Anillo de Oro,

los Jardines de 2012, que se rebautizarán

como Jardines de la Reina Isabel II, y la instalación

Fantasticology, en la que un grupo

de artistas emplearon plantas de fl or para

crear representaciones alusivas a los Juegos.

Rodean el estadio Olímpico las praderas

de anuales más grandes jamás usadas

hasta ahora en un parque, según cuenta

Nigel Dunnett. Se decidió que estas verdaderas

praderas pictóricas restallaran

en fl ores amarillas y doradas para la gran

cita olímpica, como un anillo de oro. Las

zonas de plantación ya estaban listas en

2010 y 2011, de manera que se contó con

un valioso tiempo de experimentación, no

solo para asegurar la calidad del despliegue

fl oral y ajustar las combinaciones de

colores, sino también para garantizar una

fl oración plena hacia la última semana de

julio y su continuidad hasta el fi nal de los

Juegos, el desarrollo de los Paralímpicos e

incluso hasta la llegada del invierno.

En julio, el Anillo de Oro se veía tachonado

de azules y naranjas, para ir transformándose

gradualmente en amarillos y dorados.

Centaurea cyanus, Chrysanthemum

segetum, Calendula offi cinalis, Eschscholzia

californica, Dimorphotheca aurantiaca y

Coreopsis tinctoria son algunas de las anuales

cuyas fl ores vibran sobre el verde. Estas

praderas se siembran, crecen, fl orecen, semillan

y mueren dentro del mismo año; el

ciclo se reinicia anualmente con la siembra.

Un paseo en el tiempo

Los Jardines de 2012, por su parte, proponen

un paseo por la biodiversidad llegada

de todo el mundo en los últimos 600 años

para enriquecer los jardines británicos. La

joven paisajista Sarah Price, ganadora de

una medalla de oro en el último Chelsea

Flower Show, fue la encargada del diseño

espacial de cada uno de los cuatro jardines

y sus plantaciones cuidadosamente escogidas

por Dunnett y Hitchmough.

Los jardines están compuestos por tres

elementos: las plantaciones que caracterizan

a cada uno, las franjas monoculturales

de hierbas ornamentales o perennes estructurales

que las enmarcan, y setos formales

de perennifolias que crean una estructura

permanente. Las plantaciones centrales

en cada jardín representan, en opinión de

Dunnett, una propuesta muy innovadora en

el uso naturalista de vivaces. Son verdaderos

campos de plantaciones (fi eld plantings),

resultado de una cuidadosa combinación

de especies que se distribuyen aleatoriamente

según su proporción en las mezclas.

Esto permite crear grandes áreas de plantación

de una manera efi ciente y brindar una

sensación visual de gran espontaneidad.

FOTOS: MMGI / MARIANNE MAJERUS


Las cuatro regiones que representan estos

jardines se suceden en una especie de secuencia

temporal: el Jardín de Europa Occidental,

que abarca también el Mediterráneo

y Asia Menor, fuente de la mayoría de

las plantas de jardín desde las civilizaciones

clásicas, y cuyo tráfi co se incrementó con

la aceleración del comercio internacional a

partir del siglo XV. El Jardín de América del

Norte, desde cuyas praderas llegaron entre

los siglos XVII y XIX las coloridas fl ores que

lucen los jardines británicos al fi nal del verano

y en otoño, entre ellas los ásteres, de

gran valor biológico para la vida silvestre.

El Jardín del Hemisferio Sur, por su parte,

comprende Suráfrica, Australia y Nueva

Zelanda. La fl ora surafricana, especialmente,

representó hacia fi nales del siglo XVIII y

comienzos del XIX la gran pasión de los jardineros

británicos, señala Dunnett. El frío

del invierno limitó históricamente las posibilidades

pero ahora, con el calentamiento

global, esas plantas “extrañas y exóticas”

tienen nuevamente su momento.

El Jardín de Asia, por último, más estructurado

que los otros tres, exhibe especies

oriundas de las regiones asiáticas

templadas, particularmente las montañas

de China, Japón y los Himalayas, áreas políticamente

cerradas en muchos casos has-

ta el siglo XIX. Los grandes coleccionistas

de plantas de la época victoriana y el siglo

XX aprovecharon la similitud climática con

las Islas para enriquecer sus jardines con

sus raras especies. Estos jardines incluyen

extensas franjas de distintas variedades de

Anemone japonica, hostas, lirios y grandes

macizos de azucenas (Lilium tigrinum), con

franjas monoculturales de Miscanthus y Calamagrostis

x acutifl ora ‘Karl Foerster’. ✿

SMOKEGHOST

�Las ondulaciones

del terreno del parque

Olímpico se han enfatizado

no solo para crear

bellas perspectivas,

sino también para conducir

el flujo del agua

de lluvia mediante

canales de biodrenaje.

