Views
1 week ago

Revista-Adgya-658

Hoy es prácticamente

Hoy es prácticamente imposible imaginar una gestión administrativa, comercial y logística sin sistemas integrados, de igual forma resulta improbable que una distribuidora mayorista resuelva el movimiento interno de los bultos sin el auxilio de equipamiento móvil. la ejecución del proceso de preparación de pedidos, todas las actividades deben ser parametrizadas, es decir se tienen que implementar indicadores de gestión o desempeño, cuya aplicación permite conocer si en la práctica se están alcanzando los objetivos en materia de eficiencia operativa y en el nivel de servicio propuesto, y caso contrario aplicar acciones correctivas. Estos indicadores proporcionan datos concretos que se aplican al análisis de los objetivos relacionados con plazos de entrega, fiabilidad de la entrega, flexibilidad operativa, nivel de los stocks. En la operatoria, es habitual medir: 1. El tiempo total y por etapas (administrativas y logísticas) entre la toma del pedido del cliente y el momento en que el producto es efectivamente entregado. 2. El porcentaje de pedidos recibidos que se despachan correctos y completos. Indicador de entregas satisfactorias. 3. Porcentaje de productos solicitados con quiebre de stock. 4. Porcentaje de pedidos con roturas o errores en su preparación. 5. Cantidad de unidades piqueadas por operario/turno. 6. Cantidad de pedidos preparados/ despachados por turno. EL FACTOR TECNOLÓGICO En la preparación de los pedidos, las tecnologías juegan un papel determinante para elevar el nivel de la eficiencia operativa, a medida que se abandona el uso del papel impreso (picking list) y se introducen soluciones informatizadas, apoyadas en las TICs (tecnologías de información y comunicación). Pero las particularidades del mercado local atendido por este sector del comercio mayorista y la propia envergadura de las distribuidoras limitan la incorporación de cierto equipamiento sofisticado, como es el caso de tecnologías tipo mercadería al hombre, que por medio de dispositivos telemáticos extraen los productos de sus posiciones de almacenamiento, como por ejemplo en los carruseles y depósitos automáticos servidos por transelevadores, y los conducen hasta el punto de preparación y despacho. Donde resulta más factible introducir mejoras tecnológicas es en los sistemas tipo hombre a la mercadería, de generalizada aplicación por parte del sector. A continuación se enumeran los actuales métodos de picking sin uso del papel que contribuyen a reducir la tasa de error, y con ello a reducir los gastos por reclamos, duplicación de tareas, atrasos en las entregas y cancelaciones en los pedidos. PICKING POR ESCANEO (PICK-BY-SCAN) Probado y aprobado desde fines del siglo pasado, el sistema de piqueo mediante escaneo (pick-by-scan) representa un avance significativo frente al empleo del tradicional método de picking list impreso. Consiste en guiar la tarea del operario a través del uso de una terminal móvil (hand held) provisto de un escáner. Los datos acerca de los productos que formarán parte de los pedidos son cargados en el dispositivo móvil (sistema batch, ya en desuso) o transmitidos en tiempo real por Radio Frecuencia desde el módulo WMS del sistema de ERP. Los operarios escanean los códigos que identifican los artículos solicitados, toman la cantidad indicada en la terminal móvil y confirman el proceso mediante la entrada de datos en el teclado. Esta tecnología ha demostrado proporcionar un procesamiento de la información rápido y sin errores; además permite realizar un eficaz e inmediato seguimiento del estado de preparación del pedido gracias a la conexión con el sistema de gestión de almacenes (WMS), y optimiza el orden de sucesión en la elaboración de los pedidos. 50

51

1. Los orígenes de Mesoamérica (658 KB)
revista
revista