Views
11 months ago

EL SER POETICO

Esta obra incluye propuestas innovadoras sobre la concepción del arte en general y del poema en particular. Los nuevos conceptos están formalizados en varias definiciones y postulados. También nos proporciona valiosos indicadores que nos permiten diferenciar el Verso Vulgar y las gradaciones que lo llevan al Verso Puro. Por otra parte, propone la solución a la extraña paradoja que los críticos tradicionales han fabricado con la supuesta dicotomía entre “Poesía” y “Prosa”, mientras que la noción del Momento Vital se convierte en un indicador muy importante para la comprensión de lo que es una novela, un relato o un poema en verso. La Visión y la Transfiguración del poema visionario, tal como lo define Carlos Bousoño, cobran nuevos matices.

función denunciadora

función denunciadora del Arte. En este carril de pensamiento es que pongo a consideración de todos, un nuevo intento de explicación a la vieja aspiración griega de hacer del arte un instrumento catártico por excelencia. La propuesta formal es la siguiente: El Arte, por ser develador de los Estados del Ser; es el medio por el que el Ente concreto se identifica con los otros entes concretos, con el Ser Genérico y con el Ser Total. En el proceso, recurre al principio de la Buena Voluntad- Cariño como marco ético en su doble acepción: como Visión de lo bueno y lo bello y como instrumento cognoscitivo de la Intuición. (No como instrumento que conoce a la Intuición sino como instrumento por la cual la Intuición aprehende los Estados del Ser y del Ser total) exento de todo utilitarismo. Este último propósito se logra por la unidad Etico-Estética, que hace posible el desdoblamiento en disciplina e instrumento. El Poema es el medio más idóneo para la revelación de una faceta del Ser dado que es la más alta expresión de la capacidad intuitiva del Ente concreto, por lo que el principio de Buena Voluntad-Cariño alcanza en él su máximo nivel puesto que no puede hacerlo aún en el Ente concreto. El Ser Poético es el Ser Intuitivo por excelencia y, por ello, el gran Etico- Estético de todas las razas De estos postulados podemos fácilmente deducir el por qué debo rechazar profundamente que se llame “poema” a cualquier manifestación escrita que encierre un acto utilitario en favor de unos a costa de otros segmentos del Ser Genérico. La Etica-Estética del Poeta, cuando debe denunciar en su acto de intuir y de expresar un Estado Puro del Ser, denuncia al Ser Genérico ante el Ser Genérico mismo y no a un Ente concreto o grupo de Entes Concretos ante otro Ente concreto o grupo de Entes Concretos. La denuncia del Ser Gené- 188

ico ante el Ser Genérico mismo, función del Poeta en el acto de intuir y expresar un Estado Puro del Ser, es propio del Poema. La denuncia de un Ente concreto o grupo de Entes Concretos ante otro Ente concreto o grupo de Entes Concretos, conforman el folletín, el pasquín, el panfleto, el manifiesto… todos ajenos al verdadero Poema. Es pues la identidad Etico-Estética, bajo el principio de la Buena Voluntad-Cariño en su doble acepción, lo que hace posible la existencia del Poema. Un pretendido poeta que utiliza sus versos para loar a unos y condenar a otros es un mercenario no muy diferente de aquéllos que van a Viet Nam o a Angola. Y por supuesto, un ente similar a cualquiera de nuestros políticos, sindicalistas, burócratas u hombres de empresa, para quienes la palabra es un instrumento de tanta utilidad como lo es el fusil o el obús para el mercenario uniformado. Es que el Poeta no se identifica con el Ente concreto, siempre lo hace con el Ser Poético. Porque es preciso reconocer que el verdadero Poeta no está ni a favor ni en contra de un grupo de entes contra otros, Que el verdadero Poeta no demuestra la iniquidad, la falsedad o la arbitrariedad de un grupo en detrimento de otro. Muestra al Ser Genérico (a través del Ser Poético) lo que es el Ser Genérico. Lo expone ante sí mismo, con sus deformaciones, con sus envidias, con su egoísmo con su miedo o sus deseos de venganza. Pero nunca dirá: “tú eres malo”, “tú eres bueno”; “este grupo humano no conoce de Ética”; “nosotros tenemos la razón y ellos no”. Al contrario, dirá: El Ser Genérico es como es, por su des-arraigo del Ser Total, debido a su incipiente grado de evolución en que se encuentra su Intuición Y siempre reiterará: Sólo un grado de evolución intuitiva más avanzado lo hará diferente, 189