• www.nigeldunnett.

info (en inglés)

• London 2012: Growing

for gold in the

Olympic Park gardens

(www.telegraph.co.uk)

UNA ESCULTURA COMO ATALAYA

Desde las plataformas de la torre Orbit, la

visión del Parque Olímpico (y del estadio)

permite comprender del todo la estructura de

praderas y jardines. Este mecano rojo, obra del

escultor angloindio Anish Kapoor y el ingeniero

Cecil Balmond, cumple así su función principal

de torre de observación. Sin embargo, su

vocación es dominar las alturas hacia las que

parece autopropulsarse para convertirse en un

faro en el horizonte del este de Londres y un

reclamo no solo para nostálgicos de los happy

and glorious días olímpicos. Esta escultura de

acero, con sus 115 metros de altura la pieza

de arte público más grande del Reino Unido,

se puede ver a 16 kilómetros de distancia. Su

aspecto estable e inestable a la vez, en las antípodas

de la torre Eiffel, con la que comparte

ambición de icono, representa, en opinión de

sus autores, un avance radical en la combinación

de escultura e ingeniería de estructuras.

49


TÉCNICAS

Elimina las

plagas mientras

hibernan

La aplicación de aceite mineral sobre los troncos y ramas de árboles

y arbustos en otoño e invierno te permitirá prevenir los ataques de

las plagas en primavera. Estas sustancias actúan contra huevos, larvas

e insectos en hibernación. Te contamos cómo y cuándo usarlos.

Los aceites minerales

matan por

asfi xia a cochinillas,

pulgones,

escarabajos, mosca

blanca y ácaros, ya

que obstruyen los

espiráculos,

pequeños orifi cios

del abdomen por

donde estos animales

respiran.

A diferencia de

la mayoría de los

insecticidas químicos

habituales, estos

50 verdeesvida

aceites son activos

contra huevos, larvas

y demás formas

en latencia, lo cual

permite usarlos

como tratamiento

preventivo antes

de la brotación para

evitar los ataques de

las plagas del inicio

de la primavera.

Están indicados en

frutales de pepita y

hueso, cítricos, olivos

y arbustos ornamentales,

especialmente.

Cómo se aplican...

Los aceites minerales

se disuelven

en agua según la

dosis indicada por el

fabricante, y se aplican

sobre la planta

pulverizándolo fi namente

con la ayuda

de un pulverizador

o una mochila que

garantice el cubrimiento

del máximo

de superfi cie de

tronco y ramas. Si

puedes cepillar el

tronco y las ramas

antes de aplicarlo,

mucho mejor.

... y cuándo

El tratamiento

preventivo se lleva

a cabo, en general,

con el llamado aceite

de verano al 85% de

concentración (fíjate

en el texto de abajo

a la derecha).

• El primer tratamiento

debe realizarse en

octubre-noviembre.

En las caducifolias

espera que hayan

perdido las hojas.

• Para que el tratamiento

sea efi caz

debe repetirse en

enero. Si el ejemplar

ha sufrido también

problemas de hongos

en primavera se

puede mezclar con

el aceite un fungicida

a base de oxicloruro

de cobre para

prevenir su ataque.

En tu centro de

jardinería encontrarás

preparados que

contienen insecticida

y fungicida.

• Antes de la brotación,

entre febrero y

marzo, conviene una

última aplicación.

• Si las plagas

vuelven a aparecer,

el tratamiento

debe repetirse en

verano con el mismo

producto.

Tenlo en cuenta

Adquiere siempre un producto apto para jardinería

exterior doméstica y sigue a rajatabla

las indicaciones del fabricante. Algunas

plantas pueden presentar cierta sensibilidad

al aceite; para evitar quemaduras en hojas,

fl ores o frutos cumple las instrucciones.

Las precauciones básicas son:

• No apliques el tratamiento si hace menos

de 5º de temperatura o más de 35º.

• Utiliza guantes y mascarilla.

• Si la planta está en vegetación activa, o

bien hay plantas de hoja perenne cerca (por

ejemplo, vas a tratar en invierno un árbol

que se encuentra sobre césped), haz primero

una prueba de sensibilidad en las plantas

sobre las que pudiera caer el producto,

aplicando unas gotas sobre una hoja.

