EhCXQ8

postgradosuah
  • No tags were found...

EhCXQ8

oeLAS DOS CARAS DE LASNORMAS DE LIQUIDEZ DEBASILEA IIIPor Consuelo Silva Buston* y Nicolás von Hausen***Académica FEN UAH, PhD Economics Tilburg University**Egresado Economía FEN UAHLa crisis financiera que se vivió la décadarecién pasada, dejó en evidencia lafragilidad de las fuentes de financiamientode las instituciones financieras ya que elincremento de la incertidumbre generó elcongelamiento de distintos mercados definanciamiento y la corrida en contra de unnúmero considerable de bancos alrededordel mundo. Esta falta de liquidez provocó laquiebra de muchos de estos bancos y, con elfin de evitar un peor resultado, creó la necesidadde costosos salvatajes por parte delos gobiernos correspondientes. La severidaddel impacto de estos hechos ha impulsadoa los reguladores bancarios de los distintospaíses a enfatizar la importancia deun manejo adecuado de riesgo de liquidezen dichas instituciones. Con este propósito,el Comité de Supervisión Bancaria de Basileaha propuesto dos estándares de liquidezpara el manejo del riesgo y benchmarkspara su supervisión: el LCR (liquidity coverageratio o ratio de cobertura de liquidez) yel NSFR (net stable funding ratio o ratio definanciamiento estable neto). Ambas medidasbuscan aumentar los niveles de liquidezmantenidos por los bancos y de esta forma,mejorar la estabilidad de las institucionesfinancieras con respecto a variaciones ensus fuentes de financiamiento.El LCR está definido como la razón entreel stock de activos muy líquidos de alta calidadsobre las salidas de caja netas esperadaspara los próximos 30 días (suponiendoun escenario de estrés). La segunda medida,el NSFR, se define como la razón entre elfinanciamiento estable disponible y el financiamientoestable requerido¹. Según losrequerimientos de Basilea, ambos ratios debenser mayores que 1. Es decir, los bancosdeben mantener una cantidad de liquidez almenos igual a la cantidad de liquidez queeventualmente necesitarían en un escenarionegativo.En octubre de 2014 el comité de Basileapublicó el estándar final del NSFR, que seconvertirá en una norma mínima a partir deenero de 2018. El proceso de implementaciónde dichos requerimientos se encuentraya en estudio en varios países y si bien,existen beneficios claros: bancos más estables(y todo lo que esto conlleva), existentambién diversos costos. Ambos, deben seranalizados en el contexto de cada país.En cuanto a los beneficios, varios estudiosmuestran que un aumento en losniveles de capital y liquidez en los bancosdisminuye la probabilidad de que ocurrauna crisis financiera. En particular, estosestudios muestran que un aumento en un1% en la liquidez de los bancos, disminuiríala probabilidad de crisis en entre un 2% yun 6%, dependiendo del país analizado (Barrelet al. (2009), Yan et al (2012), Kato etal. (2010)). Adicionalmente, otros estudiosrevelan que las crisis financieras tienenefectos negativos temporales, pero tambiénpermanentes en el PIB (e.g. Bordo etal (2001), Cerra y Saxena (2008)). Dados losargumentos anteriores, un mayor nivel deliquidez reduce los costos esperados de unacrisis financiera.Por otro lado, un aumento en los nivelesde NSFR también implica costos. El principalsería una potencial disminución en lospréstamos otorgados, y en consecuencia,una potencial disminución del producto delargo plazo. Esto podría suceder a travésde dos vías o una combinación de ambas:Gráfico 1Gráfico 2primero, el aumento de los requerimientosde liquidez aumentaría los costos definanciamiento de los bancos al sustituirentre sus fuentes de financiamiento. Paramantener el rendimiento sobre los capitales,los bancos prestarían a una tasa másalta lo que reduciría la cantidad de préstamosdemandados por firmas y hogares.Segundo, al buscar cumplir con el requerimiento,los bancos tenderán a sustituirsus activos menos líquidos y que requierenfinanciamiento estable, por ejemplo lospréstamos comerciales, por activos máslíquidos de alta calidad que no requierenfinanciamiento estable, como caja. Por lotanto, disminuiría la cantidad de préstamosotorgados a la economía. Ambas víasreducen la cantidad de préstamos a firmasy hogares para financiar sus proyectos, loque reduciría la inversión y el consumo,por ende la producción en el largo plazo.En Chile, la Superintendencia de Bancose Instituciones Financieras (SBIF) se encuentraen proceso de análisis de los efectosde la implementación de dichas normas deliquidez al sistema bancario. En este artículopresentamos una radiografía de la situaciónactual del sistema bancario chileno con respectoa este estándar y una discusión acercade cuáles serían los potenciales costos de laimplementación de dicha norma en nuestrosistema.NIVELES DE LIQUIDEZ EN CHILEEn una primera inspección de los nivelesde liquidez de los bancos en Chile, calculamosel nivel de NSFR actual para cada banco.Por restricciones sobre la desagregaciónde los datos disponibles (base de datos deBankscope), podemos calcular una proxy delNSFR (basado en Dietrich et al. (2014)). Elgráfico 1 muestra un ranking de los bancosde acuerdo a este ratio al año 2013. En estegráfico podemos notar que la mayoría de losbancos cumplen con el requerimiento de unNSFR mayor o igual a 1. Específicamente, aloe

More magazines by this user