• Mucho cuidado con las mezclas o aplicaciones

sucesivas con otros fi tosanitarios,

ya que pueden resultar tóxicas. Pide

asesoramiento en tu centro de jardinería.

Aceites de verano

para todo el año

Desde 2008, los llamados aceites de invierno

ya no están disponibles para la venta.

Su índice de sulforación (IS) de entre el 70

y el 90% los hacía muy reactivos ante la luz

y el aire y liberaban ácidos con un fuerte

efecto insecticida. Resultaban tóxicos para

la vegetación y su uso estaba restringido a

aplicaciones invernales en árboles y arbustos

de hoja caduca. Hoy, los únicos aceites

insecticidas que se venden son los aceites

de verano, que tienen un IS superior al 90%

y menor fi totoxicidad, de modo que pueden

aplicarse incluso en época de crecimiento.


Agradecemos a Jaume Racó, de Massó Garden,

su colaboración y supervisión de este artículo.

FOTOS: ISTOCKPHOTO / VIDMANTAS GOLDBERGAS, JAN WILL Y DON NICHOLS


TÉCNICAS

Revitaliza el

suelo con abonos

orgánicos

Los abonos orgánicos son materia orgánica de origen vegetal y/o animal en descomposición

por acción de millones de microorganismos benefi ciosos que liberan sustancias nutritivas

que las plantas pueden asimilar. Cumplen una importante función en el jardín, el huerto y

el césped. Sirven para enmendar el terreno, es decir, mejorar su estructura y textura aumentando

su esponjosidad y capacidad de retención de agua, pero también como abonado de

fondo antes de la plantación o como abonado de cobertera a lo largo del cultivo.

El abonado que proporciona

a las plantas

el nitrógeno (N),

fósforo (P), potasio

(K) y demás macro y

micronutrientes que

necesitan para vivir

puede ser de origen

químico —sintetizado

en un laboratorio—

o provenir de

restos de materia de

origen vegetal y/o

animal: estiércol de

52 verdeesvida

herbívoros (caballo,

cabra), guano, vinazas

de remolacha,

compost de restos

vegetales, humus

de lombriz... En tu

centro de jardinería

los encontrarás en

distintas presentaciones:

en sacos

(mantillo), pero también

granulados y

líquidos. Los abonos

orgánicos son, en su

mayoría, fertilizantes

complejos que aportan,

además de los

nutrientes esenciales,

vitaminas, hormonas

y sustancias

con propiedades

antibióticas.

Enmiendas para

optimizar el suelo

Los abonos orgánicos

compostados

se han utilizado

La beneficiosa acción

de las micorrizas

�Aportar abono orgánico

al suelo del huerto

y el jardín mejora la

estructura y la textura

del sustrato. Es importante

labrar bien en

terreno y revolverlo

con el mantillo.

Entre los abonos orgánicos de última generación que encontrarás en

tu centro de jardinería existen fertilizantes orgánicos sólidos y regeneradores

del suelo enriquecidos con micorrizas, unos hongos benefi ciosos,

habituales en los bosques, que viven en simbiosis con las raíces

de las plantas. Son capaces de aumentar de manera signifi cativa el

volumen del sistema radicular y con ello incrementar su capacidad

de absorción agua y nutrientes; no reemplazan a los fertilizantes, pero

mejoran su disponibilidad para las plantas. Se consigue así una mayor

resistencia al estrés que sufren los cultivos a causa de la sequía, el

frío, las plagas y enfermedades, a la vez que se regeneran los suelos.

FOTOS: ISTOCKPHOTO / CHRIS PRICE Y SEBASTIAN SANTA


desde siempre para

enmendar el suelo.

Al aumentar la

cantidad de materia

orgánica del sustrato

del jardín y el huerto

mejora su estructura,

es decir, gana capacidad

de retención

de agua, nutrientes

y calor. Las enmiendas

orgánicas contribuyen

a aglutinar

los suelos arenosos,

y a disgregar y airear

los suelos arcillosos

o apelmazados

confi riéndoles una

mayor porosidad.

Pero, además,

revitalizan el suelo y

ayudan a recuperar

los terrenos dañados

por el uso reiterado

de abonos químicos

favoreciendo la

actividad microbiana

típica de los suelos

biológicamente

activos.

• Para bajar el pH del

suelo: Las enmiendas

también se pueden

utilizar para acidifi -

car el pH en terrenos

calcáreos, característica

que presentan

los suelos de muchas

zonas de España; en

este caso puedes

usar también turba o

compost de corteza

de pino, pero no son

abonos orgánicos.

• Cuándo enmendar:

Según la calidad del

suelo, las enmiendas

se llevan a cabo unas

dos veces al año,

entre mediados del

otoño y la llegada de

la primavera, según

el estado y la naturaleza

del terreno.

Abonado de fondo

para alimentar

a las plantas

El abonado de fondo

se aplica antes de

la plantación con el

objetivo de recuperar

los nutrientes

extraídos por el

cultivo anterior, o

para ayudar a que

las plantaciones

nuevas se asienten.

Se pueden usar abonos

orgánicos bien

compostados, pero

también granulados

y los llamados de liberación

controlada,

cuyos nutrientes se

presentan envueltos

en una gelatina que

se deshace con la

humedad y el calor

poniéndolos a disposición

de la planta

(actúan a lo largo de

tres a 12 meses).

El abono debe

quedar bien mezclado

con la tierra;

para ello, lábrala a

conciencia hasta

conseguir una mezcla

homogénea (con

escardillo si el terreno

es pequeño; con

azada o motoazada

si es grande). Es

importante enterrar

el abono orgánico

para impedir que el

sol evapore el nitrógeno

que contiene.

Aplica la cantidad

que recomiende el

fabricante.

• En los parterres

del jardín: El

abonado de fondo

se lleva a cabo a

partir de mediados

de septiembre para

preparar la tierra

donde se van a

cultivar las plantas

de temporada.

• En los bancales

del huerto: Aplícalo

en octubre, antes de

plantar las hortalizas

que cosecharás en

los próximos meses.

• En la plantación de

árboles y arbustos:

Los abonos orgánicos

se pueden mezclar

con la tierra del

jardín para mejorarla

en una proporción

que no debería

Acolchado con mantillo

El efecto de las bajas temperaturas y las heladas puede resultar

letal para el sistema radicular de muchas plantas, sobre todo

herbáceas, pero también palmeras poco rústicas y algunos árboles

y arbustos, sobre todo los recién plantados, cuyas raíces no han

profundizado lo sufi ciente. Este riesgo aumenta en terrenos arenosos

o si se trata de plantas originarias de climas más cálidos. Para

solucionarlo se puede echar mando del mulching o acolchado, que

consiste en cubrir la superfi cie de la tierra con algún material que

proteja del frío. Si para esta protección se utiliza mantillo o compost,

en lugar de la habitual corteza de pino, se consigue una doble

función: acolchado y aporte de nutrientes. Un buen mulching va a

conseguir además que salgan menos malas hierbas y que en verano

la humedad quede durante más tiempo retenida en el suelo.

superar el 5%

del volumen total.

Abonado

de cobertera

El abonado de cobertera

se utiliza a

lo largo del cultivo

para aportar nutrientes

específi cos para

ciertos procesos,

como fl oración, cuajado

y engorde de

los frutos. Se puede

aplicar directamente

sobre la superfi cie

del sustrato o, si se

prefi ere, mediante

una pequeña labor

con una azadilla

para que se mezcle

mejor (teniendo

cuidado de no

dañar las raíces

de los ejemplares);

riega a continuación.

Puedes usar abonos

orgánicos compostados

o granulados;

los líquidos se

lavarían muy rápidamente.

• En la huerta:

Aplícalo antes de la

plantación de nuevos

cultivos y durante

los meses de otoñoinvierno

en plantas

ya asentadas.

• En macetas o pequeñas

superfi cies:

Espolvorea el abono

orgánico por encima

del sustrato en poca

cantidad.

• Tras la poda: También

se aplica abono

orgánico después

de podar árboles,

arbustos (setos,

rosales y ornamentales

en general)

y trepadoras en

otoño e invierno.


Nuestro agradecimiento

a Juan Luis de

la Rosa, responsable

técnico de Neudorff-

Seipasa, por su asesoramiento

y supervisión

de este artículo.

�Cubrir los alcorques

de los árboles con una

capa de compost o

mantillo abrigará las

raíces e impedirá la

pérdida de humedad,

a la vez que se aportan

nutrientes.

Más información en

www.verdeesvida.es

• Abonos orgánicos:

el reciclaje de la vida

• Fabricar compost

en casa

• Abonar las plantas:

por qué, cuándo,

de qué manera?

53


HUERTO

El suculento

huerto del frío

Coles, lombardas y coliflores. Acelgas, espinacas y borrajas.

Escarolas y lechugas de invierno. Zanahorias, remolachas,

nabos, puerros... El huerto de otoño-invierno es de lo más

variado, alimenticio y sustancioso. Aprovecha que en la gran

mayoría de las regiones españolas es posible cultivar todo

el año y llena tu mesa de hortalizas recién cosechadas.

EN LA MAYOR PARTE DE ESPAÑA

es posible cultivar el huerto todo el año, de

modo que también en los meses más fríos

se puede llevar a la cocina una gran variedad

de hortalizas recién cosechadas que,

combinadas con los productos recolectados

en verano que se pueden almacenar,

como las calabazas, permitirán elaborar

deliciosos platos con verdura propia.

La preparación del huerto de otoño-invierno

comienza en junio, por lo tanto se

le debe reservar un lugar distinto del que

se destina a los cultivos de verano.

• Preparar el terreno: A principios de junio

remueve el terreno con ayuda de una azada

54 verdeesvida

o motoazada e incorpora estiércol maduro

a razón de 3-5 kilos por metro cuadrado,

sin olvidarte de enterrarlo de inmediato, ya

que el calor del verano evaporaría a toda

velocidad el nitrógeno que contiene (más

información en las páginas 52-53).

• Diseñar el huerto: Una vez abonado,

diseña el huerto teniendo en cuenta la

rotación de los cultivos (no debes repetir

el mismo cultivo en el mismo terreno). Si

cuentas con riego por goteo o manguera de

exudación podrás dejar el terreno plano;

si riegas con manguera tendrás que trazar

surcos por donde pueda correr el agua.

• Prevenir la aparición de malas hierbas:

Para disminuir la aparición de malas hier-

� En otoño e invierno,

la huerta prodiga

alimentos de gran

valor nutricional. Las

siembras y plantaciones

escalonadas te permitirán

disponer de ellos

durante muchos meses.

bas, que podrían ahogar las plantas recién

nacidas, conviene dar un riego unos días

antes de plantar, esperar a que germinen,

escardarlas y sembrar a continuación.

Esta acción, llamada falsa siembra, evitará

que tengas que escardar el cultivo recién

germinado, lo cual es muy laborioso.

• Qué sembrar: Fíjate en el calendario de

siembra y recolección de la página siguiente

para escoger los cultivos deseados.

¿Semillas o planteles?

• Cómo sembrar: Siembra directamente

sobre el terreno las especies que se cultivan

por su raíz o bulbo (a excepción del

puerro), ya que no toleran el trasplante, y

FOTOS: SARAH CADY; ISTOCKPHOTO


las espinacas y acelgas. Las zanahorias se

siembran a chorrillo, es decir, esparciendo

las semillas en un pequeño surco abierto

con el mango de la azada, que después debes

tapar con arena de río (consulta la web

de Verde es Vida). El resto de las especies

se siembran a golpes, teniendo en cuenta

las distancias de plantación y el número

de semillas por golpe que vengan indicados

en el sobre de semillas.

• Mientras germinan las semillas, mantén

la superfi cie del terreno húmeda hasta que

germinen las plantas, momento en el que

podrás disminuir la frecuencia de los riegos.

• Aclareo: Cuando las plantas estén lo sufi

cientemente arraigadas y muestren entre

tres y cuatro hojas deberás dejar la que se

vea más fuerte y eliminar las sobrantes

manteniendo la distancia indicada en el

caso de las siembras a chorrillo, o el número

de individuos deseado por golpe.

• Usar planteles: Conseguir buenos planteles

para el huerto exige cierta experiencia,

especialmente en el caso de colifl ores y

brócolis. Por ello, una buena opción, tanto

si quieres evitarte trabajo como si no has

hecho las siembras en verano, es comprar

planteles en tu centro de jardinería.

CALENDARIO DE SIEMBRA Y RECOLECCIÓN

Siembra

Trasplante

Acelga

Apio

Brócoli

Col/Lombarda

Coliflor

Escarola

Espinaca

Lechuga

Nabo

Pimiento

Puerro

Remolacha

Rúcula

Zanahoria

Todo el año

Febrero/junio

Mayo/agosto

Primavera/verano

Mayo/agosto

Mayo/septiembre

Todo el año

Todo el año

Todo el año

Enero/mayo

Primavera y otoño

Primavera/verano

Enero/octubre

Todo el año

• Cuándo llevar los planteles al terreno:

Tanto si plantas planteles como si haces el

trasplante del semillero al terreno, el mejor

momento para llevarlos al suelo es a última

hora del día. Mantén las plantas muy

bien regadas durante la primera semana

hasta que arraiguen defi nitivamente.

Protecciones contra el frío

• Campanas, túneles e invernaderos de

plástico te servirán para proteger las plantas

más sensibles contra el frío. También

puedes valerte de una fi bra sintética llamada

manta térmica, que permite la transpiración

y el paso del agua y la luz, pero

produce un aumento de la temperatura de

dos a cinco grados en su interior. Es muy

ligera y puede colocarse sobre los cultivos

sin necesidad de ninguna estructura.

• La cosecha: Los brócolis y colifl ores se

recogen según se abren las fl ores. El resto

de los cultivos se pueden mantener en el

terreno e ir cosechándolos según se vayan

a consumir, ya que en tierra se conservarán

mejor que en la nevera o la fresquera. El fi -

nal de la huerta de otoño-invierno lo marca

la subida de la fl or de los cultivos, que se

produce con la llegada de la primavera. ✿

No se trasplanta *

Plántulas de 10 cm

Plántulas de 12 cm

Plántulas de 3/4 hojas

Plántulas de 15-20 cm

A los 30-35 días

No se trasplanta *

Plántulas de 8 cm

Plántulas de 2-3 cm

Plántulas de 3-4 hojas

Plántulas de 20 cm

No se trasplanta *

No se trasplanta *

No se trasplanta *

Cosecha

En 3-4 meses

En 7-8 meses

En 5-6 meses

En 5-6 meses

En 6-7 meses

En 2-7 meses

En 2-3 meses

En 2-4 meses

En 3 meses

En 5-6 meses

En 7 meses

En 3-4 meses

En 30-40 días

Observaciones

En 3-4 meses Siembra a voleo o en líneas

* Será necesario realizar el aclareo (ver texto principal)

SIEMBRAS EN SEMILLEROS

Para cultivar coles, colifl ores, brócolis, acelgas,

lechugas, escarolas o puerros, es mejor

realizar la siembra en semillero —una bandeja

de alveolos rellena de sustrato de grano fi no,

como la de la foto— y trasplantarlas al huerto

cuando tengan sufi ciente raíz para formar un

cepellón. En otoño e invierno deberás mantener

los semilleros protegidos del frío.

Recortar las hojas periódicamente

Otoño-invierno es su mejor época

Es muy rústica

TOMA NOTA

• Acelgas y espinacas

se pueden recoger

hoja por hoja. En

los meses más fríos

dejarán de crecer,

pero cuando aumenten

las temperaturas

volverán a producir

follaje nuevo.

Resistente a las heladas

Debe protegerse de las heladas

Siembra directa o semillero

Siembra a voleo o en líneas

Busca variedades de invierno

Busca variedades más rústicas

Muy rico en vitamina C

Siembra directa o semillero

Siembra a voleo o en líneas

Se siembra en líneas

• Respeta el marco

te plantación

que indiquen las

instrucciones de los

sobres de semilla

y los productores

de planteles. Te

asegurarás así una

cosecha de calidad.

Más información en

www.verdeesvida.es

• Cultivar patatas

en la terraza

• Zahahorias y rabanitos:

¡cultívalos en casa!

• La más fresca

colección de lechugas

55

IVAN LIAN


HUERTO

Germinadores:

brotes caseros

en un pispás

De dos a siete días: es lo que tardan en germinar los brotes de

soja, col, alfalfa, trigo, rabanito... esos nutritivos ingredientes

de la cocina saludable. ¿Pero por qué comprarlos en el

supermercado cuando puedes cultivarlos en casa? Usar un

germinador es tan sencillo que los niños pueden encargarse

de ello. ¡Crearás afición por lo verde y la comida sana!

ESTOS MINI INVERNADEROS QUE

son los germinadores permiten recrear

en casa un paso fundamental en la Naturaleza:

la germinación de las plantas. Eso

sí, en condiciones óptimas de humedad,

luz y temperatura para que los brotes estén

listos en tiempo récord: de dos a seis

o siete días según la especie. Por eso permiten

un suministro constante a la cocina

en cualquier estación; solo hay que tener

a mano semillas sufi cientes.

Existen varios tipos de germinadores,

desde sencillos recipientes de plástico o

cristal para iniciarse en el cultivo, a bandejas

para plantaciones más amplias, que incluso

mantienen las condiciones de humedad

y temperatura de forma automatizada

gracias a un pequeño motor eléctrico. Pero

56 verdeesvida

todos funcionan básicamente de la misma

manera: no necesitan sustrato y se basan

en la hidratación constante de las semillas,

eso sí, cuidando que no se encharquen.

Directos a la ensalada

Hoy, los germinadores son más que una

moda por varios motivos: el principal es

la demanda creciente de una dieta saludable

y de confi anza. El germinado artifi cial

brinda lo mejor de las semillas y de los vegetales:

los brotes proporcionan todas las

vitaminas y nutrientes (en el recuadro de

la página derecha te contamos qué benefi -

cios ofrecen los más habituales) pero sin

aporte calórico, y con todo el sabor ¡y el

color! para enriquecer sobre todo ensaladas

o guarniciones, pero también para in-

�Brotes de lentejas

(izquierda) y col lombarda

(arriba) en sus germinadores,

a punto para

comerlos. Los germinados

son ricos en vitaminas,

minerales y fibra.

tegrarse en platos calientes, como sopas o

los populares rollitos de primavera y otros

clásicos de la cocina oriental.

El surtido de semillas para germinados

que encontrarás en tu centro de jardinería

se amplía sin cesar y abarca incluso combinaciones

de varias. Fíjate que cuenten

con sello ecológico y provengan de plantas

fertilizadas con productos 100% orgánicos JARDÍN

Y

y biodegradables, sin rastro de químicos.

Además de satisfacer la tendencia al HUERTO

autoconsumo de productos ecológicos,

los germinadores tienen éxito porque

BATLLE

ofrecen una forma muy sencilla de iniciar

especialmente a los niños en el cultivo.

Los germinadores son en realidad huertos ILUSTRACIONES: E

en miniatura que les permiten observar el

desarrollo de los brotes día a día. ✿ FOTOS


DELICOOKS / BECKY LAWTON

¿POR QUÉ SON SALUDABLES LOS GERMINADOS?

Las variedades de germinados son numerosas: abarcan desde los de soja,

sin duda los brotes más populares, a los de col lombarda, lenteja, trigo,

cebolla, alfalfa, rabanito, berro, brócoli, garbanzo, girasol, guisante, albahaca,

hinojo, nabo, mostaza… Todo un mundo para descubrir. Los brotes

tienen, en general, un alto contenido de vitaminas, minerales y fi bra.

• De soja: Célebres por su riqueza en proteínas e isofl avonas, que alivian

los síntomas de la menopausia y benefi cian el corazón y los huesos, son

además fáciles de digerir. La cocina china los ha impuesto.

• De alfalfa: Contienen más vitamina C que los cítricos, y altos niveles

de clorofi la, que depura el organismo y ayuda a regenerar células y a

producir glóbulos rojos.

• De lenteja: Los brotes frescos conservan toda la riqueza de vitaminas

y enzimas que se pierde en un 80% en el cocinado habitual.

• De col lombarda: Son especialmente ricos en azufre, importante en

funciones corporales esenciales como la oxigenación o la secreción biliar,

y en el fl avonoide antocianina, de benefi ciosos efectos terapéuticos.

• De rabanito: Contribuyen a depurar los riñones y el hígado.

MERO CON ENSALADA

DE GERMINADOS

Por Iker Erauzquin

Ingredientes (4 personas)

• 250 gr. de rúcula

• 1 bandeja de tomatitos

• 2 aguacates

• Aceite de oliva

• Distintos germinados

mezclados

• 4 filetes de mero de 150 gr

• El zumo de un limón

Preparación

1. En una sartén con una

pizca de sal y un chorrito

de aceite de oliva freir los

lomos de mero hasta que

estén bien cocidos.

2. En un recipiente, mezclar

la rúcula con los germinados

y los tomatitos y aderezar

con un buen chorro de aceite

de oliva. Servir en los platos

acompañado con el aguacate

laminado y ligeramente

bañado en zumo de limón

y los filetes de pescado.

• Más recetas

con germinados

en www.delicooks.com

De la semilla al brote

El proceso de cultivo de los germinados es muy sencillo y casi

se realiza solo: aquí te contamos el proceso, paso a paso. Pero

ten en cuenta que cada especie tiene sus propias necesidades

de luz y temperatura —la soja, por ejemplo, se desarrolla mejor

en penumbra—; fíjate en las indicaciones del sobre de semillas.


TEMPERATURA

AMBIENTE

20-25º

1

2

3

4

45º

40º

35º

30º

25º

20º

15º

10º


0

5

NIVEL

AGUA

6

• Paso 1: Todas las semillas

se deben dejar en

remojo varias horas: de

cuatro a seis en el caso del

rabanito y la col lombarda;

de seis a ocho en la alfalfa;

de 12 a 14 en las lentejas, y

de 14 a 16 en la soja verde.

• Paso 2: Escurre las

semillas, sécalas un poco

y distribúyelas en la rejilla

base del germinador. No

conviene apiñarlas porque

los brotes ocupan hasta

tres veces más espacio

que las semillas.

• Paso 3: Coloca la rejilla

sobre la cubeta y llénala

con agua. Lo ideal es que el

nivel del agua toque la parte

inferior de la rejilla durante

todo el proceso de germinación.

Cubre la cubeta con la

tapa invernadero.

• Paso 4: La temperatura

ideal está entre los 20 y 25

grados y debe mantenerse

estable durante todo el

proceso de germinación.

Conviene renovar el agua

cada tres días.

• Paso 5: Cuando los

brotes toquen la tapa

transparente que cierra el

germinador, retírala para

que sigan creciendo. Vigila

siempre el nivel del agua

y deja que los brotes alcancen

la altura adecuada.

• Paso 6: Según la variedad,

a los siete días de la

siembra ya podrás cortar

o arrancar los brotes (hay

quienes los consumen

incluso con su pequeña

raíz). Puedes guardarlos

en la nevera hasta 15 días.

Agradecemos a David Giné, director comercial

de Batlle Huerto y Jardín, su colaboración

y supervisión de este artículo.

57


JARDINES ARTE EN VERDE DE CINE



58 verdeesvida

Las esculturas botánicas

de Makoto Azuma

Flores y plantas vivas (o muertas), metales y materiales

tecnológicos se convierten en manos de este joven artista

japonés en sustancia de experimentación creativa.

Las esculturas e instalaciones de Makoto Azuma (1976, Fukuoka), pero también

sus exquisitos trabajos para fi rmas como Swarovski, Dior, Shiseido, Helmut Lang o

el champagne Perrier-Jouët Belle Époque, buscan “incrementar el valor existencial

de las plantas descubriendo las más misteriosas fi guras que solo las fl ores y plantas

poseen y convirtiéndolas en expresión artística”. Así son los asombrosos frutos de la

experimentación de un artista que llegó a Tokio con su banda de rock, descubrió la

materia viva de las fl ores y plantas trabajando como fl orista, abrió su propia fl oristería

haute couture, Jardins des Fleurs, la más rompedora de Tokio, y tuvo durante dos años

su propia galería de arte, donde introdujo varios trabajos experimentales.

Las criaturas vivas, y en ello incluye los sonidos, son los elementos que le sirven para

articular un lenguaje creativo que no reconoce maestros: “Nunca pensé en ser fl orista

y tampoco he aprendido de nadie ni nadie me ha enseñado. Todas mis obras y mi

estilo de arreglos fl orales son míos”, confesaba hace un tiempo en la web biginjapan.

com.au. En sus manos, las plantas y fl ores frescas, pero también mustias o muertas,

adquieren una inquietante expresividad ensambladas con cables, tubos y otras piezas

metálicas, cristal y fi bras sintéticas. El artista escoge no ignorar la muerte después de

la vida y se atreve a suspender en el aire un bonsái arrancado de su tiesto, o a presentar

un pino congelado a modo de fascinante cascada helada: el árbol muere, pero su

belleza de hielo se conserva para siempre dentro de su refrigerada caja de cristal. Él

lo explica así: “Las fl ores y los árboles no son inmortales, así que tenemos que ofrecer

algo que permanezca en el corazón de la gente, el recuerdo de una sorpresa vivida.

Busco plantar un árbol en el corazón de cada ser humano”. ✿

�Una amalgama de

cactus, tillandsias y

flores rojas de gymea

lily unida con piezas

de metal, cuelga en el

vacío de una sala totalmente

blanca. Su nombre:

Escultura botánica

nº3 Lump (bulto).

�La escultura botánica

nº5 God, una de

las más recientes del

artista japonés. En

ella, los bulbos de una

arácea semejan el

corazón de un sistema

circulatorio hecho de

tubos de metal.

� �

�Para la exposición

Time of Moss (tiempo de

musgo), Makoto Azuma

creó esta alfombra viva

sobre el material biodegradable

Terramac,

que pemite a las plantas

enraizar e incentiva

su crecimiento.

Más información:

• azumamakoto.com

�Shiki 1 exhibe el

bonsái de un pino con

sus raíces al aire, dentro

de un marco de metal.

La obra busca representar

“la belleza invisible

que surge de la fricción

entre la belleza natural

del árbol y el hombre”.

FOTOS: AMKK


vasesCollection. Maceteros, mobiliario e iluminación cuyas formas claras y de gran estilo están inspiradas en el tallado de los

diamantes. Una colección pensada para ofrecer una decoración moderna y de diseño durante el día, y un ambiente único durante la

noche; creando así un gran impacto visual que atraerá sin duda la atención ... by Jmferrero

More magazines by this user
Similar magazines